Reseñas DC: Harley Quinn – Harley Loves Joker #1-2

Reseña de esta corta miniserie en la que Paul Dini repasa una vez más la tormentosa relación entre estos dos carismáticos payasos del crimen.

Por
0
2112
 

Edición original: DC Comics.
Guión: Paul Dini.
Dibujo: Bret Blevins.
Entintado: Bret Blevins.
Color: Alex Sinclair.
Formato: Grapa, 32 páginas por número.
Precio: $3.99

 

La relación entre Harley Quinn y el Joker es uno de los temas más debatidos y tratados en las últimas décadas en DC Comics. Desde el nacimiento de la rubia payasa del crimen, a manos de Paul Dini y Bruce Timm en el 92 en la serie animada de Batman, hasta protagonizar sus colecciones propias, o incluso ser una protagonista en una película del DCEU, como en Suicide Squad (David Ayer, 2018). En casi todas sus aventuras se ha explorado esa tormentosa relación con el payaso del crimen, que cambió su vida para siempre, incluso en aquellas historias en las que ella es la protagonista absoluta, como en la etapa de Jimmy Palmiotti y Amanda Conner, en los cuales se publicó una historia back-up con dibujos de Bret Blevins que exploraba en forma de pequeñas historias, la relación en el pasado entre Harley y su querido Señor J. De todo aquello, y tras acabar la etapa del matrimonio Conner-Palmiotti, nació una miniserie de dos números con el mismo título, Harley Loves Joker, en la que uno de los padres de la criatura, Paul Dini, nos narra otro capítulo más de esa relación.

A pesar de lo que pudiera parecer por el título, esta miniserie no se centra desde el principio en la relación del Joker con Harley Quinn, sino que nos presentan una aventura criminal de la pareja, al menos durante el primer número, en la cual aparece una nueva villana, Grison, que es una especie de mofeta humanoide, de la cual se revela su origen secreto. Descubrimos además que tiene un pasado común con Harley, antes de que ésta abandonara sus planes de futuro y su vida por dedicarla al Joker y al crimen.

El título de esta miniserie hace referencia, aparte de a las ya mencionadas historias back-up del mismo nombre, al arco argumental de hace ya más de un año titulado Joker Loves Harley, en el que el primero regresa para pedirle perdón a Harley, proclamando haber cambiado y ser un hombre íntegro y enamorado. Nada más lejos de la realidad, por aquel entonces, y también en comparación con este número, que no tiene nada que ver. Al menos no directamente, puesto que lo que aquí nos muestran, y especialmente en el segundo número, es un cambio, o un comienzo del mismo, por parte de Harley Quinn, que a través de un hilarante diálogo interno consigo misma en formato de psiquiatra, y con el fantasma de su madre, comienza a reflexionar sobre su relación con el Joker. Y aunque no ocurre nada definitivo, sí que se plantan las semillas de una futura independencia del personaje y de marcar un punto de inflexión en su vida. Pequeñas actitudes, presentadas aquí de forma cómica pero con un trasfondo serio, como contestaciones y actos de rebeldía hacia las órdenes de su Señor J, que antes jamás hubieran ocurrido, son muestra de la madurez que parece ser aquí empieza a desarrollar el personaje.

Por lo demás, no hay mucho más que añadir. No tienen quizás la enjundia que se pudiera esperar, pero al mismo tiempo aborda un tema muchas veces tratado sin volver a dar rodeos sobre la misma idea, y aportando algo, aunque poco, al eterno conflicto del personaje, como es su tóxica relación y obsesión con el Joker. Al mismo tiempo además, Dini realiza un ejercicio de empoderamiento del personaje, centrando los dos números de forma casi íntegra en ella, y no en el Joker, que tiene un papel secundario, y en cómo se ve su relación desde su perspectiva en primera persona. Por otra parte, la inclusión de Grison, una villana carismática donde las haya, es absolutamente genial, y funciona muy bien en cada viñeta en la que está, especialmente cuando comparte escena con Harley, con quien tiene una química excelente, teniendo en cuenta que se odian mutuamente, claro está.

En el apartado artístico tenemos al ya nombrado Bret Blevins al dibujo y entintado y a Alex Sinclair al color. Blevins es un veterano dibujante conocido por su larga etapa en Marvel en donde dio cera a su pincel en colecciones como Ghost Rider, Capa y Puñal, Thor o Nuevos Mutantes, en donde destacó especialmente. En DC Comics, es más conocido por sus trabajos en colecciones del murciélago, sobre todo en la colección Batman: The shadow of the bat. Blevins es conocido por su estilo cartoon, no tan depurado quizás como el de Bruce Timm o Darwyn Cooke, artistas similares, pero aun así de una gran calidad, y ha ido evolucionando bastante desde los ochenta, en donde tenía un tono algo más sobrio, serio y realista, a la actualidad, que es más caricaturesco. En cualquier caso, Blevins ya trabajó en un número especial hace un par de años en la colección principal de Harley Quinn, y ha seguido colaborando aparte de en las ya citadas historias back-up del mismo nombre, también realizando bocetos en algunos números de la colección principal que serían después completados por John Timms, y ahora vuelve a demostrar en estos dos números que sigue en forma. Especialmente destacable es su diseño de Grison y la narración de las situaciones cómicas, que encajan a la perfección con el guion de Paul Dini.

  Edición original: DC Comics. Guión: Paul Dini. Dibujo: Bret Blevins. Entintado: Bret Blevins. Color: Alex Sinclair. Formato: Grapa, 32 páginas por número. Precio: $3.99   La relación entre Harley Quinn y el Joker es uno de los temas más debatidos y tratados en las últimas décadas en DC Comics.…
Guión - 7.4
Dibujo - 7.8
Interés - 6.8

7.3

Divertido

Dini nos muestra los primeros pasos hacia la madurez de Harley en una historia divertida y con la inclusión de un interesante personaje nuevo.

Vosotros puntuáis: 9.14 ( 5 votos)

Déjanos un comentario

Please Login to comment
  Subscribe  
Notifícame