Punisher Vs. Universo Marvel

Por
18
8371

 

Guión: Garth Ennis & Jonathan Maberry
Dibujo: Doug Braithwaite & Goran Parlov
Edición España: Panini Cómics
Contiene: Marvel Universe Vs. Punisher Nº 1-4 USA y The Punisher Kills the Marvel Universe One-Shot USA
Colección: 100 % Marvel
Formato: Tomo rústica de 144 páginas
Precio: 12,00 €

 

“Éste no es lugar para los débiles.
Este sitio no puede curarse.
Es un lugar para asesinos.
Para monstruos”

Después de haber dado el salto al cómic estadounidense en series como Hellblazer y Demon, con los dibujantes Steve Dillon y John McCrea respectivamente asociados a ellas, a principios de los años noventa, el subversivo guionista irlandés Garth Ennis era ya considerado una verdadera promesa de futuro por las grandes editoriales, cosa que se tradujo en una agenda personal realmente apretada para este autor a mediados de esa misma década. En esos fatídicos años noventa, en 1995 concretamente, Garth Ennis iniciaba junto a su compañero Steve Dillon la que estaba destinada a ser considerada su obra magna en un futuro, Predicador, también para la línea Vertigo de DC Comics realizaría la miniserie Diosa con Phil Winslade en el apartado gráfico, mientras, preparaba mano a mano con John McCrea el debut de la serie regular de Hitman dentro del Universo DC que se produciría un año después, escribía algunos relatos de Judge Dredd para la revista británica 2000 A.D. y se estrenaba con la editorial Marvel Comics con un atípico one-shot dibujado por el inglés Doug Braithwaite y titulado The Punisher Kills the Marvel Universe. Esta historia, a modo de What If?, parece un antecedente light a la actual salvajada superheroica perpetrada por Garth Ennis y Darick Robertson en The Boys para Dynamite Entertainment y a la reciente y larga etapa del popular guionista en la serie regular de la línea MAX de Punisher que tan buenas críticas le han reportado, pero también resulta un relato que, en cierta manera, anticipa la llegada de los Marvel Zombies, esos seres antropófagos presentados por Mark Millar y Greg Land en Ultimate Fantastic Four y catapultados hasta el estrellato por Robert Kirkman y Sean Phillips en su serie homónima. Una virulenta plaga que en los últimos tiempos ha tomado las páginas de los cómics de La Casa de las Ideas con fuerza y cuyo éxito le ha deparado numerosas secuelas y continuaciones sirviendo de piedra de toque y trampolín para otros dispares proyectos marvelitas de cariz bastante particular como Lobezno: El Viejo Logan de Mark Millar y Steve McNiven, los Marvel Apes de Karl Kepel y John Watson o, una obra con bastante en común con el mencionado relato The Punisher Kills the Marvel Universe de Garth Ennnis y con los Marvel Zombies, la castigadora epopeya Punisher Vs. Universo Marvel (Marvel Universe Vs. The Punisher en el original) de Jonathan Maberry y Goran Parlov. Estas dos historias, The Punisher Kills the Marvel Universe y Punisher Vs. Universo Marvel, han sido recopiladas por Panini Cómics en un único tomo 100% Marvel que veía la luz el pasado mes en nuestro país, dos relatos con un mismo protagonista, un Frank Castle decidido a poner patas arriba el Universo Marvel tal y como lo conocemos.

Hagamos un poco de historia marvelita. Punisher es un personaje nacido en los años setenta, en 1974, dentro de la cabecera The Amazing Spider-man y partiendo de las ideas y los lápices de los consagrados Gerry Conway, John Romita Sr. y Ross Andru. En Marvel Comics pronto se percataron de que su nueva criatura, con sus armas de fuego y su dudosa moralidad, era un antihéroe demasiado real para su época, un personaje extremadamente ligado a una de las tradiciones culturales estadounidenses más arraigadas en su historia como país, la de los justicieros que actúan en solitario al margen de la autoridad y de la ley. “En algún momento”, como explica en relación a esto Julián M. Clemente en su introducción al tomo Marvel Héroes dedicado a Punisher: Diario de Guerra de Carl Potts y Jim Lee, “los superhéroes, con sus poderes sobrehumanos y sus coloridos trajes, ocuparon el lugar que antes estaba reservado a los vaqueros”. Cuando a principios de los años setenta triunfan las novelas de autores como Brian Garfield y Don Pendleton, en un contexto donde la criminalidad asolaba las calles de algunas de las más importantes ciudades estadounidenses, la figura del justiciero había empezado a revertir, de alguna manera, a modelos más puros y auténticos, más implicados con la realidad del momento, como era de hecho el caso del mismísimo Frank Castle. No obstante, Punisher fue un personaje algo incómodo para La Casa de las Ideas desde su creación y durante mucho tiempo así permaneció, hasta que en 1980 se decidió lanzar su primera serie regular con un equipo creativo formado por Steven Grant y Mike Zeck, el inesperado éxito abrió las puertas a este antihéroe a una etapa de bonanza que se extendió durante los años ochenta y hasta mediados de los noventa, llegando a tener hasta tres series abiertas en su mejor momento.

The Punisher Kills the Marvel Universe de Garth Ennis y Doug Braithwaite

Pero todo lo bueno en esta vida pasa, en 1995 el fenómeno Punisher había perdido fuerza, no era ya una sorpresa para el público, y en Marvel Comics, debido a las bajas ventas en que se había traducido su antigua popularidad, decidieron cancelar sus series que permanecían aún abiertas como era el caso de Punisher: Diario de Guerra y Punisher: Zona de Guerra. Es teniendo estos últimos datos en cuenta cuando el relato The Punisher Kills the Marvel Universe de Garth Ennis publicado ese mismo año, unos meses después de la debacle de las cabeceras del personaje, adquiere un nuevo significado, sobre todo si tenemos en cuenta que este mismo autor será el responsable del relanzamiento de Punisher a partir del año 2000, primeramente con sus aventuras en el sello Marvel Knights y posteriormente en la línea MAX. En The Punisher Kills the Marvel Universe encontramos a un Frank Castle cuya familia ha muerto asesinada aunque no al verse involucrada en un ajuste de cuentas de la mafia, como ocurría en la historia original, sino como resultado del fuego cruzado de una batalla librada en Central Park que había enfrentado a la Patrulla-X y Los Vengadores contra una fuerza alienígena compuesta por “elementos huidos de la raza skrull y del Nido”. Desde ese momento, con la financiación que pondrá a su disposición la rica heredera Kesselring, una vieja decrépita y tullida que resulta un prototipo de personaje recurrente en la bibliografía de Garth Ennis, Frank Castle dedicará su vida a castigar y matar a héroes, villanos, mutantes y todo tipo de superhumanos que se crucen en su camino, desde Spider-man al Doctor Muerte, haciendo ostentación de su acostumbrado y mortífero arsenal bélico así como de su característico ingenio para salir bien librado de las situaciones más peliagudas y peligrosas.

El relato de Garth Ennis, inédito en nuestro país hasta ahora, aprovecha el poco espacio del que dispone para regalarnos algunas imágenes y enfrentamientos que se nos quedan clavados en la retina, a pesar de lo apresurado de la narración y de la anécdota que supone una historia de este tipo que requiere que para ser partícipes de la broma hemos de suspender, en cierta medida, la “credibilidad interna e intrínseca” del mismo Universo Marvel. Son muchos los autores que han querido explorar el final del Universo Marvel en historias fuera de continuidad como la propuesta por Garth Ennis en The Punisher Kills the Marvel Universe, una idea reiterativa que parece haberse vuelto más virulenta después de los años noventa y que ha tenido en los Marvel Zombies su mayor éxito, una serie que parece ser una metáfora sobre este universo actual de La Casa de las Ideas que resulta para muchos realmente inamovible, carente de cambios y evolución, en el que los cadáveres de sus personajes estrella caminan muchas veces como auténticos zombies después de haber sido revividos una y otra vez sin descanso. El pasado año, el escritor Jonathan Maberry y el dibujante croata Goran Parlov presentaban la miniserie Punisher Vs. Universo Marvel, una muesca más en esta tradición de “auto-inmolación” del Universo Marvel que vuelve a enmarcarse dentro del subgénero de terror de zombies e infectados. Jonathan Maberry, novelista conocido por obras como Paciente Cero o Zombie CSU, ha ido introduciéndose en el mundo del cómic en los últimos años, desde 2009, con algunas historias desarrolladas para Marvel Comics habiéndose encargado de sustituir a Reginald Hudlin en la reciente serie regular de Nueva Pantera Negra, en la que el evento La Guerra de Muerte ha tenido un destacado papel, y de firmar algunas otras colaboraciones en relatos cortos como Marvel Zombies Return: Wolverine o Wolverine: Ghosts.

Punisher Vs. Universo Marvel de Jonathan Maberry y Goran Parlov

Punisher Vs. Universo Marvel es una miniserie con planteamiento muy parecido a la mencionada saga Marvel Zombies, pero en este caso el humor y sentido paródico de esta última se sustituyen aquí por un relato más estrictamente ligado al género cuyo principal referente es la novela Soy Leyenda de Richard Matheson, de la que toma su preámbulo e idea original, con un Frank Castle convertido en La Última Arma sobre la Tierra a la caza de los letales monstruos antropófagos en que se han convertido los héroes y villanos del Universo Marvel. El trabajo de Jonathan Maberry, apoyado en los lápices de un estupendo Goran Parlov, resulta más interesante de lo que se podría esperar a priori en un producto de este tipo, con un manejo de los diálogos, la acción y una caracterización de personajes que hace olvidar los tópicos de su trama y caminos ya profusamente transitados en otras obras y que suelen acabar en lugares ya conocidos y algo comunes. En este sentido Punisher Vs. Universo Marvel no resulta sorprendente para el lector veterano, ni aportará nada nuevo a lo ya establecido, pero lo que cuenta lo hace con buenas maneras, manejando certeramente la intriga del relato, construyendo un entretenido “survival horror” de factura cinematográfica con alguna que otra vuelta de tuerca y con la presencia de un Masacre más gracioso y divertido de lo que vemos habitualmente en su catálogo de series actual. El éxito cosechado por este nuevo experimento marvelita ha promovido que Jonathan Maberry, en esta ocasión junto al artista Laurence Campbell, se haya embarcado en una continuación de su historia que tendrá por título Marvel Universe Vs. Wolverine. En resumen, el Universo Marvel volverá a ser destruido y reinterpretado para satisfacer nuestra morbosa curiosidad, nadie podrá evitarlo pero todos podremos disfrutar de ello.

18 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Mr X.
Mr X.
Lector
24 noviembre, 2011 8:18

Es una lástima que Ennis no sea el único guionista, porque su parte es muy divertida.

I´m with a Skrull!
Lector
24 noviembre, 2011 9:11

Mucho más entretenido que el Wolverine VS Marvel Universe, el cual parece tener cierto paralelismo con este.

Ocioso
Ocioso
Lector
24 noviembre, 2011 9:18

Marvel tiene unas ideas tan buenas que puede reciclarlas muchísimas veces. MMM!

ultron_ilimitado
ultron_ilimitado
24 noviembre, 2011 10:49

En que momento les dio por dejar de traducir Punisher por El Castigador y empezar a llamarlo simplemente Punisher?

Cabalcanti
Cabalcanti
24 noviembre, 2011 10:56

Es que se ve que a los rotuladores les pagan por letra, Punisher es más barato que El Castigador. La crisis y tal.

Juanan Brundle
Juanan Brundle
Lector
24 noviembre, 2011 11:35

Pues Castigador queda cojonudo,es de los nombres traducidos que más me gustan.

Spirit
24 noviembre, 2011 16:02

Saludos;
 
Pues discrepo ligeramente con el escrito. Para mí, el especial de Ennis, que complementa el tomo de panini cuyo reclamo es la miniserie, me parece bastante flojo. No podemos hablar de un Ennis primerizo, porque tal y como se comenta ya había ido trabajando en otros proyectos USA, entre ellos PREDICADOR, pero sí de un Ennis que no se siente cómodo y que tiene brotes de salvajadas pero que se contiene, que tiene toques de esa genialidad cafre que tanto nos gusta a sus seguidores pero bastante descafeinada, que quiere pero no puede o no puede aunque quiera. No sé, a mí el especial me ha parecido una soberana tontería estirada que no da más de sí, apoyado además en un (este supongo que sí) primerizo Broug Doug Braithwaite  que da asco de lo irreconocible que está.
 
La miniserie principal, objeto de la reseña…pues tampoco es nada del otro mundo, la verdad. Se lee en un suspiro, está bien narrada pero tampoco da para mucho en 4 números y…
 
En fin; que yo me quedo con el especial PUNISHER: EL FIN, escrito por el propio Ennis años después y dibujado por RICHARD CORBEN, que ese sí que es una pasada y te deja con un sabor de boca genail. O no, porque cafre y triste es bastante…
 
 
 

Sr. Rojo
24 noviembre, 2011 16:35

Lectura recomendable, sobre todo por el giro que le da a la historia Mary Jane

JAVIE
JAVIE
Lector
24 noviembre, 2011 18:24

 Me gustaría leer algun día un Punisher vs Marvel,y ver a el castigador empalando las cabezas de algunos guionistas y dibujantes actuales…

Hachas
Hachas
Lector
24 noviembre, 2011 20:24

Pues había un What The? que el Castigador buscaba la sede del mal que profanaba la delicada mente de los niños y resulta ser la Marvel!!!

EXILES
EXILES
Lector
24 noviembre, 2011 20:41

Que grandisima mierda me parecio en su momento el What If de Ennis. Una grandisima tonteria por los 4 costado. Estupidez y mamarrachada. Ademas, no tenia mucho sentido, las peleas muchas ni se mostraba (Aun me gustaria saber como llega a cargarse al

Aviso de Spoiler

motorista fantasma)

.Me parece una totnteria para que Ennis hiciera de sus graciotas… me revienta bastante.

Jorge
Jorge
Lector
25 noviembre, 2011 9:07

En mi opinión se trata de un especial entretenido pero no imprescindible.
Se agradece que se incluyan ambos, The Punisher Vs Marvel Universe y The Punisher Kills the Marvel Universe en este volumen, eso sí.

Lo mejor de todo, el dibujo de Gorran Parlov, genial como en sus intervenciones en la línea Max.

PD: Señores de Panini, la reedición de Punisher Max 4 ya va tocando.

Jack
25 noviembre, 2011 17:00

Buen articulo pero discrepo que el especial de Ennis sea un preámbulo de la moda zombie cuando la gracia de la historia es que todos los héroes están normalitos, ni zombificados ni nada… solo tuvieron la mala leche de que la familia de Castle fuera una de esas “bajas colaterales” que en los comics casi nunca se mencionan pero alguna debe haber con tanta destrucción/invasión/Hulk-furioso/desastre-de-su-preferencia.

En ese punto me gustó el especial de Ennis, cierta ironía sobre el daño que provocan los “héroes”… el resto es livianito, soso y aburrido. La verdad que cuando lo leí me imagine un Ennis pre-Demon y no la bestia que escribía Preacher al mismo tiempo.

Jerusalem
Jerusalem
Lector
25 noviembre, 2011 18:20

Me leí ambas historias en la edición americana y me gustaron. Son cómics para pasar un rato entretenido y con un dibujo correcto. Viendo como está la calidad media de los cómics ultimamente estas dos historias al menos divierten.

Armin Tamzarian
Autor
25 noviembre, 2011 23:04

Me compré el cómic hace poco y me resultan dos historias muy entretenidas que hacen pasar un muy buen rato.

Punisher vs. Marvel Universe me gusta por el toque a Soy Leyenda que tiene, por la mala hostia y ese Masacre aprovechadísimo o todo lo relacionado con Spiderman. Pero a pesar de que Goran Parlov hace muy buen trabajo lo vi mejor en sus tomos de Punisher MAX, sobre todo en Barracuda.

La historia de Garth Ennis, me gusta mucho, pero menos que la otra. Tiene apuntes divertidos, mucha mala baba (y eso que el irlandés no tenía tanta libertad como cuando escribe en MAX)y sí es cierto que lo que relata luego le sirvió como base para desarrollar The Boys. Aunque Braithwaite estaba flojo con los lápices, por suerte luego fue mejorando.

Algo que me llama la curiosidad es que dentro de ese odio que Ennis tiene por los supes, en muchos de los relatos en los que los critica duramente al final parece que los redime como se puede ver en Thor: Vikingos o el final de este Punisher Kills the Marvel Universe cuando Frank mata al “último héroe” que queda vivo en la tierra y no, no hablo de Daredevil, personaje que por otro lado esta retratado con mucho acierto.

Lo dicho, una lectura muy recomendable.

Pd: En la splash page doble de las cabezas decapitadas y puestas en las picas creo ver la de Kingpin, por eso no me explico que luego esté vivo en la historia.

GoLdenhand
7 febrero, 2012 8:32

mdldie America. Areas the heroes usually use jets or teleporters to avoid, where terrorists and criminals have made their haven since the larger powers seem to ignore them there. There’s some good “savior of a small-town” stories to be told like that, not to mention mysteries that things like the Stepford Wives could mask.

ccpxgxgbard
8 febrero, 2012 17:57

XQexUF szogzwieljia

El Asombroso Espaiderman
El Asombroso Espaiderman
Lector
4 mayo, 2012 15:46

 La serie es muy buena, es una historia prescindible pero muy recomendable.