Prometheus, o la teoría de la muñeca rusa (crítica)

Por
84
650
Aviso de Spoilers: El artículo que sigue a continuación desvela información relativa a la película, que quizás prefieras conocer en el cine. Los puntos más importantes están protegidos por un aviso de spoiler.

Treinta años llevábamos esperando que despertaran los androides que soñaban con ovejas eléctricas; el Maestro se había ido, y sus útiles de trabajo permanecían intactos. Sí, decían que hacía otras cosas, que era reconocido aquí y allá, y que siempre hablaba de regresar, pero que nunca acababa volviendo. Treinta y tres años, si contamos el tiempo a partir del último viaje del Nostromo. En cualquier caso, y según el calendario de cualquier civilización, demasiado tiempo. El regreso de Ridley Scott al género que supuso su entrada por la puerta grande la Historia –sí, la mayúscula- del cine, merced a su octavo pasajero, supone también el retorno de la ciencia-ficción de autor a las pantallas. Conscientes de lo extraordinario del hecho, la misma campaña de promoción lo ha enfocado así: el Maestro concediendo entrevistas a diestro y siniestro, divagando sobre los orígenes de la vida y la existencia de Dios.


Desde Blade Runner, Scott había cambiado las praderas del espacio por territorios más mundanos; la space opera y el cine de acción se habían adueñado de las estrellas, salvo contadas excepciones. Pocos –como la espléndida Sunshine, de Danny Boyle- recordaban que el terror es un elemento primario del espacio porque, pese a todos nuestros esfuerzos para situarnos como la especie en el centro del universo, en la inmensidad cósmica representamos apenas una mota de polvo enfrentada a lo ignoto. Prometheus comenzó por ser un intento de prologar el fenómeno Alien –asfixiado en taquilla por mala praxis- explorando el origen del extraterrestre cuyo cadáver encuentra la tripulación del Nostromo en un planeta remoto, para finalmente erguirse por su propio pie aunque manteniendo la conexión xenomorfa. La premisa resulta muy interesante: finalmente, la ciencia ha sido capaz de interpretar todos esos diagramas de culturas ancestrales que mostraban su adoración por seres gigantes venidos del cielo, y los expertos han señalado un punto en el firmamento para viajar al encuentro de… ¿nuestros creadores?

El Universo es una muñeca (rusa)

El metafórico nombre de la nave protagonista ya lanza un mensaje sobre la previsible catástrofe: el destino del titán Prometeo, que robó a los dioses griegos el fuego para compartirlo con la humanidad, no implicaba precisamente una jubilación millonaria. Con este antecedente, el guión firmado por Damon Lindelof (Lost), convierte al universo alumbrado Alien en una matroska rusa, donde cada respuesta no encierra sino sucesivos enigmas. Hay quien precisamente por ello se ha sentido decepcionado, ante la falta de respuestas concluyentes a la pregunta de si Dios existe y es extraterrestre. Con Lindelof a bordo, era de esperar la sequía de verdades absolutas y la cadena de dilemas, en consonancia con la mayéutica socrática de la búsqueda de la verdad a través de las preguntas. Esa es, si cabe, de las pocas verdades absolutas que existen en la ciencia: cada descubrimiento no lleva sino a más cuestiones. La interrogación central que plantea Prometheus no es si el hombre fue creado por extraterrestres. No. Esa es, creo, una interpretación que ha hecho parte de la audiencia, en una reacción similar al sufrido por el film de M. Night Shyamalan The Village.

Aviso de Spoiler

La cuestión no era averiguar si la acción transcurría en tiempos contemporáneos, sino por qué una comunidad decide exiliarse a un tiempo pasado y qué consecuencias tuvo para ella

Conocer al Creador implica desmitificarlo, y por extensión ,desmitificarse a sí mismo. Si el hombre pudiera conocerlo, ¿le gustaría lo que encontraría? Sería un cuestionamiento íntegro de creencias labradas durante muchos siglos para explicarse a sí mismo, con el consiguiente riesgo de tambalear el tan extendido enfoque antropocéntrico de la existencia que por lo general predican las religiones (y sus utilidades). ¿Puede comprobar la ciencia, ese otro sistema que explica la vida, la existencia de Dios? ¿Qué efecto tendría sobre el hombre conocerse como un experimento de laboratorio, y no como un diseño divino o una serie de procesos naturales? ¿Cuál fue el propósito de nuestro origen -y por ende, el nuestro- y cuan satisfactorio fue el resultado? ¿Cuál debe ser nuestra relación hacia él? ¿Hay alguien, a su vez, por encima de él? ¿Existen otras creaciones? Pero, sobre todo: ¿es lícito siquiera emprender la búsqueda de respuestas? Igual que Prometeo sufre la ira de los dioses por atreverse a hacer de menos al Olimpo, la tripulación de la nave que da nombre al titán pagará cara su intromisión en la esfera reservada a sus creadores. A fin de cuentas, no son más que niños en el laboratorio de un científico, a punto de provocar un desastre.


Scott ya se había planteado la relación del Creador y su creación en Blade Runner: ¿ha de ser la vida de ésta una subordinación a quién está por encima de ella, o puede albergar albedrío propio? En términos de valor ¿cómo medir ambas? Y, ¿cuál debe ser la justificación del Creador para alumbrar vida artificial? Dos eran las posibilidades que exploraba: el interés corporativo –es decir, económico- y la necesidad de compañía (la del solitario J.F Sebastian). La presencia, más que de vida, sino de inteligencia artificial, ha sido una constante en la saga Alien, donde los robots con apariencia humana han jugado siempre un papel inquietante, y Prometheus no iba a ser menos en ese aspecto.

¿Quién crea al Creador?

Desde “El rey ha muerto, larga vida al Rey” al ¡Dios ha muerto!” que proclamaba entusiásticamente Nietzsche, la creación y su inevitable final han establecido un orden natural. En su concepción biológica y en el trasvase a lo social. La filmografía del realizador británico está plena de personajes que cuestionan las reglas que gobiernan su existencia: algunos en cuanto a su esperanza de vida, como los replicantes de Blade Runner, y otros sobre el yugo que la sociedad o la providencia ha caído sobre ellos, como Maximus en Gladiador, Robin Hood, Balian en El reino de los cielos e incluso las indómitas Thelma y Louise. ¿Por qué no tienen derecho a decidir plenamente sobre su destino, sobre su felicidad?


Así, mientras la tripulación del Prometheus medita la idoneidad de encontrar a su Hacedor, David (Michael Fassbender) decide tomar la iniciativa para el equipo de los robots. Si la especie que lo programó es un cúmulo de vicios y defectos, y está lejos de su perfección artificial, ¿qué sentido tiene subordinarse a ella? Una actitud, entre el cinismo y el desprecio, que nace precisamente de la desmitificación de su Dios. Frente a la curiosidad, adoración o sobrecogimiento de la Humanidad hacia su Creador, David ha podido compartir con éste toda su existencia, y no está seguro de que su propósito deba estar tan enlazado. ¿Debe una Creación, llegado el momento, tener el poder de desafiar o siquiera cuestionar a su Hacedor? ¿Debe éste establecer una salvaguarda?

Aviso de Spoiler

Aunque algo más ambiguo que el padre de las I.A malcriadas, HAL 9000, la lógica de David y su ambición de trascendencia se convierten en el principal desencadenante de la amenaza en Prometheus. En lugar de irrumpir en despachos y poetizar sobre lágrimas en la lluvia, sus métodos son más… humanos. La lógica de David imita a la de su “padre” –igual que imita la película que ve- que contempla ciegamente el encuentro con sus creadores la única posibilidad de salvación. Tanto él como Ash, el ser artificial de Alien (Ian Holm) guardan semejanzas y cumplen a rajatabla las órdenes de su Creador.

La huella de Lovecraft

Si las críticas que surgieron sobre Alien en 1979 apuntaban su deuda hacia la cosmogonía creada por el escritor estadounidense Howard Philips Lovecraft (1890-1937), artífice de los llamados Mitos de Cthulhu, no es menos cierto que esta precuela bebe de esos mismos vientos espaciales. “Todos mis relatos están basados en la premisa fundamental de que las leyes, intereses y emociones humanas no tienen validez o significación en el marco del cosmos”, escribía el autor de Providence, uno de los autores más imitados por los neonatos del terror, considerado el padre del horror cósmico. El miedo más ancestral y profundo, para él, era el miedo a lo desconocido: exactamente la premisa que domina ambos films. ¿Qué hay peor que estar perdido en el universo, sólo, y enfrentado a un monstruo desconocido, conscientes de nuestra propia insignificancia?

Enfrentados a la mera idea de la existencia de entidades más viejas que el tiempo, llegadas de las estrellas para dominar el terruño del que nos creímos amos y señores, el antihéroe tipo de Lovecraft enloquece o niega para siempre la parte de su mente donde almacenó dicho conocimiento, cuestionándose el momento maldito en el que se empeñó en hurgar donde no debía. El escritor planteó su obra no para dar luz sobre una conspiración universal, o revelar un plan maestro del cosmos, sino –igual que hemos visto hace Scott- para salvar, aunque sea con la mera reflexión, el abismo entre el hombre y el vacío de los espacios inmensos, donde siempre seremos un cuerpo extraño (y minúsculo), en contra de todas nuestras creencias. De alguna manera, quizás compartirlo suponga cierto confort.

La tripulación del Prometheus repite, de alguna manera, la odisea de la expedición Miskatonic narrada por Lovecraft en su novela corta de 1931 En las montañas de la locura (nacida tanto a partir tanto de su propia mitología como de una semilla plantada por Poe en Las aventuras de Arthur Gordon Pym). Una expedición científica a los hielos antárticos en busca de muestras geológicas descubre

Aviso de Spoiler

unas extrañas formas de vida, aparentemente muertas, arquitectos de una ciudad imposible situada al otro lado de una cordillera de agujas imposiblemente altas. Una tragedia precipita la exploración de la urbe, donde los científicos –a través de murales con pictogramas, como en Prometheus– averiguan que la extraña raza que la habitó hizo suya la Tierra mucho antes que el hombre, los Antiguos. Poseedores de una avanzada ciencia y de tecnología orgánica –de nuevo, similar a la de los llamados “Ingenieros” de Prometheus– los seres crearon artificialmente varias especies artificiales, entre ellas la humana. Pero, de nuevo al igual que en el film, otra de las razas creadas para trabajar como esclavos, unas mortíferas masas multiformes de protoplasma, se rebela, causando la muerte o huida de sus creadores. Los exploradores se topan en su búsqueda con uno de estos seres, que a punto está de acabar con su vida… y su cordura.


La cercanía con la obra de Lovecraft es tal que fue otro de los clavos que cerraron el ataúd del proyecto de Guillermo del Toro y James Cameron de adaptar esta novela corta, con Tom Cruise como protagonista. Warner, cuando todo parecía bien encaminado, y ante los primeros coletazos de la crisis financiera mundial, decidió que el proyecto era demasiado caro. La llegada de Scott a Prometheus –Fox se había negado a que uno de sus “protegidos” lo dirigiera- supuso un golpe letal. La influencia lovecraftiana tiene un punto importante también en el diseño: los cascos de los Ingenieros son de evidentes motivos cthuluoideos (referentes a Cthulhu, “deidad” que da nombre a los Mitos, de forma octopoide). Por no hablar de…

Aviso de Spoiler

la criatura pulpoide que se ha generado del embrión implantado en la Dr. Shaw y que acaba con el último Ingeniero

¿Hay Alien ahí?

Para quienes desconfíen del gancho comercial del film –la conexión con un film prácticamente mítico- y auguren otra película más “con bicho”, recomendaría ignorar ese supuesto. Igualmente, para quienes comparen directamente la calidad de ambas obras, recomendaría reflexionar sobre el hecho de que el peso del mundo no estaba bajo los hombros de Prometeo, sino de otro titán, Atlas. Alien supuso un parteaguas en su día para la ciencia ficción y el terror, y ha tenido más de tres décadas para ganarse merecidamente su estatus, además de engendrar un sinfín de parafernalia con la que engrandecer su leyenda. Realmente, será el tiempo el que ponga en su justo espacio a esta precuela. Que nadie espere un “instant classic”, como dicen los anglosajones. Yo no apostaría por definir a la ligera la relación entre la nueva creación y el original.


Aunque la médula prometeica es de corte metafísico, el terror made in Scott –especialista en crear repulsión- sigue ahí; aunque no es lo mismo mostrar un pecho reventado en 1979 que ahora, acostumbrados a tropelías de todos los colores, formas y sabores. El realizador, capaz como ninguno de crear ambientes de nave espacial, fríos y anestésicos pero latentes de amenaza, coloca a la traición del propio cuerpo por acción de un parásito en el centro de su mitología, y lo ejecuta como rito iniciático del héroe y catarsis del personaje.

Igual que hizo en Alien, se rodea de talentos si no veteranos, con cierto camino recorrido en la industria, por lo general, consiguiendo evitar a la pléyade de yogurcitos en busca de una pasaje a la galaxia Hollywood que suele contaminar otros rodajes. Charlize Theron borda una interpretación amenazadora y dominante –con un perfil más cercano al que mostró en el drama The burning plain, de Guillermo Arriaga, que al de la futurista Aeon Flux– y Noomi Rapace abandona en lo más profundo del planeta extrasolar a Lisbeth Salander y a su (muy olvidable) personaje de Sherlock Holmes: A game of shadows. Menciones especiales para Idris Elba, que transporta la malage gentlemaniana de su Luther londinense a las estrellas con la dosis justa de ironía y profesionalidad, y a Guy Pearce por desaparecer bajo la añosa máscara de Peter Weyland. Quien se lleva el gato al agua, con un papel que es toda una golosina y cuyas delicias sabe explotar con precisa minuciosidad –no todos los días te dirige un Ridley Scot, aunque no sea “el de antes”- es Michael Fassbender como el robot David. Altanero, eficiente y, desde que aparece en pantalla, con una mirada que lo delata como un accidente a punto de ocurrir. Un cabrón, vamos, de esos que identificas a primera vista y a los que nos les das la espalda ni para que te rasquen, como diría Pérez-Reverte.


El laberinto de Prometheus, construido a base de metafísica, horror y acción a gran escala –la parte que más chirría viendo los antecedentes y el tono general- no protege un tesoro al doblar cada esquina, pero tiene dispersos los suficientes como para considerarlo una joya de la cartelera veraniega (en España, ya que en casi todo el mundo se estrenó con el último coletazo de la primavera) y una película a revisitar con calma. Aunque sólo fuera por esa escena final que llevábamos tanto tiempo esperando ver, y por el paralelismo en reversa con la conclusión de otro de los films referencia de Scott, y por la promesa de nuevos prodigios que guarda la proyectada secuela, vale la pena.

84
Déjanos un comentario

Please Login to comment
84 Comment threads
0 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
36 Comment authors
Sombra AzulDonaldBlakeFranzIvánmolon labe Recent comment authors
  Subscribe  
Recientes Antiguos
Notifícame
Enrique López
Lector

 Enorme crítica Juan. No es Alien y sí es Alien.

En el fondo, este Prometheus contiene esas secuencias que vendrían a tener su referente en la primera entrega de la saga (contaminación, nacimiento de un ser, correcalles y enfrentamiento final) sin contar con su protagonista femenina. Pero en sí misma la película se sostiene por sus grandes preguntas más que por sus pequeños detalles, que es donde flojea a veces estrepitosamente. También hay que decir que algunas de esas dudas que dejan los guionista a los espectadores por responder, son más el reflejo de un trabajo que ronda la secuelitis y el no saber por donde tirar pero dejarlo en el aire “mola” (marca de la casa del guionista de Perdidos Lindelof).

En definitiva recomendable película que debe intentarse ver sin el extra de hype que arrastra, y que trae de vuelta una ciencia-ficción espacial que hacía falta que volviera y si es con el poderío visual que todavía atesora el señor Scot, pues mejor que mejor.

Juan Luis Daza
Autor

 Con sus fallos y carencias, estando muy alejada de Alien en cuanto a calidad y calado, me parece la mejor cinta de Ridley Scott en… ¿siglos?. Rodada con aplomo, con un buen reparto de actores (Michael Fassbender se lleva la película a su casa sin mucha dificultad)  y algunos momentos de alto voltaje e forma de ataques brutales, operaciones quirúrgicas, descubrimientos geológicos o nacimientos.

No esperéis “La precuela de Alien” sino una entretenida película de ciencia ficción para pasar un muy buen rato recuperando en gran parte a un director que parecía muerto desde hace mucho.

Ya la comentaré de manera extendida en mi casa, que es la vuestra.

Sputnik
Lector
Sputnik

Muy de acuerdo con lo que comenta Armin, tanto en lo respectivo a Fassbender (él es un actor cojonudo. Y su personaje, ya de por sí, destaca sobre un elenco lleno de personajes poco -el de Idris Elba- o nada -el de Charlize Theron, que podría ni salir en la trama- desarrollados) como en lo de “no esperar la precuela de Alien”: si algo os puede fastidiar la peli es dejar que vuestras ideas preconcebidas sobre el tono y circunstancias que llevaron al Space Jockey a estar donde estaba no os dejen ver la peli.

La peli en sí… Ni de coña es perfecta. 

Aviso de Spoiler

 Está llena de comportamientos extraños de los personajes que dan fe de un guión pelín perezoso (ese momento “oh, nos perdimos: muramos” por parte de un tío que minutos antes trazaba mapas con sus super-robots, el conveniente despiste de toda una tripulación que no se cosca de que hay un calamar enorme abortado dentro del quirófano de la jefa, el tipo que se encuentra un gusano en el iris y decide ir de excursión…), subtramas que, a falta de ver el metraje que falta, no aportan gran cosa (¿Weyland? ¿En serio?), personajes subdesarrollados o “momentos WTF” como: ¡el zombie-que-no-es-una-amenaza-más-allá-de-matar-a-unos-personajes-que-no-importan! ¡El extraño ciclo reproductor del barro negro, de gusanico ocular a calamar a proto-alien¡ ¡La muerte de Charlize Theron, sin importancia alguna para la historia más allá de subrayar que es una Feckin Bitch!

Pero todo eso importa tres carajos: Hacía tiempo que Scott no estaba tan en forma. Visualmente es una jodida gozada. Permite varios revisionados y, sin ser Solaris, trabaja sus temas a un nivel más profundo de lo que inicialmente pudiera parecer sin la necesidad, tan patente en el “cine hollywoodiense de pensar” actual, de soltarle la información ya masticada al espectador.

SI tuviese que compararla con algo la compararía con la última de Batman: ambas tienen sus detallazos. Tienen sus cagadas. Y, en conjunto, ambas son pelis que podríamos calificar de guays, de interesantes o de “especiales” dentro de su género y su entorno.

Lo único que me toca la moral es que hayan decidido hacer una Feckin’ Trilogía. Eso y que Guy Pearce haga de viejo: ¿No había actores viejos para hacer de viejo? Y si la veis doblada, además, tendreis la voz de un tipo de treintaypico hablando como un viejo, lo cual será para partirse el culo. Muy mal.

punicher
Lector

a mi me ha gustado, creo que nos estamos malacostumbrando con las pelis, yo busco pasar un rato entretenido e interesado en lo que me cuentan, que no es tan buena como Alien? cierto, que deja muchas preguntas sin respuestas? cierto tambien, de hecho Scot ya ha dicho que va a ser una trilogia, pero hay pelis muuuuucho peores que esta con directores tambien de renombre, yo quería pasar un buen rato y lo he logrado, cada cual…

Sputnik
Lector
Sputnik

 Por cierto. Una chorrada como un piano: hace poco revisioné “La Generación Que Cambió Hollywood” (el documental sobre cómo aparecieron Coppola, Scorsese y todos estos tipos en escena y tomaron brevemente las riendas) y me sonó familiar: era un tiempo en que el cine de Jolibu empezaba a perder a su público al saturarlo de remakes, de adaptaciones chuscas, de secuelas, de sagas, de películas épicas de tres horas o más, de gafitas en 3D…

Juan Luis Daza
Autor

 Es que en Prometheus Scott ha vuelto (en parte) a ser el de antes al menos en la dirección más técnica. Deja respirar los encuadres, sabe crear atmósfera y transmitir la asepsia de la nave, pero no abusa de movimientos brutales de cámara, primerísimos e innecesarios planos y no nos satura con un montaje tomas que duran microsegundos como en la mayoría de sus últimos films.

Yo iba con muchos prejuicios (Soctt hace mucho que dejó de interesarme y aún teniendo varias obras capitales nunca me ha parecido un autor con verdadera personalidad) pero salí del cine muy satisfecho.

Sierra
Lector
Sierra

 Una duda/teoría con la que me quedé al final de la peli  : David, el robot, menciona que los potingues negros son una especie de arma… A mi me recordó bastante a la película de Titán A.E, donde la nave era un almacén con el material genético de todos los seres vivos de la tierra . Creo que la nave de los Space Jockeys  es más bien eso, un almacén, y no un arma; y salen bichos raros por culpa de ellos, que tocan sin saber.

Ianu
Lector

 Que visualmente sea buena (para mí es simplemente correcta, viendo lo que hay por ahí…) no es suficiente para considerar una película como buena. Prometheus es, para mí, y sin echar mano de comparaciones con sus predecesoras en el tiempo, una película floja a más no poder. Esto es debido básicamente al guión, un guión escrito por alguien con la capacidad de un niño pequeño, pero sin su imaginación. 

1) El argumento es malísimo. Que alguien haga la prueba de contarle el argumento a otra persona y verás de lo que hablo…

Aviso de Spoiler

Descubrimos las pinturas de los ingenieros y, automáticamente, planteamos la hipótesis de que son los creadores de la humanidad, ¿a cuento de?. Después un millonario fleta una nave carísima para ir a buscar a esa civilización y va él mismo en persona porque a) seguro que están vivos (recordemos: la última pintura es de hace miles de años) y b) seguro que le hacen inmortal (¿pagándoles pasta?) 

 

La trama es previsible y la mitad de las situaciones no sólo ya las hemos visto en películas anteriores, sino que las hemos visto mejor ejecutadas (prácticamente todas las pelis del espacio con planetas, sufren una tormenta que coge desprevenidos a los protas en algún momento del metraje). Y el colmo es 

Aviso de Spoiler

 lo de el geólogo y el biólogo que se pierden, es el colmo de la vagancia del guionista para conducirlos a la muerte, por otro lado tan inevitable como previsible. 

 

2) Los personajes, exceptuando David, son totalmente planos. Unos cuantos mueren a las primeras de cambio sin que nadie haya advertido siquiera que existían (esto no es un spoiler, ya se supone que alguien muere, ¿no?), pero es que el resto no te interesa lo más mínimo porque no están retratados. No sabes nada de ellos, no te dicen nada y el poco trasfondo que tienen es o bien sumamente básico o bien totalmente fallido. El como de esto lo constituyen sus profesiones. Se supone que unos cuantos son científicos: tenemos a los arqueólogos, al geólogo y al biólogo (y seguro que algún “ologo” más que no recuerdo). Hasta ahí bien, pese a que el rollo del equipo multidisciplinar esté más que trillado. La cuestión es que el conocimiento que denotan de sus campos de conocimiento no sólo es básico, sino que roza lo ridículo. Para muestra un botón:  

Aviso de Spoiler

 “Oh, el agua está líquida pero estamos a 12º bajo cero” (por cierto, nadie echa vapor por la boca). Respuesta de los científicos: “no será agua”. Comentario del biólogo cuando descubre una serpiente con pinta de bicho chungo y movimiento amenazante: “ven, bonita, qué bonita eres”. Por no mencionar cómo el geólogo, experto en trazar mapas, se pierde por un camino que el resto hace una y otra vez sin problema alguno. Y el colmo es la escena en la que se quitan las escafandras porque “la composición del aire es más pura que la de la tierra”, sin importar la posibilidad de que hubiese virus letales o cualquier otra cosa…). 

 

Y todo ello sin compararla con Alien, porque si lo hacemos, nos preguntaremos cómo ha podido Scott llegar a pergeñar  semejante crimen tras haber realizado una obra maestra como fue el Octavo Pasajero.

Deiv
Lector
Deiv

 El problema de Prometheus es el guionista. El mismo de Lost y no diré su nombre para no llamar al oscuro. Es ese, aquel que encadena misterios y rompe climax sin ninguna consecuencia lógica,  aquel que mezcla peras con manzanas, uno que te escribe “aquí te lo guiso y aquí te lo comes”.

Siento decirlo, pero si alguna de las falsas amenazas de muerte por el final de Lost hubiera sido cierta hubieramos tenido una mejor película.

Deiv
Lector
Deiv

 El problema de Prometheus es el guionista. El mismo de Lost y no diré su nombre para no llamar al oscuro. Es ese, aquel que encadena misterios y rompe climax sin ninguna consecuencia lógica,  aquel que mezcla peras con manzanas, uno que te escribe “aquí te lo guiso y aquí te lo comes”.

Siento decirlo, pero si alguna de las falsas amenazas de muerte por el final de Lost hubiera sido cierta hubieramos tenido una mejor película.

Brian Blaquesmith
Lector
Brian Blaquesmith

Una pelicula que pretende ser metafísica y abrir interrogantes y debate en torno al Origen deberia tener como minimo un guion destacable y una direccion competente. En Prometheus parecen estar mas cerca de una serie B mal encarada y pasan por mas por el inmenso presupuesto y el excelente diseño de produccion.
Enumerar los errores seria largo, menciono algunos:

Aviso de Spoiler

-Al primer indicio de aire respirable, algunos “cientificos” se sacan el casco, sin saber si hay bacterias o microbios desconocidos.
-Un biologo llama a una especie viva desconocida especialmente amenzante a la voz de “bonita, bonita!”
-Un geologo, que es el que traza el mapa, se pierde en un par de pasillos.
-La protagonista, despues de una operacion donde se le extrae algo particularmente chungo del vientre y se le grapa la herida, sale corriendo 100 metros llanos. Está para las olimpiadas.
-Al Ingeniero (una especie increiblemente avanzada), despues de despertar de un criosueño aparentemente largo, al ver humanos en su entorno, que no deberian estar alli, no se le ocurre mejor idea que empezar a las tortas. Ni preguntas, ni sorpresa ni nada, violencia fisica lisa y pura, como un primate de las cavernas.
-Tiene uno de los peores maquillajes de envejecimiento de la historia de del cine. Y no se explica por que no usaron a alguien viejo, ya que no aparece la version joven en todo el metraje.

Podria seguir pero no quiero aburrir (sobre todo a mi…)

Y ya como pegas un poco mas subjetivas, me parece chocante la banalizacion de los elementos de Alien. El Space Jockey era una figura misteriosa y melancolica. Ahora nos enteramos que era un gris pasado de esteroides. Y todo el planteamiento metafisico/religioso no me parece que exceda las fabulas de Von Daniken.

Y seria triste que esta pelicula resignificara Alien, de la misma manera que las ultimas producciones de Lucas resignifican a la trilogia original. Para el publico en general, ahora, uno de los mejores villanos de la historia del cine resulto ser un galancito de carton pintado.

Dejo la ida de olla definitiva de Scott:

Aviso de Spoiler

“If you look at it as an ‘our children are misbehaving down there’ scenario, there are moments where it looks like we’ve gone out of control, running around with armor and skirts, which of course would be the Roman Empire. And they were given a long run. A thousand years before their disintegration actually started to happen. And you can say, ‘Let’s send down one more of our emissaries to see if he can stop it.’ Guess what? They crucified him.”

Siii!!!, Space Jockey Jesus!!!!

el humano promedio
Lector
el humano promedio

La película tiene un humanoide, un virus, un pulpo, un zombie, un androide y un alien. Creo que les falto un dinosaurio. 

Manuel
Lector
Manuel

Era Damon Lindelof ¿Qué esperaban?

Ahora (Spoilers)

¿Quien quiere a apostar a una relación “romántica” entre David y Elizabeth en la secuela?.  

Spirit
Lector

Pues yo me uno a las críticas negativas. Me ha decepcionado enormemente. Puede ser que la factura visual sea impecable, que haya escenas narradas con pulso maestro, que los actores estén geniales…pero en sí la peli es un timo. Bebe de Alien y nos recuerda a ella (bichos que entran en el estómago, amenaza de bichos, una mujer sóla contra ellos, etc..) pero no es Alien. Y…¿qué es? Pues da la impresión de que no lo saben bien. La película oscila entre ese “mira, no somos alien pero casi” y esa pleyade de  dudas metafísicas y teológicas que se reducen en…el titan pega piños. Si llego a saber que era el mismo guionista de Lost ni me paso por la puerta del cine.

Khonshu
Lector
Khonshu

No sé que le ha dado a los críticos españoles para defender Prometheus como si fuera un film profundo y mal entendido. En varios sitios da a entender que está lleno de sutilezas que el espectador medio no ha sabido comprender y que por eso no ha gustado.

La realidad es mucho más simple: La película es un truño porque el guión es malísimo.

Por muy bien que esté técnicamente, el guión es tan rematadamente malo que arruina el film por completo.

No voy a enumerar la gran cantidad de situaciones absurdas y comportamientos anormales que componen la trama porque ya se han aireado mucho por todos lados. Pero es que encima la historia general no va a ningún lado.

Aplaudo que se hayan distanciado de Alien y hayan pretendido explorar otros temas en el mismo universo. Fue una buena decisión, pero casi todas las demás que tomaron fueron pésimas.

@Mister_Air
Lector
@Mister_Air

Bueno, bueno, aqui leo mucho critico que habla como si tuviera una estanteria llena de oscars.
Yo fui a verla con la mera pretension de pasar un rato entretenido y por buenas escenas en unos casos o ridiculas y previsibles en otras SPOILER!!!!!(cuando el “mazao” blanco le arranca la cabeza a David se veia venir mucho)me consiguio entretener asi que tampoco le pido mucho mas.
Por cierto el papel de Chatlize Theron me hizo pensar en que seria una Emma Frost cojonuda.

Miki
Lector
Miki

 A mí también me ha parecido una película con un guión demencial, el ritmo está bien y no te aburres pero cenando después con quien fui a verla nos descojonábamos por muchas de las cosas que se han comentado antes y por alguna más. La primera escena no se comprende bien (yo me hice mi teoría para salvarla, pero no me encaja con la teoría que da origen al resto de la película) y la última sobra, entre medias personajes que hacen cosas raras y diálogos chorras aunque “trascendentes”. Y lo triste es que si se hubieran molestado en organizar ese caos y en intentar tener personajes en vez de muñecos de pim pam pum a lo mejor salía algo decente. O sea, que la 2 como mucho me la descargaré y, a lo mejor, ni eso.

Y de distanciarse de Alien un huevo, que ahí anda el mural ese, los diseños de Giger, la mención a los pechos reventados que hace el geólogo punkie y la última (y prescindible) escena, que hay que aturullar al personal con un “sí es no es” no sea que se aburran y les dé por analizar qué es lo que falla. Lo siento, la pongo un suspenso porque cuando voy al cine no es a ver una factura técnica, es a que me cuenten una historia.

Titan
Lector
Titan

Tras el estreno en USA, leí páginas americanas para empaparme de comentarios y análisis. Era decepcionante leer los supuestos agujeros de guión y la lluvia de críticas negativas que se llevaba la película. A pesar de ello, fui a verla el sábado. En 3D porque decían que merecía la pena. Y, efectivamente, el 3D es bueno, luminoso.

Y agujeros de guión no hay. No hay más allá de dejar la película preparada para la siguiente. Y, por supuesto, de dejar bien claro que los ingenieros tienen montado un laboratorio de armas biológicas en ese planeta (LV 223 que no es el planeta de Alien). Y que, en el caso particular de la nave enterrada en ese planeta en la que transcurre la mayor parte de la película, querían llevar esa carga a la Tierra.

Titan
Lector
Titan

 La primera escena trascurre en la Tierra y un ingeniero da lugar a la especie humana al diseminarse su ADN en las aguas.

Turkin
Lector
Turkin

A mi la Prometheus me gusto porque me entretuvo, y eso es
mucho.

¿Qué tiene fallos? Pues sí, muchos ya los habéis comentado.

 

Yo tengo dos dudas que nadie parece tener.

 

Aviso de Spoiler

1) En la primera secuencia, un Spacey jockey se
suicida. ¿Se supone que es por el bien de la investigación? Su ADN se
descompone, como todo su ser, para después regenerarse ¿mutado? Puede alguien
aclararme este punto, ya que parece que todo dios lo tiene claro.

 

2) El mismo ser, antes de suicidarse tomándose un café,
respira el aire del planeta sin ningún problema, de la misma manera que lo hace
el “preñado” por el pulpo al final. Se supone que son casi idénticos a los
humanos, entonces, ¿por qué la tripulación debe respirar oxigeno artificialmente
cuando están fuera de la nave extraterrestre.

    

 

Por otro lado, yo si creo que es una precuela de Alien,

Aviso de Spoiler

No hay más que ver el “parto” del final

 

Dos soluciones quiero, por favor.

Turkin
Lector
Turkin

 Creo que Titan ha respondido a unas de mis preguntas. Gracias. 

Titan
Lector
Titan

 De nada, Turkin 🙂

Miki
Lector
Miki

 Como entiendo que Titan ha hecho su segundo comentario pensando en mí, voy a ver si me explica también unas cuantas cosas más:

Aviso de Spoiler

Cuestión 1:

-Si el primer Ingeniero muere y con su muerte crea la especie humana, esa creación no es premeditada sino un accidente, con lo cual las sucesivas visitas de Ingenieros que dan lugar a la expedición de la Prometheus no tienen sentido si nos querían eliminar por ser accidentes (como sugiere el resto de la película). Aceptando que nos visitaran, tomaran contacto y luego se arrepintiesen no tiene sentido que se vayan a otro planeta a crear armas de destrucción masiva (que no sabemos si son para matarnos o para combatir con una tercera raza, como en Starcraft, en una guerra estelar) sino que podrían haberlo hecho aquí (los humanos no tienen tecnología para oponerse o ser una amenaza).

– Si el ingeniero que crea a los humanos muere a posta para crearnos, no tiene sentido que después de las sucesivas visitas hechas para vete a saber qué (¿controlar nuestra evolución? ¿tutelarnos? ¿conquistarnos? ¿usarnos en horribles experimentos?) se vayan y no volvamos a saber de ellos. Y a juzgar por la actitud del ingeniero vivo que se encuentran en LV 223 mucho no nos quieren. 

-Ridley Scott ha dicho que el planeta que se ve al principio no tiene por qué ser la Tierra. Esto puede ser para aumentar el interés por una secuencia que abre la película y que no casa con el resto y que nos explicarán tras pasar por taquilla la próxima vez. Yo lo llamo vender humo.

Cuestión 2: Si, como todo parece indicar la película, lo que hay en el planeta son armas que hay que probar aún (y que por un fallo se desplegaron contra la propia tripulación de la nave que nos las iba a traer a la tierra y los mataron) y que tienen un efecto aleatorio según la criatura en que se introducen (al geólogo lo posee “algo”, a la cabeza del ingeniero la hace explotar, al otro ingeniero le hace salir un alien parecido pero no igual al que conocemos, al personaje de Rapace la hace salir un pulpo, al biólogo no le hace salir nada sino que sólo le mata y al novio de la Rapace le hace tener una enfermedad que le duele mucho) ¿qué pinta ahí el mural en el que aparece un alien?.

Cuestión 3: Si el planeta era un laboratorio de armas (que perfectamente se podría haber montado en la Tierra, en que hay humanos en los que hacer experimentos porque el planeta LV 223 está más desierto que mi nevera), o un arsenal (porque al final hay muchas más naves, según David) ¿por qué no hay vigilancia? ¿es que es un zulo que dejaron olvidado para ir cuando pudieran? (los etarras no suelen dejar zulos señalados con cabezas, ni realizar mapas rupestres para que otros los encuenten, si los usan para esconder armas ellos saben dónde están y nadie más).

Cuestión 4: ¿Cómo puede perderse el tio que hace los mapas y al que se está monitorizando? Por no hablar de que, cuando están siendo atacados él y el biólogo por las serpientes, es al biologo al que le insertan algo (y que luego se supone que ha salido pero de lo que no se encuentra ni rastro) y a éste, al cortar a la serpiente, el ácido le quema, ¿no tendría que ser el biólogo el poseido y el geólogo el muerto y no al revés?

Por favor, si puedes aclárarmelo te lo agradecería enormemente, no hará que el resto de fallos de guión y el que los personajes humanos hagan cosas “porque sí” tengan sentido, pero al menos sabré por qué alguien hace algo.

Sputnik
Lector
Sputnik

 Mirad, yo sólamente voy a añadir lo siguiente antes de que las opiniones, como siempre, empiecen a polarizarse: a otras pelis con la misma relación de fallos-aciertos que Prometheus se las abraza como si fuesen “carne de Óscar” (especialmente sintomático me parece el caso de cualquier cosa que haga Nolan, por ejemplo), y pelis claramente inferiores a la que se está tratando aquí son alabadas. Pero Prometheus no. ¿Why? No es Ni De Puta Coña el terrible atentado contra la inteligencia que mogollón de gente afectadísima está dejando caer que es.

Personalmente, me parece otro caso de “me violan la infancia”. Lo mismo que hizo que el personal se cebase cosa mala con Indiana Jones 4 cuando en realidad es una buena peli de aventuras por más que haya momentos vergonzantes.

sibaix
Lector
sibaix

 Yo pienso que esta película es mejor de lo que parece, el problema es que a veces no nos gustan los interrogantes o la falta de explicaciones sobre la trama, pero bien entendida y con el paso del tiempo sera un clásico, estoy convencido, visualmente brutal, es una pre-cuela, ver Alien otra vez y fijaros en todo aquello que en esta película hace referencia al clásico, solo hay una cosa que no me cuadra con Alien pero espero que en la segunda película lo aclare, a no ser que en las escenas eliminadas este la explicación a mi duda, supongo que todos sabéis a que me refiero.

El final me dejo alucinado y confirmo todo lo que había sospechado durante la película.

Por lo demás disfrute como un enano, estoy deseando verla otra vez en mi casa y fijarme en todos sus detalles.

Maylaïf
Lector

 Fui a verla el viernes y reconozco que lo pasé muy bien, a pesar de los huecos argumentales y de todos los defectos que señaláis por aquí (cabría preguntarse si nos hemos vuelto excesivamente exigentes con los años, lo que tampoco es algo malo, o si los guiones repletos de agujeros son el mal del cine de entretenimiento de esta década y parte de la anterior). A mí me molesta más esta especie de moda de dejar cosas en el aire argumentando que va a ser una trilogía. Me parece fenomenal que en una historia no me lo den todo masticado o que el final sea abierto, pero considero que muchas veces los guionistas y directores se aferran al tema de las secuelas como excusa para no desarrollar historias completas. Si quieren contar un relato a largo plazo o de largo recorrido podrían utilizar otros medios y hacer una serie de televisión, por ejemplo, pero que no nos vendan más humo, por favor, que a muchos ya se les ve venir de lejos.

Sputnik
Lector
Sputnik

 “(cabría preguntarse si nos hemos vuelto excesivamente exigentes con los años, lo que tampoco es algo malo, o si los guiones repletos de agujeros son el mal del cine de entretenimiento de esta década y parte de la anterior)”

En mi opinión, más bien la segunda. A pesar de películas y realizadores puntuales, el cine mainstream está muy cansado y viciado. Y el tema de plantear sagas en lugar de pelis, los guiones perezosos de sota-caballo-rey unidos la duración cada vez más exagerada de las cintas (3 horas de Batman, joder), la falta de originalidad (remakes, adaptaciones, reboots… están por doquier) o las cantidades impúdicas de pasta que se mueven para conseguir vender esas películas millonarias… me parecen síntomas de ese agotamiento.

Juanete Chupete
Lector
Juanete Chupete

Pues como no la he visto, no voy a entrar en el fondo del asunto. Pero me parece muy bien que, se respondan las grandes preguntas que la pelicula hace o no, esas preguntas se hagan. Ya era hora de que alguien devolviese dignidad a la ciencia ficción espacial perdida con visiones más infantiles tipo star wars y el (falso y desnaturalizado) Star Trek de Abrams, que creen que todo son batallitas espaciales y meneo. Star Trek, y sobre todo su creador Gene Roddenberry y su principal continuador, Rick Berman,  demostraron que la ciencia ficción espacial era mucho más que eso: un telon de fondo para interrogarse sobre las cuestiones más importantes referentes al hombre y al universo, como se muestra en ST -TOS, ST-TNG y ST- DS9 especialmente.

Y aunque esta pelicula no ha ido muy bien en taquilla, me alegro que eso no desanime a los estudios y quieran hacer la segunda parte. Yo esperaré al dvd para echarle un vistazo tranquilito en mi  casita.
La critica, muy interesante.

Pachinko
Lector
Pachinko

 Pero star trek no iba de que William Shatner se zumba todo lo que se menea en el espacio?

Juanete Chupete
Lector
Juanete Chupete

No, no iba de eso. Puedes comprobarlo tu mismo.

Sierra
Lector
Sierra

 Lo del geólogo y el biólogo  dan cierta explicación 

Aviso de Spoiler

el geologo es un fumeta…

 

Miki
Lector
Miki

 El problema no está en que no me lo den todo masticado, sino en que los detalles que me dan no tengan coherencia interna. Nolan, a pesar de gustarle jugar con la forma de las películas no se suele dejar cosas fuera, las cierra, te gustará más o menos cómo lo ha hecho y le darás una interpretación u otra, pero las cierra y cuantas más veces ves la película más detalles coges. Prometheus no creo que vaya a aclararte nada en los sucesivos visionados porque lo que han hecho es meter cosas porque sí y, con suerte, quizá alguna encaje en lo que te cuenten en las siguientes películas de la saga porque ni siquiera está cerrada (como sí lo están las sucesivas partes de la saga Bourne o del Batman de Nolan, que si no quieres seguir con las siguientes te puedes quedar ahí sin la sensación de que el final de la película es donde se les acabó el rollo de celuloide).

Antes he dicho que tiene buen ritmo y no te aburres, pero sólo porque cada vez te meten una cosa nueva, no se resulve casi ninguna y, encima, son incoherentes. Hay momentos que te sacan de la película (y no sólo a mí, sino a la gente que venía conmigo, que no son fans de alien, de hecho había uno que sólo había visto Aliens, ni siquiera la primera) así que a lo mejor no es un problema de ser demasiado quisquilloso o demasiado fan (sobre todo porque se supone que ésta comparte universo con Alien pero no entra dentro de la saga). De hecho creo que, si el resto las hacen como ésta, lo que va a pasar es que al final van a tener una trilogía en que habrá más callejones sin salida que respuestas trascendentes de esas que dicen plantear.

Y lo que más me fastidia es que hay cosas sutiles que sí apuntaban maneras (la fecha en la que llegan al planeta, el juego que se traen con la cruz que lleva el personaje de Rapace y las cosas que luego la pasan apuntan a mitología cristiana y a la supuesta trascendencia pero sólo sirven para que al final el personaje haga lo que hace, también me gustó mucho que la máquina con la que enseñan su teoría los científicos al resto de la tripulación pareciera un cubo de rubik, y un par de cosillas más) pero que se queden en eso, en cosillas sueltas que quizá tengan una hilazón luego, en la 2, la 3 o nunca.

Por eso he dicho antes que un suspenso, aunque técnicamente sea muy buena y no me haya aburrido al verla esta vez (si alguna vez vuelvo a hacerlo ya veremos).

Sputnik
Lector
Sputnik

“Lo del geólogo y el biólogo  dan cierta explicación (…)”

Fue un detalle curioso, aunque a la salida del cine no faltó quien lo criticaba porque por lo visto no se sostiene que Weyland contrate gente así (anda que no). De todas formas, si ese detalle hubiese salido ANTES de perderse en lugar de después, hubiese servido para definir al personaje y explicar sus acciones ulteriores.

En el caso de su compañero, estaba tan poco desarrollado que lo único que había que saber de él es que era tonto, mu tonto, y que por eso se perdía (y en ese sentido, el funcionamiento y la función de esta pareja es una fotocopia de los dos mecánicos de la Nostromo).

jorgenexo
Lector
jorgenexo

Mal tiene que estar la cosa para que se la “disculpe” equiparándola a Indy 4, joder. Para mí eso descualifica al crítico automáticamente. Sorry, Sputnik, de corazón, pero el personal se cebó con la última del Dr. Jones Jr. porque no había por dónde cogerla: no era una buena película, no digamos ya de aventuras. Y te lo dice alguien para quien, por cierto, ya La última cruzada fue bastante fallida, muy inferior a las dos anteriores, sobre todo porque quería ser lo más parecida posible a la primera y marcar distancias con la segunda que, no sé por qué, estuvo de moda ponerla a parir, cuando El templo maldito es tan genial como el Arca perdida.
De La última cruzada salvo, principalmente, el inicio, lo más indianajonesco de la peli. En cuanto aparece Sr., el tema pierde muchos enteros. Y mira que soy fan de Connery… Pero de lo de la puta Calavera de cristal… creo que no salvo ni a Galadriel.
Veré Prometheus un día de estos, pero sé que a nada que cumpla el despropósito argumental en el que todos parece que coincidís, me tocará mucho los cojones, por muy bien que lo haga Fassbender y por interesante que sea su planteamiento (que lo es).

Miki
Lector
Miki

 Sierra,

Aviso de Spoiler

si tú contratas a una tripulación, gastándote una pasta, para que se vayan al quinto cojón a buscar la única posible cura que se te ocurre para la vejez y, además, eres tan obsesivo y ambicioso que tienes que ir en secreto con ellos, ¿contratarías a un fumeta para que haga los planos de los lugares nuevos que vas a descubrir? De todas maneras, ese personaje sólo es sintomático del resto de problemas de la película, si desde que lanza las bolas cortas todo lo demás que tiene que ver con él y con el biólogo no pasa nada, la peli sigue igual

o eso pienso yo al menos.

orco05
Lector

 Miki, el ingeniero del principio

Aviso de Spoiler

lleva ropas muy distintas a los que vemos más tarde, y la nave en la que se supone que vino tiene forma de platillo, no de U, puede ser que unos ingenieros tipo monjes quisieran crear vida y los otros ingenieros, tipo militar, quisieran destruírnos…o la teoría que a mí me gusta y que yo pensé, que los ingenieros quisieran crearnos y al ver más tarde que somos una raza miserable y que no somos capaces de vivir en paz unos con otros ni ayudarnos en vez de matarnos decidieran que había que hacer borrón y cuenta nueva y destruír una raza que les salió rana y que igual hasta evolucionaba para eliminar a otras razas del espacio… de hecho en una escena le dicen a David que lo crearon muy parecido a los humanos, y él responde algo así como “espero que no” o algo así, quizás una idea de los creadores puesta en boca de un robot, queriendo decir que sería humillante parecerse a una raza como la nuestra, cosa que podrían pensar también los ingenieros que quieren destruírnos.

Es fácil decir que hay errores en guión o incongruencias, pero también se puede buscar alguna teoría que cuadre y le de sentido…

El “calamar” como lo llaman algunos, no es más que el comienzo de lo que luego serán los alien “facehugger”, esos con muchas patas que parecen arañas y que en la antigua peli de Alien vemos como hace crecer un alien “de los de toda la vida” en el cuerpo de un humano… con este “calamar” sucede lo mismo, se agarra al ingeniero y le hace crecer un Alien dentro del cuerpo, ya que el ADN de ingenieros y el humano es equivalente por así decirlo (vemos con la escena del principio que nuestro ADN procede del suyo)… es la misma escena pero con aliens primigenios, como comparar un elefante con un mamut.

orco05
Lector

 jorgenexo, no es un despropósito argumental, es que es más sencillo pensar que hicieron la película de mala gana y sin pensar que buscarle una teoría válida a lo que vemos. Yo la disfruté más depués pensándola en casa y leyendo teorías y críticas constructivas.

Sputnik
Lector
Sputnik

“Sorry, Sputnik, de corazón, pero el personal se cebó con la última del Dr. Jones Jr. porque no había por dónde cogerla” 

En mi opinión ni La Última Cruzada ni La Puta Calavera se pueden equiparar a las dos primeras*. Pero, ¿que no hay por donde cogerla? Niégolo vehementemente. Indy 4 es mejor peli de aventuras que el grueso de pelis de aventuras que estamos viendo y alabando últimamente, pero con la losa de no llegar a los talones a sus predecesoras. No me fastidies: mira El Capitán América. O La Momia. Son buenas pelis que mantienen el espíritu de Indy y blablablatodo-eso-que-se-dice-siempre. Y ninguna de las dos llega a la altura del cipote de Indiana Jones 4. Ni de lejos. Pero resulta que esas son buenas e Indy 4 es mala.

No trato de posicionarme “a favor” o “en contra” de ninguna peli, ni de disculpar las grandísimas cagadas, ni de negar los aciertos, sino de observarlas con sus pros y contras y sus circunstancias concretas. Y en el caso de Indy 4 la nostalgia fue una perra cabrona y traicionera. George Lucas fue la otra, y tuvo más culpa.

Volviendo al hilo, tampoco “disculpo” Prometheus equiparándola a Indy 4. Solamente usaba a la segunda como ejemplo porque les ocurre algo similar en lo tocante a su relación con la saga a la que “pertenecen” y sus fans. Sus errores pesan más que sus aciertos desde el momento en que tienen a toda una generación mirando y juzgando. Sin relación alguna con “Alien”, esta peli no levantaría las pasiones ni a favor ni en contra que parece levantar, y sería vista simplemente como una peli interesante de ciencia ficción. Que es lo que es.

Yo, en cualquier caso, os diría que le echéis un ojo.

*Mi favorita es sin duda El Templo Maldito. No es por hacerme el bicho raro: la culpa la tienen los doblajes de la Televisión de Galicia, que son… indescriptibles. Y divertidísimos. Y crean supermegafans de cosas.

“Cheghas tarde, Lao Tse!”.

Titan
Lector
Titan

No termino de entender que se rebata al milímetro el guión de una película de ciencia-ficción y menos por gente ávida de cómics donde precisamente es un medio en el que, salvo excepciones, abundan los agujeros de guión y donde más veces tenemos que suspender la incredulidad para disfrutar de ellos. Y no sólo eso sino que seguimos con las colecciones de siempre aunque nos cuenten casi la misma historia una y otra vez con ligeras variantes.

Hombre Polilla
Lector
Hombre Polilla

La película la ví hace un tiempo… y la verdad es que al día de hoy, casi la había olvidado. Lo que sí recuerdo es la sensación al salir del cine: indignación. Estuve toda la noche gritando salvajadas a los cuatro vientos.
No digo que la pieza no tenga explicación, porque una película, a mi entender, no necesita ser un puzzle perfecto para que me resulte buena (o mejor)… a fin de cuentas, el cine no deja de ser una forma de arte y a los discos de Tool yo no les pido que “cierren por todos lados”, disfruto de mis propias conjeturas y conclusiones.
Me confeso fanático de Donnie Darko y Twin Peaks(con ésto sólo quiero enfatizar que no me desgarro las vestiduras si una película no “da todo masticado”), pero creo que en el caso de peronajes como Scott, con tanta filmografía, la subjetividad del receptor sobre el “artista” juega un papel muy importante… sino fuera por los nombres propios y el dinero gastado (cosas completamente secundarias dentro del análisis de la obra) seguramente no habría tanta gente hablando tan despectivamente de la película ni tantos otros hablando de un nuevo clásico “a futuro”. Es una simple observación ya que calculo que mi análisis también estará viciado de estos prejuicios.
Ahora bien, ésta película en particular me hace ruido porque me suena pretenciosa… llama a las preguntas pero de manera torpe y forzada, no hay una historia sino sólo un cúmulo de misterios (sin forma): no hay un manejo coherente de los pasajes y todos los personajes parecen tontos (hasta el ingeniero), la coherencia interna la siento todo el tiempo “deformada” simplemente para llevarnos a un lugar… todo está volcado hacia “la pregunta”… no importa el cómo, sino el fin. Lo hubiera disfrutado mas si en vez de una película hubiera sido un conjunto de ensayos sobre teología. Pero es simplemente mi opinión.
PD: Pido disculpas a 4d2i4n por un comentario despectivo. No era la forma.

jmrf
Lector
jmrf

Hola

Prometheus caca de la baca como todos los comienzos, principios y remakes

1-Porque en la película Alíen cuando exploran la nave el ¨arquitecto¨ esta muerto en la silla de control y en Prometheus lo matan afuera de la nave?

2- Acepto como licencia creativa que los motores hagan ruido en el espacio (sino sería soso vale), pero me parece de idiotas llevar escopetas recortadas y lanzallamas como armas de defensa en el año 2094, sobre todo el lanzallamas, porque si no hay oxígeno puedes usarlo como escoba para barrer.

3- Los famosos arquitecto, que los llaman así por…. no se nos gusta, los anteriormente conocidos por spaceyonkis hiperfumados, yo los voy a llamar aparejadores porque no llegan al nivel de arquitecto. Dejan un mapa de donde están construyendo sus armas de destrucción masiva, para¿? pues para que hace 35.000años los astrolopitecus vayan a buscarlos, a saber. Bueno vale pero, en 35.000 años que construyeron esas armas no han evolucionado nada, ni han usado lo que supuestamente estaban construyendo.

4- Los dos pedazos de arqueologos o geólogos, a saber porque siendo quienes eran, van y se pierden, joder que se pierde el que supuestamente es experto en la orientación. Y nadie se acordaba de ellos y eso que tenían un plano 3d que les decía donde estaban cada uno.

5- Ahora mejor, estos dos lumbreras, se fueron porque tenían miedo de la sala del holocausto alienígena, y dando vueltas acaban en el mismo sitio, y se ponen allí a descansar. No contentos con esto, cuando aparece una especie de serpiente uno de ellos se acerca para acariciarla (en serio, este era el biólogo y mongui). Antes huyeron acojonados de la sala y de la supuesta vida que había en las cuevas y ahora están como si nada por ahí.

6- Además por momento recuperaban la orientación,…amigo que hay vida al oeste, hostias leche que miedo!, vamos hacia este tunel que es el este…macho hace un momento te perdiste como si nada y ahora vas de guay.

 Todo esto sin contar la diferencia de tecnologia humana de Alien y Alien 2 a Prometheus como  Las bolitas , localizan vida intermitente (el aparejador por lo que indican) pero no detecta los miles de bichos gusanos, que metidos luego en baba negra se convierten en serpientes rompe brazos ,lla les gustaria a los Marines de Alien 2 las BOLITAS  

the drummer
Lector
the drummer

bueno; pues muy a mi pesar debo decir que yo estoy en la parte de los decepcionados (no he leído aún más que los primeros comentarios, pero veo que hay opiniones para todos los gustos). quizás parte de la decepción se deba a las ganas que le tenía a la película y a la buena pinta de los avances que nos habían ido presentando.

hasta más o menos la primera mitad la cosa no va mal y la peli se deja ver, pero, conforme va avanzando, empieza a demostrar buen número de carencias que, en buena medida, son achacables al trabajo de el/los guionista/s y, en parte, yo creo que pueden ser debidas a un montaje no todo lo afortunado que cabría esperar (hay partes en los que parece que la peli avanza a saltos, llegando a dar la sensación de que falta alguna escena); es posible que la peli mejore en un dirctor’s cut que, tandando más o menos, seguramente terminaremos por ver.

no contribuyen mucho a mejorar la peli cosas como la escena de la operación de la rapace, la pésima caracterización (y floja interpretación) de pearce, la candidez del equipo científico (que se animan a respirar una atmósfera que, con toda probabilidad, esté plagada de patógenos) o que, de todos los personajes, el que se pierde en la nave es precisamente el topógrafo responsable de cartografiarla (surrealista); no sigo, que me caliento; en la parte positiva, la película visualmente es espectacualr (aunque eso era de esperar) y las interpretaciones de fassbender y la theron (qué morbo tiene la tía con ese rollo de hijadeputa que se trae entre manos), magistrales (igual aquí estoy exagerando un poco).

en mi opinión una peli fallida que viene a corroborar que scott ya no es el de sus principios (cosa que todos nos temíamos, aunque tratásemos de engañarnos con una improbable recuperación) y que el cine actual en general, y el ciencia ficción en particular, pese (o quizás a causa de) a los casi ilimitados recursos técnicos de que dispone, no tiene por que ser mejor que el cine ‘de marionetas’ de hace más de 30 años.

pd: para terminar de cagarla, es una peli de las de continuará, cosa que a mi, personalmente, me jode bastante.

Sputnik
Lector
Sputnik

 @jmrf:

Aviso de Spoiler

1-Porque esta peli es la primera de una trilogía. Quedan dudas por resolver.

2-Pues como en Alien. En este universo de ficción el lanzallamas es parte del equipo básico de una nave espacial según la ley de la Federación de Planetas Federados. Y ala.

3-Se llaman así porque necesitaban un nombre y los científicos deciden ponerle ese. Lo dicen en la peli y no veo qué tiene de raro. Sobre lo del mapa: la peli deja claro que los Arquitectos de ese planeta la cagan con el barro negro y palman todos menos uno, que se queda criogenizado todo ese tiempo y despierta cuando aparecen unos terrícolas a joderle la resaca. Sobre por qué dejaron un mapa, por qué quieren destruir a la humanidad o por qué en el planeta de los arquitectos han pasado olímpicamente de todo durante chorrocientos años… pues eso, que es la primera peli de una trilogía. Quedan dudas en el aire.

4-Sep.

5-Hombre, entiendo que antes estaban frente a una montaña de cadáveres oyendo un ruido chungo y perdidísimos, y luego estaban en una sala ya conocida, habían hablado con la nave nodriza y lo que tenían delante era un gusano. De todas formas, sep: si los personajes no estuviesen en una peli de Gente Muriendo Todo El Rato su comportamiento podría ser disculpable: de pronto les puede la pasión bióloga y se creen a salvo en sus escafandras. Posvale. Pero es una peli de Gente Muriendo, y lo que parecen es subnormales.

6-En el momento en el que descubren “la vida al Oeste” (indicación dada desde la nave) ya no estaban perdidos. Luego es normal que con indicaciones de la nave puedan inferir donde están los puntos cardinales en relación a ellos y encontrarse. Su problema en ese momento es la tormenta de arena, que los obliga a quedarse en El Peor Sitio Del Puto Universo.

7-La Nostromo es un camión espacial viejo con 20 ITV’s encima, cacharros que no funcionan correctamente y una tripulación de currelas que lo máximo que tienen es una FP. La Prometheus, nuevecita como está, es la nave bandera de Weyland, supermegaequipada y llena de gente cualificada con instrumental especializado. Y “las bolitas” son trazadores de mapas: no se dedican a escanear gusanos bajo el barro. Yo entendí, como entendieron los personajes, que el hecho de que localizasen vida significaba que esa vida debía de ser bastante grande. 

Sputnik
Lector
Sputnik

 “en mi opinión una peli fallida que viene a corroborar que scott ya no es el de sus principios (cosa que todos nos temíamos, aunque tratásemos de engañarnos con una improbable recuperación)”

Jo, ¡yo pensaba que eso ya se había corroborado!

Igual por eso esta peli me parece una recuperación. Lo anterior de este tipo era esa cosa aburridísima y sin chicha llamada Robin Hood. Y El Reino de Los Cielos.

Menos mal que también tuvo American Gangster.

Juanete Chupete
Lector
Juanete Chupete

No seáis tan duros, chicos. Esta es la primera de una trilogia. Ya se irán dando las respuestas. Ahora se han formulado la preguntas.

Por otro lado, los que tanto alabáis Alien, quizá no sepais que la pelicula es en buena medida un plagio de la novela llamada Los Monstruos del Espacio en su edición española (titulo original The Voyage of Space Beagle). Concretamente de una de sus partes-dado que la novela esta constituida por cuatro partes independientes).

Tal es así que el autor de la novela, E.A. Van Voght, si no recuerdo mal, llegó a querellarse contra los estudios Century Fox, los cuales se apresuraron a solucionar la cosa fuera de los tribunales a base de soltar billetones, por miedo a perder más si el juicio iba hasta el final.

Andretapol
Lector
Andretapol

 Me sorprende la capacidad de esta película para generar cantidades enormes de texto en los teclados de los críticos de cine.
Como si la espera por una nueva esperanza en el cine de ciencia ficción, los hubiese cegado por ver lo que no existe. Lo que no esta. Tapando ese vació con palabras basadas en otra cosa (ya sea libros, películas, cómics)que no tienen nada que ver con lo que ocurre en Prometeo.
Quizá la película sea eso,un enorme vació que tenemos que tapar con nuestra imaginación, pero eso no es Cine. Es otra cosa. Pagar por imaginar que algo es bueno, se asemeja mucho a una estafa de espejitos de colores. Nunca me sentí tan decepcionado en una sala de cine.
Quise creer, pero no pude cerra los ojos.

Juanete Chupete
Lector
Juanete Chupete

Bueno, en todo caso el que falla en esa pelicula es ese gigantesco bluff de guionista que es Lindeloff.  Es él quien debería llevarse la mayor parte de las criticas.

flashpoint
Lector
flashpoint

 UNA PORQUERÍA….

No tiene mucho sentido y es un plomo. 

Si quiero ver este tipo de ciencia-ficción me como los de los años sesentas.

Esto no esta ni cerca de ser una buena película.

Al final sale Alien para darle ese toque de morbo que atrae espectadores y la hace de alguna manera más pasable. Pero es una completa ¡@#%¡?

Hombre Polilla
Lector
Hombre Polilla

@Juanete Chupete, entiendo el punto de que ésto es una trilogía… puedo decir que cuando ví “La comunidad del anillo”, me había parecido una película sin sentido, lenta, y que no cerraba nada. Bueno, tenía lógica… era una trilogía.
En el caso de Prometheus, no digo que las preguntas no se contesten, al contrario… creo fervientemente que lo que quiere el director (y el guionista) es darnos esas respuestas. Tanto, que se olvidan de llevar una historia hacia adelante.

Uno de los problemas que yo le encuentro a la película, es una de las cosas que mas me habían molestado de “El Reino de Los Cielos” también… la necesidad de la pregunta específica, casi para tontos. Me refiero a un Balian recitando conceptos de moralidad y ética moderna y preceptos liberales. Es una pancarta, no así un reflejo de una época (que pretende ser). Creo que es mas válido dejar la pregunta en el aire… no hay necesidad de llevar la reflexión a la voz de un personaje que nos cuente la conclusión que debemos sacar de los hechos. La historia debe estar ahí para algo, no puede ser simplemente una excusa para darle espectacularidad a una idea “rompedora”. En Prometheus la historia nos quiere decir un montón de cosas… pero en este caso no las quiere poner en la voz de alguien (cosa que aplaudo), pero no encuentra un recorrido de situaciones coherentes que guíen al espectador a esa pregunta… entonces las fuerza. Desde el comienzo. Desde las razones por las que parte la nave, por ejemplo. Ambas películas pecan de no contar las cosas suficientemente bien para que la reflexión esté autocontenida en la historia. 
La película no me molesta por lo que deja en el aire, sino por la cantidad de cosas que pretende aclarar o mostrar.
Pretendo no emparentarla con Alien. Conceptualmente, si bien comparten (mal o bien) una cosmogonía, los enfoques de ambas películas son tan distintos, que creo que el origen del Alien es, simplemente, un gancho comercial para dar su versión del origen. La criatura me resulta accesoria al argumento general. Lo mas destacable que le da a la película son las licencias de “gente mueriendo todo el rato”, donde los personajes pueden estar no definidos y actuando todo el tiempo incoherentemente, aún en las situaciones menos extremas.
Sé que la voy a rever y tal vez pueda bajar los ánimos.
Puede también que me haya encontrado con algo que no esperaba y que por eso ya me esté adelantando a las siguientes películas… tal vez sea por eso que la critico tanto: sé que había una idea detrás, cosa que no hay en la mayoría de las superproducciones.
Me parece que la premisa puede dar mucho mas de lo que dió éste primer acercamiento. Amén de todo esto, seguramente voy a ver la secuela. Que se yo.

Miki
Lector
Miki

 Juanete Chupete ha dicho: No seáis tan duros, chicos. Esta es la primera de una trilogia

 Pues mira tú por donde que no estoy de acuerdo, que esta película tuvo su premiere en el Reino Unido el día 1 de junio y hasta finales de julio no se ha dicho que, a pesar de su poco tirón en taquilla (relativo, que a dar beneficios éstos lo llaman no cumplir espectativas), habría una segunda (antes de eso, sólo rumores, y los rumores no son nada, si no mira The golden compass). En el momento de estrenarse era ésto y nada más, un carajal mal resuelto y con agujeros bien grandes en el guión (qué casualidad que Lindelof no vaya a participar en la segunda parte, ¿eh?, según dicen desde la Fox está “muy ocupado”)

 Orco05, tus explicaciones tienen lógica pero son siempre con respecto a una supuesta segunda parte que hasta hace poco no se confirmó (si yo fuera el guionista de la segunda parte me las quedaba pero ya) pero si me tengo que imaginar lo que no hay para quizá darle sentido a lo que hay, va a ser que los productores se pueden ir imaginando mi dinero para la segunda parte.

 Titan ha dicho: No termino de entender que se rebata al milímetro el guión de una película de ciencia-ficción y menos por gente ávida de cómics donde precisamente es un medio en el que, salvo excepciones, abundan los agujeros de guión y donde más veces tenemos que suspender la incredulidad para disfrutar de ellos.

 Me has dejado sin argumentos, no sé cómo he podido dudar de tus razonamientos e insultar esta obra de arte; ahora, si eres tan amable de condescender con mi baja capacidad intelectual y decirme cómo encaja la primera secuencia con el resto de la película, que por uno de tus comentarios anteriores (el 20) tienes superclaro, por favor, desciende e ilumínanos (Orco05 ha presentado de manera respetuosa sus especulaciones, que tienen mucha lógica para mí si el guionista de la segunda parte quiere darle algo de sentido, si te adhieres a alguna, aunque sea ahora, ya sabes, no seas tímido).

 

Ocioso
Lector
Ocioso

Después de comprobar lo superbien que encajaba todo al final de Perdidos estoy deseando meterme con esta trilogía.

Damon, que morro tienes. Y lo malo es que la gente volverá a picar, y dentro de seis años dirán que les has estafado.

Ocioso
Lector
Ocioso

Por cierto, una de las frases que mas estoy leyendo ultimamente en este y otros hilos es “no me gusta que me lo den todo mascado” Y yo me pregunto ¿pero qué problema hay en que lo den todo mascado? ¡Que es una puta película de marcianos, coño! Si quieres desafios intelectuales repasa las integrales de COU o ponte a hacer los cuadernillos de autodefinidos que venden los de Proyecto Hombre.

Maylaïf
Lector

 Hombre…tampoco creo que sea tan malo que el espectador (o el lector) piense un poquito de vez en cuando. Aunque hay una diferencia entre pensar y tener que montarte en la cabeza una película alternativa a la que estás viendo. Después de leerme todos los comentarios de esta página y otras, ahora mismo me están pareciendo más interesantes las teorías y las ideas de muchos comentaristas que la peli en sí.

Sputnik
Lector
Sputnik

 Ei, Alien es un slasher puro y duro, de los de apostar a ver quién palma antes, y no da todo mascado: parte indispensable de esa peli son sus preguntas (formuladas por el espectador, no por la peli) sin respuesta.

Y el gato.

Jordi Barbelith
Lector
Jordi Barbelith

 A mí lo que me viene sorprendiendo de las críticas que he tenido oportunidad de leer hasta ahora es que una gran mayoría se centra en la persona de Lindelof y su relación con ‘Lost’ cuando debemos comprender que aún representando el guión el cimiento de la película quienes terminan por levantar el edificio son otros. Lo que refleja esa persistencia casi generalizada, de algún modo maniática, en centrar las críticas en Lindelof es a mi parecer un cierto prejuicio que ha venido a condicionar la recepción de esta ‘Prometheus’. En algún lugar leí que se había generado un “anti-hype”, creo que fue el afamado Viruete en uno de sus tweets donde además se refería a quienes habían participado de este “anti-hype” como “cansinos” por su insistencia; y tiene razón, tanto en esa tendencia negativa que pueda haberse generado para con la película como en lo agotadores que resultaban quienes aún sin haberse estrenado la película ya nos recordaban que estaba escrita por el de ‘Lost’ y que así se vería.

Pues a mí me ha gustado y puedo reconocer en ella todos los tópicos del género así como algún que otro fleco del guión por no hablar de situaciones ligeramente forzadas en la narración pero me ha gustado porque a pesar de todo ofrece entretenimiento, su realización me parece destacable y, mal que pueda pesar a algunos, sí, invita al espectador a pensar. Y a mí me gusta que me hagan pensar, que planteen hipótesis alocadas como si de un cómic de Kirby o Morrison se tratara y que pueda con ello llevarme la película a casa

Ocioso
Lector
Ocioso

Pensar está bien. Pensar mola. Es sano y nos hace sentir mas interesantes.
Lo que no entiendo es por que el que te lo den todo mascado está mal.

Ogdru Jahad
Lector
Ogdru Jahad

  Estamos ante un cuaderno de bitácora mal resuelto y desarrollado, lo cual es una lástima quedándose a medio gas pudiendo haber ganado la carrera. De no ser por el guiño entre películas y el “parapeto”del director no estaríamos ante un “blockbuster” del que dudo si meramente la produce y el bueno de Lindelof le ha guiado durante toda su oda espacial. Quien quiera justificar a Ridley es libre de hacerlo pero la solidez de una buena ciencia-ficción brilla por su ausencia. Unos cimientos sólidos que se encrudecen en cuestión de minutos y enfrían un clímax falsamente prometedor. Espejismos de buena fé y malabares comerciales. Cinta de poca entidad (no precisamente mediática) que pasará pronto a los desiertos de arena de grandes almacenes.

Sputnik
Lector
Sputnik

 “Pensar está bien. Pensar mola. Es sano y nos hace sentir mas interesantes. 

Lo que no entiendo es por que el que te lo den todo mascado está mal.”
¡Porque pensar alarga el tamaño del pene!(Yo no lo necesito, ¿eh? Ya en su día fui listo y me pillé el Jes Extender)

Ocioso
Lector
Ocioso

No sé si alguien ha enlazado ya esta crítica

http://www.jotdown.es/2012/08/prometheus-para-dummies/

Maylaïf
Lector

 Ocioso, tal vez haya personas que confundan el “que te lo den todo mascado” con el “están insultando mi inteligencia”, y creen que si algo es sencillo automáticamente deja de ser interesante. No es mi caso, creo yo…más que nada lo digo porque ahora mismo estoy viendo (entre comentario y comentario) “Las Aventuras de Brisco County Jr.”: 0 % de complicación / 100 % de diversión (porcentajes aproximados).

Pero pensar mola.

Ocioso
Lector
Ocioso

Vaya, lancé el enlace antes de acabar de escribir.
Quería decir que es una crítica que está teniendo cierto éxito en la red por extensa y por divertida.

Juan Luis Daza
Autor

 Ya me pasaron esa crítica y la verdad hay demasiada inquina y maniqueismo en ella por tener la película el guionista que tiene y porque al articulista no le gustó una mierda Lost y está en su derecho, pero eso lo vuelve un poco sesgado a la hora de valorar Pormetheus. Es cierto que la mayoría de las críticas se las merece Lindelof por los fallos de guión, pero también se prejuzga su trabajo por el polémico cierre de Lost y ni tanto ni tan calvo oigan.

Jordi Barbelith
Lector
Jordi Barbelith

 A mí me parece que esa crítica encarna todo lo que señalaba en el primer párrafo de mi anterior mensaje; un prejuicio que resta de valor su criterio, que puede estar escrito con sorna y tener su gracia pero no deja de ser eso, un panfleto tendencioso

Jordi Barbelith
Lector
Jordi Barbelith

 Y apuntar que no tengo problema alguno con el cine todo mascado pero sí me sorprende que pueda haber quien lo tenga con el cine que te obliga no ya a pensar sino a imaginar

Hombre Polilla
Lector
Hombre Polilla

@Ocioso: La crítica es muy contundente (y muy graciosa). No creo que pretenda ser objetiva. Manita verde.

Si bien disfruto de mascar por mi cuenta (cuando, mínimamente la historia se sostiene en el primer “nivel de lectura”), me gusta también el entretenimiento puro y duro. Simplemente se hacen las aclaraciones porque, como en los hilos referentes a Morrison, al que no le gusta es un “básico que no le gusta pensar” y al que le gusta, “un snob que se inventa su propia historia”. Y me parece que ni uno, ni el otro…

Hombre Polilla
Lector
Hombre Polilla

@Ocioso: La crítica es muy contundente (y muy graciosa). No creo que pretenda ser objetiva. Manita verde.

Si bien disfruto de mascar por mi cuenta (cuando, mínimamente la historia se sostiene en el primer “nivel de lectura”), me gusta también el entretenimiento puro y duro. Simplemente se hacen las aclaraciones porque, como en los hilos referentes a Morrison, al que no le gusta es un “básico que no le gusta pensar” y al que le gusta, “un snob que se inventa su propia historia”. Y me parece que ni uno, ni el otro…

Sputnik
Lector
Sputnik

“Solamente imagina qué podría haber hecho Grant Morrison con un material de partida como el de Prometheusy con dos horas de metraje por delante.”

BUA. Me acaba de volar la cabeza tanto como si me imaginase Alien dirigida por David Lynch.

jorgenexo
Lector
jorgenexo

El Capitán América. O La Momia son bastante malas, no jodas.

orco05
Lector

@jmrf, @Sputnik, el ingeniero está muerto en otro sitio porque NO ES EL DE ALIEN EL OCTAVO PASAJERO… están en otro planeta distinto al de la película antigua, es otra nave, otro ingeniero, otro lugar… en serio, ¿por qué la gente no deja de criticar cosas o decir que son malas sin pensar o informarse un poco antes? es otro año y otro planeta; en imdb hay una sección de FAQ’s para esta película que está bastante bien.
Lo de añadir al alien al final muchos lo ven como algo de última hora o que sobra… no veo que sea así si leéis las teorías que yo he puesto… ese alien es necesario para comprender que el ADN del ingeniero y el de los humanos sí es igual, puesto que un humano “inyectado” por un facehugger y el ingeniero “inyectado” por el facehugger primigenio (lo que muchos llaman pulpo, sepia, cthulhu o bicho con tentáculos) dan lugar a la misma cosa, el alien que todos conocíamos.
Por criticar se critica hasta que lleven un lanzallamas en la nave… venga ya, o sea que ahora no se puede llevar lanzallamas porque en el espacio no hay oxígeno, como si no pudieran usarlo dentro de la propia nave, donde las rebeliones están a la orden del día XD o cualquier bicho extraño puede colarse…

Ocioso
Lector
Ocioso

A lo mejor están todos muertos y la nave no es una nave sino una iglesia.

Juanete Chupete
Lector
Juanete Chupete

Pues sí que volverá a picar la gente con Lindeloff, Ocioso: el año que , donde junto a los otros colegas chapuceros guionistas como el Orci y el Michael Bay de segunda que es Abrams presentera su ST 2.1. Una incoherente sucesión de escenas efectistas de la que gente saldrá diciendo: ¡menudo peliculón!
Porque ahora hay mucha gente que confunde buen cine con cine efectista.

Ocioso
Lector
Ocioso

Juanete Chupete ha comentado: Porque ahora hay mucha gente que confunde buen cine con cine efectista.

Y gente que, cuando algo no se entiende, confunde una trama compleja con una trama mal contada. Me jode porque se están infravalorando a sí mismos y sobrevalorando al autor.
A veces me gustaría enganchar al lector/espectador/oyente y poder explicarle “Tío, que no es culpa tuya, que tu cabeza va bien, que la culpa es del guionista que no sabe explicarse”
Anda que no me agobié veces de jovencito pensando que “no daba” y al hacerme mayor me he dado cuenta de que el que no daba era el puto autor.

molon labe
Lector
molon labe

 “Por criticar se critica hasta que lleven
un lanzallamas en la nave… venga ya, o sea que ahora no se puede llevar
lanzallamas porque en el espacio no hay oxígeno, como si no pudieran
usarlo dentro de la propia nave, donde las rebeliones están a la orden
del día XD o cualquier bicho extraño puede colarse…”

O por el simple hecho de hacerse un porro gigante con el que confraternizar con los Space Jockeys, solo por eso el lanzallamas es fundamental y uno de los aciertos de la pelicula.

Sierra
Lector
Sierra

 La crítica enlazada si que es un truñaco… 

Iván
Lector
Iván

Yo me uno al bando de los críticos: No tiene ni pies ni cabeza. Lo único que se salva es la estética de Giger y la idea original (que no el guión, el desarrollo de la idea es lamentable).

Ojo! Y entré mentalizado en que no tenía nada que ver con Alien, que no era una precuela, blabla, pero es que la peli en si, como peli de cienciaficción, me parece mala de narices.

Franz
Lector
Franz

 

En Perú lo estrenaron hace varios meses y la verdad hasta la fecha no entiendo la necesidad del personaje de Charlize Theron en la cinta, creo que si lo eliminaran, la trama no se afectaría en lo absoluto.

DonaldBlake
Lector

La vi anoche y solo puedo decir “una película mas”, no tiene nada que la haga especial, ni siquiera en su genero como deciis algunos. No se como ha podido levantar tanto revuelo por aquí, me parece un peli de ciencia ficción sin demasiadas pretensiones y en absoluto superior a lo que este señor viene rodando desde hace muuucho tiempo. Dicho esto tampoco es tan mala como afirmais otros, el problema creo que está en que se ha querido buscar cierta metafísica en el argumento y sinceramente yo solo veo una historia entretenida que se pretende interesante, pura sci-fi que intenta ser algo mas que “aliens comen humanos” pero que tampoco es Solaris.

Juanete Chupete
Lector
Juanete Chupete

Todo eso se arregla viendo episodios como “La medida de un hombre” o  “el juicio del tambor”  y otros de ST:TNG. Si estais interesados puedo dar una lista de los mejores episodios. Seguro que si los véis se os quita el mal sabor de boca.

Sombra Azul
Lector
Sombra Azul

Pues a mi me ha parecido mala, no, malísima… Quizá lo peor es la metafísica barata que rezuma la cinta, que viste de trascendencia una reflexión de chichinabo sobre la fe, seguida de cerca por una caracterización de personajes lamentable de la que sólo se salva el robot David (y al principio, porque luego…). Ni siquiera la imaginería me ha parecido atractiva, todo lo bueno es lo que se recupera de Giger. Y algunos momentos dan vergüenza ajena, como 

Aviso de Spoiler

la muerte por aplastamiento del personaje de Chalize Theron

, prácticamente culaquier línea de diálogo del capitán de la nave y las vergonzonas referencias misticistas.

¿Todo malo? No hombre… me gusta la escena de la operación, tiene mucha mala hostia 

Aviso de Spoiler

aunque la prueba de hasta que punto a los guionistas se la soplaba cualquier verosimilitud es que luego la chica salta y brinca como si le hubieran extirpado una berruga

. Y la parte final, de tanto meter disparate tras disparate, resulta entretenida.

En general, me parece una prueba de que algunas historias no necesitan precuelas (¿alguien dijo Watchmen?).

Aviso de Spoiler

A mi de los Alien me gusta que son bestias terribles, feroces e implacables. Lo de que son una creación para acabar con la humanidad me resulta tan indiferente como poco imaginativo

DonaldBlake
Lector

Armín, quizás yo hubiese sido un poquitín mas duro, pero tu crítica me parece acertada casi al 100% (a mi la Theron no me ha gustado nada, su interpretación claro, en otros aspectos me gusta casi siempre)

Juan Luis Daza
Autor

 Gracias Donald.

La verdad es que salí contento del cine y alegre por ver una notable recuperación en Ridley Scott después de varios años haciendo un cine que me decía poco o más bien nada (como me pasa con su hermano Tony, pero este es aún peor) puede que por eso no haya sido muy duro con Pormetheus, pero es que no me salía de dentro el serlo.