Modesty Blaise

0
969

Holdaway/PlanetaModesty Blaise Nº 02
Guión: Peter O’Donnell
Dibujo: Jim Holdaway
Biblioteca Grandes del Cómic
BN, 176 págs, 8,95 €

«Modesty Blaise ha pasado la historia como la versión femenina de James Bond. La tira apareció por primera vez en el diario londinense The Evening Standard, en 1963, con guión de Peter O´Donnell y dibujos de Jim Holdaway y pronto pasó a ser un referente pop de los efervescentes años 60 que enmarcaron el Swinging London.
El segundo volumen de esta colección incluye las historias La mente de la Sra. Drake (1964), Uncle Happy (1965), El gran traidor (1965), Los Vikingos (1966), Al principio (1966). «

Me acerco a Modesty Blaise con la avergonzada emoción del que intuye que va a enamorarse. Lo intuye, lo sabe e incluso lo desea. Porque son demasiados los elogios embelesados que esta mujer recoge de parte de aquellos que ya hace tiempo que la conocen como para creer que me va a dejar indiferente. Porque hay demasiada curiosidad ya en mi mirada como para marchar de vacío tras mi primer encuentro con ella, sin un sobresalto transpuesto del sentimiento que me convierta en otro más de sus admirados esclavos.

Doy con ella por primera vez en el número dos de la colección que ahora le dedica Planeta. Me sorprende el formato escogido para la serie. Me agrada. Es diferente al del resto de clásicos que está sacando la editorial. Fondo rojo, diseño de líneas redondeadas, un apaisado más alto de lo habitual… Casi me recuerda a la funda de un disco de vinilo. Reforzando esa sensación “años sesenta” tan propia de la serie según los comentarios que he podido ir leyendo hasta ahora. Lo abro.

Planeta/Holdaway

Primera página. Tremendas miradas las de los villanos de esta primera historia. Penetrantes, oscuras, vivas. No me extraña que se alabe tanto el trabajo de Jim Holdaway. No me extraña se diga que a su muerte el mundo de Modesty Blaise no volvió a ser el mismo. Holdaway dibuja con fuerza y personalidad. Con soltura. Sacándole sorprendente partido a las restricciones propias de la tira de prensa. Ni más ni menos que el guionista, Peter O´Donnell. En este clásico no hay reiteraciones de una tira a la otra y la trama fluye con celeridad. Guión y dibujo marchan de la mano en todo momento, complementándose sin repetirse para aprovechar el limitado espacio que ofrece una tira.

Algunos han señalado que los argumentos de la serie no suelen ser nada excepcional. En las historias que contiene este segundo volumen lo que se observa es que esas historias, en todo momento, están al servicio de los personajes. Los dejan respirar. Los dejan crecer. Nos dejan conocerlos. Entenderlos. Temerlos. Apasionarnos por ellos y con ellos. Si en cómics como WEST o James Healer comentábamos que personajes interesantes resultaban engullidos por una trama demasiado cerrada, en Modesty Blaise podemos afirmar todo lo contrario y disfrutar de ello. Hasta el punto que sólo me resta preguntarme si podré volver a quedar con esta mujer dentro de un mes.

Holdaway/O'Donnell

También hablaron de Modesty en Tras las turquesas cortinas (uno, dos , tres, cuatro y cinco con la primera historia del tomo que comentamos), La Cárcel de Papel, Es la Hora de las Tortas y Comics fill-in, que yo sepa.

Artículo anteriorGlenat publicará Autobiographix
Artículo siguienteLos Ramos de Lobezno
Toni Boix
“Me llamo Toni Boix y soy un DC-Adicto”. A pesar de que mi niñez esté inundada de Sal Buscema y mi adolescencia de Spirit, Metropol, Cimoc y Zona 84. Porque Zinco me devuelve al redil. Zinco y Wolfman y Perez y Moore y Totleben y Gibbons y Miller y Bolland y García López. Después, el ansía. La escasez. La falta absoluta de alegrías. Mueren las revistas de cómics y Zinco vegeta. Mi ilusión se marcha a hacer las Américas. Suerte del Previews… y de los cómics que se malvenden. Le pido a Raúl López que me deje escribir una reseña en Zona Negativa promocionando Fallen Angel… y el resto es esta historia.
Subscribe
Notifícame
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments