Black Butler

Por
10
13435

Introducción

 

Guión: Yana Toboso
Dibujo: Yana Toboso
Edición España: Norma Editorial
Contiene: Kuroshitsuji JAP
Formato: Tomo manga rústica de 192 páginas (Serie Abierta con 12 volúmenes publicados)
Precio: 7,50 € x Tomo

 

“Sólo soy un demonio
de mayordomo”

Yana Toboso es una autora que tuvo un éxito relativamente rápido, pues con tan sólo veintidós años, en 2006, publicó su primer trabajo: Rust Blaster, una historia sobre un colegio para vampiros y humanos editada por Square Enix (Fullmetal Alchemist, Soul Eater, Tales of Eternia) que conseguiría cierta fama y renombre. Para ese mismo año, en Monthly GFantasy, también de Square Enix, Yana Toboso comienza a publicar Kuroshitsuji, su segunda obra y a la que se sigue dedicando a la actualidad; poco más se puede decir de ella, salvo unas colaboraciones como ilustradora y sus portadas en unos cuantos trabajos musicales. Ahora, por fin, tras años de espera, tenemos la primera edición en castellano de Kuroshitsuji por parte de Norma Editorial, con el título en castellano de Black Butler. Las cifras de ventas de los tres primeros tomos publicados hasta ahora de esta serie hablan por sí mismas sobre la legión de fans que ya tenía la obra de Yana Toboso. En esta obra nos encontramos ante un shōnen algo atípico; tenemos nuestras buenas dosis de misterios, peleas y sangre, pero también descubriremos en él un detallismo en el vestuario que hará las delicias de las adictas a la estética CLAMP, un despliegue de dulces, pasteles y demás delicias (aconsejo comer antes de leerlo, porque da hambre) y el protagonista con el físico más adorable, a la par que frio y retorcido, que he visto en mucho tiempo.

¿De qué va Black Butler?

La historia de Black Butler nos sumerge en la Inglaterra victoriana, teniendo como protagonista al cabeza de familia de los Phantomhive, el joven conde de doce años Ciel Phantomhive. Dueño de la empresa de juguetes y dulces más importante del Imperio Británico, así como de otras muchas corporaciones y negocios que maneja de manera más discreta. Para desempeñar sus tareas, el joven Ciel cuenta con la eterna ayuda de su siempre perfecto mayordomo: Sebastian. Este mayordomo parece capaz de cualquier cosa, ocupándose siempre de arreglar todos los desastres que provocan el resto de los sirvientes y de hacer realidad los caprichos de su amo sin despeinarse. Pero Sebastian, al igual que su amo, tiene un secreto.

La familia Phantomhive tiene una importante misión dentro de la sociedad británica: son “los perros guardianes de la Reina Victoria”. Su trabajo, como su ancestral nombre indica, “colmena de fantasmas”, es el de silenciar todos los posibles escándalos que puedan inquietar a la corona, utilizando los medios que sean necesarios y situándose por encima de las demás fuerzas del orden inglesas, incluso sirviéndose de la información de Scotland Yard como mejor les parezca. Pero al igual que los condes de Phantomhive, su mayordomo principal Sebastian Michaelis es mucho más de lo que aparenta. En realidad Sebastian es un demonio que obedecerá fielmente las órdenes de Ciel hasta que este cumpla sus objetivos y luego devorará su alma. Pero los objetivos de Ciel no son nada sencillos.

Black Butler: Más allá del Papel

Puede que la imagen angelical de este retorcido niño y su demoníaco sirviente sean conocidos para más de una persona que no se haya acercado siquiera a leer sus aventuras. La razón es sencilla, tanto Ciel como Sebastian son dos de los personajes de manga más famosos dentro del mundo del cosplay, resulta difícil no haber pisado un evento comiquero sin encontrarse a unas cuantas personas ataviadas de esta guisa. Además, Black Butler tiene una adaptación al anime realizada por el estudio A-1 Pictures Inc / Aniplex Inc. y dirigida por Shinohara Toshiya que ya cuenta con dos temporadas –se cree que en poco tiempo habrá una tercera, aunque aparentemente la historia quedó cerrada en la segunda, pero sobre esto no puedo dar una información completa puesto que ni siquiera he acabado la primera temporada- un capítulo extra titulado Ese Mayordomo, Está en el Espectáculo, y seis OVAS: Ciel in Wonderland I y II, La Mansión de los Phantomhive, Cómo Se Creó Kuroshitsuji II (narra las vivencias de los actores de doblaje de la serie en su segunda temporada), La Historia de Will, El Shinigami e Hilo de Araña. Eso sí, para los amantes de la exactitud, la adaptación al anime cambia muchas cosas respecto al manga aunque sigue respetando su espíritu original, ya que el ritmo de publicación de Black Butler es mensual y con una periodicidad tan lenta resulta difícil ser fiel a la hora de llevarlo a la televisión. Además de su adaptación televisiva, Black Butler ha tenido en Japón dos adaptaciones como musical, uno en 2008 llamado Ese Mayordomo, Amistoso y otro en 2010 titulado Kuroshitsuji El Musical: La muerte más Bella del Mundo, mil Almas y los Shinigami Caídos.

Lo que vendría a ser la crítica

“Como sirviente de la casa Phantomhive,
¿cómo no podría hacer un trabajo tan simple?”

La primera vez que me acerqué a esta obra tenía grandes recelos, sobre todo por la fama de yaoi que le acompaña –para quién no lo sepa, el yaoi es un género manga caracterizado por las relaciones homosexuales entre hombres-, y porque el argumento no llamaba especialmente mi atención. Luego descubrí que el yaoi no está presente en la obra más allá de la imaginación de las mentes calenturientas (no es que tenga nada en contra de la homosexualidad, por supuesto, pero quién haya leído una historia de este género sabrá a qué me refiero) y la historia se va haciendo interesante por momentos a medida que va avanzando la trama. En un principio Black Butler parece todo lleno de lagunas argumentales, pero estas se van rellenando a medida que en cada capítulo nos cuentan cosas nuevas sobre los Phantomhive y su servicio. Los personajes tienen profundidad, incluso los que menos lo aparentan en un principio –ejem, Lady Elizabeth, ejem- y si bien tiene momentos de drama, no es una historia lacrimógena ni empalagosa, pues aporta sus muy bien llevados toques de comedia. Pero sobre todo Black Butler es una historia de misterios, tanto humanos como paranormales ambientados en la Inglaterra victoriana. Black Bulter tiene un cierto aire al Detective Conan de Gosho Aoyama, aunque sus casos no son tan retorcidos ni Ciel tan pedante ni repetitivo como su protagonista; también por asociación puede recordarnos su atmósfera a las novelas de Arthur Conan Doyle y su Sherlock Holmes, e incluso a otros mangas como el Death Note de Tsugumi Ōba y Takeshi Obata o el ×××HOLiC de CLAMP. Ciertamente se nota en el detallismo del dibujo de Yana Toboso que Black Butler es una colección mensual y no semanal, tiene un amor por los detalles bastante evidente, aunque no se hace demasiado recargado más allá de las portadas. Y tengo que volver a decirlo, Ciel Phantomhive es uno de los personajes manga con el físico más adorable que he visto en mucho tiempo, incluso con ese parche en el ojo. Sólo tengo que hacer un pequeño apunte final, con respecto a la traducción del título en nuestro país por Norma Editorial, y es que no le veo mucho sentido a traducir algo del japonés para dejarlo en inglés, aunque es cierto que “Mayordomo negro” podría sonarles a algunos incluso racista y algo “tan políticamente incorrecto” en un cómic con asesinatos, violencia y demás queda fatal.

Enlaces de Interés
10 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Jordi T. Pardo
Autor
23 diciembre, 2011 8:28

Muy buen artículo. A mí me produce curiosidad este manga y parece interesante pero tengo tanto por leer… Lo malo de estas series es que se pueden alargar hasta el infinito así que siguiendo ya un par cuesta estar centrado y ahora mismo estoy con Billy Bat, Berserk, Vagabond, Gantz, aparte caerá Ranma y alguna más seguro.

NobTetsujin
NobTetsujin
Lector
23 diciembre, 2011 9:13

¿Seguro que es shonen y no shojo? XD

Con el estilo este gotiquillo triunfará entre los chavalines “otaku” españoles de hoy.

Guildartz
Guildartz
23 diciembre, 2011 10:43

A mi también me tiraba para atrás esa estética, aunque tampoco sabia nada del argumento. Ahora después de leer esta reseña quizá si le de una oportunidad. Esta interesante el rollo ese de sirviente demonio a lo Stormbringer xD

samanosuke
23 diciembre, 2011 11:56

Pufff… Yo es que acabé bastante hastiado de las CLAMP, y este manga me recuerda mucho a ellas. Así que pasaré.

¿Qué tal Blue Exorcist?

Figa Tendra
Figa Tendra
23 diciembre, 2011 12:11

Yo tenia la duda, porque la gente la pone muy bien pero el tufillo shonen ai y el clampismo de lo que veía por ahí me tiraba para atrás. Después de leer esto igual le doy una oportunidad, espero que sea mas digno que Un-go.

El jaguar azul
Lector
23 diciembre, 2011 13:09

Yo empecé a leerlo por recomendación de un amigo y por la atmósfera de misterio que tranmitey la verdad es que con el primer tomo me llevé un chasco tremendo. El primer tomo me pareció una tontería sin sustancia alguna, asi que estuve a punto de dejarla ahí, pero tras leer varias reseñas que la ponían bastante bien decidí darle una segunda oportunidad y lo cierto es que el segundo tomo me pareció infinitamente mejor que el primero; recientemente he leido el tercero y es aún mejor que el segundo, así que parece ser que la serie lleva una buena progresión, esperemos que siga este camino y no decaiga (y sobre todo que no vuelva por los derroteros del insulso primer tomo)

Angela Fernandez
Angela Fernandez
24 diciembre, 2011 16:00

Hola!!

Yo estoy leyendo este manga( entre muchos otros…jejeje), y debo decir, que aunque al principio, tarda un poco en engancharte, luego las tramas se vuelven mucho más interesantes, y el personaje de Sebastian, y más adelante(bastante más…) el de Lizzy, son muy buenos, al igual que todos los shinigamis de la historia.
La recomiendo, y aunque la autora quiera darnos esa sensación de yaoi…para nada.

Saludos y Felices Fiestas!!!

Mia nyan
Mia nyan
5 enero, 2012 16:28

Muy buen artículo.

En mi opinión es una muy muy buena serie. He visto las dos temporadas de anime y me gusto mucho (Eso así, acabé algo asqueada por el final de la segunda temporada. Fan-service es algo, el final de la segunda temporada es lo siguiente…). Actualmente sigo la publicación del manga de Norma, también está genial.

Igual que los demás, al principio el tufillo a Shonen-ai – Yaoi me echaba para atrás, pero dado que me aficioné a estos géneros decidí verlo, y me decepcioné en ese sentido, por la inmerecida fama que tiene de estos géneros. En el anime al menos -que es lo que he visto completo por ahora- no hay NADA de shonen-ai o similares, nada.

En cuanto al género al que pertenece… creo que a Shonen y Shojo por igual xD

Lo que llevo de manga me está gustando bastante, los dibujos son geniales y los personajes son mejores aún que en el anime, se ven más auténticos (Me encantan los momentos cómicos del manga en los que sale Sebastian, son geniales)

En general, bastante recomendable. Es un manga del que habría que desechar prejuicios :/

Saludos~