Marvel Zombies, diez años devorando cerebros. Primera parte.

Por
11
8335

Mark Millar, ese escocés que definió la Marvel moderna, dio a la editorial un buen puñado de sagas e ideas perfectas para ser explotadas en posteriores cómics y películas. Buena prueba de ello son sus Ultimates, pilar fundamental en la concepción del universo cinematográfico marvelita. Sin embargo, existe una idea de Millar que jamás podrá ser trasladada a la gran pantalla. Una idea tan loca y ridícula que cuesta creer que haya tenido tanto éxito en el mundillo de los cómics. Marvel Zombies. ¿Qué pasaría si los héroes de tu infancia fueran zombis? La disparatada gamberrada de Millar tuvo mucho, mucho éxito, hasta el punto de que los lectores acabaron saturados de tanto ser inmundo y putrefacto. Pero Marvel no opina lo mismo, porque el pasado verano, en medio de Secret Wars, los Marvel Zombies estrenaron dos nuevas series. Teniendo en cuenta su primera aparición y los constantes viajes temporales y/o dimensionales a lo largo de su historia, el regreso de los Marvel Zombies no pudo ser más apropiado.

Este artículo, primera parte de dos, repasa los cuatro primeros años de vida de los Marvel Zombies, que en su mayoría forman una historia conjunta. Asimismo, se explican los sucesivos aportes de cada serie al fenómeno zombi que cautivó a los editores de Marvel. Por lo tanto, es importante señalar la abundancia de spoilers en muchos segmentos.

Ultimate Fantastic Four, el origen de los Marvel Zombies

Ultimate_Fantastic_Four_Vol_1_21Ultimate_Fantastic_Four_21_variant

2005 fue un año especial. Brian Michael Bendis había empezado su andadura como escritor de los Vengadores, House of M redefinió la franquicia mutante, los primeros números del Capitán América de Ed Brubaker se pusieron a la venta, y el segundo volumen de los Ultimates por fin vio la luz. Este último logró unas cifras de ventas que la línea Ultimate jamás volvería a ver. En aquel entonces, el universo definitivo todavía no había entrado en decadencia. Es más, contaba con tres series estables y una sucesión de miniseries. La serie regular más joven era Ultimate Fantastic Four, la versión definitiva de la Primera Familía, y para garantizar su supervivencia, Mark Millar asumió la tarea de guionista. El dibujante de esta etapa no fue otro que el infame Greg Land.

Aquellos maravillosos 2005
Aquellos maravillosos 2005

Millar es famoso por su actitud de provocador, y en Ultimate Fantastic Four no defraudó. De entrada, su primer número contenía una tremenda revelación: ¡el Reed Richards Ultimate había contactado con una contrapartida suya! Y no era una contrapartida cualquiera; era una contrapartida sospechosamente similar al Mr. Fantástico de la continuidad clásica. ¿El ansiado y soñado encuentro entre los universos 1610 y 616? ¡Pues no! Millar engañó a todos los lectores. Cuando el Mr. Fantástico Ultimate entró en la dimensión de su otro yo, los lectores se llevaron una buena sorpresa. No era el universo 616, sino uno donde todos los superhéroes, incluyendo los Cuatro Fantásticos, son zombis. El plan del Mr. Fantástico zombie era entrar con su familia en el universo Ultimate y saciar su infinito hambre, ya que habían exterminado toda la humanidad… o eso creían. Huyendo de su contrapartida zombi, Reed Richards encontró un puñado de supervivientes liderados por un Magneto muy diferente a su versión definitiva. Richards condujo al pequeño grupo hasta el universo Ultimate, pero Magneto tuvo que quedarse atrás para proteger a sus compañeros y salvar el universo Ultimate. Aparentemente muere en una explosión. Los únicos muertos vivientes que consiguieron entrar en el universo Ultimate fueron los Cuatro Fantásticos zombies. Pronto fueron reducidos y encarcelados en el edificio Baxter.

Marvel_Zombies_Paciente_Zero

Marvel_Zombies_FF

Pocos detalles se dan acerca del origen de la plaga zombi. Se sabe que el primer infectado fue un héroe de otra dimensión, pero no su identidad o cómo contrajo el virus. Buscaba nuevas dimensiones en las que alimentarse y no puede decirse que la idea fuera mala. Curiosamente, su método para saltar entre dimensiones fue darle “puñetazos” a la realidad.

Marvel_Zombies_Punch_in_the_sky

No deja de ser gracioso que unos pocos meses después DC Comics publicara Infinite Crisis. ¿Coincidencia? El zombi invasor vestía un traje con los colores del Vigía, pero todos los símbolos y accesorios que porta el Vigía en su traje fueron convenientemente tapados o borrados. Un aficionado escribió una interesante teoría acerca de la verdadera identidad del zombi original en base a posteriores cómics de los Marvel Zombies. La podéis consultar aquí y merece la pena leerla. De ser cierta esa teoría, la imagen de arriba sería incluso más graciosa.

Primera miniserie

Marvel_Zombies_recap_logo

Unos pocos meses después, en diciembre de 2005, Marvel publicó la primera miniserie de los Marvel Zombies. El equipo creativo no podía ser mejor: Robert Kirkman, guionista de The Walking Dead, y el gran Sean Phillips, dibujante de Criminal y Sleeper. Una elección muy, muy acertada. El duo no decepcionó. Marvel Zombies arranca instantes después de los acontecimientos vividos en Ultimate Fantastic Four. Magneto no murió, pero es acorralado por varios de los superhéroes zombis. Un poco antes de morir, recibe un mensaje de los Acólitos. Los seguidores de Magneto, con ayuda de Forja, se han refugiado en el Asteroide M (la antigua base espacial de Magneto). Pronto bajan a la Tierra, donde descubren a la Pantera Negra, que ha sido usada por Hank Pym como proveedor de comida, y la cabeza de la Avispa zombie. Paralelamente, el resto de los Marvel Zombies intenta comerse a Estela Plateada y Galactus. La miniserie concluye con los Marvel Zombies que sobrevivieron poseyendo los poderes cósmicos de ambos y abandonando el planeta. Los humanos sobrevivientes regresan a la tierra cinco años después. Los no muertos se han ido.

Marvel_Zombies_vol1_page16

Marvel_Zombies_1_ending

La primera miniserie sorprende por su calidad. Kirkman escribió una deliciosa, macabra, perturbadora y violenta historia que disfruta deshumanizando a los héroes de Marvel y retorciendo todos los valores en los que se apoyan. Phillips, por su parte, asombra con su tremendo talento, pero eso no es nada nuevo. En Zona Negativa, David Fernández hizo una reseña de este miniserie.

Mención especial merecen las espectaculares portadas de Arthur Suydam.

Marvel_Zombies_suydam_spidey

Millar vuelve a la carga

Ultimate_Fantastic_Four_Vol_1_31_Variant

Mark Millar, coincidiendo con el final de la miniserie, se despidió de los Cuatro Fantásticos definitivos en una saga donde los FF zombificados volvían a hacer de las suyas. En el número 30 de la colección, Johnny Storm empieza a sufrir fuertes dolores y una rápido examen médico revela que un ente alienígena se ha instalado dentro de su cuerpo. Los Cuatro Fantásticos se ven obligados a pedirle ayuda al Doctor Muerte. Mientras tanto, sus contrapartidas zombis, que ahora se hacen llamar Los Cuatro Terribles (clara referencia al grupo de supervisados liderados por el Mago), ponen en marcha un plan de escape. Pese a la objeciones de sus compañeros, Reed Richards los ha mantenido vivos mientras estudia su particular fisiología y comportamiento. El estudio tampoco durará mucho, ya que, según sus cálculos, en breve dejará de ser posible viajar a la dimensión zombi. Su idea es devolver a los zombis a su universo original en el último día antes de que esto suceda. Sin embargo, los muertos vivientes no están de acuerdo. Quieren utilizar un transportador dimensional para traer a sus amigos zombis.

El plan de huida es ridículo pero alarmantemente efectivo. Puro Mark Millar. Mientras las autoridades sellan el Edificio Baxter, Victor van Damme acepta ayudar a Johnny Storm con la siguiente condición: él y Richards intercambiarán sus mentes. El líder de Latveria busca venganza tras los acontecimientos vividos al comienzo de la serie, y éste es su plan maestro. El alienígena dentro de la Antorcha Humana es en realidad un demonio lovecraftiano invocado para que Richards no tenga otra opción más que ceder al chantaje. Obviamente, Richards acepta y el Doctor Muerte, ahora en el cuerpo de Richards, se dispone a salvar a la Antorcha Humana y aniquilar a los Cuatro Terribles, una tarea en la que fracasa estrepitosamente. El ente lovecraftiano escapa en busca de un nuevo huésped que resulta ser el verdadero Richards en el cuerpo de Muerte. Richards vence con facilidad a los zombis y los devuelve a su dimensión original. Consciente del ente que alberga en su interior, se dispone a entrar en la dimensión de los zombis y sacrificarse por el bien de la humanidad. En el último momento, el Doctor Muerte anula el hechizo con el que intercambió su mente, ya que es un hombre de honor y no va a dejar morir a Richards por culpa de sus errores. Cuando sale del transportador dimensional que construyeron los Cuatro Terribles, se encuentra con la siguiente escena.

Marvel_Zombies_eating_Galactus

Victor van Damme se las ingeniará para huir de la dimensión zombi y volverá años después al universo Ultimate. El tiempo transcurrido entre su sacrificio y su regreso fue, en principio, muy breve; el Doctor Muerte reapareció tres años después. Sin embargo, recientemente Joshua Hale Fialkov estableció en Ultimate FF que aquel Muerte era un impostor. Cómo y cuándo escapó el villano es un misterio. Van Damme, cuya tendencia a exagerar sus logros es muy evidente, afirma haber matado a todos los Marvel Zombies con los que se encontró, pero el final de la miniserie de Kirkman deja bien claro que todos sobrevivieron.

Crossovers, especiales y primer contacto con el universo clásico

Ultimate_Civil_War_Spider-Ham_Vol_1_1Marvel_Zombies_Vs._Army_of_Darkness_Vol_1_1

Las buenas críticas y, mucho más importante, las excelentes ventas de Marvel Zombies motivaron la preparación de nuevos proyectos relacionados con los zombis más maravillosos del mercado norteamericano. Kirkman había persuadido a los editores de Marvel para que le permitieran escribir una secuela, pero pasaría tiempo hasta su aparición. De hecho, tras Ultimate Fantastic Four los Marvel Zombies no volvieron a ser vistos durante el resto de 2006. Enero de 2007 fue el año en que los Zombies volvieron. No fue en un evento o una miniserie, sino en un especial paródico. Ultimate Civil War: Spider-Ham se llamaba y corría a cargo de J.M. Strackzinsky, Mike Wieringo y unos cuantos artistas invitados entre los que destaca Sean Phillips. El especial trata sobre Spider-Ham buscando un sentido a su existencia mientras los autores parodian Civil War o películas como Apocalypse Now. Cuando el cerdo arácnido encuentra una razón por la cual vivir, se topa con, sorpresa, los Marvel Zombies. ¡Spider-Ham zombie! Un poco predecible, pero no pasa nada. El nuevo proyecto relacionado con los Marvel Zombies sorprendería a todos. Alguien en Marvel o Dynamite Entertainment tuvo la brillante idea de hacer un crossover entre los zombis marvelitas y la saga cinematográfica Evil Dead de Sam Raimi. El resultado, Marvel Zombies vs. The Army of Darkness, es un cómic que funciona como historia de origen de los Marvel Zombies y como secuela de los cómics basados en la licencia de Evil Dead. El primer número se publico en marzo de 2007.

Ash, el protagonista al que el gran Bruce Campbell diera vida, ha muerto y su alma está en el cielo. Le gustaría descansar un poco, pero la súbita aparición del Vigía zombie en el Paraíso estropea todos sus planes. Se ve transportado junto al Vigía zombie a una dimensión sospechosamente familiar. Ni tiempo tiene Ash para entender quién se vestiría con un pijama para combatir el crimen, porque instantes después recibe una advertencia. Los demonios que le hicieron la vida imposible en las películas originales resurgirán y solo él puede impedirlo. Empieza así una carrera a contrarreloj en busca del Necronomicón, el libro que originalmente desencadenó a los demonios. No sería una búsqueda difícil si no fuera porque el virus zombi ya ha empezado a expandirse. La miniserie confirma que el Vigía fue el zombi de otra dimensión que propagó el virus y narra los primeros días de la infección desde el punto de vista de Ash, que no da una independientemente del universo donde esté. También insinúa que el virus zombi es una nueva forma de posesión demoniaca, pero, en un giro de guion, Ash descubre que la plaga zombi no está relacionada con los demonios contra los que suele enfrentarse. La miniserie concluye con Ash escapando de la dimensión zombi y aterrizando en un universo alternativo donde todos los superheroes Marvel son licántropos. John Layman (Chew), Fernando Blanco y Fabiano Neves son los responsables de esta irreverente miniserie de cinco números.

Marvel_Zombies_Evil_DeadMarvel_Zombies_-_Dead_Days_Vol_1_1

El crossover entre los Marvel Zombies y la saga Evil Dead no debía ser suficiente para los editores, ya que en mayo de 2007, cuando el crossover aún no había terminado, salió a la venta un número unitario titulado Marvel Zombies: Dead Days y creado por el tándem Kirkman/Phillips. En este especial, los autores de la miniserie original detallaban los primeros días de la infección zombi desde múltiples perspectivas. Se hacían referencia a los hechos ocurridos en Marvel Zombies vs The Army of Darkness, pero obviamente narraba sucesos nunca vistos, algunos muy importantes. De entrada, se descubre que el Reed Richards de este universo considera el virus como una forma de vida evolucionada e infectó deliberadamente a su familia dentro del último refugió de la humanidad. De esta forma mandó al traste los planes de los supervivientes, los cuales estaban construyendo un transportador dimensional. Sí, el mismo transportador con el que los Cuatro Fantásticos zombies contactarían con el universo Ultimate. Curiosamente, Richards, al convertirse en zombi, habla del virus como un ente vivo, como una religión. Por último, y no menos importante, se sugiere que Magneto y los Acólitos estarían implicados en el origen de la infección. Querían mermar la raza humana e hicieron un pacto con alguien o algo desconocido para que trajera el virus. Así es cómo se deduce al menos, pues no se aportan más detalles. Siempre queda la posibilidad de que la llegada del Vigía zombie fuera un acto imprevisto.

Marvel_Zombies_Mr_Fantastic

Marvel_Zombies_Magneto

Finalizado el crossover con la saga Evil Dead, los Marvel Zombies reaparecieron en la serie regular de la Pantera Negra escrita por Reginald Hudlin. En aquel entonces, Mr. Fantástico y la Mujer Invisible se tomaron unas merecidas vacaciones y cedieron temporalmente su puesto dentro de los Cuatro Fantásticos a la Pantera Negra y su esposa Tormenta. El matrimonio atravesaba un difícil situación política y la oferta de los Cuatro Fantásticos ayudaría mucho. Lo que no sabían es que sus primeros días liderando al supergrupo fueran tan difíciles. Un monstruo de la Zona Negativa (la dimensión, no esta página web) entra en el edificio Baxter y la Pantera se ve obligada a usar las ranas del Rey Salomón, un concepto creado por el gran Jack Kirby en su etapa como autor de la Pantera Negra, la cual fue, por cierto, reseñada por Arturo Porras. La magia de las ranas transporta los nuevos Cuatro Fantásticos y al invasor a la dimensión de los Marvel Zombies. Van a parar justo en el planeta de los Skrulls instantes antes de que los seis Marvel Zombies con los poderes de Galactus irrumpan y empiecen a comer. El Luke Cage zombie se da cuenta de la procedencia de la Pantera Negra, y los Cuatro Fantásticos huyen, dado que los zombis quieren las ranas y transportarse al universo 616. Detenerlos es imposible, dado que los zombis tienen el poder de Galactus y los Skrulls desconfían de la Pantera Negra. Escapan de la dimensión de los Marvel Zombies justo a tiempo, ya que los Marvel Zombies terminan devorando el planeta en el sentido más literal posible. Esta saga se publicó entre junio y agosto de 2007.

Secuelas, secuelas y más secuelas

Marvel_Zombies_2_Vol_1_1

La esperada secuela de Marvel Zombies llegó en octubre de 2007, tres meses después del final de Marvel Zombies vs. The Army of Darkness y dos meses tras la aparición de los zombies en la serie de la Pantera Negra. Estaba claro que la editorial no pararía de exprimir la gallina de los huevos de oro. Pero vayamos al grano. Robert Kirkman y Sean Phillips volverían por última vez con una miniserie cuyo título lo dice todo: Marvel Zombies 2: Civil War. Esta nueva miniserie mantenía la mala baba y humor negro de las miniseries anteriores, partiendo desde una premisa que ya se sugirió en Black Panther. Los Marvel Zombies, con unos cuantos amigos nuevos, se han comido a todo ser vivo en la galaxia. O eso creen, ya que no encuentran más alimento. Al meditar sus siguientes pasos, uno de ellos tiene una genial idea. ¿Recordáis el transportador dimensional de Reed Richards? Quizás esta vez pueden repararlo. Viajan hasta la Tierra, donde Pantera Negra y los Acólitos han creado una pequeña comunidad de supervivientes en Nueva York. La historia sucede décadas después de la primera miniserie y la Pantera Negra y Forja son unos ancianos. La mayoría de los Acólitos originales han fallecido. Los únicos que siguen con vida son Lisa Hendricks, esposa de la Pantera, y el científico Reynolds, quien desarrolla una relación sentimental con la Avispa zombie… Lo curioso es que Janet van Dyne aprendió a controlarse tras perder todo su cuerpo salvo la cabeza. No tiene hambre, no quiere comer humanos. Es lo mismo que empiezan a experimentar el Spider-Man zombie; los remordimientos son cada vez más fuertes que el hambre.

Marvel_Zombies_2_all_eaten

Ajenos a todo el drama zombi, los supervivientes ya están muy ocupados con sus nuevos problemas. La nueva generación de Acólitos no está muy contenta con el liderazgo de la Pantera Negra y desea acaparar el poder. Su lider es el hijo de Fabian Cortez, convenientemente llamado Malcolm, que pronto organiza un golpe de estado frustrado gracias a la Avispa. El precio a pagar es la transformación de la Pantera Negra en un zombi con tal de preservar su “vida”. Un poco después, mientras la Pantera y la Avispa permanecen en cuarentena, los Marvel Zombies llegan a la Tierra dispuestos a comer y luego reconstruir el transportador de Reed Richards. Si bien sus compañeros zombis no sienten ni una pizca de nostalgia, los recuerdos pueden con el Spider-Man zombie, que se vuelve en contra de los otros infectados. Luke Cage también se arrepiente, y él y Spider-Man proceden a ayudar a los supervivientes. Comienza una batalla entre Marvel Zombies con el destino de los supervivientes y el multiverso en la balanza. Los supervivientes ponen en marcha varios planes de emergencia, algunos verdaderamente estrambóticos pero brillantes, y los zombis malvados atacan con todo lo que tienen. Lo que viene a continuación es una guerra sangrienta, muy sangrienta, y con una conclusión inesperada. De algún modo, todos los Marvel Zombies excepto Hulk dejan de tener hambre y matan al Coloso Esmeralda antes de que devore más humanos. Hank Pym habla de ayudar a la raza humana a reconstruir la civilización humana. Escépticos pero sin otra opción, los humanos (y mutantes) acceden. Pero no es el caso de Malcolm Cortez, que se las apaña para enviar a todos los zombis a otra dimensión. No quiere una nueva civilización, sino un poblado de supervivientes en el que poder gobernar con total impunidad. El final insinuaba nuevas historias con los no muertos expulsados, pero pasaría tiempo hasta que se materializara esa promesa.

Marvel_Zombies_no_hunger

Marvel_Zombies_Malcolm_Cortez

Marvel Zombies 2 logró unas cifras de ventas muy respetables. Por mucho que sectores del fandom protestaran ante lo que ellos percibían como un abuso en toda regla de la idea de Millar, el fenómeno Marvel Zombies se resistía a morir y Marvel no iba a abandonar la franquicia mientras siguiera produciendo tanto dinero. De todo modos, tomaron nota de las críticas recibidas. El último cómic de Kirkman y Phillips gustó a los lectores, pero la recepción no fue tan positiva como la vez pasada. El principal motivo de queja era la pérdida del factor sorpresa. Los superhéroes clásicos convertidos en zombis ya no tenían tanta gracia pasada la sorpresa inicial, y las ideas de Kirkman para mantener fresca la franquicia no convencieron del todo. El giro hacia un tono más oscuro y la lucha de los zombis por sobreponerse al hambre eran una evolución lógica pero poco rompedora. El guionista ya estuvo profundizado en esta última cuestión en la primera miniserie y en la precuela Dead Days, y volver a la misma pregunta una vez más no le hizo favores a la secuela. Marvel Zombies 2 es un divertido pero en el fondo fallido intento de mantener vivo el interés por la franquicia, aunque, la verdad sea dicha, tampoco era el objetivo personal de Kirkman. El escritor abandonó poco después Marvel para centrarse en sus propios proyectos. La franquicia quedaba en manos de nuevos autores.

Y entonces llegó Fred Van Lente

Marvel_Zombies_Machine_Man_Jocasta

El veterano editor Ralph Macchio le cedió el control de Marvel Zombies a Bill Rosemann. El editor de Vengadores Arena y la resurrección de Guardianes de la Galaxia buscó al escritor adecuado y se decantó por Fred Van Lente. El guionista es famoso por series como Archer & Armstrong y El Increíble Hercules, pero en 2008 era más bien un desconocido. Sus series independientes llamaron la atención de los editores de Marvel y pronto le empezaron a llover encargos. En 2012 dejó de trabajar para la editorial, pero esa es otra historia. Lo que importa es que en 2008 Van Lente aceptó escribir la tercera miniserie de los Marvel Zombies pese al desafío que suponía suceder a Kirkman. El dibujante seleccionado por Rosemann para la ocasión fue el británico Kev Walker, conocido en aquel entonces por trabajos como Aniquilación: Nova. La apuesta de Rosemann tuvo buenos resultados. Van Lente no quiso continuar con la historia de Kirkman, sino que prefirió desmarcarse y darle un fuerte lavado de cara a la franquicia. Nuevos protagonistas, nuevos zombis y nuevos mundos.

Marvel_Zombies_DeadpoolMarvel_Zombies_3_interior_page

En Marvel Zombies 3, el universo Marvel clásico está en peligro. ¡Los Marvel Zombies han hallado la manera de acceder al universo que todos amamos! Pero no son los Marvel Zombies de las miniseries de Kirkman, sino villanos de poca monta que fueron dejados atrás al final de la primera miniserie. ¿No contradice eso el final de la primera Marvel Zombies? Pues sí, pero es mejor no darle muchas vueltas al asunto. Los zombis quieren comida y expander el virus. Para tal propósito envían a un Masacre zombi al universo 616, en la zona de Luisiana. Es posible gracias al Nexo de las Realidades, la puerta de acceso a todas las dimensiones existentes, concebida por el legendario y excelso Steve Gerber y custodiada por el Hombre Cosa. Las actividades del Masacre zombie llaman la atención de una patrulla de la Iniciativa, aquel programa gubernamental de superhumanos que Tony Stark se sacó de la chistera al final del evento Civil War. Esa patrulla está curiosamente formada por secundarios de la etapa de Stever Gerber en la colección del Hombre Cosa. Incluye a Jennifer Kale, de la cual hablaremos más adelante. Kales es también la única superviviente del encuentro con los zombis. Su testimonio llama la atención de A.R.M.O.R., una organización secreta dedicada a neutralizar amenazas de otras dimensiones. Su líder es Charles Little Sky, mejor conocido como Portal. Es una creación de Danny Fingeroth y Rich Buckler que data del año 1989. Apareció por primer vez en la serie de los Vengadores (el número 305, para ser exactos) y reapareció un poco después en la cabecera de Darkhawk con un traje similar al del héroe noventero. Su poder mutante para invocar portales interdimensionales y su experiencia luchando contra alienígenas y supervillanos hacen de él la persona adecuada para proteger la Tierra.

Desde luego, a Van Lente no se le puede reprochar su conocimiento del universo Marvel. Y no deja de ser gracioso que una serie tan denostada por los fans más conservadores terminara recuperando a personajes de la Marvel clásica tan olvidados, pero continuemos con el repaso. Los protagonistas de Van Lente son Aaron Stack, conocido como el Hombre Máquina, y Jocasta, la robot creada por el maligno Ultron. Explicar quiénes son ocuparía mucho tiempo y espacio; afortunadamente, Arturo Porras, con ayuda de Daniel Gavilán, ya explicó los dos personajes al detalle en este imprescindible artículo sobre la inteligencia artificial en Marvel. El Hombre Máquina venía de la irreverente Nextwave, y al comienzo de la serie se muestra como un héroes a regañadientes. Está hasta la coronilla de ayudar a los demás, y solo la petición expresa de Yocasta le convence. A.R.M.O.R. les encarga la complicada misión de entrar en la dimensión de los zombis y extraer muestras de ADN humano, ya que si el virus solo afectó a los superhumanos de esa dimensión, puede que en el ADN de los humanos se encuentre la clave para una cura. Ese es el razonamiento del doctor Michael Morbius, el vampiro creado por Roy Thomas y Gil Kane en The Amazing Spider-Man, que trabaja para la organización secreta. Lo que los héroes ignoran es que Morbius ha sido suplantado por su contrapartida zombi, que necesita ese ADN si quiere extender el virus por todo el universo 616.

Marvel_Zombies_Charles_Little_SkyMarvel_Zombies_Morbius_Zombie

En este aspecto Van Lente introduce una pequeña variación respecto a lo visto en cómics previos. Los zombis quieren extender el virus para no tener que enfrentarse a los superhéroes del universo 616, pero también han desarrollado un culto religioso zombi. Tomando nota del Reed Richards de su universo, los no-muertos de Marvel Zombies 3 designan el virus como „La Palabra“ y, al igual que Mr. Fantástico, sienten la obligación moral de transportar la epidemia a otros universos. Sin embargo, poco importan los motivos de los muertos vivientes, ya que, si no ha quedado claro leyendo la descripción, los protagonistas de esta serie son el Hombre Máquina y Jocasta; los zombis pasan de protagonistas a enemigos genéricos cuyo único cometido es comer humanos y explotar en una masa amorfa de carne y huesos. Marvel Zombies 3 podría llamarse perfectamente “Las increíbles aventuras del Hombre Máquina y Jocasta” o “Zombies vs. Robots”, y quizás distanciarse de una franquicia que mostraba aparentes signos de agotamiento hubiera sido una buena. Marvel Zombies 3 resultó ser un excelente cómic de acción y aventuras que encima recuperaba personajes secundarios pero queridos por muchos fans. Los más beneficiados fueron el Hombre Máquina, que al final de la serie dejó de reprimir al superhéroe que lleva dentro, y el doctor Morbius. El vampiro está durante casi toda la miniserie atado y amordazado en una habitación oscura, pero finalmente consigue escapar y en las últimas páginas le presenta a Portal un nuevo plan anti zombis. Es hora de reunir a los Hijos de la Medianoche… en una nueva miniserie, por supuesto.

Los Hijos de la Medianoche y el Reinado Oscuro

Marvel_Zombies_4_1_cover

Si bien las cifras de ventas reflejaron un declive en interés por la franquicia, Marvel Zombies 3 tuvo éxito suficiente como para compensar una cuarta entrega. Y por si fuera poco, críticos y lectores (los que sí leyeron la miniserie) alabaron el cambio que trajeron Van Lente y Walker. Así pues, Rosemann, Van Lente y Walker se pusieron manos a la obra, y un año después, en junio de 2009, Marvel Zombies 4 llegó a todas las tiendas de cómics estadounidenses. El equipo creativo repitió la misma jugada: recuperar personajes largo tiempo olvidados o poco usados, y enfrentarlos contra hordas de zombis en un cómic de acción y aventuras. Tal y como anunciaba su predecesora, Marvel Zombies 4 es en este caso una continuación encubierta de los Hijos de la Medianoche. En los años 90 lo sobrenatural, místico y oscuro estaba muy de moda en Marvel, y Howard Mackie y Andy Kubert desarrollaron una historia en la que personajes como el Motorista Fantasma y Blade se veían obligados a unir fuerzas si querían derrotara a Lilith, la Madre de los Demonios. Así se formaron los Hijos de la Medianoche, cuyo nombre también serviría para promocionar nuevas series. La alineación comandada por Michael Morbius es la siguiente:

Marvel_Zombies_4_Hellstorm Damion Hellstorm, Hijo de Satán: Creado por Gary Friedrich y Jim Mooney en las páginas del primer número de Ghost Rider. Como indica su nombre, es el hijo de Satanás, pese a que la identidad de su progenitor sería posteriormente sujeto de varios retcons, y una humana. Hellstorm hubiera sido el sucesor de su padre si su madre no hubiera enloquecido. Ese hecho propició la acogida de Daimon en un orfanato jesuita, a salvo de la influencia de su padre. Cuando se hizo adulto y descubrió la verdad acerca de su familia, adoptó el apodo por el que es conocido, y luchó contra las fuerzas del mal. Más adelante, se unió a formaciones como Los Defensores y los Vengadores Costa Oeste. En sus apariciones más recientes Hellstrom se ha dejado seducir por su lado oscuro, y queda por saber qué produjo ese cambio. En Marvel Zombies 4 Hellstorm sigue siendo un personaje dedicado a proteger el mundo de amenazas místicas.

Marvel_Zombies_4_Jennifer_Kale

 Jennifer Kale: El legendario y genial Steve Gerber se hizo cargo de Adventure into Fear, serie regular que acogía las historias del Hombre Cosa. Desde el primer momento era consciente de lo difícil que iba a ser escribir a un personaje que se guiaba por instinto y no podía hablar o sentir emociones complejas. Tampoco ayudaba que el Hombre Cosa era y es un ser que necesita vivir en un pantano, lo que impedía cambiar de localizaciones constantemente. La solución de Gerber a este problema fue sencillo: crear un grupo de secundarios que necesitaran la ayuda del Hombre Cosa. Ese grupo fue la familia Kale, compuesta por el abuelo Joshua y los nietos Andrew y Jennifer. Joshua era en secreto el líder de un culto dedicado a preservar las enseñanzas de Zhered-Na, una hechicera de Atlantis. Jennifer siempre sospechó algo y un día decidió probar a recitar unos pasajes del libro que contiene las enseñanzas de la hechicera. Al final de la etapa de Gerber, Kale se convirtió en una notable hechicera. Fred Van Lente, probablemente fan de Gerber, recuperó a Kale en Marvel Zombies 3, cuyo principio ya fue explicado más arriba.

Marvel_Zombies_4_Jack_Russell

 Jack Russel, el Hombre Lobo: Más conocido por introducir al Caballero Luna, Russell forma parte de la generación de cómics de terror que Marvel publicaba en los años 70. Fue concebido por Gerry Conway, Roy Thomas y Mike Ploog en el segundo número de Marvel Spotlight, pero pronto tuvo su propia serie titulada Werewolf by Night, sobrenombre por el que se le conoce en inglés. Sobre la familia de Russell pesa una maldición infligida por el mismísimo Dracula, rey de los vampiros. Cuando Jack alcanzó la mayoría de edad, la maldición hizo efecto, y los años siguientes los pasó luchando contra su yo más salvaje. En ocasiones, ha llegado a dominar la maldición y luchar como Hombre Lobo contra el crimen; sin embargo, cada vez que lo consigue termina revertiendo a su estado original y perdiendo el control de la bestia en su interior. En Marvel Zombies 4 Russell se encuentra en esta última situación, sin control alguno sobre su otro yo.

Marvel_Zombies_4_Man_Thing

  Hombre Cosa: ¿Qué se puede decir a estas alturas del Hombre Cosa? Lein Wein y Roy Thomas se retaron a introducir un personaje basado en The Heap, una creación de Mort Leav y Harry Stein que data de 1942, y de ese reto surgieron la Cosa del Pantano y el Hombre Cosa, este último a cargo de Thomas. El Hombre Cosa fue en otros tiempos un químico llamado Ted Sallis que buscaba crear un nuevo suero de supersoldado. Desgraciadamente, su investigación llamó la atención de personas sin escrúpulos y sed de dinero. Sallis intentó huir de sus perseguidores, quienes encontraron su escondite en los pantanos de Florida, y, temiendo por su vida, se inyectó el suero. Al mismo tiempo, el coche que conducía volcó y cayó en las aguas del pantano. El suero no estaba preparando para entrar en contacto con otros elementos naturales, y Sallis mutó en el Hombre Cosa, un ser irracional y vacío que se guía siguiendo sus impulsos primarios.

Marvel_Zombies_4_Headpool

Estaba claro que los malos de Marvel Zombies 3 perderían, pero la incursión de zombis en el universo 616 daba para unos cuantos cómics más. Como era de esperar, un zombi consigue huir de las instalaciones de A.R.M.O.R., y de los Hijos de la Medianoche depende que la infección no se expanda. El fugitivo se encuentra en la ficticia isla de Taino y no es otro que la cabeza del Masacre zombie; Jennifer Kale no consiguió acabar del todo con él, y A.R.M.OR. decidió preservar la cabeza para investigaciones varias. Una cabeza, no obstante, es incapaz de moverse por sí sola, y Masacre, por mucho factor curativo que tenga, no es una excepción. Quien transporta la cabeza de Wade Wilson no es otro que un viejo conocido de la Marvel de los 70: Simon Garth, el Zombi. Fue una de las primeras creaciones de Stan Lee y Bill Everett, los cuales, recordemos, crearon años después a Daredevil. Su debut se produjo en el quinto número de la serie Menace, publicado en 1953. En él, Simon Garth era un exitoso hombre de negocios conocido por su cruel trato hacia sus empleados. Su jardinero, rencoroso tras años de ser maltratado y finalmente despedido, lo mató y, mediante magia vudú, lo convirtió en un zombi a su servicio. Garth consiguió revelarse y matar al jardinero. Desgraciadamente, eso no impidió que otras personas consiguieran hacerse con el control de su voluntad, y cada vez que está a punto de conseguir reposo eterno, vuelve a ser invocado por alguien. Es una constante desde su reintroducción en el universo Marvel en Tales of the Zombie, serie de 1973. Fred Van Lente, como el amante de la Marvel clásica que es, debió pensar en lo apropiado que sería tener a uno de los primeros zombis de la editorial en una serie titulada Marvel Zombies.

Marvel_Zombies_4_Black_TalonMarvel_Zombies_4_Piranha

Puede que Garth este actuando por voluntad propia, pero se siente atraído a un supervillano de poca monta reconvertido a narcotraficante. Siendo un cómic de Fred Van Lente, ese villano es un personaje rescatado del olvido. ¿Su nombre? La Garra Negra. El primer portador de este traje era un falso sacerdote vudú creado por Len Wein y Gene Colan y murió en una historia corta publicada en Tales of the Zombie, la colección de Simon Garth. El segundo portador apareció en la serie de los Vengadores de la mano de Gerry Conway y John Buscema. Éste duró más tiempo que su predecesor, luchando contra diferentes héroes antes de ir a parar al Limbo donde viven cientos de personajes abandonados. Hace unos años, Greg Rucka, en su notable Punisher, recuperó por última vez a la Garra Negra, pero esa es otra historia. La segunda Garra Negra posee amplios conocimientos de magia vudú, y por eso atrae a Simon Garth hasta su plantación de cocaína. Por el camino, Garth y la cabeza de Masacre infectan, sorprendentemente, a un villano de Namor del que solo Van Lente y unos pocos elegidos se acuerdan. Se llama Piraña y su aparición data de 1974 en el número setenta de Sub-Mariner. Sus creadores fueron Marv Wolfman y George Tuska, quienes imaginaron un letal villano capaz de multiplicarse constantemente. Es fácil intuir qué sucede cuando este villano es infectado.

Marvel_Zombies_4_The_Hood

Hasta ahora, prácticamente todo el espacio destinado a Marvel Zombies 4 trata de los personajes obscuros que Van Lente y Walker recuperaron, pero que no cunda el pánico. ¡También hay referencias a la Marvel del año 2009! Era el año de Reinado Oscuro, el último evento editorial, al que esta miniserie alude mediante el personaje del Encapuchado. Brian K. Vaughan y Kyle Hotz trabajaron en el sello editorial MAX, donde Marvel suele (o solía) publicar sus cómics para adultos, en una miniserie titulada The Hood, sobre un malhechor cualquiera que encontraba una capa que le concedía poderes. Pasaron los años y, en 2007, Brian Michael Bendis lo introdujo como nuevo villano de los Vengadores. El Encapuchado fue un habitual en la serie de los Vengadores y cuando Bendis inauguró Reinado Oscuro, él fue pieza clave. En Reinado Oscuro, los Estados Unidos de América crearon una nueva organización llamada H.A.M.M.E.R. que reemplazaría a una obsoleta S.H.I.EL.D. ¿Su jefe? Norman Osborn, el primer Duende Verde. Osborn no se encontraba en un estado mental muy fino y pronto quedó claro que no todas sus acciones iban dirigidas a preservar la seguridad mundial. El acto más cuestionable de Osborn fue crear un grupúsculo llamado La Cábala, donde se reunía con villanos como el Doctor Muerte, Loki o… el Encapuchado. La idea de Osborn era mantenerlos controlados y garantizar su neutralidad a cambio de favores. Un sistema así no podía funcionar bien, y cada miembro intentaba manipular a los otros y sacar el mayor provecho posible de tan frágil alianza. En Marvel Zombies 4, la Garra Negra contacta con su principal cliente, el Encapuchado, para venderle el virus zombi. Parker Robbins acepta la oferta sin saber del peligro que acecha la isla de Taino. Le acompaña a hacer negocios una versión corrupta de Turno de Noche, un pequeño grupo de vigilantes que crearon Mark Gruenwald y Tom Morgan en 1987, y del que no hablaremos más porque esta sección se está convirtiendo en un repaso de la Marvel clásica. El Encapuchado y sus secuaces cuentan con un informador muy importante que les provee con información de los zombis; Van Lente es listo y evita cualquier mención directa a Norman Osborn en una serie que no la necesita. Y ahora, ¡volvamos a los zombis!

Curiosamente, hay un punto en el cual Van Lente continúa lo iniciado por Robert Kirkman. El doctor Morbius explica el funcionamiento básico del virus y así zanja una de las preguntas abiertas en Marvel Zombies 2. El virus se aloja en la médula espinal de los infectados y desde ahí, se extiende por todo el cuerpo y envía órdenes al cerebro. Separar la cabeza del cuerpo contrarresta fuertemente el instinto zombi, lo que explicaría por qué la Avispa zombie fue la primera en librarse del hambre. A la cabeza de Masacre le ha sucedido lo mismo; tras ser separada del cuerpo, Wade Wilson ya no tiene hambre. También existe otro método más fácil pero largo para derrotar al virus: exponer las bacterias en la médula espinal al oxígeno. Morbius calcula que una altísima dosis de oxígeno puro podría llegar a matar a un zombie. No obstante, los Hijos de la Medianoche terminan aprendiendo que el virus esconde misterios todavía más grandes. Lo que Morbius consideraba una solución efectiva al problema les causará problemas en mitad de la historia, cuando el virus mute de forma impredecible.

Marvel_Zombies_4_previewMarvel_Zombies_4_preview_2

En Marvel Zombies 4 Van Lente se distancia incluso más de la visión de Robert Kirkman. Poco tenía que ver Marvel Zombies 3 con sus predecesores, pero al menos los villanos provenían del universo zombi y eran la amenaza a vencer. El Masacre zombie de esta cuarta entrega es directamente una justificación para que los Hijos de la Medianoche peleen contra nuevas clases de infectados, y Wade Wilson podría intercambiarse fácilmente por cualquier explicación que justifique la aparición de un virus zombi. De todos modos, romper con los visto previamente vuelve a jugar en favor de la serie. Marvel Zombies 4 es probablemente el mejor producto que haya dado la franquicia de los muertos vivientes, un cómic que saca lo mejor de sus autores y que merece ser recordado como un excelente entretenimiento.

La serie concluye con la infección contenida gracias a los esfuerzos de los Hijos de la Medianoche. Simon Garth, en un momento de lucidez, se ofrece a preservar el virus en su interior; el universo 616 permanecerá seguro hasta que Jonathan Hickman y sus Secret Wars hagan de las suyas, pero ésa es otra historia. ¿Y qué fue de la cabeza del Masacre zombie? Los Hijos de la Medianoche creen que Simon Garth la destrozó, pero no fue así. Lo que queda de Wade Wilson fue depositado por su amigo Garth en una barca que partió sin ningún destino en mente. Qué le sucedió al zombi más charlatán del multiverso, y ya sin Fred Van Lente al mando, es algo que sabremos más adelante.

Marvel_Zombies_4_Ending

Primates y mercenarios bocazas

Marvel_Apes_Vol_1_3_cover

Se dice que Joe Quesada, editor-in-chief en aquel entonces, acudió a una conferencia para hablar con los lectores. Uno de ellos bromeó al mencionar los cómics de Marvel Zombies, y propuso, en tono sarcástico, la creación de una franquicia donde los héroes de la editorial fueran primates. Así nació Marvel Apes, serie limitada a cargo de Karl Kesel, un auténtico profesional poco reconocido, y Ramon Bachs. La serie narra las peripecias del Gibón, ese patético villano que debutó en The Amazing Spider-Man de Stan Lee y John Romita Sr., al verse atrapado en un universo habitado únicamente por los primos del homo sapiens. Ese universo se rige solo por la ley del más fuerte, y quitarle la vida a tu enemigo es la norma. Naturalmente, el Gibón termina metiéndose en problemas y, sin darse cuenta, se convierte en la última esperanza de ese universo. La serie tuvo éxito suficiente como para garantizar cuatro números unitarios que continuaban las aventuras del Gibón y su amigo Speedball, que huyó al universo 616 tras ayudar al Gibón. Nadie imaginó en que desembocarían esos especiales. Mientras Fred Van Lente y Kev Walker se ocupaban de las miniseries centrales, Marvel ya ideaba un nuevo crossover. Kesel escribió los especiales y Ramon Bachs, Reily Brown, Adam DeKraker, Roberto Di Salvo, Carlo Soriano y Todd Nauck se repartieron la tarea de dibujarlos. El editor Rosemann tampoco estuvo involucrado en el proceso creativo; el cruce fue gestionado por Thomas Brennan y Stephen Wacker.

Marvel Apes: Speedball Special fue el primer especial y, como el nombre indica, se centró en el compañero del Gibón. En el especial aparecía el Fantasma Rojo, un villano que crearon Stan Lee y Jack Kirby en su inolvidable etapa en los Cuatro Fantásticos. El villano, recordemos, era capaz de controlar a un pequeño séquito de primates. Descubrir la existencia de un universo habitado únicamente por estas criaturas enciende en él deseos de poder; quiere ir al universo de los Apes y ser el rey. Para cumplir su nuevo sueño dispone de un transportador dimensional, pero necesita un guía que le indique las coordenadas o, por lo menos, le ayude a verificar que ha llegado a su destino. Obliga a Speedball a acompañarle mientras salta entre dimensiones y su actividad es detectada por los Marvel Zombies. En concreto, Hank Pym y la Avispa, dando a entender que todo sucede antes de Ultimate Fantastic Four. El mes siguiente, en las últimas páginas de Marvel Apes: Amazing Spider-Monkey, el Fantasma Rojo y Speedball conseguían llegar a la dimensión de los primates. Entonces, aparecen detrás suyo los Marvel Zombies, quienes han seguido a los dos viajeros. El espacial dejaba caer que la historia continuaba en los dos siguientes especiales.

Marvel_Zombies_Marvel_Apes_1

Marvel_Zombies_Marvel_Apes_2

En el siguiente especial, Marvel Apes: Grunt Line, el Gibón y sus amigos investigan la repentina desaparición de Speedball y el secuestro de otro colega suyo. Todas las pistas indican que Norman Osborn tiene algo que ver. En efecto, Osborn secuestró a ese colega porque también quiere encontrar el universo de los Marvel Apes. Lo que el Gibón y sus amigos ignoran es que los subordinados de Osborn contaban con su intervención y los usan para probar el transportador. En principio, el transportador debería tener la coordenadas apropiadas, pero algo sale mal. El Gibón y sus colegas acaban abandonados ¿en el universo de los Marvel Zombies? El cuarto y último especial, Marvel Apes: Prime Eight, detalla el primer enfrentamiento entre los Ape-vengers y los Marvel Zombies que perseguían al Fantasma Rojo y Speedball. Estos dos últimos no aparecen en ningún momento; han escapado o están muertos. Lo mismo no se puede decir de un gorila que trató de aniquilar a los Marvel Zombies, pero al menos pudo entretenerlos hasta que llegasen los Vengadores simiescos. A diferencia de sus contrapartidas humanas, los Ape-vengers son tan brutos que consiguen repeler a los zombis. Sin embargo, nadie se fija en que Iron Mandrill ha sido infectado por la Avispa. Se alimenta de sus novias mientras prepara un transportador con el que traer a los Marvel Zombies a su universo. El Mandril de Hierro tiene hambre.

Marvel_Zombies_Marvel_Apes_3

Marvel_Zombies_Marvel_Apes_4

La historia concluyó en un quinto especial titulado Marvel Zombies: Evil Evolution. Comienza explicando lo acontecido en los especiales previos desde el punto de vista de los muertos vivientes de Marvel. Queda claro que el crossover con los Marvel Apes sucede entre Dead Days y Ultimate Fantastic Four, pues los Cuatro Fantásticos zombies están vivos en este especial y el transportador dimensional con el que conocerán a su versión Ultimate ya está reparado. Sin embargo, antes de usarlo, los Cuatro Fantásticos acuerdan buscar antes supervivientes en su propio universo, no vaya a ser que alerten a las otras dimensiones. No opinan lo mismo Hank Pym y la Avispa, quienes usan el transportador para buscar nuevas dimensiones. ¿Qué es lo primero que encuentran? Exacto, el Speedball chimpancé y el Fantasma Rojo. Les siguen junto a otros pocos zombis, pero son derrotados como se vio en Prime Eight. Al volver a su dimensión, chocaron con el Gibón y sus compañeros, lo que explicaría por qué fueron a parar a la dimensión zombi. Los Marvel Zombies se lanzan a por el Gibón y sus amigos, protagonistas de este especial.

Sorprendentemente, los Ape-vengers entran en escena. Detuvieron a Iron Mandrill y usaron su transportador. Incluso han readmitido a Spider-Mono y Speedball, que sobrevivió, pero no es suficiente. Uno a uno son devorados a excepción de los protagonistas. Ellos se salvan gracias a ¡Magneto! El amo del magnetismo se oculta en una base subterránea desde la que contemplan cómo avanza la batalla. Los primates llevan las de perder cuando aparece la cabeza de Reed Richards (curioso cómo a los guionistas les encanta decapitar zombis), que no está satisfecho con el transcurso de la pelea porque él ha perdido su cuerpo. Está dispuesto a retroceder en el tiempo y evitar que primates y zombis se encuentren, pero necesita ayuda. Todos los humanos (y no tan humanos) acceden al no tener otra vía de escape. Les cubre en su camino al Edificio Baxter el Fantasma Rojo, que también sobrevivió. Una vez en el Edificio Baxter, consiguen alterar la historia y evitar el contacto entre dimensiones. Todos continúan con sus vidas como si nada hubiera sucedido.

Marvel_Zombies_Evil_Evolution_1Marvel_Zombies_Evil_Evolution_2

El crossover Marvel Apes/Marvel Zombies fue bastante inconsecuente, pero al final de la historia Kesel añade otra posible explicación respecto a la entrada del virus. Cuatro días antes de que el Vigía infectase a quienquiera que se cruzase en su camino, Richards terminó de construir su portal transdimensional y encontró un mundo muy interesante, uno que probablemente alberga vida más evolucionada. Abrió el portal y cuatro días después… Una explicación muy coherente dado el carácter del Reed Richards de esa dimensión, pero que choca con lo que Robert Kirkman sugirió en Dead Days. No obstante, Kesel es ambiguo y deja al lector decidir cuál pudo haber sido la verdadera causa de la infección.

2009 también fue un año muy especial para cierta creación de Rob Liefeld y Fabian Nicieza. Masacre, el mercenario bocazas, atravesaba un dulce momento comercial. La serie central escrita por Daniel Way vendía muy bien y las miniseries y series secundarias empezaban a sucederse una tras otra. Una de esas estuvo a cargo de Victor Gischler, un escritor de novelas criminalistas en clave de humor que fue reclutado por el editor Axel Alonso, y Bong Dazo, con Liefeld y Kyle Baker como dibujantes invitados. En la serie Deadpool: Merc with a Mouth, Masacre es contratado por I.M.A. para recoger un peligroso objeto en la Tierra Salvaje que resulta ser… ¡la cabeza de su contrapartida zombi! Headpool, así la llamaremos de ahora en adelante, fue encontrado por una tribu de nativos tras Marvel Zombies 4 y, desde entonces, es la nueva deidad adorada por la tribu. Masacre no es tan estúpido como aparenta, y decide devolver a Headpool a su dimensión original antes de que I.M.A. se apodere del virus zombi. Acompañado por la voluptuosa Dra. Betty y Bill el Agente de I.M.A., consigue abrir un portal en Florida, por donde Headpool entró en el universo 616 al comenzar Marvel Zombies 3. Normalmente uno tiraría la cabeza por el portal, pero la presencia del Hombre Cosa empuja al grupo a entrar en el portal porque creen que el monstruo es peligroso. Al ver la dimensión zombi se afanan por ir a su contrapartida de Florida y volver a casa. Desgraciadamente, al igual que en Marvel Zombies 3, Estados Unidos está plagada de zombis con superpoderes, por lo que Headpool hace un trato con ellos. Les ayudará en su camino a cambio de recuperar su cuerpo, ya que han viajado a un período de tiempo previo a la miniserie de Fred Van Lente y Kev Walker. Mientras viajan con destino a los pantanos de Florida se encuentran con un grupo de supervivientes compuesto por ¡profesores universitarios! Siendo una miniserie de Masacre, el respeto por la continuidad previa brilla por su ausencia.

Deadpool_Merc_with_a_Mouth_1Deadpool_Merc_with_a_Mouth_2

No obstante, el final sigue lo narrado por Van Lente y Walker; Headpool recupera su cuerpo y huye por el portal sin acordarse de por qué perdió su cuerpo. Se ve atrapado en un bucle temporal que poco dura porque Gischler lo recupera en su siguiente miniserie. En Prelude to Deadpool Corps, dibujada por un selecto grupo de autores, Masacre reúne un equipo de Masacres para salvar el multiverso. Headpool, que se encuentra retenido por un grupo de piratas, es reclutado en esa miniserie y lucha con sus compañeros en la continuación Deadpool Corps. Tras la conclusión de la miniserie, no se volvió a ver a la cabeza más parlanchina de Marvel hasta la llegada de Cullen Bunn. El guionista ha estado los últimos años escribiendo nuevas miniseries de Masacres y en una de ellas, Deadpool Kills Deadpool, dibujada por Salva Espín, un Masacre demente mataba cruelmente a todas contrapartida suya que encontrase. Headpool fue una de las víctimas, aunque es posible que su muerte estuviese fuera de continuidad. Bueno, en realidad se podría decir lo mismo de todas las miniserie de Masacre publicadas.

Headpool_death

Marvel Zombies Return

Marvel_Spotlight_Marvel_Zombies_Return

Fred Van Lente se había ganado por méritos propios comandar la franquicia de los muertos viviente. Mientras colegas suyos expandían el virus zombi mediante crossovers simios y series compartidas con personajes populares, el guionista ya estaba planeando su siguiente trabajo, esta vez más relacionado con las primeras miniseries. Era hora de saber qué fue de los zombis que protagonizaron Marvel Zombies 2. Desafortunadamente Van Lente se había vuelto, de la noche a la mañana, un hombre muy ocupado. Marvel no paraba de darle encargos, y el guionista tuvo que contentarse con esbozar su nueva serie y escribir dos capítulos. Del resto se encargarían tres selectos escritores conocedores del subgénero zombi.

Spider_Man_Crisis_on_CampusMarvel_Zombies_Return_1

Marvel Zombies Return consta de cinco capítulos, de los cuales cuatro cuentan historias separadas que culminan en el quinto y último capítulo. La primera parte fue escrita por Van Lente, cabeza pensante del proyecto, y dibujada por Nick Dragotta (East of West). En ella, se descubre que el Spider-Man zombie fue a parar a una dimensión, apodada Tierra-Z por razones que serán muy obvias, donde los héroes modernos son todavía nuevos y los poderes cósmicos adquiridos en Marvel Zombies 2 no funcionan. Un periódico revela la fecha exacta: The Amazing Spider-Man Vol. 1 #68, ¡Crisis en el Campus! En aquella historia del fabuloso equipo formado por Stan Lee y John Romita Sr., la universidad donde Peter Parker estudia acogió una exposición dedicada a cierta tabla cuyas inscripciones escondían la formula de un suero capaz de curar cualquier enfermedad y conceder la vida eterna. Kingpin, enemigo habitual del trepamuros en aquel entonces, era consciente de que la tabla albergaba un secreto, pero no sabía cuál. En cambio, el Spider-Man zombie, como ya ha vivido esos eventos, sabe que la tabla podría curar su condición y que el Kingpin pretende robarla. Lo que ignora es que en esta dimensión los Seis Siniestros son contratados para distraer a los estudiantes, y su presencia reavivará el instinto zombi dentro de él… Mientras tanto, en la luna, el Hank Pym zombie se come al Vigilante, cuyo teletransportador conectado a la Tierra está operativo. El episodio de Van Lente y Dragotta no pasa del simple entretenimiento que es ver cómo personajes de una era mítica mueren de forma sádica y sus cadáveres son alimento para muertos vivientes.

Iron_Man_128Marvel_Zombies_Return_2

El segundo episodio está escrito por David Wellington, escritor especializado en novelas de temáticas tales como vampiros y muertos vivientes. Es en el subgénero de los no muertos donde mayor fama ha cosechado en Estados Unidos y libros como Monster Island llamaron la atención de Marvel. El encargado de trasladar al papel el guión es el dibujante Andrea Mutti, actualmente enfrascado en la serie independiente Rebels. ¿Qué nos cuentan escritor y dibujante? Nada más y nada menos que la irrupción del Hank Pym zombie en Industrias Stark. El Tony Stark de la Tierra-Z está atravesando su primera adicción al alcohol y no parece que vaya recuperarse pronto. Industrias Stark tampoco pasa por su mejor momento; la dejadez de Stark les está costando mucho dinero y conocimientos. No hay nada que valga la pena salvo cierto dispositivo de teleportación con el que poder ir a la Luna. Hank Pym necesita ese dispositivo, por lo que empieza a infectar al personal de Industrias Stark mientras busca ese dispositivo. Solo sobrevive el Jim Rhodes local, quien asume el manto de Iron Man. Stark fallece salvando a Rhodes con un prototipo de nanomáquinas que reparan tejido dañado. Es decir, matan a muertos vivientes. Sin embargo, nada de eso impide que el dispositivo caiga en manos de Hank Pym. Qué hace Pym con el dispositivo se verá más adelante.

Kitty_Pryde_WolverineMarvel_Zombies_Return_3

El tercer episodio está escrito por Jonathan Maberry, un nombre que muchos lectores seguramente recordarán. Maberry es un premiado escritor de novelas de terror que ocasionalmente ha escrito series para Marvel. En su bibliografía se encuentran cómics como Doomwar, Punisher vs. the Marvel Universe o la nueva Pantera Negra. El subgénero zombi es uno de sus favoritos, por lo que no iba a desperdiciar la oportunidad de colaborar con Van Lente. Le acompaña en este episodio Jason Shawn Alexander, quien estrenó recientemente nueva serie en Image Comics. Maberry salta tres años en el tiempo y desvela qué fue del Lobezno zombie. Vive en las calles de Madripoor alimentándose de vagabundos hasta que un día se cruza con la Kitty Pryde de la Tierra-Z. Por fortuna, el Spider-Man zombie ha estado siguiendo su pista, y rescata a Pryde. Le pide ayuda para detener al no muerto y obtener muestras de tejido del Lobezno de la Tierra-Z porque está desarrollando una cura que requiere del factor curativo de Logan. Todos los superhéroes de Madripoor se enfrentan contra el Lobezno Zombie y, finalmente, el Lobezno de la Tierra-Z aniquila a su contrapartida. El Spider-Man zombie recoge sus muestras sin saber que Lobezno ha sido infectado por su otro yo…

World_War_Hulk_1Marvel_Zombies_Return_4

De la mente de Seth Grahame-Smith surgió Abraham Lincoln, Cazador de Vampiros, novela conocidísima por su adaptación a la gran pantalla y la popular Orgullo y Prejuicio y Zombies. Con este historial, ¿cómo no iba ser llamado para participar en Marvel Zombies Return? El cuarto episodio, dibujado por Richard Elson, cambia totalmente de escenario y reinventa World War Hulk, un evento publicado en 2007. El Coloso Esmeralda fue expulsado de la Tierra a un apacible planeta sin vida inteligente al que nunca llegó por culpa de un agujero de gusano. Acabó en un planeta hostil sometido al yugo de su rey. Éste es destronado por Hulk, quien se erige como salvador del planeta y forma una familia. Desgraciadamente, la nave con la que fue enviado al espacio estalla y mata a su esposa e hijo. Hulk y sus guerreros marchan rumbo a la Tierra en busca de venganza. En la historia original, Hulk visitaba primero la ciudad de Attilan y vencía a Rayo Negro. En Marvel Zombies Return, en cambio, Hulk sigue los mismo pasos, pero se encuentra con que Rayo Negro y los Inhumanos han sido infectados por Hank Pym. Los zombis traspasan el virus a Hulk y éste a su vez al Vigía. El mundo está condenado a menos que el Spider-Man zombie haga algo…

Marvel_Zombies_Return_Vol_1_5_coverMarvel_Zombies_Return_5_preview_1

Fred Van Lente volvió para concluir la serie, esta vez con Wellinton Alves a los lápices. El quinto y último capítulo se sitúa años después del episodio previo. Los infectados de la Tierra-Z se han zampado toda la galaxia y no queda ni un solo gramo de carne viva. Mientras los zombis rememoran sus banquetes, se revela cuál fue el destino de los otros Marvel Zombies engañados por Malcolm Cortez. La Avispa, la Pantera Negra y Luke Cage lucharon por salvar el universo de los zombis… sin éxito alguno. Sus cerebros podridos cuelgan en una sala de trofeos donde los zombis de la Tierra-Z se reúnen habitualmente. Paralelamente, mientras se cuentan anécdotas entre ellos, Hank Pym trabaja sin descanso en un transportador dimensional. Solo el Spider-Man zombie y sus Nuevos Vengadores, formados por Jim Rhodes y las contrapartidas infectadas de Lobezno y Hulk, pueden prevenir el fin del multiverso. La clave para vencer a los zombis de una vez por todas son las nanomáquinas vistas en el segundo capítulo. Spider-Man recuperó los planes originales y usa los pequeños prodigios de la tecnología para matar a todos los zombis incluido él. Sin embargo, el Vigía zombie fue herido antes y Pym lo encerró en el transportador para usar su poder como batería. Es justo lo que quiere el Vigilante, el cual no murió en realidad. Usa el transportador para enviar al Vigía al universo de los Marvel Zombies ¡justo cuando empieza la infección! ¡El „puñetazo“ al cielo no es más que el transportador haciendo efecto!

Marvel_Zombies_Return_5_death

Marvel_Zombies_Return_end

Marvel Zombies Return cerró toda la macrohistoria de los Marvel Zombies iniciada por Mark Millar, pero no con la calidad deseada. La miniserie es una recopilación de todo lo malo de la franquicia, empezando por la sobresaturación. Se publicó íntegramente en noviembre de 2009, o, en otras palabras, un solo mes tras el final de Marvel Zombies 4 y al mismo tiempo que el especial Evil Evolution y Deadpool: Merc with a Mouth. A estas alturas solo un monje tibetano seguiría leyendo sin sentir un mínimo de cansancio y hastío. Se puede hacer un buen cómic por mucho que se haya abusado de la idea de Millar, pero los autores no estuvieron por la labor. Por una parte, los escritores invitados estuvieron más preocupados en hacer avanzar la historia que en contar algo divertido; los tres capítulos intermedios son un interludio aburrido y vacío. Van Lente, por otra parte, se dejó dominar por los mismos errores que cometió Robert Kirkman en Marvel Zombies 2. Ver a los superhéroes morir o comer a sus series querido ya no hacía tanta gracia como la primera vez, y la serie tampoco mejoraba cuando dejaba de lado el gore y la violencia. Los capítulos intermedios podrían haberse condensado en uno solo y la trama de Spider-Man buscando una cura no aportaba nada nuevo al género zombi. La serie de Robert Kirkman y Sean Phillips también tenía cosas destacables, pero éste no es el caso aquí. Marvel Zombies Return es un cómic tedioso, un cúmulo de clichés, que no le hace ningún favor a la franquicia.


Llegados a este punto, y sin nada más que contar, la historia de los Marvel Zombies podría haber concluido. Pero Marvel no pensaba lo mismo. Aunque con menos frecuencia, la editorial ha seguido publicando nuevos cómics relacionados con sus muertos vivientes. En la segunda (y última) entrega repasaremos todas las miniseries y especiales publicados desde 2009 hasta las actuales Secret Wars. Nos espera mucho Howard el Pato.

Patos + Zombis = Éxito creativo y comercial
Patos + Zombis = Éxito creativo y comercial

11
Déjanos un comentario

Please Login to comment
7 Comment threads
4 Thread replies
1 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
9 Comment authors
Jose Maria Vicentefer13BabelgggbillyboyRaúl López Recent comment authors
Recientes Antiguos
Reverend Dust
Lector

#ArticulazoLuegoMeLoLeocomment image

Jack Knight
Lector
Jack Knight

Pedazo curro de artículo. A ver si esta noche saco un rato y lo leo.

A mi los Marvel Zombies me parecieron una buena idea cuando los sacó Millar en Ultimate 4F. Y la idea tenía su gracia para explorarla en la miniserie de Kirkman.

A partir de ahí creo que se excedieron (por decirlo suavemente) y acabaron convirtiendo un concepto ingenioso en algo completamente aborrecible.

Igverni
Lector

WHOA!!!!

Enhorabuena por el articulazo!!!

Por cierto, ahora caigo ¿Ya no hay pestaña de favoritos?

Es un artículo de los imprescindibles!!

Saludos 🙂

Raúl López
Admin

Pestaña de favoritos recuperada 😉

Igverni
Lector

Graaaaaaacias!!!

Hala!! Otro articulazo a la saca!

Daniel Gavilán
Autor

Nunca tuve demasiado interés por la franquicia después de que la gamberrada de Millar, resultándome las aportaciones de Kirkman, Hudlin y compañia por lo general bastante chorras. O al menos, así fue hasta que llegaron Van Lente y Kev Walker con su trilogía, que puede estar entre lo más adrenalínico y desbordántemente adictivo que publicase la Marvel de aquellos días. Estupendo trabajo por lo demás, Jose María

billyboy
Lector
billyboy

La teoria esta bien,pero tampoco me extraña que de ser cierta se cagaran como dice el articulo con la posible demanda,es que seria muy pero que muy exagerada.

Babelggg
Lector
Babelggg

Increrible trabajo, en cuanto a la saga de mas a menos claramente

fer13
Lector
fer13

Esto no iba a tener segunda parte? Es que tengo ganazas…