Las 52 reseñas: Superman 1

Por
56
959
Aviso de Spoilers: El artículo que sigue a continuación trata información de actualidad en Estados Unidos, por lo que puede desvelar detalles argumentales que todavía no han sido abordados en la edición española.
 

Edición original: Superman #1.
Guión: George Pérez.
Dibujo: Jesús Merino.
Entintado: Jesús Merino.
Color: Brian Buccellato.
Formato: Grapa, 32 páginas.
Precio: 2,99$

 

Odio empezar una reseña con una observación negativa, ya que puede condicionar el resto de la lectura, pero si no me saco el comentario del pecho asomará a través del esternón, como una cría de Alien, y acabo de limpiar el monitor. A lo que iba: no me gusta esta portada. Nada. No me entendáis mal, hacedme el favor: es técnicamente impecable; la anatomía, perspectiva y proporciones son más que correctas, el grado de detalle la hace muy seductora y resulta llamativa… de lejos. De cerca, no tanto. Y es que el problema de la portada no es su contenido, sino lo que representa. Este Superman airado, con los ojos al rojo vivo y ese traje por piezas con fecha de caducidad (imperativo editorial, por otra parte) no representa al personaje reivindicativo, heroico y guerrero que Superman encarna en este relanzamiento, pareciéndose más a un clon malvado del Hombre de Acero en un arco de relleno. ¿Haciendo una montaña de un grano de arena? Quizá, pero la portada del primer ejemplar ha de cuidarse con mimo y mucha perspectiva: no es solo una imagen ni un gancho, es una declaración de intenciones, es el medio más inmediato y visual de comunicar al lector qué es lo que va a encontrar en el interior del cómic, cuál es el enfoque que se le va a dar a la colección, qué papel interpretará el protagonista. Esa clase de cosas. Si la portada de un comic de Superman no hace más que gritarte “¡Fuego! ¡Rabia! ¡Mala leche!“, quizá no estés consiguiendo transmitir aquello que quieres contar sobre el personaje. O puede que sí, lo cual daría de qué hablar.

Sería un error mayúsculo, por otra parte, no alabar el gran trabajo de Jesús Merino en el interior del cómic. Las composiciones de página, la narración y los planos se alían con un elevadísimo grado de detalle para ofrecer un apartado gráfico de sobresaliente calidad, una delicia para los ojos; un desfile de saber hacer que acompaña al guión de una forma natural, uniendo sus fuerzas con este para proporcionar una lectura vibrante, amena e intensa, acorde con la historia que se relata. Su diseño de Superman, pese a todo, no está exento de aspectos menos acertados: una excesiva musculatura, por ejemplo, es una de esas cosas que quizá queden bien en moles ridículamente hipertrofiados como Hulk, pero que nunca he terminado de asociar con Superman. Cualquier otro aspecto negativo va desde lo anecdótico a lo irrelevante, por lo que no merece la pena detenerse en estos, sino en los detalles que engrandecen las viñetas: sus efectos de fuego son naturales e impresionantes, la sensación de velocidad está muy conseguida -reforzando las secuencias más intensas-, conduce las conversaciones con soltura… Se nota, para qué negarlo, la mano de George Pérez, pero el mérito del acabado final es de Merino, a quien debemos dedicar las loas por este trabajo bien hecho.

Hablando de Pérez: dado que ha sido él el encargado del guión y los esbozos, creo adecuado dirigir a él un comentario sobre otra imagen relevante, por lo que esta representa. Hablo de la página completa en la que Superman observa desde los cielos. Es un dibujo que, por desgracia, refuerza las malas impresiones que transmite la portada. Expresión ceñuda, severa; mirada hosca, displicente casi. Puños prietos, pose altanera. ¿Es este el Superman que quería representar?

