Aquaman #35-40 USA

Por
7
384
 
STK663573

Edición original: Aquaman 35-40 USA
Edición nacional/ España: Septiembre de 2015
Guión: Jeff Parker
Dibujo: Paul Pelletier, Yvel Guichet
Entintado: Sean Parsons
Color:Trim Size
Formato:Grapa, 32 páginas. A Color
Precio: 2,99 $ / número

 
Aviso de Spoilers: El artículo que sigue a continuación trata información de actualidad en Estados Unidos, por lo que puede desvelar detalles argumentales que todavía no han sido abordados en la edición española.

De un tiempo a esta parte se puede decir, sin sombra alguna de vergüenza, que Aquaman está viviendo la que tal vez sea su mejor etapa. Si en los años 90 de mano de Peter David el personaje evolucionó hacia su lado más salvaje, es ahora cuando disfruta de un enfoque mucho más elegante en el que, al igual que hiciera David, los guionistas encargados hasta ahora de narrarnos sus aventuras se preocupan de expandir el universo personal que acarrea el personaje. Conceptos como la corona, Atlantis, su doble faceta de ser un forastero en tierra extraña… permiten que con una elaborada premisa se puedan contar historias de un personaje, que por alguna extraña razón, no acaba de enganchar al público que además acarrea sobre sus hombros la maldición de los personajes acuáticos.

Primero fue Geoff Johns el que se atrevió a dar el paso y mostrarnos un Aquaman más regio que nunca, centrado en su doble labor como líder de Atlantis y como miembro de la comunidad superheróica en la superficie. Dignificó al personaje y lo sacó del oscuro torbellino en el que se encontraba donde actuaba más como secundario generador de tramas que como personaje de peso dentro del Universo DC.

Pero Johns abandonó la colección y quedó en manos del guionista, con cualidades de dibujante, Jeff Parker, cuya principal losa era la de continuar la labor de Johns sin dejar de seguir aportando conceptos al personaje. Y fue en ese momento cuando Parker empezó a diseñar el que iba a ser su paso por la serie, preparando el terreno minuciosamente a lo que tenía en mente. Una historia de un todo que culmina con este último arco argumental que nos ocupa, Maelstorm.

Este último arco argumental lleva a Aquaman a ofrecer Atlantis como centro de investigación a dos científicos que han dañado en anteriores ocasiones su vida: Daniel Evans y el Dr. Shin. Ambos han de investigar, a petición de Arthur, lo que Quimera le transmitió a través de su unión mental, descubriendo que la propia Atlantis rechaza a su gobernante. Las preguntas son obvias y Aquaman no va a dejar pasar la oportunidad de responderlas.

Mientras ha de seguir lidiando con conatos de rebeldía entre los atlantes, la propia ciudad se convulsiona con violentos maremotos. Los dos científicos llegan a la conclusión, trabajando con los diferentes jeroglíficos que pueblan la antigua biblioteca, que los atlantes, al morir, pasan a ser parte de un sistema global en la que la propia Atlantis absorbe todo cuanto los atlantes fallecidos han acumulado en vida. Arthur es rey legítimo por ser hijo de la última reina, pero la ciudad de Atlantis no reconoce dicho estatus. Aquaman nada desesperado hasta la tumba de Atlanna para descubrir que en su seno no hay cuerpo alguno.

Aquaman36b

La madre de Arthur murió asesinada, según las propias palabras de Vulko, interrogado por un enfadado Aquaman que no duda en presionarle lo que haga falta con tal de conseguir acercase a la verdad.

Una verdad que es narrada por Vulko entre sollozos, que relata como su madre estaba comprometida con Orvax, lo que la obligó a tener que abandonar la superficie por decreto real y dejar atrás a Arthur. Orvax no era el hombre que todos esperaban que fuera y no dudaba en usar la armada atlante para hundir barcos de la superficie. Golpeaba a Atlanna y acumulada enemigos. Al llegar su décimo tercer año como rey de Atlantis fue asesinado cuando Orm contaba con 12 años. El propio Vulko ayuda a Atlanna a planificar su huida de Atlantis y su regreso a la superficie, cuando una enorme explosión acabó con la vida de la reina viuda.

Aquaman recurre a los servicios de J´onn y este no hace sino confirmar como Atlantis murmura pensamientos incesantemente y se comunica directamente a su mente narrándole los verdaderos acontecimientos que hicieron creer a todos que Atlanna estaba muerta, cuando en realidad estaba viva y escapó a un destino desconocido.

Esto desencadena la búsqueda de Atlanna y el descubrimiento de un portal que permitirá a Arthur volver a encontrar a su madre, líder de una facción de atlantes que se exiliaron con ella, a través de puertas que se activan mediante el uso de reliquias reales. El viaje comienza con una primera parada en Ciudad Gorila y un encuentro con Solovar y una batalla que enfrenta a Aquaman con Grood. Tras la lucha, con Grood derrotado a los pies de Arthur, este les narra como Atlanna llegó a Ciudad Gorila y se llevó una de sus tablas del destino. Pero Grood tiene sus propios planes para escapar e intenta activar uno de los portales, siendo neutralizado por la rápida intervención de Aquaman que lo exilia en un mundo laberinto. Con la verdad más clara que nunca solo queda una cosa que hacer y usar la tabla del Torbellino que abre la puerta al mundo en el que Atlanna se refugia.

groodf

Un camino plagado de revelaciones y nuevos conceptos que Parker desarrolla minuciosamente y va enlazando con acontecimientos de anteriores números, para terminar por narrarnos el encuentro entre una madre y un hijo en el que el parentesco no evitará que haya un duro enfrentamiento entre los atlantes seguidores de Atlanna y los leales a Arthur.

Una batalla que despertará al dios Karaku, una enorme mole de piedra y magma, que ve como su isla es invadida por hordas de atlantes, no dudando en desplegar su cólera contra los supuestos invasores.

Aquí es donde Parker vuelve de nuevo la vista atrás y enlaza la historia con el Qaraqan, defensor de Atlantis, encargado de la primera derrota de Karaku. Una batalla épica da comienzo en la que se producen bajas importantes y Aquaman es forzado al máximo para lograr una victoria que no podría haberse materializado de no ser por la poderosa intervención de Mera.

Una historia en la que Parker se pone como objetivo zanjar el eterno rechazo de los atlantes hacia la figura de su rey mediante una última conversación en la que Atlanna reconoce a Arthur como el hijo que dejo atrás y le cede su símbolo que lo legitimizará como el soberano de toda Atlantis.

Parker cierra así el círculo. Un viaje que ha llevado al personaje a reencontrarse con sus raíces humanas, enfrentarse a enemigos de enorme envergadura, a lidiar con la traición, la rebelión y la falta de confianza de todo un pueblo que no termina de quererlo como soberano. Un camino que acaba con la introducción de nuevos conceptos en la personal mitología de Aquaman y que dejan puertas abiertas a ser exploradas por los futuros guionistas que recalen en la colección. Parker no se ha limitado a escribir para cumplir, ha escrito una página en la historia del personaje a partir de los cimientos dejados por Johns sin dejar, en todo momento, de seguir sus instintos y marcar su estilo al personaje. Aquaman es un héroe complejo, un líder nato que se ve obligado a vivir en dos mundos, con responsabilidades que van mucho más allá de las que puedan tener sus demás compañeros de la liga de la Justicia. La carga es enorme y en este último arco queda patente como Arthur la gestiona y vive con ella. Una carga que comparte con Mera, un personaje que Parker usa deliciosamente no solo haciéndola participe de la historia, sino llevándola en todo momento a la par de Aquaman haciendo que la célebre frase que dice que detrás de todo gran hombre hay una gran mujer, sea más cierta que nunca.

Tal vez uno de los principales peros que pueda poner a este arco argumental sea que en ocasiones pueda parecer que está innecesariamente alargado para cubrir los cinco números que lo componen. Un pero que se puede perdonar, salvo que pensemos, como es el caso, que con menos páginas todo hubiera quedado mucho más redondo.

blogger-image-480454238

Mera ha cambiado al lado de Aquaman. Su relación transciende ya al propio amor, siendo mucho más compleja y cómplice. Mera es mejor cuando está con Aquaman y Aquaman es mejor cuando está con Mera. La compenetración es total y como ella va por delante de Arthur a la hora de actuar o tomar decisiones no hace sino demostrar la importancia que ha tomado este personaje dentro de la colección.

Mera es la parte mental de Aquaman. Su particular faro en el que poder reposar y recuperar la confianza, buscar consuelo, asumir responsabilidades y recibir apoyo. Mera es determinante para poder entender la etapa de Parker en la colección y aunque pueda parecer que está en un segundo plano, no es así cuando es ella la que está en todo momento empujando a Arthur hacia delante en su particular búsqueda de la verdad.

A todo lo anterior hay que añadir que si Johns gozó de los lápices de Ivan Reis, Parker ha podido disfrutar de los increíbles dibujos de Paul Pelletier. Con un estilo muy diferente al de Reis, aporta con su trazo y narrativa toda la espectacularidad que requiere el personaje y todo su entorno. Tanto es así que demuestra cuanto se ha involucrado en el proyecto al molestarse en dotar a humanos y atlantes de fisiologías ligeramente distintas, haciendo que los rasgos faciales de los moradores de las profundidades se asemejen a la de los peces, separándoles más los ojos y mostrando rasgos más suaves que los angulosos y rectos que lucen los humanos, siendo Aquaman un punto medio que demuestra su doble herencia. Algo que hasta ahora ningún otro dibujante se había molestado en mostrar.

Un final de etapa que hace la doble función de ser la despedida del equipo creativo y de asentar las nuevas bases sobre las que podrán trabajar los nuevos equipos creativos. Un todo que es más que este arco argumental y que define exactamente a Aquaman dentro de Universo DC. Una historia a la altura del personaje, digna, solvente, emocionante, entretenida, divertida y épica como solo las aventuras de un rey pueden ser.

  Edición original: Aquaman 35-40 USA Edición nacional/ España: Septiembre de 2015 Guión: Jeff Parker Dibujo: Paul Pelletier, Yvel Guichet Entintado: Sean Parsons Color:Trim Size Formato:Grapa, 32 páginas. A Color Precio: 2,99 $ / número   Aviso de Spoilers: El artículo que sigue a continuación trata información de actualidad en…
Guion - 8.5
Dibujo - 8.5
Interés - 9

8.7

Valoración

La traca final de la etapa de Parker al frente de la colección nos deja con ganas de más y demuestra que Aquaman esta disfrutando de unos de sus mejores momentos dentro del Universo DC.

Vosotros puntuáis: 7.68 ( 6 votos)

7
Déjanos un comentario

Please Login to comment
6 Comment threads
1 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
6 Comment authors
Mr. CesarChenisTigreHobbesGustavo HigueroDaniel Gavilán Recent comment authors
  Subscribe  
Recientes Antiguos
Notifícame
Sith
Lector
Sith

Es muy dificil encontrar que una colección de comic logre tener dos equipos creativos en forma continuada que mantengan un alto nivel de calidad, y aquí se da esa situación.

Me gusto mucho la etapa de Johns y la de Parker no desentona en absoluto.

Habiendo mencionado a Peter David, espero que en algún momento ECC se decida por editar esa etapa como se merece.

Daniel Gavilán
Autor

Lo único verdaderamente molesto de la actual etapa de Aquaman es que no este recibiendo la atención que se merece, porque entre Johns y Parker han dado forma a una de las mejores etapas del personaje en mucho, pero que mucho tiempo

TigreHobbes
Lector
TigreHobbes

Muy pero que muy buena reseña. Para mi gusto sólo Aquaman y Swamp Thing han pasado el relevo con dignidad.

Lo de ECC publicando el Aquaman de Peter David… casi me muero de la risa…

Chenis
Lector
Chenis

Que alegría me da saber que mi apreciación sobre estos primeros numeros de Aquaman del NuDC sea similar a la de gente mas conocedora. Yo solo lei un rush de Aquaman en la que el villano era un tal Thisrty y secaba a las damas de los siete mares una por una, y luego lei la historia en la que San Diago se convitió en Sub Diego .., pero nada más. De puro mono lei el primer y segundo tomo de ECC y me gustó y lo complementé con el Trono de Atlantis, todo en digital, pero ahora tengo todos los numeros en papel y me gusta tenerlo en mi estante de comics. Es una debilidad, me crie viendo la Liga de la Justicia en dibujos animados y no puedo dejar de querer a todos ellos, en especial a Batman.

Daniel Gavilán
Autor

Ah, el Aquaman de Rick Veitch, que tiempos

Mr. Cesar
Lector

Totalmente de acuerdo con la reseña y los anteriores comentarios. Una etapa (en dos partes) para recordar: dentro de 20 años podremos decir «YO ESTUVE ALLÍ». Junto con los tomos de Flash y Wonder Woman, de lo mejor de la nueva DC. La pena es que seguro que para la futura película-adaptación del personaje no se usará ninguno de los conceptos aquí desarrollados y nos pondrán a un Aquaman mazado y brutote con porte regio pero sin sustancia. El tiempo dirá si tengo razón o me he equivocado…