Las escalofriantes aventuras de Sabrina, de Roberto Aguirre-Sacasa y Robert Hack

Las Escalofriantes Aventuras de Sabrina es la célebre reinvención del personaje de Roberto Aguirre-Sacasa. Un tomo que os dejará hechizados.

Por
3
3393
 

Edición original: Chilling Adventures of Sabrina USA
Edición nacional/ España: Norma Editorial
Guion: Roberto Aguirre-Sacasa
Dibujo: Robert Hack
Formato: Cartoné, 160 páginas
Precio: 19,50€

 

Recuerdo la vez que le puse el primer episodio de Las Escalofriantes Aventuras de Sabrina a una antigua seguidora de las series de televisión (tanto la animada como la de imagen real) en Netflix. La ilusión inicial era grande; como también lo fue el choque de perspectivas que se produjo casi de inmediato. Aquella persona, horrorizada por las escenas que estaba visionando, me miró y dijo: «¿Pero qué me has puesto? Esto no es Sabrina, esto es una serie muy desagradable». Violentada, indignada, cogió el mando y puso un capítulo de Friends.

Y lo cierto es que tenía razón. Desde luego, aquella serie no se parecía mucho a Sabrina o, por lo menos, no a la Sabrina que todos habíamos conocido hasta ese momento. Agotado ya el concepto inocente y risueño de una bruja adolescente que se mete en líos que nunca van a más, que siempre se resuelven y no sirven para explorar los peligros de la magia, Sabrina tenía que evolucionar si quería seguir llamando la atención del público actual. Seguidor predilecto del universo Archie, Roberto Aguirre-Sacasa supo identificar este problema y lo convirtió en una oportunidad, proponiendo un giro hacia el realismo y el terror para cada una de las bases que conformaban el universo del personaje. Un giro que no comenzaría ni mucho menos en el actual show de Netflix.

La historia que lleva a la creación de Las Escalofriantes Aventuras de Sabrina y todos sus derivados es sin duda variopinta. Todo comienza con el número 6 de El Más Allá con Archie. Escrito por el propio Aguirre-Sacasa, el cómic era un relato de terror que se centraba en Sabrina. La acogida de este tebeo y su enfoque fue tal que no tardó en anunciarse una serie en solitario para Sabrina de la mano del mismo escritor. Esta nueva colección, publicada bajo el nuevo sello Archie Horror, se inspiraba para su nombre en una antigua antología de relatos de terror de Archie llamada Chilling Adventures of Sorcery; un signo más de la fascinación del guionista por el mundo que iba a tener la oportunidad de reinventar. Pero esta nueva publicación no las tenía todas consigo.

El público contemporáneo llevaba muchos años sin conocer a Sabrina como un personaje de ficción relevante o incluso sin conocerla directamente. Para esta nueva propuesta había que considerar tanto a veteranos y nostálgicos seguidores de sus aventuras como a todos aquellos que debían ser convencidos de que la licencia vale la pena. Ante la imposibilidad de contentar a todo el mundo, se optó por seguir apostando por el camino general que ya había dado resultado en aquel exitoso número 6, aunque con algunas variaciones. En palabras del propio Aguirre-Sacasa, «si El Más Allá con Archie fue mi carta de amor para La Cosa del Pantano de Alan Moore, Sabrina sería mi carta de amor para Sandman. Una se basaba en Lovecraft, en zombis y en un terror más truculento. La otra sería más psicológica, algo más sutil, también más sexual y con menos humor».

Y la cosa no se quedaba ahí. El dibujo era otra incógnita cuyo desenlace parecía incierto. Acudieron a Robert Hack, quien se había encargado de crear algunas portadas alternativas para El Más Allá con Archie. Hack, acostumbrado a ser portadista, nunca se había encargado del interior de un cómic al completo, por lo que elegirlo como el artista para esta tarea era tan ambicioso como arriesgado. Lejos de amilanarse, Hack, que en un principio solo iba a dibujar y entintar el cómic, acabó ocupándose también del color. Actuando como artista completo en un entorno tan nuevo, el autor no solo salió del paso, sino que ofreció un resultado sumamente digno y original.

La obra fue un éxito rotundo tanto en ventas como en críticas. Los dos primeros números se agotaron, todo eran alabanzas hacia el nuevo enfoque que se le supo dar a Sabrina y el interés por ver cómo se desarrollaba era máximo. Pero tras su primer arco argumental, la publicación de los siguientes números se volvió irregular hasta cesar del todo junto a un anuncio clave: Netflix, en colaboración directa con Aguirre-Sacasa, produciría una serie de acción real basada en su reinvención de la obra.

Con tres temporadas ya acumuladas y una cuarta que saldrá en poco tiempo, la producción para plataformas de streaming contribuyó a extender aún más el éxito de Las Escalofriantes Aventuras de Sabrina, aunque no se trataba de una copia exacta del cómic homónimo. La trama, pese a contar con muchas similitudes, también difería por mucho por el tono, todavía inclinado hacia el terror, que perdió crudeza a favor de un público más general.

Hace unos meses se anunció que la serie de Netflix, basada en el cómic de 2014, sería cancelada tras su cuarta temporada. Y como de casualidades va la vida, resulta que este no será el fin de la actual encarnación de la joven Spellman. El arco argumental que se había preparado para la quinta temporada, titulado «Witch War», será finalmente publicado en forma de cómic, regresando así esta nueva visión del personaje a su medio original y completando un círculo la mar de curioso.

Hablando ya del tomo en sí, el guion de Roberto Aguirre-Sacasa opta por una narración sencilla y directa pero que a la vez tiene un marcado toque poético en sus numerosos cuadros de narración. Las páginas son densas en número de palabras, aunque no se hacen pesadas gracias a que da gusto leer cada frase y una viñeta lleva a la siguiente sin apenas esfuerzo, siguiendo la trama una estructura con escenas perfectamente cohesionadas que siempre mantienen la tensión dramática. Su versión de la magia supone una carismática mezcla de gamberrismo y epicidad que aporta cierta entidad especial cada vez que una bruja invoca un hechizo. Mantiene al lector enganchado de principio a fin.

El arte de Robert Hack crea un ambiente muy inmersivo en donde se percibe un tono más oscuro que el de la serie de televisión, que limita lo macabro y tiende más hacia un terror adolescente más clásico. Las composiciones de las páginas y los planos —muy variados— conducen con acierto la narración a la vez que contribuyen a ese ritmo de lectura fluido. El color es muy distintivo y transmite las sensaciones que se propone. En general se trata de un dibujo muy competente, con un estilo particular que convencerá más o menos a cada lector y cuyas carencias se notan principalmente con las expresiones faciales de los personajes, que no siempre se entienden con claridad.

  Edición original: Chilling Adventures of Sabrina USA Edición nacional/ España:

Las Escalofriantes Aventuras de Sabrina

Guion - 8.5
Dibujo - 7.5
Interés - 8

8

Escalofriante

Las Escalofriantes Aventuras de Sabrina es una lectura con profundidad y adictiva. Roberto Aguirre-Sacasa replantea todo el universo de la bruja adolescente de una forma muy interesante y no da puntada sin hilo. El dibujo de Robert Hack, poco convencional, narra con fluidez y originalidad. En general se trata de un tomo muy recomendable para amantes de la versión clásica del personaje, de la serie de Netflix o del cómic de terror en general.

Vosotros puntuáis: 7.96 ( 8 votos)
3 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Gabriel Bonanni
Gabriel Bonanni
Lector
20 noviembre, 2020 16:38

Muchas gracias por la reseña, Alfonso.

Desde que salió este tomo siempre tuve curiosidad de por él. Recientemente mi novia y yo hemos visto todos los episodios de la serie y estamos a la espera de la última temporada que se estrena el 31 de diciembre en Netflix.

Tengo muchas ganas de hacerme con este tomo y gracias a tu reseña me animo aún más a pillarlo.

Próximamente Norma publicará otro tomo con otra serie de Sabrina, esta sí más luminosa y juvenil, que por viñetas que he visto en internet, tiene muy buena pinta también.

La serie de Netflix me encanta, el tono, el vestuario, la música, el atrezzo, las tramas…

Un saludo 🙂

DiegoLPP
DiegoLPP
Lector
20 noviembre, 2020 18:44

Una historia terrorifica a niveles de El bebe de Rosemary