Su actitud agresiva encaja hasta cierto punto con la versión que Grant Morrison ha dibujado del personaje, pero tiene algunos aspectos que hacen que el Superman de Action Comics funcione mejor que el de la serie homónima. Por los siguientes motivos:

El Superman de Action Comics representa, a grandes rasgos, la personificación de un sentir popular de creciente indignación hacia las injusticias, una ira que, por su naturaleza temperamental, carece de dirección; una reacción visceral, un retrato primitivo de la sed de justicia, del deseo de corregir el mal que hay en el mundo aunque no se sepa muy bien cómo; una rabia fiera, desafiante, con la que resulta muy fácil empatizar. Sin embargo, el Superman de Pérez no consigue transmitir esa impresión de que hay una parte de nosotros en el último hijo de Krypton, de que pese a ser extraterrestre es tan humano como cualquiera de nosotros: su actitud, sus palabras, su forma de comportarse, no consiguen comunicar esa cándida bravura, sino que son propias de un héroe más, por desgracia, genérico. La naturaleza de la amenaza no da pie a una mayor caracterización, cosa que quizá se subsane en próximos ejemplares, o quizá la idea de la colección sea ofrecer aventuras ricas en acción que precisan de un Superman “al uso”. Pérez ha echado mano de una fórmula tradicional, no poniendo tanto énfasis en la innovación.

Pese a este aspecto -que habrá quien no lo encuentre tan negativo, o puede que incluso positivo-, el guión tiene varios puntos reseñables. La caracterización de Clark Kent es buena, y si bien puede echarse de menos la actitud campechana y torpe del original, la nueva consigue con dos o tres pinceladas ofrecer una imagen distinta y renovada. Resulta curioso: el antiguo Kal-El creó la máscara de Clark Kent fabricándola desde cero como una especie de parodia de la raza humana, mientras que en este caso da la impresión de que hubiese sido el propio mundo, la sociedad, quien hubiese creado a Clark Kent y cubierto a Superman con él, imponiéndoselo como un traje gris y aburrido que no quieres llevar, pero que necesitas tener puesto. Es una diferencia que pese a su sutileza, se capta a la perfección, funcionando muy bien. La inclusión de Morgan Edge es acertada por las consecuencias que puede acarrear, las tramas que pueden surgir de él, lo bien que funciona como antítesis de Superman y como representación de los problemas del mundo moderno: los “villanos” modernos, los blancos de esa indignación joven que representa el nuevo Superman, no son dictadores ególatras a los que se pueden poner nombres y apellidos, sino entidades anónimas y etéreas, siglas, rótulos, figuras de poder que, como el señor Edge, mueven hilos, compran voluntades y manipulan a su antojo sin que se pueda mover un dedo contra sus acciones. No puedes pegarle un puñetazo en la cara a una corporación. Se trata del viejo concepto de Lex Luthor contra Superman llevado a un nuevo nivel, estableciendo una premisa que, bien desarrollada, podría ser de lo más interesante.

En suma, ¿es Superman una compra recomendada? De momento sí, aunque dependerá de hasta qué punto se siente el lector cómodo con la interpretación de Pérez del protagonista. La historia está bien construida, al igual que la narración y los diálogos, la amenaza es atractiva y anima a seguir leyendo, hay varios cabos interesantes y el dibujo de Merino es más que notable, así que tiene todos los ingredientes para ser una lectura a considerar. No obstante, el elemento central puede no ser plato de gusto para todos o peor aún, resultar aburrido al considerarse que no aporta gran cosa. En cualquier caso, tampoco hubiese estado bien tener una ración adicional de lo que ya encontramos en otra colección: cada autor tiene su visión, y es fantástico que en la nueva DC tengan cabida diferentes interpretaciones de la nueva dirección que le ha sido conferida al personaje. Colecciones distintas con perspectivas distintas para lectores distintos; en la variedad está el gusto; todo eso. Sin embargo, ciertos elementos genéricos que dan la impresión de haber sido leídos con anterioridad, aspectos menos acertados en su concepción o ejecución y un leve regusto a manido reducen la nota final de este ejemplar. No os equivoquéis: sigue siendo una lectura agradable y entretenida, pero no aprovecha todo su potencial y seguramente quede por debajo de las expectativas. Futuras entregas confirmarán si este Superman es capaz de aprovechar el saber hacer de sus autores para volar hasta el sol o si la falta de identidad lo arrastrará hasta convertirlo en un errático Bizarro.

56 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
@daniserran0
@daniserran0
29 septiembre, 2011 16:22

Pues a mí me ha resultado soporífero, carente de interés y sin ritmo ni emoción. Y del dibujo mejor no hablar. Hay viñetas, primeros planos sobretodo, de lo más horrendo. Ojos enormes en Lois, el rostro de Perry en algunos escorzos, rigidez… que, en mi humilde opinión, afean mucho el aspecto gráfico del cómic. Una pena.

Tiegel
Tiegel
29 septiembre, 2011 16:29

“Fuego”, “rabia” y “mala leche” es exactamente lo que transpiraba el Superman de Morrison y que tan buena impresion causo. Me parece logico que sigan apostando por esa imagen jaja

Juanmito
29 septiembre, 2011 16:45

Tiene cierta gracia que en las paginas de publicidad de este relanzamiento, tanto los anunciantes como el propio servicio de suscripciones de DC recurran a imágenes clásicas del personaje.

Noryab
Noryab
29 septiembre, 2011 16:49

Podria pasarle todo a la editorial y los involucrados en el proyecto (furia, estilo futurista, cambios de personalidad) pues podria tratarse del resultado de años de lucha sin progreso visible y la maldita mercadotecnia. pero no entiendo porke superman se ve mas joven ahora. eso no lo acepto

Brin London
Brin London
29 septiembre, 2011 16:55

Superman parece un superboy cabreado. ademas con el uniforme por piezas a lo power ranger.
No veo al hombre de acero por ningun lado.

Kienlo
Kienlo
Lector
29 septiembre, 2011 17:13

Este cómic ni me lo acabé de lo aburrido que era, sois demasiado benévolos con todas las reseñas, parecen que os gusten todos, por muy malos que sean. Mojáos más Zona Negativa!!

Superman95
Superman95
Lector
29 septiembre, 2011 17:41

Por lo pronto no me cuadra el nuevo traje, por mas que lo haya diseñado Jim Lee, el nuevo status de la relacion Kent/ Lane, el enfoque racial de Morgan Edge (Al parecer olvidaron a otros personajes que tuvieron cierto desarrollo en los años 90, siendo secundarios mas que interesantes como Franklin Stern, Ron Troupe, Myra y Keith,el hijo adoptivo de Perry White) y en especial el nuevo look de White y el de Jimmy Olsen (¿A lo Justin Bieber?) y el nuevo look de Clark Kent (¿O debería decirle Harry Potter?). Tampoco me convence lo de la nueva relación de Lois, pero alabo el enfoque del Daily Planet como emporio de telecomunicaciones (Si creen que es una idea novedosa, es reciclada de la continuidad pre crisis de 1985). la destrucción del edificio es una completa alegoría del NUDC que para mi, con las execpciones de Linterna Verde, batman y Wonder Woman, sigue sin engancharme.

Y Jesus Merino lo hace muy bién, eso si ni dudarlo.

Superman95
Superman95
Lector
29 septiembre, 2011 17:44

Juanmito
ha comentado el 29 septiembre, 2011 a las 16:45h

Tiene cierta gracia que en las paginas de publicidad de este relanzamiento, tanto los anunciantes como el propio servicio de suscripciones de DC recurran a imágenes clásicas del personaje.

No pude resistime a comentar de nuevo: las altas esferas siguen con el conflicto que tuvo John Byrne en los 80s: el Superman que el hacía y el que la warner vendía. Por ahora, me sigo quedando con el que creó Byrne y el que dibuja García Lopez.

jhep666
Lector
29 septiembre, 2011 17:52

No se por que, pero el nuevo uniforme de Supes dibujado por George Romero, creo que le sale horrible. ¿alquien tambien tiene esa impresion?

I, Spyder
I, Spyder
Lector
29 septiembre, 2011 18:04

Superman dibujado por George Romero debe parecer muy zombie, ¿no?

Tremas
29 septiembre, 2011 18:12

Creo que es hora de una encuesta…

¿De cual colección te bajas como lector y de cual te vas a leer el número 2?

Pedro Monje
29 septiembre, 2011 18:24

“¿De cual colección te bajas como lector y de cual te vas a leer el número 2?”

Tremas, en Zona Negativa el Jueves que viene lo dedicaremos a hacer un analisis de como ha ido el relanzamiento. Para mi, personalmente, la mitad de las series como si directamente no sacan el numero 2 (ASWestern, Batwing, Blackhawks, Blue Bettle, Cap Atom, Deathstroke, Green Arrow, GLCorps, GLNew Guardians, Grifter, JLI, Legion 1, Legion 2, Men of war, Terrific, Red Hood, Static, Suicide, Superboy, Titans, Firestorm, Voodoo).

Pero en fin, hablemos del Superman de Merino y Perez, que es a lo que hemos venido. A mi me ha sorprendido el encuadre social que le ha dado Perez al comic, muy actual en ese sentido. Ahi Superman puede funcionar bien si se lo curra un poco.

Jedi
Jedi
29 septiembre, 2011 18:25

Creo que se debe completar mínimo un arco para saber si se sigue con algo o no.

José Torralba
29 septiembre, 2011 18:29

¡Gran reseña, Alberto! Y para los que piden que la redacción se moje, ahí voy: argumentalmente me he encontrado con un tebeo soporífero y gráficamente me he encontrado con un tebeo antiguo; viejo. No es sólo que la composición de página me parezca en desuso (viñetas enanas, profusión de palabras en bocadillos y cartelas) o que el color me parezca desvaído, sino que no sé por qué me da la sensación de que Merino ha hecho lo que ha podido por arreglar los layouts de un Pérez que se ha quedado anclado en el pasado. Sólo un detalle: fijaos en el aspecto de Lane. Absolutamente todo (desde los pendientes o los collares hasta los pantalones ajustados o el jersey palabra de honor) parece desfasado, anacrónico para la actualidad. Es un cómic que parece de otra época. Y sí: en más de una viñeta Superman tiene cara de psicópata de tomo y lomo. En definitiva, una decepción. El verdadero Superman del siglo XXI está, hoy por hoy, en Action.

BTW, las que voy a seguir seguro son Action, Stormwatch, Animal Man, Swamp Thing, Demon Knights, Resurrection Man, Batman, Birds of Prey, Wonder Woman y I Vampire. Las que veré cómo continúan serán Batwoman, Frankenstein, JL Dark, Green Lantern y Detective Comics. Al hoyo todas las demás, al menos en mi caso. Pero la verdad: teniendo en cuenta las series de DC que seguía antes, es un éxito considerable.

¡Un saludo!

Jardinero del Kaos
29 septiembre, 2011 18:47

“me da la sensación de que Merino ha hecho lo que ha podido por arreglar los layouts de un Pérez que se ha quedado anclado en el pasado.”
Me parece que Perez viene atrasando hace rato, los peinados tambien se quedaron anclados en los ’80.

Y si, la armadura es fea e innecesaria. Me quedo con el Action Comics de Morrison

@daniserran0
29 septiembre, 2011 19:08

Y dale, ¿armadura? ¿Dónde veis armadura? Yo veo un traje, quizá de un tejido más grueso que el simple spandex de siempre, con juntas o costuras. Pero de ahí a que sea una armadura… O_o

Jerónimo Thompson
Jerónimo Thompson
29 septiembre, 2011 19:17

“Creo que se debe completar mínimo un arco para saber si se sigue con algo o no.”

¿Incluso en el caso de que el primer número te haya parecido horrible? Qué tortura, ¿no? Yo en cambio pienso lo contrario: si el primer número me ha gustado, esperaré a completar el arco para decidir si sigo adelante o no.

David Macho
Lector
29 septiembre, 2011 19:19

Solo una cosa, Alberto, sin entrar de nuevo a opinar sobre el tebeo, esto que dices: “Sería un error mayúsculo, por otra parte, no alabar el gran trabajo de Jesús Merino en el interior del cómic. Las composiciones de página, la narración y los planos”… es que es de Pérez, no de Merino… la composición, narración y planos van marcados en el layout, ergo el mérito de las mismas sería suyo.
En cambio, esto: “Es un dibujo que, por desgracia, refuerza las malas impresiones que transmite la portada. Expresión ceñuda, severa; mirada hosca, displicente casi. Puños prietos, pose altanera. ¿Es este el Superman que quería representar?” lo dices como una crítica a Perez, cuando el acabado, es decir, quién refleja mirada, puños y pose, es Merino…

Al César lo que es del César y al rey lo que es del rey. Quiero decir, le das palos a Perez, pero sus méritos no se los das a él, cuando creo que el pobre también tendrá su corazoncito… 😉

De Jesús nada que decir, ya sabe lo que pienso de él. Es el puto amo, aún con páginas de 13 viñetas y collares y jerseys palabra de honor, que diría Torralba) 😉

Un saludo.
D.

David Macho
Lector
29 septiembre, 2011 19:20

daniserran0 y compañia, ya se ha explicado, pero reitero, no es una armadura, es un traje con tejido kryptoniano.

Ocioso
Ocioso
Lector
29 septiembre, 2011 19:25

Si lo que se ve en el traje son costuras, me gustaría ver los patrones. No creo que haya ningún diseñador de moda, ni en la Tierra ni en Kripton, que monte un disfraz a partir de piezas tan raras.

José Torralba
29 septiembre, 2011 19:30

Son costuras que marcan las fascias musculares… es decir, es un traje para un vacilón, pero un traje. ¡Si hasta tiene cuello mao y bocamangas resaltadas en rojo! Está hecho un pimpollo el Supers.

isidoro
isidoro
29 septiembre, 2011 19:35

Sinceramente como aficionado de dc,( ya son 25 años casi),este reboot no me convence en nada,algunas series las lei de compromiso y las termine rapidamente, cuando comenzo la JLA de giffen,batman de post miller,superman de byrne, y otras series mas,merecian la atencion justa de leerse,fue todo un acontecimiento,numero a numero y me detengo en esa fecha por que todos los aficionados pediamos eso,RENOVACION, para bien o mal,no me senti defraudado,los cambios estaban ahi,los artistas nos daban BUENOS comics que con los años siempre se merecen una releida,cuando dejaron de vender si o si terminaba una epoca solida de buenos comienzos,solo me queda claro que es un negocio,hay que vender,vender y vender!!!.
solo me gustaron Action Comics,Batman y Robin, JLI y hasta ahi cuento.
Adios reboot,no me vas a convencer.no me gustas.no cuentes conmigo. bwahahahahahahahaha.

Sr. Rojo
29 septiembre, 2011 20:19

Pues como sea dc gana, no por el reboot tan inútil sino por que ahora los comics del antiguo dc valdrán más. He incluso habrá compradores para tirajes de ediciones anteriores.

Phantomas
Phantomas
Lector
29 septiembre, 2011 20:24

“un Pérez que se ha quedado anclado en el pasado”

Pues aprovechando que no hay manitas dire que, en mi opinión, hace tiempo que Perez dejo de ser un dibujante de referencia precisamente por eso. Ahora mismo hay unos cuantos dibujantes a los que prefiero, con mucho, en un comic antes que a él.

narutin
narutin
29 septiembre, 2011 21:26

Un cómic bastante soporífero y anticuado.
Creo que el verdadero problema que hay, con este reboot, es que mucha gente empieza a sentir cansancio de ver una y otra vez la historia de Superman manipulada. Una cosa era hacerlo en su tiempo, de Crisis en Tierras infinitas, para ordenarlo todo y dar un origen consistente. Pero han hecho tantos reboots, tantos cambios en Superman o Batman, que otro reinicio ya cansa.
A los lectores nuevos quizás no,pero no creo que encuentren nada interesante en este comic. A los viejos, ya digo, cansa y mucho volver a ver lo mismo: Clark soltero, Superman amenaza, volverán a inventarse que estuvo en smallville, etc etc…. Yo particularmente noto un cansancio brutal con Superman y Batman, no se puede reiniciar cada 10 años un personaje.

Armin Tamzarian
29 septiembre, 2011 22:19

Pues yo aprovechando que no hay manitas voy a decir que en verdad no me gustan los cómics, soy un farsante infiltrado al que le gusta más leer prospectos de medicamentos.

alfredo
alfredo
29 septiembre, 2011 22:34

y mas de 50 años y el boy scout no muere!!!!!!!

Martin
Martin
Lector
29 septiembre, 2011 22:35

““Fuego”, “rabia” y “mala leche” es exactamente lo que transpiraba el Superman de Morrison y que tan buena impresion causo. Me parece logico que sigan apostando por esa imagen jaja”
 
Es que si lo hace Morrison es genial, no olvides eso.

Ocioso
Ocioso
Lector
29 septiembre, 2011 23:04

Pues yo aprovechando que no hay manitas voy a confesar que me llamo Lorena, tengo 12 años y medio, y vivo en un pueblo al norte de Toledo.

