Question: Las muertes de Vic Sage

Vic Sage debe dejarse llevar por un extraño viaje que le ayude a dilucidar el destino de Hub City.

Por
4
2189

Edición original: The Question: The deaths of Vic Sage núms. 1-4 USA
Edición nacional/España:ECC Ediciones
Guion: Jeff Lemire
Dibujo: Denys Cowan
Entintado:Bill Sienkiewicz
Color: Chris Sotomayor
Traducción:Guillermo Ruiz Carreras
Formato:Cartoné. (216×276 mm) 200 págs. A color.
Precio: 24,50 €

Vuelve The Question y los aficionados estamos de enhorabuena

“Todo está conectado,pasado, presente… todo fluye al mismo tiempo”

Las muertes de Vic Sage es una de las pocas iniciativas del sello Black Label que no se centra en Batman o en sus villanos. Una rara avis que debe tener un merecido respaldo comercial pues es un tebeo muy bueno y lleva intrínseco ser un producto arriesgado por no estar protagonizado por un personaje principal. Aunque si hoy en día un cómic de The Question, guionizado por Jeff Lemire, uno de los autores más reconocidos de los últimos tiempos que además cuenta con el dibujo de Denis Cowan y las tintas de Bill Sienkiewicz, legendarios artistas de la serie, no es un must have, pocos lo son.

Lemire presenta un The Question accesible, alguien que nunca haya leído al personaje puede entrar a él perfectamente con esta historia. Las páginas iniciales y el monólogo interior del protagonista recuerdan poderosamente a la primera aparición de Rorscharch en Watchmen. Otra serie actual del sello Black Label que no trata sobre Batman, por cierto. El parecido puede darse a que podrían ser el mismo personaje, si conoces los detalles públicos de la concepción de Watchmen sabes que en efecto, es así, aunque en esencia nunca fueron tan parecidos. El recuerdo y la similitud se debe al homenaje que resulta esta serie para aquella de los años 80 con Denny O’Neil y el citado Denys Cowan con The Question. Aquel cómic supuso la llegada del personaje desde Charlton Comics y resucitó a Vic Sage como un héroe violento, duro, de férrea moral incorruptible.

El cómic presenta el lore de Vic Sage sin detenerse demasiado y cambiando ciertas cosas respecto a la serie de O’Neil y Cowan. Al unísono expone el misterio en el que girará la trama, una que implica cuestionarse toda su existencia y la moralidad que tan bien definida cree tener el hombre de la máscara sin rostro. El trabajo de Lemire recuerda mínimamente al que realizara en su etapa a cargo del Caballero Luna, concretamente a lo mejor de ella. La dosificación de la información que obtiene el lector está bien ejecutada, pero al contrario que con la serie de Marc Spector la resolución no adolece fatiga ni el transcurso de la trama padece de una excesiva reiteración. La extensión de una y otra serie también influye en la percepción. Aquí nos encontramos con uno de los mejores Lemire en cuanto a trabajos para las grandes se refiere (dejamos aparte su más excelsa versión referente a su producción propia) posiblemente más acoplado a la identidad del personaje que escribe de lo que lo estaba en Green Arrow y más inspirado en el transcurso de la historia y guion de lo que se pudo observar en la obra hermana del Black Label, Joker: Sonrisa Asesina.

Un extraño viaje a través del tiempo sacude al Sr. Sage. La trama navega entre la incertidumbre extrasensorial y un delicioso noir clásico. Un enfoque dispar que otorga altos picos de calidad, tanto en guion como en dibujo, durante sendos enfoques. En ocasiones, el conjunto no amalgama todo lo bien que debería, pero el resultado final convence por la fuerza y convicción con la que se cuenta la historia. Sin duda habrá quien piense que el elemento sobrenatural está de más en un personaje como The Question, más si cabe basándose en la etapa de finales de los 80. Una apuesta arriesgada la que juega el autor de Descender en este trabajo, mostrándose seguro al realizarla sin reparar en que se pueda estar equivocando.

El dialogo social y político está presente en el tebeo, dando interesantes observaciones sobre el estado, el poder y cómo el pueblo renuncia a él, engañado por las artimañas políticas destinadas a enfrentar a los ciudadanos entre sí. En Wesley Fermin se personifican parte de estas maldades. Su, ahora hermana, Myra, representa a todos aquellos que aspiran a conseguir un mejor funcionamiento del mundo, pero que debido a su propia bondad son engañados por un sistema corrupto.

