ZN Héroes Capítulo 7: La serie y sus aspectos gráficos

Por
8
632

Sé lo que estaréis pensando… ¿Aspectos gráficos en una serie de televisión? Pues sí; porque la profunda relación entre Héroes y el mundo del cómic no sólo atañe al nivel argumental, sino que alcanza todos los escalones de la producción. Desde merchandising hasta cómics online, la labor de diversos artistas es patente en Héroes, llegando a su máxima expresión en la joya de la corona: el gran trabajo que realiza Tim Sale como responsable tras los cuadros y dibujos del pintor Isaac Mendez (Santiago Cabrera). Te invitamos ahora, en este último post de la Semana Héroes en Zona Negativa a un repaso en tres partes de toda esta labor, analizando los tebeos que expanden el universo televisivo de Tim Kring, las pinturas del colaborador favorito de Jeph Loeb y transcribiendo una interesantísima respuesta/conferencia a una pregunta que al respecto le hicieron al propio Sale en La Coruña.

Un análisis: los dibujos de Tim Sale

Una de las partes más llamativas del diseño de producción de Héroes es la que, diga lo que diga Tim Kring, más la conecta con sus raíces en el universo del cómic: los dibujos y diseños de su tocayo Tim Sale. Y dentro de este amplio conjunto de obras, las más destacables son las grandes pinturas que en la serie se atribuyen al artista Isaac Mendez (Santiago Cabrera). Sin embargo, aunque el estilo de dibujo de Sale se mantiene desde el mundo del Noveno Arte, la mayor parte de los aspectos compositivos del trabajo por el que todos lo conocemos no pueden extrapolarse tan alegremente a su labor en la serie.

Al respecto creo recordar que, en los primer capítulos, cuando Peter está desentrañando el significado de los cuadros para averiguar cómo “salvar a la animadora y salvar el mundo” comenta más o menos que éstos pueden leerse a modo de cómic para apoyar sus deducciones. Pero lo cierto es que nada más lejos de la verdad: los cuadros son cuadros y las viñetas, viñetas. En efecto, las viñetas de un cómic, en primer lugar, tienen una intención netamente narrativa y un carácter secuencial; en otras palabras, deben “contar enlazándose”, ya que a nivel gráfico son el único referente con el que se cuenta para hacer avanzar la historia. Pero es que además, en base a la interconexión que deben guardar entre ellas, raramente pueden aislarse y mantener plenamente su significado. Sólo las splash-page, la mayor parte de las veces más estéticas y figurativas que descriptivas, puede alejarse de esta necesidad.

Los cuadros, por contra, son más figurativos que narrativos, si bien eso no quiere decir que no sean capaces de contar. Más bien al contrario: la imagen contenida en un cuadro debe ser autolimitada y autoexplicativa. Un cuadro que necesita de “algo más” para ser comprendido falla como obra de arte. Por eso, un cuadro jamás podrá compararse con una viñeta, ya que el primero se basa en no depender de nada más que de sí mismo para contar lo que desea, mientras que la segunda debe por fuerza apoyarse en los elementos que la circundan. Aún así, los cuadros de Héroes tienen una característica más que los hace singulares: deben ser herméticos; aún siendo autoexplicativos no pueden dar más información que la que se les requiere, so pena de estar adelantando la trama antes de tiempo. Tal vez el propio Tim Sale pueda arrojar un poco de luz sobre este asunto: “Mi objetivo cuando dibujo un cómic es disponer la historia en elementos básicos tales que permitan seguirla sólo a través de los dibujos. No creo que algo como eso pueda ser posible con los cuadros de Héroes.

Hacer un repaso completista del trabajo de Sale en Héroes es básicamente imposible, aunque sí sabemos muchos detalles. Por ejemplo, que el dibujo que más trabajo le costó pintar, por su complejidad, es el del descarrilamiento del tren. O que el que menos le gusta es el de Peter volando. Cuando se le cuestiona al respecto dice: “Aún no la habían filmado [la escena que se retrata en el cuadro]. Es uno de los pocos dibujos en los que he tenido que hacer como poco media docena de esquemas conceptuales. Ellos no sabrían lo que querían hasta que lo viersen. Al final quisieron que se viese como zambulléndose serenamente, pero yo sólo pensaba en que eso se veía absurdo. Aún lo pienso. La única parte que me gusta del dibujo es su abrigo”.

Pero el trabajo que más ha llamado la atención de los fans ha sido la pintura de la bomba nuclear estallando que puede observarse en el suelo del loft de Mendez; lo que ha venido en llamarse el “Floorpocalypse”. “Es estrictamente en blanco y negro. El original tenía como 10 o 15 pulgadas [de 25 a 40 centímetros aproximadamente] e hice como unas tres o cuatro versiones” comenta Sale. “Para el Piloto lo ampliaron en blanco y negro, y antes de la emisión lo colorearon digitalmente. No es un dibujo que esté hecho en el suelo, sino que reprodujeron mi dibujo en una especie de material derivado del caucho y lo extendieron. Más tarde lo reemplazaron por una versión coloreada [porque supongo que] no querían estar coloreándolo en postproducción todo el tiempo”.

Por último destacaremos el hecho de que la labor de Sale como ilustrador en la serie no acaba en los cuadros: los cómics de 9th Wonders!, otros diseños (como el cartel de Se Busca de los dos hermanos en la segunda temporada [NO son los Petrelli, tranquilos]), bocetos y dibujos especialmente creados para diversas Comic-Cons también han brotado de la mano del artista, que se ha implicado en este proyecto a un nivel creativo mucho más íntimo del que cabría esperar en un primer momento. Sin duda su gran relación personal y creativa con Jeph Loeb habrá tenido algo que ver.

Habla Tim Sale

Nota introductoria: Lo que sigue a continuación es la larga respuesta que Tim Sale proporcionó a una pregunta de Carlos Portela acerca de la génesis de la serie Héroes y de su participación como artista en la misma, en el incomparable marco de la X Edición de Viñetas desde o Atlántico (2007) en La Coruña. Este texto me ha sido proporcionado por mi compañero David Fernández, quien tuvo la oportunidad de entrevistar al artista en dichas Jornadas, de las cuales también realizó una excepcional crónica. Mi labor en este punto ha sido, por tanto, méramente de edición. Y a partir de aquí, lo que leeréis son las palabras de Tim Sale en primera persona…

Jeph Loeb fue quien me puso en contacto con Tim Kring, el creador de Héroes. Jeph conocía a Tim desde hace más tiempo que a mí. Y a mi me conoce desde hace más de veinte años. El caso es que a principios de los años ochenta, Jeph Loeb escribió junto a un amigo suyo llamado Matthew (Weisman) el guión de la película Teen Wolf (De pelo en pecho, 1985), si no la habéis visto, echadle un vistazo porque merece la pena. Recaudó una auténtica millonada. Es una película protagonizada por Michael J. Fox, justo antes de que llegara al estrellato con Regreso al Futuro y demás… Una película que financió y produjo uno de estos estudios que aparecen y desaparecen, como siempre hacen en Hollywood. Jeph escribió el guión de esta película antes de dedicarse al mundo de los cómics.

Como tuvo tanto éxito, el estudio dijo que quería hacer una secuela, una segunda parte. Pero Michael J. Fox, que ya había alcanzado cierto éxito, no estaba por la labor. Jeph y Matthew también se negaron. Pero el estudio tenía un mecanismo de presión, y es que les dijo: “no os voy a pagar un duro hasta que os sentéis durante una semana con el nuevo guionista que se encargará de la segunda parte, le deis una serie de notas, y le indiquéis qué tipo de historia puede contar”. Resultó que ese chavalín era un recién licenciado de la Escuela de Cinematografía de la Universidad de Los Ángeles (UCLA), llamado Tim Kring. A pesar de las circunstancias, a Jeph le cayó en gracia el chaval, y se llevaron bien, forjando una amistad que dura aún hoy en día.

Tim, después de escribir la segunda parte de Teen Wolf, creó una serie llamada Crossing Jordan, que duró un montón de temporadas, y fue una de las pocas series que tuvo éxito en la NBC, y la NBC estaba encantada con Tim Kring, de modo que le preguntaron si estaría interesado en escribir algo más para ellos, a lo que Tim respondió: “bueno, tengo una idea para una serie que se llamaría Héroes”… Quiero que quede claro que Jeph Loeb todavía no formaba parte del proyecto. Tim había preparado todo para un episodio piloto, se le había ocurrido un montón de ideas. Tened presente que, por lo que yo sé, Tim no había leído un tebeo de superhéroes en su vida, de modo que tenía un montón de ideas que él creía novedosas, innovadoras, rompedoras… que merecían la pena. Seguro que no había leído historietas… tal vez había visto algunas de las pelis de X-Men, pero llegaba, se ponía a hablar con Jeph y le decía “se me ocurre una idea genial para un tío que atraviesa paredes”, a lo que Jeph respondía: “ya, es una tía, de La Patrulla-X, se llama Gatasombra”. Y eso con cada uno de los poderes.

Al final Tim tomó la decisión de dejar de preocuparse por las posibles similitudes de cada uno de los poderes, por considerar que así no llegaría a ninguna parte. “Yo sé que se me han ocurrido estas ideas a mi sólo. Si a alguien no le gusta, ya lidiaremos con las circunstancias. No creo que nadie se preocupes, y estoy seguro de que en cualquier caso habrá chistes en cuanto a los poderes de los mutantes. Lo que me interesa es ver cómo reacciona un grupo de gente normal y corriente, cuando descubren que tienen poderes, y se enfrentan a situaciones extraordinarias. Quiero contar esa historia: cómo responden personajes envueltos en situaciones nada habituales”.

Era algo arriesgado, pero decidieron que podían tirar adelante. Pero por las características de la serie pensaron que no estaría de más tener en el equipo a alguien que hubiera trabajado en el mundo de los tebeos. La idea básica era contar con alguien que dibujase ilustraciones que acompañasen al guión original [picar con el botón derecho y guardar a disco]. Tim habló con Jeph y le preguntó si conocía a alguien que viviese en Los Ángeles, que fuera bueno, que fuera rápido. A esto, Jeph respondió: “Claro, mi amigo Tim Sale”. Y me recomendó.

Así que hablé con Tim Kring, hice las ilustraciones para los guiones, que le encantaron, y los presentó junto al piloto de la serie. Al estudio también le gustó mucho, y tiramos para adelante. Hoy en día Jeph forma parte del proyecto: es productor ejecutivo y ha escrito algunos de los episodios, pero en aquella época todavía no estaba involucrado. Después de que se rodase el episodio piloto, Tim, en señal de agradecimiento me dijo: “¿Porqué no te vienes a mi despacho? A los estudios de la Universal, te presento a la gente, y hablamos un poco porque tengo una serie de ideas”. Os recuerdo que yo sólo había hecho ilustraciones de acompañamiento para el proyecto del guión del piloto. Cuando me llevó al despacho de la Universal, tuvo lugar la siguiente conversación:

– Vamos a necesitar a alguien que pinte cuadros. ¿Tú cómo lo ves, crees que puedes hacerlo?

– Es que soy daltónico. Pero no pasa nada. Tienes ahí un ordenador, te enseño mi sitio sitio web, que es www.timsale1.com y verás cómo trabajamos en el mundo de los cómics, y cómo colorean mis originales. Se puede solucionar sin problemas: hago el dibujo, lo entinto, lo escaneo, y luego se lo envío a un colorista [en el caso de la serie, Dave Stewart], lo colorea, y posteriormente se puede imprimir, como si fuera un cuadro. No hay ningún problema, porque cuando doy los tonos de grises, los doy pensando en cómo sería el efecto si fuera en color.

Le convencí y no hubo ningún problema. Y menos mal que no hubo ningún problema, porque la verdad es que estaba bastante nervioso. Había hecho las ilustraciones al tamaño que podéis ver ahí abajo (en la exposición dedicada a Sale) a 11 x 17 pulgadas. Las iban a ampliar hasta 6 pies, (que es poco más o menos 1’80 metros), y no tenía ni idea de si aquello podía funcionar o no, hasta que llegué a los decorados y vi cómo quedaban mis cuadros en el loft de Isaac. Y la verdad es que el resultado me pareció muy positivo, me gustó mucho. Jeph no se había involucrado hasta entonces, como os he dicho, hasta entonces. Mientras no se estrenó el piloto, y se supo el éxito que había tenido, él no sabía si el proyecto tiraría hacia delante o no.

