Desde nuestra tierra (8): algunas curiosidades de Joan Boix

Por
7
560

Por nuestra coincidencia de apellido, no es extraño que los que conocen el trabajo de Joan Boix me pregunten si tenemos alguna relación de parentesco. Y lo curioso es que, aunque parentesco parece que no hay, sí que ambos vivimos en la misma población y de vez en cuando nos cruzamos por la calle.

Para los que no conozcan a Joan Boix, diremos que se trata de un dibujante fogueado en el trabajo de agencia desde principios de los años setenta que ha visto su obra publicada en multitud de paises y que, actualmente, divide su tiempo entre la dedicación al personaje de su creación Jonathan Struppy y las colaboraciones que hace para el mercado escandinavo ilustrando parte de las aventuras de The Phantom (El Hombre Enmascarado) que se producen desde hace décadas en el norte de Europa (y luego se editan en inglés en Australia).

Con semejantes antecedentes, tras años de labor ininterrumpida en todo tipo de géneros, es lógico que Joan Boix sea una persona con un rico anecdotario. De entre las muchas cosas que me ha explicado las veces que hemos concidido, hoy comentaremos dos.

Por un lado, sorprendido, no hace mucho que este autor me mostraba la coincidencia gráfica que existía entre un personaje suyo creado en 1969 y el Davy Jones de Los piratas del Caribe.



¿Cómo? ¿Qué no es tanto el parecido? Pinchad, pinchad en la imagen siguiente y veréis.

Como podréis comprobar, el parecido de Davy Jones con el monstruito de la viñeta que encabeza la segunda página es mucho mayor, al coincidir sombrero pirata y tentáculos faciales.

Estas ilustraciones pertenecen a La Tierra del Futuro, una serie de 8 cuadernos de 48 páginas cada uno publicada por Ediciones Galaor en 1969 y que Joan Boix realizó de forma completa cuando contaba con 24 años. Narraba las aventuras de cuatro personas que se ven transportadas a una Tierra post-apocalíptica y que, en la segunda entrega de la colección, se topaban con unos extraterrestres camuflados como piratas del siglo XVIII.

Puesto que nunca se vendieron los derechos de La Tierra del Futuro al extranjero, es del todo improbable que estos parecidos sean otra cosa que una gran casualidad, aunque Joan Boix se complace en explicar que, a finales de los años setenta, no era extraño que editores procedentes de Turquía se pasearan por Europa arrambando con todos los cómics que podían para luego editarlos en su país sin pagar derecho ninguno. ¿Será que alguno de los responsables de la película guardaba algún ejemplar de La Tierra del Futuro en su desván? Un ejemplar pirata, claro 😉

En segundo lugar, contaros que la sorpresa me embargó a mí cuando, ante el escaparate de la escuela de cómics que Joan Boix tiene en nuestra población, vi la portada de un cuadernillo del Capitán Trueno dibujada por él.


Cuando tuve ocasión, le pregunté por aquella portada, y me explicó que respondía a una iniciativa que había tenido la organización de las Jornadas de Cómic en Cordoba de editar un nuevo cuaderno del personaje guionizado por el mismo Víctor Mora.

Resulta que, allá por 1988, Joan Boix y otros dibujantes habían sido seleccionados por Ediciones B para relanzar al personaje, en una nueva etapa de aventuras inéditas en albumes de 48 páginas siempre guionizados por el creador literario del personaje. A pesar de que todos los dibujantes debían seguir un estudio de personajes creado exprofeso para la ocasión por Jesús Blasco, Joan Boix recibió del propio Mora el permiso para dar una versión de sus héroes más cercana a la de Ambrós. Al cabo de dos meses, cuando Tomás Marco ya tenía acabado prácticamente su álbum, Ediciones B dio aviso urgente de que el proyecto se cancelaba y de que nadie siguiese adelante con él porque no se les iba a pagar el trabajo realizado. Boix, que apenas había dibujado cuatro páginas de un guión titulado El Señor del Fuego, consiguió que su trabajo acabase siendo remunerado. Parece ser que Marco no tuvo tanta suerte y, para más inri, tuvo que ver como era John M. Burns quien, unos dos años más tarde y por mediación de Josep Toutain, redibujaba el mismo guión en el que él había trabajado, La Reina bruja de Anubis.

El trabajo realizado para aquella ocasión por todos ellos, facilitado por Víctor Mora y Julia Galán a los organizadores de las Jornadas de Cómic en Cordoba, les convenció de que Boix era la mejor opción para realizar el cuadernillo, a juzgar por su evidente capacidad para recrear al personaje sin que perdiera los atributos caracteriales con los que Ambrós lo concibió a nivel gráfico.

A continuación, y por gentileza de este autor, podéis ver parte del citado cuadernillo.



Enlaces de interés

Enlace a una explicación detallada de la iniciativa “Cita en Córdoba”

Entrevista a Joan Boix en Zona Negativa

7 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Pep
Pep
Lector
12 marzo, 2009 0:57

Muy majas las páginas de ese Trueno. Es una pena que el mercado español sea como es, y autores como Boix, son conocidos por cuatro gatos, o acaban publicando en el extranjero. Si aún hoy pasa…

Un saludo!

PD.:Un post tan majo y ahí estábamos todos llenando de comentarios los demás, leñe 🙂

José Torralba
12 marzo, 2009 1:02

Un post magnífico, Toni. No había tenido tiempo de leerlo hasta ahora pero es una gozada. Ese toque diferente que tanto hace falta a veces por aquí 😉

M.M.V.
12 marzo, 2009 11:34

Joan Boix es un autor que se merece toda admiración y respeto y que tristemente es poco conocido en estas tierras.
Muy bueno el post, merece la pena que de vez en cuando metas algunas cosas como esto, sobre todo para culturizarnos un poco y que conozcamos a los grandes artistas españoles que crearon magníficos tebeos dentro y fuera de nuestras fronteras.
Saludos.

PAblo
20 marzo, 2009 10:02

Hola Toni,

Quería agradecerte tus amables palabras hacia El lector impaciente en el mail que me enviaste. Por desgracia, mi respuesta fue devuelta por el servidor así que he pensado hacerlo en tu último artículo (muy interesante) en Zona Negativa. Espero seguir leyendote por allí o por aquí.
Impacientes Saludos.

PAblo
30 marzo, 2009 14:41

Felicidades por la nominación, Toni.

Impacientes Saludos.

Zepol
Zepol
25 junio, 2009 13:46

Conozco a Boix hace muchos años, estuve en sus clases en Badalona, y trabajé  un tiempo en su estudio, desde luego tengo buenos recuerdos de esa época, y bueno cuando dibujaba Cita en Cordoba yo estaba por allí mirando como curraba Joan, y haciendo mis pinitos con mis paginas…
y bueno de su obra quizá me quedo con El condenado del faro, sé que siempre ha sido un proyecto por el que ha sentido un cariño especial,  y tambien me quedo con sus historias de terror…

Un saludo a Joan, si leé esta pagina…