THE VANISHERS, de Chuck Dixon y Andrés Klacik

Por
0
676
 

Edición original: The Vanishers (enero de 2004); IDW Publishing.
Edición española: febrero de 2008; Norma Editorial.
Guión: Chuck Dixon.
Dibujo y entintado: Andrés Klacik.
Formato: tomo recopilatorio de 80 págs.
Precio: 9,00 €.

 

Si hace una semana Nightwing: Un caballero en Blüdhaven como perfecto pretexto para comentar en Zona Negativa la vertiente más comercial del veterano guionista norteamericano Chuck Dixon, The Vanishers permitirá centrar nuestra atención en su faceta más personal: aquella alejada de los focos de las grandes editoriales. Aquella que, de forma ocasional, le permite dejar a un lado la farragosa continuidad de personajes con décadas de tradición a sus espaldas, y embarcarse en un homenaje en toda regla a historias cargadas de inocencia y fantasía que a buen seguro resultaron decisivas en el nacimiento de su pasión por el noveno arte.

Publicada durante el mes de febrero por Norma Editorial dentro de su línea El Día Después, The Vanishers narra la historia de Andy, un joven normal y corriente que de la noche a la mañana se enfrenta a un desconcertante misterio: la desaparición de algunos de sus compañeros de clase. Durante el desarrollo de un partido de béisbol, Andy comienza a sentir una extraña sensación, para a continuación observar cómo una de sus amigas parece desvanecerse sin que el resto de los allí presentes lo adviertan, y lo que es más sorprendente, sin que recuerden el más mínimo detalle acerca de la persona desaparecida.

Los inexplicables episodios comienzan a sucederse con una frecuencia alarmante, por lo que Andy decide investigar qué se oculta tras dicho fenómeno que amenaza su cordura, de forma que sus pesquisas le conducirán hacia el tímido y retraído Arvis Voltz, quien nunca ha terminado de adaptarse al colegio.

Partiendo de esta premisa -que no desgranaremos en exceso, para evitar privar al posible lector de descubrirlo por sí mismo- Dixon recurre a los más variados temas explorados una y otra vez dentro del género de ciencia-ficción, dando forma a un variopinto collage de reminiscencias clásicas a medio camino entre el homenaje y el ejercicio de nostalgia. Su sencilla estructura narrativa, la clara vocación de dirigirse hacia lectores de todas las edades, y la evidente conexión entre la trama y lugares comunes del imaginario colectivo infantil/juvenil, nos retrotraen a un tiempo en que los tebeos evidenciaban un sentido de la aventura, y una inocencia y accesibilidad actualmente en desuso, circunstancia que irónicamente convierte a esta novela gráfica en un experimento anacrónico, sin que la utilización de este calificativo implique cualquier tipo de connotación negativa. En consonancia con el tono que impregna la obra, el trazo de Klacik emula al popularizado con los ya míticos Clásicos Ilustrados, huyendo de todo artificio para mediante una sencillez no exenta de realismo, ponerse al servicio de la historia, en lugar de robarle protagonismo.

En definitiva, The Vanishers es un tebeo sencillo, liviano, entretenido, y para todos los públicos (por mucho que de forma incomprensible, en la web oficial de IDW recomienden su lectura a partir de los dieciocho años), cuyas virtudes fácilmente pueden pasar inadvertidas en caso de no contar desde un primer momento con la complicidad del lector.

Un saludo y hasta la semana que viene! (eso espero)

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments