Mystic Arcana

Por
9
693
Para ir abriendo boca

Fue una saga de esas que casi pasaron desapercibidas. Y no es de extrañar. El Universo Marvel estaba pasando por un momento convulso cuando tuvo lugar la discretísima aparición de Mystic Arcana. Que si la Civil War por una lado, que si la oleada de Aniquilación por otro… ¿Quién tenía tiempo para prestarle atención a una saga centrada en la parte mágica de Marvel? Pues, claramente, los habitantes de la Zona Negativa. ¿Quién si no?

Cuatro ases. Cuatro objetos de gran poder. Cuatro elementos. La magia, normalmente preservada por las brumas de un arcano insondable, se nos muestra como nunca antes en esta miniserie destinada a rescribir las leyes esenciales de sus fundamentos en Marvel. O, al menos, esta era la intención de la compañía cuando puso al frente del proyecto al escritor David Sexton, que se encargaría de coordinar los esfuerzos creativos de los guionistas: Louise Simonson, Jeff Parker, Roy Thomas y C. B. Cebulski.

Cada uno de los cuatro episodios desarrollaría dos historias independientes, pero relacionadas entre sí. Una a través de un personaje que hacía tiempo no aparecía por los cómics de la compañía, el mago Ian McNee, que a punto estuvo de convertirse en Hechicero Supremo, arrebatándole el cargo a Stephen Strange, ampliamente conocido por todos como el Doctor Extraño. Él será el nexo común que nos guíe a través de cuatro números con sendos protagonistas cuya única relación es el misticismo intrínseco a sus orígenes.

Así, veremos a Magik –poco antes de su resurrección en New X-Men– viajar al antiguo Egipto al lado de Espejismo en un tiempo en que ambas formaban parte de los Nuevos Mutantes. Tendremos al Caballero NegroSir Percy de Scandia en este caso, es decir, el primer hombre que gozó de este título–, enfrentando la maldad de Morgan Lefey y otras amenazas al mítico Camelot del Rey Arturo. O seguiremos los primeros pasos de una infantil Bruja Escarlata en el punto de su vida en que realizó su primer conjuro. Ya más cercano en el tiempo, también podremos seguir a la Hermana Grimm, de los Runaways, viéndose obligada a afrontar de nuevo los pecados de sus padres o a la enigmática hechicera Marie Laveau y sus siniestras maquinaciones.

Por orden de Osthur, cuatro objetos conocidos como Los Pilares de la Creación, están destinados a devolver el alma e imbuir de poder a un gran hechicero de la antigüedad caído en desgracia. La Espada de Hueso, la Rosa de Ébano, la Corona Serpiente y el Espejo Oscuro, que contiene en secreto una página del Darkhold, el libro escrito por el demonio Chthon.

Pero tan gran poder reunido supone una terrible tentación. ¿Podrá Ian Mcnee evitarla? ¿Será capaz de ver más allá del velo del engaño que es base misma de la magia? Sólo hay una manera de comprobarlo. Leed la serie.

Y ya puestos, a ver si Panini se anima a editarla en un tomo unitario.

Para los más impacientes, un consejo: Permaneced atentos a ZN. En un futuro post, el resumen de los cuatro números con análisis y opinión de éste que suscribe incluidas.

Informó Iván para Zona Negativa desde el sancta sanctorum de la casa de Extraño.

9 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
menglo
menglo
Lector
24 marzo, 2009 12:31

¿Esta miniserie no preparaba el terreno para un futuro megacrossovers con Aguirre-Sacasa de principal guionista?Yo siempre pense que es con lo que iban a resetear muchas cosas y poner de buena a la Bruja escarlata de nuevo.

Lucky-Luck
Lucky-Luck
24 marzo, 2009 13:21

Yo la leí en su día, y me gustó bastante. Todavía tengo esperanzas de ver una segunda parte, que desarrolle la trama abierta al final de la serie. Los personajes tienen mucho potencial, y para que negarlo, me encantó

Aviso de Spoiler

que Ashake se viniese al presente. Para mí es todo lo que podría ser Tormenta si se hubiese decantado por el lado de la magia, algo así como aquella versión que enseñaba a Magik en el Limbo

kúbik
kúbik
24 marzo, 2009 16:19

Señores, la Bruja Escarlata, de jo9vencita, no hizo conjuro alguno. Ni se le había pasado por la cabeza lo de la magia hasta que conoció a Agatha Harkness, durante la etapa de Steve Englehart en los Vengadores.

I´m with a Skrull!
I´m with a Skrull!
Lector
24 marzo, 2009 17:03

No? entonces que es lo que hace cuando la empiezan a llamar bruja y aparece magneto para rescatarla a ella y a pietro de la multitud ignorante?

Lucky-Luck
Lucky-Luck
24 marzo, 2009 17:11

Los poderes de la Bruja Escarlata siempre han estado ligados a Cthon, y por ende a la magia. La historia muestra sólamente el momento en que Wanda usa uno de sus “hechizos” por primera vez. Siempre se les ha llamado así, hexes, incluso en la etapa anterior al uso activo de la magia.

Mickel
24 marzo, 2009 17:14

Cierto! Originalmente la Scarlet Witch solo controlaba probabilidades! Mi plataaaaaaaaaa!!!!

filgonfin
filgonfin
Lector
24 marzo, 2009 22:45

a ver si la editan..me he quedado con las ganas desde que vi que salia en ee.uu. y aqui nada de nada..

Franz
Franz
Lector
30 marzo, 2009 18:58

Se nota el crecimiento del personaje de McNee durante la saga, me pareció genial que lo retomaran después del desafío que le hizo a Strange hace aaaaaños, ojalá no se olviden de él ahora que están buscando nuevo hechicero supremo en Marvel.
PD Genial el efecto emoticon que le ponen en sus gafas