Batman: Superheavy (2ºparte)

Continuación del análisis del arco argumental Superheavy.

8
2278

Por Pedro Pascual Paredes.

En esta ocasión se van a analizar los números USA de Batman 43, 44, 45, 46. A estas alturas las críticas hacia este arco eran ya dispares, siendo muchos los que se bajaron del carro, y como ejemplo de ello tenemos sus decrecientes cifras de ventas:

BATMAN 1

Batman 43—- 3º puesto con 124.697
Batman 44—–3º puesto con 114.404
Batman 45—–11º puesto con 109.307
Batman 46—–13º puesto con 106.984

Aunque también es cierto que Batman seguía siendo la serie de DC con mejores ventas, solo siendo superado por los tres números publicados de TDK III : The Master Race de Frank Miller. Pero como a nosotros, lectores de cómic, lo que nos interesa es el contenido del cómic y no sus ventas, pasemos sin mas dilación a analizar lo que nos relataban Snyder y Capullo en estos números:

Batman #43

Es un cómic con una excelente estructura simétrica; las primeras páginas y las últimas son para un personaje (Mr. Bloom), las anteriores a estas para otro (Gordon y el nuevo Bruce) y las centrales, para el tema central del cómic y del arco Superheavy.
Veamos cada una de ellas:

Mr. Bloom

Es curioso que la primera vez que vemos el aspecto del villano de “Superheavy” es en la portada, y ello podría darnos a entender un mayor protagonismo de Mr. Bloom en el cómic, pero su papel es de apenas cuatro páginas, la inicial y las tres últimas, en donde se nos muestra que Mr. Bloom es un villano muy especial.
Tremenda la página final, tanto por la acción como por el estupendo diseño de Capullo.

Gordon

Tras la enigmática página inicial de Mr. Bloom, el cómic regresa donde terminó el número 42, el encuentro de Gordon y Bruce. En pocas páginas se nos muestra la postura enfrentada de cada uno, pues si bien Gordon pide ayuda a Bruce para ser Batman: “esperaba que pudieras ayudarme…para trabajar como Batman, pero en secreto. Todo lo que hago, todo lo que veo, es rastreado por Powers y procesado por la policía. Solo soy un intermediario, un centinela, pero Batman…necesita ser algo más.” Bruce le contesta, “quienquiera que fui antes…ya no soy esa persona. No puedo serlo.”
Es decir, por una parte tenemos al viejo Jimbo que sigue sin tomarse en serio pero que es consciente de que ya que se ha metido en este lío de ser Batman, solo puede hacerlo siendo como era Batman, es decir, fuera de la legalidad, un personaje no gubernamental ni policial. Y por otra parte, tenemos a un Bruce ajeno a todo lo relacionado con lo que fue.
Las siguientes páginas de Gordon es como Batman, en su investigación sobre Mr. Bloom y su relación con los devil pigs. Tenemos un poco de humor, acción y un doble cliffchanger.

Alfred y Clark Kent

Se podría decir que aquí aparece la cuarta historia de Superheavy, la más soterrada, pero la más importante, de ahí que se presente en la parte central del cómic. Y para entenderla, creo necesario el recuperar la lectura de dos cómics con distinta relevancia, por una parte la genial Whatever Happened to the Caped Crusader? de Neil Gaiman, y por otra, la pequeña historia escrita por Snyder para el especial Detective Cómics 27. Si bien la primera ejerce su influencia como inspiración, la segunda lo hace como prólogo o punto de partida crucial para Superheavy.

Especial Detective Comics 27
Especial Detective Comics 27
Batman #45
Batman #45

En esta trama Alfred actúa de narrador frente a Clark Kent; le muestra donde esta Bruce y quién es ahora, a continuación, a modo de flashback, le narra la historia de Bruce desde el final de Endgame hasta el principio de Superheavy, y finalmente le enseña la maquina en la que estaba trabajando Batman hasta los sucesos de Endgame. Y todo ello en relación a la pregunta ¿Cuál es la verdadera identidad y cuál el disfraz? ¿Bruce o Batman?

Se ha destacar el estupendo trabajo realizado por Plascencia en las páginas de esta trama, pues nos ofrece colores vivos y pop en las páginas del nuevo Bruce Wayne, un blanco y negro de cine noir durante el flashback que relata como encontraron a Bruce tras Endgame, un azul en distintos tonos en las escenas de la batcueva, una variada paleta de colores cálidos y pálidos cuando Alfred está a punto de contarle a Bruce “su verdad definitiva, de abrir la última y peor de las puertas, cuando…”. Siendo la viñeta que acompaña estas palabras, digna de guardar en nuestra memoria, pues no será la última vez que la veamos

En definitiva un cómic transcendental para el devenir de Superheavy.

