Reseñas: Métal Hurlant Moebius 2. El Hombre del Ciguri, Los muertos vivientes Nº 17: Algo que temer y Guardianes de la Tierra Vol. 01: Estado de sitio

Por
10
1134

 

Guión: Moebius
Dibujo: Moebius
Edición España: Norma Editorial
Contiene: L’homme du Ciguri FRA
Formato: Tomo cartoné de 56 páginas
Colección: Métal Hurlant
Precio: 14,00€
Valoración:

 

Métal Hurlant Moebius 2. El Hombre del Ciguri

La publicación del trabajo realizado por Moebius en la revista Métal Hurlant, la popular publicación de ciencia ficción editada entre mediados de los años setenta y hasta finales de los años ochenta, sigue su curso en nuestro país de la mano de Norma Editorial habiendo visto la luz hasta la fecha cuatro tomos de la colección, The Long Tomorrow, el presente El Hombre del Ciguri, y La Ciudadela Ciega y Escala en Pharagonescia de las que hablaremos en algún otro momento y lugar. En este segundo tomo, dejando ya a un lado los relatos cortos de The Long Tomorrow, aunque sin abandonar cierto tono folletinesco casi innato en Moebius, encontramos una historia de ciencia ficción surrealista titulada El Hombre del Ciguri la cual en realidad resulta una continuación de El Garaje Hermético que Norma Editorial, por alguna extraña razón, publicará en el sexto número de su colección. En todo caso, en ambas historias tendremos la oportunidad de conocer a uno de los personajes más populares e icónicos de Moebius: el Mayor Grubert. Este explorador, antihéroe de la alearrealidad, las tierras aleatorias y planos temporales en los que lo hace moverse su creador, es una especie de alter ego del agente secreto Jerry Cornelius, un atípico personaje creado en 1965 por el escritor Michael Moorcock en pleno delirio de la ciencia ficción new wave. Este ha sido un referente en el mundo del cómic para nombres como Grant Morrison, Bryan Talbot, Alan Moore o el mismo Moebius.

En El Hombre del Ciguri vamos a encontrar una propuesta eminentemente experimental, con un apartado gráfico en el cual Moebius se muestra intratable y revulsivo, creando realidades, universos y corrientes temporales con una sencillez pasmosa e inquietante. La historia resulta en un laberinto de situaciones y personajes, un relato sin hilo argumental, puro nonsense y abstracción en viñetas. Este escenario sirve a Moebius para poner en práctica lo que él acabó llamando “un chiste gráfico” en el cual se sirve de cierta fragmentación de la cuarta pared implicando y requiriendo de la complicidad misma del lector si este quiere entrar en el juego. De esta manera, en las mismas páginas de la obra su autor se escuda detrás de su dibujo como un espectador más, un títere manejado por su propio relato que se define a sí mismo como “un cómic desastroso, totalmente improvisado” y se resume como “el típico fárrago filosófico-metafísico-espiritual amenizado con bromas de lo más tontas”.

Por lo tanto, El Hombre del Ciguri es Moebius en estado puro, reflejando la obstinación de este autor por huir de convencionalismos, enemistándose mortalmente con los clichés, exhibiendo una fuerza narrativa plenamente visual que convierte la lectura en toda una aventura hacía lo desconocido y lo indescifrable. Este es el verdadero punto de inflexión en el cual el lector podrá reconocer el auténtico talento de Moebius o, por el contrario, renegar completamente de él, porque no estamos ante un creador de medias tintas, al que sea posible catalogar fácilmente, y las impresiones que este necesariamente provoca son tan viscerales como su propio trabajo. Para Moebius, valga este apunte, “una historia no tiene por qué ser una casa, con su puerta de entrada, sus ventanas para ver el paisaje y su chimenea para el humo. También es perfectamente imaginable una historia en forma de elefante, de campo de trigo o de fuego de bengala” porque hemos de tener presente que en el propio universo de este autor lo figurado y lo literal son una misma cosa.

el-hombre-ciguri-moebius
El Ciguri al que hace referencia el título de la historia de Moebius


 

Guión: Robert Kirkman
Dibujo: Charlie Adlard
Edición España: Planeta DeAgostini
Contiene: The Walking Dead Nº 97-102 USA
Formato: Tomo rústica de 144 páginas
Precio: 7,50€
Valoración:

 

Los muertos vivientes Nº 17: Algo que temer

Las desventuras de Rick Grimes y el resto de supervivientes atosigados, maltratados y acosados por Robert Kirkman y Charlie Adlard ha alcanzado en nuestro país el tomo diecisiete de la colección, Algo que temer, recopilando los números #97 a 102 de esta popular e imprescindible serie estadounidense. Realmente poco queda por decir a estas alturas de Los Muertos Vivientes, sobre todo porque el compañero Enrique Ríos ya lo dijo todo en sus especiales dedicados recientemente a esta cabecera en Mundo Independiente, con las reseñas de todos los números originales aparecidos hasta la fecha, una imprescindible guía de personajes y el macro-artículo Descubriendo Los Muertos Vivientes. En estos artículos, al hablar de de los números comprendidos en el recopilatorio Algo que temer, Enrique Ríos resumía perfectamente la sinopsis de este arco argumental: “Rick y su grupo de supervivientes trabajan para construir una red comercial entre las comunidades, pero pronto descubren que los “salvadores” de Negan son una amenaza más grande que cualquiera que se podrían haber imaginado. Cruzarse con Negan llevará a consecuencias muy serias para el grupo, porque parece que por primera vez desde el reino de terror del Gobernador, Rick ha encontrado algo que temer”. Este punto de partida sirve para devolver a Los Muertos Vivientes de Robert Kirkman y Charlie Adlard a su mejor momento de forma, ofreciéndonos apenas un preámbulo de lo que está por llegar, porque el lector perspicaz sabrá ver detrás de la aparente repetición de esquemas de la serie sus ricos e interesantes matices.

No encontraréis en estos números más de lo que ya habéis leído con anterioridad, esto es una propuesta basada en los personajes, en la interrelación entre estos, su adaptación a las nuevas normas y la catadura moral de un mundo sin reglas en el cual las relaciones están marcadas por la espada de Damocles continuamente oscilando sobre sus cabezas. Y esto, sin duda, es el alma de la serie, porque Robert Kirkman sigue demostrando una destacada habilidad para reinterpretar psicológicamente las pautas habituales de este tipo de relatos llevando un paso más allá la deprimente y áspera visión que escritores como Richard Matheson en Soy Leyenda o Cormac McCarthy en La Carretera hayan podido ofrecer en términos de ciencia ficción humana y postapolíptica. No por casualidad, estos son algunos de los referentes del autor estadounidense, mientras Charlie Adlard, con sus virtudes y defectos ya conocidos, siempre consigue dejarnos fascinados con su retrato de algunos de los momentos más crudos, brutales y crueles de la serie. Nada que ver con las tibiezas de la serie homónima de televisión, Los Muertos Vivientes de Robert Kirkman y Charlie Adlard entran en una nueva fase, y teniendo en cuenta lo que se cuece ahora mismo en Estados Unidos haréis bien de estar pendientes de los próximos acontecimientos porque puede que os pillen totalmente desprevenidos.

negan-los-muertos-vivientes-robert-kirkman-charlie-adlard
La nueva amenaza a la que se enfrentan Rick y compañía: Negan


 

Guión: Robert Kirkman y Benito Cereno
Dibujo: Ransom Getty y Kris Anka
Edición España: Aleta Ediciones y Dolmen Editorial
Contiene: Guarding the Globe Nº 1-6 USA
Formato: Tomo rústica de 152 páginas
Precio: 15,95€
Valoración:

 

Guardianes de la Tierra Vol. 01: Estado de sitio

El éxito del Invencible de Robert Kirkman y Ryan Ottley fue en su día todo un revulsivo para la línea superheroica de Image Comics, una serie fresca y con un poderoso y contundente sense of wonder moderno, cuya herencia podríamos encontrar en muchas otras cabeceras de nuevo cuño de los últimos años y, por supuesto, en las colecciones mismas de la editorial. Este es el caso de los Guardianes de la Tierra de Robert Kirkman y Benito Cereno, con Ramson Getty y Kris Anka en el apartado gráfico, la cabecera que seguirá las andanzas del grupo de héroes cuya primera alineación conocimos ya en las mismas páginas de Invencible. Esta nueva serie de Image Comics comenzó su andadura a raíz de los acontecimientos derivados de la Guerra Viltrumita, aprovechando la ausencia de Invencible para narrarnos la gestación de la nueva encarnación de este grupo liderado ahora por el veterano Brit y con miembros como Robot, Monster Girl, Shapesmith, Black Samson o Bulletproof en sus filas. En este caso, Robert Kirkman nos propone su versión superheroica de The Authority o The Ultimates, tomando muchos elementos de estas series para sus propios argumentos, con un grupo al que vemos organizarse y ampliar sus horizontes a nivel internacional de la mano de la Agencia de Defensa Global comandada por la maquiavélica versión de Nick Furia de este universo que resulta ser Cecil Stedman. En todo caso, Robert Kirkman delega funciones en Benito Cereno, limitándose él a establecer los puntos básicos de la serie y preservar el espíritu Invencible vivito y coleando.

La propuesta de Guardianes de la Tierra, como la serie madre de la cual deriva, resulta entretenida y amena en su lectura, con una historia llena de personajes absurdos con trajes ridículos a los que se saca todo el partido posible, con un humor implícito y entrañable en algunos de sus compases y con esas vueltas de tuercas y momentos made in Robert Kirkman que consiguen pillarnos siempre desprevenidos. Pero en Guardianes de la Tierra también se notan más las costuras, los defectos, la inconsistencia de una cabecera a la que no se le acaba de ver la necesidad e intención puesto que, pese a contar con algunos personajes interesantes y un sentido de la acción siempre ágil y adictivo, poco más aporta a la mitología y el universo Invencible. Posiblemente, Image Comics y Robert Kirkman estén quemando muchos cartuchos intentando replicar las virtudes de Invencible en lugar de apostar por algo más de contraste y diversidad en sus colecciones.

No obstante, para verdaderos devotos, Guardianes de la Tierra supondrá una buena lectura, con el dibujo de Ramson Getty intentado aprender del maestro Ryan Ottley y un Kris Anka con una punto de vista más noventero de la vieja escuela Image Comics. La edición española, lamentablemente, nos regala un gran surtido de errores tipográficos y ortográficos marca de la casa -incluso en la contraportada- incomprensibles e injustificables a estas alturas de la película. Este mal endémico en las publicaciones de la línea Invencible de Aleta Ediciones y Dolmen Editorial sigue siendo todo un misterio, más teniendo en cuenta que la primera ha editado recientemente el Prophet de Brandon Graham , la Glory de Joe Keatinge o el Mudman de Paul Grist sin apreciarse en ellas estos problemas y apostando por unas ediciones modélicas en cuanto a su relación calidad y precio.

guardianes-de-la-tierra-kris-anka-robert-kirkman-benito-cereno
Los nuevos Guardianes de la Tierra según Kris Anka

Enlaces de interés

10
Déjanos un comentario

Please Login to comment

Se prohíben las injurias y calumnias a cualquier persona o colectivo -ya sea por razón de raza, sexo, orientación sexual u opinión política-, esto incluye los mensajes que fomenten el odio por alguna de las razones anteriormente citadas; o conduzca a desviaciones del tema propuesto (off topics). Del mismo modo, queda prohibido el spam, trolleo, uso masivo de mayúsculas y enlaces de descarga, además de todo tipo de contenido ilegal. Los comentarios con más de un enlace precisarán ser aprobados por los moderadores.

Si quieres, puedes usar un avatar.

Puedes utilizar la etiqueta de spoiler: [spoiler] TEXTO [/spoiler]
10 Comment threads
0 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
7 Comment authors
Brainy5zapePilarFEsfingomele Recent comment authors
Recientes Antiguos
jorgenexo
Lector
jorgenexo

Echando un vistazo en profundidad al tomillo este de Los guardianes de la Tierra, me dio la impresión de que era expresión de la parte mala de Invencible, de esa fase de lo peor de los noventa que hace un par de tomillos estuvo a punto de hacerme bajarme del carro (aquel movidón con cuarentamil personajes a hostias con versiones alternativas de Invencible). Y el dibujo tampoco me gustó, así que en la estantería se quedó.

mele
Lector
mele

Gracias por la resseña, estaba pensando en comprarme el tomo de los guardianes, pero entre la reseña y los comentarios me reservo para otras cosillas.

mele
Lector
mele

Si se animarán a recuperar Savage Dragon, pero en un formato mejor y a color no como los archivos si que me harian feliz…

Esfingo
Lector
Esfingo

Los guardianes de la Tierra es para completistas del universo Invencible para el resto es totalmente prescindible

PilarF
Lector
PilarF

Una cosa Jordi:

“Jerry Cornelius, un atípico personaje creado en 1973 por el escritor Michael Moorcock”

La primera novela en la que aparece es de 1969, creo que fue la película que adaptaba dicha novela la que fue de 1973.

Por otro lado, estaba dudando si comprar el tomo de Los guardianes de la Tierra, pero leyendo la reseña creo que al final no me la voy a comprar.

zape
Lector

En realidad Cornelius nace en el 65, es recopilado en libro (El programa final) en el 69 y adaptado psicodélicamente en el 73 por Reobert Fuest con Jon Finch insuperable como el antihéroe. ¿El resultado? Demencial y cutrongo, pero encantador, puro seventies.

Brainy5
Lector
Brainy5

Me encantó “Invencible” (al menos lo que leí, oséase, cuatro o cinco tomos, no la he terminado), pero me estáis quitando las ganas de leer los guardianes de marras… ¿Tan floja es o es que estamos estupendos?

Brainy5
Lector
Brainy5

Uf! y casi me espoileáis el 17 de los muertos requetemuertos, que lo tengo con el plástico todavía sin abrir. Caaabrrroooonnnnessss, eso no se hace… Menos mal que uno desarrolla un sexto sentido para saltarse párrafos en cuanto empieza a oler a argumentos y detalles. Sin acritud, oiga, enhorabuena por el post y por la web en general.