Adventure Time, #1-4

Por , y
6
1295
 

Guión: Ryan North
Dibujo: Shelli Paroline y Braden Lamb
Editorial: BOOM! Studios
Edición original: Adventure Time #1-4 USA
Formato: Comic book 32 páginas
Precio: $3,99

 

“¡Hora de Aventuras llegó…!
Coge a tus amigos y vámonos
con Jake el Perro y Finn el Humano
Lo pasaremos guay…¡Hora de Aventuras!”

Pueden parecernos casos sobrenaturales e incluso auténticamente contra natura pero hay gente suelta por las calles de esta realidad paralela por la que vagamos que todavía no se ha percatado del verdadero alcance del fenómeno de Hora de Aventuras e incluso algunas de ellas afirman no comprenderla -lo cual, pensándolo bien, podríamos considerar incluso normal- o no entender la razón de su más que merecido éxito. Estas son de ese tipo de personas que se lo montan “superguapo con la realidad” y no necesitan refrescar y cultivar su imaginación ni dejarse arrastrar a otros fascinantes, increíbles y matemáticos universos de ficción para huir de este tan normal y corriente. ¡Ellos se lo pierden! Sí, habéis leído bien, desgraciadamente las aventuras de Finn el Humano y Jake el Perro transcurren en un universo de ficción, absurdo y maravillosamente surrealista, concebido por el gurú Pendleton Ward. Por lo tanto, y aunque es fácil dejarse seducir por su llamada, la serie de televisión de Cartoon Network sigue siendo la única puerta de entrada para satisfacer nuestro amor y devoción. Eso era al menos lo que pensábamos antes del salto de Hora de Aventuras a las viñetas de la mano de la editorial BOOM! Studios. Y de eso mismo hablaremos hoy porque de todo lo demás ya nos habló ayer, largo, tendido y excelentemente, Daniel Gavilán en Mundo Independiente.

Hora de Aventuras: El cómic en términos matemáticos

“¡El Lich no va patearse el culo a sí mismo!
¡Necesitamos ayudarle a hacerlo, Jake!”

La serie de cómics de Hora de Aventuras se estreno en el mes de febrero del pasado año con la primera parte de una saga de cuatro números centrada en el nuevo enfrentamiento de Finn y Jake contra su archienemigo El Lich. El autor de la historia sería el canadiense Ryan North, guionista, escritor, programador informático y creador del popular y sorprendentemente reconocido webcómic Dinosaur Comics. Del apartado gráfico se encargaría el matrimonio de artistas formado por Shelli Paroline y Braden Lamb que ya habían trabajado anteriormente para BOOM! Studios en franquicias como The Muppets y Duck Tales, así que eran una elección de la casa, y también forman parte del colectivo de artistas y guionistas estadounidenses Boston Comics Roundtable. Pero, vayamos a lo importante, ¿cumplen esta panda con las expectativas? ¿Mantiene el cómic el entrañable espíritu de la serie de televisión? ¿Mola o no mola ver a Finn y Jake patearle el culo al Rey Hielo? ¡Sí, sí y ! ¡Algebraico, tío! Este grupo de autores prácticamente desconocido demuestran no haber sido elegidos a la ligera y abordan la difícil tarea de la adaptación al cómic de Hora Aventuras manteniendo en sus historias, cronológicamente separadas de la serie de televisión, su peculiar y característico sentido de la fantasía, la aventura, el buen rollo y diversión de gran zancada.

No sólo eso, podemos afirmar y afirmamos que Hora de Aventuras es uno de los mejores cómics publicados en la actualidad; sus guiones y el dibujo de Shelli Paroline y Braden Lamb, milímetro al atractivo tono cartoon de la serie de Cartoon Network, sus ingeniosos juegos metarreferenciales, sus divertidos diálogos, sus chanantes personajes, su apuesta por la fantasía inteligente y, en resumen y finito, su desbordante imaginación, repito DESBORDANTE IMAGINACIÓN, hacen que no sea para nada exagerado hablar en dichos términos. En sus primeros números incluso cuesta pensar en Hora de Aventuras como algo más que un cómic pues este parece haber nacido para ser trasladado a las viñetas y eso viene a simbolizar el éxito de sus autores que consiguen que no se resientan los tejidos del espacio-tiempo del la Tierra de Ooo con el cambio de medio y formato. ¿Pero esto no son cómics para niños? ¡NO! Y si lo es no nos importa -nos negamos a crecer forever and ever– porque Ryan North, siguiendo las directrices y pautas marcadas por Pendleton Ward, capta perfectamente la esencia y magnética personalidad de Hora de Aventuras y esto resulta en un tipo de obra muy poco habitual en nuestros días que no desprecia la inteligencia del lector ni pretende darle lecciones o lanzarle moralinas de ningún tipo.

El cómic se nos revela el motivo de las curiosas perspectivas del opening de la serie de televisión
El cómic nos revela el motivo de las curiosas perspectivas del opening de la serie de televisión

Ese, en general, ha sido y sigue siendo uno de los grandes aciertos de Hora de Aventuras y lo que la ha convertido en un producto de culto tan entretenido para los niños como cautivador y estimulante para los más adultos. Pero para comprobar todo esto y nuestro entusiasmo sólo tenéis que leer los primeros números de la serie y dejaros atrapar por su purísimo sense of wonder, su inocente y simpática épica y sus cliffhangers y vueltas de tuercas que dejan en el más absoluto de los ridículos a esos cómics de superhéroes que publican las grandes editoriales. La llegada de Hora de Aventuras al cómic parece que será para quedarse durante una buena temporada, el previsible éxito de esta publicación ha propiciado la rápida aparición de dos spin-offs como son Marceline y Las Reinas del Grito de Meredith Gran y el más recientemente publicado Hora de Aventuras con Fiona y Cake de Natasha Allegri. ¿Para cuándo una serie regular con las hazañas y asombrosas aventuras de ese héroe famosón llamado Billy el Guerrero? Por otro lado, en la serie central de Hora de Aventuras que hoy nos ocupa, cada número suele incluir alguna historia corta a modo de complemento con autores invitados para la ocasión y centradas en el vasto mundo de la Tierra de Ooo. Estas presentan diferentes estilos de dibujo y su extensión puede ser muy variable, así como la calidad de las mismas, pero en su mayoría mantienen el tono, la coherencia y la magia de Hora de Aventuras.

En estas primeras entregas encontramos los relatos My Cider the Mountain de Aaron Renier con la pequeña e ingenua Trompi de protagonista, Laundromarceline de Lucy Knisley con Marceline abusando de la credulidad de Finn y Jake, After the Show de Zac Gorman o lo que viene a ser una curiosa conversación entre Marceline y la Princesa Chicle, Bacon Fields de Michael DeForge con la Princesa del Espacio Bultos como estrella de la función, The Ride of Sir Slicer, de nuevo de Zac Gorman y recuperando brevemente a Sir Cercenador y, finalmente, The Ultimate Party Dip de Chris “Elio” Eliopoulos con Paco Fiesta dándolo todo en el escenario. Y el resto portadas, muchas portadas, como si no existiese un mañana o hubiese estallado ya la Guerra de los Champiñones. En definitiva, si estáis enganchados a la serie de televisión, no os podéis perder estos cómics, no sólo conservan todo lo que hace especial a la creación de Pendleton Ward sino que incluso, en algunos aspectos incluso llevan la propuesta un paso más allá enaltecidos y aprovechando las posibilidades exclusivas que puede ofrecer la historieta. Podéis estar seguros que no encontraréis un cómic más imaginativo, fresco, divertido y adorablemente surrealista ni aunque lo intentaseis sometiendo a patadas a los mejores guionistas de este mundillo. Sólo hay una cosa que podría mejorar estos geniales cómics de Hora de Aventuras¡un doble elefante telépata de guerra!

Finn y Jake no se andan con tonterías para combatir a El Lich
Finn y Jake no se andan con tonterías para combatir a El Lich

¿Qué hora es? ¡Hora de opinar!

En la redacción ya estamos contado los días para el desembarco de los cómics de Hora de Aventuras que Norma Editorial piensa publicar en este país tan alejado de Ooo durante el próximo Salón del Cómic de Barcelona aunque, mientras tanto, algunos ya coleccionamos las figuras y los cromos de la serie. No obstante, después de leer mi efusiva reseña sobre Hora de Aventuras podría ser que alguno de vosotros no haya quedado convencido con mi retórica, y eso aunque me hace sentir raro debo aceptarlo. Por lo tanto, para contrastar mi opinión en este tema nada mejor que preguntar a algunos de mis compañeros de Zona Negativa y, en este caso, contamos con dos auténticos fanáticos y entusiastas de Hora de Aventuras: Enrique Ríos y Daniel Gavilán. No llevan corona ni tienen poderes para estirar su cuerpo, ya les gustaría, pero no los encontraréis más locos…

La opinión de Enrique Rios, más conocido como el Rey Deshielo

Jordi, ¿¿¿que cebollas haces??? ¡Este Jordi está muy pasado! Lo que mejoraría Hora de Aventuras no es un ¡doble elefante telépata de guerra! , es un ¡conejo vampírico payaso del espacio!, como el que vimos en la reseña de la semana pasada de Bravest Warriors, ya sabéis, la colección hermana de la de Finn y Jake. (¡Cómo me gusta poner publicidad!). Es más, lo que conseguiría que Hora de Aventuras pasase a ser Newtoniano… (ahora es sólo logarítimica) sería que el conejito de Bravest Warriors mordiese al elefante telépata de Jordi y tuviésemos… Redoble de tambores… Nervios… Cheerleaders perdiendo el control… Más redobles de tambores… Música by Marceline… … … ¡¡¡un doble elefante telépata de guerra vampirizado, apayasizado y aconejinado controlado por el conejo vampiro espacial que a su vez, está siendo manipulado por un equino cortesía del Rey Hielo!!! Lo siento, trones, pero es que no tengo límite. Yo me flipo con la realidad…

Ahora en serio, paro ya. (Jordi y yo ya continuaremos nuestra peculiar batalla en privado). Hora de Aventuras y sus series derivadas despiertan pasiones. Ya lo habéis podido comprobar con el impresionante artículo de ayer de Daniel Gavilán y también lo hemos ido comentando una y otra vez siempre que hemos podido en todas las secciones independientes. Sí, que hemos dicho mil veces que Hora de Aventuras es el gran éxito del año pasado en lo que a licencias se refiere (con permiso de los pequeños ponys); que es una serie apta para todos los públicos, pero que se disfruta mucho más si eres mayor de edad y aún no has desarrollado el sentido del ridículo; etc. Sin embargo, hablemos de los tebeos… ¿Están a la altura de las expectativas? ¿Son mejores o peores que la serie de televisión? A ver, desde mi punto de vista analítico de persona madura y extremadamente inteligente (y modesta)… La gran diferencia entre la serie de televisión y el cómic es que… Ejem… La serie de animación se mueve y el tebeo no (y también está el asuntillo de las voces). Dicho en otras palabras menos ridículas, el tebeo es muy fiel al original así que si os gusta lo que habéis visto en la pequeña pantalla, también os encantará lo que imprimirá Norma dentro de poco.

Por supuesto, hay diferencias entre unos medios y otros.. Y entonces entramos en el partido de fútbol. La serie nos ofrece historias cortas independientes, el tebeo incorpora la continuidad. ¿Quién gana? Empate. Las dos cosas son buenas, a su manera. En la tele tenemos experimentos visuales… Y en el cómic también, aunque de otro tipo (por ejemplo, las famosas portadas, que son casi todas unas obras de arte; y algo que sucederá más adelante y queda fuera de la reseña, lástima…)… Otra vez empate. La animación nos da frases célebres… Y el cómic se las copia y las pone en pausa para que no se nos pierda ni una. ¿Originalidad o contemplación? Otra vez empate. En la tele hay diferentes autores implicados, en el tebeo también… En definitiva, ¿quién gana? Mi doble elefante telépata de guerra vampirizado, apayasizado y aconejinado controlado por el conejo vampiro espacial que a su vez, está siendo manipulado por un equino cortesía del Rey Hielo.

Y dicho esto me retiro a mi otro universo. La semana que viene volveré a hablar en mi lenguaje habitual…

La opinión de Daniel Gavilán, nuestro BMO particular

Hora de Aventuras es La Gioconda. Así dicho de golpe, esta boutade podría haber salido de la boca de Mark Millar, por lo que será mejor matizar: Como ocurre con muchas obras, la creación de Pendleton Ward es tan singular que si tratas de adaptarla hacerlo al pie de la letra es lo menos fiel que puedes hacer. Especialista en sueños megalómanos de lagarto que cursan con aplastar casas y Pepitos Grillos con forma de raptores, Ryan North tenía la difícil tarea de trasladar a cómic las aventuras de Finn y Jake, dejando la duda de si el resultado sería un Marcel Duchamp o una reproducción de El Corte Inglés. Al final, se queda en tierra de nadie, y el arco inicia del último éxito de BOOM! Studios podría definirse como el ABC de la serie.

Están todos los personajes habituales, todos los chascarrillos y bromas recurrentes… pero se antoja como si se vieran encorsetados entre los límites de las las viñetas. Pasar de la serie de animación al cómic es como pasar de Stan Lee a Roy Thomas o de la serie regular de un personaje a un crossover que intenta abarcar demasiado. Personalmente, no acabo de ver que los continuarás y la narración en viñetas clásica encajen con la aleatoriedad y fluidez de la misma. Las historias cortas de complemento podrán estar mejor o peor, pero en cierto modo parecen encajar mejor con el espíritu original.

Pero el principal problema de North es que intenta explicar demasiado, sacrificando el ritmo de una serie que se caracteriza por ser muy directa a favor de un tsunami de letras que no deja de arrojarnos “Soon”s a la cara. Por suerte, este dubitativo pulso de primerizo no tarda en dejar pinceladas de genialidad como esos “apéndices” en forma de microviñetas, composiciones de páginas imaginativas o continuas patadas a la cuarta pared. Hay que destacar a su vez lo bien que ha sabido captar North a los personajes sin pecar de obvio o el humor tan divertídamente cafre de coñas como la de la “limpieza en húmedo” o la supuesta calamidad de los protagonistas.

Podría decirse por tanto que este primer arco del cómic es básicamente introductorio, y que aunque tarda en despegar, cuando lo hace sabe asumir los mandos con energía. Si a ello sumamos un apartado gráfico impecable (aunque en ocasiones parezca que usen a Bubblegum como alegoría de la anorexia juvenil), lo cierto es que aunque en principio no ofrece muchas novedades a los habituales, es un divertido complemento de la serie original en el que parece entreverse optimista promesa de futuro. Echando un ojo a lo que nos espera en futuras entregas, ya os adelanto que así es, por lo que es una lectura completamente recomendable tanto para los fans de Hora de Aventuras como para aquellos que todavía no sepan lo que es y quieran reencontrarse con la frescura, el descaro y la desbordante imaginación de tiempos en los que las cosas eran mucho más sencillas.

Enlaces de Interés

Mundo Independiente: Descubriendo Hora de Aventuras por Daniel Gavilán
Reseña de Bravest Warriors por Enrique Ríos

Artículo anteriorCels Piñol presenta… All new Fan Letal 12 (Fan Letal 78)
Artículo siguienteExplorando Marvel NOW! Superior Spider-Man 1
Barcelona (Septiembre, 1980). Licenciado en Historia. Empecé mi relación con el mundo de la viñeta leyendo las adaptaciones de clásicos ilustrados. Más tarde, conocí a personajes icónicos de la historieta nacional como Mortadelo y Filemón, Superlópez y Pafman, entre otros muchos. Las publicaciones de Forum me introdujeron al mundo de los superhéroes, Dragon Ball me brindó una puerta de entrada al manga y con V de Vendetta descubrí las posibilidades reales del cómic. En la actualidad, el cómic independiente y el manga son mis principales intereses como lector. Colaboro en Zona Negativa hablando de cómic y otras galaxias cercanas. También participo en otras publicaciones del medio como Comicmanía y Otaku Bunka
Originario de Badalona o Barcelona según como se mire, publiqué mi primer artículo para Planeta DeAgostini, por pura casualidad, en 2006 y desde entonces no he parado de escribir tanto para esta editorial como para ECC. Mi especialidad son los tebeos norteamericanos y me apunté a Zona Negativa en 2012 para hablar de aquellos temas que aún me quedan pendientes.
Nací en el sur de España, aunque desde pequeño tenía la cabeza perdida entre mundos de fantasía. Descubrí los cómics a través de un baúl en casa de mis tíos, y nunca he salido de aquel cofre del tesoro. Enemigo de la nostalgia pero amante de la Historia, mis fascinación por cualquier medio de narración ha ido puliéndose hasta transformarse por pasión por el cómic en general y el universo Marvel en particular. Redactor de Zona Negativa desde 2010, es imposible mirar atrás sin pensar en este periodo compartido con vosotros como una experiencia irrepetible, de esas que dejan huella.
6 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
nascitturuss
nascitturuss
Lector
10 enero, 2013 10:04

Soy de los que me acerqué a la serie mientras le daba el bibe al peque junto a otros ilustres de su genero pero son de los pocos que he acabado disfrutando para mi mismo. Ojalá estos dibus que ponen en horario infantil los pasaran a un horario mas.adulto.como.ocurrió con Simpson o Bola de Dragon o Bob Esponja, sin ir mas lejos. Me acercare a la publicacion de Norma. Eso seguro.

Pachinko
Pachinko
Lector
10 enero, 2013 13:09

 Quizas la principal pega que tiene el comic respecto a la serie(y no se si es muy d recibo comparar ambos medios) es que sea un comic, y me explico. Los chavales llevan mamamdo tele desde hace muuucho mas tiempo que comic por lo que aunque no lo sepan estan mucho mas familiarizados con el lenguaje narrativo de la tele. Esto hace que jugar con ese lenguaje sea mucho mas sencillo que con el del comic, el cual requiere familiarizarse primero con sus normas.

De ahi que una vez mas, estos primeros cuatro numeros sirvan a modo de introduccion, no solo a los personajes y a la historia, sino al medio. Esto es un comic, funciona asi, ahora vamos a hacerl o contrario.

y de paso os dejo el chiste mas bruterrimo que me encontre en el tomo recopilatorio(tomo que por cierto, segun lo que leo no aparecen recogidas las historias de complemento…)

http://25.media.tumblr.com/6d3d62924ecad6e066bc0e470e1c73e6/tumblr_mg67xzEhsk1rpscjro1_500.jpg

El Asombroso Espaiderman
El Asombroso Espaiderman
Lector
10 enero, 2013 15:25

Joder, quiero el comic de Adventure Time YA!!! Con lo que disfrute del número del día del comic gratis.
Y la serie está muy bien, y eso que he visto 10 capítulos o más.

Mighty Ultimate
Mighty Ultimate
Lector
11 enero, 2013 0:15

 Y la serie está muy bien, y eso que he visto 10 capítulos o más.

Jojo, y con verte todos los capitulos te volverás adicto y fanático, tanto que buscarás en lugares frikis merchadising de Adventure Time, usarás el nombre de Finn más otros caracteres como avatar en varios videojuegos chuscos y tendrás un fondo de pantalla de Finn y Jake jugando con sus contrapartes femeninas. No estoy bromeando.

Monodosis
Monodosis
Lector
11 enero, 2013 12:12

 De hecho yo tengo un fondo de fin y fiona jugando en el chrome.