Archivos DC – Karate Kid

Nueva sección sacará a la luz joyas perdidas en la inmensidad d los archivos DC, como el primer Karate Kid.

Por
5
2300

Con el afán de seguir sacando a la luz historias, curiosidades y personajes interesantes menos populares, damos el pistoletazo de salida a esta nueva sección llamada archivos DC con Karate Kid. Publicaremos reseñas y artículos con un poso de investigación que buscarán reivindicar acontecimientos, héroes olvidados o simplemente perdidos en el fondo de archivo de la editorial. Y en la primera entrega el tema elegido ha sido un nombre muy conocido en la cultura popular, pero no por estar vinculado a DC Comics, normalmente. Se trata del primer personaje que fue llamado Karate Kid, 18 años antes de la película.

Esta idea surgió hace unas semanas, cuando estaba viendo revisando el célebre film (con idea de enganchar después de la trilogía con la serie Cobra Kai) que de niño vi miles de veces, pero muchos detalles principales ya habían quedado en el fondo de mi memoria. Durante los créditos finales vi aparecer un cartel revelador: los derechos del nombre del personaje Karate Kid pertenecían a DC Comics. Entonces dos ideas resonaron en mi cabeza. Recordaba que el célebre título tenía un héroe tocayo, pero no recordaba claramente quién era, ni de qué editorial. Y supongo que a muchos les habrá pasado algo parecido.

El Karate Kid de DC

Y es que el Karate Kid de DC Comics era Val Armorr, un miembro de la Legión de Superhéroes, que apareció por primera vez en Adventure Comics #346, en julio de 1966, de la mano de Jim Shooter, que fue el creador y artista completo en aquel número. Era un personaje humano, algo que no era tan corriente en la Legión. Y su poder especial era ser maestro de todas las artes marciales hasta el punto de ser considerado como el mejor de todos los tiempos.

Tanto que le otorgaba unas habilidades especiales que le dotaban de la capacidad de enfrentarse a cualquier oponente, casi con fuerza sobrehumana. Y pasó a la historia por dos motivos: el primero es que en su primera aparición fue capaz de tumbar a Superboy en un duelo que él mismo pidió, aunque el resultado final del mismo no fue favorable para él. El segundo es que fue el primer legionario en protagonizar su propia serie.

Página de presentación de Karate Kid.

Este hecho ocurrió entre abril de 1976 y agosto de 1978. Duró quince números con Paul Levitz y Ric Estrada como primer equipo creativo, siendo el primero sustituido por Barry Jameson a partir de la segunda entrega. No fue un título que tuviera un largo recorrido y su final coincidió con la triste DC Implosion, aunque hay referencias que indican que su cancelación estaba programada antes de la consecución de series que fueron finalizadas abruptamente en aquel triste 1978. Los motivos de aquellas fueron en parte las ventas y puede imaginarse que también fueron responsables del final de esta serie.

Aprovechando que nombramos la relación entre Paul Levitz y la Legión de Superhéroes, no quiero dejar pasar la oportunidad de recordar un artículo muy interesante del archivo de ZN de mi compañero Mariano Abrach.

La pegada de las artes marciales

La popularidad del personaje dentro de DC llegó no por casualidad, aunque viendo su trascendencia editorial actual pueda chocar. Que Joe Orlando, que fue el primer editor de la serie, decidiera apostar por darle una serie a Karate Kid puede explicarse al ver que en la década de los 70 las artes marciales estuvieron de moda.

Bruce Lee puso el foco mundial en el cine de estas disciplinas antes de su fallecimiento en 1973. Entre 1972 y 1975 la serie de televisión de la ABC, Kung-Fu, protagonizada por David Carradine, tuvo cierto éxito durante sus tres temporadas de emisión, con buenos ratings de audiencia (que no evitaron que el protagonista decidiera abandonar la serie, con su consecuente finalización, debido a varias lesiones sufridas durante el rodaje).

Y hay que destacar que Elvis Presley, una de las figuras mediáticas más importantes más allá de su música, practicó kárate desde 1959, siendo cinturón negro en 1960 (todo el que haya practicado este deporte sabe que este hito no es fácil de lograr) y llegó a alcanzar el 8º DAN en 1974. Se puede decir que era un gran maestro.

Elvis Presley con el diploma de 8º DAN de karate.

Otros maestros de artes marciales

Estas razones solo son unos detalles por los cuales podemos imaginar que las artes marciales tenían cierto tirón popular, lo cual se tradujo en una serie de creaciones editoriales que buscaban satisfacer a ese público. Por lo que Karate Kid no fue el único personaje en la época con habilidades centradas en las artes marciales. Tenemos a Bronze Tiger, Tigre de Bronce. Hoy conocido por ser uno de los miembros más célebres del Escuadrón Suicida. Apareció por primera vez en Richard Dragon, Kung Fu Fighter #1, en mayo de 1975, título protagonizado por el propio Richard Dragon, otro personaje que era artista marcial, que vivió 18 entregas hasta diciembre de 1977.

Otras editoriales de cómics también crearon personajes de esta naturaleza en los años 60-70. Como Judomaster, de Charlton Comics, creado en noviembre de 1965 en el título Special War Series #4, que pasó a pertenecer a DC tras la adquisición editorial de 1983. Y Iron Fist, de Marvel, que debutó en Marvel Premiere #15, en mayo de 1974. De echo la Casa de las Ideas tenía una editorial hermana, Magazine Management, que publicó 33 entregas de The Deadly Hands of Kung Fu, una revista de cómics dedicada a las artes marciales, entre 1974 y 1977.

Pasemos ahora a hablar del motivo que nos ocupa en esta primera entrega de Archivos DC, Karate Kid, su debut editorial. No vamos a profundizar en exceso en la historia del personaje, sino a destacar su origen y a dar unos trazos de lo que fue su serie en solitario.

Adventure Comics #346-347

La primera aparición de Karate Kid, como hemos señalado, tuvo lugar en Adventure Comics #346, escrito por Jim Shooter y dibujado también por él, aunque en algunas fuentes aparece Curt Swan como artista. Fue en una historieta contada en dos números, terminando la trama en el #347. Era una época en la que la Legión estaba ganando mucho protagonismo, desde su primera aventura en la misma cabecera, en Adventure Comics #247 en abril de 1958 presentándose en una historieta de Superboy. Recordamos un artículo conmemorando dicho encuentro, que fue un momento clave en la historia de DC.

El éxito del equipo del siglo XXX iba en aumento. Desde el número #300, septiembre de 1962, la histórica cabecera, famosa por ser una antología de historias de superhéroes, había pasado a ser ocupada por la Legión y el chico de acero. Desde el #316 prácticamente solo por la Legión, con o sin presencia del joven Clark. Y más adelante, en septiembre de 1973 la serie de Superboy pasó a llamarse Superboy starring the Legion of Super-Heroes a partir del #197. En el #222, Superboy and the Legion of Superheroes y, finalmente, en el #259, después de 27 años, pasó a llamarse Legion of Super-Heroes.

Las habilidades de Karate Kid

Así, es normal ver que con el tiempo fueron presentándose más y más personajes en un equipo en progreso, como fue el caso de Karate Kid. En su debut, el joven artista marcial optaba a ser integrante del equipo ante un jurado presidido por el propio Superboy. También aspiraban Princess Projectra, Ferro Lad y Nemesis Kid. Cada uno hacía gala de sus habilidades y poderes para mostrar sus credenciales. Todos estaban siendo aceptados por unanimidad, pero en el turno de Karate Kid hubo reflexión y Superboy presentaba sus dudas. Pero Val Armorr le retaba a un duelo para hacerle ver de qué era capaz.

Karate Kid vs Superboy.

El enfrentamiento despejaba las dudas de Superboy y el ya prometedor Karate Kid, después de demostrar unas tremendas competencias como peleador cuerpo a cuerpo, sin achantarse ante un kryptoniano, también recibía el anillo de miembro de la Legión de Superhéroes.

