¡Oh, Josefina!

4 historias cortas nos traen de vuelta a Jason.

Por
0
498

Edición original: Å, Josephine! (editado por Magikon)
Edición nacional/ España: Astiberri Ediciones
Guion: Jason
Dibujo: Jason
Formato: Rústica con solapas; 176 páginas en blanco y negro y bitono
Precio: 18,00€

En 2017 se publicó Un noruego en el Camino de Santiago, la que era, hasta la fecha, última obra de Jason. Tres años más tarde, por fin, tenemos un nuevo cómic de este autor. ¡Oh, Josefina! pone punto y final a una espera que se ha hecho demasiado larga, y no solo por el tiempo transcurrido, sino también porque Un noruego en el Camino de Santiago no era precisamente el mejor tebeo de Jason, aunque se agradecían las buenas y nuevas intenciones del artista explorando un terreno poco transitado por él, siendo, tal vez por este motivo, que el resultado final fuera un tanto desigual.

¡Oh, Josefina! no solo es una gran noticia porque trae de nuevo a la palestra comiquera a Jason, autor al que admiro profundamente, sino porque también es un salto de calidad con respeto a Un noruego en el Camino de Santiago. Si bien es cierto que no soy demasiado fan de las antologías, este tebeo es justamente eso, y está compuesto por 4 historias diversas entre sí, y que son lo suficientemente alocadas para garantizarnos un rato de diversión en el que nada es lo que parece.

La primera historia de las cuatro recoge el testigo directo de Un noruego en el Camino de Santiago, ya que Jason vuelve a aparecer como protagonista de un relato que tiene de nuevo una caminata (esta vez en Irlanda) como eje de la acción. Si bien es cierto que me temía lo peor porque su anterior cómic creo que no era la dirección a seguir, Jason aprende de los errores y le imprime mejor ritmo y más humor a esta nueva historia. La cantidad de referencias cinematográficas que aparecen aquí resumen perfectamente la vena cinéfila del artista; entre ellas destacan las relativas a El cazador, El resplandor y al malogrado actor Gene Wilder. Lo que más me ha sorprendido es que Jason ha cambiado un poco su humor y su estilo; es decir ¡Oh, Josefina! nos muestra al mismo Jason de siempre, pero a la vez diferente. Ya en el primer relato usa gags más rápidos y continuados, y sobre todo, la aparición de digresiones continuas muy breves, tanto que me recordaron a las empleadas en el show televisivo Padre de familia.

L. Cohen: una vida y ¡Oh, Josefina! (el relato que da título a la antología) comparten que partiendo de figuras históricas Jason destroza cualquier atisbo de realidad para darnos su particular visión de las cosas. Especialmente, L. Cohen: una vida funciona como biografía-ficción en la que el autor noruego hace un repaso (y una reinterpretación) del mundo del arte y la cultura popular de los últimos 80 años. El gran mérito reside en que, si Leonard Cohen ya era una personalidad interesante, bajo los pinceles de Jason lo es todavía más. Grandísimo relato que supone uno de los mejores trabajos de este autor. En cambio, en ¡Oh, Josefina! nos presenta a un Napoleón de lo más divertido, en otra biografía-ficción que nos aleja mucho del típico relato centrado en el militar francés.

Los diamantes es una historia que se centra en la complejidad de la relaciones personales y familiares, y que se nos presenta como un relato fragmentado con varios personajes y varias acciones a la vez. Cuando empezamos a leerlo nada tiene sentido, nada encaja, pero como viene siendo habitual en la biblografía de Jason, es justamente lo contrario. La obra de este historietista pese a su simple apariencia esconde complejidad; pese a que nada tiene sentido, en realidad todo lo tiene (o no), y pese a que nada encaja, los cómics de Jason son pequeños puzles con un engranaje bien engrasado.

En esta última publicación, que de nuevo llega a nuestras librerías de la mano del buen hacer de Astiberri, editorial que lleva casi 20 años editando la obra de Jason en España, el autor emplea tanto el blanco y negro como el bitono. Esto quiere decir que lamentablemente no ha colaborado con el colorista Hubert que tan bien capta los ambientes y las escenas que Jason propone. Personalmente y desde el punto de vista visual, prefiero la obra de Jason a color, puesto que siempre viste más y mejor con el trabajo de Hubert, pero, al fin y al cabo, hay que respetar la decisión del artista.

¡Oh, Josefina! es, como comenté al inicio de la reseña, una gran noticia por dos razones: por un lado, supone el regreso de Jason; por otro lado, el autor siendo fiel a sí mismo y a su inconfundible estilo propone nuevos estímulos en el lector. De este modo, Jason no se conforma con entregar otra obra más, sino que investiga, evoluciona y se expande como artista. La honestidad, la identidad y la renovación o exploración de nuevos caminos son elementos que valoro positivamente en cualquier artista, y da la “casualidad” que en Jason podemos encontrar todo esto.

El lector veterano disfrutará con este cómic, y el neófito descubrirá a un historietista único. En ambos casos, recomiendo este tebeo.

Edición original: Å, Josephine! (editado por Magikon) Edición nacional/ España: Astiberri Ediciones Guion: Jason Dibujo: Jason Formato: Rústica con solapas; 176 páginas en blanco y negro y bitono Precio: 18,00€ En 2017 se publicó Un noruego en el Camino de Santiago, la que era, hasta la fecha, última obra de…
Guion - 8
Dibujo - 7
Interés - 9

8

Una nueva y diferente propuesta de Jason que nos hará pasar un rato (breve como de costumbre) muy agradable.

Vosotros puntuáis: 7.1 ( 2 votos)
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments