Picasso en la Guerra Civil

Torres hace un homenaje al cómic a traves de la figura de Picasso

Por
0
921
 

Edición original:Norma Editorial
Guión:Daniel Torres
Dibujo:Daniel Torres
Color:Daniel Torres
Formato:Cartoné, 144 Páginas
Precio:25€

 

Una pintura muestra, una viñeta cuenta, aunque no tenga texto. Porque mete el tiempo entre imágenes.

Picasso en la Guerra Civil es el nuevo cómic de Daniel Torres, uno de los mejores autores que ha dado este país. A pesar de su enorme trayectoria es un autor que no se acomoda, como demostró con La casa y con Júpiter, el último álbum de Roco Vargas, y ahora nos trae una nueva joya. Un cómic de esos que al acabarlo le sigues dando vueltas en la cabeza, no tanto por lo que cuenta sino por cómo lo cuenta. Como siempre durante su carrera, edita Norma Editorial.

Daniel Torres es un historietista e ilustrador nacido en Teresa de Cofrentes (Valencia) en el año 1958. Comenzó los estudios de Arquitectura (algo que se puede comprobar en sus obras) pero no los finalizó, ya que se pasó a Bellas Artes. Aunque comenzó su trayectoria en la revista El Víbora, enseguida se convirtió en el autor insignia de la nueva línea clara valenciana de la revista Cairo. Es el creador de series de distintos géneros como Claudio Cueco, Roco Vargas, Opium, El octavo día y novelas gráficas como Burbujas y La casa. Su trabajo no solo abarca el cómic sino que posee una amplia trayectoria en los campos de publicidad e ilustración.

Francia, 1953. Picasso, con 72 años de edad y afincado en la Costa Azul, es desde hace tiempo el artista más reconocido del siglo XX, un genio siempre activo que crea de forma compulsiva. Pero, atormentado por la situación de una España dominada por la dictadura franquista, y recordando que nunca pudo combatir en la Guerra Civil.

A pesar del título, no estamos ante una falsa biografía, ni un cómic histórico, ya que lo que se cuenta es ficción… o tal vez no… porque quién no ha fantaseado con la posibilidad de cambiar su propia historia, cambiando las decisiones y acciones que tomó en el pasado. Picasso en la Guerra Civil se sustenta en esta idea y otra más maravillosa: que lo que inventamos e imaginamos puede ser real, algo que entronca con la afirmación de Picasso: “El arte es una mentira que nos acerca a la verdad”. Con esta premisa Daniel Torres nos cuenta un historia que al igual que las Matrioshkas encierran a su vez otras historias, todas, eso sí, en forma de cómic, todas con una voz y un estilo de dibujo distinto. En el cómic conviven tres historias: El libro que hace Daniel Torres donde vemos cómo Picasso le encarga a su padre realizar un cómic; el cómic que le encarga Picasso al historietista francés, Marcel, que es como firma el padre de Torres, y luego la historieta que dibuja el joven Picasso, que firma bajo el seudónimo de Pegasso, en las trincheras del Ebro dentro del cómic que realiza Marcel. El germen de la historia y una clara inspiración lo tenemos en la obra de Picasso, Sueño y mentira de Franco (1937).

Sueño y mentira de Franco. Picasso 1937

Además de jugar con la biografía imaginaria de Picasso, Daniel Torres también lo hace con la de su propia familia, convirtiendo a su padre en el biógrafo de la vida imaginada por el pintor. La obra es un juego de espejos que le sirve a Torres para, a través de la figura de su padre, establecer un diálogo con Picasso. Hablan sobre el cómic, dignificándolo y poniéndolo en el valor que como arte merece. Pero también trata de la muerte, las decisiones no tomadas y el poder de la imaginación para transformar la realidad.

La historia está plagada de guiños a Picasso y a su vida, convirtiéndose en un homenaje su figura, clave para entender el arte moderno. Cuando comienza el cómic, ya no es la figura cuasi mítica que todos tenemos en mente, sino que se trata de alguien viejo y devorado por la dudas y el miedo a la muerte, así consigue Torres convertilo en alguien real, pero sin que se pierda su enorme personalidad. Pasa a ser el director de pista de el gran juego que es este cómic. Pero no solo habla del pintor ya que también es una obra que cuenta la dura realidad de la Guerra Civil y los abyectos actos que se cometieron, que hoy en día siguen sin ser reparados. Para ello Torres nos muestra la realidad de la Barcelona sitiada y la batalla del Ebro. También en clave de humor repasa los movimientos que condujeron a la Guerra Civil y a la Segunda Guerra Mundial, recordando que los aliados de Franco fueron Mussolini y Hitler y repasando todas las barbaridades que cometieron.

Realmente es una obra que solo firma Daniel Torres pero dentro encontramos encerrados, al igual que en las Matrioshkas, por lo menos tres dibujantes: el propio Torres, su padre y Pegasso-Picasso. La parte que narra el encuentro entre Francisco y Picasso está dibujada por Daniel Torres, con su estilo actual de línea clara con influencias de Chaland o Joost Swarte, con bitono en verde oscuro y una estructura de página de tres tiras de viñeta. La segunda historia es la que dibuja el padre de Torres y es de un estilo de línea clara propio de la BD de los años cincuenta deudora de Hergé, la linea se vuelve mucho más delgada, con un entintado más preciso, el bitono desaparece ya que las páginas están en color sepia como las revistas de la época y la estructura de página cambia pasando a tener cuatro tiras. POr último, la parte que dibuja Pegasso-Picasso es de un estilo similar al periodismo gráfico de la Guerra Civil, volviendo al bitono, esta vez con el color gris, la estructura de página pasa a ser de dos tiras formadas por dos viñetas. Hay por lo menos otros dos estilos de dibujo, uno de inspiración cubista y el otro propio de la ilustración humorística tan sobria y elegante de los cincuenta. Independientemente del estilo la maestría de Torres está presente en todas las páginas, con su narrativa impecable, sus edificios perfectamente diseñados y sus personajes expresivos y creíbles. Tan real resulta la Barcelona de la Guerra Civil como el Maugins de los años cincuenta y las batalla del Ebro. Este cómic al igual que La casa son una muestra de todo lo que es capaz Torres, y es capaz de lo mejor.

La edición de Norma Editorial es perfecta, con unas guardas preciosas, buen papel, buena reproducción y tamaño. Daniel Torres es una autor de la casa y la apuesta por su talento continúa, es bueno que una editorial como Norma a pesar de tener muchas licencias siga apostando por las obra de producción propia.

Picasso en la Guerra Civil es un homenaje al pintor, una historia bélica, una denuncia de la guerra, pero sobre todo es un homenaje al cómic, al arte y a la imaginación. Torres da una clase maestra de narrativa gráfica en todas las páginas. Desde ahora se convierte en uno de los firmes candidatos al Premio Nacional del cómic de este año. Espero que ese proyecto suyo de juntar a Picasso con Goya salga adelante puesto que no se me ocurre una pareja más interesante.

  Edición original:Norma Editorial Guión:Daniel Torres Dibujo:Daniel Torres Color:Daniel Torres Formato:Cartoné, 144 Páginas Precio:25€   Una pintura muestra, una viñeta cuenta, aunque no tenga texto. Porque mete el tiempo entre imágenes. Picasso en la Guerra Civil es el nuevo cómic de Daniel Torres, uno de los mejores autores que ha…
Guión - 8.5
Dibujo - 9
Interés - 9.5

9

Metacómic

Picasso en la Guerra Civil es un cómic que encierra varios cómics, una historia que su vez encierra otras y un dibujante que encierra varios estilos. O tal vez solo sea tu imaginación...

Vosotros puntuáis: 7.4 ( 1 votos)
Artículo anteriorNoticias DC : Justice League Dark, Ivan Reis, Bendis, Hellblazer
Artículo siguienteNovedades Medusa Comics Julio 2018
Nacido en Barakaldo en 1977 donde sigo viviendo. Descubrí los cómics en una librería de barrio con Tintin, Asterix, SuperLopez y los personajes de Ibáñez. En 1989 descubrí los superheroes de la mano de Stern y Buscema con el numero 73 de la edición de Forum de Los Vengadores. A estas lecturas se fueron incorporando la novela gráfica y el manga, de los cuales, a diferencia de los superheroes, nunca me cansé. Todavía sueño con ser agente Espacio-Temporal y de Planetary, con visitar mundos de fantasía con el señor T., Philemon, Lord Morfeo, Arale y Thor. Viajar con Reed, Ben, Susan y Johnny al futuro y pasear por el cuartel de la Legión. Recorrer la antigua Roma con Alix y una cantimplora de poción mágica. Buscar Mú, perderme en un viaje al corazón de la tormenta, contemplar el Olmo del Cáucaso mientras paseo por un Barrio Lejano leyendo El almanaque de mi padre. Conseguir beber la sangre del Fénix. Leer, al fin, algún articulo de Tintín y de Fantasio sin que me molesten los absurdos inventos de Gastón. Perderme por las murallas de Samaris, mientras de la pirámide flotante de los inmortales cae John Difool. Enamorado de la chica de los ojos rojos y de Adele. Y cabalgar hacia el amanecer con Buddy Longway, Red Dust y el teniente Blueberry. Con un poco de humo azul en los labios...

Déjanos un comentario

Please Login to comment
  Subscribe  
Notifícame