Servicio Informativo del Cómic Independiente USA #291

Lo próximo de Warren Ellis. Mike Mignola retoma a Joe Golem. Y más noticias del cómic independiente USA

Por y
2
1908

Hoy vamos a pasar directamente a comentarles qué nos han parecido los debuts de series de cómic independiente que esta semana han aparecido en Estados Unidos, que hay bastante que contar. Empezamos con The Magic order, de Mark Millar y Olivier Coipel, quizás el estreno de estos siete días, el muy publicitado primer título de Millarworld ya bajo los auspicios de Netflix tras su compra de las propiedades intelectuales del escocés, aunque publicado a través de Image. Los magos llevan existiendo entre nosotros desde el alba de los tiempos, protegiendo en secreto el mundo de seres sobrenaturales. Ocultan sus milagrosas capacidades haciéndose pasar por prestidigitadores y magos de espectáculo, como si solo hiciesen trucos, y están organizados entre sí en familias. Un día, un miembro de una de ellas es asesinado de manera macabra, y todo el mundo tiene claro quién ha sido la perpretadora: alguien que aboga por que los de su clase no permanezcan ocultos sirviendo a la humanidad, sino que se alcen como sus amos. Pero aunque todo parece una jugada previa a una declaración de guerra abierta, nadie puede demostrarlo. Y además ¿con quién puede haberse aliado para realizar un acto que requiere de tanto poder? Millar es fiel a lo que nos prometió y todo se lee como si fuese una historia de mafiosos en plan Los Soprano, pero añadiendo una capa de magia muy en la onda de Harry Potter, con sus dos bandos de magos enfrentados por la cuestión de si convivir o dominar a la humanidad. Muy como el conflicto de Charles Xavier Vs Magneto en X-Men, o el de La camarilla Vs el Sabbath en el juego de rol Vampiro: La Mascarada, vaya. La verdad es que uno reconoce muchos de los manierismos habituales de Millar en este primer número, tanto a nivel trama con elementos que evocan a otros vistos en Wanted o Jupiter’s Legacy (facciones opuestas en sociedades de gente con capacidades sobrenaturales, cierto enfrentamiento generacional, jóvenes herederos descarriados, héroes que no desean serlo, profundas rencillas familiares…), como sus epatantes diálogos, situaciones y expresiones escabrosas poco aptas para niños, y la vocación de ser un cómic adaptado a otro medio. En fin, es uno de los tebeos de Millar más Millar que Millar hay producido, vaya, y gustará a sus seguidores tanto como repugnará a sus detractores. Eso sí, encuentro complicado que el arte de Olivier Coipel, y su puesta en escena desagraden a alguien: resulta verdaderamente colosal, y aunque parezca increíble, este hombre no para de mejorar. Lo que viene a ser, de nuevo, una de las características de cómic de Millar en toda regla, vamos: a uno le puede gustar o no el guionista, pero el encargado del apartado gráfico que éste elige siempre suele ser impecable. A un servidor le ha encantado (mucho) esta primera entrega, pero entiende que haya lectores a los que no puede, en conciencia, recomendar que se acerquen a ella o se animen a tocarla ni con un palo. Cuestión de gustos.

Todo un placer culpable…o no. El número cero de Bloodstrike: The Brutalist pone en las manos de Michel Fiffe al comando de agentes superpoderosos zombies creados por Rob Liefeld y Dan Fraga. Fiffe abraza directamente y sin complejos el espíritu de aquel cómic que tan bien resume todo lo que al mismo tiempo nos repele y nos resulta atractivo de la industria en los años noventa. Desde el respeto a lo que de entrada no nos sugiere ser muy respetable, el autor de Copra aplica el mismo molde a estos juguetes de Liefeld que tan bien le funcionó con aquella reinvención suya del Escuadrón Suicida de John Ostrander. Para esta entrega cero, que como su nombre indica es previa al número uno y a la trama que Fiffe parece que nos contará a partir del próximo mes, asistimos a un repaso a la historia del grupo que incide en la cohesión entre los fragmentos dispersos que constituían la continuidad el universo ficticio compartido por los títulos de Extreme Studios. De ese modo podremos ver apariciones estelares de miembros de Youngblood y algún cameo de Battlestone en todo ese vistazo por el entramado de diversas agencias gubernamentales que gestionan a seres superpoderosos, así como a oponentes como la Hermandad del Hombre, los Katellanos con los que Combat llegó a la Tierra, el grupo de supervillanos conocido como Los Cuatro, y algunas respuestas claras a la espinosa y siempre confusa cuestión del personaje de Deadlock. En resumen, una entrega perfecta para introducir al lector que no conoció aquellos tebeos en su contexto, y un fascinante ejercicio de hacer que parezcan mejores de lo que realmente eran. Y además, como procede, llenando el tebeo de acción desenfrenada y violencia sórdida, no quedándose en una recapitulación académica. Todo ello con el característico grafismo de Fiffe, tan alejado del canon de Extreme y más cercano al cómic alternativo, cosa que aporta un contrapunto con muchísimo sabor. Y por los avances que aparecen en este tebeo, parece que esa va a ser la línea a seguir de la línea Extreme, ya que Liefeld (mucho mejor editor que autor, como viene demostrando desde hace tiempo) ha decidido poner a sus creaciones en manos de ilustres nombres como los de Ben Marra o Ed Piskor. Muy suculento parece todo esto, y va más allá de darle un capa de barniz a la nostalgia mal entendida.

Nos ha encantado también el primer episodio de Stellar, la nueva propuesta de Skybound Entertainment, el estudio de Robert Kirkman en Image Comics. Stellar es un cómic de ciencia ficción con ligeros tintes superheroicos sobre una mujer que fue creada como arma viviente de enormes poderes, junto a otros varios individuos, para librar las guerras de una potencia galáctica. Hace tiempo, tras participar actos de destructiva naturaleza de escala titánica, abandono ese camino y hoy por hoy trata de pasar desapercibida en un planeta devastado, sobreviviendo como cazarrecompensas y haciendo el poco bien que tiene oportunidad. Pero su pasado no piensa quedarse enterrado y dejarla en paz. El guionista Joe Keatinge cuenta que en realidad este trabajo tiene su génesis en la admiración que tanto él como Kirkman profesan hacia el dibujante Brett Blevins, la cual les viene de la infancia, de cuando el artista se encargaba de la serie Marvel titulada Sleepwalker. Aprovechando aquella iniciativa de hace unos años de propuestas para nuevas series que, junto a Marc Silvestri, hizo el escritor de The Walking Dead, éste reclutó a Blevins y le ofreció a Keatinge la oportunidad de colaborar con su confeso ídolo creando una nueva cabecera a partir de aquella premisa, pero haciéndola avanzar en una dirección distinta. Y honestamente, la cosa está saliendo muy bien: el relato está contado en dos puntos temporales distintos que nos ponen en contexto con mucha eficacia, la historia nos intriga, y Blevins… Blevins está simplemente formidable. Eso sí, con un estilo bastante distinto a aquel con el que le asociamos en los años noventa, desplegando —con un coloreado formidable que evoca al cómic europeo— diseños de enorme belleza de seres y paisajes alienígenas.

Nathan Bright ha comenzado sus andaduras con un cómic que se salda para los firmantes de forma positiva, aunque con peros. Es un primer número que entra como agüita, es muy frenético, aunque, es cierto que puede que abuse mucho de ciertos recursos como la dilatación de una escena de forma exagerada y que contrasta con el todo, y se tome su tiempo en arrancar (el detonante de la historia global no llega hasta el final de dicho número). Pero, sin embargo, nos ha encantado su tono (Nathan Fox con su estilo cartoon ayuda a desmitificar el mundo y a rebajar las pretensiones) y el modo en el que llega al gran giro de este número. Este mundo parece estar fundado en la lisergia porque todos los personajes parecen absolutamente histriónicos. Aun así, Lehup logra que el cómic impacte cuando tiene que hacerlo y resulte dramáticamente interesante. Parece que tenemos un universo creado con unas reglas extremas y particulares, pero que se mantendrán fieles a ellas en todo momento. En cierto sentido, no ha podido evitar recordarnos a los futuros imaginados por K. Dick, puesto que este universo tiene los mismos dejes que podemos encontrar en sus universos: cuestionamiento de la identidad, el sistema como ser que hemos creado entre todos y que nos puede dar de lado, la omnipresencia de medio y como estos configuran nuestro pensamiento como una especie de mente/colmena. Aun así, es un cómic perfectamente entretenido, que te deja un cliffhanger lo suficientemente potente como para que vuelvas el mes que viene

Por último, no quisieramos empezar la sección sin antes hacer mención a un bombazo informativo de última hora que ampliaremos en la próxima entrega de la sección. Y es que el lanzamiento de una nueva editorial siempre es bienvenida, más si es de dos antiguos editores de Vertigo. Ahoy Comics tendrá su parto en septiembre. Y, ahora, sin más dilación, procedamos.

Lo nuevo de Warren Ellis, con el dibujante de Trees

Tras el éxito de Trees (cuya adaptación televisiva anda preparándose), Warren Ellis y Jason Howard van a volver a colaborar. En este caso, se ha optado por una historia completamente distinta. Según la nota de prensa, Howard le comentó a Ellis que quería hacer una historia de acción, así que Ellis se puso manos a la obra y escribió Cemetery Beach. El escritor inglés ha definido este proyecto como el relato de acción más implacable que ha escrito nunca. Además, ha dado a entender que la historia la tiene muy avanzada y que tiene un ritmo imparable. Y que cuando salga el primer número, tendrá la serie cerrada. Por su parte, Howard, ha afirmado que Ellis le ha entregado todo lo que siempre ha querido dibujar.

Cemetery Beach narrará una huida de un explorador y una descorazonada asesina de una prisión mientras están atrapados en una colonia llena de lunáticos hace cien años.


Image lanzará esta serie a la venta en septiembre.

Fuente: Newsarama.

Mike Mignola retoma a Joe Golem

Tras dos volúmenes, Mike Mignola y Christopher Golden volverán al personaje una tercera vez. La nueva miniserie saldrá a la venta el 12 de septiembre bajo el título Joe Golem: Occult Detective—The Drowning City. Esta era la historia original del detective de la Nueva York inundada que se le ocurrió a Mignola tras los eventos del 11S. A pesar de tantearse publicar la historia de forma novelada, o en formato de novela gráfica, al final se ha optado que sea el tercer volumen de la saga de Dark Horse. Para ello, se han aliado con el dibujante de Baltimore, Peter Bergting.

Fuente: Paste Magazine.

El As Azteca de Doug Moench

El sello It’s Alive de IDW (que recientemente ha salido victorioso de un Kickstarter, con lo que su supervivencia está asegurada), dedicado a recuperar material olvidado pero de cierta importancia, va a traer de vuelta As Azteca, la obra seminal de Doug Moench, publicada originalmente por Eclipse Comics. Cabe recordar que por esta obra pasaron artistas tales como Dan Day, Michael Hernandez, Ron Harris y Thomas Yeates y que originalmente fue editada por Cat Yronwode. La historia narraba la historia de As, un viajero temporal que se establece en el Mexico precolombino, pero que tiene que viajar por el espacio y tiempo para acabar con la manifestación de la paradoja temporal que ha causado: Nueve-Cocodrilo.

El tomo saldrá a la venta en enero, con más de 500 páginas que recopilarán los 15 números de la serie original y un buen número de extras.

Fuente: icv2.

MCMLXXV, lo nuevo de Joe Casey para Image

Image no ceja en su empeño de traernos obras de autores hasta la extenuación. En este caso hay que hablar de MCMLXXV, de Joe Casey y el dibujante Ian MacEwan. Para empezar, el modo en el que se ha definido esta serie es con un cruce entre Foxy Brown, Taxi Driver y Buffy: Cazavampiros, aunque esta propuesta va más allá. Pretende presentarnos una heroína campbelliana asentada en el folclore americano, más allá de los superhéroes. Nos narrarán la historia de una taxista de color que tendrá que hacer frente a una serie de monstruos sobrenaturales a finales de los setenta en Nueva York. Eso se traducirá en una ambientación muy particular en ese periodo histórico de la ciudad. Para ello han añadido referencias (aunque no quieren ser una obra referencial. Tan solo formaban parte del contexto: blaxplotation, aunque no quieren esta comparación, The Warriors, aunque en su sentido de que la violencia reinaban las calles de la época. No habían civiles en esa película, como señalan los autores…) que ambientan bien como era la ciudad en la era pre-Koch. Evidentemente, se han documentado lo suficiente como para no cometer anacronismos. A pesar de tener una profundización cultural de la época, Casey ha afirmado que su pretensión sea una heroína de la calle, creíble, de carne y hueso que sea muy contemporánea. En la entrevista han hecho hincapié en ello.

La nueva serie de Image se lanzará en septiembre.

Fuente: Hollywood Reporter.

Los mecenazgos de proyectos de Jim Starlin para Ominous Press

Jim Starlin también ha optado por la opción de Kickstarter para sus próximos proyectos. El primero de ellos Black Book: the Art of Jim Starlin, se trata de un recopilatorio de Comissions y arte nunca visto del autor que se recopilará en un libro a tapa dura de 112 páginas. El otro gran proyecto que busca apoyos es la adaptación ilustrada de su célebre novela Mindgames. Las ilustraciones serán en tonos de grises. En el momento en el que escribo estas lineas, están cerca de alcanzar los 22.915 euros que solicitan y todavía quedan 27 días.

Fuente: Bleeding Cool.

Top Cow e Image nos traen terror y ciencia ficción con Infinite Dark

En octubre, se publicará Infinite Dark, la obra de terror para la cual Top Cow e Image han unido fuerzas. Se trata de una historia creada por el escritor Ryan Cady, ilustrada por Andrea Mutti y con colores de K. Michael Russell. El escritor ha concedido una entrevista en la que nos da pistas del tono. La historia parte de la base de que la humanidad queda recluida en una nave espacial llamada Orpheus, que le ha permitido sobrevivir al fin del universo tal y como lo conocemos. Estarán entre realidad, en un no lugar por toda la eternidad. Pero todo cambia cuando una persona muere y tiene escritas runas sobre su piel. Deberán investigarlo.

Esta serie será de horror cósmico. La idea parte de la creencia del autor de que el ser humano siempre perdura y se las ingenia para tener un modo de superar cualquier obstáculo. A su vez, parte de un miedo primario suyo, que es el citado fin del ciclo del universo. Los problemas de la humanidad serán diversos: la superpoblación, los recursos, etc. Pero el punto de vista será el de la policia que tiene que mantener el orden. Ella escucha voces en su cabeza, tiene culpabilidad acerca de sus supervivencia, es depresiva, etc. Y, por si fuera poco, ahora tendrá que resolver esta amenaza.

Por último, aparte de deshacerse en halagos respecto a sus compañeros artistas, ha afirmado que tiene de referentes cualquier obra de terror cósmico, como Alien, Lovecraft o Haunting of Hill House de Shirley Jackson.

Fuente: SyFyWire.

Harbinger Wars II Aftermath

Tras el final de las Harbinger Wars II, Valiant lanzará a las tiendas a finales de septiembre Harbinger Wars II Aftermath, que lidiará con el baño de sangre sucedido en el crossover principal, y tendrá como objetivo encontrar las causas y analizar el mundo que se quedará. El siguiente paso para la editorial será Beyond, con un relanzamiento del universo bajo ese sello. El epílogo del crossover estará escrito por Matt Kindt e ilustrado por Adam Pollina.

Fuente: Bleeding Cool.

2
Déjanos un comentario

Please Login to comment
2 Comment threads
0 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
2 Comment authors
PrideelBlueNules Recent comment authors
  Subscribe  
Recientes Antiguos
Notifícame
elBlueNules
Lector
elBlueNules

A priori Stellar, The Weather Man e Infinite Dark tienen buena pinta. Pasando de The Magic Order, y tampoco me llaman las segundas Guerras Harbinger.

Lo de Ellis es un sabor agridulce: historias apasionantes a las que no pone punto final y no sabes cuando retomará. Es increíble los parones en seriazas como Injection o Trees, y que sin embargo alargara tanto algo tan simple (que no malo, ni por asomo) como Freak Angels. Aún me duele que no siguiera más de un arco en Caballero Luna, porque aunque Wood, Bunn y, sobretodo, Lemire, han estado a la altura, lo que propuso Warren era espectacular. Aunque nunca se sabe, igual toca el Ellis malo, el de Karnak, y das las gracias de que termine y pase a otra cosa.

Pride
Lector
Pride

Buena semana para el indi. No esperaba nada de “The magic order” y me ha sorprendido. Mucha intriga.

“The weatherman” también me gustó mucho. El dibujo, como empieza lento y luego en un plis plas te deja todo loco con ese cliffhanger para engancharte, y el protagonista, que me parece un personaje que puede dar juego.

Se me había escapado lo de Ahoy Comics, asi que gracias! Una editorial nueva siempre son excelentes noticias. Además veo que va estar involucrado con algunas cosas gente como
Milligan o Morrison así que bien bien.

De lo anunciado para el futuro “Infinite Dark” pinta bien, y el de Ellis pues tendrá su sello (esperemos que sea el Ellis bueno). Complementando esta noticia, añadir que recientemente dicho autor dijo que esta empezando a trabajar en el tercer arco de “Trees”.