Zona Manga – Las series más vendidas

¡Bienvenido, curioso lector, a la Zona Manga! Con este artículo de hoy, cerramos este pack de artículos introductorios sobre el, aún desconocido por muchos, mundo del cómic japonés. Hoy queremos poner un pie en Japón y otro en nuestra casa, para ver cuales son los manga que más han triunfado en los últimos años, aquellos que tienen récords de ventas o que más veces se han reeditado, y también esos manga que por algún u otro motivo están muy presentes en la mente de los aficionados al cómic nipón. Nuestra intención con este artículo es que empecéis a familiarizaros con los títulos más importantes que han salido de Japón, ya sea porque han vendido mucho en su país de origen, o porque han tenido mucho éxito a lo largo de la geografía española. Pero ya os advertimos que no es tarea fácil, precisamente por las idiosincracias de ambos mercados, en absoluto comparables. Sí, compartimos muchos de los éxitos, pero no podemos utilizar los mismos métodos para evaluar el impacto de un manga. Como veréis, manejaremos datos objetivos para hablar de Japón, pero cuando hablamos de los manga publicados en nuestro país, hay que ponerse un poco más creativo y subjetivo (y por ello también es más fácil caer en errores u omisiones). Pero de todos modos, creemos haber conseguido un buen mapa de los grandes hitos del manga, allí y aquí. Ah, y no os perdáis la comparativa con el mercado USA, a algunos puede que se les bajen los humos. ¡Vamos allá!

ranking-shueisha
Ranking de series más vendidas por Shueisha.

Series más vendidas en Japón

Los lectores de Zona Negativa y muchas otras páginas de noticias más asentadas en tebeos europeos y/o cómics norteamericanos estamos acostumbrados a unos rankings de ventas en los que se suele evaluar la aceptación de la serie de manera mensual. Son muchos los Top 100 ó 300 de tebeos más vendidos por la distribuidora Diamond, por las asociaciones de librerías; o los Top 100 o similares que recogen ventas de varios circuitos, como si de audiencias se tratara. Con estos rankings, nosotros podemos evaluar mes a mes la salud de una serie concreta. Podemos saber qué es lo que destaca por encima de todo, cuál es el sabor del momento. Sin embargo, nunca responderíamos a la pregunta “¿qué personajes de cómics norteamericano es el más vendido de la historia?”. Bueno, yo digo Batman y me quedo tan tranquilo porque seguro que acierto; pero no tendría ningún dato en el que asentar mi afirmación ya que no dispongo de las ventas totales de todos los personajes estadounidenses a lo largo de la historia.

En Japón, la cosa funciona diferente. Y eso se debe a que el sistema de publicación, como ya os contamos la semana pasada, no tiene nada que ver con el europeo o el norteamericano. En Europa predomina el formato “álbum europeo”, que es algo bastante fácil de contabilizar y controlar. En Estados Unidos, lo que se hace, sobre todo con los superhéroes, es editar una edición en grapa que luego, en ocasiones, se agrupan y reimprimen en volúmenes recopilatorios. Evidentemente, hay otros sistemas de publicación como las novelas gráficas, etc. Sea como fuere, tanto las ventas de grapas como de tpbs son fácilmente localizables, pero a los estudiosos nos interesa la evolución de una serie mes a mes. Japón es diferente. Ellos nos venden antologías que reúnen varias series, de manera que, ya para empezar, resulta que las ventas iniciales están compartidas. La cantidad de lectores de tal o cual magazine importa porque, tal como comentamos la semana pasada, las antologías ordenan sus series según popularidad. Eso significa que las historietas iniciales son las que asientan las ventas de los magazines. O sea que una primera manera de evaluar las series más vendidas sería investigar si son la obertura de los magazines nipones más vendidos. Sea como fuere, nosotros no vamos a hacer ese ejercicio porque vamos a ir a lo fácil, entendible y casi indiscutible, que son los datos de venta de los recopilatorios del país del Sol Naciente. Y es que las historietas de las antologías posteriormente se reimprimem, como los tpbs yanquis, en recopilatorios… Lo curioso es que esas ventas se pueden estudiar de diferentes maneras.

Entrando ya en materia, un primer ejemplo lo obtendríamos si tuviésemos en cuenta, pongamos, los datos de ventas de una semana aleatoria del año 2013:

Posición Título Autor Editorial Ventas semanales Ventas totales
01 Kuroko no basket #22 Tadatoshi Fujimaki Shueisha 406.745 406.745
02 Ansatsu Kyōshitsu #04 Yūsei Matsui Shueisha 341.407 341.407
03 Toriko #24 Mitsutoshi Shimabukuro Shueisha 214.443 214.443
04 Gintama #49 Hideaki Soraichi Shueisha 197.973 197.973
05 Haikyū!! #06 FURUDATE Haruichi Shueisha 148.982 406.745
06 Ao Haru Ride #07 Io Sakisaka Shueisha 129.699 363.073
07 Beelzebub #21 Ryûhei Tamura Shueisha 104.503 104.503
08 Vagabond #35 Takehiko Inoue Kodansha 86.049 364.020
09 Ataque a los titanes #10 Hajime Isayama Kodansha 85.379 728.195
10 Ôkiku Furikabutte #21 Asa Higuchi Kodansha 80.494 305.775
11 El caballero vampiro #18 Matsuri Hino Hakusensha 60.720 60.720

En ese caso, podemos ver que las cifras difieren bastante entre las primeras y las últimas del ránking. Pese a tratarse de un número avanzado de una serie regular, Kuroko no Basket #22 ha superado en este periodo de una semana la friolera de las 400.000 unidades en su primera semana de lanzamiento. El volumen de ventas de otras series que, bien porque no son tan destacadas o porque ya llevan más de una semana a disposición del público, suele ser menor y va decayendo -como es lógico- a medida que avanzan las semanas. Podemos ver que las cifras punteras como Vagabond o Ataque a los titanes siguen manteniendo un volumen más o menos constante de ventas (alrededor de los 80.000) a pesar de llevar varias semanas a la venta. Aquí se pueden vislumbrar ya algunas cifras más globales, como las más de 700.000 de el décimo tomo de Ataque a los titanes o las 350.000 de Vagabond #35.

Esta manera de estudiar las ventas nos recuerda más a las listas de singles musicales que a los top 100 norteamericanos, y tiene sentido que sea así porque los volúmenes recopilatorios no tienen una cadencia regular. Las historietas de los magazines se juntan a la que hay suficiente material, lo cual puede ser cada seis meses, cada año, etc. Todo depende de cuándo aparezcan en sus respectivas antologías… y de otros factores que ahora no vienen a cuento. Con esto en mente, tiene sentido pensar en cómo está funcionando un título concreto en una semana determinada ya que no hay concordancia de títulos entre semanas, trimestres, semestres o años.

Aun así, es interesante agrandar el abanico temporal de estudio porque si tenemos en cuenta un tiempo mayor cambia nuestra visión del mercado. En el primer semestre de 2013 se puede ver que todas las mencionadas superan ampliamente el millón de unidades vendidas:

Posición Título Autor Editorial Ventas
01 One Piece Eiichiro Oda Shueisha 7,944,680
02 Magi Shinobu Ohtaka Shogakukan 4,787,519
03 Kuroko’s Basketball Tadatoshi Fujimaki Shueisha 4,712,773
04 Ataque a los titanes #10 Hajime Isayama Kodansha 4,292,208
05 Hunter × Hunter Yoshihiro Togashi Shueisha 3,616,288
06 Naruto Masashi Kishimoto Shueisha 2,860,385
07 Assassination Classroom Yusei Matsui Shueisha 2,504,200
08 Silver Spoon Hiromu Arakawa Shogakukan 1,926,298
09 Fairy Tail Hiro Mashima Kodansha 1,853,510
10 Terra Formars Yū Sasuga y Kenichi Tachibana Shueisha 1,721,651

One Piece, coronada como la serie más vendida de la historia en Japón, obviamente también se corona como la serie más vendida de este primer semestre. Se vendieron un total de ocho millones de tomos durante estos seis meses. Al cálculo, más de 1.300.000 unidades mensuales, lo que hace una media de más de 300.000 tomos semanales. Si tenemos en cuenta que las cifras son siempre mayores en la semana de lanzamiento, es una situación espeluznante. Pero hablaremos de One Piece más adelante. Otras de las series más vendidas en el primer semestre de 2013 son Magi: The Labyrinth of Magic, Kuroko no Basket o Ataque a los titanes, las tres superando los cuatro millones de tomos vendidos. Pese a la friolera de las cifras, hay que tener en cuenta que estas son sólo la mitad de One Piece. El resto de las series del top 10 supera ampliamente el millón de unidades vendidas; recordemos, esto son cifras semestrales.

En definitiva, a la que agrandamos el abanico cambia completamente el ranking de series más vendidas, pero hay un pero. Fijáos que en el anterior apartado determinamos números concretos de series… Y ahora no. El único título que se repite es Ataque de los Titanes y, ¿qué sabíamos de ellos? Que sus ventas en la semana que estudiamos fueron de 85.379 ejemplares, y las totales de ese tomo eran de 728.195. Ergo, o en una semana vendieron 3.564.013 unidades más (y digo una semana porque el anterior ranking coincide con la penúltima semana de este otro) o ahora estamos viendo las ventas de todos los tomos de estas series en un semestre. Aquí las series más longevas y con más material a sus espaldas, siempre ganarán. Y las que publican más de dos tomos al semestre, también. Por lo tanto, estamos ante un top ventas en el que los competidores juegan de una manera desigual. No se puede evaluar el top semestral sin tener conocimientos del top semanal.

Volvamos a abrir el abanico y pasemos a años. Con el 2013 aún por terminar debemos remitirnos al año 2012 si queremos encontrar datos de ventas anuales. En esta ocasión vamos a agrandar el número de series vendidas pero no entraremos en autores y editoriales:

Posición Título Ventas
01 One Piece 23,464,866
02 Kuroko no Basuke 8,070,446
03 Naruto 6,495,240
04 Space Brothers 5,413,899
05 Fairy Tail 4,128,665
06 Kimi ni Todoke 4,039,715
07 Silver Spoon 3,603,710
08 Hunter×Hunter 3,439,839
09 Magi 3,437,182
10 Bakuman 3,211,191
11 Toriko 3,005,339
12 Bleach 2,974,750
13 Gintama 2,850,072
14 Sket Dance 2,786,109
15 Attack on Titan 2,682,504
16 Chihayafuru 2,481,385
17 Detective Conan 2,430,572
18 Blue Exorcist 2,262,565
19 Thermae Romae 2,231,198
20 Inu × Boku SS 2,153,552
21 Black Butler 2,008,593
22 We Were There 1,901,204
23 Nura: Rise of the Yokai Clan 1,879,120
24 Reborn! 1,844,824
25 Kyou, Koi o Hajimemasu 1,838,940
26 Beelzebub 1,714,931
27 Ace of Diamond 1,685,194
28 Natsume’s Book of Friends 1,625,233
29 Suki Desu Suzuki-kun!! 1,607,178
30 Giant Killing 1,607,121

