Reseñas DC: Kamandi Challenge #12

Y hasta aquí The Kamandi Challenge, el tributo de DC a la obra de Jack Kirby

Por
2
1307
 
Kamandi Challenge 12

Edición original: DC Comics
Guión: Gail Simone, Paul Levitz
Dibujo: Jill Thompson, Ryan Sook, José Luis García López
Entintado: Jill Thompson, Ryan Sook, Joe Prado
Color: Thris Mulvihill, Laura Martin, Andrew Crossley
Formato: Grapa, 40 páginas
Precio: $4.99

 

The Kamandi Challenge, un nuevo desafío para celebrar los 100 años del nacimiento de Jack Kirby, llega a su conclusión con este doceavo número. Hemos visto pasar un montón de guionistas, dibujantes, entintadores, coloristas. Un montón de aventuras protagonizadas por Kamandi, el último chico en la Tierra. Aventura, terror, comedia, romance. Pero sobretodo suspense. Suspense al terminar el número. ¿Como saldría de esa el siguiente guionista? ¿Podría darle coherencia a la historia, y a su vez, poner un final aún más increíble que el anterior?

A medida que pasaban los números, el desafío se complicaba. No podías repetir lo que ya habían hecho otros. Cada vez había menos números para seguir expandiendo la trama. El más complicado, pues, es este The Kamandi Challenge #12. Ya no hay – en principio – más capacidad para el suspense. DC Comics decidió que este desafío especial, los encargados fuesen la guionista Gail Simone y el dibujante Ryan Sook. Además, durante las primeras páginas del número, se une al desafío Jill Thompson en su faceta de dibujante.

Tener dos dibujantes tiene sentido en la historia que relata Simone. Que además la acompañe Thompson tiene más sentido si cabe, pues quien abre este último número, es Kamanda. La última chica en la Tierra. ¿La madre de Kamandi? ¿La hermana? ¿O es realmente la protagonista? ¿Y si siempre hubiésemos asumido mal la sexualidad de Kamandi? Esa melenita rubia… Pero no, Kamandi es un chico llamado Cameron. ¿Y Kamanda? Dot. Kirby Dot. Tras las primeras 5 páginas, Ryan Sook toma el control del resto de la historia principal. Sobre la batalla final, la podría haber firmado China Mieville. Pero es un preludio a lo que vendrá luego. Además, el villano bien merecía una última oportunidad de vengarse de Kamandi. Si no pones una pelea épica en el último número, no la pones en ninguno. Aparte de la batalla, tenemos guiño a otros posibles futuros de DC.

Página de Jill Thompson y página de Ryan Sook.

Tras la historia principal, tenemos un epílogo. ¿O es la historia principal un prólogo del verdadero final? La segunda historia corre a cargo de Paul Levitz y José Luis García López. Originalmente el puesto de guionista iba a ser para Len Wein. ¿Quien mejor que el editor que más había conocido a Jack Kirby? Superviviente del primer Kamandi Challenge. Desafortunadamente, perdimos demasiado pronto su genio, antes de concluir el segundo. Por ello, este último número también está dedicado al creador de Swamp Thing, Lobezno y tantísimos otros personajes e historias. Paul también había conocido desde joven a Kirby, y había participado en el primer Challenge. La mejor persona para, una vez más, tomar el relevo a Len cuando este no podía. Una ayuda mutua, que se daría tristemente por última vez.

Poco que decir de un número dibujado por José Luis García López. Si sólo pudieses elegir un dibujante para representar los personajes DC, ha sido y seguirá siendo él. Finalmente conocemos la familia de Kamandi, sus verdaderos orígenes. Bueno, en realidad, siempre lo hemos sabido. Todos salvo el propio Kamandi. Quien finalmente tomará el control de su vida, de su propio destino. Quizás habrá quien hubiesen preferido un final distinto para este desafío. Pero dada la naturaleza del mismo, ¿acaso Levitz podía escribir un final distinto para The Kamandi Challenge? Los autores homenajeados estamos seguro que lo habrían disfrutado como niños.

La segunda historia cuenta también con las tintas de Joe Prado. Los colores son para Thris Mulvihill en las páginas dibujadas por Jill, así como toda la segunda acompañando a García López. Junto a Sook, tenemos a Andrew Crossley – con unas páginas coloreadas por Laura Martin. Si empezaba lo más Kirbyesco posible, finaliza lo más históricamente DC. Entre medias, un montón de afortunados artistas, de formar parte de este viaje-tributo a Jack Kirby. A nosotros nos ha encantado recorrerlo, ¿y a vosotros?

Páginas de José Luis García López y tintas de Joe Prado.

Reseñas anteriores:

Kamandi Challenge #01
Kamandi Challenge #02
Kamandi Challenge #03
Kamandi Challenge #04
Kamandi Challenge #05
Kamandi Challenge #06
Kamandi Challenge #07
Kamandi Challenge #08
Kamandi Challenge #09
Kamandi Challenge #10
Kamandi Challenge #11

  Edición original: DC Comics Guión: Gail Simone, Paul Levitz Dibujo: Jill Thompson, Ryan Sook, José Luis García López Entintado: Jill Thompson, Ryan Sook, Joe Prado Color: Thris Mulvihill, Laura Martin, Andrew Crossley Formato: Grapa, 40 páginas Precio: $4.99   The Kamandi Challenge, un nuevo desafío para celebrar los 100…
Guión - 7
Dibujo - 8.5
Interés - 8

7.8

Gail Simone junto a Jill Thompson y Ryan Sook cierran el desafío Kamandi, dejando el epílogo para Paul Levitz y José Luis García López. El resultado es satisfactorio, dada la naturaleza del mismo.

Vosotros puntuáis: 8.44 ( 3 votos)

2
Déjanos un comentario

Please Login to comment
2 Comment threads
0 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
2 Comment authors
Ziggygusgus Recent comment authors
  Subscribe  
Recientes Antiguos
Notifícame
gusgus
Lector
gusgus

Llegado el final, sólo agradecer las reseñas de todos los números de esta experiencia. Creo que más allá del resultado global de los 12 números hay que reconocer que como homenaje, este fue un GRAN homenaje al rey Kirby. Espero realmente que llegue algún tomo a Argentina, ahora que lo publicaron en España.
Pero nuevamente, gracias por esta docena de reseñas.

Ziggy
Lector

Realmente un excelente viaje y un digno doble homenaje al Rey y a Len. La búsqueda de Kamandi es una excusa para que los guionistas se divirtieran viendo como torcer los cliffhangers y eso en realidad es su mejor punto.
Bien por DC y oportunidad perdida de Marvel.