Cowan tiene un estilo sucio que entintado por una leyenda del cómic como Bill Sienkiewicz, se recrudece. El entintador, que ya trabajara en las portadas de la serie, vuelve a dedicar su talento al personaje. La representación de los distintos rostros es muy buena y la narración es fantástica. Un dibujo muy adecuado al tono de la historia que resulta elegante y distinguido a pesar de lo sucio del mismo. Chris Sotomayor se encarga del color, aplicando tonos apagados para no desentonar con las tintas, otorga un trabajo a la altura. Un arte indispensable para que el guion tenga la fuerza necesaria. Un dibujo cautivador que convierte en una delicia pasear por las páginas del libro.



Question: Las muertes de Vic Sage
es una buena lectura para el aficionado al personaje que ve como una de las mejores etapas (sino la mejor) de The Question es subbida de nuevo al escenario. Siendo al mismo tiempo un excelente punto de entrada a Vic Sage y Hub City para el bisoño lector de la creación de Steve Ditko. Capaz de interesar por su trama periodística, su viaje personal o el carisma y atractivo de su protagonista, Lemire, brilla en uno de sus cómics más redondos para DC. Con Cowan y Sienkiewicz dichosos en su trabajo, el resultado es un magnífico tomo que si no seguiste durante su publicación por entregas tienes una nueva oportunidad de disfrutar con este integral. Si te llama lo más mínimo la atención el personaje, no lo dudes, esta es una obra para disfrutar.

Lo mejor

Lemire se muestra inspirado en la narración
Denys Cowan y Bill Sienkiewicz están soberbios con el dibujo.

Lo peor

• La conjunción de lo sobrenatural con el noir puede no acabar de cuajar.

Edición original: The Question: The deaths of Vic Sage núms. 1-4 USA Edición nacional/España:ECC Ediciones Guion: Jeff Lemire Dibujo: Denys Cowan Entintado:Bill Sienkiewicz Color: Chris Sotomayor Traducción:Guillermo Ruiz Carreras Formato:Cartoné. (216x276 mm) 200 págs. A color. Precio: 24,50 € Vuelve The Question y los aficionados estamos de enhorabuena "Todo está…
Guion - 8
Dibujo - 8.5
Interés - 8

8.2

Noir místico

Una buena historia de Question, con valor para el aficionado añejo e interesante para el novicio, que presenta sus principales virtudes en una medida narración y un excelente dibujo.

Vosotros puntuáis: 7.16 ( 22 votos)
4 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Willi
Willi
Lector
14 marzo, 2021 23:59

Muy buena reseña señor Paulo.
Ahora con la miniserie editada completa en un único tomo, solo queda esperar la reedición de la etapa de O’Neil y Cowan (soñar no cuesta nada).

Justiciero Desmesurado
Justiciero Desmesurado
Lector
15 marzo, 2021 20:51

Leído y sensación ambigua. Si bien no puedo decir que me resulto un comic malo, ni fallido (al menos del todo) me deja ese punto de que le falta algo. Sin duda sé que el hype me ha pasado factura. Había ganas de leer sobre un personaje del que llegan cosas con cuentagotas y pasa esto. Quizá en el futuro con una relectura gane.
 
Precisamente en el articulo citas el Caballero Luna del mismo Lemire que me dejo exactamente la misma sensación (y de paso digo aunque no viene muy a cuento que siempre viene la comparación de Caballero Luna con Batman, por motivos más estéticos que otra cosa pero está más en la onda de Questión que del murciélago).

nmarango
nmarango
Lector
12 septiembre, 2021 20:07

Recién leída, estoy bastante de acuerdo con Justiciero, me parece un cómic bien construido, con muy buen apartado gráfico, pero que me dejó frío. Justo vengo de releer todo Question-etapa Vic Sage (la serie del ’87, los Quarterly, los anuales y especiales, y la miniserie reboot de Rick Veitch), y la verdad encaré este trabajo de Lemire con expectativas de mayor apego a las ideas de O’Neill. Aquí si bien tenemos el mismo tono, el fondo es rotundamente otro. Retoma el planteamiento original de Ditko (bien/mal) e ignora todo el desarrollo ‘zen’ de O’Neill, de hecho podría decirse que desconoce la serie del ’87 y funciona como soft reboot de esta. No termino de ver hacia dónde va el trasfondo sobrenatural, creo que se queda a mitad de camino entre O’Neill (urbano) y Veitch (sobrenatural) sin definir qué quiere ser. Dicho esto, prefiero el enfoque de Veitch que aunque no me convenció, al menos no se queda a mitad del río. La calificaría con un 6 para guión, 8 para apartado gráfico, 9 en interés (aquí estoy condicionado por ser fan del personaje).