Como era de esperar, One Piece se lleva la palma con, atención, ¡23 millones de tomos! ¡En un año! (Bueno, pero esto es sólo la mitad de lo que vendió la serie en 2011 y si doblamos las ventas semestrales de 2013 veremos que está perdiendo mucho fuelle…). Kuroko no Basket, la segunda serie más vendida de 2012, “tan solo” consiguió vender unos 8 millones de volúmenes, la tercera parte que One Piece. Naruto, la tercera, no consigue llegar a los 7 millones. Del resto del ránking podemos comentar que las 30 series que aparecen han vendido más del millón y medio de unidades y que, evidentemente, estamos ante el mismo caso que las ventas semestrales, es decir, aquí se han contabilizado todos los tomos de esas series. O sea que la comparativa que acabamos de hacer de One Piece puede ser tramposa porque necesitamos saber si se publicaron o no la misma cantidad de números.

Resumiendo, los rankings de ventas japoneses son interesantes pero no son representativos. Si ahora mismo alguien nos preguntase cuál es la serie más vendida de Japón en 2012, la respuesta obvia es One Piece. Pero, ¿qué pasaría si se diese el caso de que ésta hubiese sacado a la luz 3 volúmenes y Kuroko no Basuke solo uno? Entonces la obra de Oda habría vendido 7,821,622 unidades por tomo y en comparación ganaría Kuroko no Basuke. No es el caso y la serie más vendida es One Piece porque sus ventas son espectaculares, pero en los años en los que hay una disputa más reñida habría que distinguir entre la serie que más tomos ha vendido a lo largo del año y la que tiene el tomo más vendido del año. Tanto una como la otra puede ser considerada la serie más vendida.

Abramos el abanico una última vez. El ránking global de ventas a lo largo de la historia lo lidera One Piece (¡sorpresa!), y se calcula que hasta principios de 2012 había vendido unos 273 millones de tomos. Anteriormente la serie más vendida en Japón era la conocidísima Dragon Ball, la cual se calcula que habrá vendido unos 150 millones de tomos hasta la fecha anteriormente mencionada, pero tras la publicación del tomo número 60 de One Piece en Japón se hizo efectivo el cambio de testigo. Este tomo obtuvo el récord del mundo de tirada inicial de un tomo con 3,4 millones de unidades, superando así el récord que ostentaba la propia serie con los volúmenes 57 y posteriormente 59 (3 y 3,2 millones respectivamente). El volumen 61 de One Piece ostenta el actual récord del mundo, con 3,8 millones.

Con tales cifras astronómicas se ha especulado mucho sobre el dinero que es capaz de ganar Eiichiro Oda al año. Finalmente se calculó que el mangaka ganó más de 17 millones de euros en 2010, pero diversas fuentes afirman que la cantidad podría aumentar hasta 26,5 millones.

Y ahora podemos abrir un debate. ¿Realmente es One Piece el manga más vendido de todos los tiempos en Japón? Con los rankings semestrales y anuales ya vimos que los japonenes valoran los tomos totales, con lo que podemos introducir grandes peros. Y en este caso hay uno muy grande. One Piece superó a Dragon Ball en el volumen 60. De Dragon Ball sólo se publicaron 42 tomos. Volvemos a ver una competición injusta porque lo lógico es comparar las ventas en igualdad de condiciones, y los primeros 42 volúmenes de Dragon Ball vendieron más que los 42 de su competidora. ¿Os parece interesante el debate? Pues pongamos más leña al fuego. El dato de que “tras la publicación del tomo número 60 de One Piece en Japón se hizo efectivo el cambio de testigo” puede no ser cierto, porque otras fuentes marcan que el núm. 41 de la serie de Oda ya había vendido entre 110 y 115 millones. Según nuestros cálculos – porque no hemos encontrado el dato exacto – el testigo se pasó entre el núm. 49 y el 51, y no en el 60. De hecho, en el 60 se habían vendido ya 200 millones de One Piece, por lo que por aquel entonces ya hacía tiempo que se había pasado el testigo. No hay una diferencia de 19 ejemplares entre ambas cabeceras pero sí de 7 u 8, lo cual no es nada despreciable. ¿Ya os duele la cabeza? Pues aún hay más. La obra de Oda tiene el privilegio de aumentar las ventas número a número o, al menos, eso sucedió en los últimos años. Eso significa que los episodios actuales se venden más que los iniciales. ¿Qué pasaría si comparásemos Dragon Ball #1 a #42 con One Piece #21 a #62? Akira Toriyama habría perdido…

Ya para finalizar este apartado, vamos con una curiosidad. ¿Venden más los tebeos americanos que los mangas japoneses en sus respectivos paises? Vamos a ser muy benevolentes y os ofrecemos el ránking de tebeos en grapas más vendidos del Siglo XXI (hasta 2012):

Posición Título Editorial Ventas
01 Amazing Spider-Man #583 Marvel 530.500
02 Walking Dead (including Chromium edition) #100 Image 384.800
03 Civil War #2 Marvel 341.900
04 Civil War #3 Marvel 337.000
05 Civil War #1 Marvel 328.500
06 Captain America #25 Marvel 317.700
07 Uncanny Avengers #1 Marvel 305.900
08 Civil War #4 Marvel 291.000
09 Civil War #5 Marvel 283.900
10 All Star Batman & Robin The Boy Wonder #1 DC 276.000
11 Civil War #7 Marvel 274.500
12 Infinite Crisis #1 DC 270.000
13 Avengers Vs X-Men #1 Marvel 265.100
14 Civil War #6 Marvel 263.800
15 Secret Invasion #1 Marvel 263.000
16 Justice League (inc. Combo Pack) #1 DC 255.400
17 Justice League of America #1 DC 250.800
18 House of M #1 Marvel 248.200
19 Superman #204 DC 244.100
20 Identity Crisis #1 DC 242.900
21 New Avengers #1 Marvel 241.500
22 Batman #619 DC 235.100
23 Infinite Crisis #2 DC 225.600
24 Justice #1 DC 223.900
25 Infinite Crisis #3 DC 218.800

Como siempre, hay matices. A esas ventas en grapas hay que añadir los tpbs, pero como en el mercado norteamericano lo que pesa son las grapas, no importa mucho añadir esa información. A las de los tankobon japoneses también deberíamos añadir sus magazines previos, o sea que es justo no considerar los tpbs si no tenemos en cuenta las antologías niponas. Tampocos podemos hacer una comparación con los rankings anuales y semestrales porque desconocemos las cantidades de números concretos. Así que lo que deducimos es que los tebeos en grapa más vendidos oscilan entre las 218.800 unidades vendidas y las 341.900. No deberíamos poner las 530.500 del #1 porque ese es un dato especial y poco representativo. Si fuésemos correctos dejariamos este ranking de lado y marcaríamos la cifra en 150.000 que es algo representativo de lo que venden actualmente los #1 del top 100 de Diamond.

Ahora tomemos la semana ejemplo de antes, que no era nada especial… ¿Cuál es el tomo más vendido? Kuroko no basket #22 con 406.745 unidades. En una semana normal, un título japonés vende más que el segundo cómic más vendido de este siglo. De hecho, las ventas totales del Top 10 de esa semana hace que le salgan los colores a los chicos de EE.UU. Y, claro, si comparamos One Piece y sus millones de copias vendidas con el poco más de medio millón de Amazing Spider-Man #583, hay una conclusión muy clara: en Japón leen más historietas que en EE.UU. . El mercado está más asentado y funciona muchísimo mejor. O, lo que es lo mismo, los nipones ven cómo funcionan DC y Marvel a nivel de ventas y se parten de risa.

Series más vendidas en España

A pesar del subtítulo de este apartado, difícilmente podemos hacer el mismo trabajo que hemos hecho con las ventas en Japón en España. El motivo es tan simple como que las editoriales no facilitan esos números a nadie. Por lo tanto, nuestro análisis sobre esos títulos que han sido un éxito o un hito en nuestro mercado manga, están basadas en suposiciones más que certezas.

La única certeza que podemos tener es que la mayor bomba que ha habido y sigue habiendo es Dragon Ball. El propio Antonio Martín, último responsable de la primera edición de este manga, ya reconocía que Dragon Ball había sido siempre la gallina de los huevos de oro (con centenares de miles de copias semanales vendidas), y que las “demás gallinas eran gallinas normales”. Fue un fenómeno que se explica por muchos motivos, sobre todo el televisivo, pero lo más impresionante es que más de 20 años después sigue siendo el manga más reeditado de nuestra pequeña historia. Desde el formato comic-book (en distintos colores), al primer intento de hacer un tankobon, hasta la edición Ultimate y la edición 20 aniversario. Dragon Ball es un fenómeno que muchos tachan de irrepetible, precisamente porque llegó a una masa de público al que ningún otro manga, o incluso cómic en general, ha podido llegar.

Las reediciones pueden ser una pista que nos lleve a dilucidar algunos de estos títulos que más han vendido en España, pero cuidado, porque a veces la reedición no es señal inequívoca de éxito. Pero si hay un manga que a nivel de impacto, e incluso a nivel de reediciones puede acercarse a Dragon Ball, este tiene que ser Akira. Ediciones B, los primeros en publicarla, llegaron a editarla en tres formatos distintos (comic-book, álbum y en tomos), mientras que la actual propietaria de los derechos, Norma Editorial, ha hecho dos ediciones en tomos (la última concidiendo con el 30 aniversario del manga).

Si bien con el paso del tiempo, esta obra ha perdido quizás el empuje que tuvo durante casi todos los 90, Ranma ½ se puede considerar otro de los grandes éxitos. La obra insignia de Rumiko Takahashi ha visto hasta cuatro reediciones de su obra. Empezó en 1993 por el formato comic-book, en lo que iba a ser al principio una serie limitada (algunos recordarán los típicos “1 de 7” de los manga de Planeta). El éxito hizo que se ampliasen esas entregas hasta siete veces, llegando a publicar más de 60 números hasta 1999. Ranma ½ pasaría luego a manos de Glénat, que en 2001 editaría los tankobon de la serie, y en 2011 empezaría a publicar la edición integral (en kanzenban).

ranman-1_2
¿Os acordáis de ellos?

Hay dos cabeceras que también aparecieron en los noventa, de las que más se hablaba por entonces (¡alarma!¡dato subjetivo!), y que con los años también han visto algunas reediciones. Se trata de Kimagure Orange Road (por entonces llevaba el infame subtítulo de Jhonny y sus amigos – sí, Jhonny), y Video Girl Ai. Kimagure Orange Road fue editada en 1994 por Norma Editorial en formato comic-book, y 14 años después reeditada por Glénat en formato tankobon (tanto en español como en catalán). Mientras que la obra más famosa de Masakazu Katsura, fue editada también en 1994 por Norma Editorial, y una vez más en el formato comic-book típico de la época, y reeditada en 2001 en formato tankobon por Planeta. Una reedición que había venido apoyada por el éxito de I”s, otro título de Katsura que había agotado sus primeros medio tomos (1999), y tuvo que reeditarse entera en tomos enteros (2003), y luego ya en una edición kanezenban (2009).

