Batman: Tierra de nadie vol. 04

Tierra de nadie sigue siendo un inhóspito lugar en el que vivir.

Por
1
1042

Edición original: Batman: Shadow of the Bat núms. 90-92 USA, Batman núms. 570-571 USA, Detective Comics núms. 737-738 USA, Robin núms. 68-72, Azrael: Agent of the Bat núm. 58, Batman: Legends of the Dark Knight núms. 122-124 USA, Batman: No Man`s Land Secret Files núm. 1 USA
Edición nacional/España: ECC Ediciones https://www.ecccomics.com/comic/batman-tierra-de-nadie-vol-04-de-6-3209.aspx
Guion: Bronwyn Carlton, Larry Hama, Steven Barnes, Alisa Kwitney, Chuck Dixon, Dennis O’Neil, Devin Grayson
Dibujo: Gordon Purcell, Matt Broome, Michael Zulli, Mike Deodato, Jr., Paul Ryan, Rafael Kayanan, Roger Robinson, Staz Johnson, Tom Morgan, Paul Gulacy
Entintado: Wayne Faucher, James Pascoe, Randy Emberlin, David Roach, Andy Lanning, Sean Parsons, Mark McKenna, John Floyd, Vince Locke
Color: Adrienne Roy, Rob Ro, Alex Bleyaert, Felix Serrano, Wildstrom FX, Pamela Rambo, Gloria Vasquez, Jason Wright, Noelle Giddings, Digital Chameleon
Traducción: Felip Tobar Pastor
Formato: Cartoné, 384 págs. A color.
Precio: 34,50 €

Tierra de nadie, lugar para la desesperanza

“Si los humanos hubieran sabido de este arsenal” “Lo hubieran desperdiciado en matanzas sin sentido” “¿Y qué vas a hacer tú con él?” “ Aprovecharlo en matanzas con sentido”

Seguimos con el repaso a esta larga saga de Batman que requiriera un gran trabajo de coordinación entre los distintos equipos creativos. En el número tres de Tierra de nadie, Batman había incluido en el juego de facciones y supervivencia que es ahora la antigua Gotham a Catwoman, que debe realizar un robo para Bruce, aunque la mujer gato no aparece en este volumen. La batfamilia con Nigthwing, el siempre presente Azrael, Oráculo, Robin y la nueva Batgirl, Cassandra Cain, ayudan al murciélago a recuperar la ciudad poco a poco. Pero falta un nuevo jugador en la partida de Tierra de nadie, Bane llegaba a la desamparada ciudad en el último capítulo del anterior tomo y empieza a jugar sus cartas.

El libro lo abren tres capítulos de Robin (#68-70) escritos por Chuck Dixon y dibujados por Staz Johnson y Gordon Purcell. Batman exige al chico compromiso y concentración encargándole un trabajo detectivesco sobre las provisiones que se encuentran en la antigua Gotham. Otis Flannegan, el Ratonero o Mr. Frío se cruzarán con el joven de antifaz verde.

Sthepanie Brown debe explicar a su madre qué hace un disfraz de Spoiler en su armario. Una trama propia de la serie del chico maravilla que no casa con Tierra de nadie, al igual que ocurría en el tomo anterior con los números dedicados a Nigthwing donde aparecía Nite-Wing. Tanto en la serie del antiguo Robin como del nuevo, son muy pocas páginas y no lastran el conjunto. Además resulta agradable acercarse a la época editorial y recordar o descubrir lo que acontecía al universo DC allá por el año 1999. Por supuesto, Robin, avanza en la investigación al tiempo que la premisa de Tierra de nadie se hace dueña del cómic. Un nuevo grupo superviviente de la barbarie es encontrado por Tim Drake.

La lectura prosigue con Azrael: Agent of the Bat #58, único número de la cabecera de Jean-Paul Valley incluido en este tomo, serie más prominente en los recopilatorios anteriores. Con los habituales O’Neil y Robinson, Azrael continúa batallando contra las injusticias de Tierra de nadie, con Leslie Thompinks como apoyo fundamental para el hombre.

Larry Hama y Paul Gulacy se encargan del siguiente par de números. Una narración literaria y preciosista conduce a Batman a los barrios donde aún se vende placer en la derruida ciudad, allí Lince coopera con él. La mujer demuestra que puede ser una buena aliada para el murciélago si es necesario.

El código, historia guionizada por Bronwyn Carlton y dibujada por Mike Deodato y Tom Morgan, nos muestra la relación más tóxica entre el Joker y Harley Quinn. El payaso es déspota y hostil con la sumisa chica, que tan solo busca agradar. La dinámica entre ambos resulta rancia y está extrañamente potenciada al ser el Joker amistoso con el resto de sus secuaces (algo muy poco habitual) y ser solo altivo y tirano con la mujer. La rubia loca es representada absolutamente enamorada, haciéndolo patente al encontrar un libro sobre las reglas del amor. Reglas que seguidas al pie de la letra, manipulan mínimamente la actitud del criminal de pelo verde y lo vuelven solo un poco más amable. Una historia que desemboca en unas locas elecciones, que sí acierta con los comentarios referidos a la política y que refleja a la pareja peor avenida de DC Comics.

Ferrocarril subterráneo
de Steven Barnes y Paul Ryan es otra de esas historia tan recurrentes en Tierra de nadie sobre las personas que la habitan y su lucha por la supervivencia. Sin el impacto que tenían las primeras, este ya es el cuarto tomo y nos hemos acostumbrado a este tipo de tramas. A pesar de que la premisa no sorprenda como en un principio, está bien escrita y tanto la situación como los protagonistas son bien retratados.

De nuevo le llega el turno a Chuck Dixon. El guionista probablemente otorga los mejores capítulos del tomo gracias a su buen sentido del ritmo. Para él quedan los pasajes en los que sientes que la trama central avanza. El autor de Nigthwing nos muestra los pasos que da Bane en su regreso a la derruida Gotham. El personaje fue creado por el propio Dixon junto a Doug Moench y Graham Nolan. El de Santa Prisca trabaja con alguien más, un misterio por descubrir, su identidad no es desvelada en este punto de la historia. Los planes de Bane pasan por crear el caos entre las diferentes facciones de la vilipendiada ciudad, algo que indudablemente se le da muy bien.

El libro nos deja para finalizar, El mensaje, una historia intimista con guion de Alisa Kwitney o a Devin Grayson trayendo de vuelta a Superman a Tierra de nadie. El Kriptoniano se viste de calle para vivir de primera mano los múltiples problemas que acontecen a la sitiada urbe.

El dibujo cuenta con los mismos problemas de los anteriores volúmenes. Hay tantos equipos creativos trabajando que es muy difícil que el tomo guarde una coherencia artística. Aun así grandes dibujantes implicados en los anteriores libros subían mucho el nivel y solo por ellos la nota otorgada era alta. Sin embargo, en esta ocasión ninguno de ellos presta su lápiz por lo que el dibujo no es tan excelso como la saga nos tiene acostumbrados. Aún así, y atendiendo a la época en la que está realizado, es pasable y valorable en algunos tramos, en ningún momento condiciona el disfrute de la obra.



Tierra de nadie
continúa con paso firme su andadura, es ahora, a dos tomos del final, cuando la premisa, tan bien exprimida durante todo el evento, empieza a repetirse y a no funcionar tan bien como acostumbraba, es preciso un aumento de sucesos que hagan avanzar la historia. Una saga que dura un año, inevitablemente, tiene algún momento de bajón, pero que no es tal si lo comparamos con la gran mayoría de eventos actuales, donde la vara de medir que te plantea el propio cómic está muy por debajo de lo que propone este Tierra de nadie. Gotham sufre y una salida al barbarismo y la crueldad que la dominan es necesaria. ¿Qué ocurrirá en los distintos barrios dominados por caciques? ¿Cuál de ellos saldrá vencedor? Ya solo quedan dos volúmenes, menos para conocer el desenlace de esta inmersiva historia.

Lo mejor

• Dixon y su frescura

Lo peor

• El dibujo, el peor de todos los tomos.

Edición original: Batman: Shadow of the Bat núms. 90-92 USA, Batman núms. 570-571 USA, Detective Comics núms. 737-738 USA, Robin núms. 68-72, Azrael: Agent of the Bat núm. 58, Batman: Legends of the Dark Knight núms. 122-124 USA, Batman: No Man`s Land Secret Files núm. 1 USA Edición nacional/España: ECC…
Guion - 7
Dibujo - 6.5
Interés - 9

7.5

Costumbrista

Un cuarto tomo que no avanza todo lo esperable la historia y que se ampara en extender más si cabe la premisa de Tierra de nadie. En este punto empieza a ser mínimamente repetitivo, próximamente los acontecimientos se sucederán creando un conjunto más equilibrado.

Vosotros puntuáis: 7.3 ( 2 votos)
1 Comment
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Drury Walker
Drury Walker
Lector
28 marzo, 2021 13:48

Pues bastante de acuerdo contigo, como casi siempre. No obstante no sere tan majo como tu. Posiblemente sea el peor tomo de la saga. El Dixon de los numeros de Robin es el Dixon de cuando estaba en plena forma, una historia de nivel en su epoca. La segunda historia de interes es la de Hama/Gulacy, que nos presenta la mejor aparicion del malogrado personaje de Lince. Ambas historias, que emplean a Frio, Ratonero y Lince demuestran que se puede contar historias explorando otros registros y con otros personajes que no sean el Joker y el Joker y a veces tambien el Joker.

Y hablando de Joker… “el Codigo” es para mi el punto mas bajo de la saga. Ver al Joker reapareciendo para esto da bajon. Malo, malo, y encima dandole patadas a la continuidad de Harley cuando estaba recien empezada. “Ferrocarril subterraneo” es otro punto bajo… Las portadas originales te vendian una imagen de blaxpoitation setentera para lucimiento de Mackenzie Bock. Ojala hubiera sido asi.

Y una de cal y otra de arena, el Bane de Dixon flojo (mas a ojos de hoy en dia). Una historia para cubrir el expediente. Afortunadamente, la cosa vuelve a mejorar…

Saludos!