Fractionando a los mutantes

Por
11
423

Siempre se ha dicho que ser mutante significa ser objeto de cambio. No en vano, la palabra “mutante” implica mutar, es decir, cambiar. No es menos cierto en los comics, donde desde el clásico regreso de la Patrulla–X en la que Xavier reclutó un puñado de mutantes de variados orígenes y nacionalidades, se han dado todo tipo de modificaciones, de alineaciones, de objetivos y filosofías.

Ahora los mutantes tienen su residencia en San Francisco (y si la memoria no me falla, ya estuvieron allí una temporada, con los dibujos de John Romita Jr. Tienen nuevos miembros, hay amenazas reencontradas y, en breve, en enero para más señas, el Uncanny X–Men Annual #2, escrito por Matt Fraction (al que ya conocéis por otras series, como Puño de Hierro) y dibujada por Mitch Breitweiser, con portada de Yanick Paquette, que relatará una historia sobre Emma Frost en sus primeros años como Reina Blanca del Club Fuego Infernal, asunto en el que se está profundizando en la serie madre.

Para saber más de ello, Newsarama contactó con Fraction, y aquí os lo trasladamos:

En tres palabras, ¿qué es el Uncanny X–Men Annual #2? Emma, Emma, Emma. Ahora, en algunas más, Fraction nos contó que en Uncanny #505, que verá la luz en diciembre, nos encontraremos con Emma en una situación intrigante, con personas intrigantes y en una habitación intrigante. Esta serie, Uncanny X–Men, a partir de su número #503 (publicado en el pasado octubre) también está guionizado por el mismo autor, de modo que los acontecimientos vistos en uno, repercutirán en el Annual, como no podía ser de otra forma. Continuando con las palabras de Fraction, en el Annual se detallará algo más de cómo ella terminó allí, entrelazándose con una joven Emma Reina Blanca, inmersa en los gloriosos días del Club Fuego Infernal con los ojos puestos en el Círculo Interno mientras, en el presente, trata de redefinir su nuevo status quo.


Portada de Uncanny
X-Men #504

La historia será dibujada al alimón con Mitch Breitweiser, que ya colaboró con Fraction en Puño de Hierro y un especial del Capitán América, por un lado, y con Daniel Acuña, dibujante de los Eternos, por otro, ocupándose éste último de los flashbacks, es decir, de la Emma joven. Por lo tanto, la historia sucederá tanto en tiempo pasado con presente, haciendo pactos con el diablo en dos momentos temporales. Pero no sólo tiene que ver con Emma, puesto que indicará también hacia dónde se encaminan los X–Men y su universo mutante.

Aviso de Spoiler


Al final del número #503 vimos, en un rápido vistazo, a Madelyne Pryor.


Task igualmente es un problema o, más bien, causará más problemas.

Y, con lo anterior, ¿aún pueden ir las cosas peores para los mutantes? Pues… sí. La hermandad de quién ya sabéis están casi locos y quieren a los X–Men fuera de San Francisco. Y hay algún asunto, oculto por ahora, que es lo suficientemente importante como para declarar la guerra personal a los X–Men. Algo protegen, pero ¿el qué?; ¿por qué? ¿Qué tendrán en común todas las mujeres reclutadas por… Y aún más misterios que aparecen a cada página. Hay mucho por descubrir, por lo que nos cuenta Fraction.

Por otra parte, tenemos la línea marcada por Bestia y Ángel, que están reuniendo un equipo especial. Para Fraction, Bestia es un científico que fracasó cuando más necesitaba de sus conocimientos, justo en la miniserie de Carey y compañía donde vimos cómo no podía recuperar lo perdido en el Día M, abocados, por lo que se ve, a ser una Especie en Peligro de extinción. Ahora está decidido a reunir a los cerebros más privilegiados, brillantes, extraños, lo cual puede llevar a extraños lugares y aún más extrañas personas. Entre los personajes reunidos, uno es, quizás, si no el mutante más antiguo, sí el segundo. Otro es canadiense. Uno es de Joss Whedon. Otro ha regresado aunque nadie más se dio cuenta, pero ha estado enlazado con Shield y ha estado muy atareado con sus mascotas en varias décadas.

Habrá que explicar algunas cosas sobre Warren Worthington, o quizás sea él quién las explique a sus amigos. O ambas.

Hay nuevas caras, como ya sabréis (los que sigáis la serie, se entiende). Y estas son, Karma, Dazzler y Pixie. ¿Mucho mutante? ¿Demasiados personajes? Fraction no comparte esta opinión puesto que, en primer lugar, todas son mujeres, algo de lo que adolecía las anteriores alineaciones de X–Men, por lo que representa un poco de aire fresco en lo que, en muchas ocasiones, olía como un calcetín sucio. Y puede que alguien más llegue.


