#ZNSeries – iZombie. Primeras impresiones.

 
izombie_Poster

Género: Comedia, policíaco, terror y drama
Creadores: Rob Thomas y Diane Ruggeiro
Guion: Rob Thomas y Diane Ruggiero
Reparto: Rose McIver, David Anders, Malcolm Goodwin, Rahul Kohli, Robert Buckley, Aly Michalka, Molly Hagan, Nick Purcha, Chad Rook, Bradley James
Producción: Warner Bros. Television y Rob Thomas Prods
Canal: The CW
País: Estados Unidos
Episodio: 1×01 (Primera Temporada)

 

Las terroríficas criaturas de nuestro folklore popular, sean vampiros, hombres lobo, políticos o zombies, son una parte muy arraigada de nuestra cultura y resulta difícil a estas alturas encontrar una nueva perspectiva o interpretación sobre ellos que pueda realmente llegar a sorprendernos. No siempre esto es un requisito indispensable, al fin y al cabo The Walking Dead, el fenómeno superventas de Robert Kirkman, ha atrapado al público con unas historias de corte muy clásico y sin salirse de la premisa incial con la que George R. Romero inició el género en 1968 con el estreno de La noche de los muertos vivientes. Pero intentos de ir un paso más allá, haberlos haylos, como el que el guionista Chris Roberson y Michael Allred planificaron en 2010 con iZombie, el cómic de la línea Vertigo de DC Comics que sería una de las últimas obras del sello de la era Karen Berger.

El argumento de esta alocada historia seguía a Gwen Dylan, una joven zombi que debe comer cerebro humano una vez al mes para no degenerar en un mero cadáver lobotomizado sin ningún tipo de conciencia. Una vez lo consume, recibe los recuerdos del difunto durante una semana. Esto lleva a Gwen a aceptar un trabajo como sepulturera en un cementerio ecológico (ya que los fluidos de embalsamamiento saben asquerosos) para así tener acceso a cerebros frescos y evitar hacer daño a nadie. Su habilidad también le llevará a ejercer de detective en algunos surrealistas casos. Todo esto en un mundo repleto de criaturas fantásticas como vampiros, fantasmas y momias, muchos de los cuáles conforman la rica galería de personajes secundarios de sus páginas como es el caso de Ellie, una adolescente fantasma muerta en la década de los sesenta; Spot, un “hombre terrier”, aficionado a los cómics y los videojuegos; una momia extraordinariamente bien conservada llamada Amon o un grupo de vampiresas que regentan un moderno local de paintball.

Todo ello salteado con el siempre espectacular dibujo de Mike Allred y un aliño indigestamente pulp en el que encontraremos científicos locos, monstruos de toda clase y condición, supersoldados soviéticos zombis o chimpancés parlantes. Nada parece imposible en las páginas de iZombie que sus responsables lograron mantener en antena durante veintiocho números hasta confirmarse en 2012 su cancelación. Pero eso no evitó que el canal estadounidense The CW se fijase en las posibilidades de esta historia para ser adaptada a la pequeña pantalla encargando al creador de la aplaudida Veronica Mars, el escritor, guionista y productor Rob Thomas, el desarrollo del proyecto como si fuese un cruce de su más recordado trabajo y Buffy Cazavampiros. Pronto quedó claro que la serie no seguiría el surrealismo y absurdo argumental de la obra de Chris Roberson y Michael Allred tomando solo del original su premisa: una chica zombie capaz de obtener la memoria de los muertos al comer sus cerebros. En este caso Gwen Dylan no trabajará como sepulturera sino como médico forense en un mundo mucho más normal y convencional del que conocemos en el cómic y con tramas qjue tendrán un marcado corte procedimental y mantendrán, por otro lado, gran parte de ese inevitable humor negro de la obra original.

Tráiler de iZombie

En la producción de la serie, como no podría ser de otra manera, Warner Bros. Television, aliada con Rob Thomas Prods, son las máximas responsables de esta propuesta que se suma al ya interesante catálogo de adaptaciones de cómic del canal The CW que sigue emitiendo actualmente las temporadas de Arrow y The Flash. Por su parte, encabezando el reparto de la serie tenemos a Rose McIver (Masters of Sex, Once Upon A Time) en el papel de Gwen Dylan, a la que secundan nombres como los de Malcolm Goodwin (Detroit 1-8-7), Robert Buckley (666 Park Avenue, One Tree Hill), David Anders (Heroes), Alexandra Krosney (Bones, Numb3rs), Nora Dunn (Saturday Night Live) o Jenna Berman (Doble identidad). En #ZNSeries, como viene siendo habitual, no queríamos dejar pasar este estreno y, como ya hemos hecho con algunas adaptaciones de cómic a la pequeña pantalla recientes, como Gotham, Constantine o Powers, reunimos las opiniones de varios redactores que ya le han podido dar su primer mordisco a iZombie para ofreceros nuestras primeros impresiones de esta serie. Por lo tanto, sin más dilación, nuestros compañeros pasan a exponernos sus sensaciones del primer capítulo de iZombie. ¿Y vosotros? ¿la habéis podido ver ya? ¿qué os ha parecido? Contad, contad.

No son zombis, son infectados, por Samuel Secades

Para toda una generación, la caída en desgracia de la saga de Resident Evil en los videojuegos supuso la desaparición, durante mucho tiempo, del survival horror como género. Una auténtica desgracia sustituida por tiros y más tiros, coberturas al más puro estilo juego de guerra al uso, y zombis a los que no les daba tiempo a aterrorizarte de lo rápido que iban. No, no estamos en #ZNGames, pero este ejemplo me ha venido de perlas para expresar lo poco que me ha gustado este piloto de iZombie, donde prácticamente no tenemos ninguna de las virtudes del cómic original y sí casi todos los defectos de las series del montón de nuestros tiempos. Y es que esta iZombie televisiva se queda solamente con la premisa de la joven convertida en no-muerto a su pesar y que intenta no transformarse en una bestia irracional comiendo regularmente cerebros. iZombie utiliza esa premisa, más que como base para construir la historia, como excusa para desarrollar una serie procedimental vista hasta la saciedad con multitud de toques cómicos que a punto están en convertirla en una sitcom policíaca de lo mal encajados que están.

Nada encontraréis aquí del tono lúgubre del cómic, de ese humor negro tan bien llevado no por lo graciosos que fueran sus protagonistas sino por lo agridulce de las situaciones en las que se veían envueltos. Ni del componente sobrenatural, ya de paso, que con la inclusión de una supuesta reversibilidad en el estado de la protagonista le quita todo el encanto a su condición haciéndola pasar por una enfermedad. Los productores, eso sí, quieren aprovecharse de todo el potencial de la palabra “zombi” rellenando en este piloto todo el cupo de referencias para una temporada entera, desde Romero a una partida al Dead Island. Ese hacer guiños al componente sobrenatural para luego apartarlo para darle a la audiencia ese caso semanal que tanto ansía (como si los CSI, NCIS y Mentes Criminales no fuesen bastante por una semana) es una maniobra cínica al uso en la industria, aprovechándose de las ventajas del cómic pero desechando cualquier riesgo que aquél pudiera haber tomado. En pocas palabras: ir a lo fácil.

Rose_McIver_izombie_cw_2
La actriz Rose McIver encargada de interpretar a Gwen Dylan disfrutando de su comida

El caso elegido para presentarnos la trama, además, no podía haber sido menos atractivo y con una resolución completamente absurda, aunque en un episodio en el que todos los personajes parecen comportarse como secundarios cómicos tampoco parece muy fuera de lugar (en especial ese irritante encargado de la morgue). Y es que el cómo una médico de la morgue termina como compañera resuelvecasos del policía de turno me recordó poderosamente a la genial e injustísimamente olvidada El Último Gran Héroe en la que podías demostrar que estabas en una película cuando a una policía se le asignaba de compañero un gato de dibujos animados, sólo para minutos después asignar como compañero de Slater al propio niño protagonista. Mucho tiene que mejorar (lo dudo) el desarrollo de personajes para que este iZombie no caiga en el tedio que ni siquiera el buen hacer de su protagonista creo que pueda salvar. Supongo que habré pecado de ingenuo al esperar ver a una protagonista viviendo en el cementerio, ayudada por un personaje que se convierte en Hombre-Terrier en las noches de luna llena, luchando contra vampiresas autónomas y teniendo como mejor amiga a una fantasma anclada en la inocencia de una adolescente en los años sesenta. Qué lástima.

La alergia a lo fantástico, por Jordi T. Pardo

El episodio piloto de iZombie no ha dejado lugar a muchas sorpresas. Los adelantos, imágenes y la información que manejábamos hasta ahora dejaban entrever un procedimental de manual en detrimento de la fábula fantástica y pop del cómic original de Chris Roberson y Mike Allred. No nos equivocábamos. La “alergia a lo fantástico” la deja clara su creador Rob Thomas que ha hablado de su escaso interés por la “parte sobrenatural de la serie” asegurando que su intención no era firmar una nueva cabecera de “multimonstruos” sino ofrecernos algo similar a su Veronica Mars como desde The CW le habían solicitado. La intención de Rob Thomas en iZombie pasa pues por encontrar el equilibro perfecto entre comedia y drama en una trama a la que él mismo compara con Memorias de un zombie adolescente, la película de Jonathan Levine basada en la novela de Isaac Marion. La pregunta nos la hemos hecho otras veces pero la volvemos a repetir, ¿para qué hacerse con los derechos de una obra si no se vas a respetar mínimamente su espíritu, tono e historia tal como fue concebida por sus autores? ¿por qué simplemente no inventar algo nuevo? La única licencia al cómic son las simpáticas entradillas y la introducción de los créditos iniciales inspiradas en el trabajo de Mike Allred. Para todo lo demás, y salvando la condición no muerta de su protagonista, iZombie no deja ser un procedimental con todas las letras (y no de los más prometedores) como tantos otros pueblan de la pequeña pantalla estadounidense.

Es cierto que el episodio piloto siempre carga con el hándicap de la presentación, la necesidad de situar al espectador y, por otro lado, resulta loable que el peso del argumento se pose sobre los hombros de sus protagonistas. Pero si el centro de la historia pretenden ser los casos a resolver y el tono detectivesco de la serie tendrán que trabajar más en esto último. En ese sentido en el episodio piloto tenemos una trama excesivamente simple y con una tendencia a relacionar todas las piezas del puzzle de la manera más conveniente posible sin romperse mucho la cabeza. El guión se nota endeble y, precisamente, el interés, si somos capaces de conservarlo, se halla en esa acomplejada premisa fantástica que es lo único que puede hacer destacar de alguna manera a la cabecera. Lo mejor de iZombie por ahora es su narrativa, no es compleja, tampoco se le pide, pero sí tiene toques frescos y divertidos, con un humor negro que aunque de recurso fácil puede dar su juego si se molestan algo en refinarlo. Por otro lado, hay que poner de relieve el trabajo de Rose McIver que no sabemos si es por su caracterización o su interpretación o, posiblemente por una mezcla de las dos cosas, resulta magnético y atractivo. El resto de personajes bailan a su sombra, no hay en el episodio piloto mucho espacio para hablar de ellos pero Rahul Kohli, interpretando al Doctor Ravi Chakrabarti, puede ser un buen contrapeso para su protagonista.

Rose_McIver_izombie_cw
La actriz Rose McIver en una escena de iZombie

En definitiva, como adaptación iZombie resulta nula, salvo un cambio de orientación en un futuro próximo la fidelidad al cómic de Chris Roberson y Mike Allred – aunque no sea una de las cabeceras más míticas y de calidad de la línea Vertigo– no parece ser un valor importante para la producción. Pero valorando propiamente la serie, si esta logra soltarse en algún momento el pelo, puede ser una propuesta cuanto menos entretenida de ver si se impulsa el humor de la misma y se trabaja en las tramas que harían bien en inspirarse en el surrealismo y absurdo de la premisa original. Eso serviría para acabar de dotar a la cabecera de una personalidad que en estos momentos no tiene. Pero ya sabemos que la atracción por los convencionalismos y los tópicos gusta mucho a los productores y The CW preferirá mantener un perfil bajo y con cada gota de hemoglobina bien contada. Intentando atraernos al “lado oscuro” con algunas referencias cinéfilas a las películas de zombies y un par de gags, más o menos, tan acertados como fáciles e irrelevantes. Tendrán que hacer algo más que eso. Pero después del buen trabajo del canal con Arrow y The Flash, y aunque estas poco tengan que ver con iZombie, habrá que darle el beneficio de la duda a la nueva creación de Rob Thomas y comprobar si en los próximos capítulos resucita algo más que su protagonista.

No innova pero al menos entretiene, por Marta Gómez

La nueva serie del canal The CW, basada en los cómics homónimos publicados por la editorial Vértigo, nos presenta el cambio que supone para una humana volverse zombie sin quiere renunciar a su condición, ni valores. No es la primera vez que vemos esta premisa entre tanta serie de temática zombie, ya lo presenciamos con In the Flesh de la BBC, sin embargo aquí se nota la mano de la cadena, ya que en lugar de explorar de forma más profunda y seria lo que puede suponer ese cambio, la protagonista parece una adolescente pérdida y sin ganas de no vivir hasta que encuentra una razón por la que tirar hacia delante. Así, nos involucramos en otro tipo género, el policial, puesto que gracias al cambio en su trabajo motivado estrictamente por la supervivencia, que la aportarán esos dones nuevos, acabará ayudando al detective de homicidios Clive Babineaux, un personaje un tanto inepto en su trabajo, a resolver casos misteriosos. De nuevos dos personas con diferentes problemas que se asocian para resolver asesinatos inexplicables. Tampoco resulta nuevo, pero pese a todo, la serie más o menos funciona y el final te deja con ganas de saber un poco más. O por lo menos, lo suficiente para darle una nueva oportunidad que nos deje ver hacia donde evoluciona la trama. Habría que destacar que la protagonista, Rose McIver, funciona muy bien desempeñando el papel de Olivia Moore, sin embargo, un punto en contra reside en que pese a su estatus de médico, no es ella la que trata de desentrañar el misterio de su transformación en zombie y en mi opinión, una persona con conocimientos sanitarios de ese nivel, trataría de entenderlo antes, en lugar de comportarse de esa manera. Afortunadamente su jefe, el doctor Ravi Chakrabarti, sí parece querer indagar en ello, de hecho resulta sorprendente y al mismo tiempo algo irreal, su forma de afrontar las sospechas que tiene hacia ella.

izombie-pilot

iZombie no es nueva, ni innova absolutamente nada en ningún género, pero pese a todo y sin haber leído nada del cómic en el que se basa, si creo que merece la pena seguirla porque entretiene, y eso ya es mucho. Desde luego lo que no hay que perderse son los créditos de apertura creados por el dibujante Mike Allred, que a priori, seguro que es de lo poco que han respetado del espíritu del cómic.

3
Déjanos un comentario

Please Login to comment
3 Comment threads
0 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
3 Comment authors
ChelentanoSergio Roblabatlander Recent comment authors
  Subscribe  
Recientes Antiguos
Notifícame
batlander
Lector
batlander

Vi el primer capitulo ayer y me gusto bastante. No he leido el comic asi que no puedo comparar como hacen en el analisis pero me ha gustado. Y la actriz creo que hace un buen papel. El detective no, me parece que hace el papel de “negro secundario que van a matar en breve” creo.
Pero bueno, en general me ha gustado, aunque igual es por no haber leido el comic. Leyendolo, ya comente que Powers me parecio de lo peor que he visto ultimamente.

Sergio Robla
Admin

Yo desde que me he enterado de que Lucifer también será una procedimental ya no tengo grandes esperanzas en la series Vertigo.

Chelentano
Lector

A mí me está gustando por ahora. Es más, me ha sorprendido. También es cierto que nunca me he leído la serie original, pero lo haré próximamente.