KAARIB, de David Calvo y Jean-Paul Krassinsky

Por
0
858

Portada del tomo recopilatorio de Kaarib

Edición original: Kaarib nº 1: La dernière vague y Kaarib nº 2: Les Palmiers noirs; Editions Dargaud.
Edición España: Kaarib nº 1: La última ola (noviembre de 2004), y Kaarib nº 2: Las palmeras negras (enero de 2006); Norma Editorial.
Guión: David Calvo.
Dibujo y entintado: Jean-Paul Krassinsky.
Color: Claire Champion.
Formato: álbum europeo de 50 y 48 págs., respectivamente.
Precio: 12 €.

Las historias de piratas, que tan buenos momentos nos han deparado a los amantes del género de aventuras, se han plasmado a lo largo de la historia en todos los medios posibles: el cine, la literatura, e incluso la animación han tratado con mayor o menor acierto un subgénero que en su día gozó de gran popularidad, y que inevitablemente evoca tiempos lejanos y juegos de infancia de generaciones pretéritas.
Por supuesto, el mundo del cómic no podía ser una excepción, y echando la vista atrás, y tirando de hemeroteca, podemos recordar obras nacionales como El Capitán Coraje, El Pirata Cobra Blanca, Milton El Corsario, o El Corsario de Hierro (preciosa la exposición “¡Al Abordaje: Los tebeos de Piratas!”, que sobre este tema pudimos disfrutar en la 7ª edición del Salón del Cómic de A Coruña, Viñetas desde o Atlántico 2004).
A nivel internacional destaca, por supuesto, el clásico de Milton Caniff Terry y los Piratas, así como las numerosas adaptaciones de las obras de Robert L. Stevenson, Emilio Salgari, o Walter Scott.

Pero no todo han sido épocas de bonanza y popularidad: lo cierto es que éste ha sido un género a menudo denostado y condenado al ostracismo, por lo que sorprende el hecho de que el guionista David Calvo y el dibujante Jean-Paul Krassinsky se decantaran por esta temática para su primer proyecto en común: la serie Kaarib, publicada en España por Norma Editorial.
Pero antes de entrar en materia, conozcamos a los creadores de esta colección:

David Calvo (Los Ángeles, EE.UU.; 1974) pasó la mayor parte de su infancia en tierras francesas, donde despertó su interés por el mundo del cómic y la animación de la mano de las creaciones de Walt Disney y Tex Avery. Pese a su interés por las artes gráficas, su vida profesional se encaminó por otros derroteros: Calvo no sólo dibujaba, sino que también escribía sus propias historias, lo que le llevó a iniciar una prolífica carrera como novelista. Entre sus obras, predominantemente enmarcadas dentro del género fantástico, y caracterizadas por una constante ruptura de los convencionalismos, destacan: Délius, une chanson d’été; Wonderful, John Frog, Davy Jones’ Locker, La Nuit des Labyrinthes, La Mer des Sargasses, Atomic Bomb, Qui a peur de la Jabule?, Acide organique o Sunk.

Finalmente, su interés por el mundo del cómic le llevó a afrontar su debut como guionista con Kaarib, obra que hoy nos ocupa, a la que le siguieron Akhénaton, Télémaque o Misère.

Sus planes de futuro incluyen continuar ejerciendo sus facetas de escritor, columnista de diversas publicaciones francesas y americanas, y guionista de cómics. Al parecer prepara una adaptación al cómic de la novela El Hombre que fue jueves, de G.K. Chesterton, uniendo fuerzas y talento con su compañero Krassinsky.

Jean-Paul Krassinsky (Tegernsee, Alemania; 1974) tras finalizar sus estudios de Arte en la Universidad de la Sorbona, se lanzó buscar su hueco en el panorama artístico, firmando sus primeros trabajos como ilustrador de juegos de rol. A esta ocupación le siguieron otras, como la realización de storyboards publicitarios, y la ilustración de portadas para las ediciones francesas de libros de autores como Terry Pratchett o David Calvo.
Tras colaborar en la fundación de un estudio de ilustradores, daría el salto al mundo del cómic, ilustrando obras como Les Aventures de Mich et Moch, Canis Bellus, y, finalmente, y de nuevo junto a David Calvo, Kaarib.

En la contraportada de la edición española de Kaarib podemos leer la siguiente…

SINOPSIS: “Dicen que fue el mismísimo Jolly Rogers quien dijo a Barbanegra que creara un grupo secreto llamado el Armario de Davy Jones. Se reúnen en una isla caribeña, donde tienen su base, y más vale no cruzarse en su camino.
Todo el mundo tiene miedo del Armario de Davy Jones. Juntos son invencibles. Todo el Caribe conoce sus hazañas, surcan los mares, implacables, cumpliendo sus misteriosas misiones para Barbanegra y sus infames esbirros.”

Portada de Kaarib, nº 2

Fido, joven pirata poseedor de extrañas habilidades; Sara, medio sirena ¿tal vez descendiente de los pobladores de la Atlántida? y el Sr. Lorne, maestro del disfraz y del engaño, forman parte de un intrigante servicio secreto que sirve a los intereses de un poderosos personaje que se esconde tras las sombras. Según las habladurías, se trataría del mismísimo Barbanegra. De esta forma, recorrerán los mares del Caribe para desentrañar los misterios que se esconden tras la aparición de una amenazadora ola gigante, o el secreto que esconden las palmeras negras.

Partiendo de esta premisa, y con reconocidas influencias de las novelas de Robert L. Stevenson, y del tan mítico como hilarante videojuego Monkey Island, Calvo y Krassinsky abordan una curiosa trama desde una perspectiva atípica, original y amena, sin por ello renunciar a las claves del género. Por las páginas de Kaarib no dejaréis de encontrar acción, aventura, toques de humor, persecuciones, espadachines, galeones, pícaros, bribones, tabernas de mala muerte, o soldados de la Corona persiguiendo a nuestros protagonistas. Pero todo ello aderezado con la introducción de ingredientes de misterio, intriga, conspiraciones, y sobre todo, elementos fantásticos, auténtica especialidad del guionista, y terreno donde se mueve como pez en el agua.

Mención especial merece el trabajo de Jean-Paul Krassinsky, quien gracias a un curioso estilo caracterizado por lo dinámico, lineal y anguloso de su trazo, aderezado por el estupendo trabajo realizado por la colorista Claire Champion, plasma a la perfección el encanto de los mares del Caribe, y refleja el ambiente mágico que impregna la obra. Con un dibujo mezcla de estilos propios del cómic europeo, incluyendo sutiles (y no tan sutiles) detalles cartoon o manga, el apartado gráfico sobresale sobre el conjunto de una apreciable, atrevida y recomendable obra, que a buen seguro deparará momentos de diversión a todo lector que le de una oportunidad.

Por último, comentar que en España aún permanece inédito Pièces de huit, tercera entrega de Kaarib publicada en Francia en noviembre de 2004. Esperemos que Norma Editorial lo publique pronto.

Un saludo y hasta pronto! (eso espero)

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments