Nuevos Titanes: Juegos

Por
25
706
 


Edición original: DC Comics – 2011
Edición España: ECC Ediciones – enero – 2012
Guión: Marv Wolfman, George Pérez
Dibujo: George Pérez
Entintado: George Pérez, Al Vey, Mike Perkins
Color: HI-FI
Portada: George Pérez
Precio: 15,95 euros, novela gráfica en cartoné de 144 páginas

 

Han tenido que pasar casi veinticinco años, pero por fin Marv Wolfman y George Pérez, fundadores y equipo supremo de los Nuevos Titanes tal y como los conocemos han podido echar el resto para dar a la afición la prometida novela gráfica del grupo. Lo que empezó planeado y planteado como un capítulo especial con influencia remarcable en la continuidad del grupo ha acabado siendo la historia de despedida de un dúo que ha dado a DC dos de sus obras más importantes: la ya mentada Nuevos Titanes y Crisis en las Tierras Infinitas. La historia –y la maldición- de Juegos es tan conocida como la de otros proyectos de desarrollo infructuoso, como el mítico Vengadores / Liga de la Justicia (también con dibujos de Pérez, el cual debe ser uno de los dibujantes más optimistas de la industria estadounidense) y en la propia novela son don Marv y don George los que se encargan de hacer memoria y remontarse a los años ochenta, cuando los Nuevos Titanes eran una de las colecciones imprescindibles y DC se había renovado gracias a la ya mencionada Crisis. El mundo todavía se dividía en bloques y la perestroika no había supuesto aún la caída del telón de acero. La moda todavía se nutría de hombreras, cardados y “mullets”. Wolfman y Pérez se pusieron a la faena y diseñaron una trama que se nutría de todo lo anterior; el artista de Puerto Hurraco… Rico dibujó las setenta primeras páginas y ahí quedó la cosa. Las obligaciones profesionales de uno y otro les llevaron por caminos divergentes y, después de un par de intentonas fallidas, veinticinco años después de la primera idea y treinta desde que aparecieran los Nuevos Titanes, podemos disfrutar de una nueva / vieja historia de los creadores y equipo de referencia del grupo.

La historia comienza con una serie de atentados desarrollados a lo largo del globo por lo que parecen ser organizaciones terroristas. El agente y analista de inteligencia Kingsley Faraday señala que este tipo de enemigo es distinto de aquél que ha ocupado la mente de los Estados Unidos desde el final de la Segunda Guerra Mundial, pues no tiene una capital, unas fronteras o un ejército que se pueda identificar. Como reconoce el propio Wolfman, en los textos de presentación y cierre, el argumento habría de resultar trágicamente profético. En uno de los atentados se encuentra un mensaje para el propio Faraday, el cual reconoce al que parece ser el director de orquesta de todos los atentados, un misterioso Director del Juego, antiguamente vinculado a la inteligencia estadounidense y diseñador de todo tipo de escenarios y simulaciones para preparar a sus patronos para lo mejor de lo peor. Apartado por sus superiores de la línea de investigación, Faraday decide echar mano de los Titanes para neutralizar los movimientos de un adversario que parece conocerle bien a él y a sus circunstanciales aliados. Una dramática partida que combina elementos de los juegos electrónicos, de rol y de tablero se iniciará en la ciudad de Nueva York.

La historia presenta la alineación clásica de los Titanes, compuesta por Nightwing (con su uniforme estilo Elvis), Starfire (todavía unida sentimentalmente al anterior), Changeling (un Gar Logan con un peinado a lo MacGyver particularmente horroroso), Ciborg (un Víctor Stone bastante más agresivo de lo habitual, pero por motivos ciertamente lógicos), Jericó (el simpático titán mudo con otro de los entrañablemente horteras diseños de George Pérez), Troia (Donna Troy en sus días felices de mujer casada) y Raven (reafirmada frente a su herencia demoníaca). A ellos hay que sumar al repente niño vicente Danny Chase (que tendrá en esta historia un papel destacado). También habrá ocasión para que Speedy, Flash (Wally West), Aqualad o Lilith hagan su aparición, pero el peso de la historia recae en el grupo por antonomasia (ése que luego se llevará a la animación entre 2003 y 2006). Verles de nuevo reunidos de la mano de Wolfman y Pérez permite reflexionar acerca de los avatares de la franquicia y concluir que aunque el futuro haya traído otras historias, otros personajes y otros creadores, la imagen principal de los Nuevos Titanes será siempre la que diseñaron estos dos caballeros durante los años ochenta. Como consecuencia del retraso de décadas, lo que podía haber sido un hito en la evolución de los personajes pasó a ser un ejercicio de nostalgia pues, pese a la actualización operada en torno al argumento y el escenario, es inevitable encontrarse con ciertos anacronismos, algunos quizá expresados de forma consciente. Quienes leyeran y disfrutaran de las aventuras ochenteras de los Titanes harán bien en echarle un ojo a esta novela gráfica. Quienes no lo hicieran pueden tener en esta historia la excusa ideal para determinar si apuestan o pasan.

Resulta paradójico que tanto la edición anglosajona como la celtibérica hayan visto la luz en pleno reseteo del universo DC, provocando unas inesperadas y quizá odiosas comparaciones. Tener una novela gráfica de los responsables principales del mayor ejercicio de “puesta-de-contador-a-cero” junto al errático y progresivamente incomprensible sistema organizativo de la nueva continuidad deceera invita a hacer una reflexión sobre el hecho de que a veces, el paso del tiempo no trae progreso (aunque está un poco feo por mi parte comparar un trabajo que llevó años de preparación documental con un cambio forzado de último momento en una historia alternativa directamente relacionada con La era de Apocalipsis). Si a ello le sumamos que estos Nuevos / Viejos Titanes han de convivir con los Novísimos Titanes con los que nos deleita (ejem) la sobresaliente pluma (y viva el eufemismo) de Scott Lobdell, nos queda que esta novela gráfica bien podría ser no solo el canto del cisne del equipo Wolfman-Pérez sino también el de una generación de artistas que ha venido a ser sustituida por lo mejor de lo peor de los siniestros (en más de un sentido) años noventa.

25
Déjanos un comentario

Please Login to comment
25 Comment threads
0 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
18 Comment authors
El Hermano VuduShinomunejorgenexoFranciscoAlex Cruz Recent comment authors
  Subscribe  
Recientes Antiguos
Notifícame
TigreHobbes
Lector
TigreHobbes

El tebeo es uno de esos q te molaban de pequeño y te molan de mayor. Para los nostálgicos es un “volver a casa” q no tiene precio y para los neófito es una muestra de como se hacían las cosas cuando no todo era “comomolísmo”.
Lo de Perez es una cosa q escapa a cualquier tipo de calificación. El

Jean La Montarde
Lector
Jean La Montarde

Inmenso comic, con paginas que son sencillamente prodigiosas, Perez esta inconmensurable como siempre, deseando que se reediten de una vez los tomazos de los nuevos titanes, que yo soy de los neófitos que los conoce de oídas y alguna grapa suelta que me llego heredada y eso es algo que visto lo visto hay que arreglar lo antes posible 😛

Mr. X
Lector
Mr. X

A mí me lo regalaron, y no he leído nada de Los nuevos titanes -ya, apedreadme- y me ha parecido una delicia, sobre todo a nivel visual.

TigreHobbes
Lector
TigreHobbes

Porcierto! Han comentado algo los del Catálogo sobre si van a continuar con el tercer tomo de los titanes de estos dos genios?!

pepe grayson
Lector
pepe grayson

Coincido con todos, me lo lei de un tiron y lo disfrute ocmo un niño chico. La calidad de la historia, el respeto por la personalidad de lso personajes, dialogos y dibujos… Lo que necesita Dc es mas de esto y no un Lodbell y un Liefeld marcando el rumbo. En vez d eun retorno a los 90, hubiese sido mejor uno a los 80. En fin, mas cosicas como estas para saber apreciar lo bueno 😉

Spirit
Lector

Aunque el artículo es interesante y abarca varios aspectos, he de decir que yo tenía una duda fundamental; ¿tiene esta novela gráfica el mismo nivel que alcanzaron ambos autores en la serie regular? Por que no es el primer caso de viejas glorias que se han reunido años después y han hecho una obra no ya de calidad inferior, si no directamente deleznable (claremont y byrne con la JLA, Engleahrt/ Rogers en Batman, MILLER con DARK NIGHT 2…). Personalmente, me hubiera gustado que se hubiera incidido más en esta cuestión.
 
Por lo que deduzco de los comentarios y vista la trayectoria actual de Pérez (de Wolfman estoy un poco más perdido), deduzco que la obra está al nivel de sus trabajos anteriores y presto iré a comprarla. Apoyo fervorosamente los comentarios de que DC y el mundo del cómic en general necesitan más WOLFMANS, más todo terrenos incombustibles y profesionales como Pérez, más historias bien llevadas y hechas con amor, rigor y profesionalidad, más oficio y menos…pues eso, menos ROB! MENOS LOBDELL, menos fumadas del Morrinson, menos mega cross overs, menos acontecimientos punteros y menos artificio.
 
Aprovecho para comentar, además, el continente. Sin tener acciones ni intereses con la gente del ECC, hay que alabar que el precio es cojonudo en relación con el formato y la presentación. La verdad es que esta peña está haciendo una labor estupenda en estos dos meses y parece ser que se avecinan buenos tiempos para las publicaciones DC (Con Planeta seguramente esta novela hubiera aperecido a los 14 meses, llena de errores y a un precio mayor, y no  lo quiero pensar ya con Norma…). Justo es que cuando una editorial lo hace bien también se diga, y me alegra porque esto es bueno para todos; Panini se pondrá también las pilas (aunque considero que generalmente lo está haciendo bastante bien, salvo  por la sangría económica que suponen sus clásicos y otras cosillas de lujo).

TigreHobbes
Lector
TigreHobbes

Sobre la edición a mi me parece excelente y el precio espero q anime a la gente a hacerse con él, ahora bien, el papel me parece demasiado fino, da la impresión de arrugarse, o incluso rasgarse con facilidad.

Diomedes
Lector
Diomedes

Gran miniserie/novela gráfica…..lástima que esté ambientada en esa continuidad que ya no existe……

Carl
Lector
Carl

¿Entendería esta novela gráfica si no he leído nada de los Titanes con anterioridad y desconozco por completo los personajes, sus poderes y sus orígenes? Gracias y un saludo.

Mr. X
Lector
Mr. X

“¿Entendería esta novela gráfica si no he leído nada de los Titanes con anterioridad y desconozco por completo los personajes, sus poderes y sus orígenes? Gracias y un saludo.” Fue mi caso, y diría que si. Es un cómic de superhéroes al uso (muy bien escrito y mejor dibujado), con buenos y malos, y cuenta una historia completa. A mí me bastó con echar un vistazo a la wikipedia, y más que nada por saber de los antecedentes de los personajes.

Guy Gardner
Lector
Guy Gardner

Estos sí que son los Titanes y no la morralla que han hecho en el reboot de DC, aunque eso sí, en algunas viñetas George Pérez dibuja a Starfire unos ojos que como los abra un poco más se le caen de las cuencas.

El Asombroso Espaiderman
Lector
El Asombroso Espaiderman

 No la he leído (le echaré en vistazo por ahí). Yo quiero que reediten desde el principio la etapa de Wolfman y Perez desde el principio, para que los nuevos lectores conozcan esta serie.

Elvis
Lector
Elvis

Yo tenia algunas grapas de la gran editorial Zinco, luego planeta publico el clasicos dc Titanes y me la pille casi toda, que gustazo de serie , muy buena , muy diferente a lo que se hacia por la época, no me extraña que fuese lider de ventas cuando se publicó por primera vez , el tomo de Juegos me lo pillo fijo y como curiosidad os recomiendo el crossover Titanes-Patrulla X de Claremont y Walter Simonson, que tampoco está nada mal

DrLynch
Lector
DrLynch

“…Tener una novela gráfica de los responsables principales del mayor ejercicio de “puesta-de-contador-a-cero” junto al errático y progresivamente incomprensible sistema organizativo de la nueva continuidad deceera invita a hacer una reflexión sobre el hecho de que a veces, el paso del tiempo no trae progreso (aunque está un poco feo por mi parte comparar un trabajo que llevó años de preparación documental con un cambio forzado de último momento en una historia alternativa directamente relacionada con La era de Apocalipsis). Si a ello le sumamos que estos Nuevos / Viejos Titanes han de convivir con los Novísimos Titanes con los que nos deleita (ejem) la sobresaliente pluma (y viva el eufemismo) de Scott Lobdell, nos queda que esta novela gráfica bien podría ser no solo el canto del cisne del equipo Wolfman-Pérez sino también el de una generación de artistas que ha venido a ser sustituida por lo mejor de lo peor de los siniestros (en más de un sentido) años noventa.”

ME INCLINO ANTE USTED DON CAPOTE PEREZ, LA PALABRAS MAS DURAS Y MAS SINCERAS QUE HE LEEIDO EN MEDIO ALGUNO DESDE QUE ARRANCO ESTE MAMARRACHO DEL NEW 52.

Les dejo la “famosa” foto donde se ve como fue el encuentro entre Wolfman y Lobdell en la ultima comic con en San Diego…

http://media.comicvine.com/uploads/0/40/2065140-2011_10_29_13_32_08_591.jpg

Emilio
Lector
Emilio

Ya me estoy cansando de leer que cualquier tiempo pasado fue mejor. Yo vivi en directo las primeras crisis y puedo decir de primera mano que PASO LO MISMO QUE AHORA. A los frikis solo les falto salir a quemar contenedores porque afirmaban a grito peleao que se habia destruido la esencia de DC, y ademas hubo tanta o mas improvisacion que ahora y si no que se lo digan a la nieta de Arion o al superboy de bolsillo. La historia no se repite…pero rima.

AlexCruz
Lector

Oh diablos, y esas ediciones de ECC son las que van a sustituir a Planeta de Agostini…mmm. Que diablos, ojala algun idea me aconstumbre.

Fran78
Lector
Fran78

Que loco!!!, hoy estaba leyendo el especial de MILLENIUM Nº 9 de ZINCO, y al final de la contratapa hablaban sobre este proyecto… la pucha que viejo que estoy

jorgenexo
Lector
jorgenexo

A ver, Capote, que nos conocemos: ¿seguro que me voy a pillar este a priori tan atractivo tomillo y no me va a decepcionar ni gráfica ni argumentalmente? Porque lo he visto en la librería, emplasticadito y ni siquiera he pedido ver uno por dentro para que no me enganchen los dibujos de Pérez y me encuentre con una gilipollez de historia…

Jordi Molinari
Lector

Scott Lobdell está haciendo un gran trabajo en las nuevas series del nDCU, y mientras siga así (y no da síntomas de que la cosa empeore, más bien lo contrario) no pienso darle una oportunidad a este “anacronismo”.

Así aprenderán ciertos redactores que para enaltecer algo que te gusta, no hace falta denostar otras obras. O simplemente, pegar una pataleta sin motivo real alguno (si no gusta el nDCU bien, pero aprovechar cualquier excusa para ello mal)

El Hermano Vudu
Lector
El Hermano Vudu

Felicidades por el articulo, me hubiera gustado saber donde se enmarca exactamente en la cronologia de los titanes, y tu opininon sobre la calidad del formato de uno de los primeros tomos de esta nueva editorial.