RETORNO A MARVEL

Por
0
120

Raney

Desde hace unos meses hasta ahora se ha producido el retorno a Marvel de autores que habiendo estado trabajando en el pasado para la editorial emigraron a DC en donde un contrato en exclusiva les esperaba con los brazos abiertos.
Es el caso de Pasqual Ferry, Mike McKone o de Tom Raney, que no solo han terminado volviendo a Marvel, sino que lo hacen además bajo el suculento contrato de exclusividad que tanta seguridad suele aportar a los autores, asegurándoles trabajo e ingresos.

Ferry

Es de suponer que los motivos de cada dibujante para regresar a La Casa de las Ideas tienen multitud de matices y que no responden únicamente a los intereses puramente económicos, porque hay que tener en cuenta el factor creativo.
Gracias a la ambición por encargarse de proyectos más ambiciosos, de series más importantes, autores como los mencionados antes dan el salto de una empresa a otra, esperando recaer en títulos de primera fila, y es una maniobra que funciona en ambos sentidos, de DC a Marvel y viceversa.

Seguro que a Ferry le resultaba más grato dibujar a Superman que a los Héroes de Alquiler, y actualmente le será más satisfactorio plasmar en sus páginas a los puntales de la línea Ultimate que a Adam Strange o a Mr Miracle. De igual manera Mike Mckone pasaría con gusto de Exiles a Teen Titans para volver después por la puerta grande a Marvel con Los 4 Fantásticos que escribe JMS. Tom Raney saltaría de una moribunda cabecera de Thor a una prometedora Outsiders que al final no cumplió con las expectativas. Después la oferta de dibujar Ultimate Secret y Ultimate X-Men haría el resto para preparar su vuelta a Marvel.

4F de Mike McKone

Hay otro sector de dibujantes, los llamados hot artists, que simplemente saltan de una editorial a otra por el mero capricho de hacer su versión de los personajes que más les gustan, lo que explica la anunciada miniserie de Spider-Man a cargo de Jeff Scott Campbell, Los Ultimates de Joe Madureira o el proyecto secreto de Michael Turner, estando los tres dibujantes afiliados en sus últimas obras a DC y sus subsidiarias hasta que Marvel llamó a su puerta. Claro que DC se habrá resarcido con los Hermanos Kubert, quienes hicieron lo impensable y se pasaron a la Distinguida Competencia para ilustrar a sus dos principales iconos, Superman y Batman.

Y es que si no hay nada eterno en los cómics tampoco lo hay tras las bambalinas en donde se crean.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments