Amazing Spiderman, La película

Por
56
502

La semana pasada tuve el privilegio de asistir al preestreno de Amazing Spiderman, por lo cual aprovecho la oportunidad para ofrecer mi punto de vista de la misma, para todos aquellos lectores ávidos de spoilers o los espectadores que la hayan tenido ya la oportunidad de visionarla y deseen volcar aquí sus primeras impresiones. El presente artículo dista mucho de ser la reseña oficial del largometraje, ya que cedo con gusto tan magna tarea a mi compañero Juan Peña, habitual en estas ocasiones estelares, que os la ofrecerá el mismo día del estreno. Aprovecho pues este artículo para volcar algunas de las impresiones, tanto positivas como negativas, que me transmitió la cinta, soltando spoilers a discreción. Así que estáis avisados: todos los que querais llegar sin saber más detalles hasta el día 6, este no es vuestro territorio.

Mucho se ha hablado sobre la sana competición entre las tres grandes super-proyecciones superheroicas este 2012, siendo la cuarta de las películas de Columbia Pictures centrada en Spiderman la que menor expectación ha levantado entre los aficionados, a medio camino entre el blockbuster vengativo de Josh Whedon y las ansias por ver el desenlace de la trilogía de Christopher Nolan en la franquicia del murciélago, como si de una pequeña metáfora sobre la salud de las series en papel se tratase, donde el trepamuros actualmente está relegado a un papel secundario. Parte por tanto con desventaja este Amazing Spiderman de Marc Webb, relativamente novato en estos lares y cuya mayor referencia es (500) Days of Summer.

¿Qué tiene por tanto que ofrecernos Amazing Spiderman para llamar la atención en este océano superheroico en la gran pantalla? ¿Superará a las últimas aventuras del trepamuros de Sam Raimi? ¿Cuáles son los momentos de esta película que quedarán grabados en nuestra retina y cerebro para la posteridad? ¿Es buena idea un relanzamiento en masa de la franquicia y recontar de nuevo el origen tan solo tres películas después? ¿Cómo queda el panorama de cara a futuras entregas? ¿Cuál es el sabor de boca con el que se queda el aficionado arácnido tras la proyección? Todas y cada una de estas preguntas, presentes en el aire y motivo de dificultades para conciliar el sueño por parte de muchos aficionados, recibirán su respuesta el próximo día 6 de Julio y serán objeto de intensos y largos debates. Hasta entonces, en las siguientes líneas, tendremos un avance. Comencemos.

Amazing Spiderman y el por qué las comparaciones son odiosas

Sinceramente, la primera sensación que se puede extraer tras el visionado es “digna. Mezclado con un poco de “disfrutable”, “entusiasmo” y un poquito, tan solo un poquito, de “indiferencia”. “Producto comercial de entretenimiento” es también una buena defición, aunque un tanto genérica y con matices. Si hiciéramos un símil con las calificaciones de exámenes, tan de moda en las fechas actuales, podríamos afirmar que no tenemos ante nosotros una película sobresaliente y seguramente tampoco notable, pero es difícil encontrar momentos que tiren por la borda la película y merezcan un suspenso. Marc Webb corrige algunos de los errores más achacables a las primeras cintas de Spiderman y consigue un resultado más plano pero que, al menos, engancha al espectador para una futura entrega.

Y es que al menos, Marc Webb demuestra que a pesar de su breve trayectoria como director es capaz de crear una digna película en un relanzamiento que nadie pidió y muy pocos querían. Cuesta contextualizar esta película sin hacer múltiples referencias a la trilogía original de Sam Raimi, mucho más completa, canónica y completamente fiel a la historia original aunque ello significara menos márgenes de maniobra argumentalmente hablando. Sin la trilogía original esta película no hubiera sido posible. Esta vez, durante la primera media hora larga es dificil que el espectador vea justificable que le estén contando la misma historia una vez más, y más siendo esta una pálida imintación pasando por alto muchas cosas y recreandose mucho menos en otras. Para muestra un boton. Y es que si todos recordamos con cariño los momentos en los que Toby Maguire daba los primeros pasos y saltos usando sus lanzarredes (organicos por aquel entonces), aquí apenás se le dedican un par de planos que apenas logran empatizar con el espectador.

A cambio, la visión de Marc Webb intenta ser más realista que la de Sam Raimi (o que, por ejemplo, Los Vengadores), la cual claramente presentaba un mundo de ficción, y plantea un acercamiento mucho más serio al etilo de las películas de Batman de Christopher Nolan. El ritmo, las conspiraciones empresariales, la presencia policial o el tono oscuro en general de la serie, donde más de la mitad de las escenas de la película suceden de noche, contrastan con la visión más colorida de Sam Raimi, donde todo ocurría a la claridad de la luz del dia y entre enormes edificios brillantes y reflectantes, presididos todos ellos por una enorme bandera norteamericana.

Diseccionando la mitología arácnida

 Gwen y Peter, una historia de amor verdadero

Muchas de las miradas están puestas en el romance entre los adolescentes Gwen y Peter, y la interpretación que de ello hacen los no-tan-adolescentes Andrew Garfield y Emma Stone. Dentro de las limitaciones que suponen más de diez años de diferencia entre actor y papel, es interesante comprobar cómo se esfuerzan e incluso consiguen hacer creíble este bello romance. Bien dirigido y bien construido, desde el minuto uno hasta las escenas finales, la química entre ambos personajes es uno de los puntos más fuertes de la película. Inclusive en el momento en el que un ignorante espectador novato descubre que el padre de la guapísima Gwen es el mismísimo Capitán Stacy. La pareja atraviesa en un breve lapso de tiempo (demasiado para ser creible, pero aceptable en este caso) por etapas de timidez, entusiasmo, pasión, confianza y tragedia, estando en todo momento ambos personajes a la misma altura, no como cierta pelirroja intrautilizada en capítulos anteriores…

Afortunadamente, es un placer comprobar cómo Marc Webb no ha optado por repetir el cansino recurso argumental de las tres películas anteriores en las que, sin ningún atisbo de originalidad, Sam Raimi repite mismo patrón en las tres cintas. Tanto en la primera (que puede ser algo comprensible) como en las dos secuelas, Mary Jane era secuestrada por el villano de turno y era el noble héroe quien debía acudir al rescate. Exagerado y a grandes rasgos, esa era la trama, llena de clichés. Como decía, en esta película Gwen Stacy elude cualquier papel de víctima inocente o damisela en apuros, lo cual es muy agradecer hoy en dia. Los tiempos en los que Harrison Ford debía salvar a una gritona mujer de las manos del mal hace tiempo que han pasado ya, solo que Sam Raimi no debió darse cuenta en su añeja adaptación.

 El villano

Vaya por delante que la elección de El Lagarto como villano principal para el relanzamiento de esta película de Spiderman fue una decisión bastante discutida en su momento. Es cierto que cinco de sus mejores enemigos ya estaban usados y si hubieran repetido en la gran pantalla habría sido todavía más difícil atraer al público en masa a las salas de cine, pero algo fallaba. ¿El Lagarto? ¿Quién es El Lagarto? Pues bien, exponente como pocos de la siempre clásica dinámica del doctor Jekyll y el señor Hyde y un villano 100% Marvel con un origen traumático (aunque en la película se obvia toda mención a su mujer y su hijo), El Lagarto da el pego en la película.

Es cierto que la cuota de pantalla en su forma reptiliana no es excesiva (de hecho, debemos esperar una hora y cuarto para verle aparecer por primera vez, algo que a ciencia cierta hubieramos encontrado inaceptable en las mencionadas películas de Los Vengadores o Batman: Dark Knight), pero tanto sus motivaciones, el alcance de su planes y su comportamiento en las batallas es destacable, pasando por alto ciertos tópicos ciertamente molestos por parte del guión (clásica bomba con su no menos clásica cuenta atras, redención all-ages al final de la batalla…). Rhys Ifans cumple con una buena actuación, rivalizando incluso con la de la pareja protagonista a pesar de carecer de una motivación real, y se ha ganado el honor a aparecer, aunque quizás de forma más secundaria, en futuras y potenciales secuelas.

 ¿Ultimate o Tradicional?

Además, quería hacer reseña a uno de los grandes debates que ha habido sobre el posible “aire Ultimate” que emanaba la película, algo que desde la productora se habían encargado de señalar y vender como si con ello la película fuera a ser mejor, despreciando inconscientemente la serie tradicional de Spiderman. Personalmente, no encuentro dicha influencia en las aventuras. Tanto argumentalmente (origen, muerte tío Ben, villano, muerte Capitán Stacy, sospecha del entorno científico-espía de los padres…) como en cuanto al enfoque, no hay grandes características Ultimates. Quizás sean identificables en ese ámbito las escenas emplazadas en el instituto, Midtown School, aunque dejo a elección de cada uno si las escenas en las que Peter Parker humilla a Flash Thompson jugando al baloncesto (vistas en el trailer) son inherentes al personaje de papel.

Precisamente, uno de los temas mejor manejados (y como se puede comprobar en muchos trailers) y más efectivos del filme son las escenas en las que, infundado con el traje, Spiderman no deja de soltar chistes y vaciladas a sus oponentes, cambiando por completo su personalidad de chico tímido y un pelín freak. Esta característica, poco explotada en las películas originales y demandada por no pocos aficionados, sortea con mucha facilidad el dificil reto de hacer divertido que un tipo en mallas suelte chistes en la pantalla, algo que a priori podría quedar excesivamente cutre acaba convirtiendose en uno de los grandes atractivos de la película. De todas formas, todos sabemos que no ha tenido que llegar el Universo Ultimate para que Spiderman se ponga a hacer chistes y humillar a sus enemigos.

Tiempo de Opinión

 Puntos a favor de Amazing Spiderman:

– La potencia de la mitología arácnida. Pasarán los años, llegarán y se irán las infinitas adaptaciones en los no-menos infinitos medios y el origen de Spiderman seguirá siendo igual de poderoso, impactante y arrollador. Y no me refiero al origen desde el punto de vista de poderes, que también (independientemente si es vía radioactividad, genética o incluso místico), sino a la muerte del Tío Ben. Este momento, doloroso y traumático como pocos y punto de inflexión definitivo para Peter Parker, queda representado de forma magistral en la película. Webb, como Raimi, ha preferido el acercamiento en el que es Peter el primero en contemplar la muerte de su tío en vez del origen original en el que no es hasta cuando llega a casa de sus tios cuando se entera de la trágica noticia. Sobrecogedor y muy bien logrado.

– Los movimientos arácnidos. Mucho más agil y saltarin que en la trilogía original, las peleas contra El Lagarto en hasta cuatro escenarios diferentes son altamente disfrutables. Si bien convendría destacar que saben a poco (máxime teniendo en cuenta que

– El cameo de Stan Lee, precursor de todo esto, es posiblemente el más divertido de todos los que ha efectuado hasta la fecha, siendo precisamente este momento el único que hizo reír masivamente al público congregado en la sala.

– El desenmascaramiento de los héroes con máscara se ha convertido en un motivo de mofa entre el fandom, basándose en los antecedentes metidos con calzador. En esta ocasión, los dos breves momentos en los que esto ocurre están tratados con maestría y, como corresponde, debemos agradecer el esfuerzo. De hecho, incluso hay una explicación plausible al origen del traje.

 Puntos en contra de Amazing Spiderman:

– A falta de momentos patrióticos con gigantes banderas norteamericanas ondeando por todas las esquinas, el peor momento de la película es a la vez el más innecesario. Tanto que merece la pena describirlo aunque solo sea para recrearse en el patetismo que supone la inclusión de estos momentos condescendientes en este tipo de películas. Spiderman debe cruzar la ciudad raudo y veloz en dirección al edificio Oscorp. Pero, ¡oh pobre héroe!, se encuentra lejos y malherido, lo cual dificulta su balanceo por los edificios neoyorkinos. Por ello, el padre de la criatura que Spidey había salvado al comienzo de la película resulta ser un operario de la construcción que devuelve el favor a Spiderman convenciendo a todos sus amigos para que alineen todas las grúas en la Octava Avenida (que resultan ser unas cuantas, casualmente) y Spiderman pueda balancearse en dirección a su destino. Cursiladas como estas, innecesarias argumentalmente y en las que los protagonistas se miran a los ojos profundamente… ¡puaj!

– El picotazo. Personalmente prefiero la versión en la que es la araña llega a Peter por casualidad/destino, en vez de esta versión más casual en la que es Peter quien va a la araña. Como comentó mi buen amigo desde la butaca de al lado: “Para ser tan listo en su muy tonto”. Por no hablar de las facilidades que le da Peter a El Lagarto para descubrir su identidad… Muy all-ages.

– También encuentro excesivamente molesto la libertad que se toman para alterar “mínimamente” el origen de la motivación de Spiderman, y encima con peor resultado. Por mucho que lo intenta, Spiderman no consigue atrapar al asesino de su Tío Ben, perdiéndose por completo un momento de impacto altamente emotivo y una de las claves del origen de Spiderman. Si, es cierto que lo reconoce en un dibujo policial, pero no es, de lejos, igual de traumático. No entiendo estas licencias artísticas que entre poco y nada aportana la trama real y tan solo sirven para restar puntos.

 Otros detalles de interés:

– Nada de J. J. Jameson. No nos pilla de sorpresa, pero es una lástima, porque el personaje es tan intrínseco a la mitología de Spiderman como el que más y se le echa de menos. Aunque veo lógico que no le hayan incluido, porque si no vas a hacer algo mejor de lo que ya está hecho (grande J.K. Simmons), mejor no lo hagas. Su ausencia, junto con la obvia de Mary Jane Watson, es otro de los factores que impiden que esta película sea “la película” de Spiderman.

– Una muy deslavada Sally Field queda relegada argumentalmente y prácticamente sin ocasión de brillar. De nuevo, punto a favor de la trilogía original.

– De la misma forma que no nos cansamos de criticar que no se pronunciara la frase “Vengadores Reuníos” en la película de Los Vengadores, aquí ocurre algo con la máxima de “Un gran poder conlleva una gran responsabilidad”, ya que las palabras quedan diluidas en un discurso del Tío Ben. De todas formas, este es un mal menor.

– Y por último (es lo suyo), sí, hay escena final post-créditos. Breve, pero la hay. La llegada de Galactus choca un poco en un primer momento, pero si lo piensas tiene su sentido. Ok. Es coña. En realidad quien llega es Mayday Parker-Watson del futuro con un brazo robótico buscando venganza contra Gwen Stacy. Ok. Me habeis pillado. Es coña también. La verdad es que aparece un Nick Furia blanco (si, blanco, lo habeis leido bien) ofreciendole entrar en La Iniciativa Vengadora. Oooooooook. Es coña again. Ahora va la verdaera. Y es que es gratificante como han aprendido de Marvel Studios aprovechando al máximo estos segundos para plantar las semillas de cara a las siguientes entregas. Y hasta aquí puedo leer…

56
Déjanos un comentario

Please Login to comment
56 Comment threads
0 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
18 Comment authors
DonaldBlakeRaúl PeribáñezReverend DustIgnacioBrin London Recent comment authors
  Subscribe  
Recientes Antiguos
Notifícame
train hard. fight hard. party hard.
Lector

pues yo la ire a ver solo porque no voy a tener nada que hacer el fin de semana que va a salir… y a ver que tal, no espero mucho asi que ire con expectativas bajas
 
aun planean irla a ver 12 veces?

Sputnik
Lector
Sputnik

Bue. Pues (a juzgar por la crítica) es más o menos lo que me suponía. Con todo, supongo que iré a verla un día de esos en que apetezca cine, frikerío y pizza con los amiguetes

El Asombroso Espaiderman
Lector
El Asombroso Espaiderman

Aparece Stan Lee? Aparece STAN LEE? APARECE?

@Mister_Air
Lector
@Mister_Air

Pues eso iremos al cine a echar el domingo y que sea lo que el Todopoderoso quiera,al final me han quedado unas ganas de escenas postcreditos que no veas,como salga thanos me quedo muerto.

Cassidy
Lector
Cassidy

Pues por lo que se dice aqui parece ser que los temores se confirman. Desde las primeras imagenes me pareció una suerte de “Spiderman Begins”, y eso de los toques de realismo y que la mitad de las escenas sean nocturnas parece que lo confirma.
 
Pero bueno habrá que ir a verla igual, por lo menos las escenas de acción si prometen.
 

Juanete Chupete
Lector
Juanete Chupete

Pues yo hasta el día del espectador-el jueves de la semana que viene- no pienso ir a verla, y así me ahorro dos eurillos porque los puntos débiles pesan más para mi que los fuertes…y no me motiva como para ir a ver el estreno

Spiderman es el antibatman, no puedes hacerse una peli de Spidey en el mismo tono que el Bats. Es ridiculo.

Me sobra el reboot en general y más aún si se pasa por el arco el origen real del héroe. Además, parece que algunos personajes claves de la mitologia no están presentes…

En cuanto a lo demás: que es es entretenida y tal, buff, todos los blockbuster lo son en alguna medida porque otra cosa no tendrán pero acción y efx a manta.

Esta por ver si la historia es coherente o si tiene buenos diálogos…

Personalmente no creo que supere a la de Raimi. Raimi era un fan del heroe, y eso se nota. Y, además, el Spiderman de Raimi me hacia ilusion verla, y esta ni mucho fu ni mucho fa…

Titan
Lector
Titan

Pues yo voy a echar de menos la bandera americana de Raimi.

La verdad es que, desde que se anunció el rodaje, no quería verla. Después de ver los trailers, me empezó a apetecer ir al cine incluso al estreno. Y ahora al leer la crítica de Pedro se me han quitado las ganas de nuevo.

juan-man
Lector
juan-man

La verdad, me parece una reseña muy tamizada por lo que esperabas ver, y más preocupada por las ideas preconcebidas que tenías que por el resultado en sí.
 
“Personalmente, no encuentro dicha influencia (Ultimate) en las aventuras.”
Hombre… para empezar, el aire contemporáneo de la peli de Webb (por oposición a la de Raimi, que aunque se situaba a principios del siglo XXI, tenía un aire estilizado que la convertía en algo extemporáneo) tiene mucho de Ultimate. Y, de hecho, hay algún diálogo sacado directamente de allí (“Si tan listo era mi padre… ¿dónde está ahora?”)
“Cursiladas como estas, innecesarias argumentalmente y en las que los protagonistas se miran a los ojos profundamente… ¡puaj!”
Totalmente en desacuerdo. El momento de las grúas puede que esté algo forzado, pero no más que el “si te metes con Spiderman te metes con Nueva York”… y, al igual que aquél, su inclusión en la trama está perfectamente justificada.
No entiendo estas licencias artísticas que entre poco y nada aportan a la trama real y tan solo sirven para restar puntos.
¿Restar puntos? ¿Por qué restar puntos? El hecho de que Peter atrape al ladrón no es lo que le da la intensidad emocional… es el hecho de que SEPA que el asesino es el mismo a quien él dejó escapar… y eso está ahí. Por lo demás, Webb no hace sino recorrer el camino inverso al Batman Begins de Nolan: en la de Nolan, todo el mundo dijo que perdía fuerza la motivación de Batman por el hecho de atrapar al asesino de sus padres, personificado en Joe Chill y sacado de retconeados posteriores. El clamor popular dijo que tenía más fuerza el saber que Batman proseguía su lucha contra el crimen con la esperanza de encontrar al asesino, pero sin saber si, quizá, ya habría muerto, o estaría entre rejas… Webb devuelve al asesino “cazado” de Tío Ben a las calles, donde Spidey lo seguirá buscando… Podrá gustar o no, pero en ningún caso “resta puntos”, como sí lo hacía la de Raimi cuando (oh, sorpresa) Spidey había atrapado al ladrón equivocado, y el verdadero asesino era Flint Marko.

Aunque veo lógico que no le hayan incluido, porque si no vas a hacer algo mejor de lo que ya está hecho (grande J.K. Simmons), mejor no lo hagas. Su ausencia, junto con la obvia de Mary Jane Watson, es otro de los factores que impiden que esta película sea “la película” de Spiderman.
No lo han incluido por un motivo, y no tiene nada que ver con J. K. Simmons (que, para mi gusto, era demasiado caricaturesco, por cierto, y a veces funcionaba, a veces no). Su ausencia, junto con la obvia de Mary Jane Watson… pues creo que viendo la película queda claro que se debe a que son bazas que se guardan para siguientes entregas. De hecho, el Bugle sí está, y Peter y su cámara de fotos también… pero esta historia se sitúa antes del Bugle, de MJ, del Duende Verde… dejando bastante claro al verla que esos elementos llegarán, pero más adelante. Lo que me lleva a mi mayor problema con tu reseña:
Cuesta contextualizar esta película sin hacer múltiples referencias a la trilogía original de Sam Raimi, mucho más completa, canónica y completamente fiel a la historia original.
Primero: es fácil que una trilogía sea más completa que una sola peli.  Pero… ¿la de Raimi más canónica? ¿completamente fiel? Entonces, ¿qué leches hace Peter de sopetón en la universidad? ¿Qué hace MJ de compañera de clase mucho antes de que aparezca Gwen? ¿Por qué está MJ en la escena del puente y no la rubia, con el consiguiente cambio en el desenlace de la misma? Si has prestado atención a la película, Webb se ha dedicado a sembrar las semillas de uno de los momentos más “canónicos” del cómic, uno que Raimi nos escamoteó al cambiar a “la chica” para conseguir así un final feliz. Es más, Webb nos ha ofrecido

Aviso de Spoiler

la muerte del Capitán Stacy

. Vamos, que creo que si le dan un par de pelis más a este hombre, el resultado final será MUCHO más cercano a la historia original que la trilogía Raimi. Desde luego, va por mejor camino.
 

jorgenexo
Lector
jorgenexo

completamente fiel a la historia original
Ahí, Pedro, te has pasado… lo menos oncemil pueblos. Ya desde el momento fatal, en el que Pete deja huir al ladrón, comienza la tergiversación: Raimi nos presentan a un Pete vengativo, mientras que Lee y Ditko nos lo presentaban… subidito y engreído.
No es lo mismo pasar de detener al ladrón para que se joda el cabrón del empresario que le acaba de estafar, que negarse a ello por considerarse una estrella, demasiado bueno como para dignarse a echar una zancadilla.
Una diferencia muy notable en cuanto a la definición del personaje desde sus inicios.
Y a partir de ahí los distanciamentos con la historia original (no hablemos ya de la licencia de los lanzarredes orgánicos o del uso aleatorio del sentido arácnido) son legión. En las tres películas.

jorgenexo
Lector
jorgenexo

Es lógico, por otra parte, que este Tío Ben no acierte muy bien a trasmitirle lo de “un gran poder conlleva una gran personalidad”: no hay más que ver a Charlie Sheen para deducir que, como padre, no es muy eficaz transmitiendo códigos de conducta dignos de encomio…

Juan Luis Daza
Autor

Pero la culpa de eso es del puto Charlie Sheen que no tiene sangre, tiene Jack Daniels. Que Martin Sheen es un pedazo de actor y muy comprometido socialmente, además el Emilio Estévez sí le salió más formalico, sí, ni su abuela sabe donde anda actualmente el mozo pero serguro que no está endrogándose como hace su hermano.

Ocioso
Lector
Ocioso

Martin Sheen debe de ser un coñaaaaaazo como padre. Activista coñazo de los que se apuntan a todas e hiperreligioso.

Juanete Chupete
Lector
Juanete Chupete

Este debate me recuerda un debate nacido a partir de mayo 2009 con el reboot de ST…Un debate en el que participe bastante en foros de ST durante mucho tiempo…Me sirven aquí los mismos argumentos que emplee para esa pelicula…
Un reboot tiene que guardar la esencia de lo que rebotea. Un buen reboot de Spiderman es el Ultimate Spiderman de Bendis, por ejemplo. No puedes hacer lo que te de la gana. O ,a l menos, no debes. 
¿Por qué?
Porque  NO puedes guardar la esencia de un personaje o franquicia si cambias los hechos y los estilos que crean esa esencia, porque NO hablamos de un cuerpo mistico, sino de una esencia o carácter nacido de unos hechos que forjan al personaje de una manera determinada. Si cambias los sumandos el resultado de la suma cambia.
Si en esta pelicula de Spiderman cambian datos fundamentales de la vida de P.Parker, si desaparecen personajes troncales,  si desaparecen leit motivs, y si se cambia el estilo colorista por otro más oscuro, si Spiderman ya no bromea mientras combate…Pues no tenemos al mismo personaje. De hecho, el personaje se llama Spiderman como podría llamarse Blue Beetle o Araña Escarlata. Y me temo que esa es la tragedia de esta pelicula.
Con todos sus defectos, el Spiderman de Raimi trasmite Spiderman. De la misma forma que los hace el de Bendis. Dudo que este transmita Spiderman más allá de las poses y del esteticismo.
A mi me da que esta pelicula era completamente prescindible. Y con los chapuceros de los guionistas que ya han firmado para la segunda parte, aún más prescindible.
 

jorgenexo
Lector
jorgenexo

Y a mí que Charlie, de joven, me parecía un Peter Parker físicamente perfecto…
http://www.moviespad.com/photos/charlie-sheen-young-35601.jpg
Qué vuletas da la vida.

Mr. X
Lector
Mr. X

Aquí otro para reivindicar del Spiderman de Raimi, sobre todo y ante todo de la 2: una de las mejores películas de superhéroes que se han hecho (o que se harán).

Sputnik
Lector
Sputnik

“Raimi nos presentan a un Pete vengativo, mientras que Lee y Ditko nos lo presentaban… subidito y engreído.”

Hombre, eso es cuestión de cómo interpreta cada uno ese momento en la vida del personaje, no exactamente de fidelidad.
Licencias va a tener cualquier película superheroica que se estrene jamás. Las de Raimi, además, surgieron en un momento en el que esto de hacer pelis de súpers todavía no eran una Apuesta Segura y “fidelidades” a las que ya estamos acostumbrados (¿quién hubiese pensado que se podía hacer una peli como la de los Vengatas, entonces?) no eran tan fáciles de complacer sin temor a darse una hostia. Fijo que hoy en día los X-Men irían con sus trajes horteras de la misma manera que por fin Parker va por ahí con lanzarredes, pero entonces no.
Mi mayor problema con las de Raimi es que tienen momentos terriblemente moñas y las relaciones entre personajes a veces son una tortura de ver. A cambio, las dos primeras son pelis de aventuras de sacarse el sombrero… con un Spider-man que no lanza chistecitos ni arrolla con su carisma, pero que no deja de ser UN Spider-man. Y sin más.

(No cuento Spider-man 3. Esa peli estaba muerta ya en preproducción).

El Asombroso Espaiderman
Lector
El Asombroso Espaiderman

A Spiderman 3 le sobra gran parte del metraje. Más o menos, casi toda la peli.

Mr. X
Lector
Mr. X

Seré un moñas, pero en Spiderman 2, cuando Spidy intenta salvar el metro y la gente lo protege… vale, más de una lágrima cayó 😉

Juanete Chupete
Lector
Juanete Chupete

jejeje, qué gracia. Hay gente que le quiere enmendar la plana a Stan Lee en su visión de Spiderman…A lo menjor no sabe nada del personaje…Ah no, que ese es el Marc Webb este…

Sputnik
Lector
Sputnik

Por cierto, ¿cómo se llamará la secuela de esto, de haberla? ¿Amazing Spiderman 2? ¿Friendly Neighborhood Spiderman?

El Asombroso Espaiderman
Lector
El Asombroso Espaiderman

Sputnik, según tengo entendido, será The Amazing Spiderman 2.

Ocioso
Lector
Ocioso

Sputnik ha comentado: un Spider-man que no lanza chistecitos ni arrolla con su carisma, pero que no deja de ser UN Spider-man.
 
Aunque estoy mas o menos de acuerdo con el fondo de lo que dices, esta última frase no me cuadra.
Estamos hartos de oír que hay tantos Batman como autores, ya sea en comic, en cine, o en cualquier medio. Todo vale. Puedo ponerle una capucha con orejitas a un hamster, decir que este es “mi” Batman, y nadie me va a chistar.
En cambio Spider-man solo hay uno, no admite interpretaciones ni variaciones.

El Asombroso Espaiderman
Lector
El Asombroso Espaiderman

Concuerdo más o menos con Oci: sólo puede haber un Spiderman, que tiene que ser uno chistoso y carismático.
Otra cosa es el Spidey negro, comunmente conocido como Ultimate spiderman, pero es que este es tremendamente carismático.