Batman #44

¿Qué es Batman 44?

1º Es un cómic escrito por Snyder y Azzarelo, que nos cuenta magistralmente una historia compleja sin grandes ni largos discursos, resultando prácticamente autoconclusiva, cosa rara en este run de Snyder en Batman.

Al dibujo tenemos a Jock, para alegría de los que disfrutamos del Detective Comics de Snyder, que nos ofrece un Batman espectacular. Del color se ocupa Lee Loughride (Deadly Class) que aplica unos tonos opresivos, lleno de claro oscuros, que se ajusta como anillo al dedo a la historia

2º Es un caso sencillo, como bien indica su título y que es descrito por Batman de la siguiente manera: “Tenemos a un hombre malo, en un callejón, que vendió algo monstruoso a un joven desesperado”

3º Una historia detectivesca, clásica, en teoría episódica, en la que Batman ha de investigar el asesinato de un chico negro de 16 años que ha sido arrojado a las marismas de Gotham desde más de 300 metros.

4º Es una historia encadenada, en la que cada descubrimiento de Batman genera un nuevo misterio, a modo de muñeca rusa. “Y la historia empieza con unas bobinas. Con unas espirales sobre otras” “Y termina con más espirales, trazando círculos en torno al muchacho.”

5º Es una historia de Gotham, o más bien “de los Narrows. De Corner para ser más exactos.” Argumento relatado de manera perfecta a través de recortes de periódicos a lo largo de todo el cómic. Nos señala como en 1971 se fundaron en el distrito de Corner los Four-Five como un grupo de justicieros radicales de barrio ante la escasa presencia policial. Como de los 45 tiroteos con agentes de la ley implicados, 37 de ellos terminaron con victimas negras. Se informa de la manifestación ante las políticas “de hacer de Corner un barrio marginal” y que esta es reprimida con “violencia contenida”. Se debate si la inversión bienintencionada de Wayne en el barrio no va disparar el precio de los inmuebles. Y se nos habla de una trama inmobiliaria con donaciones de empresarios a políticos.

JOCK

¡Y todo ello relacionado de manera magistral con la investigación de Batman!

6º Es una historia de villanos. Por ella aparecen Cobblepot, Teano Canacco (lider de los Four-Five), Ned Howler, de la policia de Gotham, Bruce Wayne y….

7º Al inicio del número anterior, Gordon le dice a Bruce “Mira, algo grande va a suceder en Gotham. Este Mr. Bloom, tengo un presentimiento sobre él. Relacionado con algo que ocurrió hace años” Pues Batman 44 es aquello que ocurrió hace años, después del Año Cero.

8º Es un cómic sobresaliente.

Batman #45

Posiblemente sea el peor número de los analizados hasta ahora. ¿Por qué?
Porque repite la fórmula de presentarnos en la primera página una trama que se desarrolla en las últimas páginas, la cual finaliza en un gran cliffchanger, calco a lo realizado en Batman 43.

Porque han pasado dos meses desde que leímos el cliffchanger de Batgordon en Batman 43, y su salida del horno es simplona y su historia aburrida.

Porque es la enésima vez que vemos a Bruce feliz.

Porque de nuevo tenemos una conversación entre Gordon y Geri Powers.

Porque tras lo leído aún hay un par de páginas dedicadas a Daryl y Duke, personajes que hasta ahora poco nos importan y no sabemos para qué están.

Porque al cerrar el cómic nos da la impresión de que ha sido una pérdida de tiempo y de dinero.

Pero a pesar de lo dicho, ¿Batman 45 es un mal cómic? En absoluto y posiblemente sea superior a la mayoría de los cómics publicado por DC. ¿Por qué? Porque Snyder en este arco, y más profundamente en este número, realiza un doble lenguaje; uno, el aparente, el superficial, la historia que a simple vista es relatada, y que en esta ocasión he visto pobre. Y un segundo, simbólico o de doble sentido con el que darnos pistas sobre la historia que nos quiere contar. Y es con este enfoque, donde el cómic es disfrutable y necesario ser releído.

Bajo este prisma, las páginas de BatGordon siendo salvado por Rookie, las entendemos como la necesidad de Batman de tener una Batfamilia.

De las páginas de Bruce, más que con su felicidad, nos quedamos con el rechazó a aquél que fue, y como reflejo estás significativas palabras “No había rastro de una vida allí. Ese Bruce no tenía fotografías en ninguna parte. Ni de familias ni de amigos. Ni de la gente que él ayudo. La muerte de mis padres…le hizo algo a él. Es como si detrás de la misión, él realmente no haya existido.” Que nos hace preguntarnos qué amigos o vida tiene el Bruce Wayne de Snyder. Porque en verdad ha sido un Batman con Batfamilia, ¿pero ha tenido vida con Dick, Jason, Tim, Damian o Barbara? Pregunta que me hace recordar el cuadro con su familia de la serie Batman y Robin.

En las páginas de Gordon y Geri Powers, Snyder nos dice lo que significa este arco Superheavy, en boca de Geri Powers, “¿Sabes cómo funciona este colisionador? Yo tampoco, pero básicamente despoja a los átomos de sus electrones, y los lanza unos contra otros a la velocidad de la luz, y la esperanza es que entonces surja algo nuevo. Eso es lo que hemos estado buscando aquí, nuevos elementos” Y no podemos obviar el ramo de flores que trae Gordon para Geri (aunque sean del vestíbulo)

Y de las de Daryl y Duke, nos quedamos un par de frases del secundario Daryl a tener muy en cuenta en próximos números. Por una parte nos revela que “Peter Duggió era mi primo. Demonios, yo fui quien le contó al viejo Batman sobre ese callejón. Pero Bloom desapareció antes de que Batman lo encontrará. El callejón fue arrasado. Y durante años lo busque, casi me quemaron vivo por hacer eso. Ya lo sabes.” Y nosotros bien lo sabemos por el primer plano de la cicatriz de su oreja. Y por otra, con una frase inocente a simple vista, que dice al serle entregada la R de los Robin, “Batman, no necesita ningún Robin ahora mismo”. Frase que más adelante veremos lo errada que es.

Capullo tampoco es ajeno al doble lenguaje, muchos recordarán las moscas de Batman 17 y 36, pues en esta ocasión hay una fijación por los ojos y por las flores. Fijaros en ello, porque ¿Qué otra cosa es Mr. Bloom que un ojo y una flor?Además, en este número podemos observar la similitud del colisionador de partículas y Mr. Bloom.

BATMAN 3

Muy elocuente es también la variación en los últimos arcos de los elementos icónicos de la batcueva.

Batman #39
Batman #39
Batman #45
Batman #45

Así como espectacular su trabajo en la huida y batalla inicial de BatGordon.

Batman #46

Es un cómic totalmente opuesto al anterior, es un cómic de pura acción. En las primeras páginas vemos por fin a Mr. Bloom actuando a “cara descubierta” ante la beautiful people de Gotham, y si es certero e incisivo con sus “manos” más aun con sus palabras, “Todos ustedes, buena gente, que se esfuerzan incansablemente por hacer a Gotham mejor, haciéndola exactamente lo que es hoy”

¿Qué decir de las páginas de Bruce Wayne? Un botón, una sorprendente proposición, una ducha compartida. ¿Qué más se puede pedir? ¿Ser Batman? ¡Anda ya!

BATMAN 4

Y para entender estas páginas, y mis palabras, hay que recordar que si bien el Bruce Wayne pre new 52 no era ajeno a los placeres de la vida con su mascarada de playboy, todo lo contrario ha ocurrido con el serio Bruce del “nuevo universo DC”, siendo esta la primera vez que le vemos disfrutar y ser feliz.

A continuación aparece Duke en plan detective, (¿un Tim Drake negro?) situación que no será extraña para aquellos que lean la serie We are Robin, pero para los demás es la primera vez que se nos muestra que Duke podría ser un nuevo Robin ¿Logrará serlo? De la trama de Geri, interesante es el ejercito de prototipos que muestra a Gordon. ¿Veremos una Liga de la justicia robot conejo?

El último tercio del cómic mantiene un buen ritmo, que hace que lleguemos al cliffchanger final sin darnos cuenta que el cómic ha acabado. En estas páginas vemos el presente y pasado del barrio The Corner y del paso Blossom Row; su presente es deprimente, calle abandonada, marginal, de gente negra. Y un pasado en el siglo XVIII, no muy diferente en apariencia, “los Gothamitas ricos pasaban por aquí y compraban pequeñas figuras hechas de flores a los niños trabajadores por mucho más de lo que valían. Era el equivalente de patrones pagándoles matriculas a pequeños colegiales. Era un sitio de caridad, un solapamiento generoso en un sitio duro”

Blossom Row siglo XVIII
Blossom Row siglo XVIII
Blossom Row tras Año cero
Blossom Row tras Año cero
Blossom Row ahora
Blossom Row ahora

Tremendas palabras para contextualizar de manera perfecta, que no justificar, al villano de turno.
Poco más se puede decir por mi parte, salvo pediros tanto que le deis una oportunidad a Superheavy, como que lo releáis de nuevo porque el disfrute aun es mayor.

8
Déjanos un comentario

Please Login to comment
4 Comment threads
4 Thread replies
2 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
4 Comment authors
macPedro Pascual ParedeshammanuCristian Miguel Sepulveda Recent comment authors
  Subscribe  
Recientes Antiguos
Notifícame
Cristian Miguel Sepulveda
Autor

Muy buen trabajo Pedro, enhorabuena. Me encanta la estructura que le has dado al artículo, por personajes y números concretos, funciona genial. Me quedé muy atrás en este arco, y la verdad es que tengo ganas de ponerme al día, y con tu artículo me han entrado aún más.

hammanu
Lector
hammanu

Muy buena la estructura para analizar con detalle los comics de esta etapa ¿No os parece que Snyder ha intentado ir de Morrison en esta saga? Veo ciertos elementos compartidos por este en esta saga: Un villano nuevo y misterioso, futuros robins, sustitutos para el manto del murciélago. No se a mi Snyder nunca me ha parecido el superguionista que dicen, sus finales son muy flojos y alarga las tramas una barbaridad. No se si el descenso de casi 20 000 lectores a través de esos tres números es por nno salir Bruce de Batman (lo mas probable) o que la gente se haya cansado un poco de Snyder. Aunque supongo que su All Star Batman venderá un porron

hammanu
Lector
hammanu

Si Pedro, razones no te faltan en lo de la bajada de ventas. Lo ironico es que algo al revés paso cuando se lanzo el New52 era este el que comia las ventas al Batman de Morrison. Al ser un relanzamiento espectacular con ayuda del genial Greg Capullo en detrenimiento de la ultima saga de Morrison la cual era continuista con la “realidad” anterior (mucha mas farragosa) y los caracteristicos retrasos de esa época que beneficiaron muy poco al escoces.
Yo soy mas fan de Morrison porque domina bien el arte de narrar en comic muy al contario de Snyder que es mas farragoso de leer (era un protegido de Stephen King e iba para novelista, y se nota mucho). Aun asi a opinión personal para mi poco a revolucionado al murciélago y en parte se debe al constante y gran arte del dibujante. Si a Morrison hubiera tenido esa suerte su etapa aun estaría mejor de lo que esta. Eso por supuesto no quita que me caiga muy bien y le desee suerte. Pero creo que no le llega a los talones a etapas como la de Rucka o Morrison

mac
Lector

El problema del Batman de Snyder (al menos dentro de New 52) es que sus historias son grandilocuentes y por lo general terminan en nada. A mí me dejan un enorme vacío luego del número final de cada arco; me dejan con la sensación de que todo vuelve al punto 0 (las excepciones son Endgame y Superheavy, pero el final de la segunda regresa al punto 0 de la primera).

Su Batman, como personaje, es genial; sus historias son atrapantes, pero sus finales son decepcionantes. Lo comparo con Dan Brown (al menos lo que leí de él): sugiere mucho página a página, aborda temas fuertes, pero al final no arriesga nada y sus conclusiones son pobres.

Si al menos una de esas tres cosas no se diera (es decir, si no abordara cosas grandilocuentes y se dedicara a algo más terrenal -léase, más a lo Batman 44-; o si no sugiriera tantas posibilidades que luego elimina; o si sus finales fueran más arriesgados), su Batman -comic- sería perfecto (en mi opinión, para mi gusto, claro).

Saludos!

PD: bueno, puesto a criticar, también preferiría a Batman menos hi-tech todo el tiempo, aparte de todo lo dicho 😉

-edit-

PD2: muy buen artículo; como dijeron los demás, muy buena la forma de estructurarlo.