Reseñas DC: Vibe #1

Por
9
550

 
2766

Guión: Geoff Johns & Andrew Kreisberg
Dibujo: Pete Woods
Color: Brad Anderson
Portada: David Finch
Editorial: DC Comics
Contiene: Justice League of America’s Vibe, vol. 1 #1
Formato: Grapa, 32 páginas
Precio: 2,99 $
Valoración:

 

Vibe de la Justice League of America. El héroe más improbable. Esto es lo que reza en la portada del primer número. Lo segundo es debido a que, de los miles de héroes ignorados en el baúl de DC Comics, han decidido darle una serie al que estaban más al fondo. Lo primero no parece tan extraño – es más por motivos de copyright con la Vibe Magazine – ya que ya formó en su corta vida parte de una Justice League. Aunque en aquella ocasión, fue la Justice League Detroit, su ciudad natal pese a su origen puertorriqueño. Y al igual que en su día, si algo no ha cambiado en Vibe es que es hijo de su tiempo. Lo cual en si es una paradoja, puesto que eso es el punto central de todas las diferencias de antaño con ahora. Paco Ramone nació como un estereotipo de los 80, un personaje latino que por encima de sus poderes que daban nombre a su apodo, su mayor logro era ser bailarín de break-dance. Eso hizo que apenas ganase la simpatía de nadie y murió al cabo de un par de años poco antes que la Detroit League también llegase a su fin. Desde entonces, mientras en el mundo fuera de los cómics el personaje broma era Aquaman debido a la infantil serie de hacía décadas en Cartoon Network, dentro del mundillo este “honor” se lo llevaba el pobre Paco. En 2004 Andrew Kreisberg estaba escribiendo el guión de Justice League Unlimited: The Greatest Story Never Told centrado en Booster Gold, y cuando preguntó a sus compañeros que personaje podía coger para hacer sentir lo más humillado posible a Booster Gold por ser elegido este antes que él, no dudaron en apuntar todos en Vibe. En su inocentada del 2009, Newsarama escribió que Geoff Johns y Ethan Van Sciver se volverían a juntar para hacer el Vibe: Origins, al estilo del exitoso Green Lantern: Rebirth y el menos destacado The Flash: Rebirth. Y ya fuera cosa del karma, del destino, o simplemente porque Johns le gusta desafiarse cada vez más, ambos escritores han acabado encontrándose – Andrew como escritor, Geoff como padrino del cómic – en Justice League of America’s Vibe #1

Como decíamos antes, Vibe es hijo de su tiempo, y ahora ha renacido en el nUDC. ¿Que significa esto para el personaje? Pues que tiene una gran vinculación con la invasión de Darkseid, 5 años atrás, que dio origen a la Justice League. Eso es debido a que, de todas las ciudades del mundo de Estados Unidos posible, la invasión empezó en su Detroit natal. Eso lo marcó doblemente, no sólo por que la abertura de una Boom Tube le diera sus poderes, sino también porque su hermano mayor Armando fue la primera víctima de la invasión. Y es que la serie de Vibe son dos cosas, una batalla contra seres invasores y una batalla con el dolor familiar. Y es que Francisco Ramón – ahora Paco sólo lo llama su hermano mediano Dante y para molestarle – no ha tenido una adolescencia fácil. Su hermano era la gran estrella de fútbol americano y la gran esperanza familiar antes de su muerte, y eso ha marcado a toda la familia. Pero para Cisco además es el lidiar con unos poderes que ni quiso ni sabe como desarrollar, que causa un destacado efecto que no deja de ser una cruel ironía dado sus antecedentes en el anterior universo DC. Quizás estoy explicando un poco más el número de lo debido, aunque tampoco revelo nada aún que no hubiera explicado ya su escritor Andrew Kreisberg. Además, a diferencia de Katana, aquí no hay antecedentes del personaje para ningún lector del nUDC… bueno, seamos realistas, y para la gran mayoría de los que ya leían cómics antes del nUDC. Aunque el Justice League of America #1 conlleva un breve resumen-presentación del personaje – bueno si no fuera porque Finch le da el look del hermano muerto al mediano… -, este es el primer número donde vemos de verdad a Cisco Ramón.

Páginas 5 y 6

Y una serie no puede vivir únicamente de sus protagonistas, necesitan secundarios que enriquezcan el sabor. Y en esta serie habrá dos secundarios muy destacados por encima del resto. Uno de ellos es Dante, el hermano mediano, quien los conceptos “estudiar” y “esforzarse” no los tiene tan inculcados como sus hermanos. Pero es el único hermano que tiene ahora Cisco, y pese a la diferencia de mentalidades y actitudes es el ancla más cercana que tiene. Al menos como Cisco, ya que como Vibe tendrá al agente Dale Gunn. También originario de la Detroit League, pese a no ser un superhéroe se podría decir que fue tratado mejor que Paco. No se si acabó siendo un personaje muy estereotipado, pero que mujeres como Zatanna o Vixen te quieran seducir y meter en la cama, ya es un logro positivo para el personaje. Quizás no para los cómics, pero no seré yo quien me ponga a criticar lo que se hacía hace tres décadas atrás. Ahora es un agente de A.R.G.U.S. encargado de la división de Detroit, y que servirá como su mentor. Y es que como decíamos, el personaje de Cisco ahora tendrá dos vidas con la que convivir a sus 18 años. Elegir su propio camino o dejarse llevar por donde el destino le tiene preparado, aunque no sea lo que muchos esperaban de él y que quizás no le guste. Y hablamos mucho de Cisco y poco de Vibe, pero esta parte también es muy importante. Porque nos gustan las buenas historias personales, pero esto son cómics de superhéroes y también necesitamos su ración de acción, y este cómic la tiene. Quizás no mucha, pero todo el mundo que se abre en las últimas páginas lo compensa con creces.

Páginas 7 y 8

Sobre el apartado gráfico, tenemos a Pete Woods. Para los lectores del nUDC no es nuevo ya que dibujó prácticamente toda la etapa de la Legion Lost, además del Aquaman #14. Para lectores más veteranos, lo recordarán de las etapas de Chuck Dixon primero y luego Jon Lewis en Robin o más recientemente con James Robinson y Greg Rucka en Superman: World of New Krypton y con Paul Cornell en Action Comics. Y desde estos tiempos recientes, siempre le ha acompañado Brad Anderson en los colores, pero creo que nunca había lucido tan bien el dibujo de Woods como en este número. Esto es debido a que Pete no es también el entintador, sino que al menos en este primer número la tarea ha caído en Sean Parsons, quien hace que el dibujo de Paul Pelletier luzca de notable alto para arriba. El dibujo de Woods es muy adecuado para la serie, no sólo porque sabe transmitir en cada momento las emociones de los personajes, algo muy necesario dada la trama y el perfil que se pretende para la serie, sino que además cuando tiene que ponerse serio o en acción pone escenas potentes y dinámicas que nos hacen vibrar. Si no te acabas de conectar la historia, uno puede terminar de sumergirse en la historia a través de las viñetas y hacer de Cisco un personaje cercano. Sólo por eso la serie debería de durar mucho para que Woods pueda escalar posiciones tanto en el organigrama interno como en la atención de los fans.

Así pues, tenemos un número compacto que hace lo que muchos considerarían impensable: que te pueda interesar Vibe y tengas ganas que llegue el siguiente número. Eso lo hace en gran parte el personaje, pero también un cierre que sea difícil preguntarte que es lo siguiente que tiene en mente Kreisberg. Un sentimiento que, sin embargo, sólo se podrá dar en este primer número, ya que al final el devolverle la dignidad y la gloria al personaje sólo durará dos números. Y es que el actual productor de Arrow – y escritor de su cómic digital-first – es un hombre muy ocupado, más aún preparando el piloto para la serie real de Booster Gold, y honestamente ha preferido dar un paso atrás antes que afectar negativamente a la serie. Y dado que a partir del tercer número tomará las riendas Sterling Gates, muchos opinarán que saldremos ganando con el cambio. Cierto es que este es un gran número, quizás mejor que su etapa en Green Arrow and Black Canary, pero no sabemos hasta que punto esto es debido a la influencia de Geoff Johns. En cambio, hay un recuerdo mucho más positivo de Gates de su etapa en Supergirl, y si no has acabado de estar convencido con este primer número, un cambio tan rápido puede servir para terminar de enganchar a regazados a la serie. Porque la serie engancha. Cierto es que soy el menor de tres hermanos y que al igual que Johns comparto la pasión de demostrar que no existen personajes malos, pero es un buen personaje, la trama engancha y sobretodo, desprende ese olor a nuevo que más de una vez se ha echado en falta en los Nuevos 52. Quizás no será Superman, Batman o Wonder Woman, pero Vibe va a marcar su nombre en la historia de los cómics, y esta vez si, parece que de forma adecuada.

9 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Cassidy
Cassidy
Lector
21 febrero, 2013 10:39

Pues me alegra mucho que pinte tan bien, sobre todo por las inmerecidas críticas y guasas recibidas sin siquiera haber aparecido el primer número. Es un personaje que desconocía y que ya me llamaba precisamente por eso y por las pocas páginas que se vieron que estaban bastante bien.

Ojalá se pueda mantener y podamos disfrutar por fin de algo nuevo y fresco.

Mr. X
Mr. X
Lector
21 febrero, 2013 10:42

 Y si no le va bien como personaje de cómic superheroico, llamándose Paco Ramone seguro que tiene un prometedor futuro en el show bussines como diseñador de moda, cantante glam o periodista “del corazón” 😉

ultron_ilimitado
ultron_ilimitado
Lector
21 febrero, 2013 10:44

Para contrarrestar esto Marvel debería asignar una serie de Triatlón a Bendis.

nascitturuss
nascitturuss
Lector
21 febrero, 2013 14:25

Jordi,

Desconozco el personaje, al igual que la Detroit League. Me parece una reseña muy optimista, o como dice Cassidy, de tantas bromas y burlas recibidas antes de su aparición, estamos prejuiciados. No me convence, pero si lo dice Jordi… Merecerá la pena el intento.

Eso si: la cabacera aprovechando el título madre de JLA, y su rotulación no me gusta en absoluto.

Almenglo
Almenglo
Lector
21 febrero, 2013 15:58

 No creo que ECC la publique,pero parece interesante. Aunque supongo que se estrellara en ventas,si llega al año los de DC pueden celebrarlo por todo lo alto.

emilio
emilio
Lector
21 febrero, 2013 15:59

 Pues me alegra mucho que pinte tan bien, sobre todo por las inmerecidas
críticas y guasas recibidas sin siquiera haber aparecido el primer
número.

Algo muy frecuente en esto de los comics. Yo siempre he dicho que no hay personaje malo, lo que hay son malos guionistas. Y a starman me remito, que no era mas que un tipo vestido de semaforo con un consolador por arma… hasta que llego James Robinson.

Ocioso
Ocioso
Lector
21 febrero, 2013 16:24

emilio ha comentado: Yo siempre he dicho que no hay personaje malo, lo que hay son malos guionistas

Desde que, hace ya muchos años, leí tan sugerente concepto he estado vivido embriagado por su deslumbrante optimismo. Como creo que hay que ponerlo todo en duda para ver que pasa hace tiempo me paré a pensar un poco sobre ello y llegué a la conclusión de que sí, hay personajes malos. De hecho hay personajes que no hay por donde cogerlos. Auténticas mierdas.

Mr. X
Mr. X
Lector
21 febrero, 2013 16:27

 “Ocioso
ha comentado el 21 febrero, 2013 a las 16:24h

emilio ha comentado: Yo siempre he dicho que no hay personaje malo, lo que hay son malos guionistas


Desde que, hace ya muchos años, leí tan
sugerente concepto he estado vivido embriagado por su deslumbrante
optimismo. Como creo que hay que ponerlo todo en duda para ver que pasa
hace tiempo me paré a pensar un poco sobre ello y llegué a la conclusión
de que sí, hay personajes malos. De hecho hay personajes que no hay por
donde cogerlos. Auténticas mierdas.


Hoygan, mire usted la segunda vida que están teniendo los personajes de Extreme Studios de ROB! Prophet y Glory, quien os ha visto y quien os ve.

train hard. fight hard. party hard.
train hard. fight hard. party hard.
Lector
22 febrero, 2013 6:07

 es genial que este tan bien pero es una pena que el guionista se vaya a los 3 numeros… haber si johns se queda cerca….