Un mundo maravilloso

Vivimos en una sociedad sin sentido

Por
2
1316

Edición original: Shogakukan
Edición nacional/ España: Norma Editorial.
Guión: ASANO Inio
Dibujo: ASANO Inio
Formato: Rústica con sobrecubiertas. 436 páginas
Precio: 12.95€

ASANO Inio es uno de los autores más relevantes del panorama actual del cómic japonés, capaz de haber hecho gala de una personalidad arrolladora y desarrollar un estilo muy propio, situándose en la vanguardia artística del medio en su país y labrándose una numerosa legión de seguidores más allá de las fronteras japonesas. Tras haber podido disfrutar de la mayor parte de su producción artística, recientemente ha llegado a nuestras librerías uno de sus primeros trabajos.

Un mundo maravilloso es una colección de relatos cortos, que a nivel argumental no tienen relación, pero que sí se encuentran imbricados por la personal visión que este autor tiene del mundo y su forma de plasmarlo en las páginas de sus obras, así como por estar dedicados a mostrarnos un pedacito de las vidas de sus protagonistas. Se trata de una serie de trabajos primerizos, que realizó mientras los compaginaba con su formación como dibujante y sus labores como asistente. No todas las historias tienen el mismo número de páginas, y es que Asano debía esperar a que el editor de la revista Sunday GX, en la que se publicaron a principios de siglo, le informara de cuantas páginas quedaban libres en cada número y, por tanto, de cuantas disponía en cada ocasión, por lo que en ocasiones debía sintetizar sus ideas al máximo.

Estos relatos son una suerte de antesala de sus siguientes trabajos, por lo que aquellos que hayan leído las obras que se han publicado hasta ahora, podrán reconocer planteamientos y personajes que depuró y utilizó de nuevo con posterioridad a estas historias. Así, encontramos en la primera de ellas, titulada Huidiza, una versión primigenia de Solanin, en la que una joven inconformista en busca de su lugar en el mundo, que lucha por hacer realidad sus sueños mientras que la vida le aprieta las tuercas, es el eje de una banda de rock. En muchos de los relatos también podemos encontrar elementos fantásticos, propios del realismo mágico que podemos encontrar en Buenas noches, Punpun.

Las obras de Asano se caracterizan por incluir una proyección de sus propias inquietudes, miedos, dudas, ilusiones, etc. Este aspecto les confiere cierto carácter autobiográfico, que incluso le lleva a abordar las duras condiciones de vida y las posibles consecuencias que puede tener la elección de su profesión en el sexto relato, titulado Sunday people.

El retrato de la juventud y la elección de protagonistas que se encuentran en esta franja de edad es otra de las constantes en estos relatos y en la producción de este autor. Asano ahonda en la perspectiva psicológica de sus personajes, haciendo hincapié en su inconformismo ante las expectativas que sus familias y la sociedad tienen sobre ellos, a la vez que se mueven persiguiendo sueños que difícilmente podrán alcanzar, el autoconocimiento y la constatación de sus propias limitaciones ante los varapalos de la vida, el hecho de que solo puedan aspirar a trabajos precarios que apenas les permiten sobrevivir, o las reticencias a madurar y convertirse en una perpetuación de sus padres.

Lógicamente, al trabajar con personajes de corta edad, muchas de las historias de este autor tienen lugar en las escuelas, institutos y universidades a las que estos asisten y que conforman el contexto más importante para ellos tras su hogar. Como parte de estas microsociedades, Asano aborda las relaciones interpersonales, las jerarquías de poder y problemas como el bullying, con diferentes grados de agresividad.

Y si el contexto escolar es importante para estos personajes, no lo es menos la familia, el entorno en el que crecemos protegidos y aprendemos a vivir, en el que se perpetúan las tradiciones culturales de una sociedad y en el que tenemos nuestras primeras relaciones interpersonales. Asano apunta certeramente a las consecuencias que las decisiones de los adultos tienen sobre sus propios hijos, a quienes marcan para siempre.

El sexo es otro de las cuestiones presentes en estos relatos, como ya hemos visto en posteriores trabajos, que incluso giran alrededor de esta temática. Una vez más, observamos la dimensión catártica que les confiere, como si de un nuevo amanecer se tratase, a la vez que reserva un lugar para tratar las relaciones amorosas fracasadas o el estancamiento al que se puede llegar una vez instalados en la rutina.

En el constante tratamiento que Asano realiza de las desgracias que azotan nuestras vidas, también reserva un lugar para el crimen, como podemos ver en el tercer relato, titulado El olor del bosque, que tiene uno de los mayores aciertos visuales de este volumen, hasta el punto que es utilizado como portada. Además, aborda otros aspectos como la condición efímera de nuestras vidas, el poco valor que esta tiene para algunas personas o la constante sombra de la muerte de un ser querido, que se proyecta sobre la existencia de sus seres queridos, determinando irremediablemente sus vidas. Y como elemento que juega un papel fundamental en todo ello, encontramos el azar, que nos diferencia a pesar de todos nuestros esfuerzos y contra el que nada podemos hacer a pesar de nuestra voluntad y el deseo de encontrar la felicidad.

A pesar de que en los argumentos y guiones de estas historias podemos identificar constantes de este autor, que ya hemos conocido en sus obras posteriores, a estas alturas de su carrera, aún no había alcanzado la brillantez que lo caracteriza hoy en día, y que especialmente demuestra en sus trabajos de largo recorrido. Por la naturaleza de las historias, se trata de una recopilación irregular, por lo que unas historias resultan más interesantes mientras que otras son más discretas.

El dibujo de estas historias resulta, a todas luces, mucho más simple, obra de un joven autor y una gran promesa en ciernes, que todavía debía depurar y perfeccionar su estilo para alcanzar el nivel con el que nos sedujo a todos en obras posteriores. En estos trabajos ya se identifica el estilo realista utilizado para los personajes, influenciado por INOUE Takehiko y su Vagabond, como el propio Asano reconoce, además de que en esta época comenzó a utilizar fotografías como base de los escenarios de sus viñetas y, a pesar de que se perciben sus latentes habilidades gráficas y narrativas, que son la mayor virtud de estos relatos, aún se encontraba lejos de poder desplegar todo su potencial.

Una vez más, Norma Editorial es la responsable de que nuestra colección de Asano siga aumentando y podamos disfrutar nuevos trabajos de este autor. Para ello, continúan apostando por el tamaño A5 (14,8×21 cm), que tan buenos resultados dio cuando publicaron Solanin y Reiraku, reuniendo los dos tomos que componen esta obra en un único volumen a un precio muy atractivo, el cual permite disfrutarla sin esperas. El tomo cuenta con una encuadernación rústica, con unas sobrecubiertas de cuidado diseño, como ocurre siempre en el caso de este mangaka, e incluye páginas a color y un comentario a cargo de su autor al finalizar cada uno de los relatos que se recopilan en esta colección, en los cuales revela algunas de las claves de su dibujo o su opinión sobre unos trabajos primerizos tras haberse consagrado como uno de los autores más importantes del manga moderno.

Edición original: Shogakukan Edición nacional/ España: Norma Editorial. Guión: ASANO Inio Dibujo: ASANO Inio Formato: Rústica con sobrecubiertas. 436 páginas Precio: 12.95€ ASANO Inio es uno de los autores más relevantes del panorama actual del cómic japonés, capaz de haber hecho gala de una personalidad arrolladora y desarrollar un estilo…

VALORACIÓN GLOBAL

Guión - 6.9
Dibujo - 7.3
Interés - 7.2

7.1

Primeros pasos

En Un mundo maravilloso encontramos los tics que caracterizan a este particular autor, abordados desde la inexperiencia, pero dando muestras del gran autor que se escondía tras ellos y emergería poco después. Se trata de un tomo que disfrutarán especialmente quienes ya conozcan otros trabajos de este autor.

Vosotros puntuáis: 7.3 ( 5 votos)
Artículo anteriorMagazine DC España – Agosto 2020
Artículo siguienteBoletín Marvel #40
Doppelgänger. Abandoné la Logia Negra y llegué a Málaga, España, en 1984. Mis primeras lecturas fueron los clásicos francobelgas y los cómics de un ratón y unos patos que, años más tarde, gobernarían un vasto imperio. Devoré tiras de prensa. Un día, un niño con cola de mono apareció en mi televisor buscando unas bolas mágicas y el manga me atrapó. Pasé años en blanco y negro, pero los superhéroes llenaron mi vida de mallas y capas de colores. A finales de los 90 sentí vértigo, el arenero me llevó al mundo de los sueños y caí en los oscuros abismos del underground. Viajé en el tiempo, desde el salvaje Oeste al Largo Mañana, a través de la banda de Moebius. Un mago de Northampton me contó grandes historias y su hijo calvo me dio setas alucinógenas. En Italia probé el fumetto y un marinero maltés me llevó hasta la Pampa argentina, donde tuve mi último recreo. He estado en Camelot en los días del Rey Arturo, en el planeta Mongo y en las letras del Oceáno Atlántico. En mis aventuras siempre estuve acompañado por un asombroso grupo de profesionales españoles. Los escritos del maestro Eisner me revelaron las posibilidades del medio y ahora solo veo el mundo en viñetas... Cómic camina conmigo.
2 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
AlbierZot
AlbierZot
Lector
4 agosto, 2020 22:37

Un mangaka maravilloso. Un fijo. Y un autor que gana en las distancias cortas. Gracias por la reseña.