Primera aventura

Y poco después recibían la orden de una nueva misión, que pondría a prueba a los nuevos legionarios. Un villano llamado Garlak, de la raza de los khunds, amenazaba con destruir la Tierra. El equipo se dividía en tres grupos para proteger unas torres eléctricas que el líder había ayudado a construir. Desde ellas podían repeler cualquier ataque, por miedo a que fueran saboteadas. Y lo fueron.

Al final del primer número de esta historia Karate Kid era sospechoso del ataque de una. Se quedaba al cargo de ella mientras Phantom Girl y Cosmic Boy, sus compañeros de guardia, trataban de impedir unas posibles amenazas. Aparecía noqueado y era señalado como un posible espía. Al final del siguiente número, el propio Karate Kid, haciendo gala de sus habilidades investigadoras, revelando que el también debutante Nemesis Kid era en realidad el traidor que trataba de destruir el planeta, ayudando a Garlak. Entonces, el maestro de artes marciales se quedaba como un nuevo miembro en quien confiar.

Karate Kid salva el día.

Serie en solitario

Estos no fueron cómics realmente significativos, en cuanto a la historia de DC o la Legión, pero supusieron el debut de este interesante personaje. Llegó a ser una de las figuras importantes en el equipo futurista. Incluso su líder, aunque poco tiempo. Y protagonizó grandes gestas, como las de luchar él solo contra los Fatal Five (en Adventure Comics #378, marazo del 69) y atacar sin miedo a seres más poderosos que él como Validus, Mordru, Omega e incluso Darkseid.

Karate Kid en acción.

Con el tiempo, tras muchas aventuras siendo parte del equipo, llegó su historia en solitario. Resultaba un nuevo origen para el personaje, pues durante un enfrentamiento contra Nemesis Kid, su viejo conocido, éste huía en el espacio tiempo y le obligaba a perseguirlo hasta el siglo XX. Sin dudarlo, decidía acudir a donde fuera con tal de detenerlo. Y una vez aterrizado en ese otro tiempo, decidía continuar luchando allí, en solitario, ya que se sentía otra vez útil y disfrutando como un héroe.

Huida de Nemesis Kid para desesperación de Karate Kid.

Identidad propia

Fue una serie en la que tuvo sus propios villanos, como Commander Blud, Major Disaster, Pulsar y el Señor del Tiempo. Además, las escenas de luchas callejeras tenían un peso específico, luciendo al personaje en su elemento. En DC le otorgaron su propia idiosincrasia. Recibió un espacio y un ambiente callejero que le sentaban mucho mejor que los escenarios futuristas, influidos por la ciencia ficción, clásicos de la Legión. A estas alturas, su atuendo había sido rediseñado, así como su rostro, que presentaba una ligera influencia oriental.

Tras quince números volvió a su época, para reunirse con Princess Projectra, compañera de la que estaba enamorado antes de abandonar el siglo XXX. La justificación que le dieron en la ficción, después de que en la realidad tuvieron que cancelar la serie, fue una trama en la que se involucró para ayudar a Projectra luchaba por el trono de su planeta contra su primo. Él llegó a ser el consorte de la nueva reina y a casarse con ella.

Sin ser una gran serie, era realmente entretenida. En el último número realizaba un viaje temporal junto a Diamondeth, su auténtico apoyo en el siglo XX, luchando contra el Señor del Tiempo y Major Disaster. Llegaban a una realidad alternativa: el mundo de Kamandi. Esta aventura, que quedó inconclusa, fue continuada en Kamandi #58, el penúltimo número de esta serie, que sí fue víctima de la DC Implosion.

Karate Kid luchando contra el crimen del siglo XX.

Karate Kid en la actualidad

El bueno de Val Armorr ahora existe en la nueva serie de Bendis, con nuevo aspecto, aún más oriental. Pero realmente es otra encarnación, ya que el Karate Kid original murió en Countdown to Final Crisis #7, en marzo de 2008. Aunque han existido hasta cuatro versiones del personaje, todas muy interesantes. Pero de ellas hablaremos en futuras entregas de la sección.