Armin Tamzarian
29 septiembre, 2011 23:24

Mierda, entonces estoy en un lío por haberte mandado por privado esas fotos mías desnudo y con tutú.

jorgenexo
jorgenexo
29 septiembre, 2011 23:31

Lorena, bonito nombre.

Armin Tamzarian
29 septiembre, 2011 23:52

Jorge ya está con la caña de pescar, sin perder el tiempo.

Tiegel
Tiegel
30 septiembre, 2011 0:23

Yo siempre pensé que en realidad te llamabas Zoraida Vanessa y que eras la típica poligonera

Ernest
Ernest
30 septiembre, 2011 0:25

A mi me ha gustado el número, no me encanta precisamente la imagen de un Superman pura mala leche y que observe desde el cielo con altanería, pero sinceramente lo prefiero al boy scout simplón que casi siempre es.
Aparte me ha agradado la narración del cómic, ese detalle de que parecía que lectura de reportaje en tiempo real me ha hecho tardar un poco más en leerlo y digamos engancharme mejor a él.
Y la imagen de Clark Kent, mucha empatía sentí, con su imagen superheroica tal vez no tanto pero me interesaría ver si como Superman todavía tiene una conexión humana o ahora es tal vez más Kryptoniano, más alienado de la presencia humana y la aceptación general.

Stasis
Stasis
30 septiembre, 2011 0:27

Pues yo como no hay manitas me voy a mojar de verdad:

Me gusta horrores Rob Liefeld!!!!!!

Armin Tamzarian
30 septiembre, 2011 1:10

Manitas no hay, Stasis, pero memoria tenemos todos y jamás olvidaré lo que acabas de escribir sobre ROB!.

Ernest
Ernest
30 septiembre, 2011 1:13

Vaya, creo que ni en chiste se puede creer eso xDD
Aunque, la frase no debería ser así “me gustan los horrores de Rob Liefeld”?

johnny alpha
johnny alpha
30 septiembre, 2011 1:52

jodó que portada. ROB!estaría orgulloso. A ver si algún adlater se anima con ella.

salebaaay
30 septiembre, 2011 5:14

hay una parte en la que lois dice que se va a arreglar con el capitan de la policia de metropolis por lo del hackeo de las camaras, y cuando sale del cuarto para recibir a clark, jure que se habia encamado con el capitan….igual era el novio pero nunca explicaron a ue arreglo llego con el capitan
 
a mi me gusto, yo nunca he leido superman y me parecio muy entretenido, aunque con mucho dialogo

Armin Tamzarian
Autor
30 septiembre, 2011 7:42

Lo de que Didio dijo de que iban a escribir cómics con menos diálogos era una maniobra de distracción, en verdad va a poner tantos en estas colecciones que los bocadillos taparán hasta el dibujo de los ilustradores.

honorio76
honorio76
Lector
30 septiembre, 2011 8:32

Sinceramente, a mí me encantó este número. Claramente el Action Comics de Morrison es a todas luces superior pero me encanta Perez, me encanta Merino y me encanta cómo Perez se las ha ingeniado para que el típico texto de narrador omnisciente en tercera persona típico del cómic hasta los ’90 sobreviva en reportes periodísticos, entrevistas y discursos…

Y sí, el estilo artístico y narrativo de George Perez será anticuado, pero siento que ha envejecido mejor que el de Claremont. Por mi parte yo pienso continuar este nuevo run de Superman…

Mipey Kalkulo
Mipey Kalkulo
30 septiembre, 2011 8:34

Echar la culpa a Pérez de la incompetencia de Merino no me parece de recibo. El dibujo de este número es igual de mediocre que todos los que ha venido realizando nuestro compatriota del Supes en los últimos años.

Que parecemos hinchas futboleros con esto… Merino será compatriota y un tipo muy majo, pero como dibujante a mí me parece regulero al máximo.

Spirit
30 septiembre, 2011 8:47

Saludos;
 
A mi a Pérez no me lo toquéis, al menos como dibujante, planificador, bocetista, etc…Yo no diría que se ha quedado antiguo, para nada, es un clásico y un currante de toda la vida, a ver quién es el guapo hoy en día que te hace 13 viñetas en una página para explicarte mejor la historia. Y me alegra que se deje atrás en descompresive story telling ese de las narices. No por poner splash pages a saco se es más moderno.
 
Lo que me parece en sí peor de éste cómic, del que sólo me he leído la reseña, es la insistencia en que los superhérotes sean solteros (pero castos, claro). No sé…a mí el triángulo amoroso Lois-superman-quiensea siempre me pareció lo más aburrido de cualquier historia de Superman, y sólo cuando se casaron le ví el verdadero potencial a Lois. No sé qué sentido tiene que ambos estén solteros y tarde o temprano vuelvan al trillado juego de “megustasperonomegustasquieroperonopuedo”.
 
El que Superman sea más “agresivo” a mí tampoco me encaja demasiado…quizás quieran quitar la imagen de santurrón aburrido, algo que Byrne hizo sin despeinarse, pero para eso no hace falta hacer del gran S un Castigador cualquiera. Ahí es donde también expreso mis recelos.

honorio76
honorio76
Lector
30 septiembre, 2011 8:54

Lo de la insistencia en que los superhéroes sean solteros y el triángulo amoroso es simple: atemporalidad: De esta manera puedes genuinamente sortear el paso del tiempo, que es vital en el comic. El hecho que los personajes estén casados y tengan familia abre las puertas para que el paso del tiempo ( y por consiguiente la muerte) entre al espacio del comic, algo que a los editores y ejecutivos les aterra porque sienten que eso atenta contra la vigencia de sus franquicias…

R.I.P.
R.I.P.
Lector
30 septiembre, 2011 9:18

Bueno… creo que ya he leído las 52 reseñas.
En mi opinión, esto del reboot ha sido un acierto por parte de DC. Su universo me resultaba tan complejo que siempre me he mantenido a una distancia prudencial de sus comics, con la excepción de la línea Vertigo (que estaba al margen) y de sagas puntuales a las que me sentía atraído por sus autores (Morrison, Johns, Miller, David, Byrne, Moore…) o por personajes muy conocidos (Superman, Batman, Wonder Woman, Green Lantern, Green Arrow, Flash, Supergirl y poco más).
Con el reboot, he decidido comprar muchas más grapas DC de las que he comprado nunca antes. En concreto, los títulos que más me han atraído son: BATMAN (de Snyder), ACTION COMICS (de Morrison), BATWOMAN (de J.H.Williams), RESURRECTION MAN (Abnett/Lanning), GREEN LANTERN (Johns), RED LANTERN (Milligan), SWAMP THING (Snyder), ANIMAL MAN (Lemire), STORMWATCH (Cornell), JUSTICE LEAGUE (Johns) y AQUAMAN (Johns).
Me tientan, y es posible que también siga: ALL STAR WESTERN (Gray), WONDER WOMAN y I VAMPIRE.

Afortunadamente, para cuando se publiquen en España (¿por quién? ¿cuándo? ¿cómo?) llevarán varios números en USA y posiblemente alguna de las anteriores deje de interesarme.

Pero vamos… el reboot, como neófito deceíta, ha captado mi atención.

Off topic: Finalizado el Zinemaldia, un par de recomendaciones para cinéfilos y pelicueros (que en este foro abundan): huid como de la peste de EL ÁRBOL DE LA VIDA o de SHAME, salvo que os apasione la filosofía y el sexo obsesivo. No dejéis de ver DRIVE, que mezcla a mi juicio magistralmente Collateral y Transporter en una película intensa, contenida y bellísima hasta en las escenas más gore. También recomiendo dos comedias francesas: LE SKYLAB (nostálgica y agridulce) y INTOUCHABLES, una desternillante aproximación a la tetraplejia a partir del encuentro de dos personalidades opuestas.

Nuff said!!

Armin Tamzarian
Autor
30 septiembre, 2011 13:21

Hombre, yo no soy especialmente experto en filosofía y El Árbol de la Vida me ha resultado fascinante, es Terrence Malick al 100%, lo tomas o lo dejas. Shame quiero verla, que hablan bien de ella y Drive la tengo en mi poder, la veré en breve.

legorrion
30 septiembre, 2011 13:43

Esta línea es evidentemente la precuela estética de la película. Para bien y para mal.

josemari
josemari
Lector
30 septiembre, 2011 20:21

Menuda noticia:

http://www.newsarama.com/comics/george-perez-off-superman-110930.html

Pérez deja Superman. El sexto número de la colección será el último. En el séptimo guionizará Giffen.

Y, teniendo en cuenta que en bleeding cool han dicho ( http://www.bleedingcool.com/2011/09/28/dan-didios-spinning-plates-at-dc-comics/ ) que hay rumor de que alguien con un perfil de alto nivel se pase a Marvel, empiezo a pensar que es Pérez.

Por cierto, en la noticia de newsrama, se dice que Jurgens dibujará los layouts y/o los lápices también a partir de ese número 7 de Superman. Quizá David Macho pueda contarnos si Jesús Merino no sigue dibujando la serie a partir del 6.

Loki
Loki
Lector
30 septiembre, 2011 20:38

Tostonako, para hacer esto que se queden con el reboot de Byrne. Morrison correcto pero ojo a ver con que nos puede sorprender/horrorizar

honorio76
honorio76
Lector
30 septiembre, 2011 20:38

Ugh, ¿Dan Jurgens otra vez? Ahí sí me bajo…

Diomedes
Diomedes
1 octubre, 2011 3:36

Pues llamarme antiguo, pero paginas de 13 viñetas a mi me parece cojonudo para desarrollar mejor la historia, poner mejores dialogos, fragmentar mejor la acción, todo.

Ya se que ahora “lo que se lleva” son las splash pages y las paginas de dos megaviñetas con un bocadillo de dialogo de “Hulk smash” o “No!” o “No lo hagas!” o con una onomatopeya, pero que queréis que os diga….estáis hartitos de poner a caldo a “lo que se lleva” hoy dia y en cambio alguien os ofrece un comic a la antigua con muchas viñetas para darle mucho contenido y decís que “no se lleva”.

Me gustan las ideas un poco vagas que hacen a los supers enfrentarse a los malos del mundo moderno (megacorporaciones, poder financiero, devastadores del habitat ecológico, etc)….a ver si las pueden desarrollar bien o si de repente Warner se da cuenta de que, joder, ellos tambien son una megacorporación y tienen relaciones con muchas de ellas y deciden reconducir las actividades de los supers a algo mas manejable y que no cree conciencia social, como pelearse con Bizarro, el Jocker o con el Lex Luthor de armadura verde que escapa de la carcel una vez tras otra…

El relanzamiento DC me causa muchisima pereza. Me tengo que poner algun dia a leer a lo loco y ponerme al dia, pero me causa una pereza enorme….apenas me leo 2 o 3 comics y pienso que me tengo que olvidar de todo lo anterior y centrarme en los años y años de continuidad por venir y los bostezos me ahogan casi.

David Macho
Lector
1 octubre, 2011 5:48

josemari, poco te puedo decir, lo siento, pero de todos modos, es que Jurgens ya está dibujando Green Arrow, y no creo que dibuje dos series a la vez, asi que podria darse el caso de que le haga bocetos a Jesus (ya lo hizo con Nowlan en el Superman / Aliens y mira lo cojonudo que quedó). De todos modos va a ser “jarto” curioso porque cuando Giffen escribe guiones siempre hace bocetos marcando la narrativa… Cosa rara, a ver qué tal sale 🙂

josemari
josemari
Lector
1 octubre, 2011 10:29

Muchas gracias, David. Tú no te preocupes, que cualquier cosa que digas es bienvenida 🙂

David Macho
2 octubre, 2011 5:46

Josemari, los 5 euros los quieres en efectivo? 😉

josemari
josemari
Lector
2 octubre, 2011 10:48

Jeje… a mí me basta y me sobra con que te pases por aquí a responder dudas o compartir inquietudes. Siempre es agradable tener de compañero de conversación a alguien directamente implicado en la producción de los cómics. Un cordial saludo para ti!

Tiamath
Tiamath
Lector
2 octubre, 2011 22:44

Acabo de terminarlo y la verdad no se ni por donde empezar. Casi que mejor no lo hago y paso directamente a mi conclusion. Mas de la misma porqueria que llevan esparciendo por las tiendas por decadas y que ha posicionado uno de los grandes iconos de la historia del comic como un personaje intrascendente y tan aburrido como una sesion del congreso de los diputados.
Guioncilo de tres pesetas y dibujo (siento decirlo por Jesus) muuuy flojito, tanto que en ocasiones parece que estuviera Mark Bagley a los lapices. Apuesto aqui y ahora que en su numero 3-4 no esta en el top 20 de ventas.