Dos previas del número #504

En segundo lugar, Fraction disiente con el término de alineación al uso, al que considera pasado de moda y en desuso para los modernos X–Men. Los cambios vistos últimamente indican una alineación flotante, variable. No se trata de un Equipo Oro y Equipo Azul (¡Qué tiempos aquellos!). Ahora los tiempos han cambiado y de lo que se trata ahora es de la pura supervivencia de una especie a punto de extinguirse, y para ello se recluta o se recurre o se alinea a quien haga falta para un momendo dado, de modo que todo el mundo está dentro del equipo de Scott.

¿Qué son los mutantes para Fraction? Este autor deja ya olvidadas las viejas historias. El nuevo mundo, casi un universo, es que son una especie a punto de pasar a los anales de la historia, son superhéroes, son ciencia–ficción, son sexo y violencia y son rabia, angustia y esperanza. Los mutantes, en suma, son o serán la serie que él mismo querría leer.

Son también una metáfora de diversas lecturas, de grupos oprimidos, minoritarios que tratan de surgir, de sobrevivir, de superarse, de lograr tolerancia, de dar lo mejor de uno mismo. También trata de una batalla entre la fé y la ciencia, como la fé de Scott sobre la especie a la que pertenece frente los datos fríos y científicos que indican en lo que se han convertido. No se trata de religión, sino de fé.

Ya para terminar, señalar que Fraction contó que hay una gran compenetración y contacto entre los distintos guionistas, de modo que cada uno sabe qué está tramando sus compañeros, qué personajes han tomado, si están disponibles, etc, de modo que tienen como propósito lograr que la Línea–X sea la mejor posible.

11 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
I´m with a Skrull!
I´m with a Skrull!
Lector
5 noviembre, 2008 23:00

Si la portada es la que has puesto no es de Paquette, es de Dodson, que aunque no es 100% de mi agrado (es un hugues barato) es muy de lejos superior a Paquette.

José Torralba
5 noviembre, 2008 23:06

I´m with a Skrull!, la portada que aparece en el artículo es la del #504.

I´m with a Skrull!
I´m with a Skrull!
Lector
5 noviembre, 2008 23:25

Ves? por eso no es de Paquette y es de Dodson, porque es la del 504 ;P

José Torralba
5 noviembre, 2008 23:32

Exactamente, he ahí el porqué XD

Gavilán
Gavilán
5 noviembre, 2008 23:55

Unas cosas que no tengo claras… ¿Brubaker lo ha dejado entonces? ¿Qué pasa con X-Men Legacy? ¿Sigue Carey? ¿Siguen tratando el tema con el que empezó Legacy? ¿Volverá a ser X-Men a secas?

Juan Miguel
Juan Miguel
Lector
6 noviembre, 2008 1:37

Ignoro bastante de la época actual de los X, pero me parece bastante «barato» la «grandiosa idea» de volver al pasado con personajes que aparentaban estar muertos; si, ya antes ha pasado pero… ahora lo hacen cada 3 o 4 meses: inferno x, la hermana de coloso, M_______ P____.

No hay nada nuevo bajo el sol.

sigfredo
sigfredo
6 noviembre, 2008 3:03

Lo de la base en San Francisco solo fueron tres o cuatro numeros despues de uno de los numeros de crossover con la secret wars 2 (concretamente con unos centinelas creados por el todopoderoso contra rachel summers), y si mal no recuerdo se establecieron para limpiar el desaguizado en la casa de spiderwoman (no se si era la skrull o la original) y su socia de entonces.

Erik Lensherr
Erik Lensherr
Lector
6 noviembre, 2008 8:31

La Spiderwoman de entonces era la original , y no creo que fuera ningun skrull, Brubaker no ha dejado la serie, sino que guionizará la serie junto a Matt Fraction, que le echará una mano, X-Men Legacy sigue con Carey a los guiones, y lo de que sea X-Men a secas supongo que depende de los planes que tenga Marvel para el título…..pero estuvo a punto de ser cancelado tras Messiah Complex, lo que pasa que el trabajo de Carey era tan bueno que decidieron seguir adelante con la colección….pero el plan inicial era quedarse solo con Uncanny y con Astonishing….

Goku_Junior
Lector
6 noviembre, 2008 9:22

«pero el plan inicial era quedarse solo con Uncanny y con Astonishing….»

Eso sería lo ideal, el retconear (creo que me acabo de inventar la palabrota esta) una vez vale, pero centrar una serie en retconear todo el pasado del profesor xavier pues no sé yo…

El Killer
El Killer
Lector
6 noviembre, 2008 14:25

Ultimamente X-men esta volviendo a ser lo que era y la verdad me gusta, Legacy no esta mal tampoco lo unico que me apesta de los muties es el protagonizmo de Ciclope y Emma, son de los personajes que mas detesto en los comics, uno es una princesa quejosa y emma anda en celo todo el tiempo.

inquieto
inquieto
8 noviembre, 2008 16:56

¿Uncanny X–Men Annual #2? ¿¿¿Mande???
Por cierto, ya le vale al dibujante (¿Land?). Esos no son ni de coña Scott y Emma…