#ZNGames Mount&Blade Warband

Por
0
522
 
mount__blade_warband-3472063

Título: Mount & Blade Warband
Desarrolladora: Talewords Entertainment
Plataformas: PC/ PS4/ XBOX ONE
idiomas: Subtítulos en castellano

 

Incursión en consolas

Mount & Blade es conocido entre los círculos gamers como un verdadero tragahoras. Una historia de fantasía que se jacta de recrear como pocos el espíritu de la Europa medieval, la veracidad de los combates, los asaltos a caballo y la incursión de tropas, así como asedios de castillos y un sin fin más de posibilidades que no es de extrañar que encandilaran a toda una generación hace ya unos cuantos años. Y la saga se resiste al paso del tiempo, porque inesperadamente ahora se atreve a desembarcar en las consolas de actual generación, o al menos una de sus expansiones más famosas, Warband, que llega en formato físico y digital nada menos que a Playstation 4 y Xbox One. Un juego que data de 2009 y que se atreve a hacerle sombra a algunos pesos pesados del rol como The Witcher 3, Chivalry o el esperadísimo For Honor. Pero claro, es que estamos hablando de mucho juego.

14500367_1667008000277858_4567970532023953185_o

Los fans del rol clásico, del que jugábamos con libro y un máster que no siempre cumplía lo que decían los dados (los más pintados llevábamos incluso nuestro saquito de cuero con los dados de seis y diez, los más usados en la época), van a comerse este juego si no lo jugaron en su día. Mount & Blade da un golpe sobre la mesa nada más empezar y nos obliga a jugar como se jugaba hace quince años: textos descriptivos, tener que elegir opciones de acción, de diálogo, un gran mapa con muchas opciones de exploración pero también de caer en emboscadas, descubrir tesoros ocultos y perder por el camino a un gran número de tropas. Si nos olvidamos de primeras de sus gráficos desfasados (porque el juego tiene casi 10 años, aunque esta expansión sea un poco más reciente, no mucho más), nos perderemos en un mundo que nos retrotrae a esas partidas de Dungeons & Dragons, pero también a las novelas de caballería e incluso a la lista de reyes godos, porque el mundo de Mount & Blade, Carladia, se parece tanto a la Europa medieval que nos olvidaremos de que este no es un juego histórico y que no estaremos realmente aprendiendo nada. Al menos, nada útil para conocer nuestra historia.

Porque estaremos aprendiendo un montón sobre cómo se hacían antes los juegos y sobre lo que se ha perdido por el camino.

14525235_1667000696945255_1552914343042382305_o

Mount & Blade es un juego al que echarle horas y paciencia, ya que las posibilidades son casi ilimitadas. Además de las numerosas quest (más o menos originales) que nos iremos encontrando a medida que pasamos por aldeas de mala muerte, grandes ciudades y castillos de lores venidos a más, tendremos una trama principal en la que forjar nuestro propio camino desde cero. Es absurdo calcular el número de horas que podremos echarle, porque el juego está hecho para durarte mucho, y la capacidad de hartazgo es bastante grande, llegando a pasar más de 100 horas de juego sin que nos cansemos de sus mecánicas. A esto ayuda mucho el modo multijugador, con el que podremos organizar mastodónticas batallas de docenas de jugadores y sentirnos como en una verdadera guerra de las rosas.

Si vamos a hablar de aspectos negativos, no tenemos más remedio que hablar de los gráficos, que pueden echar para atrás a los jugadores más superficiales. Es cierto que el juego cuenta en PC con una gran cantidad de mods, aunque estos no llegarán, de momento, a consolas. Gráficamente estamos hablando de un juego de PS2, por lo menos, que no destaca ni por sus animaciones ni por sus entornos, aunque es cierto que ese aire clásico y retro no puede evitar casar tan fidedignamente con el estilo de juego que los roleros más acérrimos se lo perdonamos. El ajuste de controles de PC a consolas es algo tosco y podemos llegar a tardar un poco en acostumbrarnos a su esquema de botones, pero a fin de cuentas está bastante bien adaptado y es más sencillo que algunos otros congéneres. Por otro lado, el juego llega subtitulado al castellano, lo que se agradece mucho, y la banda sonora se mantiene fiel a su esencia y ha envejecido con notable elegancia.

14444758_1667007310277927_3182073329443596312_o Era un juego al que ya no se esperaba en consolas, pero no deja de ser una muy grata sorpresa. Que estas joyas del pasado del PC se rescaten y se pongan a la altura de los juegos de actual generación puede parecer algo arriesgado (o, directamente, un suicidio), porque la competición está ciertamente muy desequilibrada en lo que al aspecto técnico se refiere, pero este juego le da muchas vueltas a muchos juegos de actualidad en lo que a jugabilidad y guión se refiere. Los amantes del online, además, tienen la posibilidad de jugar como nunca antes, con una calidad en su multijugador que ya quisieran muchos.

Que no os eche para atrás el tema gráfico, porque a los 20 minutos de jugar se te olvida: Mount & Blade es un juegazo en mayúsculas, un clásico que ha envejecido muy bien y que aún tiene mucho que aportar a la comunidad de amantes del género rolero, y aquellos que echáis de menos esa etapa dorada de jugar al rol con tu hoja de personaje delante, esto es lo más parecido que vais a encontrar en consolas. Una joya que vuelve del pasado para recordarnos que la imaginación sigue siendo el mejor motor gráfico.

  Título: Mount & Blade Warband Desarrolladora: Talewords Entertainment Plataformas: PC/ PS4/ XBOX ONE idiomas: Subtítulos en castellano   Incursión en consolas Mount & Blade es conocido entre los círculos gamers como un verdadero tragahoras. Una historia de fantasía que se jacta de recrear como pocos el espíritu de la…

Valoración

Gráficos - 6
Jugabilidad - 9
Historia - 9
Sonido - 8

8

Valoración

Mount & Blade llega algo tarde, pero llega pisando tan fuerte como nos tiene acostumbrados. Un juego de rol clásico que no puede faltar en ninguna colección que se precie.

Vosotros puntuáis: 8.2 ( 5 votos)
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments