Hulka vol.2 Desorden en la sala

Por
6
663
 
Hulka_2_Portada

Edición original: She-Hulk vol.6 #6-12
Edición nacional/ España: Panini Comics
Guión: Charles Soule
Dibujo: Javier Pulido
Color: Muntsa Vicente
Formato: 100% Marvel, 144 págs.
Precio: 13,5€

 

En mi reseña del primer volumen de este relanzamiento hablaba de la doble y peligrosa vertiente que en él había visto, una serie de un potencial enorme con Soule y Pulido que se había diluido como azucarillo en agua con el abandono temporal del dibujante Canario y la entrada en escena del inclasificable Ron Wimberly, de esta forma, concluía dicha reseña con esta valoración: “En resumen, si me tuviese que quedar con los cuatro capítulos dibujados por Javier diría que estamos ante una prometedora nueva serie que me hará comprar el siguiente volumen sin dudarlo pero claro, los dos números siguientes son tan tremendos – en el peor sentido de la palabra – que me hacen dudar de lo que me voy a encontrar a continuación. Tocará darle una oportunidad aun así y esperar que el mejor Soule vuelva de la mano de Pulido.” Pues bien, tras comprobar en los créditos que el segundo – y de momento último – volumen de esta serie estaba íntegramente dibujado por Javier me abalancé a por él esperando que se confirmasen mis pronósticos, y vaya si lo hace. Estamos ante un fin de serie tan bueno que nos hace lamentarnos porque al menos de momento no vaya a tener continuidad por más que Charles Soule deje las puertas abiertas si en Marvel Comics están dispuestos.

Se nota en este segundo volumen que Soule ha podido corregir los pequeños defectos que pudiese tener en su arranque y nos encontramos ante un volumen imprescindible para fans del personaje, en los seis números que contiene (She-Hulk vol.6 #6-12) tenemos tres historias en las que el guionista aprovecha para que Jennifer se interrelacione con distintos personajes del universo Marvel, de esta forma, en el primer número tenemos una historia en la que comparte protagonismo con Hank Pym, el hombre hormiga, en esta historia corta Jennifer ha de intervenir en la venta de un invento que emula las partículas Pym y permite empequeñecer cualquier objeto, el motivo de la disputa viene porque los dueños de la patente son dos socios y uno de ellos ha desaparecido justamente porque no está de acuerdo con quien les quiere comprar la fórmula, estamos ante una historia simpática en la que vemos tanto a Jennifer como a Gata infernal emular a la película de Cariño he encogido a los niños con una divertida escena en el jardín donde se supone ha desaparecido el inventor. La historia no pasa de simpática en cuanto a guión y contiene algunos gags divertidos, para lo que sí sirve es para que el lector pueda recuperar la fe al menos en el apartado artístico donde tanto Javier como Muntsa a los colores brillan con luz propia.

Hulka_2_01
Hulka y Gata Infernal haciendo equipo con Hank Pym

El segundo arco de tres números tiene a Steve Rogers y Matt Murdock como protagonistas y podría decir sin dudarlo que no sólo es la mejor historia de este volumen sino de toda esta nueva etapa, aquí sí que se luce Soule con un caso que se remonta a los días de Steve Rogers antes de probar la fórmula del supersoldado, la acusación es nada menos que de muerte por negligencia de un tercero. Estamos ante una historia perfectamente hilvanada en el que Soule consigue interpretar a la perfección lo que significa ser el Capitán América. La historia está llena de momentos especialmente lúcidos, con varias coñas debido al estado actual de Steve – recordar que su cuerpo ahora muestra la edad real que realmente tiene con lo que estamos ante un personaje de más de noventa años – , y lo que me ha gustado no es sólo esos momentos divertidos sino la capacidad para apoyarse en detalles que no por más evidentes que sean dudo que otros guionistas hubiesen apostado por este enfoque, por ejemplo, la mayor de las preocupaciones a la hora de defender a Steve es que dado su estado en cualquier momento puede morir y por tanto quiere evitar que el último recuerdo que se tenga de él fue que por una negligencia suya causó la muerte de un amigo suyo, más allá de la preocupación de Jennifer de ser ella quien quede como la que no pudo defender el honor de su amigo, su mayor preocupación es que se vea manchada la carrera del mayor patriota de Estados Unidos, por el contrario, Steve desestima todo y cada uno de las propuestas de Jennifer cuando esta le propone varios tecnicismos para salir airosos, el Capi no gana por tecnicismos, quiere demostrar su inocencia sin utilizar trampas. Estos tres episodios, más allá de enseñarnos una historia desconocida de la adolescencia de Steve sirve para demostrarnos que estamos ante un guionista lúcido que entiende los personajes, el respeto de Jennifer hacia Steve y lo que significa el honor para alguien como él. A todo esto, habría que sumarle la refrescante aportación de Matt Murdock como abogado del lado de la acusación por motivos que se desvelan en la historia. Tres números que ojalá hubiesen llegado antes por en ellos se ve todo el potencial de guionista y dibujante en la serie, lo que debería haber sido una carta de presentación del inicio de una etapa excelente se convierte en una despedida dolorosa por lo que pudo ser y me temo pasará tiempo hasta que Hulka vuelva a contar con serie regular.

El viejo Steve Rogers de reunión con Jennifer
El viejo Steve Rogers de reunión con Jennifer

La tercera y última historia incluida sirve para cerrar la historia del dossier azul que se arrastra desde el comienzo y en ella tiene lugar el enésimo encuentro entre Jennifer y Titania y la sorprendente aparición de Merodeador nocturno, héroe noventero aparecido por primera vez en Amazing Spider-Man #78 de la mano de Stan Lee y John Buscema y que nunca terminó de consolidarse en el universo Marvel a pesar de contar con su propia – y breve – serie regular e incluso aparecer por dos veces en las series de animación del arácnido. Su papel en esta última historia es de aquellos que marcarán el futuro del personaje para los próximos años. Y oh, sirve para demostrarnos parte del lado oculto de la asistente de Jennifer, Hei Hei, de quien sospechamos desde su primera aparición que algo escondía, y no sólo porque viniese acompañada de su mono Capuchino que también esconde una importante sorpresa.

Si Soule por fin demuestra el potencial y cuanto puede darle a un personaje como Hulka, el trabajo que realizan Javier Pulido y Muntsa Vicente también es digno de mención, si Juan Bobillo en su anterior etapa demostró cual era el tipo de dibujante que mejor le venía a este tipo de historias, Javier un dibujante que sirve a esa misma senda se convierte en el artista perfecto por su trazo limpio, su capacidad para caracterizar a los personajes, y las sorprendentes composiciones de página con las que nos obsequia, para seguirle la pista tendremos que saltar a Incredible Hulks donde de momento se ha encargado de un par de números hasta la entrada en escena de Secret Wars. Un dibujante de este tipo necesita una colorista que sepa entender la forma de rellenar sus espacios, que sepa darle volumen y fuerza, y ahí si hay una coloristas que destaca es Muntsa Vicente a quien hemos visto acompañar en no pocas veces a Marcos Martín en sus etapas en Amazing Spider-Man y Daredevil además de en su proyecto Private Eye, y a la que veremos en la nueva serie regular de Spider-Woman poniendo colores a los lápices – del también colorista – Javier Rodriguez.

Steve demostrando que aunque mayor aun tiene mucho que decir.
Steve demostrando que aunque mayor aun tiene mucho que decir.

Este segundo volumen vale lo que cuesta, el tipo de historias que en él se cuentan es justamente lo que esperábamos cuando se anunció el equipo creativo, y lo único que entristece es que aunque en la última página anuncian un nuevo caso judicial que se les ha asignado con los Inhumanos en el lado de los acusados y Jennifer defendiéndolos estas aventuras me temo que tendrán que esperar un tiempo como el propio guionista explica en los extras con los que se cierra el volumen, un detallado artículo en cuatro páginas donde desgrana detalles interesantes de cada uno de los doce capítulos que se ha compuesto esta divertida etapa.

  Edición original: She-Hulk vol.6 #6-12 Edición nacional/ España: Panini Comics Guión: Charles Soule Dibujo: Javier Pulido Color: Muntsa Vicente Formato: 100% Marvel, 144 págs. Precio: 13,5€   En mi reseña del primer volumen de este relanzamiento hablaba de la doble y peligrosa vertiente que en él había visto, una…

Valoración

Guión - 7
Dibujo - 7.5
Interés - 7.5

7.3

Valoración

Vosotros puntuáis: 5 ( 1 votos)
Artículo anterior#ZNGAMES – Review / Final Fantasy X / X-2 HD Remaster
Artículo siguienteCrécy
Naci en Sabadell (Barcelona) en 1978 aunque siempre he vivido en Barbera del Vallés. Mi afición por los cómics de superhéroes se comenzó a gestar en el momento en que mi profesor de EGB, Joan, me dejó algunos números de Clásicos Marvel que contenían las historias: La muerte del Capitán Stacy, La muerte de Gwen Stacy y La última cacería de Kraven. Desde ese momento me convertí en fan absoluto de Spiderman y por extensión de Marvel Comics. Con el paso de los años aprendí a paladear el buen cómic sea cual sea la editorial, el personaje o autor. En 1999 fundé Zona Negativa como el rincón donde hablar de aquello que me apasionaba, el resto es historia.
6 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Truji-man
Truji-man
Lector
15 junio, 2015 13:31

¿Dibujo 7’5? ¿Soy yo el único que ve que los dibujos son de Pulido? Este tío que tiene que poner a todos los personajes de perfil o un ojo cerrado porque si no tendrán todos los ojos torcidos, por no hablar de esas caras redondas absurdas o el poquísimo esfuerzo que le dedica a dibujar los escenarios en los que se desarrollan las viñetas… Arf… No puedo con este tío.

mito
mito
Lector
15 junio, 2015 17:27

A mí me mola mucho el dibujo!

Imparcial Enmascarado
Imparcial Enmascarado
Lector
15 junio, 2015 21:43

A mí también me mola el dibujo… Si el dominio de la anatomía fuera lo más importante, a Frank Miller jamás de hubieran llegado a dar trabajo en la Marvel de los 70. Y, a lo mejor, a Kirby tampoco, incluso.

Alan Scott
Lector
16 junio, 2015 5:03

Creo que Pulido, al igual que Marcos Martin, son gustos adquiridos. Hoy en dia me parece que el hecho de que un dibujante sea buen narrador es suficiente para considerarlo bueno. ¿Por que? En parte porque estoy cansado de las splash page y tambien porque un buen dibujante puede poder relatarte lo que sucede sin depender necesariamente de los dialogos.
Recuerdo su participacion en “Shade” de James Robinson, dibujando la saga de Barcelona y La Sangre, donde sobresalio y hay una pagina en particular, donde Shade mata a todos los vampiros con una bebe La Sangre en brazos, que me resulto esplendorosa!

Aegon
Aegon
Lector
16 junio, 2015 16:41

Los ojos virolos de Hulka ponen nervioso a cualquiera…