El Arte de la Guerra

Por
7
2241
 


Edición original: Harper Collins – julio 2012
Edición España: Aguilar – marzo 2013
Guión: Kelly Roman
Dibujo: Michael DeWeese
Entintado: Michael DeWeese
Color: Michael DeWeese
Portada: Michael DeWeese
Precio: 22,99 dólares / 17 euros
(Novela gráfica)

 

Una de las obras de referencia en el estudio de la estrategia es, sin lugar a dudas, El arte de la guerra, del militar chino Sun Tzu. Soldado, estadista y filósofo, su legado ha sido tan influyente como misteriosa su existencia, la cual llegó a ser cuestionada en el pasado, aunque parece existir un consenso en cuanto a su condición de figura histórica que vivió en los convulsos tiempos previos a la unificación de China (X. VIII-VI) y en torno a su influencia en las guerras que se desencadenaron durante este proceso. Dos milenios y medio después de los días en los que fueron escritas, las enseñanzas de Sun Tzu sobre el arte militar, el estudio del terreno, el análisis del adversario, el valor de la información o el empleo de tácticas para evitar la confrontación siguen siendo objeto de estudio dentro y fuera de las escuelas y academias de formación de la oficialía. Sus tácticas han sido trasplantadas a territorios tan despiadados como el empresarial o negocial y El arte de la guerra sigue siendo reeditado, al tiempo que sirve de inspiración a todo tipo de obras. Películas, videojuegos y, por supuesto, tebeos, han tomado de la obra maestra de Sun Tzu el nombre para coger el necesario gancho que atraiga a un público potencial, y esto es lo que ha hecho el escritor Kelly Roman, con la colaboración gráfica de Michael DeWeese.

The Art of War se presenta como una versión futurista (pero no muy lejana) en la que el protagonista desgrana las enseñanzas de un Sun Tzu del siglo veintiuno, en un mundo en el que la bolsa estadounidense aparece militarizada y la economía mundial está bajo el dominio del dragón chino. La historia se desarrolla a lo largo de trescientas cincuenta páginas que se estructuran según los capítulos de la obra que ha servido de inspiración. Kelly Roman el escritor presta su nombre a Kelly Roman el narrador, un antiguo soldado de élite que, después de haber pasado una temporada en la cárcel, decide vengar la muerte de su hermano. Su deseo de revancha le llevará a meterse en los laberintos de un mundo empresarial dirigido con mentalidad militar por los chinos. El Roman protagonista se convertirá en el inesperado amanuense de los pensamientos de un nuevo / viejo Sun Tzu que dará al mundo un nuevo ejemplo del clásico inmemorial.

The Art of War constituye la primera novela gráfica del escritor Kelly Roman. Titulado en escritura creativa por la Universidad de Harvard, dice su parca biografía internetera que es co-propietario de una compañía de dispositivos médicos que trata los síntomas del estrés postraumático. Ello explica el especial interés que se toma en presentar a su homónimo ficticio como un soldado cuya futurísticas vivencias no son tan distintas de las realidades que se han ido desvelando sobre la vida del ejército estadounidense en escenarios como Irak o Afganistán. Modificado tecnológicamente para mejorar su capacidad bélica, Roman se coloca para poder entrar en batalla y fruto de ese estado mental acaba abriendo fuego contra una compañera de equipo que, además, resulta ser su compañera sentimental. Las primeras páginas de la historia nos presentan a un hombre atormentado y hundido por lo que ha hecho, prisionero de ese recuerdo pese a estar fuera de la cárcel. Su estado depresivo es reflejo del mundo al que vuelve, donde todo parece desmoronarse. El viejo cine de barrio al que iba con su difunto hermano, la tendera del negocio al que solían ir, su propia casa, su atribulado progenitor… La situación empeora cuando se enfrenta cara a cara con el resultado de su involuntario crimen, pero sus desventuras no han hecho más que empezar. Cuando quiera investigar las causas de la muerte de su hermano su sufrimiento alcanzará cuotas insospechadas.

El responsable gráfico de la novela, que responde al nombre de Michael DeWeese, otro debutante en la plaza del tebeo que viene de foguearse haciendo los guiones gráficos (que debe ser una traducción apañada del inglés storyboard) de algún que otro vídeo musical. Su estilo, un tanto bisoño y de evocaciones fancineriles, se encarga de transmitir con un buen uso del blanco, el negro y el rojo, la fuerza, la violencia y el impacto de una historia no apta para todos los públicos. Las enseñanzas del general chino aparecen rotuladas con un estilo, en tanto que los pensamientos del antiguo soldado lo aparecen de otra manera. El aspecto apagado y gris (valga la redundancia) de unos Estados Unidos moral y económicamente hundidos en la miseria solamente cede ante la concesión de otro color: el encarnado de y por la sangre.

Después de haber causado cierto impacto en el mercado angloparlante y cosechado críticas de todo tipo (las negativas sobre todo por su descarnada visión de la violencia) The Art of War llega a nuestro país de la mano de una de esas editoriales que no están dedicadas al mundo de la viñeta. Datos como éste permiten deducir que, poco a poco, el cómic ha ido dejando su condición de sector menor e infantil / juvenil de la industria del libro. La obra elegida ha cosechado los elogios de autores del medio como Jamie Delano, militares y estudiosos de todo tipo, aunque desde el punto de vista específico del tebeo quede patente la novatez de sus responsables. Veremos qué les depara el futuro y qué nos depara a nosotros su devenir profesional. Mientras podemos echar al saco visual algunas páginas de las ediciones española (apenas unas quince) y anglosajona (una sexta parte del total) para decidir si apostar o pasar, aunque trescientas cincuenta paginitas por diecisiete lereles no parece mal negocio.

Avance de la edición española

Página oficial de la edición anglosajona (con avance descargable en PDF).

7 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Retranqueiro
Retranqueiro
Lector
8 abril, 2013 18:46

Le eché un ojo el otro día en la librería. Muy por encima, eso sí. Y supongo que es por lo que dices de que se les nota el tono amateur, pero no me llamó demasiado.
Lo que sí tengo por casa es el libro de Sun Tzu. A ver si aprovecho y me lo leo por fin.

Retranqueiro
Retranqueiro
Lector
8 abril, 2013 20:38

Sip, que un compendio de estrategia militar sea usado de esa forma es algo que tampoco me acaba de entrar en la cabeza. Como si me dicen que ahora se utilizase como guía de la ética empresarial El Príncipe de Maquiavelo.
Pero siempre tuve curiosidad por leerlo y me lo acabé pillando en una feria del libro de ocasión. Aunque lleva unos años durmiendo en la estantería sin que me haya decidido a empezarlo.

Brainy5
Brainy5
Lector
10 abril, 2013 14:42

 Un poco decepcionante. El dibujo roza lo fanzinero/amateur, aunque tiene un interesante uso del blanco y negro y color. La premisa de partida parecía interesante: no era mala idea usar «El arte de la guerra» para hilar o vertebrar un cómic actual, y centrarlo en ese miniverso -o universo, por desgracia nos incluye a todos aunque no nos demos cuenta- tan depredador de los negocios y las grandes corporaciones. Pero al final parece que han ido incrustando las frases del manual de Sun Tzu con calzador en una narración con muchas lagunas, apresurada, mal explicada y con bastantes tópicos… No me ha convencido nada. 

Esta bien, por otro lado, que la edición no sea un reducto cerrado, y que entren nuevas editoriales y compañías de edición generalista que se animan a publicar novela gráfica. Pero deberíans er más cuidadosas con lo que eligen, quizá dejarse aconsejar…