2011, Un Año de Cine

Por
25
306

Con la inminente celebración, durante la madrugada de mañana noche de la octogésimo cuarta gala de los premios de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de Hollywood (Oscars para los amigos) aprovechamos para recuperar los últimos rescoldos de nuestra cadena de post dedicados a repasar lo más destacado de 2011 con esta selección de las que para nosotros han sido las principales producciones fílmicas estrenadas en nuestro país durante el pasado año. Un año en el que cine brilló como llevaba tiempo sin hacerlo con multitud de ofertas para satisfacer los paladares más exigentes ya buscásemos cine transgresor que pusiera a prueba los límites cinematográficos con marcadas ínfulas artísticas, blockbusters palomiteros con los que entregarnos al espectáculo puro y duro o cine independiente comprometido con el que acercarnos grandes historias humanas con más ingenio que medios.

Por lo general, ya lejano 2011 se caracterizó por personajes al límite con propuestas en busca de la revolución formal, donde los alienígenas sustituyeron a los terroristas y las macrocorporaciones como gran enemigo a temer y el celuloide rezumaba humanidad en la más básica de sus acepciones. Los grandes artificios y el sense of wonder dejaron hueco a relatos con pintorescas propuestas en los que la voz de sus protagonistas eran batuta y catalizador capaces de cambiar el curso de la historia reconfigurando todo su entorno. Los grandes popes de los últimos años habrían hueco a nuevos creadores y cineastas mientras jóvenes actores como Ryan Gosling, James McAvoy, Michael Fassbender, Marion Cotillard, Keira Knightley, Carey Mulligan, Kirsten Dunst o Saoirse Ronan seguían empujando fuerte en busca de un relevo generacional que comienza a tantearse con las yemas de los dedos.

De momento, 2012 sigue confirmando dicha sensación pese a verse visto plagado por un cine más convencional que ha impuesto su hegemonía en las candidaturas de la presente gala de los Oscars. Con esperanza en obras como Shame, Young Adult, Los Idus de Marzo e incluso obras puramente catárquicas como Infierno Blanco salven el año del imperio de los blockbusters hollywoodenses plagados de superhéroes, hobbits y aliens de diversas formads y colores. En un año en el que se estrena una película inspirada en el Hundir la Flota lo único claro es que vivimos flirteando con el desastre. Y sin más dilación, estas han sido bajo nuestro punto de vista, las mejores películas del pasado ejercicio:



Mejor Fábula Noir

DRIVE (2011)
DIRECTOR: Nicolas Winding Refn.
GUIÓN: Hossein Amini según la novela de James Sallis.
REPARTO: Ryan Gosling, Carey Mulligan, Albert Brooks, Ron Perlman, Bryan Cranston, Oscar Isaac, Christina Hendricks…

Avalada tras ganar el premio a la mejor dirección durante el pasado festival de Cannes y por los elogios de un sector crítico que se deshacía con referencias que iban desde la filmografía que erigío a Steve McQueen como arquetipo del héroe de asfalto de los años sesenta y los grandes thrillers urbanos de Michael Mann, Drive ha sido sin duda uno de los descubrimientos más estimulantes de este año. Con un argumento tirando a clásico que podría haber sido extraído de cualquiera de las sagas del Grand Thief Auto (con la que guarda similitudes que van más alla de lo casual), la película de Nicolas Winding Refn es un concentrado fílmico ultradepurado que penetra através de nuestras córneas para sacudir nuestra masa encefálica con la contundencia de un martillo de niquel acero. Haciendo de la ciudad de Los Ángeles un escenario asfixiante como el que nos brindase David Lynch en la malsana Mulholland Drive, el director danés da forma a una fábula moderna en la que Gosling se nos presenta como un imposible caballero andante con un escudo heráldico teñido en luz de neón que cabalga siempre impertubable a lomos de una rugiente máquina con cuatrocientos caballos de potencia y rasgos cromados. Con Carey Mulligan en el doble papel de madr entregada y doncella en apuros (demostrando que puede transmitir más con su mirada que muchas actrices con interminables líneas de diálogo) y un entorno de maleantes que no desentonaría de cualquier temporada de Los Soprano la película sabe moverse entre los sentimientos a flor de piel y la crudeza más visceral de una violencia tan temible como poética con la gracia del mejor Leone. Con una cámara poderosa y magnética que te atrapa desde que arranca esta huída a ninguna parte hasta que nos lleva que nos llega al final del trayecto en una carretera en la que no faltan ni las largas rectas en las que disfrutar del paisaje ni las vertiginosas curvas con las que clavar las uñas al sillón, Drive es sin lugar de dudas una de las películas del año.



Mejor Adaptación Comiquera

X-MEN: PRIMERA GENERACIÓN (2011)
DIRECTOR: Matthew Vaughn
GUIÓN: Jane Goldman, Ashley Miller, Jamie Moss, Josh Schwartz y Zack Stentz según la historia de Bryan Singer inspirado en los cómics de Marvel Cómics
REPARTO: James McAvoy, Michael Fassbender, Kevin Bacon, January Jones, Jason Flemyng, Rose Byrne, Oliver Platt, Jennifer Lawrence, Nicholas Hoult, Álex González, Lucas Till, Zoë Kravitz, James Remar, Matt Craven, Rade Serbedzija, Michael Ironside, Laurence Belcher, Bill Milner, Beth Goddard, Morgan Lily, Caleb Landry Jones, Edi Gathegi…

Pese a que por sus rasgos tan característicos los mutantes tienen un buen puñado de detractores, nadie puede negarles el mérito de ser una de las franquicias de superhéroes más importantes del último siglo con el permiso de Superman, Batman y Spider-Man. No ha más que ver el impacto que han producido en cualquier medio al que se trasladaran sus aventuras ya fuera cómic, cine o televisión. De este modo, si en el noveno arte llevaron la voz cantante desde finales de los setenta hasta que estuvieron apunto de engullir el medio en los noventa, en la pequeña pantalla recuperaron la moda de los supergrupos mediante el éxito de la serie animada de Avi Arad y compañía. Pero, ¿y en el cine? En la gran pantalla sus aventuras tardaron tiempo en llegar pero fueron los responsables -junto a Blade- de recuperar la moda del cine de superhéroes que todavía nos dura gracias a dos películas, hoy clásicas dentro del género, de la mano de Bryan Singer.

Con su regreso a la franquicia fílmica en la labor de guionista, Singer ha conseguido devolver la fe a un público que llevaba ya un tiempo lanzando esputos virulentos contra toda nueva entrega de los X-Men que llegaba hasta nuestros cines. Pero sería imposible hablar del éxito de esta precuela sin mencionar el talento tras la cámara de un Mathew Vaughn cuyo brío se apodera de cada fotograma de la cinta haciendo de un guión con más agujeros que el cauce del Guadiana (y que además repite, casi punto por punto la estructura de la primera entrega de Singer) un delicioso espectáculo que destila aroma a espionaje pulp de los años 60 a la mejor tradición de la saga Bond con ramalazos de ciencia ficción. Todo ello con un reparto en el que James McAvoy y Michael Fassbender llevan la voz cantante como unos impecables Charles Xavier y Magneto permitiendo que el resto se limiten a hacer de comparsas sin que la diversión pare en ningún momento.



Mejor Remake

EL ORIGEN DEL PLANETA DE LOS SIMIOS (2011)
DIRECTOR: Rupert Wyatt
GUIÓN: Rick Jaffa y Amanda Silver según la novela de Pierre Boulle
REPARTO: James Franco, Andy Serkis, Freida Pinto, Brian Cox, John Lithgow, Tom Felton, David Oyelowo, Tyler Labine, Jamie Harris, David Hewlett…

Hacer un remake de una película de culto siempre es arriesgado aunque la obra que tomemos como modelo sea de una calidad más bien cuestionable. De esta forma, aunque hay varios casos en el que el remake llega a estar por encima de su predecesora suele ser una tarea harto difícil escapar de la sombra del la original y su impronta en las mentes de los que crecieron con ella. En ese sentido, la película de Rupert Wyatt cumple su cometido y con creces retomando el mensaje de la obra original para potenciarlo con un extraordinario cuidado en este sofisticado espectáculo en el que el mensaje consigue estar a la altura de los medios.

Si ya en la obra original César despedía un carisma arrebatador, el personaje interpretado por Andy Serkis y los chicos de Weta Workshop se erige como una de las grandes interpretaciones del año (si existiera la categoría a mejor actor infográfico) logrando atraparnos en la narración de una epopeya en la que ni siquiera con palabras podría habérsele hecho más justicia. Devorando (no literalmente) al resto del reparto el simio superinteligente consigue hacer nuestra su tragedia demostrando como en ocasiones la consciencia propia es más una condena y que una bendición mientras se las ingenia para que algo despierte en lo más profundo de nuestro impulso de especie con uno de los mejores guiños que haya tenido remake alguno.



Mejor Película Independiente

WINTER’S BONE (2011)
DIRECTOR: Debra Granik
GUIÓN: Debra Granik y Anne Rosellini según la novela de Daniel Woodrell
REPARTO: Jennifer Lawrence, John Hawkes, Lauren Sweetser, Sheryl Lee, Kevin Breznahan, Isaiah Stone, Ashlee Thompson, Shelley Waggener, Garret Dillahunt…

Existe un tipo de cine más allá del glamour de los grandes estudios y las grandes estrellas de Hollywood en el que el encanto y la cercanía se convierten en sus principales virtudes siendo envidiados en más de una ocasión por la codiciosa industria de Los Ángeles que atisba con recelo al festival de Sundance y otras iniciativas similares. El cine al que acogen tales páramos es un cine modesto, sin grandes nombres y en el que las grandes historias humanas y el drama, disfrutes y miserias diarios a los que se enfrentan personas que nunca tendrán aparecerán en la portada de la revista Time son sus principales bazas.

Habiendo cada año una o dos que consiguen destacar sobre el resto, de entre la oferta que nos ofrece el prolífico 2011 nos quedamos con esta cruda película de Debra Garnik en la que Jennifer Lawrence da vida a una tenaz muchacha que intenta desesperadamente no perder la casa en la que viven ella y sus hermanos. Mostrándonos el lado más deprimente de la otra cara de américa (un mundo en el que sus habitantes viven prácticamente como lo hacían sus antepasados cuando llegaron a américa) supone un mazazo a la consciencia que reconfigura nuestra escala de valores recordándonos las cosas que de verdad importan y como salvar el mundo puede ser algo tan sencillo (y tan difícil) como salvar a tu familia de una mendicidad y una interperie que no traen nada bueno.



Mejor Película de Catástrofes

CONTAGIO (2011)
DIRECTOR: Steven Soderbergh
GUIÓN: Scott Z. Burns
REPARTO: Matt Damon, Kate Winslet, Laurence Fishburne, Marion Cotillard, Jude Law, Gwyneth Paltrow, Bryan Cranston, Jennifer Ehle, Sanaa Lathan, Elliott Gould, John Hawkes, Chin Han, Monique Gabriela Curnen…

Durante los setenta, el cine de catástrofes se convirtió en una moda que ha permanecido con nosotros hasta hace escasos años en la que los aeropuertos, colosos en llamas, estadios de fútbol y barcos a la deriva se convertían en el detonante de un intenso crisol humano en el que la superación y los sentimientos más humanos (buenos y malos) salían a flote ante la inmediatez de la fatalidad. Las principales reglas eran el espectáculo, encontrar un escenario suficientemente atractivo que sirviera de trampa de ratones con la que el espectador se implicase mientras iba exterminando uno tras otro a los pobres diablos que se encontraban atrapados en su interior y un reparto repleto de viejas glorias con el que pudiéramos jugar al quien es quien identificando de que serie o de que polvorienta película de video club nos sonaban aquellos actores.

Y aunque durante los últimos años solían primar las revisiones más bien desangeladas de este subgénero con alguna que otra excepción meritoria con algo de ingenio que inmediatamente degeneraba en tediosas sagas que se atenían a la fórmula del más de lo mismo, durante el pasado 2011 pudimos descubrir que incluso los géneros más casposos ofrecen espacio para la creatividad artística. De esta forma, si Lars Von Trier retrato el fin del mundo a nivel emocional paso a paso en la demoledora Melancolía, Steven Soderbergh nos devolvió su mejor cara en este aséptico mecanismo de precisión en el que sin artificios y una frialdad casi documental nos adentra en los entresijos de las pandemias globales y como alteran irrevocablemente nuestras vidas haciéndonos danzar a su son mientras nos recuerdan la fragilidad de nuestra especie. Como un episodio de CSI magnificado al que el Hada Azul hubiera dotado de alma sacrificando todo rastro de fuego de artificio supérfluo, Soderbergh reúne a un elenco de ensueño en en este catálogo de control de plagas dramatizado que recupera las mejores virtudes del género jugando a su antojo con la estructura proteica del virus como eje sobre el que se transforman las vidas de aquellos que se ven tocados por su catastrófica y arbitraria presencia.



Mejor Experimento Fílmico

I’M STILL HERE: THE LOST YEAR OF JOAQUIN PHOENIX (2010)
DIRECTOR: Casey Affleck
GUIÓN: Casey Affleck y Joaquin Phoenix
REPARTO: Joaquin Phoenix, Antony Langdon, Carey Perloff, Larry McHale, Casey Affleck…

Resulta frustrante como por culpa del cinismo de la sociedad actual, donde todo el mundo está a la vuelta de todo y mostrar sorpresa se antoja como un signo de debilidad, propuestas tan arriesgadas y radicales como la ofrecida por Casey Affleck y -sobre todo- Joaquin Phoenix en esta película irrepetible terminan pasando por nuestras carteleras sin pena ni gloria y un excasísimo eco entre el público y la crítica en general. Atrapado en un atolladero personal en el que ni la fama ni el reconocimiento servían de consuelo, el menor de la familia Phoenix decide abrir su corazón con una experimento fílmico que no cabe en el celuloide que lo contiene sincerándose ante nosotros. Y lo hace tomándonos el pelo en este ¿canto del cisne? cinematográfico que explora las barreras del séptimo arte con mucha mayor profundidad que el 99% de las obras que se hayan estrenado en nuestros cines.

Versionando a Kubrick, primero los hermanos Lumiere inventaron el cine. Después, Joaquin Phoenix y Casey Affleck rodaron I’m Still Here. Todo lo demás sabe a poco frente a este magnético juego de espejos donde la cuestión de cual es el límite de la realidad y hasta donde llega la ficción ronda constantemente sobre nuestras cabezas. ¿Es real todo lo que estamos viendo frente a nuestros ojos durante el transcurso de la película? No hay más que sumar dos y dos para darse cuenta que evidentemente no. Pero, ¿y si lo es? Esa pregunta no nos abandona en ningún momento durante el visionado de una película que comenzó a emitirse mucho antes de estreno en los cines y cuyo final queda abierto incluso después de los títulos de crédito. El actor de En la Cuerda Floja se ha implicado más de lo que lo haya hecho ninguno antes con su papel en la película dejando que este metastatice sobre su persona siendo imposible definir donde acaba uno y donde empieza el otro.

Y considerando que el cine no es sino un juego de prestigitación que depende de engañar al espectador haciéndole pasar como real algo que sabe a ciencia cierta que es falso, esta arriesgada obra debería pasar por méritos propios formar parte del patrimonio del cine.



Premio Especial Movimiento Indignados

IN TIME (2011)
DIRECTOR: Andrew Niccol
GUIÓN: Andrew Niccol
REPARTO: Justin Timberlake, Amanda Seyfried, Vincent Kartheiser, Cillian Murphy, Johnny Galecki, Olivia Wilde, Alex Pettyfer, Matt Bomer, Rachel Roberts, Elena Satine, Yaya DaCosta…

Es difícil encontrar a un cineasta que se haya visto más influenciado por el legado del novelista de ciencia ficción Philip K. Dick que un Andrew Niccols que a lo tonto a lo tonto comienza a contar con una filmografía bastante interesante. Guionista y director de esa pequeña joya que es Gattaca y mente pensante tras la no menos loable El Show de Truman, la alienación y el desamparo del hombre moderno frente a la imparable maquinaria del progreso han sido constantes a lo largo de toda su carrera ya fuera introduciendo elementos futuristas en entornos conocidos en obras como la pigmaleónica S1m0ne (donde empleaba la proliferación de uso de la infografía como medio con el que explorar la relación entre creador y obra) o manteniendo los pies en la tierra con propuestas tan beligerantes como El Señor de la Guerra o La Terminal. En su última película, el cineasta parece beber oportunamente de la crisis económica mundial para mostrarnos un futuro distópico (que por desgracia se antoja demasiado cercano) en el que hombre ha conseguido superar los estragos del envejecimiento celular a costa de que el poder adquisitivo de cada uno se convierta en la medida que marque cuanto se prolongarán nuestras vidas.

Aunque se le puede acusar a Niccol de que acaba explotando tanto a obviedad de su metáfora que solo con ver el trailer ya nos sobra la película, lo cierto es que por mucho que se repita su mensaje se antojaba necesario y accesible para estos tiempos que corren. Con un reparto extremadamente joven en el que Cillian Murphy parece pasárselo pipa con sus compañeros directamente sacados de catálogos de ropa juvenil, In Time termina siendo una película fresca y despreocupada con la que disfrutar de una buena tarde sin por ello quitarle importancia al candente tema que nos ilustre. Diversión, mensaje e implicación social. Justo las bases fundamentales sobre las que debería levantarse cualquier película que se precie.



Mejor Película Familiar

SUPER 8 (2011)
DIRECTOR: J.J. Abrams
GUIÓN: J.J. Abrams
REPARTO: Joel Courtney, Riley Griffiths, Elle Fanning, Ryan Lee, Gabriel Basso, Zach Mills, Kyle Chandler, Ron Eldard, Noah Emmerich, David Gallagher, Glynn Turman, Amanda Michalka…

A paso lento pero seguro, el nombre de J.J. Abrams comienza a extenderse de un medio a otro dejando huella allá por donde pasa mientras su leyenda no deja de crecer. Tras constituir una suerte de marca hispánica con la que establecer su hegemonía en el feudo de la televisión, ahora parece centrado en la conquista de las pantallas de cine con ofertas puramente catárquicas que con oficio e ingenio están consiguiendo ganar adeptos sin que la resistencia de la crítica más snob pueda hacer nada para frenarle ni aun usando como argumento la simplicidad de sus productos. Tras triunfar mundialmente con Misión Imposible 3, Cloverfield y Star Trek, solo era cuestión de tiempo que el rey midas de Hollywood lo tomase bajo su batuta con esta ejemplar epopeya familiar que es casi una carta de amor al cine de Steven Spielberg.

Trasladándonos a un pequeño pueblecito de las franjas interiores de los Estados Unidos (más bien tirando al noroeste, no sea que si nos aproximamos demasiado al sur nuestros personajes se vean alentados a prácticas extrañas) a finales de los setenta, la película nos narra como un grupo de críos que pretenden rodar una película se ven atrapados en un aterrador misterio que implica desapariciones, destrucción en masa y criaturas de otros mundos. En resumen: Una película de género como las de toda la vida en la que Abrams hace suyas las constantes del cine de Spielberg llevándolas a su terreno para mantenernos en tensión durante todo el metraje. Logrando estar a la altura de las circunstancias y las referencias de las que bebe, si hay una película estrenada el año pasado con las virtudes para dejar más o menos satisfechos a mayores y pequeños fue sin duda este tradicional relato con tan buen oficio. Probablemente los más gamberros prefieran Attack the Block, pero por un puñado de votos ha terminado llevándose el gato al agua la película de estos dos genios de la taquilla.



Mejor Western

VALOR DE LEY (2010)
DIRECTOR: Joel Coen y Ethan Coen
GUIÓN: Joel Coen y Ethan Coen según la novela de Charles Portis
REPARTO: Jeff Bridges, Hailee Steinfeld, Matt Damon, Josh Brolin, Barry Pepper, Paul Rae, Ed Corbin…

Cada vez que los hermanos Coen estrenan una nueva película se lo ponen realmente difícil al resto de candidatos que aspiren a abrirse un hueco entre lo más destacado del año. Siempre en busca de ampliar sus miras y con suficiente ingenio como para caer en la vulgaridad de repetirse, este año tocó reinventar el western atreviéndose con una nueva adaptación de una de las últimas obras que el Gran Duke interpretase en la gran pantalla. Con un siempre impagable Jeff Bridges en el papel que interpretase John Wayne y Matt Damon empeñándose en despejar cualquier duda sobre su versatilidad interpretativa, Valor de Ley es un western crepuscular y desmitificador con el que a partir de una historia sencilla se las ingenian para meter el dedo en la llaga a costa de la figura de unos supuestos héroes que no eran otra cosa que pendencieros matones e inconscientes asesinos.

Recordando vagamente al Sin Perdón de Eastwood, como en cada película de los Coen el escenario donde se desarrolla la historia se convierte en un personaje más dando forma a un cobijo de sabor rústico e invernal en el que el espectador puede refugiarse para disfrutar a ras de suelo de la epopeya de una joven huérfana cabalgando en lomos del mito western en busca de un imposible e ideal consuelo a costa de la venganza.



Mejor Epopeya ¿Histórica?

CAMINO A LA LIBERTAD (2010)
DIRECTOR: Peter Weir
GUIÓN: Peter Weir y Keith R. Clarke según el libro de Slavomir Rawicz
REPARTO: Jim Sturgess, Ed Harris, Colin Farrell, Saoirse Ronan, Dragos Bucur, Gustaf Skarsgård, Alexandru Potocean, Mark Strong, Sebastian Urzendowsky…

Pese a no contar con el reconocimiento de otros grandes cineastas, Peter Weir es un director cuyo nombre hay que tener siempre en cuenta y que sin mucho ruido ni grandes artificios dispone de una filmografía francamente interesante. Con un estilo tan sobrio como cuidado, este amante del detalle apasionado por las grandes epopeyas humanas afrontaría el reto de trasladar a la gran pantalla la polémica novela en la que Sławomir Rawicz se apropió de la historia de un compatriota soviético haciendo falsamente suya una maratónica odisea a través del continente asiático.

Teniendo el buen gusto de pasar por alto las acreditaciones de la obra, Weir nos sumerge en las profundidades de un gulag incrustado en el corazón de siberia para narrarnos la imposible huída de un grupo de prisioneros dispuestos a adentrarse en un paraje inhóspito y desconocido para recuperar su libertad. Logrando que sintamos en nuestras carnes sus penurias mientras los fotogramas avanzan con la entrega y esfuerzo de los sufridos protagonistas, The Way Out es un hermoso canto a la libertad en el que la habilidad de la cámara para captar la belleza e inmensidad de los letales parajes por los que debieron arrastrarse consiguiendo que en sus dos horas de metraje nos sintamos parte de esta imposible aventura como compañeros de viaje y cómplices de Wieszczek y el resto de los fugados. Siendo imposible no sobrecogerse ante la magnitud de su sobrehumano esfuerzo, Camino a la Libertad es una obra para tener siempre al alcance de la mano y que probablmente acabe viéndose reinvindicada con el paso de los años.



Mejor Adaptación Literaria

EL TOPO (2011)
DIRECTOR: Tomas Alfredson
GUIÓN: Bridget O’Connor y Peter Straughan según la novela de John le Carré
REPARTO: Gary Oldman, Colin Firth, Tom Hardy, Mark Strong, Benedict Cumberbatch, Toby Jones, John Hurt, Simon McBurney, David Dencik, Stephen Graham, Ciarán Hinds, Svetlana Khodchenkova, Kathy Burke, Roger Lloyd-Pack, Stuart Graham, Christian McKay, Arthur Nightingale, Konstantin Khabenskiy, Philip Martin Brown

Considerado como uno de los últimos grandes clásicos de la literatura contemporánea, la obra de John Le Carré ha dado pie a un buen puñado de grandes adaptaciones cinematográficas a las que ahora hay que sumar la primera entrega de la que promete ser una de las grandes sagas fílmicas de la actual década. Tras sorprender a propios y extraños con la atmosférica Déjame Entrar, Tomas Alfredson se constata como un auténtico diamante en bruto con esta magnífica película a la que su cruda fríaldad aséptica y su habilidad para hacer que cada fotograma ebulla rebosante de porosa vida encaje como un guante.

Con un reparto extraordinario en el que destaca un Gary Oldman que nos regala uno de los mejores trabajos de su carrera (y van…), se trata de un complejísimo relato de espías a la mejor tradición de antes en el que más te vale no dejarte engañar por el aparentemente plácido arranque si no quieres acabar perdido en una alambicada trama que como un diabólico juego de muñecas rusas cada fachada y cada historia esconden mucho más de lo que se esconde a simple vista. Con una de las mejores facturas técnicas que podréis encontrar entre las películas estrenadas a lo largo de 2011, la adaptación de Tinker, Tailor, Soldier, Spy se pone a la altura de las grandes ligas en cuanto a superproducciones fílmicas (en la mejor acepción de la palabra) se refiere.



Mejor Película de Animación

LAS AVENTURAS DE TINTÍN: EL SECRETO DEL UNICORNIO (2011)
DIRECTOR: Steven Spielberg
GUIÓN: Steven Moffat, Edgar Wright y Joe Cornish inspirados en los cómics de Hergé
REPARTO: Jamie Bell, Andy Serkis, Daniel Craig, Simon Pegg, Nick Frost, Daniel Mays, Toby Jones, Enn Reitel, Joe Starr, Mackenzie Crook, Kim Stengel, Gad Elmaleh, Tony Curran, Cary Elwes, Sebastian Roché…

En su traslado más ambicioso a la gran pantalla, la obra de Hergé ha contado con un envidiable elenco de cineastas orquestados bajo la batuta del incombustible Steven Spielberg y con el cada vez más reclamado Steven Moffat a los guiones. Eligiendo el modelo de animación tridimensional mediante captura de movimientos cada vez más en boga gracias a las incursiones de Robert Zemeckis con películas como Polar Express o Beowulf, la película es un festival cinemático de aventura sin pausa en el que el director de Indiana Jones hace suyo al inmortal icono del bande dessinée belga llevándolo hasta su terreno del espectáculo cinematográfico en su más pura esencia. Con referencias que van desde la obra que da título al filme hasta El Cangrejo de las Pinzas de Oro y El Tesoro de Rackham el Rojo es todo lo que cabría esperar de una adaptación digna de la obra original sin renunciar a la personalidad de los propios implicados.



Mejor Película Que Ninguno Hemos Visto

THE ARTIST (2011)
DIRECTOR: Michel Hazanavicius
GUIÓN: Michel Hazanavicius
REPARTO: Jean Dujardin, Bérénice Bejo, James Cromwell, John Goodman, Penelope Ann Miller, Missi Pyle, Malcolm McDowell, Joel Murray, Ed Lauter, Beth Grant, Bitsie Tulloch, Ken Davitian…

Lanzar una película muda en el reino del 3D y los Transformers sonaba como un suicidio; hallar un galán y una bella sin botox para que pudiesen comunicar sólo con su cuerpo, sin su voz, tampoco requería menos que un pacto con el Diablo. Aún así, The Artist se ha convertido en el éxito sorpresa de la temporada –el sleeper, que le dicen- y tras verla, de sorpresa, nada. La película es magnífica, fluida, entretenida, glamourosa, dramática, divertida: más redonda que una circunferencia perfecta. Entretener al público sin los artificios de costumbre y narrar una historia que es a la vez la del propio cine, bien merece un puñado de Oscars. Y también lo de escuchar a más de un famosillo afanarse por pronunciar Hazanavicius.



Y con esto terminamos nuestro repaso de las que para nosotros fueron las mejores películas del ejercicio pasado. Habiendo desde películas de 2010 que se estrenaron en nuestro país con cierto retraso hasta películas de plena actualidad que participaran en la ceremonia de los Oscars (pasando por otras que ya lo hicieron en la del pasado año) perfectamente podríamos haber incluido también obras como No Habrá Paz para los Malditos en la categoría de Mejor Película Española (justamente premiada por los Goya), El Cisne Negro como Mejor Interpretación Femenina a favor de Natalie Portman, Inside Job como Mejor Documental, Código Fuente como Mejor Película de Ciencia Ficción, Animal Kingdom como Mejor Drama Familiar, Un Dios Salvaje como Mejor Adaptación Teatral o Sucker Punch como Mejor Delirio Videoclipero. Estas fueron para nuestro gusto lo mejor que dió el año pasado en cuanto a producción fílmica se refiere, pero seguro que nos dejamos en el tintero otras cuantas más. Ahora habrá que esperar a la noche de mañana para ver cuales son las bendecidas con los premios de la Academia esperando, como siempre, que el máximo beneficiado sea el buen cine.



25 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Manuel
Manuel
Lector
26 febrero, 2012 0:26

Sobre The Artist, es una película que cae en el medio, ni tan excelente como la pintan ni tan mala. Juega una ambivalencia. Por ejemplo este review
http://badassdigest.com/2011/11/29/movie-review-the-artist-is-so-minor-it-barely-exists/

Tiene demasiados puntos a favor.
Sigo diciendo que es abominable que Drive no esté en Mejor Película este año en los Oscar’s

ultron_ilimitado
ultron_ilimitado
26 febrero, 2012 0:44

¿Alguien más piensa que la productora debería echarle un par de huevos y llamar “Hundir la flota” a Battleship en España ?

Raku
Raku
Lector
26 febrero, 2012 1:17

Yo tuve la suerte de ver ‘The Artist’ en un festival de cine en Santiago de Compostela antes de que se hiciese famosa, sin tener idea previa alguna sobre la misma, y oye, salí encantado del cine. Todo premio que se lleve es poco.

Dicker
Dicker
Lector
26 febrero, 2012 1:27

Aunque nadie me lo haya pedido y preveyendo que no coincidiré con nadie en gustos, mis comentarios:

DRIVE

Uhm, normalita a mi parecer, de estética y musicas ochenteras.

Rise of the Apes:

Magnífica, no daba un duro por ella, digna, te mantiene pegado a la historia, quieres que le maten a Draco Mallfoy…digo, al prota rubio torturador.
impresionante la caracterizaciñon de Cesar, opinión de un no-cinéfilo:peliculón.
El actor, ¿Ryan Gosling? me recuerda al Stallone del primer Rocky, lo cual para mi es bueno, y el juego con su “amante” no me deja de parecer que guarda cierto paralelismo…sin más.

X-Men primera generación:

Siempre he dicho que lo primero que busco en cualquier cosa es que me entretenga, a partir de ahí, puedo llegar, dificilmente, a mayores niveles de análisis.
X-Men lo cumple con creces, y no hace falta el bagaje de tropecientos numeros detrás, escenas impagables incluidas como la aparicion de hugh Jackman, para mi gusto, magnífica película.

In Time:

Una buena idea, bien desarrollada, a pesar de Justin Timberlake, aceptable como metáfora, cumple justito el valor de la entrada.

True Grit:

Lo siento, me aburrí mucho, muchísimo, John Wayne debería resucitar para disparar a los Cohen y evitar que hagan pelis en una temporada.

Tintin:

No me gusta el personaje, no entiendo de cine más que a nivel personal, la animación cojonuda, y si está Steven Moffat, malo del todo no puede ser, y no lo es, vale su precio y su compra.

The Artist:

No entiendo de cine, pero para mi es la Amelie de este año, la joya inesperada, tierna, divertida, previsible, con un Jean Du Jardin…inabarcable a medio camino de Clark Gable y Errol Flynn, a falta de ver Hugo de Scorsese, una joya, lo mejor del año para mi, y lo mejor en mucho tiempo.

Medianoche en Paris:

Woody Allen tiene estas cosas, lo odio, no lo soporto, aquí posse el cuerpo de uno del frat pack, Owen Wilson, y suelta sus ansias e inseguridades y manias una y otra vez como en todas sus peliculas…pero esta vez me ha encantado…divertida y tierna, que grande Hemingway, Brody de DALI¡DALI¡….magnífica a pesar de que aunque no sale, se nota la mano del tipejín ese (Nedd Flanders dixit).

Criadas y Señoras:

Ojito al percal que puede ser la tapada, peliculón con todas las letras, casi se puede ver a Forrest Gump y Morgan Freeman con Miss Daysi por ahí.
Gran peli en mi modesta opinión.

Insufribles J.Edgar, Moneyball, El Topo…en mayor o menor medida, recalco que es mi opinión y no se de cine.

Un saludo.

Dicker
Dicker
Lector
26 febrero, 2012 1:28

Se han juntado Drive con Rise of the Apes, pero vamos, no tiene importancia, es solo una opinión

Dicker
Dicker
Lector
26 febrero, 2012 1:46

Ahm, y con esto termino, El Árbol de la Vida, insufrible, EMMO, por supuesto.

I´m with a Skrull!
Lector
26 febrero, 2012 1:50

Pues a mi super 8 me parece un petardo enorme, pretenciosa a más no poder, y muy alejada de un cine de entretenimiento familiar (dudo que mis sobrinos aguanten más de 15 minutos viendola). Y Código Fuente, no termino de entender que le veis, me parece que su resolución es bastante fallida (es un recuerdo, pero me comunico por teléfono con gente que no está en el entorno cerrado, y ahí esta la “magia?” de la película)

Dicker
Dicker
Lector
26 febrero, 2012 1:53

“Pues a mi super 8 me parece un petardo enorme, pretenciosa a más no poder”
Talmente de acuerdo, ese ansía de recuperar el cine ochentero aventurero-familiar (Goonies) hace aguas por todas parte, pero como todo lo que hace JJ Abrams, impecable de fachada, pero si rascas la superficies, no hay más que eso, superficie.

A mi Codigo Fuente me gustó, la verdad ¿es el mismo director de Moon verdad? Me parece dos joyitas.

Kroatoan
Kroatoan
Lector
26 febrero, 2012 2:10

A mi personalmente El Topo me parecio lo mejor de el año pasado con diferencia, pero… ¿Sabeis si van a adaptar al completo las secuelas? es que cuando sali del cine tan encantado busque a ver si encontraba algo de informacion al respecto pero no encontre nada de nada

Reverend Dust
Lector
26 febrero, 2012 2:36

Hay 2 tipos de reacciones frente a EL TOPO, y lo tengo comprobado por una extraña estadística: un matrimonio de conocidos fueron a verla, ella se durmió y a él le encantó; yo fui a verla con un amigo, él se durmió a mí me encantó.

CONCLUSIÓN: O te sopas o te encanta.

P.D. Me pareció tan obvio el hecho de que el personaje de Colin Firth fuera la única pieza del ajedrez que era blanca que lo descarté y… Pues eso.

johnny99
johnny99
Lector
26 febrero, 2012 4:02

i’m still here esta como un poco pasada ya no? mi favorita este ano es los descendientes, y moneyball me gusto bastante. reconozco que aun no vi the artist. decepciones? el arbol de la vida. y el sleeper, un metodo peligroso de cronenberg

Omar Little
Omar Little
Lector
26 febrero, 2012 9:59

Lo mejor de este año en cines, aunque sea de 2010, The Yellow Sea.

Spirit
26 febrero, 2012 10:13

Ey! ¿Y Torrente 4?

Fer
Fer
Lector
26 febrero, 2012 10:19

Todavía no he visto I’m still here. Tenía ganas de verla y ahora que he leido este artículo, tengo todavía más ganas. A ver si la consigo un dia de estos.
 
Y, sobre X-Men Primera Generación, estoy de acuerdo en que es muy buena. Antes de verla temía que fuera una de esas peliculas malas que solo se hacen para aprovecharse de la franquicia (y creo que muchos lo pensábamos), pero la realidad es que es una maravilla. La vi hace poco otra vez y me encantó. Tiene un ritmo, un suspense, una acción, una historia… que engancha. En mi opinión, puedo decir sin lugar a dudas que es, con diferencia, la mejor de la franquicia X-Men. Y probablemente también la mejor película basada en personajes de Marvel.

Mr. X
Mr. X
26 febrero, 2012 11:09

Bastante de acuerdo, sobre todo con que la mejor peli independiente fue Winter ´s bone, seguida de cerca por otras dos pedazo de películas: Animal Kingdom e Incendies. Junto con El árbol de la vida y El topo, me parece lo mejor del año.
La más sobrevalorada, sin duda, en mi opinión: Melancolía. Las que he dicho antes son lentas, pero te cuentan a su ritmo un montón de cosas. Melancolía me pareció de una vacuidad absoluta y, francamente, ya estoy harto del cine de taradas de Lars von Trier.
Como mejor película asiática, incluiría la brutal Yellow Sea y 30 minutos o menos como mejor comedia.

Stasis
Stasis
26 febrero, 2012 11:12

PARA LOS QUE TODAVÍA NO LA HAN VISTO.

LA INVENCIÓN DE HUGO

UNA PUTA DELICIA.

Pensaba que El topo tenía que ganar el oscar (pero no está ni nominada), y que The Artist aunque no me acabe de convencer iba a ganar el oscar. Pero mirad LA INVENCIÓN DE HUGO, y por favor por favor por favor que gane el oscar, creo que se lo merece a más no poder.

jorgenexo
jorgenexo
26 febrero, 2012 14:23

El remake de los simios es una peli entrete, sí… pero sodomiza brutalmente la brillante paradoja espacio temporal que plantea el César original (en una época, además, en las que este tipo de recursos SÍ eran una novedad). Así que me parece muy bien que os haya gustado pero… no es un remake, es una versión que pilla ciertos elementos sembrados en la tetralogía original, los mezcla con el final de 12 monos y se queda tan ancho. Lo siento, pero no. No es más que puto artificio, historia al servicio de la máquina. Exactamente igual que Tintín, por cierto. Ambas, en cierta medida, ofensas para los seguidores de toda la vida de las fuentes de las que maman.
Echo mucho en falta en las revisiones de las pelis del año pasado “Código fuente”, no entiendo por qué pasó tan desapercibida. A In time, por ejemplo, le da catorcemil vueltas.
Del resto de pelis comentadas, totalmente de acuerdo, sobre todo con la valoración de joyitas (o joyazas) como Drive, Winters´Bone, Valor de ley o El topo. The Artises, simplemente, encantadora, un placer.
i´m still here ni la he visto, ni me llama. 

Daniel Gavilán
26 febrero, 2012 14:35

me parece que su resolución es bastante fallida (es un recuerdo, pero me comunico por teléfono con gente que no está en el entorno cerrado, y ahí esta la “magia?” de la película)

Me pasó justo lo mismo, IWAS. Y es una lástima porque el resto de la película es cojonuda. Pero bueno este es uno de esos casos en el que atenerse a la frase final de “Con Faldas a lo Loco” y seguir conduciendo con sonrisa complaciente soltando aquello de “Bueno, nadie es perfecto…”

¿Sabeis si van a adaptar al completo las secuelas?

Solo he visto referentes al respecto en la reseña de Sergi Sánchez para Fotogramas, pero por lo demás, no se nada. Pero ojalá

Respecto a la recepción, yo creo que El Topo es una película cuyo tono engaña mucho y cuando arranca uno tiene la sensación de está ante una película plácida de “flema británica” tipo El Discurso del Rey y uno puede darse cuenta demasiado tarde de que ha caido en las redes de un alambicado e intensísimo juego de espías.

A mi al menos me pasó eso y aunque la primera vez que la vi terminó fascinando pero me dejó con un sabor agridulce al no haberme percatado hasta demasiado tarde de la complejidad de la trama no poniendo suficiente atención a muchos detalles, por lo que en algunos pasajes acabé más perdido que Mickey Rourke en Criadas y Señoras.

Por suerte, la segunda vez que fui a verla con unos colegas ya pude disfrutarla plenamente. Curiosamente, a un colega al que le advertí que le prestara mucha atención desde el primer momento (y que hizo caso omiso respondiéndome que no le condicionase el visionado) le pasó exactamente lo mismo y tuvo que verla otra vez para pillarla por completo. Vamos, que posiblemente el problema sea que es una película en la que es fácil perderse, por lo que si te das cuenta demasiado tarde de que te has caído del tren como reengancharte, posiblemente se te haga una película difícil de llevar.

i’m still here esta como un poco pasada ya no?

Si te refieres respecto a su estreno en Estados Unidos desde luego. Pero piensa que en España tardó muchísimo en estrenarse, por lo que sería injusto dejarla fuera cuando fue una de las propuestas más arriesgadas del pasado año.

Respecto a Melancolía, a mi si me parece una película con mucho contenido. O al menos a nivel humano (si se puede usar ese término para referirse a Lars Von Trier). Respecto a Animal Kingdom y, sobre todo, Un Método Peligroso (que nos ofrece uno de los mejores duelos interpretativos a varias bandas de este año) a mi también me gustaron mucho.

Pero vamos, no son más que una muestra más de que 2011 ha sido un gran año de cine para todos los gustos. Y eso que la mayoría de las elegidas para los Oscars o no me gustan o no me llaman la atención, pero no deja de ser otro ejemplo de la prolificidad de un año en el que la Academia se ha podido centrar en ese cine clasicote (o “ñoñes” que diría nuestro entrañable compañero Álex) dejando de lado propuestas más arriesgados.

Sombra Azul
Sombra Azul
26 febrero, 2012 15:21

The Artist me gusta mucho, especialmente por las excelentes interpretaciones de los protas. La chica es puro amor.
Mis dos pelis favoritas del año son Melancolía y Mientras Duermes. Mis adaptaciones comiqueras, Thor y Tintín. Y Drive me parece que está supermegahipersobrevalorada. Por bien que esté la banda sonora.
Hala, ya he enseñado mi culo, digo expresado mi opinión.

carlos matus
carlos matus
26 febrero, 2012 21:56

por que siento que faltan “el maravilloso invento de hugo cabret” y “la chica del tatuaje del dragon”??

han mas solo que la una
han mas solo que la una
26 febrero, 2012 23:23

Yo he visto MI SEMANA CON MARILYN, y es… es… fenomenal. Los secretos del rodaje de EL PRÍNCIPE Y LA CORISTA al descubierto, con una Michelle Williams colosal como ese juguete roto llamado Marilyn Monroe.

Reverend Dust
Lector
26 febrero, 2012 23:23

Señores, esta noche HUGO se va a comer con patatas a THE ARTIST. ¡Peliculaza (si obviamos cierta repelencia por parte del prota)!

P.D. Indignado porque no esté nominado como Mejor Actor Ben Kingsley (aunque este año es de Dujardin).

Argaunza
Argaunza
Lector
27 febrero, 2012 20:26

“Hay 2 tipos de reacciones frente a EL TOPO, y lo tengo comprobado por una extraña estadística: un matrimonio de conocidos fueron a verla, ella se durmió y a él le encantó; yo fui a verla con un amigo, él se durmió a mí me encantó.
CONCLUSIÓN: O te sopas o te encanta.”
Añade una tercera, yo andaba por el minuto cincuenta, me aburría como una ostra, lo que fuera me interrumpió el visionado (teléfono, cuarto de baño…) y todavía tengo pendiente terminarla.
 

franz
franz
Lector
28 febrero, 2012 5:41

Donde estuvo Tintin en la ultima entrega de los Oscares? para mi es mejor que Rango. Contagion? mmmmmmm…. boring…

Reverend Dust
Lector
28 febrero, 2012 7:37

Eso no es una tercera, ARGAUNZA, sino la versión previa a la dormidera xD