Taxi driver

Por
0
672
 

Edición original/ España: Taxi driver (Panini, 2014).
Guión, Dibujo y Color: Bié (Xavier Carrasco).
Formato: Tomo cartoné 128 págs.
Precio: 15€.

 

El humor más difícil le tiene a uno mismo como diana de sus dardos. Xavier Carrasco (Barcelona, 1966), conocido para la historieta como Bié, veterano de cabeceras como El Jueves, Playboy o El Batracio Amarillo, lo ha redescubierto con motivo de una circunstancia personal desafortunada. Y es que la crisis que desde 2008 venimos padeciendo recortó sus colaboraciones editoriales y, por tanto, sus ingresos, dejándole en una posición comprometida. Para salir adelante hubo de pluriemplearse como taxista. Tengamos en cuenta que Bié seguía por el día en el tablero de dibujo, además de impartiendo sus clases en la Escuela de Cómic Joso. La conducción ocupa sus noches. Bié descubre así otro mundo, el de la fauna nocturna barcelonesa, que llega hasta él a través de la bruma del cansancio extremo. El conjunto de sus anécdotas, ora desenfrenadas, ora patéticas, siempre cercanas, vertebra Taxi driver, considerada por él mismo “novela gráfica autobiográfica”. Nada que ver, queda claro, con la célebre película homónima dirigida por Martin Scorsese y protagonizada por Robert De Niro, Jodie Foster, Cybill Shepherd y Harvey Keitel. Bié no es el trastornado Travis Bickle, confundido con un salvador por una sociedad enferma, sino un voluntarioso padre de familia tratando de salir adelante de la mejor manera posible.

En sus 128 páginas Taxi driver cuenta la inmersión del autor en su nueva y estresante profesión. Ejercerá durante tres años, que le servirán para reflotar económicamente, también para conocer a tipos humanos de lo más dispar. Normalmente una página es suficiente para describir un viaje en seis viñetas. Esporádicamente, el suceso merece más desarrollo; nunca más de cuatro planchas, en todo caso. Un formato de probada eficacia desde la escuela Bruguera, la tradición satírica o los suplementos de los diarios.

La crisis se enseñorea, de una forma u otra, de la mayoría de las planchas
La crisis se enseñorea, de una forma u otra, de la mayoría de las planchas

Hay un principio, hay un final, pero no puede decirse lo mismo de una trama. Todos los episodios se titulan “Noche de servicio”, seguido del número correspondiente. Los números no son consecutivos, sugiriendo la idea de una selección, aunque, salvo excepción, el orden de las aventuras es por completo contingente, ausente la progresión dramática. El sustrato autobiográfico, sin duda lo más interesante, compite con el recurso al tópico. Se nota un oficio, no sólo para contar (historias sencillas, sí, con su observación desencantada, con sus leit motiv) sino para saber cuándo hay que parar, antes de que se pudra el frescor de una situación, pues el recurso ha dado de sí lo razonable. No falta, hablando de taxistas, la queja sobre los tiempos que nos ha tocado vivir, en un tono de modesto superviviente, sin la acidez luchadora de obras como ¡La crisis está siendo un éxito!, de Manel Fontdevila.

Curiosamente, a punto de cumplir los 30 años de su debut, el dibujo de Bié tiene un algo nervioso e indomable, como una urgencia de principiante, que tal vez pueda explicarse en el contexto de una gestación precipitada. Con un estilo a medio camino entre Jan e Ivá, el coloreado informático -con frecuentes degradados y el sombreado típico del Photoshop– enmascara un tanto la raíz casi underground de la línea, gruesa y redondeada, sin mancha, con querencia por las manifestaciones de “arte urbano” (pintadas ya clásicas como “la talla 38 me aprieta el chocho”) y el despendole ornamental en la onda de Vázquez o Ibáñez. Nada más fácil que imaginar este material en una revista como Totem en los años ’80.

Cierran el libro varias páginas de material adicional: la correspondencia de las caricaturas con los personas que las inspiraron, fotografías que sirvieron de documentación para los ambientes, consejos para dedicarse al taxi caída la noche, un mapa con las principales calles de Barcelona y una biografía del autor.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments