Preludio a Cisma: Lobezno y el pensamiento lateral

Por
24
999
Aviso de Spoilers: El artículo que sigue a continuación trata información de actualidad en Estados Unidos, por lo que puede desvelar detalles argumentales que todavía no han sido abordados en la edición española.

De futuros herederos de nuestro planeta a especie al borde de la extinción, el miedo a desaparecer como colectivo serviría de base para que los mutantes pusieran fin a sus diferencias uniéndose como una gran nación. En la bahía de San Francisco, ideologías irreconciliables han puesto fin a sus diferencias para levantar un futuro en común tras la llegada de la mesías Hope Summers y la aparición de nuevos mutantes. Sin embargo, para que esto funcione todos deben remar en la misma dirección, algo únicamente posible mientras todos tenga la mirada puesta en un único destino. Tras años de complicada armonía en su nuevo hogar, las grietas comienzan a apoderarse de Utopia en la antesala de una gran crisis que desembocará en una ruptura definitiva en páginas de la miniserie evento X-Men: Cisma. A cargo de Jason Aaron y algunos de los mejores dibujantes que han pasado por la franquicia durante los últimos 25 años (Alan Davis, Adam Kubert, Carlos Pacheco, Frank Cho y Daniel Acuña para más señas) antes de que el evento arranque Paul Jenkins nos mostrará las diferentes ideologías que tendrán un papel destacado en dicho evento através de la miniserie X-Men: Preludio a Cisma, antesala en la que el guionista de Marvel Knights Inhumanos y El Vigía se adentra en la mente de cuatro personajes clave dentro del universo mutante con una historia a medio camino entre Rashomon y El Ángel Exterminador (salvando las distancias) retratando las reacciones del grupo ante una amenaza incierta que se cierne sobre ellos.

Tras dedicar las tres primeras entregas a explorar los pensamientos de Charles Xavier, Magneto y Cíclope en torno al pasado, presente y futuro de la especie mutante, el cuarto número de la miniserir se centra en Lobezno, figura crucial dentro de los eventos que sacudiran a la franquicia durante lo que resta de año y uno de los pilares más importantes del Universo Mutante. Habiendo tenido contacto con el personaje en la reveladora miniserie Origen (no confundir con la película de Nolan), tras ilustrar los primeros años del hombre que se convertiría en Lobezno, Jenkins puede presumir de tener experiencia a la hora de sumergirse en la personalidad de este paria reconvertido en improvisado líder de una nueva facción dentro de los X-Men.

A pesar que desde el inicio del Universo Marvel el conflicto mutante se ha centrado tradicionalmente en el enfrentamiento entre las facciones lideradas por Xavier, Magneto y sus respectivos sucesores, estos no son si no una ínfima parte de los numerosos frentes que han surgido en su seno a lo largo de la historia. Es incluso anterior a la aparición de los mutantes si tenemos en cuenta el papel en la supervisión del devenir humano de los Evolucionarios. Hominidos pertrechados con tecnología celestial, fueron mejorados recibiendo el don de una fría y portentosa inteligencia de la mano del Eterno Phastos destinándolos velar por el destino de los humanos (lo cual, con el tiempo, convertiría a los mutantes en su responsabilidad).

Con una ideología primaria y salvaje fruto de una época en la que el hombre todavía era joven, la primera “tribu” mutante aparecería en la era de las cavernas bajo el liderato de Rómulo. Siendo complicado definir hasta que punto forma parte del Homo superiror o se trata de una subespecie ¿humana? emparentada con los mutantes, la Especie Dominante se erigió como cúspide de la pirámide trófica en un mundo incivilizado y brutal. De carácteres lupinos, depredaron a la humanidad durante siglos hasta que se vieron envenenados por su cultura siendo asimilados desapareciendo entre las sombras.

En torno a esta época, Selene nacería dentro de un clan de cazadores en el centro de Europa. Reclamando su sangre como sacrificio, pese a conservar la naturaleza depredadora de Rómulo la mutante “vampiro” era reflejo de una época más refinada en la que la imaginación humana comenzaba a dar forma a figuras abstractas alejadas de los seres salvajes que les rodeaban. Ajena a la idea de la “manada” como fuente de poder que caracterizaba a Rómulo y su camada, Selene buscaría el liderato por razones puramente megalomaníacas viendo en sus congéneres solo sustento con el que reclamar su destino como diosa. Quizás fuera su más que probable imposibilidad para procrear -al fin y al cabo ella es muerte- lo que determinara su caracter solitario y centrado en si misma frente a otras facciones protomutantes de la antiguedad.

Sería más o menos por entonces cuando los Cheyaraphin y los Neyaphen comenzarían a sembrar el germen de ángeles y demonios. Prosiguiendo con la estructura de clan, mantendrían una feroz guerra entre ellos hasta trascender al plano real desapareciendo casi por completo de nuestro mundo. No conociéndose apenas nada de los primeros, los segundos quedarían bajo el liderato de Azazel, quien durante miles de años ha tratado sin éxito traer a su especie de vuelta a nuestro mundo para continuar con su cruzada contra sus eternos enemigos.

Con la llegada de Kang al antiguo Egipto, nacería el germen de una de las más beligerentes y agresivas facciones mutantes encarnada en Apocalipsis. Elegido por los dioses, El Que No Muere recibiría un poder sin parangón convirtiéndose en el centinela de la evolución terrícola entregándose con devoción a los principios del adoptivo Clan Akkaba considerando el conflicto como medio de desarrollo humano. De creencias indómitamente bárbaras, En Saba Nur crearía un culto en torno a la idea de que el mundo pertenecía a aquellos con el poder para hacerlo suyo y que únicamente los más fuertes debían sobrevivir tras una guerra sinfín que purgase a todos los que consideraba indignos. Con tan Darwinistas principios forjaría un entregado culto en torno a su persona luchando por sus ideales desde la cuna de la civilización.

Sin embargo, pese a que los descendientes de estas estirpes prosperarían manteniendo una posición dominante entre mitos y leyendas, la mayoría de sus congéres encontraban su final en etapas tempranas de sus vidas. Esto era debido a que estos protomutantes manifestaban sus poderes nada más nacer, lo que provocaba que la mayoría no llegaran a ser capaces de defenderse por su cuenta antes de que los sacrificasen para calmar la ira de los dioses. Denominados como “Homo cosecha”, los predecesores de los mutantes actuales no tuvieron oportunidad de desarrollarse más allá de aquellos con poderes para escapar de la tragedia o los que tuvieran la fortuna de crecer en un entorno adecuado para prosperar hasta valerse por su cuenta. Nacido en el medievo, Damian Tryp fue uno de esos pocos agraciados dada su habilidad para desplazar varias versiones temporales de si mismo a través de la corriente temporal, lo que le otorgaría cierto grado de inmortalidad.

Mucho antes de su nacimiento, gran parte de los “lupinos” de Rómulo fueron exterminados en África Central obligándole a refugiarse en la península itálica siendo responsable de la fundación de Roma. Mientras, Selene continuaba acechando entre las sombras en Europa hasta que decidiera adentrarse más allá del Atlántico para formar su propio reino mientras que Apocalipsis levantaba su imperio nómada en Oriente Medio. Años después de la muerte de Cristo, una nueva estirpe de mutantes nacería para solventar el problema de sus tempranas muertes. Con la habilidad de que sus cuerpos iniciasen una reacción termodinámica que los devolviese a la vida en caso de morir de forma más o menos reparable, los X-Ternos gozarían de cierto grado de inmortalidad que les permitiría erigirse como una nueva facción en busca de poder. Sin embargo, su falta de prolificidad se impondría a su longevidad haciendo de ellos una anomalía dentro de la especie mutante más que una facción realmente destacable.

Apodados “semilla de brujería” en tiempos de la Inquisición, los mutantes continuaron siendo exterminados a pesar de que muchos desarrollarían la habilidad de ocultar sus poderes hasta la pubertad. Viendo en ellos una fuente de poder, el fundador del ocultista y conspirativo Club Fuego Infernal Elías Bogan se convertiría en un depredador contra su especie gracias a sus habilidades superhumanas (sin estar del todo claro si Bogan era humano o mutante). Esta situación tan poco esperanzadora se mantendría durante siglos relegándolos al rol de monstruos y aberraciones hasta que las teorías de Charles Darwin inspirasen al científico evolucionista Nathaniel Essex a establecer los primeros postulados de la mutación moderna. Tildado de loco por sus contemporáneos, Essex recibiría un apoyo inesperado en la figura de Apocalipsis, quien le otorgaría el poder y el conocimiento para proseguir con su sueño de elevar a los mutantes como próximo estadío de la especie humana transformándose en Mister Siniestro. Sin embargo, Essex desaprobaba por completo los metodos de su maestro considerándolo un bárbaro salvaje, por lo que iniciaría una guerra contra su clan que perdura hasta nuestros días.

Con su estirpe disgregada por todo el mundo, Rómulo comenzaría a preparar al que se convertiría en el heredero de su imperio entre las sombras y al detonante que le proclamase como tal. Nacidos en sangre, Lobezno y Dientes de Sable iniciarían un largo camino en vísperas del siglo XX mientras que los individuos con habilidades sobrehumanas comenzaban a surgir por doquier. En la Rusia zarista, Siniestro conocería a Grirgori Rasputín quien, pese a que la verdadera naturaleza de sus poderes es todavía un misterio, le serviría para dar forma a una nueva estirpe mutante no demasiado fructuosa. Discípulo de sus enseñanzas, Herbert Wyndham buscaba una vía completamente diferente creando un entorno hermético en la montaña de Transia erigiéndose como el Alto Evolucionador mientras forjaba a los Nuevos Hombres. Con una agenda en forma de Diario en el que estaban contenidos los secretos del futuro de la especie mutante, Destino y Mística comenzarían a actuar por su cuenta infiltrándose en los grandes estamentos de poder para impedir las grandes catástrofes que estaban por llegar.

Durante la primera mitad del siglo pasado, Tobías Messenger fundaba La Promesa, el primer grupo mutante cuyo fin último era la salvaguarda de su especie. Con una avanzada tecnología a su servicio, Messenger abogaba por un hermetismo elusivo creando una suerte de “arca de Noe” en la que él y otros agraciados pudieran sobrevivir sin apenas envejecer a la espera de que el mundo exterior fuera más tolerante con los de su especie. Reclutándo únicamente a aquellos que no hubieran sido infectados por otros ideales continuaron alejados del mundo mientras Rómulo y Siniestro construían sus nuevos imperios y Apocalipsis dormía su letargo en espera de volver para reclamar el lugar de su especie. El patriarca de los lupinos se posicionaba como mano en la sombra detrá del Proyecto Marvels mientras buscaba una alternativa a sus primeros candidatos a sucesores con Daken y Chicosalvaje. Detrás del Proyecto Matriz Negra y experimentos inhumanos en la Alemania nazi, Siniestro tomaba nota dando forma a su propio legado en los árboles familiares de los Summers, Shaw, Ryker, Xavier y Grey. Algunos con mayor fortuna que otros, de la misma forma que la sádica Amanda Mueller se convirtió en la más leal y amoral de sus discípulos y Moira MacTaggart en la más brillante y piadosa, Charles Xavier se alzaría como verdadero heredero desde unos ideales diametralmente opuestos dejando en un segundo plano a Sebastian Shaw hasta el despertar de las familias Summer y Grey.

Mientras Xavier y el superviviente del holocausto judío Erik Lensherr daban sus primeros pasos como pilares de la comunidad mutante el mundo continuaba moviéndose a su alrededor dando como fruto nuevas facciones que tomarían un fuerte peso en décadas futuras. Ambos viajeros de una realidad paralela, la Bestia Oscura creaba numerosas castas de Morlocks en las criptas más recónditas del mundo mientras que el Hombre Dulce se valía del regimen totalitarista de Genosha para dar forma a toda una casta de mutantes suplementados con las más retorcidas creaciones mecánicas.

En vísperas de la creación de los X-Men, Warren Worthington III asumía la identidad del justiciero enmascarado Ángel Vengador. Aunque no parezca relevante, le daría la autosuficiencia necesaria para distanciarse de los ideales de Xavier para desarrollar sus propias iniciativas. Así fundaría los Campeones en Los Ángeles alternativa en la Costa Oeste a los Vengadores con una marcada apuesta por la integración mutante (no en vano, Warren fue uno de los primeros superhéroes en desenmascararse públicamente revelando su condición de mutante y superhéroe. Patrocinando a los Defensores tras la disolución del equipo, años más tarde crearía X-Factor con la sibilina intención de reunir a sus antiguos compañeros y depaso ayudar a los mutantes desde dentro del sistema.

Mientras Moira desarrollaba su propia alternativa a los X-Men desde una perspectiva más terapeútica que beligerante en su centro en la Isla Muir los menores de los Summers (Kaos y Vulcano) comenzaban a distanciarse de la entrega de su hermano mayor Cíclope al sueño de Xavier iniciando sendas que determinarían su destino. Reclutando a un grupo mucho más curtido para la segunda encarnación de la Patrulla-X, Xavier acogería en sus filas a miembros tan talludos como Banshee y Lobezno. Aunque el primero simpatizó con sus credos manteniendo sus propias ideas, con el segundo sería necesaria una reprogramación mental que lo sacase del redil de Rómulo alentándolo a luchar por el bien común. Pese a que con todo continuaría manteniendo un carácter díscolo y descreído, Lobezno siempre estuvo ahí para luchar por su nueva familia siendo vital en la formación y la vena insumisa de las nuevas generacions (ahí están Kitty Pryde y Júbilo para demostrarlo).

Paralelamente a la creación de la segunda encarnación de los X-Men, Sebastian Shaw perpertraría su golpe de estado contra la cúpula de la facción neoyorquina del Club Fuego Infernal con el objetivo de usar sus recursos en propio beneficio. Al contrario que Magneto o Xavier, Shaw no hacía diferencia entre humanos y mutantes teniendo como máximo objetivo la exaltación del individuo y su derecho a destacar por medio de sus recursos contándose a si mismo como máximo beneficiario. En torno a él congregaría a un círculo de aliados entre los que tendría a su más aventajada alumna: Emma Frost. En su determinación de instruir a jóvenes mutantes a valerse por si mismos reclamando aquello que por derecho les pertenecía, Emma instruiría a sus Infernales extendiendo sus hilos a través de la tercera generación de mutantes reclutada por Xavier. Con un legado que le conectaba al Club, Mancha Solar fue el más influido por esta ideología sin nunca perder del todo su forma de ser. Aunque quizás tuviera más peso su captura a manos de los X-Ternos que su propio pasado, tras desarrollar la personalidad de Fuego Reinante tomaría el control de su propia facción de mutantes (primero con sus antiguos compañeros de los Nuevos Mutantes en X-Force, luego con otros componentes en la rama de la Costa Oeste de los X-Men) erigiéndose tras esto como nuevo Lord Cardinal del Club Fuego Infernal.

Sin embargo, Roberto DaCosta no era el único en mostrar este desligamiento parcial del sueño de Xavier entre la generación que conformaba los Nuevos Mutantes. Aunque fue criada bajo el hermético mundo de Selene en Nueva Roma, Magma nunca tuvo el carácter para reivindicar su propia voz. Pero si que lo tendría Magik tras pasar siete años en el Limbo como discípula del demoníaco hechicero Belasco tras ser abducida por él. Allí, la hermana de Coloso no aprendió nada que tuvierse que ver con el futuro de los mutantes, pero si lo necesario para labrarse un coraje y una determinación fruto del dolor que le han hecho ponerse al frente de las circunstancias en numerosas ocasiones.

Por entonces, las primeras facciones Morlock comenzaron a salir a la luz con líderes como Callisto, Máscara, D’Gard, Postman o Cíclope (no el Cíclope en el que estáis pensando). Desgraciadamente para ellos, en dicha época tendría lugar el resurgir de los grandes líderes mutantes de antaño. Considerando una aberración a aquellos deformes mutantes creados por la Bestia Oscura, Siniestro lanzaría a sus Merodeadores desencadenando la sanguinaria Masacre Mutante mientras que Apocalipsis despertaba de su descanso organizando a Muerte, Guerra, Peste, Hambre y sus Jinetes Oscuros iniciando la purga de todo aquel que no fuera digno para iniciar los pilares sobre los que levantar su nuevo mundo. Selene se introduciría en el corazón del Club Fuego Infernal eliminando a las principales figuras de la comunidad mutante por medio de sus Arribistas. Xavier, Magneto, Shaw, Emma Frost y sus discípulos, Destino (lo que dejaría sin rumbo claro a la caótica Mística) o los X-Ternos fueron algunas de sus víctimas mientras ella fingía su propia muerte para llevar a cabo su toma de poder. Por si no bastase con esto, el regreso del autoproclamado mesías Mikhail Rasputín complicaría todavía más las cosas llevándose a los Morlocks la dimensión de La Colina con la demencial idea de que así los protegía.

Mientras, los X-Men comenzaban a dar cobijo a mutantes formados fuera de su seno como la ex-miembro de la Hermandad de Mutantes Diabólicos de Mística y Destino o el antiguo discípulo del Gremio de Ladrones de Nueva Orleans Gambito. Mientras que la primera se demostraría como una férrea luchadora por los ideales del grupo pese a tener una independencia en muchas ocasiones incómoda para el resto de sus compañeros, el segundo siempre jugó su propia mano al margen de sus compañeros, por lo que nunca llegaría a integrarse del todo en el equipo. Heredero del legado de Mister Siniestro, Remi LeBeau siempre ha sido un comodín cuyas verdaderas intenciones son en la mayoría de los casos indescifrables.

Por aquella época tendría lugar la llegada masiva de viajeros del tiempo formados en épocas en las que los ideales de Xavier habían desaparecido o cambiado por completo. Desde una época en el que los mutantes habían sido internados en campos de concentración, Rachel Summers se empaparía bien de estos para crear el Clan Askani en el futuro lejano en el que fuera formado Cable. Regresando al pasado para detener las actividades de Apocalipsis y su despiadada contrapartida Dyscordia, tomaría bajo su tutela a varios grupos como Six Pack o X-Force erigiéndose como otro de los grandes popes de la comunidad mutante desde una perspectiva más proactiva. Con lazos con el enigmático chamán aborigen Pórtico, Lucas Bishop llegaría al presente años más tarde haciendo gala de una formación policial estricta con la que aportaría un a nueva perspectiva dentro de los X-Men hasta que su propio pasado determinase su ruptura definitiva con el equipo.

Sin relación con el futuro pero con una visión única del mañana, el indio cheyene Forja sería vital junto a Banshee para la refundación de los X-Men después de que estos atravesaran el Lugar Peligroso desapareciendo sin dejar rastro. Inventor de creatividad infinita, se vería obligado a hacer frente con su equipo a los X-Men improvisados por Moira MacTaggart con los internos de la Isla Muir. Controlados por el Rey Sombra, se convirtieron en una amenaza cuya derrota daría pie al regreso de los X-Men de toda la vida bajo el amparo de Charles Xavier. Sin embargo, pese a que Forja estaba interesado en el futuro de la especie mutante siempre lo hizo con cierto distanciamiento del geupo dependiendo su unión con ellos más a su relación con Tormenta que a cuestiones ideológicas.

Tras la crisis de La Falange, el creador volvería a servir a su gobierno a través de la iniciativa de control de actividades mutantes X-Factor junto a la Doctora Valerie Cooper. Líder de campo del equipo hasta que fuera destinado a una misión secreta, Kaos comenzaría a demostrar sus valía como líder más allá de la sombra de su hermano hasta que un trágico accidente lo lanzara a otra dimensión poniendo a prueba sus cualidades.

Antes del incidente, crisis como el Virus Legado o la creación de Onslaught a partir de la fusión de las psiques de Xavier y Magneto complicarían todavía más las relaciones entre humanos y mutantes dando lugar a la Operación Tolerancia Cero. Con los gobiernos implicándose activamente en la regulación de los mutantes, el agente británico Pete Wisdom comenzaría a trabajar estrechamente con Excalibur convirtiéndose tiempo más tarde en el nuevo mentor ideológico de X-Force. Nuevos grupos disidentes como los Gene Nación que buscabana venganza contra los sucesos de la Masacre Mutante bajo el liderato de Médula o los Nuevos Infernales de Rey Confusión dejaban su huella mientras que Apocalipsis y Siniestro seguían a lo suyo y Rómulo continuaba moviendo hilos para atormentar todavía más a Lobezno. Durante esta época, Magneto recibiría el control de Genosha poniendo fin a la tiranía de los Magistrados debiendo afirmar su autoridad ante las intenciones golpistas del mutado Zealot.

De entre los nuevos alumnos acogidos por los X-Men los ideales de Xavier continuarían estando presentes a través de las enseñanzas de Banshee y Emma Frost. Sin embargo, la mano de esta última se notaría hasta el punto que Monet puede considerarse más heredera suya que del Profesor-X mientras que el atormentado y esquivo Cámara nunca se alejaría del todo a su vínvulo sanguíneo con Apocalipsis. Pariente lejana, Blink compartía su legado, pero si alguien mostró valía como posible líder de futuro fuer el clase omega X-Man, versión de Nathan Summers en la Era de Apocalipsis quien tras refugiarse en nuestro mundo se alzaría como chamán de la Tierra sacrificándose para salvarnos.

Con la llegada del siglo XXI varias de las antiguas facciones ideológicas cedían paso a otras nuevas y revolucionarias. Con unos ideales bastante similares a los de La Promesa de Tobías Messenger (tanto habría que investigar si existe algún tipo de relación entre ambos) los Neo se revelarían al mundo tras años construyendo una civilización al margen de la humanidad. Grupos como Sanciones Extremas Ejecutivas de Tormenta, los activistas Cuerpos-X de Banshee o los nuevos X-Factor bajo el auspicio del impredecible Jamie Madrox y la enigmátiva Layla Miller trajeron los primeros cismas dentro del seno de los X-Men. Más radical fue si cabe la creación de la isla nación Providence, algo que podría considerarse como un precedente a Utopía pero que por aquel entonces no fue nada bien acogido por los X-Men.

Convertidos en una nueva moda, la semántica en torno a los mutantes se desvirtuaría dando lugar a propuestas tan retorcidas como los hambrientos de fama X-Statix de Spike Freeman o la Tercera Especie de John Sublime, por no hablar de “nuevas” formas de vida que realizarían sus propias proclamas reivindicando su derecho como especie ya fueran sintéticas o hipotéticas.

Volcados en un conflicto sin fin, pese a poner fin a tormentos como el Virus Legado lo harían pagando un alto precio con las muertes de Moira y Jean o el abandono de Xavier. Incluso el futuro Askani desaparecería provocando una enorme paradoja temporal que traería a Rachel Grey de vuelta a nuestro tiempo junto a otros sucesos de relevancia como la destrucción de Genosha, el fallido intento de Azazel de abrir un portal entre nuestro mundo y el suyo o la creación de la Cura. Estos eventos no serían más que un preludio de lo que les aguardaba a los mutantes cuando tras la Dinastía de M su especie se precipitase al borde de la extinción.

Desde entonces hemos asistido al declive paulatino de la práctica totalidad de las facciones mutantes hasta que únicamente han quedado los X-Men. Dispersada su esencia como conclusión del crossover de Los Doce, Apocalipsis sería resucitado para salvar a los mutantes en su peor momento únicamente para desaparecer de forma definitiva. Todos los intentos posteriores del Clan Akkaba para devolverlo a la vida, ya sea reencarnándolo o creándolo de nuevo han dado con el fracaso en sucesivas ocasiones.

Rómulo tampoco tendría mejor suerte desapareciendo entre las sombras en las que ha vivido durante centenares de siglos esfumándose todo su imperio sin dejar nada sobre lo que cualquier heredero pudiera construir. Esto afectaría especialmente a Daken, quien se vería obligado a empezar desde abajo para dar forma a su propio imperio criminal. Siniestro fue otra más de las víctimas cayendo durante la guerra por el bebe mesías como lo hicieron dos de los Tryps en su enfrentamiento con X-Factor. Aunque todavía les queda guerra por dar, de momento se encuentran entre una larga lista de bajas en la que les acompañan el totalmente desvencijado Club Fuego Infernal, los prácticamente desaparecidos Morlocks o los extintos Neo. Intentando aprovechar las circunstancias para completar su ascensión a la divinidad, Selene reclamaría las almas de los millones de mutantes muertos en Genosha para terminar cayendo víctima de sus propios planes cuando X-Force la hiciera frente, con lo que únicamente el Clan Akkaba sobrevive como parte de las facciones primigéneas de la especie mutante.

Presuntos mesías como Absolom Mercator y el propio Vulcano vinieron y se fueron en una convulsa época en la que los X-Men se verían asolados por numerosas perdidas y divisiones en su seno. La muerte de Banshee no fue sino un anticipo al que pronto seguiría la inesperada tración de Bishop en plena crisis de la mesías mutante, la desaparición de Forja en su demencial plan de invadir una voraz realidad con un ejército de mutantes artificiales o el sacrificio de Cable por el futuro de la raza mutante. Un futuro que actualmente descansa sobre los hombros del heredero del sueño de Xavier Scott Summers y la cohorte de su círculo interno en el que se dan la mano compañeros, aliados y antiguos enemigos.

Aunque en la actualidad Magneto, Xavier, Ángel, Namor, Tormenta, Doctor Nemesis o Kitty Pryde están entre sus principales personas de confianza, desde la abdicación de Xavier y la marcha de Bestia han sido tres mutantes en concreto los que han llevado la batuta como frente de la organización. Con una complicidad tal que hasta ha llegado a compartir cama (al primer número de Astonishing X-Men me remito) Cíclope, Emma Frost y Lobezno han sido pese a sus diferencias los principales artífices de los cimientos sobre los que resiste la especie mutante. El valedictorian de Charles Xavier, la sibilina reina de hielo del Club Fuego Infernal y el descastado sin hogar ni patria unidos en una misma causa por el bien de sus congéneres.

Dejando de lado a Emma, en el caso de los dos machos alfa sus años de rivalidad forjarían una compenetración única avivada por su eficacia en el campo de batalla. Si Emma era la gran consorte detrás del gran hombre, Logan era su mano derecha perfilando entre ambos iniciativas como la nueva X-Force. Manos responsables de mover los hilos detrás de las bambalinas, su grado de confianza era tal que ni siquiera necesitaban compaginar sus ideas sabiendo en todo momento que el otro haría lo correcto. Sin embargo, mientras los polos opuestos se aproximaban comenzarían a surgir entre ellos las grietas responsables de su inminente separación. Con Logan dejando atrás su pasado y con una renovada esperanza hacia el mañana, el eterno descreido deja atrás su cinismo confirmándose con un líder capaz con una meta más allá del lazo de su amo.

Según palabras de Jenkins, Lobezno ha sido durante toda su vida un descarriado impredecible pero su liderato al frente de X-Force le ha dado una nueva perspectiva que le coloca en situación en la que reivindicar su voz. El futuro de sus amigos y compañeros le preocupa siendo los eventos acontecidos durante X-Men: Advenimiento los que le incitaran a anteponer su criterio a los planes de Cíclope.

Ahora, este distanciamiento paulatino entre ambos guía a los antaño camaradas en rumbo de colisión de cara al evento mutante que sumirá en un enfretamiento irreconciliable a dos facciones lideradas por Cíclope y Lobezno. Con el último número de su miniserie centrado en la perspectiva de Lobezno, Jenkins abre el camino que dividirá en dos a la es especie, terminando con esta entrega nuestro repaso al preludio del evento. X-Men: Cisma llegará a partir de mediados de julio trayendo una guerra civil al seno de los X-Men.

24 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
salebaaay
salebaaay
5 julio, 2011 0:06

buena clase de historia, lo de los principios de los mutantes fue lo que lei, lo demas ya me lo se o me lo han spoilereado…
 
leere tus articulos mas detenidamente mas seguido xD

Magnus
Magnus
5 julio, 2011 0:09

Ahora sí puedo aprovechar este post para hacer la pregunta que llevo con ganas desde hace tiempo y la hice por el formspring , pero no me pudisteis resolver
 

Aviso de Spoiler

¿ Porque Charles Xavier camina ? he visto en la serie de avengers de bendis que va caminando y usa sus poderes , sigue formando parte de los iluminatis, lo qu eli fue la saga de las gemas y que al final iron man les pegaba un trolleo a los demas avengers, pero eso como es que camina y no va en silla de ruedas ahora ?

Hachas
Hachas
Lector
5 julio, 2011 0:40

Se podría hacer un artículo entero sobre las veces que Xavier ha caminado y ha ido en silla de ruedas…
No, si al final Lobezno va a ser el padre de la raza mutante no te digo…

Mr. Garret
Mr. Garret
Lector
5 julio, 2011 0:50

odio no poder leer los articulos por miedo al spoiler, con lo que me interesan

juan
juan
5 julio, 2011 6:20

Alguna idea de cual es la amenaza que estan esperando????? tiene algo que ver con el angel?

aparrilla
aparrilla
Lector
5 julio, 2011 9:42

magnifico articulo… eso si, la mitologia mutante ha sido cambiada de arriba a abajo, dada la vuelta y escurrida hasta la saciedad. Los deje con la era de apocalipsis y salvo series puntuales “independientes” como astonishing the Whedon o los nuXmen de Morrison que podia leer sin acercarme a 500 series mas de mutantes he estado desconectado de ellos.
Ahora tras leer todo lo que ha pasado mas los cambios retconeadores..me quedo asustado, quizas las series estuvieran bien…pero leido el resumen, suena a embrollo, caos, tramas muy mal resueltas y que los mutantes se encuentran en un estado deplorable…

Magnus
Magnus
5 julio, 2011 11:06

Muchas gracias por tu respuesta Daniel Gavilán

Joven aún
Joven aún
5 julio, 2011 19:52

Cuál es la amenaza? Cuál es la amenazagghh???!!!

ultron_ilimitado
ultron_ilimitado
5 julio, 2011 20:13

Coincido con el comentario de aparrilla. A cuadros me he quedado con algunas cosas. Por ejemplo, ¿qué tiene que ver la Bestia Oscura con los Morlocks? ¿No se supone que llegó a esta realidad después de la era del Apocalipsis?

coloso90909
coloso90909
Lector
5 julio, 2011 21:20

Yo me huelo, que se van a cargar a cíclope en este evento.

Gideon
Gideon
Lector
5 julio, 2011 22:00

coloso90909,

Aviso de Spoiler

ya han dicho que tras el evento habrá dos equipos uno liderado por ciclope y otro por lobezno.

ultron_ilimitado
ultron_ilimitado
5 julio, 2011 22:08

Y una vez más la eterna pregunta sin responder. ¿Lobezno tiene tiempo de estar en este fregao y además con los Vengadores?

Tiegel
Tiegel
5 julio, 2011 23:33

Ultron, la Bestia Oscura proviene de la Era de Apocalipsis, pero se supone que por los típicos jaleos del viaje interdimensional en realidad llegó hace un montón de años

sherifmet
sherifmet
Lector
5 julio, 2011 23:39

es que wolverine es como Chuck Nurris. puede estar en todos los lados , es inmortal y puede ir al infierno y volver sin ni un rasjuño.
bueno , ahoraa hablando  enserio , no tengo idea , pero en si , wolverine es como madrox: esta en todos lados , y en cada lugar en el que esta , se comporta de diferente manera.

Alvaro13mx
Alvaro13mx
Lector
6 julio, 2011 2:51

Exelente articulo pero francamente utilizar los nombres en español son horribles y el mismo articulo usar nombres en ingles como blink,onslaught,banshee y se entienden cierto nombres castellizados como forja,gambinto y hasta lobezno pero utilizar nombres como dyscordia,arribistas,fuego reinante quien demonios son esos

darquez
darquez
Lector
6 julio, 2011 3:45

Pedazo artículo, hasta parece que tiene todos los retcons que se han ido mandando con el paso del tiempos.
 
De todos lo que has comentado tal vez lo que menos me suene es lo del Proyecto Matriz Negra, que ahora no me acuerdo si era algo en lo que  Gambito o los summers estaban implicados.
 
Sobre lo que comentas Alvaro13mx, a riesgo de equivocarme en el artículo hay nombres en inglés porque en España no se llegaron a traducir ni Onslaught, ni Banshee. En el caso de Blink creo que si la llamaban destello.
 
Dyscordia=Stryfe
Arribistas=Upstarts
Fuego Reinante=Reingfire

darquez
darquez
Lector
6 julio, 2011 3:47

Pedazo artículo, hasta parece que tiene todos los retcons que se han ido mandando con el paso del tiempos.
CORRECCIÓN:
Pedazo artículo, hasta parece que tiene SENTIDO todos los retcons que se han ido mandando con el paso del tiempo.

Alvaro13mx
Alvaro13mx
Lector
6 julio, 2011 8:07

Gracias Darquez x aclarar mi duda pero fuera de los personajes conocidos en españa muchos lectores si agradeceríamos los nombres en ingles

Werther Volkhavaar
Werther Volkhavaar
6 julio, 2011 17:39

Si bueno, yo entiendo perfectamente que los nombres en castellano son muy conocidos en España, particularmente, me parece que poner el nombre en inglés entre paréntesis para los demás sería la opción más diplomática, yo me perdí en algunas cosas hasta la aclaración de darquez, por lo demás, extremádamaente interesante el post. Saludos.

herb_b
herb_b
Lector
7 julio, 2011 20:11

Mi teoria sobre logan es que con su factor de recuperacion, no necesita, no ya descansar, sino que ni dormir, asi que claro, le sobran horas y en un dia hace lo que otros en tres… ahora en serio, el articulo poco tiene que ver con cisma, solo un unico parrafo ¿no? . Lo demas, mucho curro, pero poca relaccion con el tema.

darquez
darquez
Lector
7 julio, 2011 23:35

Yo entiendo el resumen como un repaso a las diferentes facciones mutantes desdes la aparición de estos así como los líderes o figuras determinantes en la comunidad mutantes
 
¿Que que tiene que ver con cisma?
Desde el día M muchos mutantes se resguardaron bajo la protección de los x.men, tras complejo de mesías facciones como los acolitos o los merodeadores se disolvieron para unirse con otros mutantes en San Francisco y luego en la isla de Utopía. Con la llegada de Advenimiento la mayor parte de la comunidad mutantes luchó contra  un enemigo común mostrandose como un pueblo bajo la bandera de los x-men.
Ahora cuando más unidos han estado comienzan a resquebrajarse todo por las decisiones tomadas para mantenerse vivos. Si el artículo iba sobre las facciones mutantes a lo largo de la historia, este cisma promete una ruptura dentro de la propia patrulla-x.
 
El juego continua.