Robin 80 Aniversario

Los distintos Robin hacen gala de las cualidades del icónico y primer sidekick de la historia.

Por
3
1615

Edición original:Batman Chronicles: The Gaunlet, Robin 80th Anniversary 100-Page Super Spectacular USA
Edición nacional/ España:ECC Ediciones
Guion:Adam Beechen, Amy Wolfram, Bruce Canwell, Chuck Dixon, Devin Grayson, James Tynion IV, Judd Winick, Marv Wolfman, Peter Tomasi, Robbie Thompson, Tim Seeley, Tom King
Dibujo:Damion Scott, Dan Jurgens, Dustin Nguyen, Freddie Williams II, Javier Fernández, Jorge Jiménez, Lee Weeks, Mikel Janin, Ramon Villalobos, Scott McDaniel, Tom Grummett
Entintado:Adam Beechen, Amy Wolfram, Bruce Canwell, Chuck Dixon, Devin Grayson, James Tynion IV, Judd Winick, Marv Wolfman, Peter Tomasi, Robbie Thompson, Tim Seeley, Tom King, Scott Hanna
Color:Jeremy Colwell, David Baron, Brad Anderson, Alejandro Sanchez, Tamra Bonvillain, Adriano Lucas, Protobunker, HI-FI, Jeromy Cox, John Kalisz
Traducción:Bárbara Azagra Rueda, Gullermo Ruiz Carreras
Formato:Cartoné. 168 págs. A color.
Precio:19,95 €

Robin el primer sidekick de la historia, al igual que otros personajes importantes de la editorial, cumple 80 años. El manto del héroe juvenil lo han portado distintas personalidades a lo largo de todo este impreso trayecto. Teniendo todos unos rasgos similares, a saber, determinación, talento natural para la acrobacia y la investigación o tener su razón de ser en el indispensable motivo para la creación del aprendiz hace ya 8 décadas, acercar a Batman a los lectores más jóvenes. Aportar luz al murciélago y cuestionar su oscuridad entra dentro de las primigenias razones para el ser del juvenil compañero. Sin olvidarnos de la dinámica padre/hijo fundamental en las tramas de la pareja.

Con todo esto presente en cada uno de los Robin, se destacan y diferencian por tener potenciadas estas características según el caso. Dick Grayson es entusiasta, optimista, el mejor acróbata (como es natural debido a su origen) y probablemente el que goze de un mayor talento natural. Todos Muchos de los personajes de cómics tienen como primer principio molar, el futuro Nightwing lo lleva de serie integrado y a pocos les sienta tan natural como a él ser el más donairoso del lugar. Jason Todd, el segundo Robin, en un principio fue un clon de Dick. Hasta tal punto que era un juego (difícil) de las 7 diferencias distinguirlos. Debido a Crisis en Tierras Infinitas se decide cambiar su origen, volviéndolo un personaje mucho más extremo, maltratado por su pasado, es irreverente e indisciplinado. Poco duró como dueño de los botines verdes, los propios aficionados decidieron su funesto destino, dado en la célebre Una muerte en la familia, escrita por Jim Starling. Años después el personaje regresa convertido en Capucha Roja, villano o anti-héroe según convenga a la editorial siendo mucho más presente en la actualidad su última faceta. Después de Jason llega Tim Drake, el Robin por derecho propio, capaz de descubrir por sí mismo la identidad de Batman, es de todos el que tiene un perfil más detectivesco y seguramente el más inteligente, también el más empático. La llegada de Damian, en la etapa de Morrison con el cruzado de la capa, le desplaza como Red Robin, teniendo una muy buena serie con Christopher Yost como guionista hasta el número 12 y Fabián Nicieza escribiéndolo hasta su conclusión en el Red Robin #26. Actualmente su protagonismo en la batfamilia es ínfimo, relegado a su puesto en Young Justice con un nuevo alias, coincidente con su apellido, Drake. Las gracias por esto, si las quieres dar, son para Brian Michael Bendis. Damian Wayne, el Robin actual, compite con Dick en el talento natural, y rivaliza (sobre todo en sus inicios donde claramente estaba por encima) con Jason en insolencia. Fruto de un “cariñoso” encuentro entre Bruce Wayne y Talia Al Ghul, el niño es el único Robin que es hijo natural de Batman. Tras la muerte el viaje a la prehistoria de su padre, de la mano de Grant Morrison, el despiadado Robin forma uno de los mejores dúos dinámicos con Dick Grayson como Batman, donde el nieto del demonio lima su peculiar carácter. Una vez más Bruce le debe mucho a Dick. A pesar de ser brevemente Robin, Stephanie Brown también cuenta con espacio en el tomo, quizás la inclusión aunque no forme parte del universo principal, de Carrie Kelley, la gran Robin chica de El Regreso del Caballero Oscuro, hubiese sido más acertada.

Una breve introducción para dar comienzo a la reseña de este tomo conmemorativo, uno bastante más redondo que la mayoría de los publicados por DC Comics, con un cariño patente por el personaje en casi todas las historias. En ZN también sentimos adoración por el del antifaz verde, por lo que no dejo pasar la oportunidad (como ya ocurriera en el Magazine DC de este mes) de recomendarte un vistazo a la serie de artículos dedicados a los distintos Robin, con motivo de su señalado cumpleaños.

La primera de las historias que conforma el especial es debida a Bruce Canwell al guion y Lee Weeks al dibujo, titulada El desafío. Una historia clásica detectivesca de Batman apoyada en el sensacional dibujo de Weeks y en el guion de Canwell. Se deja sentir el estilo en la narración de los cómics de antes así como en los diálogos entre mentor y pupilo que aún debe debutar como Robin. Si la esencia de los cómics de la Edad de Oro no es suficiente palpable, solo hay que ver el Batmóvil. Un buen relato para empezar el cómic, un acierto incluirlo, donde Dick Grayson pasa su primera noche como Robin superando las expectativas.

La siguiente historia mantiene a Dick como protagonista con Marv Wolfman como guionista y Tom Grummett como dibujante y Scott Hanna como entintador. A diferencia del primer capítulo del tomo, Robin ha crecido y la relación con Batman evolucionado, la relación de mentor y pupilo debe dejar paso a la de compañeros pero ni el “padre” está preparado para tratar al chico como igual, ni el “hijo” sentirá el cambio natural ante la viciada situación. Como todo aficionado sabe, la distancia entre ellos será la solución para poder colaborar en el futuro cuando sea necesario. Dick se habrá demostrado a sí mismo y a Bruce, que es muy capaz, al mismo tiempo que valorará todo lo que consigue Batman, dada la perspectiva del que trata de hacer lo mismo sin lograr la misma eficacia. La distancia es indispensable entre ellos para ver las cosas desde la perspectiva del otro. Esta historia titulada El empujoncito retrotrae a aquella dinámica entre Bruce y Dick.

El siguiente capítulo, Réplicas, corre a cargo de Chuck Dixon y Scott McDaniel, responsables de una de las mejores etapas (sino la mejor) de Nightwing, esta pareja de artistas no podía faltar en el especial. Se trata de una historia corta para lucimiento de las acrobacias de Nightwing del que echamos en falta una página con la característica y arriesgada perspectiva de McDaniel.

La próxima historia corta es obra de otra gran autora del personaje, Devin Grayson, con Dan Jurgens y Norm Rapmund al dibujo. Unas páginas ligeras donde Damian Dahrk implora a sus lacayos la constante incompetencia de la que hacen gala. Igual que Dixon cuenta con McDaniel, los más nostálgicos echaran de menos a Leonardi dibujando el guion de Grayson, pero no es algo indispensable, más para una trama tan corta y además protagonizada por los Titanes.

Si grandes autores de Dick Grayson se han dado cita en el especial, no pueden faltar los responsables de la última gran etapa del personaje, la protagonizada por el agente 37 de Spyral, realizada por Tom King, Tim Seeley y Mikel Janin.

Una historia donde Dick es contrapuesto a Batman en una trama de espionaje a través del mundo, abrazando el lado más impulsivo y descuidado del joven. Realmente puede actuar de tal forma gracias a su innegable talento natural, uno de los rasgos que enamora del personaje, pero sin duda la dificultad del reto, no está a la altura de alguien con su entrenamiento, lo que provoca que el profesor se luzca ante la alumna.

Unas páginas sobre Capucha Roja, segundo Robin, escritas por el guionista que mejor lo ha entendido, Judd Winick y dibujadas por Dustin Nguyen nos muestran el lado más cariñoso e infantil de Jason Todd. Rara vez es representado el anti-héroe como en esta historia, sencilla pero eficaz.

La primera historia sobre Tim Drake, Crédito extra, es anecdótica a cargo de Adam Beechen, con dibujo de Freddie E. Willians. Tynion IV junto a Javier Fernández se encargan de la segunda, Chicos maravillas, con Tim ya como Red Robin, “Añadí una “R” extra cuando el príncipe de las tinieblas aceptó el puesto” más tarde lo llamará “horrible Gremlin”, Damian como contraparte le escupirá: “No eres el niño preferido, ni la oveja negra, no eres el heredero de sangre, solo eres…el otro”. El tercer Robin examina certeramente a todos su hermanos de uniforme demostrando su excelente capacidad de análisis. Una historia que su autor, Tynion, sitúa convenientemente antes de su etapa en Detective Comics, siendo un buen complemento a esta.

Llega el turno para Stephanie Brown con Amy Wofram al guion, Damion Scott al dibujo, titulada Encajar. Una de las historias que menos dicen del libro, prescindible.

Las próximas páginas son dedicadas a Damian Wayne. La primera de las historias corre a cargo Peter J. Tomasi con el patrio Jorge Jiménez dibujando. Como si de otro capítulo de los Supersons se tratase Jon Kent ha de escribir un trabajo para el colegio sobre su mejor amigo. Asistimos así a la visión del Superman de la Legión sobre el último de los Robin. La postrera historia trata sobre la difícil relación de Batman con su hijo. A cargo de Robbie Thompson al guion con Ramón Villalobos dibujando, se ampara en el contexto más actual, al tener en cuenta las acciones de Robin en los Jóvenes Titanes.

Editado en tapa dura, con introducción de Fran San Rafael y distintos textos dedicados al chico maravilla en cada década al final del cómic, además de una serie de ilustraciones de grandes autores o páginas de archivos sobre los distintos personajes que han portado la capa amarilla, son los extras con lo que cuenta el tomo.

Un cómic que tiene en cuenta la historia editorial del personaje, al contar con autores importantes en su trayectoria, que trata de mostrar las diferentes personalidades de los distintos Robin, la dinámica que el joven tiene con Batman, contraponiéndolo a él e intentando remarcar que los diferencia, además de intentar reflejar lo que era el personaje en las distintas épocas de su larga vida editorial. No siempre lo consigue de forma brillante pero al menos, así es como debería ser un especial de este tipo. Conceptualmente no se le puede pedir mucho más. En ejecución, con este formato de historias cortas, con diferentes equipos creativos, es normal que la calidad de algunas se resientan, pero cumple sobradamente. En cuanto al dibujo grandes artistas se dan cita, destacando Jiménez, Weeks, Fernández o Villalobos pero ninguno de los restantes desentona, dando un trabajo artístico muy recomendable. Esto sí es un especial de 80 años como DC manda.

Edición original:Batman Chronicles: The Gaunlet, Robin 80th Anniversary 100-Page Super Spectacular USA Edición nacional/ España:ECC Ediciones Guion:Adam Beechen, Amy Wolfram, Bruce Canwell, Chuck Dixon, Devin Grayson, James Tynion IV, Judd Winick, Marv Wolfman, Peter Tomasi, Robbie Thompson, Tim Seeley, Tom King Dibujo:Damion Scott, Dan Jurgens, Dustin Nguyen, Freddie Williams II,…

Cumpleaños feliz

Guion - 7.5
Dibujo - 8
Interés - 8.5

8

Un especial con altibajos en sus historias, algo natural en este tipo de trabajos pero que deja un buen sabor de boca al saber captar el espíritu del petirrojo. Uno de los mejores tomos de 80 aniversario publicados. Muy recomendable para todo aquel que sea seguidor del personaje.

Vosotros puntuáis: 8.14 ( 8 votos)
3 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Gran Guerrero Tigre
Gran Guerrero Tigre
Lector
10 noviembre, 2020 18:45

Qué especial más bonito. Tengo muchas ganas de leérmelo de cabo a rabo. El legado de los Robin es una de mis cosas favoritas de DC Comics. Espero que no los ninguneen en el universo fílmico de Battinson.

Los cuatro me gustan mucho. ¡Son tan diferentes! No tengo un preferido claro, pero quizás es Tim con el que me siento más identificado. Los Detective Comics de Tynion IV me parecen lo mejor que le ha pasado al Murciélago y a su familia desde que Morrison terminó su etapa (con todos mis respetos hacia Scott Snyder y Peter J. Tomasi).

comment image?itemid=15033118

¿Hay hype por «Gotham Knights»?

Gran Guerrero Tigre
Gran Guerrero Tigre
Lector
7 abril, 2021 14:13

¡Hola! ¡Ya me lo he leído! Está muy bien, un homenaje al legado del Chico Maravilla considerablemente aceptable.

Efectivamente, mi historia favorita ha sido la de Tynion, pues analiza no sólo a Tim, sino a sus hermanos, a la perfeccción.

También me han gustado mucho la de Devin Grayson (ojalá volver a ver Titanes como estos pronto), la de King y Seeley, la de Beechen y la de Thompson, reflejando esta última muy bien la relación entre Bruce y Damian. El dibujo de Villalobos es genial, recuerda mucho a Frank Quitely.

Efectivamente, Stephanie Brown es la más olvidable. Y hubiera preferido que Jason hubiera brillado mucho más, su historieta es eficaz pero demasiado corta y sencilla. Una aventura con los Forajidos exhibiendo su lado más macarra y alocado, escrita por Scott Lobdell, le habría sentido de perlas.

¡Aguante, Robin!