Hawkeye #1 al 7 de Kelly Thompson y Leonardo Romero

Kate Bishop regresa con fuerza esta vez con serie propia como Hawkeye tratando de ganarse la vida ejerciendo de detective privado en Los Ángeles de la mano de Kelly Thompson y Leonardo Romero.

Por
3
1957

De los personajes jóvenes de nuevo cuño que Marvel ha ido metiendo junto a sus superhéroes clásicos como sustitutos o simplemente como nuevas versiones que conviven con los de siempre Ojo de Halcón está entre las mejor valoradas. Quizás sea porque fue creada junto a muchos otros en un intento de crear una facción juvenil de Los Vengadores antes de que la noción de legado se extendiese tanto, quizás sea porque su identidad como Ojo de Halcón ha ido cociéndose a fuego lento en un momento de la historia de Marvel en la que el personaje original, Clint Barton, estaba muerto o quizás sea porque las diferentes historias que ha co-protagonizado tienen una calidad fuera de lo normal, lo que está muy claro es que Kate Bishop se merecía una serie como Ojo de Halcón para ella sola.

Hace unos meses, justo antes de que se estrenase esta serie, analizaba en esta entrada la trayectoria del personaje desde que fuera creada en el año 2005 por Allan Heinberg y Jim Cheung para la colección de Los Jóvenes Vengadores hasta que se uniese al héroe del que toma su nombre para vivir una serie de aventuras juntos que durarían tres increíbles volúmenes, el primero y más largo de ellos por Matt Fraction y David Aja fue ganadora de varios premios y, lo más importante, de la simpatía del público. Esto genera un problema para Kate Bishop o, mejor dicho, para los autores que se encarguen de sus futuras series: la alta calidad de sus aventuras pasadas hacen que las expectativas sean muy altas.

A día de hoy se han publicado siete números de la colección protagonizada por la mejor arquera de Marvel, hasta el Ojo de Halcón original se asombraba de sus capacidades, y es hora de evaluar qué tal va, una serie como esta no se puede dejar de lado aunque solo sea por el nivel de las pasadas apariciones de Kate Bishop. La tarea de escribir estos números recae sobre Kelly Thompson que le da tanto a la novela como a los cómics, la mayoría de cosas que ha hecho para nuestro querido medio las podemos encontrar en editoriales independientes, para los lectores de Marvel su trabajo es conocido desde hace muy poco colaborando con G. Willow Wilson y Kelly Sue DeConnick en las series de la tercera Secret Wars tituladas Captain Marvel and the Carol Corps y A-Force para posteriormente continuar esta última ya integrada dentro del universo Marvel habitual, con muy buen resultado de crítica todo ello.

Del dibujo se encarga Leonardo Romero, un joven autor brasileño del que se conocen pocas obras pero que consigue llevar a cabo muy bien el trabajo de narración con una muy grata influencia de David Aja aunque aun lejos de su nivel, un punto importante es que visualmente asociamos ya este tipo de dibujo al personaje de Kate Bishop con lo que da una sensación de familiaridad, mejor aun es que según avanza va atreviéndose un poco más a experimentar, si ponemos el número 1 junto al 7 se ve una evolución a mejor con el autor cogiendo un poco de personalidad al alternar estilos de dibujo para referirse a momentos diferentes (presente y pasado) como ya hiciera también Ramón Perez en el anterior volumen de Hawkeye dedicado a los dos arqueros.

Debemos mencionar que el sexto número está dibujado por un Michael Walsh que trata de seguir la misma línea pero con menos fortuna ya que se nota falta de facciones en diversas viñetas así como unas caras excesivamente estilizadas, parece una copia demasiado forzada.

Pero si algo se debe destacar es el trabajo de Jordie Bellaire al dar color a la serie, un trabajo que cada vez es (y debe ser) más valorado. Bellaire se está forjando una fuerte reputación en los últimos años y estos números de Ojo de Halcón no hacen más que certificar su grandeza. Eso sí, no nos podemos olvidar igualmente de las portadas que aquí he ido dejando hechas por Julian Totino Tedesco, unas autenticas obras de arte.

Podemos decir que esta historia, en general, se basa en dos puntos, el primero de ellos es la forma en la que se va generando la personalidad independiente del personaje dentro de la famosa serie de Matt Fraction y David Aja (también de la muy recomendable pero menos influyente continuación en dos volúmenes a manos de Jeff Lemire y Ramon Perez) donde ya tomaba un camino en solitario haciéndose detective en Los Ángeles. En segundo lugar debemos tener en cuenta lo ocurrido en las Civil War II, el hecho de que Clint Barton matase a Bruce Banner como acto preventivo ante una amenaza futura. Esto dividió a ambos e hizo que Kate se cuestionase muchas cosas, al final no quedaron mal, ella le guarda mucho cariño, pero sí que le sirvió para separarse de nuevo y retomar el trabajo de detective, punto donde empieza esta serie, las andanzas del Ojo de Halcón original se puede seguir en la serie Vengadores Indignados.

Si Romero se estudió el estilo de Aja para la serie podemos afirmar con rotundidad que Kelly Thompson ha hecho lo propio con el personaje, en la primera página del primer número establece las bases de por dónde quiere empezar mediante una propuesta de licencia de detective privado con anotaciones varias entre las que se define a Clint Barton como una especie de “hermano mayor”, a Jessica Jones como alguien asombroso que le ha enseñado todo y a América Chavez como su mejor amiga. Aun sin tener la licencia abre su “Hawkeye investigations” y comienza a aceptar algún caso en una escena que recuerda mucho a Alias, la serie original de Jessica Jones, solo que buscando una temática algo más acorde con la edad de Kate, algo más juvenil con un caso de acoso a una chica, pero todo ello logra ser presentado de una forma muy natural e introduciendo a los personajes secundarios con mucha calma hasta el punto de que el primer número comienza con la acción necesaria para atraer al público para luego centrarse en el diálogo.

El caso se complica con una secta metida por medio para formar un primer gran arco argumental en el que Thompson explora la inexperiencia de Kate Bishop como detective aun con sus grandes capacidades físicas y mentales, el juego que se marca en las primeras páginas del cuarto número con el villano de turno para vencerle a base de cabrearse es magnífico. Por cierto, durante todos estos números Kate irá encontrando notas firmadas por su antigua némesis Madame Máscara, punto a favor para los autores.

Estos aprovechan esta falta de conocimiento del medio detectivesco para primero establecer una relación con la policía que se había encontrado en este primer caso, a cambio de que se saque el título ya, y luego para la aparición estelar de Jessica Jones en el quinto número, un número en el que Leonardo Romero ya alcanza una plenitud como dibujante de la serie.

Llegados a este punto, con el elenco de secundarios ya establecido a raíz de ese primer caso y compuesto por jóvenes muy variados, si no fuese por la aparición de Jessica Jones casi parece que estamos ante una serie independiente que poco tiene que ver con el universo Marvel actual y que además tiene esa frescura de la que gozan ese tipo de cómics, la única pega es que resulta inevitable compararla con con la famosa etapa de Fraction y Aja (aunque en realidad los números dedicados a Kate Bishop en solitario están dibujados por otros), esta no llega a su altura pero la roza, lo cual es decir mucho.

Los números 5 y 6 forman el segundo arco argumental donde Jessica Jones, que ya ha vuelto a sus tareas de investigadora privada, va en busca de Kate porque tiene un caso por su zona, de esta forma le echa un ojo a la chavala a la vez que le enseña cosas sobre el negocio, es normal, desde que se encontraran en el Young Avengers presents nº6 tienen buena relación, no tardaron en empatizar en gran medida debido a que les une el haber sido agredidas en un momento de debilidad que ambas consiguieron superar. Otro punto a favor del equipo creativo.

Estos dos números presenta una historia sencilla pero entretenida con acción y mucho humor, Jessica es quien resuelve la investigación pero la lucha final la lleva a cabo Kate contra lo que parece una especie de dragón ni más ni menos aunque parte de la lección de Jessica que Kate aprende es que no todo se soluciona con flechas (aunque muchas cosas sí).

Las últimas páginas del sexto nos traen otro gran invitado de regreso a la vida de Kate Bishop, se trata de Lucky el que fuera el fiel perro de los dos Hawkeyes listo para la acción en el último número que ya ha salido hace unos días en su país de origen. Este número es más visual, de ahí que Romero se explaye y demuestre mucho mejor sus capacidades. Madame Máscara se pasa de la raya cuando junto a una de sus notas le envía un colgante de su madre, una mujer de la que poco sabemos, entramos en terreno inexplorado al fin. La sorpresa viene en forma de cliffhanger final cuando tras entrar por la fuerza en el edificio donde piensa que puede estar su enemiga se encuentra de cara con su padre, nada raro ya que su pasado relacionado con el mundo del crimen se había hecho patente en el anteriores cómics. Lo que se puede decir sin duda es que no hace falta un cliffhanger final para que sigamos queriendo leer esta colección aunque es una constante en cada número de la misma.

Esta serie de Hawkeye es una muy buena continuación de las anteriores, no pierde la frescura ni el carácter independiente aunque sí algo de originalidad, pero lo compensa con escribir la historia de un personaje que ha gozado de una calidad media muy alta en la editorial y que se ve que sigue por el mismo camino sobre el cual tenemos muchas ganas de saber más, por ello no podíamos dejar su reseña colgada, porque se lo merece.

De los personajes jóvenes de nuevo cuño que Marvel ha ido metiendo junto a sus superhéroes clásicos como sustitutos o simplemente como nuevas versiones que conviven con los de siempre Ojo de Halcón está entre las mejor valoradas. Quizás sea porque fue creada junto a muchos otros en un intento…

Hawkeye

Guión - 9
Dibujo - 8.5
Interés - 8.5

8.7

Notable

En siete números Hawkeye ha demostrado seguir con la misma fuerza que tuvo en el pasado aun tratando solo a la figura de Kate Bishop. Una de las series Marvel del momento.

Vosotros puntuáis: 7.02 ( 7 votos)

3
Déjanos un comentario

Please Login to comment
2 Comment threads
1 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
3 Comment authors
DovesIgor Álvarez MuñizJose Maria Vicente Recent comment authors
Recientes Antiguos
Jose Maria Vicente
Autor

Una de mis series favoritas. Thompson no es mala escritora y Romero ya apuntaba maneras en cómics previos, pero jamás hubiera imaginado que la serie sería tan @#$% buena.

Doves
Lector
Doves

Jessica Jones sobra. No soporto a ese personaje. Pena y rabia porque llevaba esta colección.