Über #0-14

Por
7
3932
 
uber_0

Edición original: Über #1-14, Avatar Press.
Guión: Kieron Gillen.
Dibujo: Caanan White y Gabriel Andrade.
Color: Digikore Studios.
Formato: Grapa, 32 páginas.
Precio: $3,99.

 

Über es la visión personal de Kieron Gillen sobre qué hubiese pasado si en la II Guerra Mundial los nazis hubiesen desarrollado un supersoldado. Acostumbrados a ver el lado más mainstream del escritor en series como Journey Into Mystery, Iron Man o Young Avengers, en Über asistimos a la versión más cruda y violenta del autor británico en el desarrollo de una ucronía que le da la vuelta al acontecimiento bélico más sangriento de la historia. Para ello se ha valido, por un lado, de la ayuda de Caanan White, dibujante que ha expresado sin tapujos la violencia del conflicto militar en cuestión donde los superhombres tienen un objetivo claro: destruir al enemigo. Y por otro lado, de la oportunidad de que Gillen haya podido publicar su historia en Avatar Press, una editorial en la que la palabra censura no consta en su manual de estilo.

Über-mensch: El Súperhombre

Fue Friedrich Nietzsche quien por primera vez mencionó en su obra Así Habló Zaratustra (1883) al übermensch, lo que de una forma muy resumida podríamos definir como el ideal de hombre perfecto, tanto en evolución personal como colectiva para una sociedad madura, culta, libre de lastres morales retrógrados y contranatura. Este ideal humano se consigue a través del individualismo, el amor a la vida, el amor por uno mismo pero sin caer en el egocentrismo o la vanidad, sino más bien cultivándose como ser humano. Años más tarde, Hitler y los suyos tomaron este concepto y lo tergiversaron para que sirviera a su causa e ideales. Para ellos el übermensch era un ser biológicamente superior y la raza aria o germánica era la viva prueba de ello. Por tanto, los nazis sustituyeron, con el abierto rechazo de Nietzsche, el desarrollo personal e individual por uno de aspecto racial y nacional.

uber_1
Cierto es que la idea del superhéroe bebe mucho del übermensch nietzschiano, pero si limitamos el concepto al aspecto militar, a nadie tampoco se le escapa que el Capitán América es el máximo exponente del concepto, por no decir toda la colección de sucedáneos que le siguieron; El Destructor, John Steele, Lobezno, Nuke, etc. Es más, era inevitable que un personaje enmarcado en la II Guerra Mundial como Steve Rogers, no tuviera como enemigos a sus contrapartidas nazis. Especialmente en el título de los Invasores, pudimos conocer supervillanos teutones como Brain Drain, Warrior Woman o Master Man, a quien podríamos considerar la respuesta nazi al suero de supersoldado utilizado en Steve Rogers (y que valga la ironía, fue creado por un científico alemán renegado). Pero el plantel de villanos nazis no se queda aquí; personajes como Capitán Axis, el Barón Sangre o Iron Cross son sólo unos cuántos de los muchos que se aprovecharon de los experimentos nazis para mejorar sus capacidades humanas. Y como no, en DC tampoco quisieron dejar de pasar la oportunidad de presentar sus creaciones de villanos arios con aspiraciones supremacistas como el Capitán Nazi y el Barón Blitzkrieg y que siguen el mismo concepto de personajes sobrehumanos gracias a los experimentos alemanes durante la II Guerra Mundial.

masterman captain_nazi

Wunderwaffe al estilo Gillen

Como vemos, las figuras y el tema del übermensch (manipulado) estaban ahí, pero nadie lo había tratado en profundidad, ni tampoco le había dado el protagonismo a los chicos malos. En abril de 2013 Avatar comenzó a publicar Über, la ucronía de Gillen en formato mensual en la que los nazis logran desarrollar a un supersoldado con determinantes e históricos resultados. La acción comienza situándose en los últimos días del III Reich. Berlín languidece bajo el acoso de las tropas soviéticas. Todo parece perdido para la causa alemana y el Führer está a punto de tomar una decisión dramática para dar por finalizado su mandato. Es entonces cuando toma protagonismo el general alemán Sankt, quien con un nuevo cuerpo de soldados denominados Panzermensch y tres Übermensch, con el nombre en código Battleships (Acorazados), cambia el rumbo del conflicto. Se trata de hombres y mujeres que, gracias a la ciencia nazi (y a algo más), han desarrollado un cuerpo y unas habilidades que los convierten en auténticas armas humanas de destrucción masiva. Especialmente los Acorazados, que con su fortaleza superior y sus “halos” pueden destruir batallones enteros de soldados, escuadras de bombarderos o compañías de tanques. En resumidas cuentas, todo lo que huela a Aliado. Todos ellos son, dentro de la ficción de Gillen, el máximo exponente de lo que en su momento se denominó la Wunderwaffe, o armas maravillosas, término que el Ministerio de Propaganda nazi utilizó para definir a las superarmas desarrolladas por los alemanes en la II Guerra Mundial.

Uber2Wrap
Conflicto éste que, por cierto, ha sido descrito como el más sangriento y violento de la Historia. Así que en las páginas de Über asistiremos a la visión particular del guionista de cómo se habría desarrollado esta contienda en el caso de que hubiese existido estos supersoldados. Para Gillen es una “historia de guerra y gente convirtiéndose en monstruos”, y es por ello que quiere mostrar en su narración la crueldad explícita de la ficción que ha creado. Se trata de una historia de horror en la que la Alemania nazi se hace con el poder de unas armas tan poderosas como la bomba atómica desarrollada por los americanos. Ahora imaginad la carnicería.

Se puede pensar que con este armamento, el resto del conflicto será un paseo para Hitler. Para nada. Aunque los Acorazados y los Panzermensch son auténticos baluartes decisorios, Alemania se encuentra en una situación comprometida y recuperar el terreno perdido será una tarea ardua. Y por supuesto, el bando Aliado no se quedará de brazos cruzados. Recordemos que en la II Guerra Mundial los espías jugaron un papel determinante y en Über también lo tienen. El robo e intercambio de tecnología será una trama más dentro de esta serie y a lo largo de los 14 números ya publicados asistiremos a la carrera entre las naciones del Eje y los Aliados por conseguir su propia Wunderwaffe y ganar el conflicto. Todos lucharán, con aciertos y sangrientos fracasos, por competir con los nazis pero ¿Es que se puede superar a la infalible tecnología alemana?

uber_japan
Además, Gillen ha querido ser fiel al comportamiento que las distintas naciones y autoridades tuvieron en la guerra: el sacrificio honorable de los japoneses en el Pacífico, la capacidad de aguante británica en el Reino Unido con un flemático y realista Churchill, o la determinación soviética con un pragmático y cruel Stalin en el frente Este. Todo ello es un ejemplo, entre otros, de que el escritor ha querido documentarse apropiadamente para la ocasión y que los protagonistas de la historia sigan el patrón que se estableció en la II Guerra Mundial. Con respecto a esto último, he de decir que si hay un punto favorable en Über es que al final de cada número Gillen explica los motivos, históricos y personales, que le llevaron a escribir el tebeo en cuestión. Por tanto, podemos considerar esa sección como el “cómic comentado por el autor” y que ayuda a arrojar más luz sobre el título.

Panzermensch y Acorazados

Como ya comenté anteriormente, estos son los nombres en clave de los soldados nazis con capacidades humanas ultradesarrolladas, los auténticos Übermensch. Los Panzermensch son la primera camada de supersoldados, físicamente superiores y con habilidades psíquicas, o también llamados “halos”, con los que destrozar a sus rivales más cercanos. Los Acorazados son la evolución de los anteriores. Sólo existen tres y sus nombres claves son Siegmund, Siegfried y Sieglinde. Pocos pero altamente letales, y es que desarrollar uno no es tarea fácil. Poseen las mismas habilidades que los Panzermensch, pero aún más avanzadas y destructivas, muy destructivas. Imbatibles, son el orgullo de Hitler y una auténtica pesadilla para los Aliados, que no pueden hacerles frente salvo con un arma humana del mismo calibre. Y es aquí dónde se produce la ironía del concepto de Übermensch nazi. ¿Realmente es un asunto racial característico de un pueblo? Pregunta a la que no se le puede dar una respuesta fácil. Los Aliados intentan desarrollar sus propios superhombres y por tanto no es un término que se limita al pueblo ario supuestamente superior. Pero la cuestión es, tal como lo planteé dos párrafos más arriba, es si Churchill y los suyos podrán alcanzar el nivel de los alemanes. En cualquier caso, los Acorazados no son soldados de cabeza cuadrada, mente cerrada y criminal. Tal vez al principio, pero a lo largo de Über se irán desentramando las inquietudes, anhelos y secretos de cada uno de ellos que en su conjunto ayudarán a complicar el argumento principal. Sin embargo, el desarrollo de estos personajes es menor del deseado porque, por un lado, otros personajes copan también bastante protagonismo, de los que cabe destacar los líderes de las diferentes naciones. Y por otro lado, porque los acorazados son máquinas de matar y por tanto la violencia y la sangre restan viñetas de evolución personal.

Uber1Apocalypse
Para ser continuistas con el estilo y la parafernalia propia de la II Guerra Mundial, White ha diseñado una estética adecuada para estos Übermensch. Auténticos representantes del ideal nazi embutidos en uniformes que son la carta de presentación de lo que encarnan. Eso sí, sin olvidar tampoco la crueldad sangrienta que rodea tanto el conflicto como a los protagonistas de la historia. A toda esta armonía militar también contribuyen las distintas y múltiples portadas variantes que han sido publicadas para cada número: regular cover, blitzkrieg edition, wrap cover, homage cover, propaganda edition, war crime edition, que hacen de Über una delicia para los entusiastas del género bélico, los fetichistas de la estética nazi y los baños de sangre.

Fuente: Taringa.

Fuente: Previews.

7 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Daniel Gavilán
Autor
14 junio, 2014 11:05

Gillen pone el guión, and then, Avatar happens

La serie la he picotedado alguna que otra vez, pero tampoco tengo una opinión clara más allá de las cafradas. Lo más despollante, eso sí, fue toda la movida que hubo al principio, acusando de exaltar el nazismo a Gillen y White. Menudo par de arios http://1.bp.blogspot.com/-FQWGK-Imbe0/UvFMQEbZBRI/AAAAAAAAAjQ/l3rIQuFUoEo/s1600/uber+02.jpg

Mr. X
Mr. X
Lector
14 junio, 2014 12:09

A mí me recuerda un poco, precisamente, a la mini que está sacando Vertigo, The Royals, Masters of War, con el concepto de Superhumanos + II Guerra Mundial aunque me parece que esta última -sin ser una maravilla- es bastante mejor.

Mr. X
Mr. X
Lector
14 junio, 2014 12:12

Por cierto, la serie buena/buena de Gillen es Phonogram… y esa sigue inédita en España… y ni se la espera, ¿no?

dhaldon
dhaldon
Lector
14 junio, 2014 13:30

Yo le eche un vistazo al principio y la encontré muy confusa y muy cafre, así que la dejé, quizás cuando este completa le de otra oportunidad. Despollante eso si las acusaciones de pro nazis a los autores, pensé que los giliprogres eran una peculiaridad española, se ve que no.

Y sobre The Royals, a mi me está encantando, me parece de lo mejor del año.

samanosuke
samanosuke
14 junio, 2014 15:33

Yo es que de Avatar estoy bastante escarmentado, así que cuanto menos lea del sello mejor, porque incluso las mejores ideas acaban convertidas en gilicafradas. Y además, el 90%, dibujada por mancos. Más aún, Gillen me parece que cada vez se va desinflando más…

Una oportunidad le estoy dando a Rover Red Charlie, por ser Ennis, que siempre suele dar lo mejor de sí mismo en historias de amistad y camaradería, y era lo que esperaba con los portas peludos. De momento nada del otro mundo, pero se lee con simpatía y Red es genial.

Mimico
Lector
14 junio, 2014 20:05

Gran artículo, como siempre. Una de las series que con más ganas estoy esperando a que publiquen por aquí. A ver si se anima Panini, aunque me da que puedo esperar sentado…

manolin
manolin
Lector
15 junio, 2014 12:41

No se dejen engañar por su color de piel, se apellida WHITE, que quiere decir BLANCO, luego es un propagandista de la superioridad racial blanca-aria sin duda alguna.