Nous sommes aussi Charlie

Por
85
312

La risa mata el miedo y sin el miedo no puede haber fe, porque sin el miedo al diablo ya no hay necesidad de Dios.

El nombre de la rosa

La mañana de ayer nos despertamos con la noticia de que la sede de la publicación francesa Charlie Hebdo en París había sido asaltada por un grupo de hombres encapuchados, que habían asesinado a catorce personas (doce trabajadores del semanario y dos policías) y herido a otras cuatro. Conforme pasaron las horas los medios de comunicación fueron desgranando datos: un comando de tres individuos de entre dieciocho y treinta y cuatro años había perpetrado la masacre. Un sangriento punto y seguido a una historia que implica a la libertad de expresión y a las creencias religiosas.

Remontémonos unos cuantos años –casi diez- en el tiempo. En septiembre de 2005, el periódico danés Jyllands-Posten publicó una serie de caricaturas dedicadas a Mahoma, con el fin de ilustrar un artículo que versaba sobre autocensura y libertad de expresión. En líneas generales, la religión mahometana prohíbe la representación del profeta al considerarlas signo de idolatría (aunque la cuestión es bastante más compleja de lo que podría pensarse en un primer momento). Las reacciones no se hicieron esperar y fueron desde las críticas furibundas por la ofensa al sentimiento religioso al apoyo de otros medios. Entre estos últimos se posicionó Charlie Hebdo, que republicó en Francia las caricaturas de la discordia el día 8 de febrero de 2006, añadiendo además unas cuantas de cosecha propia.

Cronología de la polémica de las caricaturas (Fuente: Wikipedia en lengua inglesa)

El posicionamiento en este asunto costó a los responsables de la publicación una denuncia sustentada en la acusación de haber cometido delito de injurias públicas contra un grupo de personas en razón de su religión, del cual fueron absueltos al año siguiente. En su consideración, había que dar una respuesta a la autocensura y a las recriminaciones provenientes de algunos gobiernos occidentales. Fruto de ello fue el Manifeste des Douze: ensemble contre le nouveau totalitarisme, un texto en el que una docena de intelectuales llamaba la atención sobre el riesgo que suponía cortar la libertad de expresión por miedo a una reacción fanática. Entre los firmantes estaba Salman Rushdie, el novelista que lleva un cuarto de siglo con una condena a muerte a cuestas por cortesía del difunto Ayatollah Jomeini.

Los desencuentros entre la línea editorial del semanario y los radicales islámicos continuaron en años posteriores. El ascenso de estos últimos tras el optimista y fantasioso velo de la primavera árabe, fue objeto de crítica por parte de la revista, que recibió a cambio un atentado con cócteles molotov. Estos episodios refrescaban la memoria colectiva en torno a un asunto –el de las caricaturas de Mahoma- que pintó una metafórica diana en el personal de la revista, que ha pagado con sangre la devoción a unos valores y a unos principios que deberían y deben ser defendidos sin fisuras ni concesiones.

“Si nos planteamos la cuestión de si tenemos derecho a dibujar o no a Mahoma, de si es peligroso o no hacerlo, la cuestión que vendrá después será si podemos representar a los musulmanes en el periódico, y después nos preguntaremos si podemos sacar seres humanos… Y al final, no sacaremos nada más, y el puñado de extremistas que se agitan en el mundo y en Francia habrán ganado”. Así hablaba Stéphane Charbonnier “Charb”, director de Charlie Hebdo en una entrevista realizada por el periodista Miguel Mora y publicada en el diario El País el 19 de septiembre de 2012. Charb es una de las víctimas de la matanza de ayer.

Los límites de los derechos subjetivos constituyen uno de los aspectos más controvertidos del estudio del Derecho. A partir de la máxima de que mis derechos terminan donde empiezan los de los demás, encontramos multitud de ejemplos concretos de conflicto –choque o roce- entre personas específicas y en torno a específicos derechos. Uno de los que más casos ha generado ha sido aquél que atañe a la libertad de expresión. El derecho a opinar libremente pensamientos entra más que habitualmente en conflicto con otros derechos como el honor, la intimidad, la propia imagen y, en el caso que nos ocupa, el sentimiento religioso. ¿Incluye la libertad de expresión al arte y a su capacidad para la sátira? ¿Implica el derecho a profesar una fe sin ser discriminado o perseguido por ello la facultad de reducir al silencio a quienes disienten y / o se burlan de la misma? La propia historia de las caricaturas indica que en los ordenamientos jurídicos de nuestro entorno hay legislación penal que incluye delitos contra el sentimiento religioso, no siendo nuestro Derecho una excepción (como recordarán quienes tengan en la memoria el caso Krahe). Las controversias entre la libertad de expresión artística y la presunta ofensa al sentimiento religioso han llegado hasta la Jurisprudencia europea, que ha dado una respuesta variable pero sutilmente inclinada a favor del segundo platillo de la balanza (sobre este particular puede consultarse el artículo “Arte, religion y derechos fundamentales. la libertad de expresion artistica ante la religion y los sentimientos religiosos (algunos apuntes al hilo del caso Javier Krahe)” de María Paz GARCÍA RUBIO (Anuario de Derecho Civil, tomo LXVII, fascículo II, abril-junio, 2014, pg.397-451). Podemos discutir la mayor o menor pertinencia de esas figuras en el Derecho punitivo contemporáneo; debemos reflexionar en torno al contenido de cada derecho, pero nada justifica el episodio acontecido en el día de ayer.

Es difícil expresar las implicaciones de lo sucedido en el día de ayer, así como sus consecuencias. Las personas que ha cometido la matanza han dejado patente su incapacidad para vivir en comunidad y respetar las normas que ésta se ha dado para mantener la convivencia. Es lo que tienen los fanatismos: ¿por qué hay que dialogar, contemporizar o ceder cuando se habla con la verdad revelada en la mano? El Derecho humano no tiene nada que hacer frente al mandato divino (debidamente expresado a través de intermediarios igualmente humanos). Vencer pero no convencer y en todo caso, fomentar el reforzamiento de otros fanatismos que se mueven en sentido contrario. ¿Qué efecto tendrá este acto en la creciente ola de racismo y xenofobia que asola Europa? Para esos otros radicales, no parece haber diferencias entre los conceptos “musulmán”, “árabe” y “magrebí”. Todos son uno y lo mismo, como los teurs de Tartarín de Tarascón o los moros a este lado de los Pirineos. Si a ello se suma la visión que se tiene de las personas migrantes que llegan, tenemos un caldo de cultivo en el que bien podría cocerse un conjunto de prejuicios tan antiguos como la propia humanidad. Sin embargo, los tres presuntos asesinos son nacidos en París y uno de los policías asesinados era de origen norteafricano. Por lo que respecta al aspecto religioso, hay que decir que es un flaco favor el que han hecho al Islam. La cultura musulmana ya no es identificada o percibida a través de su rico legado cultural (del que tenemos por aquí buenos ejemplos provenientes de la España andalusí) sino como una horda fanática empeñada en devolver a la humanidad a las cavernas.

Catorce personas han sido asesinadas en el día de ayer. Doce porque trabajaban en un lugar en el que se decidió que había que denunciar el chantaje inherente a la autocensura; dos en el cumplimiento de su deber. Una mirada a las portadas de Charlie Hebdo permite comprobar que no dejaban… no dejan (sí, en presente) títere con cabeza. Casi osaría decir que todos nos sentiríamos más o menos incómodos (y viva el eufemismo) ante alguna imagen en concreto, pero es inconcebible que esa desazón pueda convertirse en justificación para arrebatar una vida. Ninguna creencia o interpretación del mundo que coloque la vida de las personas por debajo de sus valores puede ser digna de consideración o de respeto.

Poco más se puede añadir, salvo que hoy (mañana y siempre) Zona Negativa también es Charlie.

Página oficial de Charlie Hebdo

85 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
frankbanner49
frankbanner49
Lector
8 enero, 2015 10:20

me temo que mí opinión sincera sobre lo que opino de este tema seria bastante politicamente incorrecta,y como no me quiero inmolar a lo bonzo,simplemente diré al escrito de luís javier……

BRAVO.

Pin
Pin
Lector
8 enero, 2015 10:34

Bravo, Luis Javier. Bravo, Zona Negativa.

Retranqueiro
Retranqueiro
Lector
8 enero, 2015 10:41

Me copio\pego de otro hilo.

Todo extremismo es malo. Pero el extremismo religioso es especialmente deleznable. Radicales azuzados por hijos de puta que pretenden que el mundo se rija por el miedo y la ignorancia.

Cuando tenga más tiempo ya seguiré con el tema.

The Spectre
The Spectre
Lector
8 enero, 2015 10:43

Pues sí, Todos Somos Charlie. Hata dónde habremos llegado cuando, además de a las personas, se ataca a las ideas.

Ahora bien, tampoco nos engañemos. Yo sí que me voy a mojar. Esto no es una cuestión de caricaturas, de religión siquiera. Es una simple cuestión de poder. Todo lo demás son las excusas para poder sembrar el caos, aterrorizar y, con ello, controlar determinadas zonas y territorios, además de a una sociedad por completo.

Ayer la excusa fueron las caricaturas de Mahoma, el día del 11-M lo fue la participación y apoyo de España a las campañas bélicas estadounidenses, para el 11-S lo fue el imperialismo y la prepotencia de USA… Y habitualmente con el denominador común de la religión (una religión que, por cierto, jamás justifica el asesinato y la barbarie). Pero, como digo, todo esto no son más que excusas. Excusas que, en último término, siempre tienen la misma finalidad: el poder.

La religión, como digo, no es más que el vehículo a través del cuál las organizaciones terroristas, financiadas y apoyadas por los gobiernos (los verdaderos y ulteriores responsables de esto), se engaña y convence a los prescindibles para que lleven a cabo semejantes barbaridades, la herramienta para subyugar y someter a una sociedad por completo. Y lo demás, excusas varias.

Porque, desde el momento en el que los propios musulmanes están asesinando y masacrando a cientos de inocentes de su misma fe diariamente y en sus propias ciudades, algo no cuadra.

Por eso, como decía, esto no tiene nada que ver con la religión, ni con la libertad de expresión o la falta de ella. Esta historia es más antigua que la propia humanidad. Y por el poder luchan todos, de una y otra manera.

Y tan responsables de esto son los radicales y extremistas que viven anquilosados en la edad feudal y el salvajismo más primitivo, como las grandes potencias del primer mundo, sociedades supuestamente civilizadas que llevan a cabo guerras injustas, estériles y sin sentido, y en las cuales también asesinan vílmente a inocentes, al igual que sus enemigos. Resulta que, al final, no son tan diferentes unos y otros.

Todo en pos de lo de siempre. Poder. Y los que más sufren, también los de siempre. Los inocentes.

New_Rodro
New_Rodro
Lector
8 enero, 2015 10:53

Suscribo el texto por completo. Ya lo decía John Milton en su “Aeropagítica”(1644): la libertad de expresión es el derecho humano más fundamental de todos, pues el resto de derechos derivan de él y/o dependen del mismo para su correcto funcionamiento.

Mr. X
Mr. X
Lector
8 enero, 2015 10:57

Un texto estupendo, Sr Capote. No se me ocurre nada más que añadir sobre esa salvajada ni sobre los miserables que la han perpetrado.

Spirit
Spirit
Lector
8 enero, 2015 10:59

Suscribo tanto el texto inicial como el comentario de Spectre. Suscribiría muchas más cosas, algunas de ellas políticamente incorrectas, pero no es cuestión de tomarse las cosas con mesura y defender lo importante, que es la libertad de expresión y no caer en la barbarie. Bravo a todos, con gente como nosotros no podrá ningún extremismo.

Spirit
Spirit
Lector
8 enero, 2015 10:59

pero no es cuestión, sino que la cuestión ahora es de tomarse las cosas con mesura y defender lo importante, que es la libertad de expresión y no caer en la barbarie. Bravo a todos, con gente como nosotros no podrá ningún extremismo.

(leñe que no se puedan corregir textos).

batlander
batlander
Lector
8 enero, 2015 11:00

Se sabe que va a pasar con la revista? Aunque supongo que un es demasiado pronto para saberlo, igual han dicho algo.

batlander
batlander
Lector
8 enero, 2015 11:02

“Aun es demasiado pronto” queria decir.

Dicker
Dicker
Lector
8 enero, 2015 11:06

Disculpad si no me uno a las felicitaciones del texto. Quiero que una cosa quede bien clara, todo esto del #je suis charlie es una tontería como un piano, un quiero y no puedo, un vamos a dejar nuestra mente tranquila. Aquí los únicos que han estado años y años metiéndose con los islamistas, dando la cara y jugándose la vida son los de Charlie Hebdo, todos los demás que ahora levantan su bandera (de aquella manera) han estado y están callados, y así deberían seguir. Hay 12 muertos por dibujar cosas y si yo fuera un familiar me sentiría insultado por este movimiento de simpatía post mortem. O estás o mejor sigue sin estar.
Y no personalizo en Zona Negativa ¿eh? Me refiero al mundo en general y al del comic en particular.

Ocioso
Ocioso
Lector
8 enero, 2015 11:26

Suscribo todas esas cosas políticamente incorrectas que no habéis escrito porque imagino cuales son.
En todo caso, no se mata. Solo en defensa propia y ni siquiera en todos los casos.

Ocioso
Ocioso
Lector
8 enero, 2015 11:28

Mi santa me comenta que ayer colgó en Caralibro el artículo que escribieron al respecto los de El Mundo Today y que hoy ya no está. ¿Censura?

Álvaro
Álvaro
Lector
8 enero, 2015 11:44

Indudablemente el pobre está muerto, pero yo considero en este momento (puedo cambiar de idea) que se trata de una operación de bandera falsa. No creo que los asesinos fuesen islamistas cabreados con las caricaturas. Considero que algún poder muy grande quiere iniciar la III Guerra Mundial por el control de los recursos naturales, y éste es su nuevo intento de que ocurra (ya van varios).

En cualquier caso, los asesinados están muertos y mis condolencias.

Ocioso
Ocioso
Lector
8 enero, 2015 11:51

Como me alegro de no tener Facebook. Pensar que no me hice una cuenta porque no me dejaba colgar selfies en bolas.

Shockbringer
Shockbringer
Lector
8 enero, 2015 12:36

Buen artículo. Centrándonos en la problemática de la libertad de expresión, parece que los extremistas musulmanes (y recalco, los extremistas musulmanes, no los musulmanes) la tienen tomada con este derecho así como con la libertad en general. En el año 2012 hubo una manifestación en Londres en favor de la Sharia en la que se exhibían varias pancartas entre la cuales se podía leer cosas como “freedom of expression go to hell” o directamente “freedom go to hell”.
Podéis ver la imágenes poniendo esos “lemas” en cualquier buscador.

Miki
Miki
Lector
8 enero, 2015 12:49

Opino un poco como Dicker en este tema, aunque entiendo que la solidaridad y el duelo públicos en este caso es lo natural y, dentro de lo poco que la mayoría podemos hacer, lo deseable.
Aparte, tras ver el comentario de Álvaro y recordar un par de experiencias personales, creo que de intento de hacer estallar la Tercera Guerra Mundial no hay nada (¿Para qué?, si ya se invade lo que se quiere y nos pasamos unos y otros los tratados y cartas de derechos humanos por el forro de los cojones sin necesidad de andarnos por las ramas), lo que pasa es que hay mucho gilipollas suelto y algunos tienen acceso a armas.
Por lo demás, lo siento mucho y me da mucho asco todo.

Docz
Docz
Lector
8 enero, 2015 13:23

UNA VERGÜENZA!
Me a recordado a lo que paso en el Papus hace 35 años, los ignorantes sin recursos mentales, no entienden el sentido del humor y aun menos las opiniones contrarias a las suyas, igualmente estos asesinos y los que les apoyan son 4 gatos y espero que los ciudadanos con 2 dedos de frente no generalicen ni metan a todos los extranjeros en el mismo saco, claro que siempre habrá gente que lo que le gusta es odiar al diferente, y utilizaran este o cualquier otro hecho aislado para azuzar el fuego intolerancia

Franz
Franz
Lector
8 enero, 2015 13:26

@iyad el-baghdadi: Como musulman, el matar a gente inocente en nombre del islam es mucho más ofensivo de lo que jamás será cualquier caricatura. #CharlieHebdo

JH
JH
Lector
8 enero, 2015 13:29

Un atentado ayer contra la libertad de expresión lamentable, que traerá reminiscencias a algunos del atentado al Papus o a la matanza de los abogados laboralistas por parte de los guerrilleros de Cristo Rey en España. Es lamentable lo del integrismo religioso mezclado con la ignorancia.
Uno de los grandes problemas para el islamismo, es que el islamismo radical ocupa el poder en muchos países tradicionalmente musulmanes (a base de elecciones o a base de golpe de Estado, pero ahí están), y la fama de los que profesan esta religión no para de empeorar. Es fácil lavar el cerebro a la gente sin recursos. Por ejemplo, la Primavera Árabe la iniciaron islamistas con buen nivel cultural (estudiantes, universitarios, etc que sólo querían gobiernos libres elegidos democráticamente y que no fueran controlados por países extranjeros) para que al final se volviera a las dictaduras islamistas radicales que antaño tenía el país. Hay una cultura joven apostando por modernizar la cultura islámica y acabar con ciertas cosas que consideran una gran mierder, sobre todo con temas relacionados con la mujer o con la rigidez en el cumplimiento del Corán.
Un gran ascazo el atentado, una pena.

molon labe
molon labe
Lector
8 enero, 2015 13:49

Que todo el peso de la Republica Francesa y del mundo libre caiga sobre ellos. Y que les den por el culo, tambien.

Igverni
Lector
8 enero, 2015 13:49

Genial artículo, gracias Juis Javier ¡¡ BRAVO!!!

Pero yo tampoco quiero ser políticamente correcto con esta sociedad en la que vivimos.

Porque ahora todos nos unimos al carro de la condena, más o menos firme, pero aún hoy un diario de tirada nacional nos recuerda como nuestro Presidente del Gobierno hace unos años firmó una tribuna en la que pedía a los medios autocensura para no hacer enfadar a los musulmanes radicales, que era lo mejor para todos (y también recuerdo que otro presidente llamó a ETA “movimiento de Liberación Vasco” o algo así cuando le interesaba políticamente, el que esté libre de pecado…) Pero a pesar del obvio aprovechamiento del diario en cuestión, eso no empaña la realidad de la corriente de opinión “buenista” que parece dominante en nuestro país.

Y aparte que los terroristas son unos extremistas cabrones (no meto para nada al Islam en esto), nosotros se lo estamos poniendo muy fácil. Hoy todos los medios de comunicación han salido en tromba a defender la (su) libertad de expresión y a los periodistas asesinados, pero cuando estos mismos radicales matan niñas en escuelas en Pakistan, o las obligan a vestir burkas (que la dominación y lavado de cerebro empieza desde niños), aún hay gente que sale a justificarles, como si en Pakistán las mujeres hubieran llevado burka ANTES de que llegaran los talibanes… que si la culpa es de los americanos, que si Occidente les ha explotado lo que ha querido, que si hay que respetar las diferencias culturales de los pueblos… Incluso hoy leo que en parte la culpa es de la Policía Francesa, porque deberían haberles detenido, como si se fuera posible evitar que un tío salga a la calle con un arma y dispare a la gente ¡yo flipo!

O se está a favor de la libertad de expresión (o de la propia de las personas) o en contra, defenderla solo cuando El Jueves dispara casi siempre en la misma dirección no vale, ¡y me encanta El Jueves!.

Pero las equidistancias o darles alas a sus falsos victimismos (los asesinos creo que son franceses nacidos y criados allí, no eran refugiados pakistanies resentidos ni nada por el estilo) al final está demostrado que solo está sirviendo para debilitar nuestra sociedad y nuestros valores.

Obviamente esto no va por nadie de ZN, sino por la sociedad en la que vivimos, o lo que yo veo a mi alrededor… Y tampoco estoy de acuerdo con Gimenez Losantos, Intereconomía y sus satélites, que parece que están encantados de haberse conocido estos días.

The Spectre
The Spectre
Lector
8 enero, 2015 14:15

Siguiendo un poco con la crítica a esta defensa férrea y espontánea que parece haber surgido por parte de todos, no conviene olvidar algo que se menciona en la misma redacción de este excelente artículo.

Y es que a todos los españoles se nos ha llenado la boca enseguida con proclamas defendiendo la libertad de expresión y demás, los políticos los primeros. Y mientras tanto, el artículo 525 de nuestro Código Penal señala lo siguiente:

” Incurrirán en la pena de multa de ocho a doce meses los que, para ofender los sentimientos de los miembros de una confesión religiosa, hagan públicamente, de palabra, por escrito o mediante cualquier tipo de documento, escarnio de sus dogmas, creencias, ritos o ceremonias, o vejen, también públicamente, a quienes los profesan o practican.”

Vaya hipocresía. Nos convertimos en adalides de la libertad de expresión cuando se produce una tragedia como ésta y, por otro lado, penamos con la cárcel a los que hacen los mismo en nuestro país.

Maldita iglesia católica española (como institución, ojo, no como religión), y todo el daño que ha hecho a este país mientras ha estado gobernando a la sombra durante décadas y décadas. Y aún hoy día seguramente lo haga en muchos ámbitos. Sólo espero que, sin llegar a ser un país laico-beligerante como el francés, lo cual no es necesario, al menos podamos librarnos algún día de la tóxica influencia de la iglesia católica en las más altas esferas de España, y pasemos a ser un país aconfesional de verdad, y no de mentira, tal y como la Constitución señala, y como jamás ha sucedido.

The Spectre
The Spectre
Lector
8 enero, 2015 14:21

Y al final llegamos a la misma conclusión a la que ya habíamos llegado antes: que la religión no es más que un medio, un instrumento, una herramienta para ejecer el control y el poder, en cualquier momento de la historia y en cualquier lugar, sea cual sea la religión de que se trate.

Terrific Lines
Terrific Lines
Lector
8 enero, 2015 14:39

El problema está en la mente de estos y otros criminales a quienes cualquier excusa les sirve para justificar sus salvajadas. Para unos las caricaturas de Mahoma, para otros lo ocurrido ayer. Me pregunto si los que ahora claman sentencias de muerte para estos asesinos son conscientes de estar pensando precisamente igual que ellos.

Una desgracia lo de ayer, con la muerte de alguien por el simple hecho de expresarse. Mis condolencias a los familiares de las vîctimias y espero que los criminales sean capturados pronto. Por justicia, pero sobretodo para impedir que más personas puedan sufrir.

Y que nada de esto sirva de excusa a otros asesinos para seguir matando, sean del bando que sean.

JH
JH
Lector
8 enero, 2015 14:47

Perdón, igverni:
Un medio de comunicación puede disparar en la misma dirección siempre que quiera, mientras sea con palabras, tinta y dentro de la legalidad. Es decir, tan legítimas son las informaciones del Jueves, Público, elDiario y el Intermedio como las de Intereconomía, el Mundo, el País, TVE y Telemadrid. Si están manipulados, no es ético o no están haciendo bien su trabajo, es otra cosa. Por ejemplo, yo opino que el primer grupo hace bien su trabajo y de forma ética en la mayoría de los casos, y el segundo grupo está controlado por feisistas manipuladores admiradores de Ánsar, pero eso ya es otra cosa…

nascitturuss
nascitturuss
Lector
8 enero, 2015 14:49

Acabo de ver las noticias y enterarme de la noticia. No doy credito. En Europa. Por simplificar, comparto las lineas escuetas y definitorias de Molon. Que se multipliquen por cero.

Bajavoz
Bajavoz
Lector
8 enero, 2015 15:12

La verdad es que no sé que opinar, en mi cabeza surgen preguntas que me plantean si no es todo mucho más complejo (falsas banderas, poderes, etc).

Solo lamento profundamente la muerte de los dibujantes. Así como la de los policías, que no se me entienda mal. Pero a pesar de que nadie merece el ser asesinado, entiendo que los segundos están más propensos a ello que lo que deberían estarlo los primeros.

Igverni
Lector
8 enero, 2015 15:16

The Spectre
8 enero, 2015 de 14:21
“Y al final llegamos a la misma conclusión a la que ya habíamos llegado antes: que la religión no es más que un medio, un instrumento, una herramienta para ejercer el control y el poder, en cualquier momento de la historia y en cualquier lugar, sea cual sea la religión de que se trate.”

¡ Totalmente de acuerdo!!

JH. Reconozco que emplear hoy el término “disparar” con el Jueves no fue muy acertado por mi parte… Hubiera sido más acertado decir “apuntar” quizá… Por supuesto, la línea editorial cada medio es muy libre de poner la que mejor le parezca, claro. Y yo suelo leer El Pais y el Mundo para ver los puntos de vista opuestos sobre la actualidad para formarme mi opinión…

Yo me refería a que con la autocensura de lo del Rey, todo el mundo salió en tromba a defender a sus profesionales (con razón). Y en otras ocasiones de crítica hacia la izquierda, no recuerdo que esos mismos que defendían a la gente del Jueves defendieran el derecho de la otra parte a hacer el mismo tipo de crítica…

Un problema de nuestra sociedad, mucha gente solo piensa en la libertad de expresión cuando se ajusta a sus opiniones…

JH
JH
Lector
8 enero, 2015 15:24

Sí, sí, te he entendido, tranquilo. Vaya tiempos locos, gueys…

Ocioso
Ocioso
Lector
8 enero, 2015 15:34

El tema del humor es muy complejo. Que a mí no me importe que se rian de mis creencias o mis circunstancias no me autoriza a reirme de las de los demás. En ese sentido los musulmanes tienen todo el derecho a sentirse ofendidos por los dibujitos de marras.
Otra cosa es que den el salto al asesinato, algo absolutamente reprobable … desde nuestro punto de vista. Ellos no lo ven como terrorismo sino como una guerra. Y anda que nosotros no tenemos experiencia en promover guerras santas. O guerras de saqueo apelando a nuestro dios. Ellos ven las cosas como las veíamos nosotros hace varios siglos.

A ver, no me gustaría que me matasen por reírme de las opiniones de alguien (aunque intuyo que alguno de vosotros se ha quedado con las ganas), pero reducir el problema a dos locos con un lavado de cerebro me parece negar la realidad, y cuanto antes nos esforcemos en entender a esta gente mas cerca estaremos de poder dialogar con sus representantes y de solucionar el problema.

Eduardo
Eduardo
Lector
8 enero, 2015 15:47

Yo es que no quiero dialogar con esta gente. Si dijera aqui lo que querria hacer me lo censurarian o se me echaría encima el ministro del interior. O no. Que son moros.

Igverni
Lector
8 enero, 2015 15:59

Ocioso
“Ellos no lo ven como terrorismo sino como una guerra. Y anda que nosotros no tenemos experiencia en promover guerras santas. O guerras de saqueo apelando a nuestro dios. Ellos ven las cosas como las veíamos nosotros hace varios siglos.”

Ocioso, Pero ¡ese es precisamente el problema! La civilización occidental ha evolucionado desde las cruzadas mucho y para mejor (globalmente), mientras que para estos radicales fundamentalistas, aún estamos en la Jihad… Hay una enorme diferencia entre ambas sociedad.

Por no hablar que tú en su país te tienes que amoldar a su culturas (las mujeres con pañuelo, etc.) y ellos aquí exigen que les respetemos las suyas, cosa que sí se hace, by the way…

Ojo, que seguimos hablando de los radicales, con la comunidad musulmana al 99% no hay ningún problema. Y con estos radicales ¿qué hay que hablar? Si su discurso es muy sencillo, “sométete o muere”…

Álvaro
Álvaro
Lector
8 enero, 2015 16:27

“La civilización occidental ha evolucionado desde las cruzadas mucho y para mejor (globalmente)”

Hitler, cámaras de gas, Mussollini, Franco, el Imperio Británico, la Guerra de Vietnam… Sip, vamos de puta madre.

gusgus
gusgus
Lector
8 enero, 2015 16:28

No sabia si opinar o no sobre este estupendo articulo y el tema tratado, pero ahi va. Yo creo que es como dicen una cuestion de poder, de ignorancia y de religion. No subsumiria a la religion dentro del poder, sino al reves. Creo que las ideas fundamentalistas religiosas son las que lo otorgan poder a estas religiones. Y tambien que son los hombres quienes se dejan manipular y dirigir por instituciones que, a fin de cuentas, son creaciones de otros hombres. A lo largo de la historia toda religion ha hecho estragos por sentimientos fundamentalistas iniciadas no en sus escrituras, creencias o lo que sea que las funde, sino por hombres que tergiversan esas creencias y las usan en su provecho para satisfacer sus propios egos megalomaniacos

Igverni
Lector
8 enero, 2015 16:33

Álvaro, entonces según tu opinión estamos peor que durante la Edad Media, aparentemente… 🙂
NO digo que la sociedad sea perfecta, ni mucho menos, pero sí que ha habido una evolución, y globalmente a mejor. Sin embargo, en Pakistán ahora mismo SI siguen en la Edad Media por la opresión talibán

JH
JH
Lector
8 enero, 2015 16:43

Ocioso, que piensen como nosotros hace varios siglos… no dice mucho de ellos.

Bajavoz
Bajavoz
Lector
8 enero, 2015 17:01

igverni, ¿Y no depende de las organizaciones de este supuesto “lado más desarrollado” que el “otro lugar” siga sin evolucionar? 🙂

Digo yo, no sé…

NeWyU
NeWyU
Lector
8 enero, 2015 17:09

Magnífico artículo, sobre los tres energúmenos poco se puede decir o que me apetezca decir espero que como mínimo se les castigue de la manera más dolorosa que se les pueda dar y no con violencia supongo que habrán mejores maneras que no conocemos. Flaco favor le han hecho a la comunidad musulmana, ya le han dado el voto a ciertos países deseosos de comenzar una guerra contra esta calaña.

Igverni
Lector
8 enero, 2015 17:19

Bajavoz, partiendo que la situación no hay duda que es compleja…

pero una es que cosa es que desde Occidente se pueda ayudar, en lo que seguro que podemos estar de acuerdo en líneas generales, y otra es que sea responsable de que la otra parte no haya evolucionado nada en 1000 años!

The Spectre
The Spectre
Lector
8 enero, 2015 18:00

“Hitler, cámaras de gas, Mussollini, Franco, el Imperio Británico, la Guerra de Vietnam… Sip, vamos de puta madre.”

Ojo a esto, pero creo que tendemos a tener una visión algo errónea de los grandes conflictos.

Cierto es que las muertes y los asesinatos de inocentes, especialmente cuando tienen lugar a gran escala, es lo más triste y horrendo que puede suceder, y algunos conflictos no han ido más allá de la pura y simple barbarie.

Sin embargo, paradójicamente (o no tanto), los grandes avances de la humanidad vienen del conflicto, y se han escrito con sangre. ¿Os suena una tal Revolución Francesa, que fue la que realmente nos sacó de la barbarie medieval? ¿La 2ª Guerra Mundial, tras la cual el mundo entero cambió totalmente, quiero pensar que a mejor? Y todavía es pronto para juzgar el peso histórico del 11-S y todo lo que estamos sufriendo actualmente, porque sencillamente no sabemos dónde y cuándo acabará, pero esperemos que nos lleve igualmente a un mundo más igualitario, solidario y seguro.

La historia de la humanidad se mueve por ciclos, los sitemas se agotan, y cada cierto tiempo son necesarios conflictos que aviven y disparen la llama del cambio, que finiquiten un sistema caduco y den paso al siguiente, que por lo visto, y echando la vista atrás, suelen ir a mejor. Y la política de tierra quemada, aunque pueda sonar duro, es totalmente necesaria para volver a empezar, la única forma de purificar nuestros errores y seguir hacia adelante. Aunque suela tener un alto coste. Y ya no sólo limitándonos a los avances sociales o de otro tipo, sino tecnológicos, médicos… Sin conflicto, sin guerras, seguiríamos prácticamente en la Edad Media en muchos de estos campos.

Después hay otra doble lectura de esto, algo más oscura y retorcida, y es que las guerras también sirven para reavivar la economía de un país en tiempos de crisis: inversión en investigación militar, tráfico de armas… Y lo más tentador no viene durante la guerra en sí, sino justo después, durante la reconstrucción de las ciudades bombardeadas y los países destrozados, durante el reparto del jugoso pastel de las infraestructuras a construir, de las ayudas y préstamos a otorgar, del material de todo tipo a vender…

Pero bueno, la cuestión es que el conflicto viene dado en buena medida por la necesidad de cambio y, en este sentido, es el motor que impulsa la evolución y el progreso de la humanidad. E

l problema viene cuando unos, por querer retener el poder de una forma primitiva y medieval basándose en la religión (la más poderosa de las herramientas para ello), pretenden perpetuar los sistemas feudales durante siglos y siglos, hasta la actualidad. De ahí que unos, tras habernos librado en parte del yugo de la religión ya unos siglos atrás, hayamos evolucionado bastante más en todos los sentidos que otros, que siguen oprimidos y dominados por los que ostentan el poder gracias a una visión religiosa absolutamente extremista, equivocada, e interesada basada en la malinterpretación intencionada de una religión, cosa que, por otra parte, es la única posible para poder seguir alimentando el odio y la hostilidad de su pueblo, base de su control y poder.

No es casualidad, como comentaban más arriba, que los más jóvenes e ilustrados, aquellos menos apegados a la religión, fueran los que iniciaran la Primavera Árabe, en un intento por librarse de una vez de radicalismos. Pero fue en vano. Porque, cuando el extremismo y el fanatismo impuesto a base de la fuerza religiosa ya no surte efecto, entonces lo hacen el miedo y la amenaza constante en forma de coches bombas y atentados diarios en sus propios países. A sus propios vecinos.

The Spectre
The Spectre
Lector
8 enero, 2015 18:13

Al hilo de lo que comentáis del papel de Occidente en esto, y puesto que los radicales no son mayoría ni mucho menos, la única solución es acabar por la fuerza con los gobiernos extremistas y fanáticos que dan apoyo, soporte y financiación a los grupos terroristas, y que son la esencia del problema, ya que necesitan de éstos para matener el odio y la hostilidad viva entre su pueblo y, por ende, su poder. Pero sin ellos, los grupos terroristas perderían mucho poder, y aunque jamás se podrá acabar con ellos totalmente, sí dejarían de ser organizaciones capaces de mover recursos a nivel internacional. Una vez hecho esto, la última palabra la tendrían la gran mayoría de musulmantes moderados y racionales, que deberían ser los que tomaran el poder de sus gobiernos e impusieran regímenes más evolucionados, actualizados y basados en una interpretación del Corán verdadera, esto es, nada de extremismos o fanatismos inventados. Nada de malinterpretaciones. Sólamente aquello en lo que creen la gran mayoría de islamistas, y que una minoría se ha encargado de tergiversar para imponerla al resto, y poder controlarles.

El problema es que, de intervenir a lo bestia en estos países, se generaría al mismo tiempo un posible sentimiento de invasión y de hostilidad hacia Occidente. Pero creo que, a estas alturas, y viendo el reino del terror en el que la población está viviendo, con centenares de muertos cada día para mantenerla a raya y sumida en el miedo, muchos musulmanes ya no se creen nada. Y mucho menos a unos salvajes que predican unas enseñanzas religiosas que no son las suyas, manipuladas y radicalizadas hasta el extremo.

Pero es que esto se veía venir ya de años y años atrás. Estas intervenciones se deberían haber realizado mucho antes, y no por el petróleo o la vendetta, sino para prevenir lo que hoy en día estamos viviendo, y que sólo puede ir a peor.

Herudito
Herudito
Lector
8 enero, 2015 18:21

Está muy bien eso de ponerse toooodo el mundo ahora aquí en España a favor de la libertad de expresión EN FRANCIA, porque aquí nos hemos dejado pisotear de lo lindo.
Los mismos políticos a los que desde ayer se les llena la boca defendiendo la libertad de expresión, son los que nos han impuesto la ley mordaza.
En un día como hoy, que todo el mundo habla de la libertad de expresión, aquí en España la audiencia nacional imputa a una persona por este vídeo: https://www.youtube.com/watch?v=eE1VB1mI-ro
El atentado obviamente es una tragedia, pero también lo es que sólo abramos los ojos con las cosas que pasan en otro país y no con lo que pasa aquí.

Mr. X
Mr. X
Lector
8 enero, 2015 18:24

Bueno, sin querer generar discusión, porque no es el día adecuada, sino el de las condolencias y la repulsa, me gustaría apuntar dos cosas:

a) como antiguo estudiante de historia, recuerdo que las mayores matanzas producidas por motivos religiosos en Europa no tuvieron lugar en la Edad Media, sino en el siglo XVI y XVII cuando se produjeron las Guerras de Religión, las luchas entre protestantes y católicos y la Gran Caza de brujas. Después del Renacimiento. Justo antes de la Ilustración. Creo estos movimientos fanáticos en el ámbito del Islam se producen como reacción ante el hecho, inevitable, de que la secularización y la modernidad están avanzando y cada vez atraen más a sus jóvenes generaciones y los mulás, ayatolás o lo que sea cierran filas porque saben que si no el poder poco a poco se les empezará a escapar.

b) No está de mas recordar que dentro del Islám, como del cristianismo, hay distintas corrientes o movimientos. Así, por ejemplo, los sunníes son equiparables a los católicos, hasta cierto punto; los chiíes a los protestantes, etc. De hecho gran parte de esas corrientes, como las sufíes, son abiertamente pacifistas. Y que, por el contrario, la corriente más fanática, más estricta y mas rigurosa, la mas dura contra los “herejes” y “no musulmanes” es el wahabismo. Y el wahabismo es la religión de estado en Arabia Saudí y Qatar. Dos supuestos aliados de Occidente, dos supuestos países amigos. Todos sabemos lo de los Príncipes saudíes que vienen de vacaciones a Marbella o compran equipos de fútbol en Inglaterra. Pues Arabia Saudi y Qatar gastan, todos los años, miles de millones de dólares en extender en wahabismo entre las comunidades musulmanas de todo el mundo. Miles de millones de dólares que han ingresado del petróleo, claro. De manera que muchos musulmanes que se hubieran educado en versiones más “suaves” y hasta cierto punto “progresistas” del Islam pasan a formar parte del ala mas dura. Esto conviene saberlo, porque nuestros gobiernos -con el rollo de que gasolina necesitamos todos los días, pero atentados solo hay de vez en cuando- no hacen nada al respecto.

Ocioso
Ocioso
Lector
8 enero, 2015 18:34

Pero es que no hay que hacer una intervención armada. Joder, el primer mundo intentando siempre imponer su lógica por la fuerza de las armas.
Hace bastantes años leí una entrevista a Bono (el rojifacha no, el que canta) en la que le preguntaban por el problema vasco. Pregunta cabrona al hacérsela a un irlandés con una leyenda negra que le asocia al IRA.
Pues eso, que le preguntan por ETA y contesta “No sé….si no puedes convencer solo con ideas a lo mejor es que no son buenas ideas”
No sé si la contestación se le ocurrió sobre la marcha o ya la tenía pensada, pero me pareció impecable.
Todo se puede discutir, lo que no significa que la solución tenga que llegar a corto plazo, pero hay que hablar, hablar y hablar. Y si el otro no quiere hablar, lo haces con los que le rodean y les convences hasta dejarle aislado.
Si toda la conclusión que podemos obtener de lo de ayer es que se trataba de dos chiflados fanáticos, y que no hay que buscar razones a la locura, mal vamos.
Si

frankbanner49
frankbanner49
Lector
8 enero, 2015 18:41
Mr. X
Mr. X
Lector
8 enero, 2015 18:46

Yo no creo que haya que hablar; con Torquemadas y Hitlers no hay nada de lo que dialogar.
Lo que hay que hacer, creo, es a) precisamente dejar de intervenir en plan colonialista en esos paises, porque si ha quedado claro es que las Guerras de Irak y Afganistán o las pseudointervenciones occidentales en Siria y Libia han empeorado la situación y no han arreglado nada. De hecho, lo de Irak es de traca. Sadam sería un hijo de puta, pero un hijo de puta secular y ahora Irak es el paraíso de los radicales islámicos. Lo mismo se puede decir de Gadafi en Libia o del sátrapa de Siria, que ahora ni recuerdo como se llama. No meternos en donde no nos han llamado b) no financiar ni vender armas a regimes que, en el fondo, nos amenazan, como el Saudí y c)respetando la forma de gobernarse -ya evolucionarán y cambiarán- de cada una, defender nuestra forma de vivir, nuestras leyes y nuestra cultura, y yo soy el primero en defender la multiculturalidad para todos aquellos que quieran convivir, y a los que no se les puede ir enseñando la puerta de salida.

Bajavoz
Bajavoz
Lector
8 enero, 2015 18:49

Proclamar/apoya/creer como única solución una intervención armada y denostar a la vez lo ocurrido en Francia.
Que me lo expliquen.

Terrific Lines
Terrific Lines
Lector
8 enero, 2015 18:54

Bueno, The Spectre, depende de qué consideremos grandes avances se puede o no considerar que esos conflictos que comentas hayan valido la pena. Desde mi punto de vista, el 11-S no ha traído más que paranoia y una pérdida de libertades continua bajo la excusa de la protección y la seguridad. Si me remonto a otros, como la 2ª Guerra Mundial, la amenaza atómica y la división de pueblos. Y ya no hablar de la Guerra Civil española y el enorme retroceso que supuso a una de las sociedades más cosmopolitas de la época. Hay cambios, sí, pero no necesariamente para bien. En un conflicto hay quien gana y quien pierde, y los que pierden generalmente son vidas y desde mi punto de vista hay muy pocas cosas (si es que hay alguna más allá del propio sacrificio personal) que justifiquen eso.

Desde mi perspectiva, los auténticos cambios y avances sociales han venido precisamente al evitar el conflicto. El muro de Berlín cayó sin disparar un solo tiro (no sin que antes hayan sufrido miles o millones de familias, claro), el Apartheid terminó porque un señor como Nelson Mandela decidió que era el momento de perdonar (si no, aún se estarían pegando tiros en la zona), la segregación racial en los USA (que aún persiste en las mentes de algunos) terminó gracias a los movimientos pacíficos (como lo del famoso asiento de Rosa Parks), y por supuesto no olvidar a Gandhi que ha inspirado a la sociedad pacífica durante las últimas décadas…

Los conflictos pueden traer avances tecnológicos, pero a nivel social desde mi perspectiva sólo generan miedo, odio, hambre, muerte, venganza y sobretodo la muerte de personas por una idea, un territorio o pozos de petróleo.

Si no existieran y no hubieran existido los conflictos estoy seguro que viviríamos en una sociedad mucho más avanzada, que es lo que se consigue cuando se trabaja unidos.

Quizás no, pero es mi opinión.

Sobre el tema de hoy, el mundo musulmán es muy amplio, como el de otras religiones, y abarca de todo. No creo que meter a todos en un mismo saco tenga la más mínima lógica. Por ideas muy radicales que algunos puedan tener, el peligro no son las ideas sino lo que algunos quieren hacer con ellas. Como matar o imponerlas.

Y una de las cosas más importantes es precisamente lo que comenta Herudito, porque miramos a lo lejos pero pocas veces nos fijamos en lo que está pasando a nuestro alrededor.

Jose Maria Vicente
Autor
8 enero, 2015 19:00

Mi más sincero pésame a las familias de las víctimas.

Jose Maria Vicente
Autor
8 enero, 2015 19:13

“Esto conviene saberlo, porque nuestros gobiernos -con el rollo de que gasolina necesitamos todos los días, pero atentados solo hay de vez en cuando- no hacen nada al respecto.”

Pues mire, Mr.X, en el Financial Times argumentan que la OPEP está condenada a morir a largo plazo. Cuándo será no lo sabemos; tampoco si llegará justo a tiempo. Pero el diario está convencido de que el cartel será insostenible en las generaciones venideras.

Mr. X
Mr. X
Lector
8 enero, 2015 19:24

“Pues mire, Mr.X, en el Financial Times argumentan que la OPEP está condenada a morir a largo plazo. Cuándo será no lo sabemos; tampoco si llegará justo a tiempo. Pero el diario está convencido de que el cartel será insostenible en las generaciones venideras.”

Bueno, supongo que se referirán a que no se puede sostener toda nuestra civilización sobre un recurso finito: antes o después habrá que sustituirlo. Y bueno, sin el petróleo, dudo que se puedan erigir mansiones como la que tenía en Marbella el rey Fahd, que es un réplica al mismo tamaño de la Casa Blanca. De todas maneras, yo soy de letras y la economía tampoco es mi fuerte. Y tampoco es que sienta una hostilidad especial hacia la religión islámica, que como todas las grandes religiones tiene sus valores positivos. Pero no deja de ser peculiar que cada vez que llenamos el depósito del coche estemos financiando a la corriente más rigurosa y antioccidental y, de paso, a los talibanes de Irak, Afganistán y Pakistán.

Jose Maria Vicente
Autor
8 enero, 2015 19:50

No, no, Mr. X, el diario asegura que el fin podría darse mucho antes de que sustituyéramos el petroleo por cualquier otro recurso, ya sea carbón o Energon. A la OPEC la estaría matando la evolución del mercado del petroleo. A fin de cuentas, lo único que mantiene al cartel unido es la incertidumbre de que pasaría en una guerra comercial.

batallon
batallon
Lector
8 enero, 2015 19:56

Llamarme loco pero creo que si esto sigue así dentro de 10 o 15 años se prohibirá el Islam en Europa.

Ocioso
Ocioso
Lector
8 enero, 2015 20:12

Está por ver que exista Europa dentro de 10 o 15 años.

molon labe
molon labe
Lector
8 enero, 2015 20:32

“Llamarme loco pero creo que si esto sigue así dentro de 10 o 15 años se prohibirá el Islam en Europa.”

Pues seria una pena, porque significaria que los radicales han ganado.

HenryJones
HenryJones
Lector
8 enero, 2015 20:52

A mi me da igual que sea pòr tema religioso pòlitico o lo que sea, el acto en si es una salvajada. Que pasa todos los dias, pero cuando nos toca más de cerca parece que sea de verdad y no una noticia mas. Muy triste el como está el mundo. Mi sentido pésame

batlander
batlander
Lector
8 enero, 2015 21:53

Me ha molado la frase de Bono. En la proxima declaracion de hacienda la usare y me hare un Pujol.

Elokoyo
Elokoyo
Lector
8 enero, 2015 21:57

Que en pleno Siglo XXI todavía ocurran este tipo de cosas que parecen más bien de la época medieval o de Las Cruzadas… me hace plantearme si la naturaleza del ser humano cambiará alguna vez a pesar del paso de los siglos.

Mi pésame para las familias de los fallecidos.

Yo también suscribo todas esas cosas políticamente incorrectas que no habéis escrito porque imagino cuales son.

BLUNTMAN
BLUNTMAN
Lector
8 enero, 2015 21:58

“Quien se pica, ajos come” y los del semanal francés les han picado en lo más profundo a estos animales de bellota.

Mi repulsa a los extremistas sean del signo que sean y mi punto negativo para las fuerzas de seguridad francesas por permitir que dos asesinos llegaran tan lejos (uno de ellos ya estaba fichado por Yihadista y drogata). tantos años de rascarse los huevos con el problema de los Gettos Franceses ya les está pasando factura a los gabachos.

También mi repulsa a todos esos estúpidos que han colgado en el Facebook de Charlie Hebdo la tan desafortunada frase de “te metes con el cristianismo pero con el islam no hay cojónes”
Queridos borregos, los que no tenéis cojoes sois vosotros, entereaos de una vez.

Un saludo por este artículo.

Truvor
Truvor
Lector
8 enero, 2015 22:21

Un suceso terrible y tristísimo. Nada puede justificar actos de este tipo, nada en absoluto.
Bravo por el articulo y gracias a ZN por brindarnos una oportunidad para transmitir nuestra repulsa hacia estos animales salidos de la barbarie medieval.
Mis condolencias hacia las familias de los fallecidos.

Ocioso
Ocioso
Lector
8 enero, 2015 22:37

Elokoyo: Que en pleno Siglo XXI todavía ocurran este tipo de cosas…

Lo que hablábamos de que van con siglos de retraso con respecto a occidente: ellos se rigen por otro calendario y están en el 1400 y pico. Están en el siglo XV 😛

Khonshu
Khonshu
Lector
8 enero, 2015 22:44

Ante la barbarie hay que mantenerse firme y no dejarse arrastrar.

Espero que la gente de Francia (y occidente en general)

Khonshu
Khonshu
Lector
8 enero, 2015 22:46

Ante la barbarie hay que mantenerse firme y no dejarse arrastrar.

Espero que la gente de Francia (y occidente en general) no inicie una espiral de violencia ante este lamentable suceso.

Bravo por ZN y Luis por el artículo.

batlander
batlander
Lector
8 enero, 2015 22:46

“Pero no deja de ser peculiar que cada vez que llenamos el depósito del coche estemos financiando a la corriente más rigurosa y antioccidental y, de paso, a los talibanes de Irak, Afganistán y Pakistán.”

He de puntualizar que cada vez que llenamos el deposito realmente estamos financiando al gobierno, ya que mas de la mitad de lo que te cuesta el litro son impuestos.

The Spectre
The Spectre
Lector
8 enero, 2015 22:50

A ver, que no se me malinterprete: cuando me refería a que Occidente intervenga en los países con gobiernos extremistas, lo comentaba como último recurso. Es más, lo primero que criticaba era precisamente era el imperialismo e intervención de los países más desarrollados, con lso Estados Unidos a la cabeza, equiparando de hecho tanto a los terroristas como a los intervencionistas, porque al final sus acciones tienen una misma y lamentable consecuencia: la muerte de inocentes. Por otra parte, la intervención no implica una intervención directa, bélica y militar, sino que puede consistir en intromisiones de otro tipo que faciliten la caída de esos regímenes o, al menos, que el pueblo pueda decidir qué es lo que quiera. No se trata de invadir o imponer por la fuerza, porque eso sólo nos rebaja al nivel de los terroristas y, como ya he comentado, no hace más que echar más leña al fuego y avivar el conflicto.

Está claro que lo ideal sería

La 2ª Guerra Mundial sirvió para que se formara una unión a nivel mundial que jamás se vió, para hacernos conscientes a todos de que vivimos en el mismo mundo, y de que cualquier problema, por pequeño o alejado que nos parezca, acabará teniendo repercusiones para todos. La ONU y otras tantas instituciones dan buena fe de ello, y han constituido grandes avances en la política y las relaciones internacionales surgidas precisamente de ese conflicto. No quiero ni pensar en qué hubiera sucedido si cada una siguiera haciendo la guerra por su cuenta y actuando como le viniera en gana, sin ningún tipo de control a nivel internacional.

Inventos absolutamente revolucionarios y que han cambio a la humanidad, tales como la tecnología microondas, el radar, el ordenador, internet y tantos otros han surgido precisamente de la guerra y la necesidad de ventajas frente al enemigo. Por no hablar de los grandes avances médicos y farmacéuticos, seguramente los mayores que se han producido: penicilina, transfusiones de sangre, ambulancias, ortopedia, técnicas quirúrgicas…

La Guerra Fría sirvió, por ejemplo, para que se pusiera en marcha la carrera espacial más ambiciosa jamás vista, y para que de hecho el hombre llegara por primera vez a la luna.

Y el 11-S y toda la psicosis terrorista veremos hasta donde llega, pero por lo pronto ha contribuido a una cosa fundamental: a que abramos los ojos frente a la realidad y nos demos cuenta de que no estamos solos en el mundo, y de que hay problemas, por muy lejanos que nos parezcan, que han estado ahí durante mucho tiempo y a los que debemos enfrentarnos ahora, tal vez por haber estado mirando hacia otro lado.

Y de la Revolución Francesa ya ni hablamos. De hecho, e hilando con lo primero que comentaba, lo ideal sería que los propios musulmanes moderados, que son mayoría, se levantaran contra sus gobiernos y montaran su propia revolución, que les derrocaran e instauraran sus propios regímenes moderados. Eso es lo ideal, como digo. Nada de intervenciones de Occidente.

Lo que sucede es que ya se intentó con la Primavera Árabe, sin ningún movimiento violento además. ¿Cuál ha sido la respuesta de los gobiernos? La que ha sido siempre: coches bomba y atentados en masa de forma diaria, para mantener a la población asustada y temerosa. Cuando la religión no funciona, lo hacen los asesinatos.

Y el problema que veo en comparación con lo que sucedió en Francia hace unos siglos es que, para que se produzca una revolución de este tipo, hace falta primero un catalizador cultural, intelectual y artístico, algo que conciencie a la gente, como en Europa lo fue la Ilustración. Sin embargo, el pueblo árabe, que durante la Edad Media se caracterizó por ser precisamente el más cultivado e ilustrado, hace ya mucho tiempo que, bajo los dictados de sus tiranos, abandonó cualquier vestigio cultural o artístico en pos de la pura violencia y la barbarie más primitiva. Todo con tal de empobrecer intelectualmente al pueblo, de forma que no tome conciencia de su situación, y que no se pueda revelar. Se emplea una religión corrompida y falseada para apelar a los sentimiendos de la población, lo cual surte efecto gracias a esa pobreza intelectual generalizada y que durante mucho tiempo los gobernantes y poderosos se han encargado de favorecer. El resto es pan comido. Y ese es un obstáculo insalvable hoy por hoy, creo yo.

De ahí lo de que veía la intervención de Occidente como el último recurso, pero tal vez uno necesario. Y reitero, no tiene por qué ser militar ni mucho menos. Simplemente se trata de proporcionar a estos pueblos y a su gente un catalizador que les haga tomar conciencia de que la revolución es posible, de que ellos pueden tomar la sartén por el mango. Y ese catalizador se encuentra en manos de los jóvenes musulmanes, que ya lo intentaron una vez, sin éxito. Al final parece que la fuerza de las armas y el sonido de la violencia acaba imponiéndose, por desgracia.

Si encima somos nosotros los que nos encargamos de facilitarles los medios y las herramientas, apaga y vámonos. Porque desde hace décadas, y cuando los conflictos estaban en otras partes y Oriente Medio no interesaba a nadie, las potencias occidentales no dudaron en armar a estos regímenes hasta los dientes, por meros intereses personales. Pues ahora estamos pagando el precio de nuestro propia estupidez.

Hemos creado un monstruo. Así que quizás sea responsabilidad nuestra el acabar con él (y repito, no tiene por qué ser por la fuerza de las armas, lo cual nos haría tan salvajes y despreciables como ellos).

The Spectre
The Spectre
Lector
8 enero, 2015 22:52

Vaya, parece que he sufrido un coitus interruptus tras el primer párrafo :/

Y perdón por el tocho, pero me animo con mucha facilidad 😀

Inhumano
Inhumano
Lector
9 enero, 2015 3:13

Creo que estos tipos no son musulmanes ni son nada. Son unos pirados que les ha dado por el Corán como les podía haber dado por cualquier otra cosa.
Y de estos, en el llamado EI hay un huevo y parte del otro. Una guerra es el escenario perfecto para que cualquier psicópata venido desde cualquier punto del planeta pueda llevar a cabo sus más oscuras perversiones y pasar desapercibido ó incluso ser vitoreado. Porque hay que ser un auténtico loco hijo de la gran puta para decapitar a alguien estando vivo y luego hacerte un selfie con las cabezas clavadas en palos.

BATALLON: “Llamarme loco pero creo que si esto sigue así dentro de 10 o 15 años se prohibirá el Islam en Europa.”

MOLON LABE: “Pues seria una pena, porque significaria que los radicales han ganado”.

Es que a día de hoy las religiones no deberían existir. Es más, yo las prohibiría todas. Sin excepción.

Pin
Pin
Lector
9 enero, 2015 8:14

“BATALLON: “Llamarme loco pero creo que si esto sigue así dentro de 10 o 15 años se prohibirá el Islam en Europa.”

MOLON LABE: “Pues seria una pena, porque significaria que los radicales han ganado”.

Es que a día de hoy las religiones no deberían existir. Es más, yo las prohibiría todas. Sin excepción.”

Cualquier estrategia que implique convertir en responsable a todo un colectivo de las barbaridades que cometen unos pocos es un error y, como dice Molon, un triunfo de los radicales. Porque eso es precisamente lo que quieren los extremistas, que quede bien definida la linea que separa el ‘ellos’ del ‘nosotros’, que todo el mundo se vea obligado a elegir una trinchera. ‘O estás con nosotros o eres el enemigo’. Y a mí me parece tambien evidente que no todos los que estan en nuestro bando, por así decirlo, son nuestros amigos.
Que yo estaría encantado si la religiones desaparecieran o quedaran reducidas al mínimo y que tuviera el mismo peso la opinión del Papa sobre el sexo que la de Iker Jiménez sobre los aliens. Pero ilegalizar ideas, creencias, etc, me parecería un paso atrás tremendo.

Terrific Lines
Terrific Lines
Lector
11 enero, 2015 19:22

Al final, por desgracia, han habido más muertos a manos de estos (y otros) asesinos.

La respuesta del mundo debe ser la misma que se está dando (o se ha dado) hoy 11 de enero en París: unidad ante estos actos y rechazo a la violencia, independientemente de quien seas, de en lo que creas y de donde vengas.

Frank
Frank
Lector
12 enero, 2015 2:34

Como se ha dicho en el sitio de American Renaissance, muchos de los que tanto están hablando en defensa de la libertad de expresión hoy, han sido los primeros en atacarla durante largo tiempo. Francia ha perdido hace rato la libertad de expresión en temas importantísimos como la identidad, la inmigración, la historia y la cultura. Por ejemplo, uno puede terminar preso por ser decir algo en contra del multiculturalismo, o ser llamado antisemita por criticar el ataque de Israel al Líbano, pero los demás pueden agredir tranquilamente de la forma más ofensiva sin siquiera ser multado y uno tiene que ver como sucede calladito. Libertad de expresión para unos, censura y cárcel para otros.

Y a ver españoles, yo no soy cristiano, soy ATEO. Mi familia es protestante, pero yo no soy creyente ni siento apego por las religiones, mucho menos las abrahámicas.

Lo que sucedió estos días es lamentablemente una consecuencia negativa de vivir en una Europa multicultural, en proceso de balcanización y choque cultural, con personas que no se entienden y no parecen pretender hacerlo. Por supuesto que el islam no es una religión de odio y que el Corán condena el asesinato…pero es inmensamente estúpido creer que solo por eso vayan a desaparecer los fundamentalistas islámicos. Al contrario, lamentablemente para la mayoría de los árabes (que nada tienen que ver con esto), cuanta más fuerza e influencia tenga este colectivo en una región, más fuerte va a ser la pulseada y el choque cultural con el otro poder dominante. Pueden rasgarse las vestiduras y proferirme cualquier insulto que deseen, pero cuantos más musulmanes haya en Europa, más atentados de estas características habrá. Y pueden marcar estas palabras que les aseguro que no me voy a equivocar.

Por supuesto que los musulmanes no son terroristas, pero estos terroristas eran “musulmanes”. ¿Cuántos más de estos atentados van a seguir sucediendo? Hasta cuando vamos a tener que seguir aguantando esta situación como algo normal solo por ser políticamente correcto y tener miedo de lo que piensen los demás? Los del 11 de marzo no eran musulmanes…los del 7 de julio no eran musulmanes…estos tampoco son musulmanes…bueno pues, discúlpenme, pero irlandeses no eran.

Después está la otra cuestión, la mutua incomprensión que hay entre los dos grupos. Yo no tengo ningún problema en decir que no me agrada ni un poco la idea a futuro del mundo y la sociedad que le puede llegar a quedar a mis hijos, pero tampoco nunca me burlaría de los árabes. Esta gente del semanario supuestamente tan progresista, tan liberal, tan a favor de la democracia…ha sido muchísimo más ofensiva, hiriente y abusiva con el mundo árabe que cualquier otra cosa que yo haya visto en sitios de “extrema derecha”. Eso habla de no comprender donde estás parado y de ser muy ignorante de la situación con la que estás jugando. Que no se me malinterprete, está mal asesinar por sentirse ofendido, yo nunca lo haría, pero así no es como lo va a entender un fundamentalista. Y en una sociedad con millones de musulmanes, pues va a haber unos cuantos cientos de fundamentalistas. La gente del semanario no tuvo esto en cuenta y cometió un error al redoblar la apuesta, creyeron que vivían en una sociedad en la que estas cosas no podían pasar, que su seguridad estaba garantizada, y lamentablemente la realidad les escupió en la cara.

Lo vuelvo a decir, es terrible que alguien haga esto por una caricatura, pero en el mundo en el que hoy estamos viviendo son cosas que lamentablemente van a suceder. Esta situación me hace acordar a los tiroteos en las escuelas de Estados Unidos…cada vez que sucede uno, sale el tema de la tenencia de armas y luego no sucede nada. Y luego sucede de nuevo. Y luego sucede de nuevo. Y luego sucede de nuevo. Aquí hay un problema sociológico muy grave que nadie comprende, y todo se pierde sin solución en buenas intenciones y corrección política. Si los sobrevivientes de Charlie deciden intensificar la propuesta echando más leña al fuego, pues entonces ya va a ser una guerra. Unos no quieren retroceder y van a salir a demostrar que pueden publicar lo que quieran, y entonces los otros van a seguir amenazando y esperando el momento para realizar otro atentado y así no se sale más. No me sorprende en absoluto que Marine Le Pen encabezando las encuestas. Sea como sea, yo no soy Charlie.

Ocioso
Ocioso
Lector
12 enero, 2015 10:33

Frank: Si los sobrevivientes de Charlie deciden intensificar la propuesta echando más leña al fuego, pues entonces ya va a ser una guerra. Unos no quieren retroceder y van a salir a demostrar que pueden publicar lo que quieran, y entonces los otros van a seguir amenazando y esperando el momento para realizar otro atentado y así no se sale más.

“¿Por qué se arriesgaron a dibujar a Mahoma si sabían que los podían matar?
¿Por qué El Papus se reía de la ultraderecha si sabían que les podían poner una bomba?
¿Por qué negarse a pagar el impuesto revolucionario a ETA si sabes que te pueden pegar un tiro?
¿Por qué exigir democracia si te pueden torturar en una comisaría?
¿Por qué los negros pedían derechos si sabían que el Ku Klux Klan acechaba?
¿Por qué no se quedaron en su casa Martin Luther King, Nelson Mandela o Malala Yousafzai?
¿Por qué hablar, por qué arriesgarse?
La respuesta es sencilla: porque nadie más lo hacía”

El texto completo está en este enlace.
http://thewatcherblog.wordpress.com/2015/01/11/pero/

Lo mejor que he leído estos días sobre el tema.

frankbanner49
frankbanner49
Lector
12 enero, 2015 10:38

manitas verdes a tutiplén para oci en este último comentario.

Mr. X
Mr. X
Lector
12 enero, 2015 10:41

Cojonudo el artículo que ha enlazado, Sr Ocioso.

frankbanner49
frankbanner49
Lector
12 enero, 2015 10:44

y,jorge,cuando se te pase el cabreo,pasate por aquí,que muchos echamos de menos tus parlamentos.

vá,tira….

frankbanner49
frankbanner49
Lector
12 enero, 2015 10:45

eso,sí,me he quedado con ganas de saber que ponía en la portada,que la gran mayoría no sabemos fránces,xdd.

Rasputin33
Rasputin33
Lector
12 enero, 2015 10:46

Yo no soy Charlie, soy Charles Martel. Lo que necesita Francia no es a Charlie Hebdo, sino a Charles Martel.

Que, por cierto, en 2009, Charlie Hebdo despidió a uno de sus trabajadores, Maurice Sinet, por una columna que escribió en la que según ellos fomentaba el antisemitismo y el odio racial. Así que no será que defienden tanto la libertad de expresión sino la ley del embudo.

Mr. X
Mr. X
Lector
12 enero, 2015 11:00

“Lo que necesita Francia no es a Charlie Hebdo, sino a Charles Martel.”

¿Y qué iba a hacer? ¿Asaltar a caballo los barrios pobres de París llenos de población emigrante? Lo que necesita Francia -y, obviamente, toda Europa- es cerebro y no testosterona.

Testosterona ha habido mucha en Afganistán, Irak, Siria, Libia, etc con nada felices resultados.

Además, se supone que los de mentalidad medieval son los otros.

Ocioso
Ocioso
Lector
12 enero, 2015 11:16

Pues por mas que lo he buscado sigo sin saber que significa Charlie Hebdo. ¿Lo sabe alguien?

Pin
Pin
Lector
12 enero, 2015 11:18

Agradecido por el link, Sr. Ocioso, un artículo maravilloso.
Quiero destacar una parte del texto con la que me siento absolutamente identificado:

“Y quiero decir para terminar que estoy lleno de dudas. Cada vez más. Y que por eso me asombra que muchos tengan perfectamente claro y ordenado el mundo en su cabeza y puedan juzgar con tanta alegría unos hechos y a unas personas desde el minuto uno. Me maravilla tanta certeza en un mundo tan complejo; ojalá yo tuviera tanta seguridad ideológica, ahorra muchos disgustos. Pero sí creo tener algo claro: como sociedad no podemos ceder.”

Docz
Docz
Lector
12 enero, 2015 11:28

Quien quiera solidarizarse con el semanario francés, y en general con la libertad de expresión laica, solo tiene que colgar una caricatura de cierto Dios en su FB o Twiter, etc, es tan fácil como eso, si lo hiciesen todos a los que se les llena la boca solo de palabras de apoyo, los locos no iban a tener suficientes petroleares para comprar tanta munición, pero es mas fácil quedarse solo en el gesto vació…por cierto,
¿libertad de expresión para unos dibujantes si y para otros no?
¿es otra de tus fondue?
es que boutade no se lo que significa, pero lo de los quesos también me suena a frances

Retranqueiro
Retranqueiro
Lector
12 enero, 2015 12:20

Qué bueno el artículo que has enlazado, Oci. Y también igual de interesante el de Ilya U. Topper.

Frank
Frank
Lector
12 enero, 2015 15:20

Ocioso, te agradezco por la respuesta y la intención, pero ya había leído la opinión de Gerardo Vilches, incluso puedes ver que ya había comentado (con este mismo Nick) antes de tu respuesta. De todos modos, yo no estoy de acuerdo con el.

Como dijo Gregory Hood, es ridículo hablar de “mantener la libertad de expresión” cuando hace décadas que ya no existe semejante cosa en Francia, o en Europa en general. Hace mucho que hay decenas de personas en la cárcel, solo por haber opinado (y de forma mucho más respetuosa que los de Charlie), pero que cometieron el pecado de tocar temas tabú para el sistema. Los liberales que hoy se horrorizan y rasgan las vestiduras en defensa de la libertad de expresión, pero que han pasado los últimos diez años en silencio, son simplemente unos hipócritas.

Hace mucho tiempo que la sociedad hace oídos sordos a las advertencias que tuvo, y si lo sigue haciendo pues no se de que se lamenta. Esto no lo ha hecho el Frente Nacional, esto es obra de los extremistas islámicos, agredidos por una publicación liberal que no paró de burlarse de ellos de la forma más abusiva. Estaban tan acostumbrados a burlarse de la “extrema derecha” sin recibir agresiones de este tipo, que seguramente creyeron que nunca les iba a suceder algo así. Pues se equivocaron.

Con respecto a esas preguntas retóricas, pues ellos saben como reaccionan los fundamentalistas…que quieres que te diga, si quieren suicidarse podrían haberse ahorcado en sus casas. Eso es lo que sucede y seguirá sucediendo en una Europa islamizada y por mi parte yo no veo más vueltas. Mira que la semana que viene podría volver a suceder, que me dirías entonces? Que hay que seguir? Yo estoy harto de la hipocresía. Si los “demócratas” tanto hablan de libertad de expresión, porque se arresta o llama racista a quien se opone al multiculturalismo y a la islamización de Europa? Son otros los verdaderos perseguidos por el sistema. No tiene sentido seguir repitiendo lo que ya dije en mi primer mensaje, lo que pienso es eso…