America Chavez: Hecho en América

America Chavez está perdiendo sus poderes y una figura misteriosa quiere llevarla de nuevo a casa: Al Paralelo Utópico.

Por
1
4362

Edición original: America Chavez: Made in the USA Vol 1, núms. 1 a 5 USA (Marvel Comics, 2021)
Edición nacional/España: America Chavez: Hecho en América (Panini Cómics, 2022)
Guion: Kalinda Vazquez.
Dibujo: Carlos Gómez.
Entintado: Carlos Góezm.
Color: Jesus Aburtov.
Traducción: Jose María Méndez.
Realización técnica: Fanhunter y Fura.
Formato: Tapa blanda. 120 páginas. 14,00 €

Es más importante dónde pones tu corazón, que obsesionarse con tu pasado.

«Bienvenida de nuevo al Paralelo Utópico»

America Chavez es un personaje con un recorrido medio en la historia de Marvel Cómics, además de ser una buena representante LGBT por su naturalidad. Sin embargo, America no nació en este tomo, sino que su primera aparición fue en 100% Marvel. La Venganza de los Villanos de Joe Cassey y Nick Dragotta. Más tarde, ya como America Chavez, o tomando Miss America como alias, aparecería en distintas colecciones como Jóvenes Vengadores, 100% Marvel. Ultimates, apariciones menores en Civil War II y demás. También cabe destacar su reciente aparición en la película Doctor Strange en El Multiverso de La Locura, donde su adaptación es más que acertada por el momento. Ya entrando en este tomo, America Chavez: Hecho en América está realizado por la guionista Kalinda Vazquez — que trabajó en algunos capítulos de la serie de Marvel’s Runaways y en algunos capítulos de la animación Marvel Rising: Ultimate Comics, siendo está la primera vez la que trabaja en el guión de un cómic — y el dibujante Carlos Gómez — quién participó en obras tales como El Asombroso Spiderman, La Imposible Patrulla-X y La Asombrosa Mary Jane, entre otros —.

Aviso de Spoilers: A continuación se va a hacer un breve resumen del arco argumental. Salta hasta la próxima advertencia en rojo si quieres evitar los spoilers.

En el presente arco argumental, America lucha en Los Ángeles junto con Kate Bishop contra unos topos gigantes y empieza a darse cuenta de que sus poderes empiezan a ir mal. Cuando llega su novia — Ramone Watts (Alloy) —, ella les ayuda con el problema, ella tiene flashbacks de cómo los Santana le recogieron de una playa cuando era pequeña y la acogieron en su casa. Cuando quiere darse cuenta, America despierta en la habitación de Ramone porque se desmayó en las alturas y confiesa que sus poderes fallan. De pronto, ve una noticia en su móvil de un accidente en Washington Heights y ella se teleporta hacia allí con sus poderes mientras recuerda que Berto Santana le ayudó a ser una más de la familia.

Por desgracia, cuando llegó y examinó la cúpula, sus poderes fallaron y cayó en un cubo de basura, teniendo la suerte de encontrarse con Spiderman para examinar la cúpula. Tras analizarla, America dio un golpe dimensional y abrió la cúpula para que todos salieran y Spiderman evacuara a los demás, pero había un problema mayor y es que la casa de los Santana estaba ardiendo. Tan pronto como pudo, los salvó y le dieron una nota del pirómano. Después de reflexionar sobre su tiempo en la escuela y cómo Berto no decía nada cuando ella afirmaba que venía del Paralelo Utópico y que tenía dos madres, America y Spiderman acabaron con dos ladrones. Luego, leyó la nota y recordó cómo la llevaron al psicólogo por creer en el Paralelo Utópico.

Cuando todo estaba más tranquilo, visitó a su familia y todos la recibían con alegría, menos su madrastra, que estaba preocupada porque siguiera haciendo de heroína y eso la pusiera en peligro y los involucrara. Para cortar la conversación, el padrastro de America la llevó al bar mientras ella recordaba todas las veces que la policía la llevaba a casa por patrullar y hacer el bien y cómo su madrastra le reñía diciendo lo mismo con su padre. Ya en la tienda, el padrastro se lamentó por no haber hecho las cosas mejor y America comprobó las cámaras de seguridad y vio a la persona encapuchada soltar una moneda. Cuando la recogió se fue a Indigo Lanes y recordó el baby shower al que fue con la ropa hecha trizas. Sus padres se pusieron como unas furias por seguir siendo heroína y Berto comentó lo mismo, pero de forma más calmada.

Desgraciadamente, eso llevó a que America llorara de rabia porque no la aceptaran como era y se fue gritando que dejaba de ser una Santana para ser como sus madres, una Chavez. Ya en el presente, America persiguió a la persona encapuchada desde Indigo Lanes hasta el bosque, pero le disparó un rayo para noquearla y decirle que ya estaba en su casa, en el Paralelo Utópico. Cuando America despertó, estaba atada y la persona encapuchada desveló ser su hermana, Catalina Chavez. Ella dijo que vivía en una fantasía y quería demostrarle la verdad con un líquido de una jeringa, no quería hacerle daño. Antes de hacerlo le contó que sus madres eran científicas y que recurrieron al Sr. Gales porque America tenía el síndrome de Edges, al igual que muchas chicas de la isla que él supervisaba y con las que experimentaba para cuidarla con el método del Paralelo Utópico, que aprovechaba una energía singular como la magia y así llamó a las niñas las estrellitas.

Después, Catalina iba a usar la jeringuilla, pero America se soltó y golpeó a su hermana hasta conseguir la jeringuilla. En ese momento, Catalina reveló que ambas estaban enfermas de Edges y perderían sus poderes, por lo que debían colaborar y cumplir el sueño de sus madres. Así, Catalina mostró cómo reanudó los experimentos con otras «estrellitas» con síndrome de Edges y America, aterrada, no dudó un momento en mandar a su hermana a otro lugar con sus poderes. Decidida a descubrir la verdad, América se pinchó con la jeringuilla y descubrió que sus madres estaban preocupadas por el comportamiento del señor Gales y decidieron escapar y liberar a las niñas. Amalia se llevó a America y Catalina mientras que Elena abrió el portal al Paralelo Utópico y lo destruyó con una granada, matándose en el proceso. Por desgracia, el señor Gales encontró a Amalia y la disparó, pero todas las estrellitas fueron contra él y Amalia le pidió a America que recordara a sus madres lo bueno y huyera con su hermana. Como nunca suele salir nada bien, América abrió un portal, y el señor Gales se llevó a Catalina y solo America pudo escapar, acabando en la playa donde la encontraron los Santana.

Cuando America volvió en sí, se ciñó al plan de sus madres y abrió las cápsulas para acabar con el experimento, pero eso fue algo que Catalina no aceptó porque quería vivir de verdad. America intentó explicárselo de todas las formas posibles e incluso propuso hayar otra cura, pero Catalina trajo a Berto secuestrado. Ella le exigió que entrara en contacto con el Demiurgo en la cámara y explicó todo lo que hizo Gales para que sufriera de Edges. Una vez en la cámara, Catalina pidió que abriera la puerta a otro multiverso para traer a sus madres, entrar en contacto con el Demiurgo porque ella aún escucha sus voces. Sabiendo que es una locura, América abrió el portal, pero Catalina ya no oía a sus madres. America le propuso vivir con los Santana, pero ella no quería renunciar a sus madres ni a la cura ni su lucha, y en medio de todo eso se cayó por el portal. Cuando el portal se cerró, America quitó las cuerdas a Berto y salieron de allí para ir a casa, donde cenaron alegremente.
En los días siguientes, America admite que no olvidará a sus madres y que tendrá que hallar una cura y asimila que pierde los poderes poco a poco. Por la noche, America se encuentra con Ramone y le cuenta todo, por lo que le da un tiempo para que todo se tranquilice y se besan. Finalmente, Spiderman anima a America a patrullar y ella sonríe.

Se acabaron los spoilers de la trama

En general, estamos ante un tomo con una trama fantástica y con una gran profundidad que reinventa con un éxito rotundo el origen de America Chavez sin destruir al personaje y dándole a la vez un futuro muy atrayente y con potencial con el que estamos seguros que todos querréis seguir con especial interés. Además de todo esto, cabe destacar ciertos aspectos del tomo bastante positivos y que merecen ser tratados en detalle. Por un lado, la repentina pérdida de poderes de America Chavez y su posterior explicación, con todo lo que ello implica, como la verdad sobre sus madres y lo que vivió de niña, es una trama muy bien construida que le da un realismo muy trágico a America, consiguiendo que todo lector/a se empatice con ella fácilmente y se sumerja en la lectura con rapidez. Luego, tenemos los flashbacks con Los Santana que van narrando cómo America nunca ha hablado de ellos y por qué renegó de su familia adoptiva, siendo ésta una trama emotiva con la que todos podemos sufrir al entender las dos caras de la moneda. Ahora, la trama de Catalina Chavez es uno de los mejores añadidos junto con la verdad sobre America, ya que supone el contrapunto con Miss America, una chica que está dispuesta a hacer de todo e incluso a acceder al multiverso y conseguir una cura para todas las «estrellitas» como su hermana y ella, aunque los métodos sean los más incorrectos posibles. Sin embargo, lo único en lo que sí podría haber mejorado el tomo es en la relación con Kate Bishop, pues aunque su primera aparición sí es buena, la segunda podría haber sido mucho mejor aprovechada, aunque entre dentro de su personalidad. Finalmente, la conclusión del tomo es una buena vista hacia el futuro y, aunque deje algunas cosas abiertas, nos deja con un buen gusto y muchas ganas de saber más de las aventuras de America Chavez (Santana).

En cuanto a los personajes, America Chavez es una heroína que se preocupa muchísimo por los habitantes de todo el mundo y más por los de su antiguo barrio, pero cuando le empiezan a fallar los poderes es cuando empieza a preocuparse en exceso sobre qué le está pasando. Ella, desde pequeña, siempre ha sido un poco terca con los demás — excepto con su pareja —, no trata de razonar sobre otros argumentos a no ser que le exploten en la cara — al menos en este tomo —. Sin embargo, cuando sabe las dos caras de la moneda — e incluso en otros ámbitos — es ahí donde vemos a la America que reluce con un corazón y que lo daría todo por las personas y el mundo que tanto adora, la America que, le pase lo que le pase, siempre ayuda a los demás, la superheroína. La familia Santana es la familia que vivió buena parte de su vida con America y siempre le dan el cariño y la preocupación que se merecen, pues la consideran una más de su familia. Los Santana son encantadores, con sus peculiaridades y siempre están maravillados con las visitas de America, aunque ella rara vez hable de ellos y, a veces, se muestre reluctante a visitarlos y a hacer caso de sus consejos porque ellos no quieren que arriesgue demasiado su vida como superheroína y los ponga en riesgo. Quieren que viva una vida normal y a salvo de todos los peligros. Berto Santana es el hermanastro de America y es un joven de buen corazón que pocas o ninguna vez le ha reprochado nada, pues desde el colegio ha estado de su lado y siempre la ha querido cómo una hermana más, por lo que America le tiene un gran aprecio dentro de la familia Santana.

Ramone Watts (Alloy) es la novia de America y tiene una personalidad preciosa, ya que no duda ni un momento en prestarle atención a sus problemas, proponerle planes, darle el tiempo que necesite, le da consejos y la comprende. Vamos, la novia casi perfecta. Kate Bishop actúa como personaje secundario ayudando a America en algunos conflictos delictivos, preocupándose por sus poderes y dándole algunos consejos, aunque no preste atención mientras come, lo cual es una oportunidad algo desperdiciada, ya que Kate podría haber tenido un mejor rol. Spiderman ayuda en un par de ocasiones a America, tanto en un conflicto con una villana enmascarada, evacuando civiles, como animándole a seguir patrullando y olvidarse de sus problemas, pues no sé resolverán pensando en ellos. Amalia y Elena Chavez eran dos brillantes científicas con un gran amor hacia sus hijas America y Catalina que estaban enfermas por el síndrome de Edges — que también afectaba a otras niñas — y que, tras darse cuenta del engaño del experimento del Paralelo Utópico, demostraron todo el cariño hacia las niñas enfermas y por sus hijas, demostrando así ser no unas brillantes personas, sino las mejores madres del mundo. El Sr. Gales se aprovechó de unas niñas afectadas por el síndrome de Edges para hacer experimentos con el Paralelo Utópico capaz de dar magia, pero no tuvo en cuenta ni los sentimientos de las científicas, ni lo que supondría para las niñas darles poderes, que fueran conejillos de indias, que pudieran ser usadas por el gobierno o expuestas por ello o incluso algo peor. Catalina Chavez es la antagonista de esta obra e intenta hacer recordar a America la verdad de todo su pasado tanto por las buenas como por las malas, ya que lo hace porque quiere a su hermana. No obstante, al estar ambas enfermas, al igual que otros niños, las dos comparten diferentes puntos de vista, lo que provoca que Catalina se radicalice hasta el punto de cometer actos de los que podría arrepentirse. Todo por conseguir el supuesto objetivo de sus madres. Y eso es lo que le lleva a la locura y la desesperación.

Sobre el ritmo, Kalinda Vazquez consigue atrapar al lector/a con unos tiempos in crescendo con un fantástico storytelling, con el que va mezclando hasta cerca del final del tomo páginas del presente de America Chavez y del pasado con los Santana para que podamos ver más partes de su infancia y que no decaiga ni el ritmo ni el interés por saber más del personaje ni de la reinvención que está haciendo la guionista.

A nivel artístico, Carlos Gómez nos aporta un dibujo con un estilo comiquero bastante preciosista que causa bastante impacto en las viñetas, por lo que es muy efectista en los momentos de acción y tensión. Además, los diseños de personajes y fondos están tan bien retratados — con un nivel de detalle muy meticuloso — que hay puntos que las viñetas llegan a asombrarnos y es capaz de conseguir una cierta inmersión del lector. También podemos destacar otros puntos positivos del dibujante, como es el dinamismo, y las expresiones faciales y corporales de los personajes que — junto con el texto del bocadillo — logra hacer a los personajes muy humanos y que podamos empatizar fácilmente por ellos.

En definitiva, estamos ante un tomo imprescindible de uno de los personajes modernos más increíbles que se ha creado por cómo se ha reinventa y se le otorga un futuro con todas las opciones que America quiera, sin estar atada a nada y con una nueva visión de todo. Sin duda, nos deja con las ganas de descubrir más sobre qué ocurrirá con ella en el futuro y esperamos que Marvel Cómics lo desarrolle con una buena y excelente profundidad.

Lo mejor

• La reinvención de los orígenes de America Chavez.
• La aparición de la antagonista y su dinámica con America.
• El dibujo de Carlos Gómez.

Lo peor

• El rol tan secundario de Kate Bishop
• La derrota de la antagonista, pese a tener sentido y ser efectista, pone en el limbo a un personaje con un gran potencial que podría ser una buena rival o futura aliada de America.

Edición original: America Chavez: Made in the USA Vol 1, núms. 1 a 5 USA (Marvel Comics, 2021) Edición nacional/España: America Chavez: Hecho en América (Panini Cómics, 2022) Guion: Kalinda Vazquez. Dibujo: Carlos Gómez. Entintado: Carlos Góezm. Color: Jesus Aburtov. Traducción: Jose María Méndez. Realización técnica: Fanhunter y Fura. Formato:…
Guión - 8
Dibujo - 8.5
Interés - 9

8.5

¡Recomendado!

Un cómic increíble que reinventa al personaje y lo hace más atractivo que nunca al ofrecerle más añadidos, un gran potencial y un gran futuro que esperamos leer.

Vosotros puntuáis: 7.14 ( 6 votos)
1 Comment
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Ziggy
Ziggy
Lector
8 julio, 2022 6:33

Pues la serie si que trae cambios al personaje y le da un cariz mas simpatico. Aunque el «todo lo que sabias sobre tu pasado era falso» es un tropo repetido en los comics de superheroes que, creo, explotó con maestria Moore, primero en Miracleman y luego en Swamp Thing, la guionista aca lo hace con solvencia y sin caer en la contradiccion excesiva. Creo que lo mejor de la serie es como se le otorga a la señorita Chavez una familia y contexto con quienes desarrollarse y con quienes ser mas humana.

Ahora, no creo que sea del gusto de muchos la reducción de poderes o el cambio de los origenes de caracteristicas cosmicas a algo más aterrizado. Si, es cierto, se parece mucho a lo que ocurrio con Miracleman, ya lo dije. Pero el hecho de que el personaje haya sufrido su primer retconeo masivo, por asi decirlo, como que afirma su presencia en el paisaje de Marvel. No puedes ser un erpsonaje destacado si no tienes al menos un retconeo a tus espaldas. Tambien un sector importante de sus fans, o nejor dicho, fans de Young Avengers, disfrutaban la relacion que tenia esta chica con Wiccan, al ser este, supuestamente el creador de su realidad. Pero si quieres tener un personaje bien desarrollado, este tendra mas independencia si su origen no esta enlazado a otro o eso siempre será un lastre. Vean como cualquier adaptacion de un personaje de alguna franquicia lo primero que hace es de desvincularse de la fuente para tener su propio origen centrado en una mitologia independiente y propia.

Y parece ser que esta miniserie queria ser un punto de partida sin lastres para el personaje. Sin lastres de su origen enlazado a otro personaje, guste a quien guste, pero sobretodo, para sacarse de encima el lastre de la serie de Gabby Rivera, que creo daño seriamente la reputación de America, incluso entre sus fans mas acerrimos. Una serie malisima. Vamos, la reseña ni siquiera menciona la serie ¡Y fue la primera serie continuada del personaje! No es un hito que se dejaria fuera deliberadamente en una enumeración de las apariciones del personaje, ¿o si? Aunque recordando la calidad del guion de esa serie, es comprensible querer borrarla de la memoria.

Y ese parece ser el objetivo de esta miniserie. Crear un punto de partida accesible al personaje, más humano y cercano, menos cósmico y mas independiente de pasadas versiones. Puede que no sea del gusto de todos pero sin dudas es una puerta abierta a nuevas posibilidades.