Reseñas Secret Wars: Attilan Rising #1

Por
5
925
Aviso de Spoilers: El artículo que sigue a continuación trata información de actualidad en Estados Unidos, por lo que puede desvelar detalles argumentales que todavía no han sido abordados en la edición española.

INHATTILAN2015001-DC11-bb489

Edición original:. Marvel Comics
Guión:. Charles Soule
Dibujo:. John Timms
Entintado:. Roberto Poggi
Color:. Frank D’Armata
Formato:. Grapa
Precio:. 3,99$

Los cuarenta son los nuevos veinte. Perdón, equivocación en frase hecha. Los Inhumanos son los nuevos mutantes. Con esto no se quiere decir que los hijos de Attilan vayan a ingresar como pupilos de la Escuela Xavier para Jóvenes Talentos. Lo que queremos indicar es que parece que desde la misma editorial Marvel se pretende relegar a los hijos del átomo de la primera plana para que sean sustituidos por Rayo Negro, Medusa y el resto de su gente. Maniobra que nos parece del todo infructuosa pues la raza mutante ha sido un componente fundamental durante los últimos treinta años en la compañía y la franquicia preferida por el fandom hasta la llegada de los Vengadores de Bendis. En ese proceder hemos vistos interesantes movimientos editoriales desde la finalización de Infinito, con la explosión de la bomba terrígena por el todo el globo, con la consecuente proliferación de nuevos ejemplares inhumanos. Observamos cómo se preparaba el terreno con Inhumanity, fuimos testigos de la salida de Inhuman, como plataforma donde desarrollar el nuevo escenario inhumano, e incluso se anunció una ampliación de la franquicia con Uncanny Inhumans. Parecía lógico que los legendarios experimentos de los Kree tuvieran su protagonismo en Secret Wars.

En todo este tiempo un nombre clave ha estado asociado a estos proyectos, después de la salida de Matt Fraction, eso sí. Hablamos de Charles Soule, guionista multitarea que comenzó a convertirse en un referente en el mercado americano y que la Casa de las Ideas se apresuró a conseguir en exclusiva. Lo puso al mando de la potencial franquicia y así ha llegado, como comandante en jefe de los Inhumanos, a Secret Wars. En el apartado gráfico le acompaña el equipo artístico formado por John Timms, dibujante que había dejado aportaciones previas en cabeceras como Harley Quinn o más recientemente Nova, el entintador Roberto Poggi y el gran colorista Frank D’Armata.

La primera entrada del cómic es de lo más reveladora. Un ecléctico grupo de personajes, entre los que se encuentran un par de inhumanos, Naja y Flint, caracteres que Soule se ha encargado de formar en colecciones anteriores, pero también un tipo de Hulk o incluso un Espíritu de la Ignición (sí, es una forma de Ghost Rider a lo gánster de los años treinta), aparece en Greenland, la tierra de los Hulks, para realizar actos de insumisión. Así descubrimos que no todos en Battlerworld bailan al son que marca el todopoderoso Doctor Doom, por lo que esta suerte de resistencia pretende derribar el statu quo dictado por Muerte y su policía de “Thors” varios. En el importante organigrama montado por el doctor, Medusa, que reina en aparente tranquilidad en Attilan, es una fiel vasalla del líder supremo y se le encomienda obtener información de la resistencia, denominada “Voice Unheard” (poéticamente traducida como la “voz no escuchada”). Todo lo que consigue la servicial reina es un nombre, The Quiet Room. Hacia ese lugar se dirigirá una infiltrada de Medusa para descubrir todo lo posible sobre los elementos subversivos. No sospecharán quien comanda tan sugerente emplazamiento.

INHATTILAN2015001-int2-2-a28cf

Hasta aquí la toma de contacto, pues lo que se espera es mucho más estimulante que el camino recorrido en este número. Soule se esfuerza por establecer las tramas, pero éstas tienen demasiado anclaje con todo lo que rodea a Secret Wars, en vez de poner sus esfuerzos en la historia que pretende contar. Pero no se puede negar que ha dejado plantados conceptos que pueden ser muy potentes en manos de un guionista capaz como bien ha demostrado el bueno de Charles. Una resistencia compuesta por diferentes personajes; un misterioso lugar que se asemeja a un garito de los años treinta, de aquellos donde se daba rienda suelta al alcohol en plena Ley Seca; unas tensiones entre dos personajes de las que indudablemente van a saltar chispas; y una voz, sobre todo una voz, que cada vez que se alza debe ser escuchada.

En el apartado específico del dibujo, la combinación del arte de Timms, Poggi y D’Armata funciona sin ninguna estridencia, aportando la necesaria solvencia para las espectaculares escenas de acción y un excepcional toque añejo cuando nos acercamos a The Quiet Room. Una narrativa lineal basada en el trazo preciso y trabajado, y un color que le va como anillo al dedo son los mejores exponentes del trabajo de este equipo artístico.

Todavía no podemos intuir cuál es el camino pensado para los Inhumanos en estas Guerras Secretas. Se puede inferir, por la constante contextualización que ha puesto sobre el tapete el guionista, que por aquí van a pasar importantes tramas del evento, por lo que es indudable que han conseguido captar nuestra atención. Lo que sí podemos asegurar es que a los Inhumanos les esperan grandes cosas a corto y medio plazo. No como sustitutos de los mutantes, sino como franquicia en sí. Y a buen seguro que Charles Soule va tener mucho que contar al respecto.

Aviso de Spoilers: El artículo que sigue a continuación trata información de actualidad en Estados Unidos, por lo que puede desvelar detalles argumentales que todavía no han sido abordados en la edición española. Edición original:. Marvel Comics Guión:. Charles Soule Dibujo:. John Timms Entintado:. Roberto Poggi Color:. Frank D'Armata Formato:.…
Guión - 7.5
Dibujo - 7
Interés - 8

7.5

Valoración Global

Los Inhumanos y sus intrigas, en el marco incomparable que supone Secret Wars

Vosotros puntuáis: 6.98 ( 6 votos)
5 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Nacho Teso
Autor
30 mayo, 2015 20:30

Marvel se está empeñando en hacer un franquicia tanto de los Inhumanos como de los Guardianes de la Galaxia. De momento no me está llamando la atención ninguna de las colecciones de los de Attilan. Y si Bendis sigue al frente de ellos, al menos tal como los escribe hoy día, tampoco lo van a conseguir con los de Star-Lord.

Daniel Gavilán
Autor
31 mayo, 2015 8:57

un misterioso lugar que se asemeja a un garito de los años treinta

Lo mismo no es tan misterioso. De hecho me da que es [spoilers]la dimensión burbuja que Máximus creo para Rayo Negro durante Infinity. De ahí que sea mucho más dentro por dentro que por fuera, y que Boltagon pueda hablar dentro de ella

Por lo demás muy fan del Humphrey Bogart de esta serie

Aegon
Aegon
Lector
En respuesta a  Daniel Gavilán
2 junio, 2015 17:17

De hecho, ya en Secret Wars #2 mencionaban “The Silent Chambers” donde Doom afirma que conspiran contra él ladrones y villanos, siendo lo más posible un nombre alternativo para la dimensión de Blackagar.