Un dia con Cels Piñol

Por
10
88

Semana santa y poco o nada que hacer, el mundo parece que se para y las horas se alargan hasta el infinito, el caso es que revisando esas webs favoritas que tengo en mente caigo en la de Koomic y de ahí a su canal de videos donde me encuentro con un vídeo titulado: Un día con Cels Piñol. Rápidamente capto la idea y me parece lo más interesante, una entrevista íntima en el entorno del autor, en este caso el GRAN Cels, así que me acomodo en el sofá y me dispongo a mirar los poco más de quince minutos que dura el vídeo.

Una vez terminado la sensación es la de haber visto algo muy chulo, si no habéis hablado nunca antes con Cels os va a sorprender su cercanía y calidez además del entusiasmo con el que habla, creedme el es así no posa para la cámara, lo que aparece es lo que es, y el es uno de nosotros.

Cels y el Spidey de Pocket de Ases

De estos quince minutos no solo me quedo con lo mucho que he disfrutado escuchando retazos de su vida o del porqué de ser un dibujante de cómics en vez de un militar, también me ha quedado clara otra cosa, y es que también hay que tener mucho interés y amor por el cómic para hacer un vídeo de este tipo, me estoy refiriendo al equipo de Koomic, para hacer algo así, en esos quince minutos hay mucho, muchísimo trabajo. En fin que os dejo disfrutarlo porque vale la pena, tenéis el tiempo justo de verlo y a la vuelta aquí tendréis la segunda tira de Fan Letal Return.

Artículo anteriorEntrevista a Charlie Adlard
Artículo siguienteRantifuso y los fanzines del Salón
Naci en Sabadell (Barcelona) en 1978 aunque siempre he vivido en Barbera del Vallés. Mi afición por los cómics de superhéroes se comenzó a gestar en el momento en que mi profesor de EGB, Joan, me dejó algunos números de Clásicos Marvel que contenían las historias: La muerte del Capitán Stacy, La muerte de Gwen Stacy y La última cacería de Kraven. Desde ese momento me convertí en fan absoluto de Spiderman y por extensión de Marvel Comics. Con el paso de los años aprendí a paladear el buen cómic sea cual sea la editorial, el personaje o autor. En 1999 fundé Zona Negativa como el rincón donde hablar de aquello que me apasionaba, el resto es historia.
10 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Koji
Koji
27 abril, 2011 15:19

GENIAL CELS
Un puto genio que vive de su hoby,se puede pedir mas.

Dultyx
Dultyx
27 abril, 2011 16:15

muy interesante entrevista, gracias por compartirla

quitus
quitus(@marc)
Lector
27 abril, 2011 16:26

¿ese Spidey tiene las piernas donde antes tenia los brazos?

Armin Tamzarian
Armin Tamzarian(@armin-tamzarian)
Autor
27 abril, 2011 20:22

Eso es porque su identidad secreta es la de el señor McMazo, el el brazo donde la pierna y la pierna donde el brazo.

CylonZero
CylonZero(@atapuerca)
Lector
27 abril, 2011 20:33

Ooooh! Atari force…
Y ese dibujo ¿a lápiz? ¿de la Patrulla-X? del fondo de su sala de trabajo.
Qué bien me cae este hombre, por Dick (y eso que jamás he tenido ocasión de tratarlo)

Giallo
Giallo(@guy-gardner)
Lector
27 abril, 2011 23:39

Yo no sé que gracia os tienen los cómics de este hombre. . .

Blade Runner
Blade Runner(@blade-runner)
Lector
28 abril, 2011 0:43

Se me hace muy corto el vídeo… creo que uno podría pasarse horas hablando con este hombre sin llegar nunca a aburrirse. Me cae genial desde siempre.
 
 

ENORM
28 abril, 2011 1:44

El dibujo que aparece en la oficina es un poster realizado por varios autores (Pacheco, Guarnido, Larroca, Jimenez…) creo que en un Saló del còmic a principios de los 90. Si no recuerdo mal, Cels lo ganó en una subasta pagando 30 mil pesetas (unos 180 euros). Ah! y apareció publicado en el fanzine «Studio» dedicado a dedicatorias. Si alguien puede confirmar más o menos la época, precio y autores… Tengo ese fanzine pero ahora me es imposible localizarlo…

xerox24
xerox24
28 abril, 2011 13:16

Un vídeo muy interesante, gracias por difundirlo.
Es encomiable la pasión que pone Piñol en todo lo que hace.

Dellius
Dellius
28 abril, 2011 22:38

Buenisimo.
Aparte, que bueno ver todo tan bien cuidado y que sus padres respeten sus pertenencias, los mios vendieron mis libros y discos…grrrr