No tenemos muy claro si considerar Bastard!! un éxito, porque no es uno de esos títulos de los que se hable mucho, pero que recientemente se haya publicado la “versión mejorada” que ha hecho el propio autor, en un formato de lujo, nos inclina a pensar que este manga ha sido una buena apuesta para Planeta. Su primera aventura empezó en 1995, siendo de los primeros manga en publicarse en formato tomo (y tapa dura). Este mismo tipo de edición la tuvo El Puño de las Estrella del Norte, en su reedición del mismo año, y que si no nos falla la memoria se vendió junto a Bastard!! en un primer número de lanzamiento. La clásica obra de Buronson y Hara ya se había editado en el clásico formato comic-book de Planeta en 1992, siendo de los primeros títulos de la nueva y pionera línea manga de la editorial.

Merece un tratamiento especial la figura de Osamu Tezuka. Posiblemente sea uno de los autores que más obras tiene publicadas en español, pero no necesariamente todas son un éxito, y difícilmente es comparable a otras obras de carácter shônen que triunfan de forma visible. Pero una vez más, tenemos el ejemplo de dos de sus grandes obras, Adolf y Fénix, que muy recientemente han visto reeditadas en un formato de lujo. Adolf había sido publicada por Planeta en cinco tomos de tapa blanda a finales de 1999. En Noviembre de 2010 aparecería la edición integral, que juntaba en un estuche, dos tomos de tapa dura. Y se espera para 2013, una nueva edición integral, también en cofre y dos tomos, pero con una nueva portada. El resto de obras de Tezuka publicadas (Astro Boy, Black Jack, y sus primeras obras), la mayoría por Glénat en su momento, no parecen haber tenido el mismo éxito.

Hasta aquí hemos hablado en buena parte de aquellas obras que durante los años 90 tuvieron un gran impacto, y que a lo largo de los años se han ido reeditando. Pero a finales de 1999, a punto de empezar el nuevo milenio, hubo otro fenómeno que salvó a una editorial, y además la puso por delante de todas las demás. La editorial era Glénat, y la obra que se agotó en el Saló del Manga de Barcelona de 1999, y que tanto furor causó, no es otra que Ruroni Kenshin. Aquí sí conocemos algunos números a raíz de una entrevista con Joan Navarro. La primera tirada que se agotó en los cuatro días del Saló del Manga fue de 4000. Inmediatamente después se hicieron 4000 más que también se agotaron, y a partir de aquí ya no conocemos más datos concretos de las posteriores reimpresiones (ni si hubo más de una o de dos). Pero la obra sería relanzada en 2008 en una edición integral en formato kanzenban por Glénat (luego EDT), y retomada por Panini Cómics después en el mismo formato.

Berserk es otro caso especial. Actualmente es una obra bien conocida por todos los lectores de manga, y también sujeta a varias reediciones, pero su primera aparición a mediados de los noventa no fue tan exitosa. Planeta la editó en formato comic-book y tapa blanda, en una de esas series limitadas que acostumbraban a publicar por entonces. Esa primera edición se publicó a lo largo de 1996 en 10 entregas bajo el nombre de Gatsu, el guerrero negro. En total fueron solo dos tomos de la edición japonesa, por lo tanto, no parece que tuviese demasiado éxito. Pero la editorial Mangaline (ahora desaparecida), quiso insistir y en 2001 empezó a editar los tomos de Berserk, hasta llegar al noveno. Volvería a intentarlo en el mismo formato en 2005 llegando hasta los 30 tomos. En 2011, Glénat/EDT se convirtió en la tercera editorial en publicar este título en español, y actualmente sigue en curso a la espera de que se publique el tomo 37.

Ha habido otras apuestas que no funcionaron en su momento, pero que al publicarse años después de nuevo, han tenido un gran éxito. Un claro ejemplo es el manga de Shin-chan. Pocos saben que su primera aparición en el mercado español tuvo lugar en 1996, varios años antes de emitirse en televisión. Fue Planeta quien publicó el manga de Usui en formato apaisado (típico formato para tiras cómicas), dirigiéndose más a un público adulto que infantil. Con solo tres números fue cancelada, y aparecería poco después un retapado con todo lo publicado. Gracias al éxito que tuvo en televisión, en 2003 Planeta publicaba de nuevo a Shin-chan en formato álbum (en español y catalán), pero ahora enfocándolo hacia un público infantil. Fue todo un éxito, y en 2008 se reeditó en el mismo formato que se estaba vendiendo en Japón, aunque por el momento se ha parado la producción en el número 13.

A finales de los noventa apareció otro fenómeno parecido que se ha ido consolidando con los años, sobre todo entre los más jóvenes, a raíz de su presencia en televisión. El Detective Conan se publicó en tomos a partir de 1998, aunque no pasó de los 13 (y ya van dos, pero no queremos ser supersticiosos). Pero en 2002 se reeditaron estos 13 en una nueva edición, y se inició un “volumen 2” que sigue abierta hoy por hoy, siendo el 77 el último tomo en publicarse. Paralelamente, Planeta editó en 2011 el mismo manga en formato de tomo doble, quizás enfocado hacia un público más crecidito, que actualmente va por el número 7.

detective-conan
Mis ventas guardan un misterio.

Auspiciado por el éxito de el anime que se vio en televisión, otro de los títulos reeditados y aún fresco en la memoria de muchos aficionados es Marmalade Boy (más conocido como La Familia Crece). Esta obra definida como shôjo, también llegó al público masculino (sobre todo por su aparición en TV). Marmalade Boy se editó en formato tomo y comic book (Planeta, entre 1998 y 2000), y fue reeditada en 2007 en tomos, siguiendo la reedición japonesa, con un total de seis.

Volvemos a hablar de autores que se publican en los noventa, pero que hasta años después no consiguen despegar en nuestro mercado. Y este caso es especial, porque su autor es hoy en día una de las cabezas más visibles del catálogo de Planeta. Pero en 1993, la publicación de Pineapple Army, de un todavía joven Naoki Urasawa, se estrelló estrepitosamente y solo se publicó uno de los ocho tomos previstos. Pero a finales de 2001, se publicaba Monster, un thriller que cosechó muy buena fama y críticas, que empezaron a darle cierto renombre. Su primera edición, de manos de Planeta, constaba de 36 medio tomos, cubriendo la totalidad de la historia. En 2009, sería reeditada en formato kanezenban, con 9 tomos (más un especial). Ganándose su estatus de autor de culto, y de forma parecida a lo que ha pasado con Tezuka o Rumiko Takahashi, Urusawa ha podido ver como muchas de sus obras se han publicado en español. Su otro éxito fue 20th Century Boys, publicada en 22 tomos (más los dos de 21th Century Boys), desde 2004 hasta 2007. Planeta luego se animó a publicar los 8 tomos de Pluto en 2009 (una especie de remake de una historia de Astro Boy), un recopilatorio de historias cortas del autor, y desde 2011 está publicando los tomos de Billy Bat (van por el 9, en una serie aún abierta en Japón). Planeta incluso ha llegado a publicar Master Keaton, obra en la que Urasawa solo pone los lápices. Se espera que la editorial publique los 12 kanzenban de los que se compone la colección (desde 2012 se han publicado siete). La editorial también piensa publicar dos obras más de cara al Saló del Manga de Barcelona: Happy! (una serie de 15 tomos) y El Monstruo Sin Nombre (un solo tomo). Además, Glénat publicó en su momento Yawara (solo en catalán), un manga deportivo protagonizado por una chica llamada Ginger, y que muchos catalanes recordarán por el anime que emitió TV3 (aunque pocos se habían dado cuenta de quien era el autor).

Y llega el momento de hablar de los dos mayores fenómenos de la última decada y la actual en materia anime y manga, que son bombazos en todo el mundo, y que también lo han sido aquí. En 1999 Planeta empezaba a publicar en formato comic-book la obra de Eiichiro Oda, One Piece. Esa primera edición se canceló en febrero de 2001 con 17 entregas (en total, los primeros 8 tomos japoneses). Pero la editorial insistió, y en Noviembre de 2004, ahora ya en formato tomo, volvía a publicar la obra desde el número uno, en una serie que sigue abierta hoy en día, con 68 tomos, y varios tomos especiales (otro síntoma de su flagrante éxito).

El otro héroe de la contienda es, por supuesto, el ninja Naruto. Convirtiéndose en el título principal de Glénat (luego EDT), Naruto empezó a publicarse directamente en tomos en octubre de 2002 (en español y catalán). En este caso, su publicación fue ininterrumpida hasta llegar al número 60, momento en el que pierde la licencia y es retomada por Planeta. En este caso, se publican de forma paralela los números a partir del 61 y los números del 1 al 60.

Sin llegar a competir con estos dos grandes, el tercer título en discordia fue Bleach. Glénat empezó a publicarla en formato tomo en 2006, llegando hasta el número 51. A partir del 52 fue Panini Cómics la encargada de continuar con la serie, que actualmente llega hasta el 56 (Panini también ha publicado el primer tomo, y se espera que siga publicando los restantes hasta alcanzar el 51).

A mediados de la primera década del s.XXI, hubo otro fenómeno en el mundo del manga y el anime.

death-note
Me acabo de encontrar un libro negro en la calle. ¡Voy a apuntar mi listado telefónico!

Aunque no es comparable a lo ocurrido con Naruto o One Piece, por ser una serie finita, sí es cierto que ha tenido una vida muy larga, y que aún hoy en día se sigue reeditando (parece que con éxito). Se podría tachar incluso de clásico moderno. Es la obra de un guionista y un dibujante, Tsugumi Ohba y Takeshi Obata, los populares autores de Death Note. Dicho manga fue editado en su totalidad (12 tomos, más un especial) entre 2006 y 2007, de manos de Glénat. La serie se reimprimió varias veces (la última ya bajo el nombre de EDT), llegando incluso a publicarse en quioscos (cosa que pocos mangas pueden decir). Al perder las licencias de Shueisha, Norma Editorial tomó el relevó de la publicación de Death Note, y en octubre de 2013 ha terminado de publicar el último tomo doble, de un total de seis. De manos de Ohba y Obata llegó otro de los grandes títulos de los últimos años, Bakuman. Empezó su publicación en 2010, y en el próximo Saló del Manga de Barcelona se espera que Norma Editorial publique el tomo número 20, que cerrará la serie.

Y ya para cerrar este repaso, queremos hablaros del que actualmente es uno de los manga con más hype del momento. Se trata de Ataque a los Titanes, una obra de Isayama Hajime, cuyo estilo de dibujo ha dado mucho que hablar. Es actualmente uno de los fenómenos más grandes que hay en Japón, y su desembarco en nuestras tierras parece que también ha contado con una gran acogida. Es una serie abierta, y para el Saló del Manga aparecerá el sexto tomo que publica Norma Editorial.

Enlaces de Interés
Artículo anteriorNovedades Dolmen Noviembre 2013
Artículo siguienteNovedades Astiberri Noviembre y Diciembre 2013
De Mataró de toda la vida, nacido al mismo tiempo que la década de los ochenta. Mi primer recuerdo comiquero es tener un Superman de Byrne en las manos (sin saber leerlo aún), después vino Bruguera, Marvel, y finalmente un chaval con cola de mono que me cambió la vida; le dediqué un documental llamado Songokumanía. Algunos me consideran un experto en manga y cultura japonesa, y puede que tengan parte de razón, pero como lector de cómics no me cierro a nada (sigo siendo un Marvel Zombie). Hablo de Todo Lo Que Mola mi blog, en la radio, y desde 2013 en Zona Negativa.
Presentándome como uno de los más jóvenes del equipo, empecé a colaborar en el proyecto Zona Negativa en octubre de 2011 gracias a una recomendación del propio Marc Bernabé. Actualmente cubro –o intento cubrir– todo lo que tiene que ver con el manga publicado en España, tratando tanto noticias como reseñas. Mis andanzas en el mundo del cómic nipón empezaron relativamente tarde, aproximadamente en septiembre de 2007. Sin embargo, rápidamente me desvinculé de lo que serían los gustos típicos de los aficionados al manga. Actualmente soy un apasionado del manga clásico y con cada lectura intento no sólo entretenerme, sino aprender un pedazo de la historia del cómic nipón en todas sus vertientes: autores trascendentes, obras padres de cada género, etc. Y, con más o menos éxito, estos conocimientos que adquiero son los que intento trasladar a mis textos.
Originario de Badalona o Barcelona según como se mire, publiqué mi primer artículo para Planeta DeAgostini, por pura casualidad, en 2006 y desde entonces no he parado de escribir tanto para esta editorial como para ECC. Mi especialidad son los tebeos norteamericanos y me apunté a Zona Negativa en 2012 para hablar de aquellos temas que aún me quedan pendientes.
Barcelona (Septiembre, 1980). Mordido por una viñeta adquirí un asombroso interés por el mundo del cómic y sus galaxias cercanas. Los Clásicos Ilustrados que adaptaban novelas de misterio y aventuras fueron mi primer pasaje a este universo. Luego llegarían Mortadelo y Filemón, Superlópez, Spider-Man, Dragon Ball y V de Vendetta. Para comienzos del siglo XXI había desarrollado una ecléctica pasión por el medio. En la actualidad, disfruto especialmente del cómic independiente estadounidense y el manga. En está, mi segunda casa, colaboro como reseñista y articulista hablando de cómics, cine y series.

28
Déjanos un comentario

Please Login to comment
28 Comment threads
0 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
18 Comment authors
KhonshuOriol Estrada RangilHaladerMathieuKravinoff Recent comment authors
  Subscribe  
Recientes Antiguos
Notifícame
Mr. X
Lector
Mr. X

Un análisis muy interesante y que me sugiere varias cosas.
Por ejemplo, un elemento muy importante: Japón tiene algo más de un tercio de los habitantes de Estados Unidos, si no me equivoco.
Y no creo que lo haga si además afirmo que probablemente también leen más libros, prensa, etc.
Y eso en el país por definición de los gadgets electrónicos (porque últimamente se dice mucho que la gente no lee porque está todo el día delante de las pantallitas de la tableta o el Smartphone). Como si la gente hubiera leído más en algún periodo remoto de la historia. El problema no está en las pantallitas. El problema está en la cultura (o en la falta de ella) y más específicamente en la educación.
Estoy hablando de la comparación USA/Japón. Si la hacemos con España ya sería francamente desolador. En fin.

SalvaSpike
Lector
SalvaSpike

“Ranma ½ pasaría luego a manos de Glénat, que en 2001 editaría los tankobon de la serie, y en 2011 empezaría a publicar la edición integral (en kanzenban), que se cancelaría por la pérdida de la licencia este mismo 2013.”

Que yo sepa no han cancelado la nueva edición de Ranma, ¿no? A ver, la situación económica de la editorial es pésima y podría desparecer en cualquier momento dejando inacabadas todas sus series en curso. Pero la pérdida de derechos de Shueshia no afectó a Ranma.

jojojajo
Lector
jojojajo

Pedazo de artículo. Axel Alonso debe estar llorando después de leerlo.

Ocioso
Lector
Ocioso

Todo el mundo sabe que los asiáticos tienen el cerebro mas pequeño. Por eso solo leen tebeos.

Ocioso
Lector
Ocioso

También es debido a que, como les pixelan el porno, se aburren y leen tebeos.
¡Son hechos contrastables!

jorgenexo
Lector

Gente muy fiel a sus hábitos y tradiciones, sin por ello dejar de servirse de innovaciones y adaptarse a modas y tendencias de todo tipo.
Sólo podemos contentarnos sabiendo que, por lo visto, follan bastante menos que nosotros (al menos, gratis):
http://www.retornoanime.com/solo-en-japon-el-imperio-de-los-sin-sexo-abstinentes-rodeados-de-placeres

JOSE
Lector
JOSE

Los 9 tomos de la edición kanzenban de monster los tenía controlados, pero cuál es ese especial del que se habla?

ShintaX
Lector
ShintaX

@JOSE. Se trata de una novela, scrita por el mismo Naoki Urasawa, llamada Another Monster.

NobTetsujin
Lector
NobTetsujin

Y luego si te fías de los mangas más vendidos o los animes más vistos para empezar con una serie te llevas a menudo unos chascos que para qué, muchas veces la diferencia de gustos se nota demasiado (o al menos en mi caso, vaya).

NobTetsujin
Lector
NobTetsujin

” Se trata de Ataque a los Titanes, una obra de Isayama Hajime, cuyo estilo de dibujo ha dado mucho que hablar. ”

Se me había escapado esto. Imagino que da que hablar que parezca estar hecho por un semi amateur.

Antoine
Lector
Antoine

Y todo esto sin crossovers.

Retranqueiro
Lector
Retranqueiro

Desde luego, los datos son apabullantes.
Pero, eh, que a lo mejor eso no quiere decir que lean más. Seguro que compro menos que cualquier japonés pero muchos de los que tengo ya los he releído más de una vez.

Ocioso
Lector
Ocioso

Hay estudios concluyentes que demuestran que aunque compren cuatro veces mas que los yankees, su pila es ocho coma cuatro veces mas alta. O sea, compran pero no leen.

Va, venga, lo que pasa es que en occidente pirateamos mas.

Ocioso
Lector
Ocioso

En Japón no se piratea. Como perfecto conocedor del pais, sus costumbres y sus leyes os aseguro que si Kim Jong-Un pilla a un chino bajandose cosas le manda a Siberia a estudiar el Coran.

Mr. X
Lector
Mr. X

Hombre, parte de la diferencia fue que, hace tiempo, leí en la prensa que según un estudio más de la mitad de los españoles no abren un libro –ni siquiera los muy malos- ni leen un periódico en todo el año (y supongo que tampoco leen cómics… )

Kravinoff
Lector
Kravinoff

“Va, venga, lo que pasa es que en occidente pirateamos mas.”

Interesante cuestión, y es que las leyes antipiratería en Japón son muchísimo más furras que aquí(2 años de cárcel por violación de derchos de autor, si la memoria no me falla).

Mr. X
Lector
Mr. X

“Kravinoff
ha comentado el 24 octubre, 2013 a las 16:13h
“Va, venga, lo que pasa es que en occidente pirateamos mas.”

Interesante cuestión, y es que las leyes antipiratería en Japón son muchísimo más furras que aquí(2 años de cárcel por violación de derchos de autor, si la memoria no me falla).”

No tengo los gráficos delante, pero juraría que el sueldo medio es bastante más alto y el índice de paro muchísimo menor. También son cosas a tener en cuenta (aquí uno al que le encantaría “consumir” más “productos” culturales, pero no le llega…)

samanosuke
Lector

¿Habéis visto el aumento de la taquilla de un 900% con la fiesta del cine, con las entradas a 3€? Ese es mi argumento en contra del bulo de la piratería. No hase falta disir nada más.

Retranqueiro
Lector
Retranqueiro

“No tengo los gráficos delante, pero juraría que el sueldo medio es bastante más alto y el índice de paro muchísimo menor. También son cosas a tener en cuenta (aquí uno al que le encantaría “consumir” más “productos” culturales, pero no le llega…)”

¿Y cuánto cuestan los cómics en Japón? Que no tengo ni idea, pero a lo mejor por lo que sale uno aquí te compras dos o tres allí.

Louontherocks
Lector
Louontherocks

Pero aquí no pirateamos. Lo que hacemos es compartir copias digitales que nos hacemos por si nuestros adorados tomos algún día se queman o sufren una desgracia similar…
Pooor cierto, yo desde que hago esto me veo obligado a comprar más de lo que compraría porque me encuentro verdaderas joyas que debe uno tener físicamente en casa.

Antoine
Lector
Antoine

Retranqueiro ha comentado: ¿Y cuánto cuestan los cómics en Japón? Que no tengo ni idea, pero a lo mejor por lo que sale uno aquí te compras dos o tres allí.

Tengo entendido que los cómics allí se publican en papel realmente malo y en tomos bien gordos.
Son un producto de usar y tirar, o por lo menos totalmente popular, como lo fue la grapa en su día.

De hecho creo que la traducción de manga es algo así como “garabatos”

emilio
Lector
emilio

No entiendo como los mangas pueden vender mas que los super-heroes: no publican comics de los mismos personajes de hace 40 años, no tienen un universo cohesionado por una continuidad inmovilista, no hacen crossovers entre las series y ¡¡¡ni siquiera tienen todos los años un evento que obligue a comprar todas las series de la editorial!!!. Obviamente, son cifras manipuladas.

Kravinoff
Lector
Kravinoff

“Obviamente, son cifras manipuladas.”

Debí sospechar cuando no vi Guachmen por ningún lado;)

Mathieu
Lector
Mathieu

Ocioso ha comentado:En Japón no se piratea. Como perfecto conocedor del pais, sus costumbres y sus leyes os aseguro que si Kim Jong-Un pilla a un chino bajandose cosas le manda a Siberia a estudiar el Coran

Jajaja. Sección de Ocios en ZN ya!! Es un pozo de sabiduría!!

Halader
Lector
Halader

La verdad es que cuando decidí iniciarme con el reinicio de DC, me informé un poco de las ventas mensuales de cómics americanos, con lo cuál me decepcioné mucho al compararlas con los mangas que ya conocía. No sé, esperaba algo más para unos personajes conocidos populares, algunos casi símbolos de EEUU, como Superman xD pero supongo que la lectura de cómics está considerada demasiado “friki” allá como para extenderse.

Khonshu
Lector
Khonshu

Interesantísimo artículo, Oriol. Lo has explicado de forma muy clara y amena para los que somos prácticamente profanos en el mundo del manga.