Juanete Chupete
Lector
Juanete Chupete

 el Spiderman Morales, conocido como “ese tío que trabaja de eventual en Marvel”…

El Asombroso Espaiderman
Lector
El Asombroso Espaiderman

Juanete, te lo pido por favor: deja de trolear o lo que sea que haces, no mola y de paso deja de meterte con mi Morales.

juan-man
Lector
juan-man

Juanete, dices que: “Si en esta pelicula de Spiderman cambian datos fundamentales de la vida de P.Parker, si desaparecen personajes troncales, si desaparecen leit motivs, y si se cambia el estilo colorista por otro más oscuro, si Spiderman ya no bromea mientras combate…Pues no tenemos al mismo personaje (…). Y me temo que esa es la tragedia de esta pelicula.”
 

“todo gran poder”, hay tío Ben, hay Gwen y capitán Stacy, hay lanzarredes, hay incluso 

Aviso de Spoiler

Norman Osborn en la sombra, y muerte del Capitán Stacy

. Es, en definitiva, una película más canónica y respetuosa con el desarrollo del cómic que las de Raimi. Y ojo, a mí las dos primeras de Raimi también me parecen dos pelis de aventuras de quitarse el sombrero. Pero al César lo que es del César, y aquí hay mucho Spidey. Y Peter, Gwen y tío Ben son más Peter, Gwen y tío Ben que los de Raimi.
 
Pero ante las supuestas ausencias de elementos en la película, no olvidemos que ésta está tratada como un “episodio piloto”, mucho más consciente de ser el inicio de una saga que la película de 2002 (que era perfectamente autocontenida, salvo por el detalle de Harry jurando venganza), y por ello, teje su tela dejando muchos hilos tendidos hacia futuras entregas.

Juan Luis Daza
Autor

“Activista coñazo de los que se apuntan a todas e hiperreligioso.”

Por mí puede ser hasta calvinista si luego hace cosas como esta…

http://www.elsiglodetorreon.com.mx/noticia/22561.html

Sputnik
Lector
Sputnik

“En cambio Spider-man solo hay uno, no admite interpretaciones ni variaciones.”

Evidentemente, Spiderman no es Batman y su “digo digo, digo Diego”. No era eso lo que quería decir, no me refería a ese tipo de “interpretación”. Un personaje con décadas a su espalda como este sí ha vivido diferentes enfoques: ¿es el mismo Parker el de La Última Cacería que el de Ditko? Nop, y no se debe solo a que el personaje haya evolucionado, sino al enfoque del narrador.

Pongámoslo así: Spiderman es, de base, un tipo “divertido y cercano”. El de Raimi es divertido y cercano porque se queda encerrado en un ascensor con un promotor de estrellas porque ha perdido sus poderes o porque tiene que repartir pizzas llenas de telarañas para no perder su curro, no porque suelte chascarrillos cada cinco segundos y te inunde con su carisma de showman. Usa otros recursos para conseguir transmitir que es “tu amigo y vecino”, y a mí al menos me lo transmite. A eso me refiero con que es UN Spider-man.

El Asombroso Espaiderman
Lector
El Asombroso Espaiderman

Un Spiderman sin cistes en las batallas no es Spiderman.
Cuando spidey lucha contra Doc Ock, Venom u otros personajes, suelta chistes porque tiene miedo, miedo de morir, miedo de perder.
El Spidey de Raimi se puede decir que casi no es Spidey porque no sientes ese miedo que tiene. Si no dice esos chistes, no es Spiderman.

Ignacio
Lector
Ignacio

El Spider-Man de Raimi tiene un problema (bueno, tiene varios, pero fundamentalmente uno) y es que Tobey Maguire no es Peter Parker.

Parker es un tipo inteligente, despierto y muy espabilado. Honestamente, yo soy incapaz de reconocer a alguien así en las películas de Sam Raimi. Su Peter Parker me parece sencillamente un alelado.

Si a eso le añadimos que no hay quien reconozca a Mary Jane, que el ñoñismo de las pelis es insufrible, que la tercera no hay quien la aguante, etc… en mi opinión esta peli no tendrá que ser ninguna maravilla para superar a una trilogía en la que, insisto, según mi parecer, sólo se salva parcialmente la segunda peli.

Saludos.

Sputnik
Lector
Sputnik

“El Spidey de Raimi se puede decir que casi no es Spidey porque no sientes ese miedo que tiene”

¿No? Ahora mismo se me vienen dos escenas de la 2: contra Octopus, que tiene secuestrada a su tía (escenón de Puto Amo), y la del tren. En ambas, yo sí siento ese pavor del personaje por cagarla bien cagada: en la primera se juega la vida de la tía May mientras intenta que no lo maten a él y, a poder ser, que Ock no se pire con la pasta. En la segunda (otro escenón) se juega la vida de todo un metro mientras lucha por encima de sus posibilidades por conseguir pararlo.
Y su mejor amigo es el hijo de su peor enemigo, y su relación con su churri es un puto caos, y tiene que prostituír a Spiderman para el Bugle para llegar a fin de mes, y currar de pizzero… es el Spiderman “con problemas”, cercano a su público porque es capaz de cagarla y de triunfar. Ése es, desde mi punto de vista, el ingrediente primordial del personaje, no su tendencia a reírse del Buitre mientras lanza telarañas.

Sputnik
Lector
Sputnik

“Tobey Maguire no es Peter Parker.”

Ahí estamos muy de acuerdo. Yo hasta diría, visto lo visto, que Tobey Maguire no es actor.
Solamente recuerdo un papel suyo que me convenciese, y es el del alelao de Pleasantville.

El Asombroso Espaiderman
Lector
El Asombroso Espaiderman

Sputnik, que sí, que recoge parte de la esencia del personaje.
Pero parte. Para mí, Spidey tene que ser gracioso. Tiene que mostrar su miedo. No me valen un par de escenas. Tiene que demostrar su miedo.
En este aspecto, las de Raimi me defraudaron. Eso sí, grandes pelis de acción, aunque muy moñas.

Juan Luis Daza
Autor

“Solamente recuerdo un papel suyo que me convenciese, y es el del alelao de Pleasantville.”

Pleasantville, Jóvenes Prodigioso, La Tormenta de Hielo, descacharrante en Desmontando a Harry, Las Normas de la Casa de la Sidra… y a mí si me gustaba de Peter Parker, al menos en las dos primeras.

El Asombroso Espaiderman
Lector
El Asombroso Espaiderman

Yo al Tobey tampoco lo veo como Peter. Ni de coña. Lo siento, pero ese no es Peter.
Ni la Dunst o como se llame es MJ.
Ni…

Ocioso
Lector
Ocioso

El problema de Tobey es que sus rasgos le limitan a papeles de alelao, o por lo menos, de desconcertao. Ansina de memoria creo que el único papel importante en que se salía del molde era en aquella película rara de vaqueros de Ang Lee.

Ocioso
Lector
Ocioso

Abundando en Tobey, posiblemente haría buenos papeles de sicópata.

juan-man
Lector
juan-man

Los que pensáis, como yo, que Tobey no es Peter, y que la Dunst no es MJ… vais a flipar con el Parker y la Gwen de Garfield y Stone.
 
A mí Maguire y Kirsten me parecen actorazos, pero malas elecciones de Raimi para sus respectivos papeles.

Juan Luis Daza
Autor

“Ansina de memoria creo que el único papel importante en que se salía del molde era en aquella película rara de vaqueros de Ang Lee.”

¿Brokeback Mountain? 🙂

Era Cabalga con el Diablo. Lo de que haga de pirado se le debe dar bien, su autoestopista pasado de rosca de Miedo y Asco en Las Vegas era un puntazo.

BLUNTMAN
Lector
BLUNTMAN

La primera de Raimi es insuperable, una adaptación de la mitologia (OJO, mitologia no de la historia) del comic de Spiderman a la pantalla muy bien lograda, con sus dramas y sus alegrias plasmadas de manera convincente en la gran pantalla.
Lo mismo para la segunda (aunque Spidey quitándose la máscara cada dos por tres me pareció una cagada del capullo del prota, pero aun así peliculón), con un protagonista que quiere dejar de ser el trepamuros para ser Parker y que la vida le vaya a mejor, pero las circustancias le obligan a ser un heroe.
La tercera una puta mierda, con un Veneno metido a calzador, un Spiderman Emo (!!¿WTF?¡¡), Gwen Stacy haciendo de segundo plato, una escena de baile digna de la máscara (por lo ridículo no por lo fantástico), un Duende Verde basado en los Power Rangers (no me extraña que no te quieran Harry) y una vuelta de tuerca no innecesaria sino que totalmente prescindible:

Aviso de Spoiler

-Sandman: Me acerqué a tu tio Ben y me dijo: “suelta el arma, hijo y vete a casa con tu familia”…y entonces….le disparé..(por tonto).
-Spiderman: Te perdono…(era mu tonto)
Y el hombre de arena se deshace y se va tomar vientos…supongo que a robar otro banco…

No obstante y posiblemente contradiciendo con lo dicho, estoy dispuesto a ver esta nueva película (lo visto en los trailers que metéis aquí cada dos por tres me ha convencido de la calidad) puesto que tiene el detalle de incluir a la familia Stacy y dar una historia mucho más amplia y compleja que la original cosas que no tenían las dos de Raimi (¿he dicho ya que la tercera me pareció una puta mierda? ,¿sí?) y eso ya es un par de puntos a favor, puesto que no te están vendiendo un simple Remake adaptado al publico que va al cine y que no lee comics, si no una historia de aventuras bien contada…(espero que todavía no la he visto…)

Un saludo.

Sputnik
Lector
Sputnik

“descacharrante en Desmontando a Harry”:

¡Coño, es verdad! Ahí se salía. Y en Miedo y Asco en las Vegas (peli que por otro lado no soporto) era un punto.
En todas las demás que comentas y que se me vengan a la cabeza: nap, no me lo trago: siempre es el mismo puto careto anti-todo. Si salen en un plano Maguire y una lata de guisantes miro a la lata porque tiene más carisma.
Igual, como dice Ocioso, debería ponerse a hacer de pirado. Se le daría chachi.

Juan Luis Daza
Autor

Es que cuidado, una lata de guisantes tiene mucho carisma, una de ellas le robó la hostia de protagonismo a Adrien Brody en el final de El Pianista, hay toda una generación de latas de guisantes intérpretes sin aprovechar.

Ocioso
Lector
Ocioso

Ahí está esa obra maestra de la animación: El gigante verde de hierro.

Brin London
Lector
Brin London

Por fin he conseguido un avatar!

Ignacio
Lector
Ignacio

La primera de Raimi es insuperable

A mí me parece un despropósito difícilmente superable. Y digo “difícilmente” porque ahí está la tercera para batir (casi) todos los registros.

Vale, es cierto, la primera no es tan mala. He exagerado, pero ni mucho menos tanto como tú al otorgarle tan grandilocuente y desproporcionado calificativo.

Saludos. 🙂

Ignacio
Lector
Ignacio

He debido de poner mal las etiquetas de las citas del texto de BLUNTMAN . 🙁 y mira que lo he hecho con cuidado…

Sputnik
Lector
Sputnik

??????????

¿¿Cómo has hecho eso, tío??
Me siento como si acabase de ver a alguien descubrir el fuego.

Ignacio
Lector
Ignacio

He seguido las instrucciones que pone abajo: “puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML:”

Ignacio
Lector
Ignacio

Voy a probar otra vez, esta vez recurriendo a mis conocimientos de maquetación web.

La primera de Raimi es insuperable

A mí me parece un despropósito difícilmente superable. Y digo “difícilmente” porque ahí está la tercera para batir (casi) todos los registros.

Vale, es cierto, la primera no es tan mala. He exagerado, pero ni mucho menos tanto como tú al otorgarle tan grandilocuente y desproporcionado calificativo.

Saludos. 🙂

Ignacio
Lector
Ignacio

Casi. Sólo ha faltado que saliera el nick de BLUNTMAN 🙁

jorgenexo
Lector
jorgenexo

A ver… que las dos primeras pelis de Raimi tiene más pros que contras: sólo ver a Spidey balanceándose por Manhattan como lo hacía valía la pena, y hay nucho del Peter chistoso en las pelis (como la escena del ascensor citada, o las hostias que se mete cuando prueba los lanzarredes), y varias referencias a los comics que sólo podían partir de un conocedor del canon (la moto y el caso, por ejemplo).
Mi duda, que es la de siempre, es por qué partiendo de una base tan cojonuda, que ha determinado que un personaje tenga la longevidad en el mercado que tiene Spiderman, es necesario meter tanto cambio y tanta hostia: ¿por qué usaron a MJ en vez de a Gwen desde el principio? ¿No habría sido la hostia la primera peli si en vez de tener a MJ colgada del puente hubiera sido Gwen y, además, hubiera cascado? ¿Quién cojones valora que algo que ha funcionado tan bien entre un público tan amplio merece adaptaciones que implican cambios tan radicales?
A mí McGuire, por cierto, me parece un actor más que notable, pero también soy de los que nunca le han visto como Peter. Cierto es que tiene un físico que puede encasillarle pero… no tiene por qué. Físico más encasillabe que Jake Gilenhall… y ya veis, viene haciendo un poco de todo. En fin, a ver qué tal luce Tobey en ese potencial despropósito que es la nueva versión fílmica de El Gran Gatsby, donde vuleve a retomar el papel de “narrador” que interpretó en La tormenta de hielo, peli en la que le conocí y que, por cierto, me encanta.

Reverend Dust
Lector

A mí McGuire, por cierto, me parece un actor más que notable, pero también soy de los que nunca le han visto como Peter.
¿Está esto ya por aquí? http://i.imgur.com/oN48I.jpg

Ignacio
Lector
Ignacio

A ver si esta vez funciona del todo

A ver… que las dos primeras pelis de Raimi tiene más pros que contras

A mí la segunda me parece que tiene más pros que contras, pero no así la primera, que sin ser un truño como la tercera sí me parece claramente fallida.

Mi duda, que es la de siempre, es por qué partiendo de una base tan cojonuda, que ha determinado que un personaje tenga la longevidad en el mercado que tiene Spiderman, es necesario meter tanto cambio y tanta hostia: ¿por qué usaron a MJ en vez de a Gwen desde el principio?

Hombre, si se trata de no meter tanto cambio la protagonista no tendría que haber sido ni Gwen ni Mary Jane, sino Betty Brant.

Saludos.

Ignacio
Lector
Ignacio

Pues no, ha funcionado fatal. Voy a probar una vez más.

A ver… que las dos primeras pelis de Raimi tiene más pros que contras

A mí la segunda me parece que tiene más pros que contras, pero no así la primera, que sin ser un truño como la tercera sí me parece claramente fallida.

Mi duda, que es la de siempre, es por qué partiendo de una base tan cojonuda, que ha determinado que un personaje tenga la longevidad en el mercado que tiene Spiderman, es necesario meter tanto cambio y tanta hostia: ¿por qué usaron a MJ en vez de a Gwen desde el principio?

Hombre, si se trata de no meter tanto cambio la protagonista no tendría que haber sido ni Gwen ni Mary Jane, sino Betty Brant.

Saludos.

Raúl Peribáñez
Lector
Raúl Peribáñez

Yo ya he visto la película y aprovecho el post para dar mi opinión, dejando claro que se me colará algun spoiler, así que si todavía no la has visto… no me leas.

La reflexión que todos deberíamos hacernos es: ¿realmente Peter Parker es el bueno? Porque vamos… para empezar, el chico suplanta la identidad de un chaval que iba a hacer prácticas en Oscorp, después se cuela en las instalaciones y toquetea un peligroso experimento con las arañas -que es por lo que consigue sus poderes… Por si el colega todavía no la había cagado bastante, va y le da a Curt Connors la ecuación que le faltaba para liarla parda, convertirse en el Lagarto y casi convertir a los ciudadanos de New York en reptiles. Vale que salva a la ciudad -¡del peligro que ÉL mismo ha provocado!-, pero llevando a la muerte del capitán Stacy y casi a la de Gwen. ¡Un héroe, vamos!

DonaldBlake
Lector

Me ha gustado bastante menos que todas las de Raimi, tercera incluida, no tiene chispa, este peter es bastante peor que Mcguire, los chistecitos de spiderman mientras pelea no tienen nada de gracia.
La peli es mucho menos “comiquera” que las anteriores, mas oscura, Spiderman como tal tarda bastante en aparecer dándosele mucha importancia a como peter se transforma en él, vamos que hay cierta influencia muy clara de los batmans de Nolan, pero claro ni el personaje se presta tanto al realismo, ni el ambiente adolescente da para mucha seriedad, y por supuesto el director no tiene ni la mitada del talento de Nolan.
 
Pros:
 la relación de Peter con el tio Ben
el personaje de Gwen que es sin duda lo mejjor de la peli, también la mejor actuación (yo no conocia a la actriz pero habrá que seguirla)
que es una peli de supers y si no eres demasiado exigente te sientas, la disfrutas y punto. Eso si, los puristas de las historias de Spiderman se tirarán de los pelos.
 
contras:
todo lo demás, no es una peli buena y pasará al olvido a no ser que forme parte de una trilogia donde las siguientes partes suban el nivel.