El actual Karate Kid, creado por Bendis e Ivan Reis en Superman Vol. 5 #14, en octubre de 2019.

Por cierto, para cerrar con una curiosidad, un ejemplar de Karate Kid #1 puede encontrarse en Amazon a 65$ en buen estado. Por si hay algún coleccionista interesado.

El nombre de la película

Para llevar a cabo la película de 1984, la productora llegó a un acuerdo con DC Comics para poder titularla Karate Kid. El nombre le daba un impacto a la presentación de la peli, aunque el protagonista Daniel Larusso, no era identificado con ese apelativo ¿o realmente le hubiera pertenecido a Johnny Lawrence?

Cuenta la leyenda que el propio actor, Ralph Macchio, asó como la mayoría del elenco y el equipo de rodaje no estaban muy conformes con el título de la película. Queda claro que fueron los productores quienes realmente querían usarlo, como suele ser habitual durante el proceso de creación. Lo que está claro es que les gustó tanto la idea que tuvieron que obtener permiso de otra empresa para poder usarlo. Y que fue un acierto porque es un nombre que ha trascendido.

5 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Gustavo Higuero
Autor
26 noviembre, 2020 10:26

Damos la bienvenida a una nueva sección en ZN. Gran entrada para hablar de uno de los personajes DC y de los legionarios más queridos.

Dr Kadok
Dr Kadok
Lector
26 noviembre, 2020 12:51

Jeje que gran informe, no tenía idea que habian acordado con DC para la película.

Staple
Staple
Lector
26 noviembre, 2020 15:38

Muy bonita la historia de la muerte (Y venganza de su esposa Proyecta) de Val a manos de la Legión de Super-Villanos que aquí sacó en tomitos Planeta hace unos años.
También muy interesante la historia de su esposa buscando venganza como Sensor.
Lo dr resucitarlo y matarlo en Countdown y en la JLA no acabé de entenderlo nunca. ¿A santo de qué iba todo aquello?
El 2o KK también me pareció muy desaprovechado y murió sin pena ni gloria en la Legión de 3 Mundos.
De todas formas aun con sus defectos maravillosas aquellas historias de la Legión clásica que ni Bendis, ni Waid ni nadie han podido igualar en sus absurdos reboots.

Last edited 1 mes atrás by Staple
Ziggy
Ziggy
Lector
En respuesta a  Staple
27 noviembre, 2020 0:06

Bueno, lo de Countdown se podria explicar por lo mismo que describio Victor. La serie original terminaba con Val en el universo de Kamand y quizas vieron ahi una forma de conectarlo con el presente y recuperar por ese lado a la legion original, ya que si recuerdas al momento de la publicacion de Countdown, la Legion estaba en pleno recuperación de su continuidad pre-crisis, mientras al mismo tiempo el triboot daba sus últimos coletazos. Creo que a traves de esa vieja historia quisieron recuperar la conexión y asi validar la historia.
(Solo para Bendis viniera con sus genialidades y entre otras cosas se inventara su “Kung-Fu Kid”. Uno pensaria que alguien tan moderno notaria la diferencia entre chinos y japonenses, pero claro, para que investigar un poco, digo yo).

alienigena100
alienigena100
Lector
28 noviembre, 2020 0:28

Fue muy curioso que, con todo el fondo editorial de DC que podía publicar Vértice, publicara Karate Kid antes que la propia Legión. Supongo que por el tema de las artes marciales que estaba tan de moda.
Bueno, la serie era flojita y solo se salvaba por las apariciones de la Legión.
Con respecto al Karate Kid que se sacó de la manga Geoff Jhons para reintroducir a La Legión clásica pues…resultó todo muy confuso. Porque era la legión clásica tras Las Guerras Mágicas pero antes de los Cinco años (salía Sensor Girl) pero Karate Kid estaba vivito y coleando para luego matarlo de una especie de virus. Igual era una historia que a Jhons no le dió a desarrollar.