ZN Héroes Capítulo 1: Creadores, origen y desarrollo

Por
32
360

Héroes

El 25 de septiembre de 2006 tuvo lugar la puesta de largo de Héroes, producción alumbrada bajo el cobijo del canal de televisión norteamericano NBC. La serie, centrada en la historia de un grupo heterogéneo de individuos que, por circunstancias desconocidas, adquieren habilidades extraordinarias, no tardó en convertirse en uno de los grandes éxitos de la temporada. Con una audiencia media cercana a los catorce millones de espectadores, su aceptación se tradujo en numerosos premios y nominaciones a los más prestigiosos galardones (Globos de Oro, Emma, Image Awards, Academy of Science Fiction, Fantasy & Horror Films, etc…). El fenómeno, trasladado al resto del mundo, ha derivado en la creación de diferentes y, por supuesto, en una segunda temporada que actualmente se está emitiendo en los Estados Unidos.

Héroes

Aprovechando el reciente estreno de la edición en DVD de la primera temporada, desde Zona Negativa hemos considerado oportuno dedicar una semana temática a la serie creada por Tim Kring, íntimamente relacionada con el mundo del cómic. ¿Cómo surgió la idea de Héroes? ¿Quiénes ayudaron a Kring a desarrollar este concepto? ¿Cuál es la mecánica de trabajo del equipo de profesionales integrantes de este proyecto? En líneas inmediatamente posteriores, trataremos de responder a estas preguntas. Sin más preámbulos, comencemos…

Tim Kring: el padre de la criatura

Tim Kring (El Dorado, California, EE.UU.; 1957) nos es precisamente un recién llegado al mundo de la televisión, y pese a que difícilmente podía haber predicho el éxito cosechado por su más reciente creación, no es menos cierto que atesora la experiencia suficiente como para ser plenamente consciente de cuáles son los ingredientes de una exitosa “receta” televisiva.

Héroes

Con apenas 24 años, Kring logró vender su primer guión a los encargados de El Coche Fantástico (Knight Rider), famosa serie protagonizada por David Hasselhoff. Desde entonces, su nombre ha aparecido acreditado en numerosas producciones como Chicago Hope, L.A. Doctors, Providence, la truncada Strange World, o Teen Wolf Too, donde coincidiría con Jeph Loeb (circunstancia que terminaría siendo clave en la gestación de Héroes). En el año 2001, Kring alcanzó su consolidación definitiva con Crossing Jordan, serie protagonizada por Jordan Cavanaugh (Jill Hennesy), integrante de un equipo forense de Boston. Su éxito, refrendado por unas cifras de audiencia incuestionables, reforzó la posición de su creador dentro del panorama televisivo estadounidense, de modo que no es de extrañar que cuando Kring llamó a las puertas de la NBC con la propuesta de Héroes, sus máximos responsables le prestaran la atención que sin lugar a dudas merecía tan interesante proyecto.

Génesis de una idea ¿descabellada?

En contra de lo que cabría pensar atendiendo al argumento de la serie, Tim Kring no es precisamente un aficionado al mundo del cómic, pues como él mismo se ha encargado de reconocer, “Padezco algún tipo de dislexia o problema de lectura no diagnosticado que provoca que me resulte casi imposible leer algo que no esté ordenado de forma clara y lógica en la página. Me confunden los diálogos en los bocadillos. Mis ojos nunca saben si seguir a la izquierda, a la derecha, arriba o abajo. Me frustro enseguida, de modo que las ocasiones en que he intentado leer cómics, no he tardado en dejarlo.”

Desde luego, tal afirmación resulta sorprendente para la multitud de aficionados al mundo del cómic que disfrutan enormemente con la infinidad de guiños al género superheróico que se pueden apreciar en muchos capítulos de Héroes. Así, teniendo en cuanto lo comentado en líneas precedentes, ¿dónde encontró Kring la inspiración necesaria para crear esta serie de televisión? La respuesta no es menos sorprendente que la anterior: durante el rodaje de un episodio de Crossing Jordan, donde la protagonista reaccionaba con inusitada contundencia física ante la intrusión en la morgue de un intruso, impactó sobremanera a Kring: el que una chica aparentemente débil reaccionase de tal forma decía mucho de las habilidades que se pueden esconder en cada persona. Habilidades que, a simple vista, resultarían totalmente insospechadas.

A esta circunstancia habría que añadir el visionado de dos películas estrenadas durante el año 2004, concretamente Eternal Sunshine of the Spotless Mind (lamentablemente traducida en España como “Olvídate de mí”) y Los Increíbles. La aparente normalidad de los protagonistas de la cinta dirigida por Michel Gondry, y guionizada por el siempre original Charlie Kaufman, que según Kring podrían pasar desapercibidos entre una multitud, haría imposible sospechar la estrambótica y surrealista situación que estaban viviendo. Por su parte, la sobresaliente película de animación dirigida por Brad Bird narraba los esfuerzos de una familia de superhéroes por adaptarse a la decisión impuesta por las autoridades de no volver a utilizar sus poderes. Y es que, en definitiva, la serie creada por Kring se centra, entre otros puntos, en cómo situaciones extraordinarias, afectan a personajes ordinarios.

Pero no por ello debe dejarse de lado la conexión con el mundo del cómic en general y el género superheróico en particular. Y es que no es demasiado descabellado pensar que el creciente éxito de las adaptaciones cinematográficas de los cómics de superhéroes jugaron un papel determinante en la decisión, primero de Kring de desarrollar su idea, y posteriormente de la NBC de apostar por la serie como su lanzamiento estrella. Como era de esperar, no erraron: desde un primer momento, le expectación generada entre los aficionados fue realmente extraordinaria. Cada nueva imagen, cada nuevo detalle, cada avance y promoción hacía pensar que esta serie estaba destinada a convertirse en algo muy especial.

Jeph Loeb: algo más que un productor

Dentro del grupo de colaboradores del que se rodeó Kring, destaca sobremanera Jeph Loeb, (Connecticu, EE.UU; 1958) a quien, como comentamos con anterioridad, conoció con motivo del rodaje de la película Teen Wolf Too. Amado por unos, odiado por otros, Loeb posee una amplia experiencia tanto en el mundo de la televisión, como en el de los cómics. Entre su obra, cabe mencionar los guiones de las películas como Teen Wolf, Commando, La Ratera, o Teen Wolf Too, y para la pequeña pantalla, su participación como productor y/o guionista en series como Smallville o Perdidos.

En caunto al mundo del cómic, en 1991 DC comics facilitó su primera aproximación al mundo del cómic profesional, al encargarle la maxiserie Investigadores de lo desconocido: Deben Morir!, donde coincidió por vez primera con el dibujante Tim Sale. Tras realizar las historias cortas recopiladas en Batman: Haunted Knight, se encargó de los guiones de diversas colecciones Marvel, como Cable, X-Force, X-Man, Heroes Reborn: Capitán America y Heroes Reborn: Vengadores. Acto seguido, Loeb pasó a desempeñar un importante papel en la editorial Awesome, tanto en su labor de guionista como de editor, en títulos como Coven, Kaboom o Fighting American.

Héroes

A continuación, repetiría su fructífera colaboración con Tim Sale, logrando consagrarse como uno de los más exitosos equipos creativos del cómic americano contemporáneo. Buena muestra de ello son proyectos como Batman: El Largo Halloween, Superman: Las cuatro estaciones, Batman: Dark Victory, Daredevil: Yellow, Spiderman: Blue, Hulk: Gris y Catwoman: When in Rome… Otros trabajos destacados del guionista de Connecticut son su estancia en la serie regular de Superman, Superman / Batman, o el superventas Batman: Silencio, ilustrado por Jim Lee. Actualmente, se halla enfrascado en el desarrollo del volumen 3 de The Ultimates, junto al dibujante Joe Madureira, abanderado del amerimanga.

Con la participación de Loeb en Héroes, Kring no sólo ganó a un valioso productor con experiencia en el medio, sino también a un asesor de primer nivel en género superheróico. Además, la colaboración del artista Tim Sale como autor de los cuadros pintados en la ficción por Isaac Méndez, se debe precisamente a la amistad que unen a ambos autores.

Rodeándose de un equipo de garantías

Consciente de que su creación ahondaba temática, estilística y argumentalmente en aspectos íntimamente relacionados con los tebeos de superhéroes, “el padre de la criatura” decidió rodearse de un equipo de profesionales que atesoraran experiencia dentro del género, aunque, curiosamente, la gran mayoría de los integrantes del equipo de guionistas se mostró interesada por la humanidad y credibilidad que desprendían los personajes, y por la posibilidad de desarrollar su interacción. Y es que no podemos olvidar que esta producción se centra más en la construcción y desarrollo de los personajes que en los convencionalismos inherentes al género superheróico.

Los elegidos por Kring fueron, entre otros, Jesse Alexander (Alias, Lost), Michael Green (Smallville, Everwood), Joe Pokaski (Crossing Jordan,), Adam Armus (El Abogado, Xena), o Bryan Fuller (Muertos como yo, Star Trek: Voyager). Todos ellos con la experiencia, el talento, y las ganas necesarias para embarcarse en un proyecto como Héroes. La premisa, como ya se ha comentado, parte de la vocación de analizar cómo reaccionarían personas ordinarias al descubrir que poseen habilidades extraordinarias. Todo ello abordado desde un punto de vista eminentemente realista, y sin dejar de lado la necesidad de prestar atención al hecho de que todos los episodios están concatenados, de que se está narrando una historia serializada, un conjunto de episodios que, unidos, forman un gigantesco puzzle. El desafío: encajar las piezas, mantener el ritmo, y no perder la perspectiva.

La tarea no fue sencilla, pues el cambio de la narración autoconclusiva de los episodios de Crossing Jordan a los continuos cliffhangers de Héroes fue bastante radical. De este modo, en un afán por cuidar la coordinación, Kring decidió que el equipo de guionistas escribiera cada episodio prácticamente de forma grupal. Episodios de entre cuarenta y cinco y sesenta minutos de duración, una primera temporada integrada por veintitrés episodios, y una planificación a largo plazo, pensando de forma hipotética en cinco temporadas. Las comparaciones con Lost (Perdidos) o 24 no se hicieron esperar. Aunque, en honor a la verdad, tan sólo admite comparaciones con la primera en su vocación de recuperar el interés por historias serializadas, y con la segunda, en el modo en que cada episodio encaja perfectamente hacia un final premeditado.

Las cartas ya estaban sobre la mesa, y los jugadores en sus puestos. Para saber cómo se desarrolló la partida, no dudéis en acudir a vuestra ineludible cita con Zona Negativa: todos los días de esta semana, a las 16:00 h continuaremos analizando diferentes aspectos de Héroes. Pero antes… para finalizar, haremos una sucinta referencia a los efectos especiales.

Efectos especiales: cuando la necesidad agudiza el ingenio

Si tuviéramos que catalogar a Héroes dentro de algún género conocido, ese sería el de la ciencia ficción de corte realista. Pero hacer una sci-fi plausible, capaz de reflejar de forma potente los poderes de todos y cada uno de los personajes de la serie en un medio como es el televisivo resulta altamente complicado. En efecto, el referente cinematográfico es un enemigo en las tres principales vertientes del problema: por una parte, es inevitable que el espectador compare los efectos especiales con los de cualquier película de presupuesto medio alto; por otro, dicho presupuesto es evidentemente mayor que el destinado a un capítulo de Héroes; y por último y no menos importante, una película dura como media unas dos horas y goza de meses para su gestación, mientras que la primera temporada de la serie está compuesta por veintitrés episodios semanales de 40 minutos cada uno. ¿Cómo enfocarlo? ¿Hasta qué punto los efectos especiales, fundamentales en la concepción de la serie, complicaron su producción?

Tim Kring contestó a esta última pregunta de una forma tajante: “Bastante”, especialmente según el creador de la serie en los capítulos 17 (Company Man, en el que Claire se regenera a plena luz del día de una tormenta nuclear que ha arrasado su casa), 20 (la visión apocalíptica y futurista en la que casi observamos un enfrentamiento entre Sylar y Peter) y 23 (la season finale, como la llaman los estadounidenses).

Ahora bien, hay un mecanismo que ofrece una solución muy elegante a esta diatriba, y es que, desde un punto de vista técnico los efectos especiales en Héroes no son generalmente explícitos. Efectivamente, rara vez vemos una escena cgi (computer-generated imagery) en todo su esplendor, de forma que los pasajes en los cuales serían necesarias son sometidos a una narración elíptica que permite hacerlas elegantemente elusivas sin que el espectador se percate de ello. Este tipo de soluciones, muy imaginativas, permiten generar la percepción de una factura de mediano o alto presupuesto sin ser en realidad éste el caso. Un ejemplo más que notable sería el final del episodio 18, Parasite, en el que Sylar ataca a Peter y comienza a abrir su cráneo para asimilar su poder. La escena está resuelta brillantemente: vemos una pequeña herida abriéndose en la frente de Peter, un efecto de sonido y, de repente, un mechón de pelo que cae al suelo. Podemos observar por tanto cómo, mediante el montaje, se ha conseguido no sólo ahorrar presupuesto sino también producir un cliffhanger apasionante. Y esto es sólo un ejemplo… Héroes está plagado de momentos en los que percibimos una gran factura sin verla, conseguida también en parte gracias a una fotografía muy cuidada y alejada del aspecto habitual de las series de televisión.

Para terminar este apartado, una curiosidad de la producción: la compañía Stargate Digital, responsable de los f/x de Héroes y cuyo espléndido trabajo podéis ver mejor analizado en este impresindible enlace, contó para la gestación de los más de mil efectos especiales de la primera temporada con un colaborador y crítico de excepción: el actor Masi Oka (que da vida a Hiro), con gran experiencia en este campo.

Enlaces de interés

Entrevista a Tim Kring publicada en 9th Wonders.

Entrevista a Tim Kring publicada en Superherohype.

Entrevista a Tim Kring publicada en TV Guide.

Heroes Wiki.

Zona Héroes.

Heroes-Spain.

Only Heroes.

Héroes en Wikipedia.

PD: Agradecimiento especial a José Torralba, autor del apartado centrado en los efectos especiales de Héroes. 😉

Un saludo y hasta pronto! (eso espero)

32 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
El Killer
Lector
5 noviembre, 2007 18:38

“Y es que no podemos olvidar que esta producción se centra más en la construcción y desarrollo de los personajes que en los convencionalismos inherentes al género superheróico.”

Justamente eso es lo que hace en ciertos momentos que la serie pierda fuerza, despues de todo se supone que es una serie de accion y no Dawson’s Creek, sin ir muy lejos la pelea final del final de temporada es decepcionante.

Nose una pelea aerea entre Peter y Sylar no caeria mal.

Raul Lopez
Admin
5 noviembre, 2007 20:31

Habria que ver en que lado de la balanza está realmente el éxito de Heroes, si en Tim Kring o en Jeph Loeb… y es que aunque hay gente a la que no le convence Jeph nadie me podrá negar que serie que toca serie que convierte en super ventas y no solo en el mundo del comic, otro buen ejemplo: Smallville…

El Killer
Lector
5 noviembre, 2007 21:31

David, no me malinterpretes me gusta la serie y talvez me exprese mal, heroes DEBERIA ser una serie de accion y no Dawson’s Creek. No estoy en contra del desarrollo de los personajes y su vida “privada” por asi decirlo es parte fundamental de una serie pero, yo creo, que deberia haber mas accion, una pelea de espadas de Hiro, una pelea aerea, alguien parando balas con sus brasaletes, una identidad secreta algo que aporte mas emocion a la serie porque, a mi parecer, exagera en los problemas de los personajes.

El crítico
El crítico
5 noviembre, 2007 22:14

Raul,serán superventas,pero en cuanto calidad salvo Heroes(única que me parece visible)el resto de las series de Loeb me parecen malas.Smalville siempre es lo mismo y Perdidos me parece muy aburrida.Y en cuestión de cómic más de lo mismo.Creo que Heroes es lo único salvable en la carrera de Loeb,y tampoco es una pasada de serie(opinión totalmente subjetiva,que desde el tostón de las 4 estaciones de Superman y su Dark Victory de Batman le tengo mucha manía,y más ahora que le han dado los Ultimates)

El crítico
El crítico
5 noviembre, 2007 22:17

Por favor,no os tireis al cuello por el comentario anterior.

dark schneider
dark schneider
5 noviembre, 2007 22:34

>>hay un mecanismo que ofrece una solución muy elegante a esta diatriba, y es que, desde un punto de vista técnico los efectos especiales en Héroes no son generalmente explícitos. Efectivamente, rara vez vemos una escena cgi (computer-generated imagery) en todo su esplendor,

Vaya por delante que soy el primero que sabe que hay una diferencia abismal de presupuesto entre una producción y otra, pero los FX en Heroes son bastante más explícitos que en otra serie de características similares como es 4400.

Por cierto…¿nadie le ha preguntado a Kring si ha visto 4400?

Mr. Zaxxx
Mr. Zaxxx
5 noviembre, 2007 22:49

>>>En todas y cada una de las entrevistas que he leído, concedidas por Kring a diferentes medios, insiste muchísimo en ese aspecto: quieren que primen las relaciones humanas, el desarrollo de los personajes.>>>

Justo por este motivo considero que el final de Heroes está a la altura de la serie. Se trata de un buen bofetón a los que seguían Heroes en busca de tortas. Quienes busquen tortas que se vayan a otro sitio, esta serie es sobre personajes.

El Killer
Lector
5 noviembre, 2007 23:06

“Quienes busquen tortas que se vayan a otro sitio, esta serie es sobre personajes.”

Lamentablemente eso es lo que esta ocurriendo y puede hacer peligrar el futuro de la serie.

José Torralba
5 noviembre, 2007 23:24

Hombre, Mr. Zaxx… una cosa es que no haya mamporros, y otra la falta de clímax, que puede ser físico o psicológico, pero que tiene que estar por alguna parte. Héroes me parece una serie notable cuyo final de temporada no me pareció a la altura de las circunstancias.

Schneider… estoy comparando Héroes con producciones cinematográficas, no con otras series. Eso es harina de otro costal…

rorschach
rorschach
5 noviembre, 2007 23:32

En el famos episodio “days of future past” es donde hay más acción, pero de baja intensidad superheroica, y la gran pelea final, sucede y nos la imaginamos tras una puerta.

Ya en nuestra verdadera pelea final no pudieron “cerrar la puerta” y así les quedó.

La serie es menos Onslaught saga y más Dios Ama el Hombre Mata en el concepto. A lo mejor a su pesar, pero eso tiene una gran ventaja. El factor sorpresa. Lo bueno si breve.

Y para terminar con un punto negativo comentar que una de las mejores cosas de la 1ª temp, los diálogos, han perdido mucho fuelle en el arranque de esta segunda.

Un poco en plan “esto parece fácil, quíta que ya lo llevo yo”.

POLLOPUTO
5 noviembre, 2007 23:35

No me creo lo que dice Kring de su dislexia del todo… No porque no exista, que sí, sino porque Héroes bebe tan directamente de cómics clásicos y modernos, que no, no trago.

Por cierto, la serie pinchará si los personajes no acaban siendo eso para lo que han nacido. No pido mallas ajustadas, pero algo similar ya utilizado en otras películas no iría mal en lugar de eternizar tramas reguleras… Y debería suceder en una 3ª temporada a más tardar.

Pero, que digo, ahí está Loeb, el de “Todos llevan mallas y yo la misma cazadora pero siguen pasando años y apareciendo superhéroes antes de que yo lo sea” Smalville?

Olvidad entonces lo de la “lógica”.

dark schneider
dark schneider
5 noviembre, 2007 23:36

Hombre José, entonces creo que tu apreciación es errónea, Heroes a pesar de ser un hit con mucho presupuesto detrás, es un producto destinado a la televisión, no al cine, establecer comparaciones con las producciones de cine recientes en las que los protagonistas hacen gala de poderes me parece desacertado. Creo que sería más lógico compararla con otros productos como Smallville o 4400.

Y a todo esto, ¿straczynski no lleva años peleándose con las productoras para poder adaptar a la pequeña pantalla Rising Stars?, creo que le respondían que algo así no podría funcionar en la tele, así que si ve Heroes o 4400 se tiene que estar tirando de los pocos pelos que le quedan.

Y ya puestos a seguir con las dudas a mala leche, ¿se ha encontrado Tim Kring con Scott Peters o rené Echevarría(creadores de 4400)?

Alberto Benavente
5 noviembre, 2007 23:48

“En el famoso episodio “days of future past” es donde hay más acción, pero de baja intensidad superheroica, y la gran pelea final, sucede y nos la imaginamos tras una puerta.

El capítulo se titulaba “Cinco años después”, pero de eso ya hablaremos el jueves. 😉

dark schneider
dark schneider
6 noviembre, 2007 5:17

Sobre el tema de las referencias, aunque igual lo comentáis en un próximo post, me hizo gracia que Masi Oka hiciera un cameo en la tristemente cancelada Studio 60 haciendo una pequeña promo de Heroes

http://youtube.com/watch?v=UOEOlRj1QOM

Cannonball
6 noviembre, 2007 8:05

>>>En todas y cada una de las entrevistas que he leído, concedidas por Kring a diferentes medios, insiste muchísimo en ese aspecto: quieren que primen las relaciones humanas, el desarrollo de los personajes.>>>

Pues tambien va a ser casualidad que las relaciones y el desarrollo de los personajes de la serie sea lo peor de ella…

marc
marc
Lector
6 noviembre, 2007 10:25

visto lo visto (y con eso me refiero al inicio de la segunda temporada) creo que queda claro, que la serie nunca, nunca fue una serie de superheroes. al igual que pasa con Smallvile y otras, el superheroe nunca saldra, por que ese es el punto final de la historia. o sea, pocas peleas de tios y tias en pijama. tendremos que esperar hasta que alguien con dos kiwis bien puestos haga eso, una serie de superheroes pura y dura. con “Juggernaut” arrasando Manhattan y con Apocalypsis dominando a la humanidad……
por dios, que la “Mamba negra” parezca mas superheroina que cualquier personaje de Heroes es patético (no por la “Mamba negra” en sí, a la que admiro, sino por los tios que han montado una serie de superheroes que no habla de superheroes….solo falta el Superman de Bryan Singer, cuya unica preocupacion en toda la peli era, ese es hijo mio o no….)

Ric
Ric
6 noviembre, 2007 12:23

Coincido con algunos de vosotros.

Yo empecé a ver Héroes cuando empezó, en VO y aún no la conocía nadie y me atrapó enseguida, pero no por el tema de los superpoderes (que estaba muy bien como idea troncal sobre la que se mueve la serie) sino por la originalidad de algunas de sus propuestas (“todo está conectado”) y la definición de sus personajes.

Pero tengo que reconocer que a partir del famoso epidosio del futuro, el nivel empezó a decaer, ya no había tanta sorpresa ni innovación y hacía falta algo más de climax y acción que nunca llegó a producirse. Ese episodio fue, para mí, el punto álgido de la temporada.

La 2T aún no ha logrado despertar en mí esa sensación que tuve en los primeros episodios, y algunos pasajes se me hacen muy tediosos (la aventura de Hiro en Japón es soberanamente aburrida).

Y, finalmente, lo que más me atrajo de la serie es la misma idea de que “todo está conectado” que subyace desde el principio en “Perdidos”, y ahí coincido totalmente con David; para mí, es una de las series más geniales (sino la que más) de la actualidad, con unos pequeños altibajos (como el mismo comenta) en su 2T que, afortunadamente, los guionistas supieron ver y reaccionar a tiempo de reconducir la historia manteniendo el interés en la misma

Toni Boix
6 noviembre, 2007 14:46

Me flipa esto que dice Kring: “Padezco algún tipo de dislexia o problema de lectura no diagnosticado que provoca que me resulte casi imposible leer algo que no esté ordenado de forma clara y lógica en la página. Me confunden los diálogos en los bocadillos. Mis ojos nunca saben si seguir a la izquierda, a la derecha, arriba o abajo.”

¿¿¿¡¡¡Pero es que a este hombre nadie le ha explicado – ¿Loeb pa qé te quiero? – que en historieta las cosas SÍ que están ordenadas de forma clara y lógica en la página!!!!???

Están ordenadas según el patrón de lectura de cada país… ¿o es que tampoco sabe leer?

Con respecto a los parecidos con Rising Stars – que sí están – y a que las productoras no vieran viable esa historia, está claro que la serie de Stracz precisaría de muchos más efectos de esos generados por ordenador porque tiene una aproximación diferente – más superheroica – a temáticas semejantes.

Por sierto, estupendo artículo, compis.

The Slayer
The Slayer
7 noviembre, 2007 1:20

Excelente articulo os ha quedado, sin duda una de las mejores series que había en la TV actual (Pongo había porque debido a la huelga de guionistas de Hollywood la segunda temporada se ha quedado en 11 episodios y el spin-off Heroes: Origins ha sido cancelado)

The Scientist
7 noviembre, 2007 18:01

Primero que nada, se agradece a todo el staff de ZN el llevar a cabo esta serie de artículos en torno a la que considero la mejor serie en este momento (si, a pesar de que tuvo un inicio de temporada flojo, pero que poco a poco vuelve a retomar el nivel que la levó a la cumbre).

Por cierto, estoy totalmente en desacuerdo con lo que ha dicho Ric sobre el capítulo de los “Cinco años perdidos”…

Aviso de Spoiler

En mi opinión fue un cap. intenso, y fue precisamente el viaje a ese futuro alternativo lo que detuvo la bomba y desencadenó ese final que desde mi punto de vista, fue bastante correcto (sino es que bueno). En lo que si estamos de acuerdo es que fue un punto crucial en la tram , ‘el principio del fin (de la temporada)’ diría yo. Además, lo mejor es que nos dió una perspectiva del universo heróico por demás interesante (Sylar como máxima autoridad, la persecución de todos los ‘heroes’, la lucha del Hiro del futuro), así como lógicamente que el capítulo en sí, fue un guiño al mundo del comic (ese tipo de cosas son el ‘extra’ que hace uqe me guste más la serie).

Personalmente me gusta este tipo de narrativa, el llamado Flash Foward. Entiendo que hay quien igual no le guste, pero me parece una manera, si bien no inovadora, si bastante ‘fresca’ de contar una historia.

Ric
Ric
7 noviembre, 2007 18:23

No me has entendido, The Scientist.

Precisamente, mi opinión es que ese capítulo llegó a cotas que no ha conseguido ningún otro.

Para mí, el mejor de todos los vistos hasta ahora, coincidiendo contigo.

Si estoy expectante ante los FF de la 4T de Perdidos, cómo no va a gustarme esta forma de narrar?

José Torralba
7 noviembre, 2007 20:10

Pues malas noticias… pese a lo difundido inicialmente, parece que la huelga también afectará a Perdidos. De momento la ABC baraja dos opciones: estrenar 8 capítulos de la nueva temporada en febrero de 2008, o fusionar la temporada 4 y la 5 (que inicialmente iban a ser de 16 capítulos) en una única temporada de 24 que podría comenzar en otoño de 2007 o incluso enero de 2009.

The Scientist
7 noviembre, 2007 20:53

Una disculpa Ric, efectivamente te he entendido mal (eso de navegar ZN en el trabajo no es bueno xD).

Al parecer, más bien estamos del todo de arcuerdo. Incluso, en que de ahí se haya dado un bajón en la intensidad, a pesar de que los restantes capítulos de la temporada también fueron buenos.

Un saludo Ric.

Ric
Ric
8 noviembre, 2007 10:53

Otro saludo para tí, The Scientist

Precisamente acabo de leer dos noticias relacionadas con el tema:

1. que los guionistas han tomado nota de las quejas de los seguidores de la serie en cuanto al bajo nivel y poca acción de los capítulos emitidos hasta ahora de la 2T, y prometen que están trabajando en el cambio de orientación y vuelta a los héroes y la acción total, asegurando que lo notaremos en el capítulo final (ese famoso 11, por desgracia) de esta temporada

2. una reseña del capítulo 7 (Out of time) emitido esta semana, que me devuelve la esperanza y las ganas locas de verlo (que aún lo tengo en espera porque ayer cayeron seguidos los 6 y 7 de la 3T de Prison Break). Ahí tienes la reseña

http://elladooscurodelmonitor.blogspot.com/2007/11/heroes-2×07-out-of-time-los-hroes-han.html

MAUROALEK
MAUROALEK
12 noviembre, 2007 17:25

REALMENTE ME A GUSTADO TANTO LA PRIMERA COMO LA SEGUNDA TEMPORADA, EFECTIVAMENTE HEMOS VISTO MOMENTOS DE INCIERTA LUCIDEZ EN LOS PRIMEROS CAPITULOS…PERO ALGO QUE CONSIDERO ES QUE UNA SERIE NECESITA MADURAR Y CONTAR LO MISMO DE UNA SEASON PASADA SERIA ILOGICO DESAFORTUNADAMENTE EL PUBLICO AUNQUE LO NIEGUE GOZA DE VER LO MISMO…(YO LO GOZO)…PERO BUENO EL CAMINO QUE VEREMOS AHORA SERA…
NO IMPORTA LA SERIE ES SENSACIONAL Y ESPERO QUE LOS CAMBIOS QUE SE VIENEN NOTANDO DESDE EL 2X5 LE GUSTEN A LOS ESPECTADORES Y VUELVA A TENER LA AUDIENCIA DEL AÑO ANTERIOR…PORQUE LO QUE MENOS ESPERO ES QUE DESAPAREZCA DEL PANORAMA POR DECRESCENDOS TEMPORARIOS

cuche
cuche
12 noviembre, 2007 20:25

Sylar no puede volar, como va a haber una pelea aerea, en lo que si estoy de acuerdo es que pudieron haberle puesto un poco mas de accion a esa parte. Peter a pesar de tener mas habilidades que Sylar no las usa a su beneficio.