Blackhand Ironhead

La familia no se elige

Por
2
1512
 

Edición original:Panel syndicate
Edición nacional/ España:Astiberri
Guión:David López
Dibujo:David López
Color:Nayoung Kim
Formato:Cartoné, 152 páginas
Precio:16€

 

Para eso están las hemanas, ¿No? Eso dicen.

Por fin podemos disfrutar en papel de Blackhand Ironhead, la serie que David López creó para la plataforma de cómic digital Panel Syndicate en el año 2017. Tras su finalización aparece el recopilatorio en papel de la mano de Astiberri Editorial dentro de su colección Sillón Orejero. El color corre a cargo de Nayoung Kim. Fue el ganador al mejor webcómic en los premios Carlos Giménez de Heroes Comic Con Madrid de 2018.

David López es un historietista nacido en Las Palmas de Gran Canaria en el año 1975, aunque residente en Zaragoza. Comenzó su carrera a finales de los años noventa con su serie Espiral que ha pasado por distintas editoriales y formatos, que le valió una nominación a los Premios del Salón del Cómic de Barcelona 2003. En 2002 comienza a trabajar en el mercado americano en la editorial DC. Para la casa de Batman y Superman realiza varios trabajos destacando las series Fallen Angel y Catwoman. En 2009 comienza a trabajar para Marvel, donde se ha encargado sobre todo de series protagonizadas por mujeres como X-Men, Lobezna y Capitana Marvel. Esperemos que su próximo trabajo también sea de su propia autoría.

La vida de Alexia está marcada por la terrible losa que supone ser la heredera de Blackhand, el mayor superhéroe del mundo que consiguió pacificar el mundo y que ahora dirige una fundación que se encarga de controlar a los individuos con superpoderes. Amy es una chica que ha tenido una vida muy dura tras la detención de su madre, la supervillana Ironhead. Las vidas de estas dos chicas van a cruzarse y su forma de ver el mundo cambiará de manera drástica.

Blackhand Ironhead es una historia de superhéroes que parte de premisas ya exploradas en el género en obras como Watchmen, Escuadrón Supremo o Runaways, pero lo hace con la frescura que le da no pertenecer a unos universos sobreexplotados como pueden ser los de Marvel o DC. En el universo en el que transcurre la serie, no hay conflictos entre superhéroes y supervillanos ya que estos últimos o están encarcelados o muertos. El principal responsable es el padre de Alexia, junto a Titán y Sabueso, pero esconden un secreto que cambiará las vidas de las protagonistas, Alexia y Amy, ya que nada es lo que parece.

David López consigue mezclar el espíritu de los superhéroes con superproblemas de Marvel con ese maravilloso concepto de herencia que creó los cómics más interesantes de la DC de los noventa, sobre todo gracias a la figura de James Robinson en series como Starman y JSA. También están presentes los elementos de culebrón que tiene toda buena serie de superhéroes. Pero con una visión nueva y refrescante, gracias a la visión femenina de las dos protagonistas.

Es un cómic que se mueve entre el homenaje al cómic clásico de superhéroes y a una cierta desconstrucción del mito. Los héroes que aparecen son tres de los arquetipos, así tenemos al genio, al dios y a Sabueso que juega un papel intermedio entre detective y sidekick. Lo mismo sucede con Shambhala que es la típica ciudad escondida. Pero todos son dioses con pies de barro, que se mueven en un mundo en el que quedan bastantes aspectos por explorar.

Lo mejor y más novedoso de la serie son las dos protagonistas, que se alejan de la visión machista que históricamente está ligada a los comics de superhéroes, ninguna es perfecta físicamente ni dócil, solo son dos chicas que buscan su lugar en un mundo que ya había elegido por ellas. Las interacciones entre ellas son lo mejor del cómic, que acaba convirtiéndose una especie de buddie movie.

David López sigue en la línea que ha caracterizado su trabajo en las majors en los últimos años. Un dibujo claro que sabe conjugar la espectacularidad de acción con los momentos de pausa, dejando que la historia marque el ritmo. Su estilo limpio le va como anillo al dedo a una historia con tantos componentes clásicos como esta. Cabe destacar el diseño de las protagonistas, que se alejan por suerte de los cánones hipersexualizados que durante años mandaron en el género. En la versión en papel a veces da la sensación de que se pierden algunos de los recursos que se pensaron para la lectura en digital. El único pero que se puede poner es que en algunas viñetas se prescinde de los fondos. El color de Nayoung Kim es muy apropiado para este tipo de historia, pero destacaba más en la versión digital.

Astiberri hace una buena edición, con buen papel y reproducción, además el cómic incluye extras sobre el diseño de los personajes. Esperemos que con la publicación de este cómic estemos más cerca de ver la necesaria reedición de Espirales.

Blackhand Ironhead es un buen cómic de superhéroes en el que David López, además de demostrar las cualidades que le han llevado a ser uno de los dibujantes más sólidos del mercado americano, prueba su capacidad como guionista. No es un tebeo que venga a renovar el género, pero sí ofrece una mirada distinta, algo de agradecer en un género sobresaturado de propuestas repetitivas. Es una historia cerrada pero queda la posibilidad de seguir explorando un universo del que apenas hemos rascado la superficie.

  Edición original:Panel syndicate Edición nacional/ España:Astiberri Guión:David López Dibujo:David López Color:Nayoung Kim Formato:Cartoné, 152 páginas Precio:16€   Para eso están las hemanas, ¿No? Eso dicen. Por fin podemos disfrutar en papel de Blackhand Ironhead, la serie que David López creó para la plataforma de cómic digital Panel Syndicate en…
Guión - 7
Dibujo - 7.5
Interés - 7.5

7.3

Clásico

David López nos trae un cómic divertido, que bebe de los clásicos del género, con unas protagonistas muy interesantes que le dan una visión distinta y fresca.

Vosotros puntuáis: 7.54 ( 3 votos)
Artículo anteriorMs. Marvel protagoniza el nuevo volumen de Marvel Team-Up
Artículo siguiente4001 A.D. Edición de lujo
Nacido en Barakaldo en 1977 donde sigo viviendo. Descubrí los cómics en una librería de barrio con Tintin, Asterix, SuperLopez y los personajes de Ibáñez. En 1989 descubrí los superheroes de la mano de Stern y Buscema con el numero 73 de la edición de Forum de Los Vengadores. A estas lecturas se fueron incorporando la novela gráfica y el manga, de los cuales, a diferencia de los superheroes, nunca me cansé. Todavía sueño con ser agente Espacio-Temporal y de Planetary, con visitar mundos de fantasía con el señor T., Philemon, Lord Morfeo, Arale y Thor. Viajar con Reed, Ben, Susan y Johnny al futuro y pasear por el cuartel de la Legión. Recorrer la antigua Roma con Alix y una cantimplora de poción mágica. Buscar Mú, perderme en un viaje al corazón de la tormenta, contemplar el Olmo del Cáucaso mientras paseo por un Barrio Lejano leyendo El almanaque de mi padre. Conseguir beber la sangre del Fénix. Leer, al fin, algún articulo de Tintín y de Fantasio sin que me molesten los absurdos inventos de Gastón. Perderme por las murallas de Samaris, mientras de la pirámide flotante de los inmortales cae John Difool. Enamorado de la chica de los ojos rojos y de Adele. Y cabalgar hacia el amanecer con Buddy Longway, Red Dust y el teniente Blueberry. Con un poco de humo azul en los labios...

2
Déjanos un comentario

Please Login to comment
2 Comment threads
0 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
2 Comment authors
AbrahamJapacore Recent comment authors
Recientes Antiguos
Japacore
Lector

Con ganas de leer esta propuesta! Todo soplo de aire fresco en un tema tan manido como los supes siempre se agradece!

Abraham
Lector
Abraham

Muchisimas ganas de leerlo, y mas al leer la estupenda critica