Para mí, a día de hoy, Jeph es el segundo al mando en la serie. Quizás no sea así en realidad, pero para mí es el segundo al mando justo por debajo de Tim Kring. Es uno de los elementos más valiosos de la serie, actúa como guionista, como productor ejecutivo, y de entre todos los guionistas y todos los productores ejecutivos es el que ejerce como mano derecha de Kring. Recorre todo el set apagando “incendios” cuando se producen. Tenéis que tener presente que los actores no son precisamente las personas más estables del mundo, y de vez en cuando surge algún que otro malentendido o problema. Alguno de ellos ya era algo conocido, pero ninguno era una estrella, y esta serie les ha catapultado al estrellato. Y si a alguno de los actores que ya eran algo conocidos les habrá resultado difícil asimilarlo, imaginaos en el caso de Masi (quien interpreta a Hiro Nakamura). Era un tío a quien no conocía nadie, y que de repente se convierte en el personaje más popular de la televisión, de modo que no es difícil que se le pueda subir a la cabeza. No digo que esté loco, ni que sea una mala persona, sino que imaginaos cómo podría reaccionar cualquiera de nosotros que pasa de ser un tipo cualquiera a convertirse en una estrella, de repente. Cómo reaccionaríamos.

El caso es que mi colaboración con la serie se reduce a que cada semana me llaman y me dicen: “Necesitamos 6 cuadros parta mañana, ¿cómo lo ves?”, a lo que respondo, “no hay ningún problema”. Los hago, y ya está. Trabajamos exactamente igual que cuando hicimos Daredevil: Yellow, o algunas de las páginas de Hulk: Gris. Básicamente yo hago lo que será el cuadro, lo escaneo, se lo envío al colorista, trabaja con su ordenador, se imprime, y queda tal y como habéis visto en la serie.

De cómics y otras publicaciones

Por si todos los referentes a X-Men o Rising Stars a nivel argumental o a Will Eisner (esos títulos integrados en la imagen) a nivel formal no fuesen suficientes, la prueba más fehaciente de que Héroes y el mundo del cómic están relacionados viene de la mano de una de las estrategias de marketing de la serie: los cómics. Desde que comenzó la serie se publica un cómic online de 7-9 páginas con regularidad semanal en la página de la NBC, patrocinado (como bien se específica en la primera página) por Nissan. Aunque el texto en inglés no es para nada complicado, con la misma periodicidad los chicos de Heroes Spain traducen el cómic semanalmente como un reloj, y guardan todos en archivos fácilmente descargables para el que le interese. En todo caso, recientemente se ha anunciado que WildStorm (lo más normal sería que fuese Marvel ¿no?) publicará un tomo recopilatorio recogiendo los 34 primeros números de esta colección (actualmente van por el #58), con una introducción a cargo de Masi Oka (Hiro), material de Tim Sale y una doble portada a cargo de Jim Lee y Alex Ross, por lo que sería natural que Norma Editorial lo publicara en España. De las dos portadas la más publicitada ha sido la del hiperrealista Alex Ross quien, por cierto, ha dibujado una Claire que se parece más a Kate Winslet que a Hayden Panettiere. Aquí os dejo las dos para que elijáis la que más os guste.

Bueno… ¿Y de qué van estos cómics? Pues bien, cada uno de ellos se centra en un personaje de Héroes, de forma que amplían y complementan la información que se proporciona acerca de ellos en la serie sin resultar relevante para seguirla. Tenemos así un modelo de publicación en el que los interesados en saber más pueden leerlos y aquéllos a los que sólo les interese la emisión en sí pueden ceñirse sin problemas a ella. La excepción es el personaje de Hana Gitelman (Stana Katic), creada específicamente para estos cómics y que apareció y desapareció en el capítulo Inesperado de forma un poco desconcertante (aunque pudimos verla más adelante en Cinco años después). ¿Merecen la pena? Sólo para los fans acérrimos. Los guiones, a cargo de los guionistas de la serie, no son nada del otro mundo y la parte gráfica (a cargo de dibujantes de Aspen Comics) tampoco pasará a la historia. Claro que a veces cuentan con autores invitados de la talla de Phil Jimenez (#13, Wireless part. 1).

Un último apunte sobre los cómics: desde la página de la NBC puede optarse entre descargar el cómic en .PDF o verlo directamente en formato flash. Éste último tiene la ventaja de incluir en cada número un extra en forma de contenido oculto, que suele consistir en dibujos de Sale, guiones y, principalmente, fotos de producción. No obstante, en Heroes Spain también se preocupan de incluirlos en sus versiones de los cómics. Podéis ver todos los cómics publicados, con su equipo creativo correspondiente, un resumen y el contenido oculto que contienen en esta página de la Wikipedia en inglés.

En todo caso, no es esta la única aproximación que los artistas del Noveno Arte han realizado al mundo de Héroes. Sin ir más lejos, el próximo número de la revista estadounidense TV Guide será un ejemplar especial con cuatro portadas distintas dibujadas nada más y nada menos que por Jim Lee, Phil Jimenez, Michael Turner y Tim Sale. Os las dejo en spoiler porque contienen importantes detalles de la trama de la segunda temporada.

Aviso de Spoiler

Hasta aquí llegamos…

Y con este post acaba el contenido de la Semana Héroes en Zona Negativa. Se nos han quedado desde luego aspectos muy interesantes en el tintero, como por ejemplo las campañas de promoción viral a través de webs como la de la campaña de Nathan Petrelli, The Corinthian (el casino de Linderman en las Vegas) o Primatech Paper Company (la tapadera de Mr. Bennet), todas ellas con contenidos ocultos. En cualquier caso, sobre Héroes se han escrito ya hasta libros, y hacer un repaso por todos y cada uno de los aspectos de la producción en sólo siete días es imposible. De momento, esperamos que hayáis disfrutado tanto como nosotros con estos artículos… y bueno, ya habrá más temporadas. ¡Hasta otra!

8 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
vaya coñazo
vaya coñazo
11 noviembre, 2007 17:03

Vaya brasa con Heroes, yo entro buscando leer noticias sobre comic americano, no sé si es que os pagan la promo o es que así engordáis las entradas. Si seguís asi tendréis que cambiar el nombre.

Alberto Benavente
11 noviembre, 2007 17:05

Chpeau. Calp, clap, clap. y luego dices que mi post es bueno…si esto es la releche!

Fuera de peloteos, no tenia ni pajolera de que Sale era Daltonico, fijaté tu.

Jabberwocky
Jabberwocky
Lector
11 noviembre, 2007 17:30

¿¡¿Porqué los cómics de 9th Wonders! són, tan solo, ficción?!? Tim Sale podria dibujarlo y además dar un segundo uso a las ilustraciones que ha creado para la serie e insertarlas en el tebeo a modo de “splash-pages”. Podría guionizarlo, por ejemplo, Jeph Loeb. Me lleve una grandísima decepcón cuando DC publico el comic de la serie y escogio a toda una legión de dibujantes (nada menos que Phil Jimenez, Michael Turner, Koi Turnbull, Marcus To, Peter Steigerwald, David Moran, Micah Gunnell, Travis Kotzebue, Jordan Kotzebue, Jason Badower, Staz Johnson, Steve Lejeune, Adam Archer, Mark Roslan etc.) y obvio a Tim Sale , encuentro que es una falta absoluta de respeto hacia el dibujante. No entiendo como no han pensado en tal proyecto…de verdad.

fletcher
11 noviembre, 2007 18:11

muy buena la semana Heroes!!!…aun me quedan un par de articulos, pero este es el que mas me interesa…ahora me pongo con el!!

gracias por toda esta semana!!

Fletcher!!

Fer
Fer
11 noviembre, 2007 18:51

y quien ha ganado el pack de dvd?

Elle
Elle
11 noviembre, 2007 21:43

Gracias por la semana de Héroes!! Espero que, independientemente de marketing y tonterías, habléis más a menudo de la serie. Lo dicho, ha estado muy interesante sobre todo este último comentario sobre dibujos, y me gustó también el de la comparativa con los tebeos, porque no soy lectora de los mismos. Gracias!

SWANNEY
SWANNEY
12 noviembre, 2007 21:21

Quisiera saber si la actriz JOANNA CASSIDY tiene un papel en la serie,pues sale en la famosa foto “de grupo”.(PARA MÍ QUE ES LA JEFAZA ).