EISNER/MILLER

Por
0
708

NormaColección Will Eisner # 16. EISNER/MILLER
Will Eisner, Frank Miller, Charles Brownstein
Norma Editorial
Libro 15 x 22,4 cm, tapa blanda son solapas,
352 pág. B/N. Precio: 15.00 €

¿Hay alguna materia que os apasione? ¿Alguna vez habéis escuchado hablar sobre ella a alguien verdaderamente experto? ¿A un pequeño sabio en su campo? ¡Qué gran placer! Contemplar su entusiasmo. Aprovecharse de su bagaje. Sentir que ese alguien ha puesto palabras y vida a aquello mismo que a nosotros nos enamora. Es una experiencia única. A celebrar cada vez que se repite.

Imaginaos ahora más que eso incluso. Imaginaos que sois invitados a acompañar a dos de esos sabios durante un fin de semana en la casa de uno de ellos y que podréis atender a todas sus conversaciones. ¿Os lo imagináis? Qué placer, ¿verdad? Pues eso es Eisner/Miller, el libro que en enero nos presentó Norma Editorial.

A lo largo de 350 páginas asistimos al especial encuentro de estos dos referentes para el mundo del cómic. Ambos han sabido aunar en su carrera riesgo y éxito e inventiva formal y temática, traspasando las fronteras del medio par conseguir el respeto y la admiración del gran mundo.

Son muchas las cuestiones que tratan, todas ellas relacionadas con el cómic. Sobre su historia, sobre sus posibilidades. Sobre el cómic como industria o el cómic como arte. Como algo marginal y provocador o algo con capacidad para exponer propuestas de sentido ante la vida. Eisner y Miller hablan y hablan. De la importancia del entintado, de su manera de trabajar, de cotilleos de todo tipo.

Y nosotros nos sabemos afortunados de haber tenido la oportunidad de presenciar esa reunión. De ver como Eisner se muestra distendido y seguro en todo momento. Mientras que Miller, sintiéndose cuestionado, no pudiendo hacer uso de su habitual mordacidad contra una persona a la que idolatra y respeta, huye hacia delante al tiempo que le vemos dudar. Son continuas las veces en que Eisner le pregunta qué pretende transmitir en la actual fase de su obra, más allá de la experimentación formal, y Miller se ve incapaz de dar una respuesta satisfactoria. Espero sinceramente que esta conversación cale en este autor y que algún día, junto a su maestría narrativa, podamos volver a disfrutar del contenido argumental de sus obras.

Acabo esta reseña con dos citas que, a mí entender, dan buena cuenta de quién es Frank Miller y de quién fue, para agradecimiento de todos, el gran Will Eisner.

Adiós nuevamente, maestro

Frank Miller: Con DC eso es un poco difícil porque no les gusta armar ruido. Siempre ha habido tensiones en mi relación con ellos porque yo siempre quiero armar ruido (…) Creo que los cómics son mejores cuando son provocadores, y su naturaleza marginal es lo que quiero sacar de ellos. Tenemos un medio que no tiene la capacidad técnica y la capacidad de impactar del cine. Del lector depende el control del tiempo. Es básicamente un medio frío, lo que quiere decir que puede expresar ideas más y más escandalosas. También es un medio con recursos infinitos, lo que quiere decir que tú o yo nos podemos sentar a hacer un cómic, y no necesitamos pedir dinero a un estudio de cine.

Will Eisner: Alrededor del 72 o del 73 (me llamó Stan Lee). Comimos y fuimos a su despacho, él estaba sentado en su mesa cuando me soltó, “Mira, me gustaría llegar a Hollywood. Quiero salir de aquí (Marvel). Y la única manera de salir de aquí es que alguien me sustituya, alguien que tenga experiencia en el negocio y que tenga el respeto de todo el mundo en la industria.” Entonces llamó a su jefe… he olvidado su nombre. Venía del campo de los libros. Su jefe me dijo: Sr. Eisner, ¿usted qué haría si aceptara el puesto de Stan?” Lo primero que dije fue que crearía un sistema de pagos de derechos de autor. Se le pusieron los ojos vidriosos, miró a Stan, Stan le miró, y Stan se encogió de hombros como si el tipo aquel hubiera preguntado : “¿De dónde has sacado a este tipo?” Yo añadí: “No veo ninguna razón para que no haya derechos de autor. De hecho, en el negocio del libro existen.” Bueno, estuvo unos cinco minutos, le di la mano y se fue. Stan me dijo: “¿Cómo lo ves?” Y yo le respondí: “Esto es una misión suicida. Inténtalo con otro.”

Pd: A diferencia de los fiascos de traducción que devaluaron la edición española de SHOP TALK: CONVERSACIONES CON WILL EISNER, Eisner/Miller ha contado para la ocasión con el buen hacer de Raul Sastre, sirviéndonos éste una traducción correcta. Sin equivocos ni malentendidos. Las notas explicativas son interesantes, aunque encontré a faltar alguna sobre la comunidad autoral XML a la que Eisner y Miller aluden en un momento de su conversación.

Artículo anteriorHacedle preguntas a Ramón Bachs
Artículo siguienteBruguera is back y España es grande
“Me llamo Toni Boix y soy un DC-Adicto”. A pesar de que mi niñez esté inundada de Sal Buscema y mi adolescencia de Spirit, Metropol, Cimoc y Zona 84. Porque Zinco me devuelve al redil. Zinco y Wolfman y Perez y Moore y Totleben y Gibbons y Miller y Bolland y García López. Después, el ansía. La escasez. La falta absoluta de alegrías. Mueren las revistas de cómics y Zinco vegeta. Mi ilusión se marcha a hacer las Américas. Suerte del Previews… y de los cómics que se malvenden. Le pido a Raúl López que me deje escribir una reseña en Zona Negativa promocionando Fallen Angel… y el resto es esta historia.

Déjanos un comentario

Please Login to comment

Se prohíben las injurias y calumnias a cualquier persona o colectivo -ya sea por razón de raza, sexo, orientación sexual u opinión política-, esto incluye los mensajes que fomenten el odio por alguna de las razones anteriormente citadas; o conduzca a desviaciones del tema propuesto (off topics). Del mismo modo, queda prohibido el spam, trolleo, uso masivo de mayúsculas y enlaces de descarga, además de todo tipo de contenido ilegal. Los comentarios con más de un enlace precisarán ser aprobados por los moderadores.

Si quieres, puedes usar un avatar.

Puedes utilizar la etiqueta de spoiler: [spoiler] TEXTO [/spoiler]