#ZNCine – Crítica de La vieja guardia, de Gina Prince-Bythewood

Hablamos de la adaptación realizada por Netflix del cómic original de Greg Rucka y Leandro Fernández publicado en España por Norma Editorial

Por
13
2329
La-Vieja-Guardia-poster

Dirección: Gina Prince-Bythewood.
Guion: Greg Rucka (Cómic: Greg Rucka y Leandro Fernández).
Música: Volker Bertelmann y Dustin O’Halloran.
Fotografía: Barry Ackroyd.
Reparto: Charlize Theron, Chiwetel Ejiofor, KiKi Layne, Chico Kenzari, Matthias Schoenaerts, Luca Marinelli, Harry Melling, Veronica Ngo, Anamaria Marinca, Joey Ansah, Adam Collins.
Duración: 125 minutos.
Productora: Netflix, Denver and Delilah Productions, Skydance Productions, Dune Films.
Nacionalidad: Estados Unidos.

“El mundo se ha hecho la hostia de pequeño. El mundo también se ha hecho la hostia de rápido.”

Tal vez deberíamos agradecer a Netflix el interés que ha demostrado en los últimos años por las viñetas. El cómic ha sido una clara inspiración para muchas de sus producciones y eso de alguna manera siempre es algo positivo, porque ayuda a dar cierta visibilidad al medio, a sus obras y autores. La plataforma se ha atrevido con adaptaciones tan dispares como The Umbrella Academy, Locke & Key, The October Faction, Las escalofriantes aventuras de Sabrina, Death Note y The end of the f***ing world, entre otras muchas. Y eso sin olvidar su colaboración con Marvel Television que nos permitió disfrutar de un intento de universo compartido catódico con personajes como Daredevil, Jessica Jones, Luke Cage y Puño de Hierro. El problema es cuando volvemos sobre estas adaptaciones y hacemos balance de los resultados en términos de calidad. Ahí escasas propuestas de la compañía resisten un revisionado exhaustivo, solo unas pocas captan la esencia de la obra original y la mayoría adolece de una falta de presupuesto que obliga a tomar torticeros desvíos hacía lo convencional. El objetivo final es que estas historias se adapten a una imagen de marca que satisfaga a su espectador medio, perjudicando en el camino la creatividad y originalidad de muchos de sus productos.

Este mes Netflix ha estrenado una nueva adaptación en su plataforma, una película basada en el cómic de La vieja guardia de Greg Rucka y Leandro Fernández. La obra de Image Comics publicada en España por Norma Editorial es un relato de acción que la promoción editorial describe como “un cuento de hadas con sangre y balas”. En ella reconocemos ese amor de Rucka por el género negro y su interés por algunos temas recurrentes en su carrera. El apartado gráfico a cargo de Fernández -que ya había colaborado con Rucka en 2002 en la serie de Queen & Country– es tremendamente expresivo y vibrante, pese a su parquedad en la definición. La adaptación en este plano no era ningún reto porque La vieja guardia no requería de un gran presupuesto, el peligro estaba en su trama realmente sencilla que daba suficiente margen a Netflix como para quedarse con su premisa y reinterpretar el resto a conveniencia. No sería la primera vez que la compañía ha perpetrado una maniobra parecida, ahí tenemos The October Faction como una de las damnificadas más recientes.

La historia de La vieja guardia sigue a un grupo de mercenarios liderados por Andy (Charlize Theron) que han librado multitud de guerras a lo largo y ancho de la historia debido a una pequeña cuestión de inmortalidad. Durante siglos, han mantenido su existencia oculta, cambiando de identidad y evitando permanecer mucho tiempo en un mismo lugar. Pero ahora alguien ha descubierto su secreto, algo que obligará a Andy y los suyos a luchar por no convertirse en un arma en manos de otros. Es esta una premisa que no es especialmente original pero que Rucka y Fernández saben explotar muy bien, logrando un cómic entretenido, lleno de personajes lacónicos y diálogos lapidarios. Sin eludir los habituales mensajes de su guionista a los sectores más conversadores estadounidenses. Esto tampoco supone un gran problema en su traslación audiovisual, y mucho menos, si como es el caso, su creador se convierte en el principal responsable del guion de la producción. Este es un aspecto a tener en cuenta, porque contrasta con lo que hubiese ocurrido de ser el proyecto una serie en la que hubiesen estado implicados toda una legión de escritores.

vieja-guardia-2

La mano de Rucka hace que La vieja guardia sea un calco a nivel argumental de lo visto en el cómic. Hay escenas directamente trasplantadas a la pantalla, cronológicamente los sucesos siguen la línea de tiempo de la obra original y sus diálogos son citas directas de las viñetas. Las diferencias son mínimas aunque algunas podemos encontrar, empezando por una relativa suavización de la violencia en favor de una acción más estética. No escatima la producción sus litros de hemoglobina, pero en comparación a lo que encontramos en el cómic es algo más limpia y digerible. No es este un mayor problema porque no influye en el tratamiento de la trama. Si es más llamativa la ausencia de algunos flashbacks relevantes en el cómic y que nos permiten conocer mejor a sus personajes protagonistas. Está claro que esto hubiese requerido más localizaciones y un mayor presupuesto, así que se puede entender su ausencia. También es cierto que varios cambios en la película se plantean para insinuar más directamente una posible secuela, rompiendo -aunque sin hacer un estropicio- con el tono autoconclusivo del primer volumen del cómic de Rucka y Fernández.

La película está dirigida por Gina Prince-Bythewood, conocida por dramas como Beyond the Lights y La vida secreta de las abejas y, más recientemente, por su participación en la serie de Capa y Puñal del canal Freeform. Prince-Bythewood realiza un trabajo cumplidor cuya mayor virtud es la claridad de su puesta en escena, exceptuando la concepción de algunas escenas de acción. Este es uno de los principales puntos negativos de La vieja guardia, un sentido de la acción que sumado a una aspecto visual bastante mediocre no hacen lucir la historia que tienen entre manos. La fidelidad argumental es una auténtica conquista, pero el apartado visual -salvo casos puntuales- se muestra poco ambicioso. Esto convierte la producción en una propuesta muy digerible, pero con poca personalidad y fácilmente olvidable. La película se habría beneficiado mucho de una puesta en escena en la línea de la reciente Tyler Rake de Sam Hargrave o la Atómica de David Leitch, por mencionar un par de títulos basados en cómics similares que han sabido destacar en este punto.

vieja-guardia-1

En relación al reparto, Charlize Theron vuelve a mostrar lo cómoda que se siente en este tipo de papeles más físicos que en Mad Max: Furia en la carretera nos legó su mítica Furiosa. Todo un acierto de un casting donde también destacan Kiki Layne (El blues de Beale Street) en el papel de Nile Freeman, Mathias Schoenaerts (Gorrión Rojo) como Booker y la entrañable y letal pareja formada por Marwan Kenzari (Aladdin) y Luca Marinelli (La gran belleza) como Joe y Nicky, respectivamente. Así mismo, es de mención la elegancia con la cual Chiwetel Ejiofor (Doctor Extraño) aborda el papel Copley. Este personaje Rucka lo ha reescrito en gran medida, dándole una mayor dimensión que entronca con otros cambios del guion que buscan explicar cuestiones que no se aclaran en la obra original. Por último, el villano de la función es Merrick, un despiadado empresario del sector farmacéutico interpretado por Harry Melling. El actor conocido por haber dado vida a Dudley Dursley (el desagradable primo de Harry Potter en esta saga de películas) nos propone en La vieja guardia un personaje que parece un cruce de ese Mark Zuckerberg visto en La Red Social de David Fincher y el Ramsay Bolton interpretado por Iwan Rheon en Juego de Tronos.

En definitiva, y sin que sirva de precedentes, Netflix sale bastante bien librada en la adaptación de La vieja guardia. Es una producción que no engaña a nadie, no resulta especialmente original -al igual que el cómic de Rucka y Fernández– pero es una propuesta ligera y entretenida cuya dos horas de metraje se pasan en un suspiro. El único condicionante es la comentada falta de ambición en el apartado audiovisual que se suma a una banda sonora que funciona moderadamente bien a nivel ambientalmente, pero cuya elección de temas en momentos cumbre -incluyendo pistas de artistas como Marshmello y Frank Ocean– no acaban de encajar. Fuera de este punto, la adaptación es muy fiel al material de partida, con sus respectivas licencias que aquí buscan apuntalar una posible continuación que deseamos siga teniendo como referencia el cómic original de Rucka y Fernández cuyo segundo volumen se publicará en Estados Unidos el próximo mes de septiembre. Esperemos que la experiencia le muestre a Netflix que para ganar la guerra no caben los atajos, simplemente es una cuestión de paciencia y de saber reconocer el terreno y tus fuerzas.

Dirección: Gina Prince-Bythewood. Guion: Greg Rucka (Cómic: Greg Rucka y Leandro Fernández). Música: Volker Bertelmann y Dustin O'Halloran. Fotografía: Barry Ackroyd. Reparto: Charlize Theron, Chiwetel Ejiofor, KiKi Layne, Chico Kenzari, Matthias Schoenaerts, Luca Marinelli, Harry Melling, Veronica Ngo, Anamaria Marinca, Joey Ansah, Adam Collins. Duración: 125 minutos. Productora: Netflix, Denver…

VALORACIÓN GLOBAL

Dirección - 6.5
Guión - 7
Reparto - 7.5
Apartado visual - 6.5
Banda sonora - 6

6.7

Entretenida

La vieja guardia es una adaptación modélica en el plano argumental del cómic original de Greg Rucka y Leandro Fernández. La participación del primero en este apartado hace la fidelidad esté garantizada, dando lugar a una producción que refleja el sentido adrenalítico del cómic. La mayor crítica a la película es su falta de ambición a nivel audiovisual que exceptuando momentos puntuales carece de una personalidad definitoria.

Vosotros puntuáis: 6.08 ( 9 votos)
13 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Esfingo
Esfingo
Lector
12 julio, 2020 0:26

Sin leer el cómic, la película me ha parecido horrorosa.

birdman
birdman
Lector
En respuesta a  Esfingo
12 julio, 2020 16:02

El comic es olvidable. Como si Garth Ennis y Eduardo Risso tuvieran un muy mal dia.

AlbierZot
AlbierZot
Lector
12 julio, 2020 10:05

Aburrida y larguísima. Posible peli de culto adelantada a su tiempo

Carlitos
Carlitos
Lector
12 julio, 2020 15:46

No he leído el cómic para poder comparar, pero la película es muy irregular.
 
Las escenas de acción están muy bien y se nota que John Wick ha marcado un antes y un después, pero hay cosas que chirrían mucho, como por ejemplo la música, que a veces no pega nada.
Salvo Charlize Theron y el francés (que no recuerdo como se llama) todos los demás personajes sobran, en especial la marine americana, que es inexpresiva total. El primo de Harry Potter haciendo de villano es de risa.
 
No sé si en el cómic se centran todo el rato en la actualidad, pero hubiera molado ver más a estos guerreros en diferentes épocas de la historia y conocer un poco más en profundidad su pasado y como se conocieron, vamos lo que viene a ser un desarrollo de personajes.
 
Se agradece que con los cines cerrados Netflix nos traiga estrenos, pero me esperaba más y ni de coña es mejor que Tyler Rake como he leído en algunas criticas.

Carlitos
Carlitos
Lector
En respuesta a  Jordi T. Pardo
13 julio, 2020 14:42

Hola Jordi, que tal?
 
Si, había visto que lo comentabas en la reseña, pero como no he leído el cómic no se hasta que punto lo abarca. Entiendo lo que comentas, que por localizaciones y presupuesto lo omiten, pero en una película que trata de guerreros inmortales, para mi esto es un fallo grave.
En Los Inmortales se veía como Connor MacLeod descubría su inmortalidad, su vida en la Escocia del siglo XVI y más adelante te mostraban algunos flashbacks del duelo en el siglo XVIII o la Segunda Guerra Mundial. Esto al menos lo podrían haber hecho con el personaje de Andy, aunque espero que lo hagan en la secuela.
 
Un saludo y gracias por la reseña.
 

Last edited 24 días atrás by Carlitos
M0ng0
M0ng0
Lector
12 julio, 2020 17:29

No pude ver más de 25 minutos. Increíblemente aburrida y chiripitifláutica.

Roberto485
Roberto485
Lector
12 julio, 2020 21:08

Peliculas que buscan público afín a las redes sociales. Bso de mal gusto, actuaciones de chiste, si tienes más de 20 años no pierdas el tiempo… Pura basura

Carlitos
Carlitos
Lector
En respuesta a  Jordi T. Pardo
13 julio, 2020 14:44

Para mi en lo que llevamos de año, la peor adaptación de un cómic ha sido Bloodshot. Cualquier cosa a su lado es mejor.

Roberto485
Roberto485
Lector
En respuesta a  Carlitos
14 julio, 2020 21:20

Veo que el nivel de exigencia está en mínimos… Nadie dice que el cómic sea una maravilla, que no lo es, pero decir que la habéis aguantado con más facilidad que basuras como Locke and key, bloodshot etc…
Si el cine que nos gustase tuviera ese nivel habríamos dejado de ver cine hace tiempo

hammanu
hammanu
Lector
14 julio, 2020 22:50

¿Qué os esperais de Netfix? Muchas series y películas del monton para rellenar parilla y cocinadas a la moda: O sea protagonizadas por mujeres y dirigidas también por estas por muy poca habilidad que tengan para la acción. Vamos, como un Birds of Prey. Me va a ir bien toda esta oleada de series y películas para no estar enclaustrado en casa y hacer deporte u otras actividades al aire libre