X-Force 12-14

Chico Omega quiere cambiar y dejar de morir, pero un enemigo similar a él se interpone en su camino y buscará los secretos de Krakoa.

Por
0
1020

Edición original: X-Force vol.6 núms. 17 a 19 USA (Marvel Comics, 2021)
Edición nacional/España: X-Force, núms. 12 a 14 (Panini Cómics, 2021)
Guion: Benjamin Percy.
Dibujo: Joshua Cassara y Garry Brown.
Entintado: Joshua Cassara y Garry Brown.
Color: Guru-eFX
Traducción: Uriel López
Realización técnica: Estudio DIN&MITA.
Formato: Grapa. Nº 12 24 pp. (3,00 €), nº 13 24 pp. (3,00 €) y nº 14 24pp. (3,00 €).

Aprende a quererte a ti mismo/a

«No dejas de morir porque quieres renacer.»

Anteriormente en X-Force, pudimos ver qué Bestia no tenía razón al culpar a Coloso como traidor y Jean vio que Rojo Omega era quien tenía conexiones con el reino vampiro. En ese momento, Bestia no dudó en establecer un plan arriesgado y brutal al saber que tenía un Sintetizador de Carbonadio. Tras eso, Bestia se disculpó con Coloso a su manera y tenía una propuesta más para Coloso. Posteriormente, Krakoa sufrió un ataque de unas plantas infecciosas que poseían a las personas. La Bestia y Sabia descubrieron que procedía de un tumor de Krakoa y debían extirparlo, por lo que mandaron a X-Force a terminar con ello, aunque fue Namor quien realmente terminó con el trabajo.

En el presente arco argumental, vemos que Quentin Quire está harto de morir y resucitar, pero quiere cambiar las tornas en ese día especial en el que irá en una misión él solo. Sin embargo, toda la tripulación parece estar desaparecida y una niña le revela que el monstruo es él justo antes de morir. Al despertar, Phoebe le revela que él no puede ser un asesino ya que le arrancaron la cabeza y él acaba sincerándose sobre todas sus inseguridades. Gracias a ello, Phoebe le recomienda un cambio de look y él está determinado a no morir más de formas inútiles o indecorosas. Al encontrar el cambio que esperaba, ve un monstruo en el espejo y Jumbo enloquece, aunque consiguieron calmarle. Estando cansados, varios mutantes experimentan varias visiones del monstruo que vio Quentin Quire, pero Bestia se quedó dormido y Sabia esperó hasta tener más información. Quentin y Phoebe accedieron a su mente y vieron que se quedó dormido y en sus sueños el monstruo psíquico con apariencia de Quentin Quire quiere sacarle los secretos de Krakoa siendo Bestia un niño pequeño. Al saberlo todo, Sabia mató a Bestia para evitar fugas de información. Llegado a ese punto y entendiendo Quentin Quire que ese ser ataca cuando estás débil por alegría o sueño, Chico Omega se durmió junto a Phoebe y buscó luchar contra ese ser, pero no pudo hacer nada más que recoger información y ser salvado por Jean. Por suerte, con la información que obtuvo Chico Omega, pudieron localizar a ese ser y Jean les enseñó a Phoebe y Quentin cómo atacar en el mundo onírico. Sin esperar, fueron a por ese ser y Quentin le mató en el mundo onírico y Jean y Dominó llegaron a ver el cadáver del clon de Quentin Quire, igual que intentaron hacer con Dominó.

En general, estamos ante un arco argumental que se basa en el en entretenimiento y en el suspense, pero, sobre todo, en el crecimiento personal de Chico Omega, quien hasta ahora iba siendo un chico sarcástico que presumía un poco y tenía un buen ego, aunque todo era por una buena razón, como indicaría Phoebe en este arco argumental y analizaremos más adelante. Además, entramos en un paisaje de terror que no se había tocado hasta ahora y que casi pone en jaque a toda Krakoa, el ataque mediante el sueño, y que ha resultado muy interesante y efectivo cómo se ha abordado, puesto que si se llegara a realizar como un ejército en vez de una persona, Krakoa tendría serios problemas. Ahora bien, el final de la trama se siente natural, una buena evolución para Chico Omega y el plan definitivo para acabar con el enemigo es bastante redondo y muy llamativo en el plano onírico mientras que Jean y Dominó se encargan de vigilarle en el mundo físico.

En cuanto a los personajes, Quentin Quire se siente alguien desafortunado que siempre falla en las misiones al tener que morir y resucitar y, para colmo, en la última misión parece que hay una firma psíquica que indica que pudo ser él, aunque Phoebe confirmó que él era inocente. Aquí vemos que Quentin es un chico que hace bromas y cosas cortantes porque su inconsciente oculta que fue adoptado y que sus padres biológicos le trataban como alguien débil, como sus compañeros de clase. Entonces, como método de defensa, se rebeló contra la sociedad en el pasado hasta llegar a este momento, pero la explicación de su pareja sería la clave. Phoebe es el apoyo perfecto para Quentin, pues no quiere dejarle solo y no teme echarle la reprimenda cuando se la merece, así como ayudarle y explicarle que no deja de morir porque quiere renacer y madurar. Jean Grey se convierte en una buena mentora para Chico Omega al enseñarle una buena técnica psíquica, pero que debe usarse con cuidado para no herir a quien no debe ni convertirse en un abusón o entrar en la privacidad de otras mentes. Si está relación siguiera en próximos números, estamos seguros de que Chico Omega alcanzaría un gran potencial, sobre todo después de reforzarle que no debe tener nada allí o podría ir todo en su contra. Por último, el villano de esta historia es un clon de Quentin Quire que ataca a todos cuando más débiles están, ya sea por el alcohol, la felicidad extrema, o el sueño, siendo éste último su principal forma de atacar y buscar información de Krakoa. Lo brillante de este enemigo es que no solo representa el odio y todo lo negativo de Quentin Quire, lo que lleva a que al principio el protagonista falle al intentar vencerle, sino que físicamente está casi putrefacto, lo que podría indicar, además de lo que es la trama en sí, una metáfora por parte del guionista, queriendo indicar que es todo lo que ha dejado atrás Quentin: todo lo peor, lo que ha envejecido, y se ha enraizado en un solo sitio, su odio y miedo.

Sobre el ritmo, Benjamin Percy opta por unos tiempos equilibrados donde podemos ver la profundización en el personaje de Quentin Quire y su relación con Phoebe mientras que juega con el suspense y el miedo que produce la criatura que se parece a Quentin y ataca a Krakoa.

A nivel artístico, Joshua Cassara nos deja un trabajo bastante limpio, con buenos diseños, definición, fondos excelentes y expresiones faciales y corporales naturales, así como detalles que hacen del cómic un número inmersivo y precioso a nivel visual. No obstante, Garry Brown dibuja los dos números restantes del arco y, aunque su nivel también llega a ser bueno, la diferencia entre artistas es más que notable y las expresiones faciales necesitan más trabajo para llegar a resultar naturales en muchas viñetas — parece que destaca más en rostros serios —.

En definitiva, considero que estamos ante un arco argumental de X-Force que, más que avanzar en su batalla contra XENO, se centra más en hacer avanzar y desarrollar a uno de sus integrantes, lo que hace de forma gloriosa, aunque con unos peros que emborronan la experiencia.

Lo mejor

• La profundización en Chico Omega para convertirle en quien quiere ser.
• El apoyo de Phoebe, quien hace entender a Chico Omega por qué está con él y por qué no le odia, además de hacerle descubrir lo que se oculta a sí mismo. Y, eh, no solo le apoya, que también le riñe y lucha por sí misma. Punto para ella.
• El temible enemigo de Quentin Quire es una brillante metáfora de lo que quiere dejar atrás.

Lo peor

• El cambio de dibujantes.
• La apariencia física del villano, aunque es una buena metáfora y también una elección de guión, podría haberse cambiado para hacer el final más interesante y que la batalla final fuera complicada por en el campo físico y onírico.

Edición original: X-Force vol.6 núms. 17 a 19 USA (Marvel Comics, 2021) Edición nacional/España: X-Force, núms. 12 a 14 (Panini Cómics, 2021) Guion: Benjamin Percy. Dibujo: Joshua Cassara y Garry Brown. Entintado: Joshua Cassara y Garry Brown. Color: Guru-eFX Traducción: Uriel López Realización técnica: Estudio DIN&MITA. Formato: Grapa. Nº 12…
Guión - 7
Dibujo - 6.5
Interés - 6.5

6.7

Entretenido

Un gran arco argumental con un suspense adecuado y una gran profundización en Quentin Quire.

Vosotros puntuáis: 7.08 ( 4 votos)
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments